Your SlideShare is downloading. ×
S ab o r A r t í s t i c o
                      l a R ev i s t a
                 Nº 17 - Diciembre, 2009




           ...
Sabor Artístico, la Revista
       A nt o l o g í a                                             Edi t o r i a l
     I E n...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009   3




I Antología Poética Editada
                        de

    ...
4      Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009
                     I Encuentro Sabor Artístico
            ...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                  5

Se fueron presentando, se fueron...
6     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009
Estas son algunas impresiones de los participantes:
     Yo me...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                    7




Y en medio de ese compartir...
8     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




      Flores del valle verde                          La c...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                         9

                         ...
10     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




                                        A la derecha del ...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                11

           Hay formas de amarte  ...
12     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




                                       La libélula dorada...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                13

                                 ...
14     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




                          Te quiero así
Te quiero así,
ta...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                               15

                                  ...
16   Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




                          Lloran los ojos sus lágrimas sola...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                          17




                                    ...
18     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009
saliendo por la puerta corrediza de vidrio. ¡Hola Carlos! ¿Có...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                  19

                               ...
20   Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009

                                 Amor al estilo Carranza

    ...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                       21




                            D. Jacinto ...
22    Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009
                         Poema “Inédito” de Jacinto Rojas
    ...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                   23

Tercer premio:                            Cuar...
24    Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




                                El café de los escritores
...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                  25

                  Guitarra     ...
26    Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




          Amor marchito                                 Le...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                                    27




                          ...
28     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




             Y es lo opuesto V. S.
   Nace el grito en la...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009           29

                                    La selva y sus áng...
30     Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




                                                         ...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                          31

                                   Cuan...
32   Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009

     M
     I                                                 ...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                         33




                                   Ha...
34    Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009




                             Ni una más
    -¿Cómo se lo v...
Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009                        35

   Eso ocurrió, ocurre, muchas veces, per...
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009

1,801

Published on

Revista mensual que publica el foro Sabor Artístico, hermanando diversos foros literarios.

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
1,801
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
11
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "RSA17-Sabor Artistico-La Revista-Diciembre 2009"

