<ul><li>CAPITULO  5 </li></ul>
CAPÍTULO 5 AHORA SE NOS DEMOSTRARÁ EN LOS VERSÍCULOS DEL 6 AL 11 LOS RESULTADOS Y BENEFICIOS  DE LA JUSTIFICACIÓN POR LA F...
<ul><li>1. Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios  </li></ul><ul><li>El juicio ante el tribunal a conclu...
<ul><li>2. por quien también tenemos entrada por la fe a esta gracia en la cual estamos firmes, y nos gloriamos en la espe...
<ul><li>sino que también nos gloriamos en las tribulaciones,  </li></ul><ul><li>El hecho de sufrir por la causa del evange...
<ul><li>sabiendo que la tribulación produce paciencia;  (Heb. 10.36; Stg. 1.3). </li></ul><ul><li>” Paciencia” es sinónimo...
<ul><li>y la prueba, esperanza;  </li></ul><ul><li>La esperanza se relaciona con el futuro el cual será bendecido. </li></...
<ul><li>6. Porque Cristo, cuando aún éramos débiles, a su tiempo murió por los impíos.  </li></ul><ul><li>“ a su tiempo”, ...
<ul><li>1- “Lo que es mío, es mío; y lo que es tuyo, es tuyo.”   Estos son los justos porque dan a cada quien lo que merec...
<ul><li>3- “Lo que es mío, es tuyo; y lo tuyo, que siga siéndolo.”  Están constituidos por los piadosos que dan todo para ...
<ul><li>con todo, pudiera ser que alguno osara morir por el bueno. </li></ul><ul><li>Seguramente lo haría el de la tercera...
<ul><li>9. Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre,  </li></ul><ul><li>Esa sangre era:   </li></ul><ul><li>In...
<ul><li>seremos salvos de la ira. </li></ul><ul><li>Del castigo por las transgresiones pasadas </li></ul><ul><li>10. Porqu...
<ul><li>seremos salvos por su vida. </li></ul><ul><li>El murió para salvarnos y “por su vida”, o sea, la resurrección se a...
<ul><li>por el Señor nuestro Jesucristo, por quien hemos recibido ahora la reconciliación. </li></ul><ul><li>En vez de la ...
<ul><li>Entró en el universo por Satanás (Ez. 28.22-19; Is. 14.12-15; Lc. 10.18; 1 Jn. 3.8; Apoc. 12.3,4).  </li></ul><ul>...
<ul><li>13. Pues antes de la ley, había pecado en el mundo;  </li></ul><ul><li>El pecado trajo como consecuencia la muerte...
<ul><li>De acuerdo a esto, entendemos, que los hombres no estamos sujetos a la muerte por nuestros pecados propios, sino p...
<ul><li>14. No obstante, reinó la muerte desde Adán hasta Moisés, aun en los que no pecaron a la manera de la trasgresión ...
<ul><li>15. Pero el don no fue como la trasgresión; porque si por la trasgresión de aquel uno   Adán </li></ul><ul><li>mur...
<ul><li>la gracia y el don de Dios </li></ul><ul><li>Gracia abundante y don de justicia </li></ul><ul><li>por la Gracia de...
<ul><li>porque ciertamente el juicio vino a causa de un solo pecado para condenación, pero el don vino a causa de muchas t...
<ul><li>17. Pues si por la de uno reinó la muerte, </li></ul><ul><li>Como una persona que se cierne sobre la humanidad pec...
<ul><li>18. Así que, como por la trasgresión de uno vino la condenación a todos los hombres, de la misma manera por la jus...
<ul><li>19. Porque así como por la desobediencia de un hombre los muchos fueron constituidos pecadores, así también por la...
<ul><li>20. Pero la ley se introdujo para que el pecado abundase; mas cuando el pecado abundó, sobreabundó la gracia;  </l...
<ul><li>21. para que así como el pecado reinó para muerte,  </li></ul><ul><li>En todo el mundo reinó el pecado, y por tant...
<ul><li>Aquí concluimos  el capitulo 5  de  </li></ul><ul><li>Romanos </li></ul>
PROXIMA CLASE: ROMANOS CAPITULO  6
 
PROFESOR:  FRANK CATANO
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Romanos Cap.#5

3,602

Published on

La epistola de Pablo a los romanos capitulo 5. Desglosada versiculo por versiculo es una excelente presentacion de estudio biblico personal por Freddy Monterroza y editada por Agape instituto para la clase de romanos.

