Your SlideShare is downloading. ×
  • Like
Mis experiencias en la cría del canario roller
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Now you can save presentations on your phone or tablet

Available for both IPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Mis experiencias en la cría del canario roller

  • 1,445 views
Published

 

  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
1,445
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
0
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Mis experiencias en la cría del canario Roller.Antonio Ramos Bulnes. (España) La serie de comentarios que hoy se inician, no tienen otro objetoque dar a conocer unos hechos basados en mi propia experiencia yrecopilados a lo largo de un buen número de años dedicados a la cría delCanario Roller. Mi interés por el canario Roller se debe sin duda a la influencia dever a mi padre con canarios Roller de tan atrás como puedo recordar, yposteriormente, ya a mis 18 años, este interés fue en aumento y quedóarraigado en mi con motivo de los primeros Concursos del Grupo Astur deCanaricultores de Gijón, en los cuales actuaba como Juez el Sr. Mariné, dequien guardo muy gratos recuerdos y aún conservo unas notas suyassobre el canto del Canario Roller que tuvo la gentileza de dedicarme. Perono se trata de contarles <<mi vida >>. Se trata de relatar hechos yexperiencias y vamos al grano. Empezare por las hembras, Mis hembras pasan el invierno en elexterior, casi a la intemperie, en un pequeño balcón-terraza, alojadas enuna jaula del tipo llamado cajón, esto es, con solamente el frente dealambre. Este mismo tipo de jaula es usado también para la cría, que selleva a cabo en el interior. Los rigores del invierno aquí también a veces sehacen sentir y en inviernos pasados he visto los bebederos hecho unsólido bloque de hielo. La única protección que tienen durante la noche esun plástico cubriendo el ir frente de la jaula. Las hembras no parecenacusar estas temperaturas bajas, quizá debido a que ya en Julio, cuando latemporada de cría ha llegado a su fin, pasan al exterior, tienen tiempo deirse aclimatando la temperatura ambiente. Por otra parte, también sin duda, la alimentación influyenotablemente. Diariamente tienen a su disposición alpiste, nabina y colza,además de verduras (lechuga, hojas de coliflor, etc.) y fruta, en particularmanzana, pero también plátano, tomate, naranja, zanahoria cruda cortadaen tajadas finas, etc. Además de esto, tiene su (llamémosla golosina)ración de negrillo unas veces, otras mezcla de semillas, otras, muy pocas,algo de cañamón, y un preparado a base de semillas remojadas que seráexplicado más adelante, y también harina de maíz en seco, todo elloalternándose uno con otro. Diariamente y no importa en qué condiciones climatológicas, a lasocho de la mañana tienen su baño, y he de confesar que me admira lasatisfacción y alegría que demuestran al bañarse. Estos síntomas son paramis indicativos de salud y vigor.
  • 2. El preparado a base de semillas remojadas lo hago en la formasiguiente: unas dos cucharadas de nabina, una de colza, una cucharilla deVitavena, otra de harina de maíz, y otra de pan rallado o bizcocho, estascantidades son variables según la cantidad de semillas. Naturalmente, conestos ingredientes secos, la mezcla necesita de un poco de agua paraconseguir que la citada mezcla llegue a ser suave, esponjosa y ligeramentehúmeda. Este preparado, y concretamente en mi caso, pues los pájaros yavienen acostumbrados a esto desde hace años, lo comen muy bien, y loque es más importante, les va bien. Su preparación es rápida, simple y el sobrante puede conservarse enun frigorífico durante dos o tres días sin problemas. Con esta alimentación que creo muy completa, las hembras llegan almes de Febrero mostrando algo de grasa en la pechuga y vientre, y quedesaparece después de la primera semana de incubación. Aún cuando enla opinión de algunos criadores, estas hembras suelen tener problemastanto en la puesta como en el cebado de sus crías, debo apuntar quenunca he observado problemas en este aspecto, más bien al contrario, lapuesta es normal, los huevos de buen tamaño y su número en la puestasuele ser de cinco. El motivo de tener las hembras en el exterior durante el invierno, ypasarlas dentro de casa en febrero, tiene por objeto adelantarlas para lacría, ya que el cambio de temperatura y el mayor número de horas de luz,las hace ponerse en condiciones de criar rápidamente, Soy partidario deiniciar la temporada de cría pronto (principio de Marzo) para cerrarTambién antes, final de Junio o principio de Julio, fechas éstas en las queel calor comienza estas en las que el calor comienza. Durante la cría, y para cebo de los pichones, uso únicamente elpreparado que mencioné antes, ya desde hace años con resultados muybuenos. Las hembras acostumbradas a esta comida ceban muy bien, y lospichones desarrollan bien y rápido. Una vez los pichones fuera del nido,continúo suministrándoles esta mezcla diariamente, además de lassemillas normales (alpiste, nabina, colza y negrillo), hasta que hayancompletado la muda. En este momento, es refuerza con algo de cañamón. Una de las cosas que creo es un error, y he visto hacerlo a muchoscriadores, es retirar los huevos claros a los 6 u 8 días de incubación y conesto forzar a la hembra a hacer una puesta más rápida. En mi opinión, estoes perjudicial para la hembra y no creo que realmente se consigaadelantar en muchos días la puesta siguiente. Personalmente nunca retiro
  • 3. los huevos a ninguna hembra, aun cuando vea que están claros alcontrario, dejo que están claros, al contrario, vea que la hembra contrario,dejo que la hembra continúe sobre los huevos durante 14 o 16 días, hastaque por propia voluntad abandona el nido. Proceder de otra forma esromper el ciclo natural de puesta, incubación y cría de pollos. Si los huevosestán claros, la hembra comprende esto y, como digo, abandona el nido,preparándose por su instinto natural para la próxima puesta. Los pájaros,al igual que nosotros, tienen su sistema nervioso y debemos procurar noalterarlo.