  1. 1. S ab o r A r t í s t i c o l a R ev i s t a Nº 17 - Diciembre, 2009 Palabras de colores Poetas Universales La d y El Mundo R i m a n d o de la Jardín H a l c ó n Poesía de Amigos Piensa en A m is t a d de la Verso y Poesía Aires de Poesía Libertad Josxavi Josxavi Poetas Mini Sabor Somos Modernos Tierra de ficciones Artístico Poesía Poetas
  2. 2. Sabor Artístico, la Revista A nt o l o g í a Edi t o r i a l I E nc ue nt r o C o m e nz a m o s un 2 0 0 9 a c o m p a ñá nd o no s c o n a m i s t a d , p o e s í a y a r t e , a t r a vé s d e l f o r o , l a s revistas, los homenajes y los programas de radio. C o l a b o r a n: H e m o s c r e c i d o j unt o s , e n c a nt i d a d d e g e nt e , e n AIRES DE LIBERTAD c a nt i d a d d e f o r o s c o n l o s q ue c o m p a r t i m o s AMIGOS DE LA POESÍA nue s t r a s p o e s í a s , e n c a nt i d a d d e p o e m a s y e n c a l i d a d d e p e r s o na s c o n l a s c ua l e s no s t o p a m o s a EL MUNDO DE LA POESÍA d i a r i o e n s e nt i m i e nt o , c ua nd o p a s e a m o s p o r s us JARDÍN DE AMISTAD Y POESÍA o br a s . JOSXAVI L A D Y H A L C ÓN Y e l t i e m p o no s a p r e m i a y no s r e q ui e r e p a r a q ue s i g a m o s a nd a nd o e n e l c a m i no , p a r a q ue s i g a mo s m e j o r a nd o dí a a dí a , c r e c i e nd o , M I NI F I C C I O NE S e s p a r c i é nd o no s y c o no c i é nd o no s c a d a d í a un p o q ui t o m á s . PIENSA EN VERSO POETAS MODERNOS POETAS UNIVERSALES Y llegan las Navidades, y el mensaje de Paz y Felicidad debe estar siempre presente en nue s t r a s m e s a s , e n nue s t r a s c a s a s , e n nue s t r a s vi d a s . RI M A ND O S A B O R A RT Í S T I C O SOMOS POESÍA Y pronto el 2010, dejando atrás un Fantástico A ño q ue no s a yud ó a c r e c e r j unt o s , p a r a a d e nt r a r no s e n un a ño e n e l q ue e s p e r a m o s s e g ui r c r e c i e nd o , c o m p a r t i e nd o y ha c i e nd o c a d a TIERRA DE POETAS d í a , y e n c a d a m o m e nt o , un e s p a c i o d e s ue ño s , f e l i c i d a d y a mi s t a d . S up l e m e nt o : DIFUSIÓN YOGA Y SALUD P or eso, para todos los Foros participantes y s us f o r i s t a s , S a b o r A r t í s t i c o l e s d e s e a una Feliz Navidad y una Año Nuevo próspero para que ENTREVISTA entre todos Sigamos creciendo. 1 4 d e d i c i e mb r e , 2 0 0 9 ¡ Gr a c i a s ! Y ¡ B u e n a v i d a a t o d o s ! Sabor Artístico - la Revista, nº 16 del Foro Sabor Artístico está licenciada bajo Creative Commons Reconocimiento - No comercial - Compartir bajo la misma licencia 3.0 Unported License. Sabor Artístico - la Revista, nº 16 by Foro Sabor Artístico is SABOR ARTÍSTICO, LA REVISTA licensed under a Creative saborartistico@hotmail.com saborartistico@gmail.com Commons Attibution - Non SABOR ARTÍSTICO, EL FORO Commercial - ShareAlike under the same 3.0 Unported License. http://saborartistico.foroespana.com/ D I RE C C I Ó N EDICIÓN Y MAQUETACIÓN E d ua r d o C o r t e s e A me l i a P r i e t o COLABORADOR@S: Olga San Isidro y María de Lourdes González
  3. 3. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 3 I Antología Poética Editada de Sabor Artístico No te olvides de participar en la Antología Artística del foro, sigue las bases en Picad aquí
  4. 4. 4 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 I Encuentro Sabor Artístico Buenos Aires, 21 noviembre, 2009 El sábado 21 de noviembre 2009, se llevo a cabo en el Resto Magno el primer encuentro de Sabor Artístico. En él participaron algunos integrantes del foro en Argentina. Ellos fueron: Catalina de Alvarado Alicia Moreno Carlos Martínez Rubén Sada Cristina Ruiz Claudia Serafín (Eliclef) Marita (Civetta) Eduardo Cortese Carlos Di Nardi Yesica Ruiz Sonia Marelli Encuentro con sabores Un encuentro que se desarrollaba entre: las expectativas de muchos y la incertidumbre de saber quienes eran, así se fue presentado el momento de acercarse, encuentro que no contenía solo la participación de los presentes sino de todos aquellos ausentes, los cuales a través de su cariño, su apoyo y sus ganas de estar, lo sostenían, aún en la distancia.
  5. 5. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 5 Se fueron presentando, se fueron conociendo, compartieron su arte, sus recuerdos, entre brindis y sonrisas. Un momento sin duda que, marcado por la calidez de sus integrantes dio inicio a un espacio de encuentro.
  6. 6. 6 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Estas son algunas impresiones de los participantes: Yo me sentí muy bien, me pareció que hubo mucha armonía entre todos los que participamos, estoy muy feliz con los integrantes este foro. Catalina de Alvarado Para mi, realmente fue una experiencia gratificante conocer a personas con las que comparto el mismo gusto por la poesía. Desearía que se realice otro encuentro similar para seguir compartiendo. Rubén Sada Para mi fue muy agradable el encuentro, a pesar de que el tiempo no ayudó, éramos pocos y parecía que nos conocíamos de antes, fue todo muy cordial, me gustó mucho la calidad de gente, y digo más, lo repetiría a menudo. Carlos Martínez El primer encuentro de Sabor Artístico fue muy bueno. Como experiencia personal y grata, conocí y encontré a nuevos amigos, quienes se han brindado con lo mejor de cada uno. Claudia Serafín (Eliclef) Mi experiencia en el encuentro fue hermosa. Encontré un grupo de gente humilde. Deseamos las mismas metas y fundamentalmente escribimos nuestras propias vivencias, y eso nos une más. Fue un placer abrazarlos y espero seguir compartiendo muchos momentos más y que nuestra amistad prospere cada día. Alicia Moreno La alegría del encuentro me hizo dar cuenta de que aquellos que están del otro lado de la pantalla de mi PC son personas reales, tangibles y que puedo tocar, mirar y abrazar y es gracias a Sabor Artístico que pudimos reunir personas de calidad y calidez humana indescriptible. Eduardo Cortese
  7. 7. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 7 Y en medio de ese compartir llego la propuesta sobre la realización de una Antología para integrar a todos los poetas del Foro, la cual fue recibida con alegría y aceptación. Entre el almuerzo, el brindis y alguna que otra foto, el encuentro se hacia cada vez más familiar, más grato. El tiempo transcurría y todos disfrutaban de algo maravilloso que los unía y los identificaba, la Poesía. Civetta (Marita González)
  8. 8. 8 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Flores del valle verde La casa no es igual Asomo lento en el camino Que silencio distinto hay en la casa, dudando de ser pan y galleta En tu cuarto, tu música no se siente, no entiendo lo que veo Tu tele apagada; a distancia de cometa No se ven más tus programas preferidos, y sigo sigo mi destino Ya no se oye tu risa, con las ocurrencias de los actores, voy por mi naturaleza y me entierro en el verde Me hundo en el silencio, pasto disfrutando la riqueza Para poder escuchar el eco de tu voz, el alma vuela y se pierde Pero solo el silencio me responde, mas allá de la oscura aurora Cierro los ojos, te busco en ese cuarto vacío, Queriendo verte caminar despacio, Es la mañana el campo y el oro la luz de mil razones Quiero correr a abrazarte, besarte, la tibieza del viento amarillo Pero solo la oscuridad es lo que veo, el corazón enamorado Desde aquel momento me siento muy vacío, el hielo se disuelve A pesar de no estar solo, que alegría pero lloro Pero es un silencio distinto, lo feliz que soy escribo Un silencio de dolor, una lágrima lenta cae De saber que ya nunca más, y nadie ve nadie sabe Te volveré a ver ni a escuchar, que estoy feliz y lloro Tendré que vivir recordándote como eras, Y El me dijo en un Versículo Imaginando que llegarás en algún momento, esta noche de primavera Aunque eso es imposible, "No me elegisteis vosotros a mí, Pero a veces tenemos que usar la imaginación, sino que yo os elegí a vosotros, Para no volvernos locos, y os he puesto para que llevéis Así poder vivir con este dolor, fruto, y vuestro fruto permanezca." Tratando que sea mas leve y no olvidarnos nunca de ti. Juan 15:16 Abelardo Asomo lento en el camino Al mirarte crucé... entrevistando la tarde rosas me saludan con alarde Las mil ilusiones de tu mirada, y en bardo del prado encino pudiendo acaparar tus ojos; me convierto en las flores mi horizonte en tu mundo, y ajeno al mundo recibo al mirarte crucé mi sueño... el menester y los amores Las contemplaciones de tu cielo soñante, de todo lo sabio y vivo anhelando mil noches de tu luz bella; Mi bella ansia duermes mi universo en tu infinito, donde estás oculta cuando al mirarte crucé mi vida... voy por el parque feliz Las estaciones de tu ser, como cielo con raíz cautivando los hechizos en mis sentidos; un árbol sembrado en las nubes mi naturaleza en tu encanto, a la luna como corona al mirarte crucé mi alma... y el tiempo sin distancia ¿donde estás? amor ¿donde? Mi corazón en lo apreciado, el asomo en tu ganancia a tus valles esbeltos envolventes; al mirarte crucé mi razón... Cortes Hidalgo Frankz
