Desarrollo motor fino y grueso sordociegos

5,793 views

Published on

Published in: Education
0 Comments
2 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
5,793
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
666
Actions
Shares
0
Downloads
127
Comments
0
Likes
2
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Desarrollo motor fino y grueso sordociegos

  1. 1. 148 Para el final del primer año, la mayoría de los componentes de desarrollo motor normal se han adquirido. El niño continúa desarrollando y refinando el control motor hasta que el niño tenga cinco o seis año de edad: LISTA DE EVALUACION PARA NIÑOS SORDOCIEGOS Según Freeman (1985), las habilidades enumeradas más adelante son una de las más importantes para el niño con sordoceguera para aprender. Ellas se enumeran en la sucesión de desarrollo normal en que ellas ocurren: • Las elevaciones son dirigidas ocasionalmente y únicamente en forma momentánea; • Empuja con los pies; • Rota la cabeza de lado a lado; • Toma el dedo de su Mamá; • Rueda sobre el estómago y la espalda; • Levanta los brazos en situación recíproca; • Se sienta con apoyo, delicado retraso de la cabeza; • Alza la cabeza 90° sin apoyo; • Trae las manos a la línea media; • Rota la cabeza de lado a lado cuando lo dispone; • Eleva la cabeza cuando esta sobre el estomago; • Empuja contra las superficies duras con los pies; • Sostiene algún peso sobre las piernas cuando permanece de pie; • Se puede girar desde el lado hasta la espalda; • Se anticipa halando para sentarse y levantar su cabeza; • Puede volver la cabeza lateralmente y hacia abajo; • Puede apoyarse sobre los brazos cuando está sobre el estomago; • Asume la posición de gatear -- tira las rodillas hacia delante pero no puede levantar el estomago; • Se sienta sin apoyo momentáneamente; • Rebota cuando se mantiene derecho; • Puede apoyar el peso entero brevemente cuando se mantiene derecho; • Puede inclinarse hacia delante cuando está sentado; • Se levanta a sí mismo sobre sus manos y rodillas en posición de gateo; • Puede levantarse cuando esté dispuesto para sentarse;
  2. 2. 149 • Se enrolla de un lugar a otro. • Puede mantener el balance sentado cuando vire la cabeza de un lado a otro; • Puede permanecer sostenido sobre un apoyo; • Puede hundir en el piso con un golpe; • Puede sentar solo sobre la silla; • Se hala para permanecer en posición de pie sosteniéndose sobre un apoyo; • Gatea sobre manos y rodillas; • Camina, apoyándose sobre ambas manos; • Tambalea sostenido sobre una mano, mantiene los pies apartados, los pasos son cortos; • Tambalea solo sin asistencia; • Camina lateralmente sosteniéndose sobre un apoyo; • Permanece solo, con los pies apartados; • Camina hacia arriba con ayuda; • Baja a la planta baja con el método de golpes o viene hacia abajo hacia atrás; • Camina hacia atrás; • Puede equilibrar las dificultades girando; • Camina más rápidamente, pero no corriendo; y • Se agacha para coger cosas de arriba sin caerse. LA ENSEÑANZA DE LAS HABILIDADES MOTORA GRUESAS Cuando se eligen habilidades para trabajar con el niño, vea qué cosas el niño hace ya y las compara con una lista de comprobación como la anterior o con una herramienta de desarrollo y evaluación. Trabajar sobre los próximos pasos apropiados en la sucesión de vez en cuando marcha bien. Sin embargo, si el niño tiene limitaciones físicas, este enfoque simple puede que no sea apropiado. Puede ser necesario trabajar estrechamente con la terapeuta del niño que puede ayudar a determinar que habilidades tiene para trabajar sobre ellas y saber como. Con niños más severamente envueltos, es importante ver que habilidades van a ser las más útiles para que el niño tenga en el futuro. Esto puede significar que se gaste más tiempo trabajando sobre estas habilidades particulares que sobre una en particular. Las habilidades útiles son las cosas la tal como locomoción (enrollándose, arrastrarse, caminar), alcanzando y asiendo, moviendo un objeto asido, manteniendo una posición, cambiar de posición sin perder el balance, guardando el balance mientras se mueve, y siendo capaz de rotar el tronco. Habilidades menos útiles pueden ser cosas como permanecer sobre un pie o encadenar cuentas.