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
3,602
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "Romanos Cap.#5"

  1. 2. <ul><li>CAPITULO 5 </li></ul>
  2. 3. CAPÍTULO 5 AHORA SE NOS DEMOSTRARÁ EN LOS VERSÍCULOS DEL 6 AL 11 LOS RESULTADOS Y BENEFICIOS DE LA JUSTIFICACIÓN POR LA FE, COMO GLORIARSE EN LAS TRIBULACIONES PORQUE ÉSTAS PRODUCEN PACIENCIA, ASI CÓMO OBTENER EL AMOR DERRAMADO POR EL ESPÍRITU SANTO EN NUESTROS CORAZONES Y DE CÓMO SE ENCONTRABA EL MUNDO CUANDO CRISTO MURIÓ POR ÉL.
  3. 4. <ul><li>1. Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios </li></ul><ul><li>El juicio ante el tribunal a concluido, habiéndose firmado las condiciones de la reconciliación y el primer beneficio que obtenemos es paz para con Dios. </li></ul><ul><li>por medio de nuestro Señor Jesucristo; </li></ul><ul><li>por la reconciliación del hombre con Dios, por medio de nuestro Señor Jesucristo, el cristiano tiene acceso a Dios por su nueva condición de hijo 1 Cor. 15.1; 2 Cor. 5.17). </li></ul>
  4. 5. <ul><li>2. por quien también tenemos entrada por la fe a esta gracia en la cual estamos firmes, y nos gloriamos en la esperanza de la gloria de Dios. </li></ul><ul><li>Como sacerdotes del Nuevo Pacto, el creyente tiene acceso hasta el mismo Lugar Santísimo, ya que el velo que separaba a Dios con el hombre fue roto en dos por Cristo Jesús (Mt. 27.51; Heb. 10.19) </li></ul>
  5. 6. <ul><li>sino que también nos gloriamos en las tribulaciones, </li></ul><ul><li>El hecho de sufrir por la causa del evangelio aun cuando parezca un contrasentido nos produce felicidad. Muchos en el mundo son atribulados por sus causas ideológicas y hasta mueren por ellas, cuánto más nosotros por una Causa tan verdadera. </li></ul>
  6. 7. <ul><li>sabiendo que la tribulación produce paciencia; (Heb. 10.36; Stg. 1.3). </li></ul><ul><li>” Paciencia” es sinónimo de resistencia, o sea, resistencia antes las pruebas sin sufrir ninguna pérdida, como el oro que entre más se calienta en la hornaza se convierte en más puro (Prov. 17.3; 27.21). </li></ul><ul><li>4. y la paciencia, prueba; </li></ul><ul><li>Experiencia o carácter probado (Sal. 94.12; 2 Cor. 1.3-5’ Gál. 4.19; Ef. 4.14,15). </li></ul>
  7. 8. <ul><li>y la prueba, esperanza; </li></ul><ul><li>La esperanza se relaciona con el futuro el cual será bendecido. </li></ul><ul><li>5. y la esperanza no avergüenza; porque el amor </li></ul><ul><li>Amor “ágape”, el amor divino, que da sin esperar nada a cambio, o sea, el amor desinteresado (Jn. 3.16; Ef. 5.25) </li></ul><ul><li>de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que nos fue dado. </li></ul>
  8. 9. <ul><li>6. Porque Cristo, cuando aún éramos débiles, a su tiempo murió por los impíos. </li></ul><ul><li>“ a su tiempo”, “cuando éramos débiles”, cuando no podíamos hacer nada, porque éramos enemigos. </li></ul><ul><li>7. Ciertamente, apenas morirá alguno por un justo; </li></ul><ul><li>Según Adán Clark los judíos dividían en cuatro clases a los hombres de acuerdo a su carácter moral, es decir, por la manera en que dicen: </li></ul>