  9. 9. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 9 Luna, eres mi esperanza Luna, que tan cerca, estas de las estrellas Como tu la tienes de cerca Haz que vuelva mi estrella Fugaz quisiera alcanzarla yo, Esa que me hace temblar, para poder amarla cada vez que la oigo hablar verla, para quererla tocarla, para sentirla Luna, luna blanca haz que no cambie en nada, Quiero luna de verano luna que dominas la noche para que caliente mi cuerpo que perdone mis reproches viva sus besos y sienta mis manos Dile que mi alma esta oscura y fría Luna, porque no me llevas porque se deprime contigo a lo mas alto como tus menguantes no me dejs aquí abajo porque rompo en llanto Luna, te quiero llena para tranquilizarme Luna que todo lo ves que sepa que no la olvido dile que no la quiero perder ni un solo instante haz que escuche mi lamento dile que desde aquí la siento. Luna transparente ilumina mi semblante Luna tráela hacia mi, para que vea no permitas nunca mis ojos brillantes ninguna nube la oculte ni apague su fulgor Luna, luna… la quiero tanto pero tengo miedo, Quiero que brille en el cielo porque esta tan alta como brilla en mi corazón que no la alcanzo un amor tan grande jamas se apagará. Luna que todo lo ves, dile, que me muero por ella Manel que no me olvide jamás que será siempre mi ESTRELLA G u i t ar r a d e m i A n d al u c í a …guitarra que canta ¡Ay, guitarra de mi Andalucía¡ ...........guitarra que llora Que de lágrimas, mis ojos empañas, Son lamentos y jipíos Y aunque no consuelas mis penas, De la raza mora……… Haces correr por mis venas La sangre roja y bravía, Cuando oigo los sones de una guitarra ¡Ay, guitarra de mi Andalucía¡ Algo en mi interior se desgarra. ¡Ay, guitarra de mi Andalucía ¡Ay, guitarra que canta y que llora, Que estar lejos de ti es la pena mía¡ ¡Ay¡ guitarra, consuélame ahora En esta pena, pena mía. Guitarra que cantas y que lloras. Guitarra de cuerdas sonoras Luis Cuevas López Que siempre me acompañas. ¡Guitarra¡ ¡Guitarra mía¡
  10. 10. 10 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 A la derecha del roble Mi humilde homenaje a Mario Benedetti no sé si alguna vez lo han pensado ustedes es tan triste tu regalo me dijo pero llegar a ver la luz ... donde aparentemente tan grande es mi amargura sólo hay sombra... es una virtud que depende que hubiera deseado cualquier otro presente fundamentalmente de una cosa que no hablara de ausencias ni desventuras que uno se sienta serenamente en paz consigo mismo ............ siempre fuiste un inconsciente ¿no sabes regalarme lo que regala todo el mundo? aquel año olvidé las flores ............ un poema de Benedetti... por ejemplo que siempre me acompañan cuando voy a verla o una canción de Roberto Carlos por eso... al emprender mi viaje o una película de Audrey Tautou pensé hacerle un pequeño ramillete o un viaje en tren... a cualquier parte menos a la guerra con aquellas cosas que me emocionaran por el camino o tus flores amarillas de siempre llevarle un manojo de sentimientos ........... .pero un pañuelo olvidado en un andén que aliviaran de alguna forma no... eso no. lo endémico de su amargura quise contarle ............ de un andén lo feliz que hizo mi ramillete de cosas tristes recogí por ejemplo el pañuelo de un soldado a un niño que ahora tiene un globo entre las manos que partió a la guerra ............ y a un ratón colorado ............ de la carpa de un circo que presume en el barrio de tener amigos recuperé un globo que salió volando ............ y a un gato que estaba de las manos de un payaso triste y azul por culpa de un desengaño ............ de un jardín nostálgico y que hoy está feliz... sólo azul... y otra vez enamorado rescaté a un escarabajo que luchaba ............ quise explicarle patas arriba a los pies de un árbol cómo un escarabajo se entretiene ahora y a un gato que estaba triste y azul escuchando en el Botánico los versos le ofrecí acompañarme un rato de un poeta junto a un roble para que pudiera escapar de su rutina pensé decirle... que el pañuelo del soldado ............ y con mi manojo de desventuras lo recogí expresamente para ella me dirigí esperanzado hacia su casa y que si un día aquel pañuelo dijo... adiós a medio camino... al pasar por una iglesia quizá no vuelva... no me olvides tropecé con un niño... que entre tanto adulto ahora decía en sus manos... hola... se acabó la guerra bostezaba de aburrimiento por fin estamos juntos ............ y sin pensarlo ni un segundo le dí pero callé mis labios... cogí el pañuelo el globo y mi cariño y me marché a un ratón colorado y sin amigos le presenté al gato que estaba triste y azul no sé si alguna vez lo han sentido ustedes ............ y al minuto se fueron ambos pero cuando la amargura se instala en los corazones de paseo por el barrio de aquellos que no quieren ver la luz el escarabajo me pidió... que por favor sobreviene en los alrededores un invierno le dejara patas abajo en el Jardín Botánico ............tan frío y desapacible a ser posible a la derecha de un roble que resulta imposible la vida donde un poeta con bigote a su izquierda escribía versos para enamorados por eso ella se quedó cuando por fin llegué a su casa por eso de mi desventurado ramo sólo quedaba yo me fui el pañuelo del soldado que dijo adiós José Manuel
  11. 11. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 11 Hay formas de amarte En serenidad (Serie "Hechizos de un silencio") - Soneto Cautivo con estrambote - Por las calles del corazón encontré tus manos Hay formas de decir transidas de olvido. que tu cielo es el mío al dar un beso, Junto a ellas al dar en la mirada un embeleso, las mías en serenidad. un callar oportuno dando tu bendecir. * Hay formas de ganar sin matar, sin herir, Fuimos tan solo un poco de viento sin sangrar por la herida algún preso que se convirtió en pasado sentimiento enfrascado, ser confeso mansos e irrepetibles. y si saber morir. ** Hay formas de vivir sin aquellas caricias, Tal vez era el destino encontrarnos con las noches calladas y los días cansados valientemente en la historia en los olvidos yertos de albricias, aún transitoriamente. *** hay formas de entregar mediodías amados Nuestro oficio fue llevar alas en sus sombras de pie - como milicias -, y volar hasta el pico del sol, hay formas amor mío de amarte... por mis prados... hasta la luz que nos acunaba Hay formas de tenerte para luego morir a mi lado presente con un beso, viviendo uno en el otro. hay formas vida mía... de amarte siempre preso... Avellaneda Juan José Silencio que desgarra el verso Serie: Lienzo de versos en prensado tiempo No hay benevolencia que acune este penar de vida, sitiada ha sido el alma con rutinas rompiendo noches, me conmuevo dentro de este espíritu en introspección y se nutre de puntos cardinales a la merced del viento. Viento en caminos que llevan gestos, luchas y voces, día que se combina con lamentos en la lengua; ¡Ay! este corazón se torna raza mixta, un pueblo, cayado de nubes que intenta auxiliar las horas… Sublime hechizo que convida búsqueda de sabiduría negociar aunque haya quebrantamiento del nosotros, así se angustie la infancia por no mirarse al espejo hago conciencia de mis intentos de besar la paz. He aquí el hambre de mi interior. He aquí la confesión de este vacio símbolo de sed... Deidad y idolatría en esta necesidad de poesía y, espinela al centro de la miel de tu mirada, mi existencia. Dolama habitada en mis huesos agotados de crisantemos, compendio bajo el cielo de instantes sin camuflaje, un pulso a pulso de este silencio que desgarra el verso mientras se entreabren mis labios tras mi agonía. Yolanda Román Derechos Reservados Octubre 28,2009
  12. 12. 12 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 La libélula dorada Hace ya muchos eones de tiempo, que habitaban los bosques las Hadas y las Ninfas. Convivían en natural armonía y de acuerdo a unas muy estudiadas leyes. Tanto las Hadas cómo las Ninfas eran libres de hacer cuanto quisieran en el bosque. Sólo había una prohibición: tomar contacto con los humanos. Pero, como viene ocurriendo en la historia, los jóvenes no quieren acatar ciertas leyes y aquí no podía ser de otra forma. En aquel bosque vivía una hermosa y joven ninfa llamada Adae. Adae era curiosa por naturaleza, y cuando empezó a escuchar extraños ruidos al otro lado del bosque. No pudo contener su curiosidad y se acercó para ver de donde provenían. Se trataba de una cuadrilla de hombres. Leñadores que talaban indiscriminadamente, todos los árboles que se hallaban en su entorno. Adae, pronto fijó su mirada en un joven y bien parecido leñador que se llamaba Rolando. Durante muchos días, Adae se acercó para ver a Rolando, escondida tras las jaras. No se atrevía a que la vieran por temor a la ley que prohibía el contacto con los humanos. Pero tanto y tanto se fue confiando que un día fue vista por Rolando. La ley de las Hadas decía que si una Ninfa era vista por un humano, no podría marcharse de su lado hasta que este la diera su permiso. Adae le rogó que la dejara marchar. El la complació pero no sin antes hacerla prometer que volvería al día siguiente. Así, cada día, al amanecer, Ronaldo y Adae, se encontraban junto al arroyo. Poco a poco se fueron enamorando y mantenían su relación en secreto. Pero ya sabemos todos que los secretos no son duraderos, y llegó a oídos de las hadas, que eran las guardianas de las leyes del bosque, esta relación. Fue convocada una asamblea urgente entre Ninfas y Hadas, para debatir cual era el castigo que merecía la conducta de la Ninfa. Dicen que la infractora había de perder su alma inmortal por tan grave falta. Aitana, la reina de las Hadas, tomó una determinación; dio a elegir a Adae entre dos diferentes destinos. O perdía su alma inmortal, o podía optar por convertirse en una criatura del bosque. La que ella quisiera y podría renacer una y otra vez hasta que fuera perdonada su falta. Adae decidió ser convertida en una libélula para estar cerca de los carrizos y del arroyo en el que había sentido tan profundo amor. Aitana se lo concedió y por su belleza la convirtió el Libélula dorada. Que es la más hermosa de las libélulas. Por eso cuando veas una Libélula Dorada, piensa que es una Ninfa enamorada. Maite Martín-Camuñas Pluma de un poeta Instrumento de escritura Entregando relatos de fantasías pluma de un trovador, y vivencias de la vida misma, impulsada por sus manos que cobran vida a través del lector. trazando lindos fragmentos Porque leen con todo fervor, salientes de mente y corazón. entusiasmo y mucho amor. Brotando magia en sus manos Envolviendo las emociones rebosante de sentimientos, con llantos, alegrías y pasiones. que a través de la tinta Proporcionando así la supervivencia puesta en su pluma, de los versos inspirados y escritos, plasma hermosos versos. de los grandes poetas… Ángel Vega