  3. 3. 150 Las necesidades de niño deben ser provistas con una variedad de experiencias de movimiento, aún cuando los movimientos sean hechos con él o ella. Como el niño llega a ser más seguro y es capaz de moverse fuera sobre si mismo, el niño necesita un área abierta y segura del hogar. Espere que el niño mueva y lo elogia por cualquier intento que haga. Por ejemplo, en vez de llevarlo a la silla alta para bebe durante la comida, fomentarlo a girar a través de la sala para llegar hasta allí. Esto da el niño una razón para moverse, y en el proceso, el niño aprende algo sobre el espacio que esta a su alrededor (las texturas variantes del piso, la distancia, y el tiempo). Cuando sea posible, enséñele habilidades motoras de forma que sean divertidas y significativas para el niño. Por ejemplo, si el niño se coloca sobre su estomago y levanta su cabeza, alguien puede colocarse enfrente del niño para darle besos y cantarle una canción. Cuando las lagrimas del niño cesan, la respuesta al premio podría detenerse hasta que levante su cabeza nuevamente después de un breve descanso. Usando rutinas uniformes ayudará también a que el niño prevea y tome parte en actividades de movimiento. Como el niño se familiariza con una rutina particular, periódicamente haga una pausa para darle una oportunidad de moverse independientemente. Por ejemplo, si una rutina involucra el niño de pie sobre el regazo del cuidador para saltar, el cuidador puede pausar y fomentar que el niño rebote sobre sí mismo antes de continuar el movimiento mayor. LOS EFECTOS DE MINUSVALIA SOBRE EL DESARROLLO MOTOR Durante los meses tempranos de vida, todos los bebés dependen de sus padres para que los muevan, para cambiar su posición, y para que los ayude a jugar. Estas experiencias tempranas de movimiento, junto con los reflejos involuntarios presentes en el nacimiento (por ejemplo, mamando, asustándose, asiéndose), estimulan las áreas en el cerebro responsables del desarrollo motor. Estas áreas motoras responden repitiendo muchos de los movimientos que ellos han experimentado. Como el bebé madura y practica moviéndose, su cerebro comienza a refinar muchos de estos modelos de movimiento, así como también para desfasar los ineficiente reflejos. Como los músculos del bebé ganan fortaleza, el niño es capaz de producir movimientos más y más intencionales tal como alcanzar, levantar la cabeza para mirar cosas, girar para alcanzar su espalda, etc. La variedad de estos movimientos voluntarios aumenta con el tiempo, y el bebé llega a ser menos dependiente de otros para el moverse. Pronto, el niño es capaz de mirar a otros hacer movimientos simples, y entonces imitar esos movimientos sobre los suyos propios (p. ej. , Mover las manos para decir adiós). Si las áreas motoras del cerebro se dañan, el bebé no es capaz de aprender el movimiento normalmente sobre si mismo. El niño es dependiente de otros para ser provisto de las experiencias de movimiento. Además, el niño tiene dificultad de aprender como refinar los movimientos y desfasar los ineficiente reflejos primitivos. Esos reflejos son más largos y se inmiscuyen con el progreso del desarrollo motor. Un ejemplo de esto es lo qué puede suceder con el reflejo asimétrico de cuello tónico (ATNR, por sus siglas en inglés). Si el bebé se coloca sobre su espalda y gira su cabeza de lado, el brazo y pierna sobre ese lado se extenderá
  4. 4. 151 (enderezará) y el brazo y la pierna del otro lado se doblará (doblado). Se observa normalmente entre el nacimiento y cuatro meses. Con un niño más viejo en el que esta perjudicada su motora, estos reflejos se mantienen e interfieren con el giro, arrastrarse, y alcanzar los objetos. Por ejemplo, el niño puede tener problema alimentándose a sí mismo porque cuando el niño vuelve la cuchara para traerla hacia su boca, el brazo se extiende lejos del cuerpo. Los bebés que han sufrido daño en los centros de control motor del cerebro pueden tener variaciones en los tipos de tono de músculo. Sus músculos pueden soltarse demasiado (hipotónico, flexible) o ajustarse demasiado (hipertónico, espástico) la mayoría del tiempo. Algunos bebés pueden tener tonos que cambian de aquí para allá entre ajustado y flojo (atetoide). Estos tipos de tono anormal de los músculos hace que para estos niños sean difíciles sus movimientos. Además, su sentido de balance también se ve afectado. Si se deja sin la intervención, un bebé con un deterioro motor gastará mucho de su día en un número limitado de posiciones. Por lo tanto, el niño tenderá a acostumbrarse a esas posiciones y