  9. 10. <ul><li>1- “Lo que es mío, es mío; y lo que es tuyo, es tuyo.” Estos son los justos porque dan a cada quien lo que merece. </li></ul><ul><li>2- “Lo que es mío, es tuyo; y lo que es tuyo, es mío.” Son los acomodados que piden prestado y prestan. </li></ul>
  10. 11. <ul><li>3- “Lo que es mío, es tuyo; y lo tuyo, que siga siéndolo.” Están constituidos por los piadosos que dan todo para bien de los demás </li></ul><ul><li>4- “Lo que es tuyo, es mío, y lo que es mío es mío.” Éstos representan a los impíos, los que toman todo y no dan nada. </li></ul><ul><li>La pregunta que cabría hacernos es: ¿Quién moriría por uno de los de la primera clase? </li></ul>
  11. 12. <ul><li>con todo, pudiera ser que alguno osara morir por el bueno. </li></ul><ul><li>Seguramente lo haría el de la tercera clase. </li></ul><ul><li>8. Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. </li></ul><ul><li>mereciendo nosotros la muerte, Jesús ocupa nuestro lugar. </li></ul>
  12. 13. <ul><li>9. Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, </li></ul><ul><li>Esa sangre era: </li></ul><ul><li>Inocente (Mt. 27.4,19,24). </li></ul><ul><li>Preciosa (1 P. 1.18,19). </li></ul><ul><li>Limpia (1 Jn. 1.9) </li></ul><ul><li>por él </li></ul><ul><li>Por lo que Él sufrió por nosotros. </li></ul>
  13. 14. <ul><li>seremos salvos de la ira. </li></ul><ul><li>Del castigo por las transgresiones pasadas </li></ul><ul><li>10. Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, </li></ul><ul><li>Era necesaria la reconciliación para vencer la enemistad </li></ul>
  14. 15. <ul><li>seremos salvos por su vida. </li></ul><ul><li>El murió para salvarnos y “por su vida”, o sea, la resurrección se avaló o garantizó nuestra salvación </li></ul><ul><li>11. Y no sólo esto, sino también nos gloriamos en Dios </li></ul><ul><li>Ahora experimentamos una gran paz al sentirnos reconciliados con el Todopoderoso. ¡Aleluya! </li></ul>
  15. 16. <ul><li>por el Señor nuestro Jesucristo, por quien hemos recibido ahora la reconciliación. </li></ul><ul><li>En vez de la ira, esperamos la gloria eterna. </li></ul><ul><li>12. Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron. </li></ul><ul><li>Secuencia de la entrada del pecado al mundo: </li></ul>
  16. 17. <ul><li>Entró en el universo por Satanás (Ez. 28.22-19; Is. 14.12-15; Lc. 10.18; 1 Jn. 3.8; Apoc. 12.3,4). </li></ul><ul><li>Entró en la tierra por Adán (Gn. 2.16,17; Ro. 5.12; 1 Co. 15.22; 1 Tm. 2.13). </li></ul><ul><li>Pecado significa “errar el blanco”, se refiere a cualquier acto del hombre que no da la gloria a Dios (Ro. 3.23). </li></ul><ul><li>También significa “pasar la línea prohibida” (Jn. 3.4; Hch. 1.25; Stg. 2.11). </li></ul>
  17. 18. <ul><li>13. Pues antes de la ley, había pecado en el mundo; </li></ul><ul><li>El pecado trajo como consecuencia la muerte desde Adán </li></ul><ul><li>pero donde no hay ley, no se inculpa de pecado. </li></ul>
  18. 19. <ul><li>De acuerdo a esto, entendemos, que los hombres no estamos sujetos a la muerte por nuestros pecados propios, sino por el quebrantamiento de Adán, pues por ella entró al mundo con su simiente la muerte y corrupción en su misma naturaleza, sumadas a su depravación personal. </li></ul>