  13. 13. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 13 Unas gotas... Unas gotas de mi emoción… Una porción de tu dulzura… Un soplo de llama recién encendida… Una ocasión, ni siquiera pensada… …y nace una hoguera que promete arder una eternidad… Eso es el Amor… Inexplicable como el tiempo, indecible como la fuerza del mar… Adorable como la tibieza del Sol… Supremo como un “te quiero”… Inevitable como la lluvia, soberbio y sublime casi, como Dios… Entrañablemente fantástico, apasionadamente nuestro… Absolutamente inenarrable con palabras simples… Casi absolutamente mío, porque el resto es tuyo… Totalmente penetrante, prepotentemente ardiente para enamorar, y humildemente cálido para dejar enamorarse. Amor de mi Amor, déjame ostentarte como la batalla ganada en el sortilegio creado por el manso decir de nuestros besos y la maravilla sagrada de tu mirada y la mía… En mi mágica concepción… TE AMO. Luis Introna Ese camino Invocación Ese camino que has pintado Déjame contemplar tu mirada, sobre el campo tu mirada donde las nubes se dilatan, De flores y guijarros la que atraviesa el vuelo dulce de los pájaros, conmueve y estremece bellos pájaros tristes con alas de naufragio como el recodo del río y su remanso que regresan del frío Esas miserias hay que dejarlas, para morir tendidos en las cumbres... limpiar los escombros y construir Déjame embriagarme con tu voz, para una vida digna y magnánima. tu profunda voz que desgarra el espacio, Diluir ese vértigo del silencio de las encrucijadas de las alturas que me hiere y me apacigua, cotidianas de una abrupta montaña tu profunda voz que te premian, por tus palabras que hace palpitar las estrellas... por las mañanas. Déjame enajenarme con tu esplendor Y quiero que cocines, esas ensaladas para olvidar la tierra de piedras preciosas, de jade y obsidianas. y su memoria... Entierra de los demás sus mentiras En tu sombra déjame dormir, pulcra cual eres, en ese laberinto reponerme cerca de tu alma. que significa jugar con la verdad. Déjame la eternidad entera De ese ámbar color de erotismos la eternidad entera para quererte... de ese ámbar que se frota y hace brotar los suspiros. An Sé que llega…llega a.M.M.N Melancólica y enredada entre las ramas de tu poesía Ese lugar astral ese sueño que te lleva a todos los Orgasmos. Nora Noemí Zeliz Pirillo
  14. 14. 14 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Te quiero así Te quiero así, tan mía que te pueda abrazar sin adjetivos, de tal forma que todo en ti me habita y me contiene. Lo nuestro siempre ha sido compartir el reloj del universo, amoldarnos a una misma rutina y mantener idéntica actitud ante un dolor En la sombra del céfiro que no siempre fue nuestro y, sin embargo, era como el difunto que no sabes quien es pero te duele. Es que en ti requiebro Te quise en la espesura del bosque y en la bronca quietud como líbero elipse de los acantilados, que atrapa una estrella te quise en las mañanas de viento y en la tardes mordidas en que sólo y recoge sus alas comíamos pan de lluvia, en capullos de agua y te quise también cuando crecíamos con el miedo en los ojos a la sombra del céfiro y era urgente aprender a respirar algo de fe y va lamiendo su estela para sobrevivir. cuando cruza la aurora Y te quise, además, como hoy lo hago, su rondín rojizo así, calladamente, y con las manos desnudas, desnudo de viento. para poder decirte con todos mis pecados Blanche la luna en la tierra que te quiero. vivace de azures y piedras Vicente Martín van dibujando tu ausencia sándalo surco en mis ojos que horadan los sueños cuando lloro en silencio. Dónde está la sombra que me persigue en tu ausencia? con alas de espejos de lluvia y brasero en cristales bermejo. Dónde están esos besos baldíos? que olvidaron mi boca acusando a mis labios de ocasos marchitos. ¿Donde está esa mirada? bruñida de glaucos biselada en azules que inclinaba sus párpados y en mi se dormían?. Elen Lackner
  15. 15. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 15 Giros La instancia más íntima lugar donde se calma la tormenta. Dominio y sosiego se transita laberintos por descubrir. La curiosidad distrae sutilmente por tanto camino que andar. Son herramientas los escapes esenciales son panacea contra el hastío. Con la mirada interior puedo descubrirme y descubrirte soltar amarras y dar paso al delirio al deseo, el meditar y no pensar girando hacia la nada. El milagro Solamente transitar por momentos flotando y abriendo esporas Y quien fue el abuelo del Alma, bendita? a la luz genuina de una paz profunda …y quien fue el padre de la Sensibilidad abrasadora? límite entre yo y el resto del mundo. A quién nos sometemos en esta voluntad de seguirlos? Como sabemos que no vamos a equivocarnos Cuando transito mis honduras y continuar así en el maravilloso viaje de retorno sintiéndonos apóstoles, en la soledad, llego a ti con renovada placidez de un destino de entrega… como aurora a las sombras que, tal vez, no sea el deseado o antídoto a la locura por ellos mismos? La apuesta es difícil, y la voluntad también, Por eso voy y vuelvo tantas veces de intentar vivir en un estado de creación para darle el giro necesario que nos sobrepasa, y tal vez no sea la verdad, a la existencia nuestra… en términos de la verdad, Antonietta Valentina de la que se cree o imagina? Fue un legado divino, o fue creado por el humano, al querer reparar sus constantes errores involuntarios, o, de los otros, en un principio? Y no será pretencioso tratar de desentrañar tales entidades, con nuestro acotado entender? Trato, humildemente, de brindar mi enorme tributo a mis compañeros de camino “el Alma” y la “Sensibilidad” que me han enseñado a sortear tantas instancias duras… y tantos momentos de felicidad. Es una oda al sentir, y al amar, y al entender, que me tocaron y me iluminaron y me enseñaron a aprender, que el tenerlos incorporados… no se compara con nada. Enormes escenarios de la luz y de las tinieblas… ayúdenme, a seguir intentando en la tarea de encontrar cual es la manera de demostrar mi gratitud infinita…de devolver, si fuese posible… el milagro de sentir así…. Luis Introna
  16. 16. 16 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Lloran los ojos sus lágrimas solas Lloran los ojos sus lágrimas solas, en libertad de lunas y corceles, junto a la tierra quedan, y en sus ecos, repiten los silencios que florecen. A veces, sus campanas las recuerdan, entre labios, sus íntimos relieves, como sauces que peinan a los vientos, o los pechos que llenos fluyen leves. Siempre a solas, el alma en su destierro, como tarde que al sol nunca se apaga, como baile que el canto no desnuda, queda siempre encendida como llama. Donde irá, pues el viento siempre lejos, no se acerca y le olvida la mañana, puede ser como alguno que otro día, se quede ya en silencio con sus lágrimas. Queda toda abrazándose a las horas, cada sol aventura que renueva, las aves que volándose lejanas, mandan hojas de otoños que ya llegan. Y sola en soledad, sin otra cosa, y libre, en libertad, que cárcel cierra, espera solitaria el mar abierto, la palabra que sueña primavera. Eulogio Díaz García
  17. 17. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 17 La pecera El niño que lloraba acorralado y atrincherado bajo su cama mirando por la brecha entre las sabanas y el piso las sombras que caminaban, que luchaban, que gritaban. Esa noche soñó con peces en una pecera gigantesca. Eran peces diminutos, cientos, no, miles de ellos que destrozaban y engullían todo lo que caía en el interior del recipiente, ahí cayo su perrito de peluche, el no había podido salvarlo y el agua del estanque se tiño de rojo. Entre sudor frió abrió los ojos, al despertar la realidad no era mucho mejor que el cuadro en su pesadilla, los mismos gritos de siempre, insultos, jadeos y llantos. El intentaba sellar sus oídos con las manos pero no conseguía acallarlos, quería pensar en otra cosa, intentaba ser fuerte como le había dicho su profesora en la escuela. Entonces los gritos se hicieron más pujantes, una lucha se sentía en la casa, se oyó el crujido de madera y vidrios rompiéndose, entonces una tinca de desgracia recorrió la espalda del niño que sentía mucho miedo, un temor que se precipitaba en su pequeño y acelerado corazón. Luego golpes secos y quejidos, lamentos intermitentes que se perdían en el vació de un silencio repentino. El pequeño no sabía si salir o quedarse, era otra víctima en esa guerra siniestra. Finalmente entre las dudas y el miedo, se armó de valor y salió de su habitación para saber que ocurrió, llevaba puesta la pijama azul que días atrás su madre le regaló, agarró a su perrito de peluche y lo abrazo contra su pecho como que sintiéndose más seguro y protegido con el. Bajo con sus pequeños pies descalzos los escalones de las gradas que daban hacia la cocina de su casa, al llegar se asomó por el borde de la pared, entonces se encontró con aquella escena, sentado con las manos llenas de sangre sobre su cabeza junto a un cuchillo estaba aquel hombre y a unos metros de distancia derramada sobre el piso toda llena se golpes y sangre estaba su madre que daba sus últimos respiros mientras su mirada se nublaba y se caía en la oscuridad, en esa eterna penumbra, un último atisbo de luz se perdía y sus ojos en el momento antes de cerrarse para siempre se estacionaron estáticos en la figura de su pequeño niño que la miraba perplejo. Su cuerpo se quedo en un caos interno, en un marasmo con un nudo en la garganta, indefenso sin poder reaccionar, sin poder moverse, el niño ahí de pies mirando a su madre muerta, entonces el asesino lo noto ahí mirando asustado, se levanto y fue hacia el gritándole que se fuera, el chiquillo no atinaba a hacer nada, era como si el silencio se hubiese apoderado de el, un tenebroso silencio, ¡vete a tu habitación! Gritaba el hombre, el