eventualmente desarrollará deformidades. Por ejemplo, si el niño tiene músculos débiles sobre un lado de su cuerpo (parálisis hemipléjica cerebral), el tirón de gravedad puede tender a ocasionar inclinación de ese lado. Si el niño gasta mucho tiempo de esta manera, el niño puede comenzar a desarrollar una espina dorsal curvada (escoliosis). A menos que se le muestre el niño como moverse normalmente, el niño comenzará a encontrar sus propias maneras limitadas de moverse. Estos modelos anormales de movimiento pueden ser difíciles de cambiar e interfieren en el progreso y movimientos normales (p. ej., Arqueándose a lo largo de la espalda ). Si en un infante esta perjudicada también su visión y audición, esto agrega obstáculos adicionales para aprender los movimientos. Por ejemplo, una de las primeras cosas que un bebé aprende a hacer es elevar su cabeza y mantenerla en la línea media para que el niño pueda mirar a su alrededor. Tener buena visión es una llave para desarrollar control en la cabeza. Con la vista, el bebé es capaz de ver donde está ubicado con relación a otras cosas a su alrededor. Esto le ayuda a desarrollar una buena postura derecha, junto con muchas mas habilidades motoras importantes tales como el balance. Ver y oír cosas interesantes y gente familiar es también la manera principal en que un bebé se motiva para querer alcanzar y moverse fuera de su mundo. Los bebés que padecen de sordo - ceguera pueden sentirse contentos por permanecer en un lugar y no explorar mucho a su alrededor. Les toma tiempo a ellos aprender que las partes de su cuerpo pueden mover las cosas y que tienen un efecto sobre su ambiente. Esta carencia de movimiento conduce a la carencia de desarrollo muscular, y el bebé puede llegar a ser de tono bajo. Si el niño también tiene daño interior del oído, puede tener problemas adicionales con el balance. Las habilidades que requieren balance estático (que
  5. 5. 152 permanezca sobre un pie ) y balance dinámico (saltar de diferentes formas sobre el terreno) son más difíciles de hacerlos bien para el niño. AYUDANDO AL NINO MEDIANTE LA UBICACION Y MANEJO APROPIADOS Hay muchas razones diferentes por las qué un bebé o el niño pueden tener problemas al aprende a moverse. Sin embargo, si un niño es ayudado para experimentar el movimiento normal repetidamente y sentir su cuerpo ubicado adecuadamente, y si el niño no se le permite que se conforme a posiciones anormales, reflejos y el movimiento regular, el niño puede comenzar a reproducir movimientos normales sobre si mismo. Apropiadamente ubicado y manejado permite la libertad de movimientos de la cabeza y las extremidades, que fomenta alcanzar, mirar y tomar las cosas, y ayudan a que el niño aprenda. La manipulación y ubicación del niño correctamente a lo largo del día es la mejor terapia que los padres y sus cuidadores pueden dar el niño que tiene deterioros y demoras motoras. Un Físico Terapeuta (PT, por sus siglas en inglés) u Terapeuta Ocupacional (OT, por sus siglas en inglés) que tiene experiencia en trabajar con niños con discapacidades será capaz de evaluar y determinar las ubicaciones y manejo de las técnicas que mejor ayudan el niño. La información siguiente puede proveer muchas ideas útiles, pero ellas deberían discutirse primero con el terapeuta del niño. UBICACION La ubicación se refiere al uso de posiciones apropiadas del cuerpo de un niño. Esto reduce la probabilidad de perjudicar los reflejos y ayuda al músculo a traer el tono cerca de lo normal a fin de minimizar las deformidades y facilita el movimiento. Por ejemplo, colocar un niño ajustadamente sobre su espalda ocasiona que sus músculos lleguen a ser más ajustados, así como también para extendidos. Poner una almohada debajo de la cabeza del niño y una debajo de sus rodillas, ayuda a relajar esos músculos y hacer más fácil que el niño pueda mirar y alcanzar los objetos. Esto es porque doblándolo a los puntos claves tal como el cuello y debajo de las rodillas rompe la extensión del tono. También, colocándolo sobre su lado hace más fácil para que el niño pueda traer sus manos juntas para que juegue. Las posiciones apropiadas deberían usarse en todas las rutinas a lo largo del día del niño (es decir, mientras descansa, juega, duerme, se alimenta, se viste, se baña). Esto permite que el niño experimente como se siente la posición simétrica normal , por medio de eso ayuda a su cerebro a aprender a reproducirlo. El equipo especial conocido como silla de rincón, acuñar, los rollos, los descansaderos de lado, y marcos estáticos son a menudo útiles para lograr buenas posiciones. Tome, por ejemplo, un niño que no puede sentarse independientemente por si mismo, pero necesita ser sentado parte del día. Poner el niño en una silla de rincón con una correa para ayudarlo a sostenerse verticalmente, el niño