  19. 20. <ul><li>14. No obstante, reinó la muerte desde Adán hasta Moisés, aun en los que no pecaron a la manera de la trasgresión de Adán, el cual es figura </li></ul><ul><li>Figura significa “tipo” “modelo” o “semejanza” </li></ul><ul><li>del que había de venir. </li></ul><ul><li>El Mesías. Nuestro Salvador personal. </li></ul>
  20. 21. <ul><li>15. Pero el don no fue como la trasgresión; porque si por la trasgresión de aquel uno Adán </li></ul><ul><li>murieron los muchos, </li></ul><ul><li>“ Muchos” se refiere a toda la humanidad </li></ul><ul><li>abundaron mucho más para los muchos </li></ul><ul><li>Jesús murió por todos los hombres gratuitamente, es decir, por gracia. </li></ul>
  21. 22. <ul><li>la gracia y el don de Dios </li></ul><ul><li>Gracia abundante y don de justicia </li></ul><ul><li>por la Gracia de un hombre, Jesucristo. </li></ul><ul><li>Quien dice: “Vengan a mi todos los que estéis trabajados y cansados que yo os haré descansar.” </li></ul><ul><li>16. Y con el don no sucede como en el caso de aquel uno que pecó; </li></ul><ul><li>Adán quien nos heredó el estado de pecado. </li></ul>
  22. 23. <ul><li>porque ciertamente el juicio vino a causa de un solo pecado para condenación, pero el don vino a causa de muchas transgresiones </li></ul><ul><li>Que los hombres han cometido en toda la historia de la humanidad </li></ul><ul><li>para justificación. </li></ul><ul><li>Gratis se ofrece la justificación y por ende la vida eterna. </li></ul>
  23. 24. <ul><li>17. Pues si por la de uno reinó la muerte, </li></ul><ul><li>Como una persona que se cierne sobre la humanidad pecadora </li></ul><ul><li>mucho más reinarán en vida por uno solo, Jesucristo, </li></ul><ul><li>La gracia redime del reinado de la muerte y otorga la vida eterna. </li></ul><ul><li>los que reciben la abundancia de la gracia y del don de la justicia. </li></ul><ul><li>La gloriosa justificación. </li></ul>
  24. 25. <ul><li>18. Así que, como por la trasgresión de uno vino la condenación a todos los hombres, de la misma manera por la justicia de uno vino a todos los hombres la justificación de vida. </li></ul><ul><li>Por Adán morimos, por nuestro Señor Jesucristo vivimos. </li></ul>
  25. 26. <ul><li>19. Porque así como por la desobediencia de un hombre los muchos fueron constituidos pecadores, así también por la obediencia de uno, los muchos serán constituidos justos. </li></ul>
  26. 27. <ul><li>20. Pero la ley se introdujo para que el pecado abundase; mas cuando el pecado abundó, sobreabundó la gracia; </li></ul><ul><li>Significa que el pecador arrepentido recibe mucho más en Cristo que lo que ha perdido en Adán. </li></ul>
  27. 28. <ul><li>21. para que así como el pecado reinó para muerte, </li></ul><ul><li>En todo el mundo reinó el pecado, y por tanto, también la muerte </li></ul><ul><li>así también la gracia reine por la justicia para vida eterna mediante Jesucristo, Señor nuestro. </li></ul><ul><li>Pero, únicamente aquellos que acepten esa gracia serán justificados. </li></ul><ul><li>Conclusión </li></ul>
  28. 29. <ul><li>Aquí concluimos el capitulo 5 de </li></ul><ul><li>Romanos </li></ul>
  29. 30. PROXIMA CLASE: ROMANOS CAPITULO 6
  30. 32. PROFESOR: FRANK CATANO

×