niño entumecido por el miedo apenas pudo levantar a su perrito que había soltado cuando encontró a su madre en el piso, lo levantaba y sentía que las lágrimas se apoderaban de sus ojos, el hombre histérico le arrebato el peluche de un golpe ¡deja eso y vete de aquí! Miraba el niño a su perrito manchado de rojo sobre el suelo tan cerca de su madre muerta ¡que te vayas o te pego a ti también!... De ese fatídico momento aquel niño ya no recuerda nada más, tenía 6 años el día de los sucesos, al despertar después de esa noche estaba en otro sitio, oficiales de policía y una mujer de blanco le hablaban y lo protegían, jamás volvió a ver a sus padres. Hoy luego de 26 años aquellos momentos fatales aun lo persiguen entre sueños. Paso años yendo de un lugar a otro, teniendo una familia y luego otra, sin encontrar su sitio en la vida, abandonado. Por fortuna encontró una pareja que lo adopto a la edad de diez años y pudieron resarcir en algo todo su sufrimiento. Estudio y se convirtió en el oficial de policía Carlos Guillen amado por su nueva familia y querido por amigos y conocidos, pocos sabían acerca de su terrible pasado, hasta la tarde en que entro al quiosco de doña Peto, agarro un refrigerio pues debía patrullar la zona durante todo el día, se acerco a la caja registradora para pagar y delante de él estaba un hombre con gorra más o menos de su estatura, cuando lo escucho decir gracias sintió que su corazón se derretía en su tórax y un escalofrió se apoderaba de su erizada piel, luego el hombre giro con una bolsa en las manos y miro a Carlos de frente, tenía una barba espesa y de inmediato le alejo sus ojos,
  18. 18. 18 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 saliendo por la puerta corrediza de vidrio. ¡Hola Carlos! ¿Cómo te va?, ¿En qué puedo ayudarte? La voz de doña Peto llegaba lentamente hasta donde Carlos, ¿Quién era ese hombre? Pregunto, no lo sé al parecer un forastero, no creo haberlo visto antes fue la respuesta de la tendera, Carlos dejo su compra sin comprar arrojada sobre el piso de la tienda y salió entre nervioso y ansioso. El hombre no estaba, subió a la patrulla y empezó a circular por la calle hasta que lo pudo encontrar caminando sobre una acera a la vuelta de la manzana, detuvo violentamente el auto y arrincono al hombre, ¡quieto ahí! ¿Qué ocurre? yo no he hecho nada decía el impresionado sujeto, dime tu nombre exigía Carlos, ¡¿Quién eres, maldición?! El tipo no hablaba solo lo miraba con una cara atónita y estupefacta, entonces Carlos lo agarro bruscamente y lo metió en la cajuela del carro. Condujo hasta las afueras del pueblo sobre un sendero oculto entre el bosque, bajó del auto empuñando su pistola, abrió la cajuela que retenía al hombre de barba, lo sacó y lo condujo hasta la orilla de un peñasco. Los ojos de Carlos se habían llenado de lágrimas y respiraba apuradamente, ¡Eres tu desgraciado! Carlos miraba a aquel sometido hombre y miraba a la vez a su madre muerta derramada en el piso de la cocina, a su perrito de peluche junto a ella y al asesino que le gritaba, ese asesino que en ese momento delante de él años después en aquel solitario bosque simplemente observaba cabizbajo, de repente de su boca salieron melancólicas palabras. Estaba esperando que este momento llegara hijo, no servirá de nada decir perdóname, solo haz lo que tengas que hacer… Un estruendo asusto a las aves que se apartaron volando de los árboles, olor a pólvora tras la bala que proyectada hacia la cabeza del hombre lo redujo a un cuerpo sin vida. Carlos de rodillas con el arma caliente junto a él lloraba, luego arrojo el cuerpo por el barranco. La noche antes de encontrar a su padre Carlos había soñado con una pecera enorme llena de miles de diminutos peces que destrozaban y engullían todo lo que caía dentro de su estanque, entonces Carlos se arrojó el mismo en el recipiente, los peces le mordían y arrancaban la piel mientras el agua se teñía de sangre. Jonathan Mauricio (Ecuador) Tono vacío Yo que me creí el capitán de ese barco que hoy naufraga en el mar de las vicisitudes. Pero solo he sido aquel niño que arrea con el dedo su barquito de papel; sobre el charco de su pis. Y tengo miedo, tengo miedo de ahogarme en ese mar de emociones: Ya he pescado frio y soledad con las redes de la muerte en mis galeones. He vivido tanto en poco tiempo que parece que no he vivido. A veces creo odiar ese barco. Quiero escapar de él; Cual si me hubiese vuelto ermitaño, producto de un error… Me está cosiendo el alma tu ausencia. Me está cosiendo el alma tu ausencia y nuestros retazos de recuerdos…Se unen en un tono vacio. Onírico (Perú)
  19. 19. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 19 El caso "Gürtel" (De mis décimas comprometidas) Parece el caso "Gürtel" Los del Gürtel no serán Aquel traje de vestir que se complica por días, santos de mi devoción, es un vestido maldito, y aunque eso ya se sabía pues sólo por ambición por él, ya se ve proscrito, que olía mal este pastel, ciega, que ellos nos robarán, por corromper y mentir en la lucha sin cuartel y ningún bien nos traerán mas volverán a repetir, y como a chivo expiatorio, para los pobres de mundo, aquel y otros muchos "Costa" cesaron del directorio es corrupto nauseabundo mientras repartan la tosta a un tal señorito "Costa" el que corrompe al gobierno, corruptos no han de faltar, que sin comerse la tosta, convirtiendo en un infierno pues ellos han de pagar le colgaron del cimborrio… al país en un segundo… su caviar y su langosta… ¡¡No hay caso de corrupción!! Cumpliendo con su papel. Es político ladrón no merecen los ultrajes, el "mandamás" ha quedado aquél que accede al poder tan solo son unos trajes del "presi" Costa confiado con abyecto proceder, a modo de comisión. no descubran el "pastel", siempre la misma canción Siempre la misma canción, pues ya sería muy cruel es un taimado cual hurón, se ganaron la jornada el tenerle que cesar, de ambición está sediento en campaña financiada y quedar en mal lugar carece de sentimiento, por un tal "señor Correa" ante todos sus votantes, para nada es solidario y aunque alguno no lo crea como plaga de mangantes despilfarra del erario, aquí nunca pasa nada... quedarán a su pesar… desde su ambiente opulento… Aquel traje de vestir Hay varios cuervos posados Él nos supo traicionar es un vestido maldito, en la carroña, esperando lastimó nuestra confianza, por él ya se ve proscrito al líder que está hoy al mando secuestrando la esperanza por corromper y mentir pa repartir los bocados, para este país mejorar. mas volverán a repetir, y aunque juran ser honrados No podremos perdonar aquel y otros muchos "Costa" no se engañe el ciudadano semejante felonía, mientras repartan la tosta ni se fíen de tal villano, pues la gente no se fía corruptos no han de faltar, ya que la mejor ciencia del “fulano personaje”, pues ellos han de pagar es vetar la apariencia todo empezó con un traje su caviar y su langosta… y no quemarse la mano… y acabo con una orgía... Roberto Santamaría (España) Tu nombre es Es un silencio de una sombra en el suburbio, es un perfume de palabras que florece imposible como nunca. Tu nombre es la caricia de una brisa con un corazón de lluvia muy querido, es la tristeza desnuda de una nube, es un fuego de violín enamorado. Tu nombre es un aire con música de radio, es una magia de princesa de mirada vaga, es una bruma cazadora de la niebla sobre el agua, es una copia de esa chica de mi cielo que deseo. Tu nombre es una arena de la orilla de los ríos solitarios, es una mirada de tus ojos que vuelven a mirarme, es una claridad fresca de la aurora antes del alba, es un arbol de los pajaros que vuelan por la almohada, es la certidumbre que sueñan los sueños y que no existe. Nico (Argentina)
  20. 20. 20 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Amor al estilo Carranza "Muestra las virtudes del amor verdadero y confiesa al amado los afectos varios de su corazón". María Mercedes Carranza Hoy pienso especialmente en ti -De Amor y Desamor y otros Poemas. y veo que ese amor carece de desmayos, de ojos aterciopelados y demás gestos admirables. Ese amor no se hace como la primavera a punta de capullos y gorjeos. Se hace cada día con el cepillo de dientes por la mañana, el pescado frito en la cocina y los sudores por la noche. Se vive poco a poco ese amor entre tanto plato sucio, detrás del cotidiano montón de ropa para planchar, con gritos de niños y cuentas de mercado, las cremas en la cara y los bombillos que no funcionan. Y otra cosa: cada tarde te quiero más." El amor sólo es posible describirlo a manera de poesía con verso libre o clásico con letra estudiada o sin títulos el amor solo es definible por los poetas los juglares que continúan siglos más tarde prestando su voz a la poemaria inspiración ¡el amor es cotidiano, no cinematográfico! (vaya si es sufrida y restringida la experiencia romántica expresada por los cineastas) yo prefiero la definición de María Mercedes Carranza que sin frenos y a palabras desgarbadas define sin tropiezos al amor de cada mañana de cada tarde y noche, es capaz de abarcar toda una vida en pocas letras con gran arte y sin atropellar a nadie me enorgullece decir que: amo al estilo Carranza Amélie Poulain (Venezuela)