  6. 6. 153 ahora tiene la libertad para mirar, reaccionar y jugar en una posición sin preocuparse de si va a caer. Para niños con severas deficiencias físicas, los cambios de ubicación pueden hacer una gran diferencia en la duración de la atención, vigilancia, y comunicación porque se gasta menos trabajo en mantener el cuerpo de manera controlable o en mantener la cabeza y los ojos enfocados en una tarea. Las posiciones pobres resultan en posturas pobres que pueden perjudicar la respiración, el comer y la comodidad, así como también conducir a la deformidad. Las sección de actividades de esta unidad discute maneras para ubicar un niño sobre su espalda , estómago, y de lado así también bien como la manera de sentarse y permanecer durante diversas actividades a lo largo del día. Hay, sin embargo, los principios generales para recordar cuando se debe ubicar a un niño: 1. En cualquier posición, el niño debería mirar equilibradamente - no apoyándose o torciéndose. 2. Las posiciones deberían ayudar el niño relaja y mantenga presión fuera las áreas huesudas de su cuerpo. 3. Las posiciones deberían cambiarse de vez en cuando a lo largo del día. Ninguna posición es buena si se usa todo el tiempo o por largos períodos de tiempo. 4. Las posiciones deberían proveer el apoyo donde se necesite, pero permitir la libertad de movimiento. El apoyo debería estar en puntos claves, tal como el cuello, caderas, rodillas, y tobillos, que controlan la cantidad de tono de músculo. 5. La correcta ubicación debe aumentar el movimiento con un fin determinado en posturas y posición normal. Liberando cabeza del niño para que se vuelva y mire, y sus brazos alcancen las cosas, los movimientos activos se fomentan para que sus manos se junten. 6. No permiten que el cuerpo del niño se acostumbre a posiciones anormales. Las deformidades pueden ser impedidas proveyendo de una variedad de posiciones. 7. Use posiciones que inhiban la interferencia en los reflejos(p. ej., los descansaderos de lado, para reducir el ATNR de reflejo). 8. Baje hasta el nivel del niño (es decir acuclillando para quedar cara a cara) cuando le hable o juegue con el niño. 9. Superficies más firmes pueden necesitarse con el niño de tono bajo.
  7. 7. 154 EQUIPO ADAPTABLE El equipo adaptable puede usarse para normalizar el tono de músculo, inhibe reflejos primitivos, permite el niño usar movimientos voluntarios con una mayor gama de movimientos, fortaleza de aumento de músculos tales como esos utilizados para levantar la cabeza, y proveer el niño de posiciones diferentes para que reciba estimulaciones de su ambiente y se desempeñe en respuestas adaptables. Cuando se decide que tipos de equipo adaptable se debe usar, varios puntos deberían considerarse. Estos incluyen cosas tales como una gama de movimiento del niño, fortaleza, movimientos voluntarios, reflejos primitivos y tono del músculo; lo financiero , social y psicológico del equipo afectan el niño y a la familia; y los requerimientos de estabilidad y servicio del equipo. Una terapeuta puede ayudar correctamente a adaptar al niño al equipo, y proveer la dirección con respecto a cuánto tiempo el niño debería estar en un pedazo particular de equipo. Recuerde examinar el niño para ver si tiene " manchas rojas" que indican el desarrollo temprano de úlceras de presión. Algunos piezas de equipo adaptable pueden hacerse con poco gasto para el hogar. Estas se muestran en las actividades separadas de esta sección. Hay también muchos productos comercialmente disponibles en el mercado. A veces esto puede confundir. Consulten ambos un terapeuta y un representante de ventas mostrará una variedad de productos que están disponibles, y el niño debería ser dispuesto para hacer los ajustes menores necesarios sin cargos adicionales cuando se compra un artículo. Algunos artículos más grandes (sillas de ruedas) están disponibles únicamente de forma comercial. Sin embargo, ellos son deducibles de impuesto. Muchas compañías de seguros pagarán un porcentaje del equipo, especialmente si la prescripción de un doctor y la carta de un terapeuta se incluyen cuando se somete la cuenta. La compañía de equipo puede ayudar en la facturación a la compañía de seguros . Si una familia no tiene cobertura, organizaciones los tales como Sellos de Pascua podrían ayudar con el