  21. 21. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 21 D. Jacinto Rojas González 10 de Agosto de 1940 - 08 de Enero de 2009 La iniciativa de hacer un Concurso de Poemas a nuestro inolvidable y querido forista Jacinto Rojas ha desencadenado un cúmulo de emociones. Por encima de todo nos ha emocionado el recuerdo del poeta y amigo que durante este último mes ha estado presente en todos nuestros pensamientos tanto de los lectores como especialmente, de aquellos que han querido dedicarle algún poema. La aportación de 38 poemas ha sido también emocionante por lo que representa la reacción colectiva ante su memoria. Pero la emoción ha sido vibrante al leer el contenido de los poemas todos ellos con una carga de afecto, simbología, lirismo y calidad que, sin duda ha puesto en un serio compromiso a los insignes miembros de jurado. Al final los 4 poemas premiados han sido aquellos que han calado de manera más homogénea al jurado y ciertamente, leídos, son extraordinarios. Y ello sin menoscabo de que otros poemas puntuados con 10 por algún miembro del jurado no han acabado premiados por haber recibido alguna puntuación menos alta. Y lo más emocionante es sin duda el ofrecimiento de la promotora del Concurso Pilar Morales de publicar un poema inédito que le dedicó Jacinto Rojas. Este poema es el que va a encabezar el mensaje de la resolución del Concurso y con ello habremos devuelto a Jacinto una mínima parte de lo muchísimo que él nos dejó.
  22. 22. 22 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Poema “Inédito” de Jacinto Rojas Soneto Pilar Morales Nevado Versos heróicos (Acentos en 2ª, 6ª y 10ª sílaba) Nevados son montañas, blanca luz. De moras los morales ejemplares. La obra se mantiene con pilares. La paz donde me miro a contraluz. La mancha se juntó con lo andaluz las moras fueron rojas globulares, liliácea fue la flor que en los glaciares llegó para soltarse de su cruz. Pilar de mi sostén, de mis pasiones refugio de mis penas sin temor. Tus ojos para mí, son adiciones. El canto de tu voz acogedor envuelve por igual los corazones en éxtasis sublimes del amor. Nota: querida Pilar, espero te guste este soneto, el cual es para ti, no verá la luz y sólo lo leerán aquellas personas que tú elijas. Jacinto Rojas Poemas ganadores Primer premio: Segundo premio: (400 Euros -Cedidos por la Poeta ganadora a (Placa honorífica de mención) una ONG- Jacinto, Poeta de Universales y placa honorífica de mención) Soledad… a las 5 de la tarde Hay un torito triste los clarines avivan su recuerdo, Hay un torito triste en la campiña el llanto, pasodoble a paso lerdo, hablándole en silencio a los luceros, marca el son de mi espíritu cobarde. no le teme al acero, ni al capote, Lo traiciona esta lágrima que arde, es que te echa de menos... compañero. no era pena, fue luz y Andalucía, Él quisiera escucharte recitando derroches de su amada torería tus musas, tus romances, tus sonetos, en versos de desplantes y de alarde. él quisiera dormirse acurrucado Sus letras, desgranando universales entre la melodía de tus versos. cantos a la belleza sin resabios, Lleva tiempo esperando una respuesta, ya iluminan los foros inmortales, lleva tiempo pidiéndosela al viento, y él termina sus obras inconclusas, ya no encuentra sentido a su existencia, con un fino y un puro entre los labios, pues vive rodeado de silencio. entre aplausos felices de las Musas. Y levanta la vista cada noche, Artesana dirigiendo sus ojos hacia el cielo, buscando entre las nubes tus poemas, navegando en los ecos del recuerdo. Aurora Zarco
  23. 23. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 23 Tercer premio: Cuarto premio: (Placa honorífica de mención) (Placa honorífica de mención) Mi homenaje a Jacinto Rojas Jacinto (Ovillejos) Te fuiste sin decir adiós siquiera al sitio donde van los elegidos, Hoy la atmósfera transpira, llevándote en el alma tus sentidos vira poemas, porque valen dondequiera. En una única aureola, sola Allí donde te encuentres, bueno fuera Con el rumbo de un cometa, que hallases a los vates conocidos la veleta de todos los poetas y leídos, teniendo a Garcilaso de vocera. Del susurro de un profeta y de Córdoba la llana, Dejaste entre nosotros el vacío con la musa como hermana que deja quien ocupa tanto espacio vira sola una veleta aunque aquí tu recuerdo permanece, Lidera como un emir, pues no cayó tu verso en el baldío al sentir y sigue caminando muy despacio, El arte del universo, con esa majestad que se merece. un verso Cristino Vidal Benavente Recitado en un murmullo, tuyo Vibra un foro con orgullo en el palco del anhelo. Surge una luz en el cielo M al sentir un verso tuyo En ese hálito de allí, E y aquí de arpas, liras y racimos, sentimos Un hervor que es nuestro y suyo M tu arrullo Por las quimeras patrullo con tres renglones de apego. I O Ellos ya palpan tu fuego, y aquí sentimos tu arrullo Sea cual sea el recinto, N R Jacinto No hay fronteras a tu abrigo, amigo I Compañero sin careta, y poeta Sale hacia ti una saeta A en un tul de bendición, desde aquí a tu corazón, Jacinto, amigo y poeta M Vira sola una veleta al sentir un verso tuyo, y aquí sentimos tu arrullo, Jacinto, amigo y poeta Emilio Luna
  24. 24. 24 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 El café de los escritores El café de los escritores está en una pequeña calle en el barrio más antiguo y maltratado de la ciudad. Las casas vecinas sufren de problemas de piel, y sus fachadas se desconchan a jirones hasta el suelo. En realidad todo está abandonado y maltratado. Un lío. En otra época este barrió debió tener encanto. Estos portales y balcones ahora maltratados debieron de esconder algo de luz. Pero ya no. Eso es evidente. Sin embargo, pese a que el entorno es frío y desolado, una puerta aparece y se abre hacia el café de los escritores. En la ciudad ya casi nadie lo conoce, y para llegar a él hay que perderse al menos tres veces para desembocar en su puerta. Pero cuando se llega, cuando al fin se consigue llegar, tras esta puerta te recibe un señor muy mayor llamado Miguel, que inmediatamente te atiende y te ofrece el menú. • Te a la tinta roja, • café con tinta, • tinta con leche • bebidas de elevado porcentaje de tinta (Estos solo los ofrece más tarde de las ocho de la noche. Está prohibido vender hasta entonces). Se puede elegir, barra y conversación o bien, mesa y degustación de los mejores papeles de la ciudad. Si se elige la primera opción, a este café suelen acudir los paladares más selectos y siempre dan consejos útiles sobre como acariciar una tinta o como agitarla y sacarla de su letargo. Nunca escatiman en amabilidad y siempre te pasan una mano por el hombro. La cafetería tiene humos y humores diversos. Ya estés en la barra, o sentado en una mesa, hay un revoloteo de pensamientos que no le dejan en paz a uno. Ya se sabe que la digestión del papel es difícil, pero aquí cuentan con los mejores y eso se nota en la digestión mental. Si bien se ha elegido mesa y degustación, en unos momentos llega el joven camarero que se llama José y le ofrece el menú de comidas: • Disponemos de un Guitarrista, reserva de Luis Landero. • Por otro lado, nos acaba de llegar un Bolaño, muy bien acompañado con unos microcuentos Monterrosianos. • También tenemos un Demián, muy crujiente y profundo a la salsa de psicología. Este es mi favorito. • Por último le puedo ofrecer nuestra especialidad de la casa. Se trata de un papel que al saborearlo, suena como cuando la tierra seca traga agua. Es un Don Quijote reluciente y brillante. Estamos orgullosos de él. Es nuestro mejor plato. El postre, como no, solo es uno. Se trata de un cuaderno en blanco, para que el cliente pueda escribir lo que le dé la real gana. Jorge García Torrego Haikus sola en la noche con una lágrima Oscura noche con murmullo de acequia te solté de mi mano en su vasta penumbra Dios no responde miedo de amarte solo me siento cecilia gargantini
  25. 25. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 25 Guitarra ¡Por amarte tanto! Al recuerdo de Federico Escucha el susurro del infinito La guitarra y cuando contemples en el espejo tus pupilas Empieza el llanto fija tu mirada en ti mismo y verás de la guitarra. que yo te estoy mirando… Se rompen las copas de la madrugada. Empieza el llanto de la guitarra. Con la luz de mi esencia Es inútil callarla. alumbro las espinas del silencio Es imposible callarla. de tu dolor, que hoy son mi dolor… Llora monótona ¡ por amarte tanto ! como llora el agua, como llora el viento ¡Por amarte tanto! ¡alma de mi alma! sobre la nevada. te recuerdo y deliro en soledad. Es imposible callarla. (F.Garcia Lorca) Me atreví a cruzar los ríos más bravos caminé descalza pisando nubes escarchadas Guitarra de taberna, arrinconada me extravié en el cauce del grito y la locura sin traste ni cordal en tu armadura, escalé peñascos de vidrio y arrayán que no hay nadie que abrace tu cintura a la compaña de una voz templada “Mis pies siguieron tus huellas las que dejaste a diario en tus pisos rojos.” Yo sé muy bien que en la oquedad callada ¡Por amarte tanto! dejé mis lágrimas de tu canoro vientre aún perdura dolientes en las páginas de un libro. el olvidado son, la partitura de una canción de amor desesperada. Desmenucé la sed de mis entrañas en humedades de mi savia perfumada En tu oscuro brocal tiembla el lamento, mis mejillas se ruborizaron la resignada nota retenida, en el pudor de mi corazón que te reclama. el arpegio varado en tu instrumento. ¡Por amarte tanto! mi mente dialogó ¡Ay guitarra gitana, adormecida, con las estrellas qué saben del prodigio de ese tiento con la respiración de las piedras clavado entre los surcos de tu herida! con el tenue movimiento de las aves Vicente Fernández-Cortés en su dulce amar… ¡Por amarte tanto !... Cumplí tu deseo… con mi alma desnuda llegué hasta la cima de tu alma. Sólo a ustedes Sólo a ustedes Esther Gladys Noriega que han contado los minutos a mi lado Estrella en los días de la estrella brillante *Sadhana* y también en las sombras de mi noche sombría, les dejo mi palabra, por si hiciera falta. Sólo a ustedes pandilla de seres tocados con la mágica varita del arte de la vida, cómplices de noches de vino y de guitarras, cofrades del buen decir en los versos libres o En el fin un adiós cautivos de la cadencia de los justos metros, los convoco a navegar a toda vela No me perturba el silencio y sepultar al mundo nuevo con sus letras, que hay en mi alma, proyectiles de la inteligencia y la sensibilidad. es cierto ya no estás, y me quedo tranquilo, Sólo a ustedes no te extraño, amigos entrañables, no ya no te extraño, les dejo en prenda mi palabra mira que bien me siento, hasta que el conclave de la inmortalidad es la realidad arroje humo blanco motor y bosquejo o el final de la jornada nos separe. y apacigua el alma Lo que ocurra primero. la lejanía que ya acepto... Álvaro Ancona Y te digo sin miedo adiós... Cortés Hidalgo
  26. 26. 26 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Amor marchito Letras que se lanzan al viento (dueto) Hojas al viento que en vuelo presuroso, MC caen secas pero nunca muertas, a un Esta noche las estrellas suelo que las espera ansioso para brillan con mayor fulgor saciar su hambre, para que sean su alimento. y mi corazón llora la pena de ver morir nuestro amor. Las hojas de un árbol se parecen a las hojas de mi cuaderno de poesías, cada vez LR que una cae, es porque cumplió su ciclo vital No llores por una pena, y ahora dará paso a otro, y será sustento y pasto. guárdala en tu corazón, que al final te hará fuerte, Vivencias, experiencias aprendidas a lo largo aunque se muera el amor. de una vida, escritas en hojas blancas, letras que se vuelven poesía, y que se lanzan al viento MC para que sean sustento de almas heridas. Dime tú ¿Dónde fueron los sueños que no vivimos? Cada verso escrito es un grito dado en silencio, ¿En que rincón tan oscuro cada poesía es un trazo de vida, una amalgama se quedaron dormidos? de sentimientos, que se confunden con el lamento del viento que las recoge y las guía. LR Los sueños que no vivimos Eso son las hojas, eso es la poesía, retazos de un se esconden dentro de uno, alma que se alimenta e intenta ser alimento para se guardan cual cruel suplicio, otras almas. Una hoja escrita de emociones que nunca y un día se hacen humo. muere, se queda y da paso a otra vivencia hecha poesía. MC Al igual que las hojas del árbol sustentan la tierra Como una rosa que se deshoja, y hacen que esta siga llena de vida, de igual modo ajada y mustia, hace la poesía, sosiega el espíritu, lo calma, lo alimenta en el silencio de las horas, y luego cobra vida, siendo sustento de otras almas dolidas. a mi alma la consume la angustia Nindya LR (Todos los derechos reservados) Copyright © Màs si viviste un amor, esa rosa se hará eterna, guardada en algún rincón, el alma la mantendrá tierna. María Cristina Fervier-Luis Roberto Monroy Argentina - Guatemala Copyright © Reservados todos los derechos de autor
  27. 27. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 27 Gotitas de vino He destapado la botella de vino, esa que guardé esperando tu regreso, bebo sorbo a sorbo el elixir divino, para perpetuar el sabor de tus besos… Solo gotitas de nuestro vino para mis labios sedientos, reviven aquellos momentos que unieron nuestro destino… Tus manos toman mi cintura, pegándome fuerte a tu cuerpo para entregarme a la locura… respirando el fuego de tu aliento. Gotitas de vino sobre tu espalda, semejando la miel para mi boca, bebo de tu piel y siento la calma que este sentimiento me provoca… Termina la noche la luna se oculto gotitas de vino en tu cuerpo dejé un sorbo mas… el vino se acabo, tu y yo somos… uno solo otra vez. Fatima Copyright © Reservados todos los derechos de autor Quien puede Quién puede amar sin volar???? Quién puede sentirse atrapado sin sentir??? Quién puede hacerse de la verdad divina, si no amó? Quien puede decir lo que es el amor si no vió una estrella fugaz en el cielo de los tiempos??? Qué es el cielo estrellado si no lo sentís??? Qué es esta vida sin amor??? Qué esta vida sin súplicas??? Qué sos vos y qué soy yo sin las dulces cadenas del amor? Qué es mi vida sin vos? En la vanguardia de mis atardeceres y en la vigilia de mis amaneceres... Te espero... con la luz de las candelas y con un horizonte lleno de risas... Amor, te amo... Luis Introna
  28. 28. 28 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Y es lo opuesto V. S. Nace el grito en la raíz del rústico ego desfogando sus instintos de animal demostrando que su estirpe es algo igual cuando llena el corazón de sangre y fuego. Vive el odio en la razón del hombre ciego que se esfuerza por sangrar al ideal; al sagrado sentimiento sin el mal ese amor que con la paz, yo siembro y riego. Voy rodando en los portales de las guerras de una eterna y desigual revolución en racimos de pandemias, por las tierras donde el hombre se supone era el señor para dar una tranquila evolución. ¡Y es lo opuesto, se convierte en destructor! Carlos Alberto Gallnnet Buscando el modo Estoy buscando el modo de poner en tu alma la certeza profunda de aquello que yo siento. Y a veces las palabras se ven deshilachadas por tanto que han andado voceando su confianza. Es por esto pretendo un camino distinto, algo que me sorprenda al tiempo de pensarlo, que aparezca relámpago y se apague suspiro, que me acerque a tus labios cuando llegue a decirlo. Mondadientes Estoy buscando el modo de desterrar lo incierto, lo aciago, lo inconcluso, Con un poema voy sacando para darle cabida al volar de las risas, pequeñas tiras de tí a las horas perdidas, a los sueños heridos antes de volver al trabajo. y quiero sean tus ojos, testigos de esa dicha; hacerte timonel de cada alternativa, Es lo de siempre el recuerdo: recuperar contigo el valor de un te quiero versos y sangrar de encías. cuando para decirlo alcance una caricia. Just Gafar Nestor
  29. 29. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 29 La selva y sus ángeles Los humedales del manglar los altavoces sonoros de las selvas las frondas verduzcas de los helechos y al fondo entre los sombrajes enramados un ángel Alas blanqueadas al viento aura divina voz pausada que entre cánticos y vuelos rapaces declama el veredicto que han sentenciado en silencio los dioses Un arquero cupido dispara habilmente sus flechas lanzándolas al cielo dormido sin apuntar amantes ni víctimas sin dejarles rastro ni huella Ay arcángeles alcanzados por ese dardo que embriaga se abrazan simultáneos mientras se enamoran y crecen suspirándose entre amores muy relajados Es Dios ha venido alegre y furtivo y nos ha disparado…. Amémonos tranquilos mientras los árboles extienden sus ramas agregándole a sus copas los nuestros nidos Una trompeta se oye lejana …entre los albores románticos y los más entreabiertos caminos… Amor circundándose selvático atravesando las alas agrestes de lo divino. Rosa Iglesias
  30. 30. 30 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Por siempre amor No pienses en saldar cuentas oscuras, amor de juventud, amor de siempre, piensa más bien en ser como las limpias aguas de la fuente umbría, dejando penetrar en ti la luz. No busques en el hígado del buey las claves que descifran la existencia; Retazos de amor si busca el caminante recta senda, sólo encuentra la nada indiferente. Al envejecerte aquel día, ¿recuerdas?: mohíno y flojo. Sólo un pilme...un pilme sólo Pero si entras en mí, nublaba tu mente con el cante de raros albos. te dejaré pacer en mis recuerdos ¡Y encarnaste al bohemio ¡ay! te me fuiste todo! y allí verás el aire limpio y puro, Mas me empeño en salvar tu encanto verás el cielo claro y las montañas que tan mujeril me esencia: de un azul luminoso en la distancia. tus palabras arias Verás que ya pasaron tus abrasadas caricias los tiempos de sequías y tormentos, tus besos que, a mi carácter dejan alelos nutricios, tiempos de las espigas en los ojos, y tu mirar mago que devana cada hebra de mis ojos de carne putrefacta en los pantanos, en raudal de amor. de corazones rotos por los dientes Nunca hubo retazos tan valiosos en la vida, de fieros cancerberos del averno. pues no son pétalos faralaes, ni alveolos sin respiro. Verás que todo aquello ya pasó, Son más que una corola sempiterna que se inunda de luz el porvenir de hilos de esponja de mares perlados y el amor que te tengo y que me tienes, donde las fadas fabular solían. será el ungüento que sane las heridas. Y son mis élitros muy más dúctiles con los que viajo Amor, amor, amor, por siempre amor. día y noche en tu busca. Porque bien saben mis retazos burlar al tiempo retacero, Felix Gala quitando las puntadas que cosen al crespón ¡para repetir fechas! Más ahora que las mariposas de mis retazos hacen su más nemoroso vals. Si vieras cuántos primores en mi tez vierten, sólo un cante….un cante sólo es la miel tan de tus sépalos, como nupcial…! Cual si fuera yo tal anfitriona en plena pascua vellorita! Mariluz Fernández
  31. 31. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 31 Cuando te hayas ido Cuando te hayas ido, se repetirá la noche en mi soledad. Ya no sabré dónde buscarte, como antes y será más intensa la noche en mis ojos tristes. Tus pasos tomarán un rumbo inusitado y agobiará mis ansias, al buscarte entre la gente, en las calles, en el aire, en cualquier espacio, hasta encontrar una huella viva de tu ausencia. Cuando te hayas ido, como la bruma en los días de verano, serás de nuevo una presencia ignota bajo el sol de alguna tarde, que no será mi propia tarde. Lo único que impedirá mis lágrimas, al sentir tu recuerdo arañando mi piel, será tu nombre pronunciado hasta el cansancio en el silencio de mis intactos sueños. Nada, entonces, menguará el olvido que habrá de llegar, ni el llanto triste, como lluvia pasajera, que alivia mi esperanza contra el hastío, en ese rincón de las absurdas horas. Pero si decides algún día regresar, hazlo sin el cúmulo de penas, ya las habré sufrido por tí. Regresa sin ausencias que yo te esperaré en las estancias, habitadas aún, por nuestro ayer. Martha S. Velásquez V. Sembrar el siglo Olvídalo ... en este septiembre de 2009, 4.00 de la mañana, Hace tiempo que decidí olvidarte, [sin perros, sin tráfico ni viento por los álamos] no me digas ahora que me quieres, la noche marcha con esa lentitud profunda sería mucho mejor que consideres que nada tengo yo que pueda darte. y sosegada en que suele arder y quemarse el ser; Que si te amé, eso ya es cosa aparte, … el espíritu está aquí, la conciencia está aquí, tu elegiste tu vida de placeres, y el viejo tambor de fuego y miedo primero que el amor, lo que prefieres, ahuyentando sinos de calamidad; es cobrar vida mía, por acostarte. … porque no, 2009 no es un año cualquiera, - lastra, expande, pule, apremia - Si un día regreso es porque te quiero y las siembras del siglo también están en él pero mejor sugiero que lo olvides , con los surcos abiertos, que si aún me subyugan tus caderas - esperando - y tengo ya montones de dinero justo cuando de Norte a Sur y de Este a Oeste Ni loco habría de darte lo que pides, el mundo es un relámpago, ¡jamás te pagaré por que me quieras!! un instante en alquiler, polen rojo, lluvia viva y aire, aire, hondo y alto… Urbano Vilchiz … en medio de la noche y de la crisis, el reloj ha llegado a las 5.00 ¡ las 5.00 ! pero quién, quién vendrá a labrar las 6,00 si aún la tierra está sin luz, baldía; pensad o repensad este apremio: quién sembrará 2009 y con qué, con qué… Eledendo
  32. 32. 32 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 M I I M N A I G E F N I D C I C S P I A R O A N D O E R A S La huída Drama (autobiográfico) No me dio tiempo de hacer maletas, ni de pensar qué sería de mí después. Tan sólo recuerdo que salí huyendo de allí para no morir en el intento. Caminé por sitios andrajosos y llenos de espinas pero, cuando estaba exhausta, pude encontrar un camino lleno de flores, de vida, y al fondo el mundo que me esperaba con todas las luces prendidas. Fue entonces cuando pude darme cuenta de que mis pies descalzos, pese al frío, ya no me dolían. LUNA74
  33. 33. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 33 Hamelín Fantasía La flautista de Hamelín encabeza descalza una muchedumbre de flores dispuesta a acabar con una ciudad hipócrita y su sodomía de poder y ambición. Holbein el Joven Finalistas 48 Km. para empezar (Fantasía autobiográfica) –Llévame a conocer tierras lejanas – Le pedí a Centinela, mi fiel purasangre alazán. –Mis patas son de madera me respondió –Pero vos comenzaréis por cruzar el Río de la Plata y ya nada os detendrá –¿Pero adonde iré sin vos, amigo mío?– –En principio, solo seréis la doncella que emigró de un pueblito a la gran ciudad, pero escuchando a la voz del corazón, conquistaréis el mundo mi lady. Al reino del Norte llegaréis y yo siempre estaré a vuestro lado. Solo que ello, princesa, se halla a 10.195 km. más… – Danik Lammá Diario íntimo Drama "Caminar por el campo, disfrutar de un embriagante aroma a flores silvestres. Otear en la línea del horizonte la salida del sol sobre el mar. Danzar con mi vestido de flores y dejarme atravesar por el viento" escribió Ana Frank en su cuaderno. Y lo tituló utopía. Francisco Rapalo LA VENTANA DE CLARA Fantasía Clara sueña, sueña todo el tiempo. Incluso cuando despierta sigue soñando que un día no estaba en una silla de ruedas, que un día no se encontraba en un segundo piso sin ascensor y que un día, en vez de la agorafobia, la dominaba el olor de los bailes del pueblo y las flores marchitas con las que jugaba de niña. Cada noche camina por la delgada vereda que une los prados de su pasado y las llanuras de asfalto y descuento que dominan su presente. jjcan ANGEL CAIDO Fantasía Fue enviada para regalar esperanza, de cada paso dado flores portaban sus andantes, dejadas las alas atrás se dirigió a la primera urbe encontrada adentrándose entera, caminó por sus calles y el gentío. Hoy, yace marchita junto a un carrito comercial. Ramón María
  34. 34. 34 Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 Ni una más -¿Cómo se lo voy a decir? ¿Cómo decirle que perdí 10 € en el mercado? Me gritará, me dará un bofetón, o peor aun, si ha estado con los amigos, puede que me golpee hasta cansarse. Por miedo a que los niños puedan presenciarlo, los he enviado a casa de Martita, para que hagan los deberes y vean la tele, les he dicho que no vengan hasta la hora de cenar. Cuanto menos vean de lo que pasa, mejor. El otro día Marquitos me dijo que la próxima vez que me pegara le iba a tener que escuchar a él cuatro cosas. Y me temo que si lo ve, intervenga y resulte dañado por su padre. Ya me lo advirtió hace algún tiempo: “Cómo se te ocurra poner a los niños en mi contra, te mato y los mato a ellos también y luego prendo fuego a la casa. No lo olvides nunca.” Lo cierto es que la culpa es mía, si no fuera tan despistada, si escuchara sus consejos, si fuera capaz de mantener la boca cerrada y no le contestara, todo iría bien, porque yo sé que él me quiere y que quiere lo mejor para su familia. Yo, a él, le adoro y quisiera ser buena esposa, ya sé que me quejo mucho, con el trabajo, la casa, los niños y todo lo que conlleva, y luego no le hago el caso que se merece, no estoy atenta a sus deseos, a sus necesidades, pero es que no me da tiempo. Besaría por donde pisa si me lo pidiera, pero este carácter mío siempre lo estropea todo, no sé cómo lo hago pero siempre termino contradiciéndole. Y sé que sin él yo no soy nadie, él no se cansa de repetirlo y mi madre está de acuerdo, dice que gracias a sus atenciones hoy soy una mujer muy distinguida y puedo llevar a mis hijos a buenos colegios y codearme con gente interesante. Por eso, por mis hijos y por su vida, por su comodidad y sus amigos es por lo que no me decido a abandonarle, no puedo hacer eso a mis hijos, no se lo merecen, se merecen lo mejor y mi obligación es dárselo. “Yo te he hecho cómo eres,- Me dice – cabal, digna, distinguida. Pero tienes un carácter que me saca de quicio y sólo quiero corregírtelo para que seas la esposa perfecta y pueda sentirme orgulloso delante de todo el mundo.” Antes no era así. Bueno siempre fue un poco serio y no le gustaba que bromeara con nuestros amigos. Decía que eso sólo lo hacían las putas y que su novia no era nada de eso. Recuerdo el día de nuestra boda, a él no le gusta bailar y me dijo que después del vals se acabó, que no quería verme bailar con nadie, le contesté que mi padre tenía mucha ilusión de bailar conmigo y contestó que dijera que me dolían los pies, pero que cómo no le hiciera caso y bailara, me iba a enterar. Lo malo comenzó en el viaje de novios. La última noche del crucero, hicieron una fiesta y, en un momento dado, el showman pidió un cambio de parejas. Yo me encontré emparejada con un joven alto y rubio muy atractivo. De repente me tiraron fuertemente del brazo y recibí un bofetón en toda la cara. Era mi marido y me estaba llamando de todo, nunca le había visto así, era un total desconocido, yo, cómo en un sueño, me vi arrastrada del brazo por todo el salón y cuando llegamos al camarote comenzó a golpearme sin piedad, diciendo que era una puta que trataba de encandilar al joven rubio. Yo no podía ni hablar, me dijo que si lo que quería era sexo, que él me daría mas de lo que cabía esperar. Y me forzó, me forzó hasta la madrugada. Momento en el que caí en un sueño lleno de terribles pesadillas. Cuando me desperté, había sobre la mesilla un gran ramo de rosas, un suculento desayuno y una tarjeta pidiendo perdón.
  35. 35. Sabor Artístico, la Revista - Nº 17 - Diciembre, 2009 35 Eso ocurrió, ocurre, muchas veces, pero soy yo quien me lo busco, porque le provoco desobedeciéndole, o con alguno de mis olvidos o despistes. Cuando quise contárselo a mi madre, me tachó de loca, él, que era un hombre tan educado, tan dulce, que amaba tanto a sus hijos y demostraba pasión por mí, yo estaba mal de la cabeza y tenía que ir al psiquiatra. A veces pienso en dejarle, pero recuerdo las expectativas de mis hijos, la buena educación que están recibiendo, en el futuro que les espera, y renuncio a tomar la decisión.. - Ahí suena la puerta! ¡Madre! Que no me golpee mucho, que aún tengo el cuerpo morado de la última vez…. Después de aquel día en que me tuvieron que llevar al hospital porque me rompió tres costillas y me partió una ceja y el tímpano del oído derecho, tomé la decisión de denunciarle y pedí ayuda a un centro de mujeres… Me dijeron que en ese momento, no había plazas para una mujer y dos niños que intentara dejar a los niños en casa de algún familiar hasta que pudieran darles plaza. Yo no quiero dejar a mis hijos en un sitio en el que pueda encontrarles, así que regresé a mi casa. Han pasado varios días y esta mañana llegó una citación del juzgado para él. Tiemblo al pensar en su reacción cuando lo vea. Él, un universitario públicamente reconocido, con una conducta intachable, siendo la comidilla de su empresa, porque su mujer tiene el capricho de airear sus intimidades.... No, esto no me lo perdona en la vida. Ya llega, no sé que puede pasar pero escribo esto para que alguien sepa cómo fue mi vida al lado del hombre al que amo. Nuda Ajila El juicio Puedo hablar señora juez, quiero decir unas palabras si me juzgan por asesinato, soy culpable, yo lo maté, hagan conmigo lo que tengan que hacer, enciérreme en la mazmorra más solitaria, nunca será peor que aquella casa infame donde moría un poco cada mañana. Yo amaba a ese hombre, vaya si lo amaba, disculpaba los golpes y vejaciones convencida que algún día cambiarÍa su actitud canalla, pero en vez de remitir iban tornándose mas y mas frecuentes las infamias, intente dejarlo, intente iniciar una nueva etapa, pero el, el, siempre venia llorando, jurándome que era otro, que nunca mas volvería a las andadas yo, pensando en los niños, lo aceptaba. Pero aquel aciago día, al entrar en la casa unas gotas de sangre desataron mi alarma, corrí en busca los niños mi, corazón galopaba , los encontré en un rincón llorando, con la cabeza baja, sus caritas de ángel macillas, por la violencia mas vil y despiadada no se que me ocurrió entonces, no recuerdo como llegué hasta donde el estaba, hundí el cuchillo una y otra vez en su carne, hasta que mis manos se empaparon con su savia. No pido clemencia, pues no me arrepiento de nada si ese hombre volviera cien veces a la vida cien veces lo matara. Conchi

×