costo. Las organizaciones locales tal como Kiwanis, club de Leones, o los Caballeros de Colón se podrían acercar también para la asistencia. Algunas de las piezas más comunes de equipo adaptable incluyen cuñas, el cabezal, la tabla de postrarse y la silla modificada. La cuña es una pieza de equipo usualmente hecha de madera o goma cubierta de espuma de rellenar. Se usa para normalizar el tono de músculo, aumentar la fortaleza del cuello y ayuda el niño a trabajar en la línea media. Se debe construir tan alto que el final sea el valor de la longitud cuando el niño extendió los brazos y suficientemente largo que los pies del niño cuelguen sobre el otro fin. Es mejor usar una cuña de goma de espuma con niños que son ajustados, y la más sólida, la cuña de madera es mejor que se use con niños que son flojos. El niño debería ubicarse adecuadamente sobre la cuña de manera que sus brazos y los hombros queden sobre el borde. Un rollo o una almohada pequeña puede ponerse sobre el borde anterior para apoyo y comodidad adicionales. La superficie sobre la que el niño manipula los objetos
  8. 8. 155 debería de ponerse suficientemente alta de manera que el niño no deba extender totalmente sus brazos para usarlos. El soporte (el rollo, la almohada) se usa para cumplir una función similar como cuña o para proveer apoyo para otras posiciones. Por ejemplo, puede ponerse detrás de la espalda del niño cuando el niño está en un descansadero de lado. La tablilla de postración (marco de estar ) es utilizado para que el niño alcance una posición derecho sobre sus rodillas o los pies. Esto ayuda a que el niño alcance al frente y use las manos, y ayuda a impedir contracciones de cadera y rodilla (acortamientos permanentes) para niños con posturas de asiento asimétricas. Puede ajustarse al tamaño del niño. Las sillas modificadas (la silla de rincón, la silla de viaje) están hechas para niños que tienen dificultades para sentarse bien o que tienen pierna y cadera anormal (las piernas cruzadas o de hombre rana). Las sillas deberían proveer apoyo de cadera y hombro. Las correas pueden usarse para acercar las piernas o alejarlas de la línea media conforme sea necesario. Cualquier tipo de asiento adaptado debería tener los siguientes aspectos: 1. Medidas y adaptadas el niño con accesorios apropiados. 2. Asegurar con el cinturón de seguridad a las caderas, un dispositivo anti -inclinatorio, frenos, y un arnés de tronco si es necesario. 3. Ser funcional con una ubicación óptima de la cabeza y los brazos para alimentarlo, jugar, y trabajar. 4. Aumentar la tolerancia de la posición derecha y ayudar a fortalecer el cuello, tronco, y brazos. Cuando se siente en una silla como estas, las caderas del niño y las rodillas deberían estar en un ángulo de 90 grados; la cabeza y los hombros deberían estar ligeramente hacia el frente; la cabeza, tronco, pies y los muslos deberían estar apoyados; y el niño debería tener una superficie al frente donde pueda jugar. MANEJO La manipulación se refiere a las técnicas y métodos que se usan para mover un niño o ayudar el niño en sus movimientos para que sean tan independientes como sea posible desde una de posición hasta la próxima. La manipulación se relaciona en como el niño es tomado, puesto abajo, llevado, sostenido, y ayudado mediante los movimientos de transición (p. ej., desde que se coloca hasta que se sienta). Como con la ubicación, la manipulación apropiada puede normalizar el tono de músculo e inhibe reflejos que perjudican y modelos anormales de movimiento. Por ejemplo, si un niño ajustado se toma bajo los brazos únicamente, llegará a ser más ajustado, y sus piernas pueden
  9. 9. 156 cruzarse (en forma de tijeras). Un procedimiento diferente de manipulación mantendrá el niño relajado y se hace más fácil para el niño ayudarse a levantar la cabeza y hombros y con sus brazos. Antes de comenzar una actividad, puede ser útil aumentar o disminuir el tono de músculo, de manera que el niño pueda trabajar mejor. La manera en que el niño es manejado y la posición de las manos del cuidador puede aumentar o disminuir el tono. Por ejemplo, poniendo sus manos sobre un músculo estimula la contracción y comúnmente aumento del tono (hace a un niño más ajustado). Poniendo sus manos sobre las articulaciones (rodillas, tobillos, hombros , y los codos) comúnmente no aumentan el tono. Movimientos vigorosos, fuertes, (halar/empujar, rebotar, andar ásperamente por la casa) comúnmente aumenta el tono. Movimientos repetitivos , lentos, constantes, comúnmente disminuyen el tono. Balanceándose y moverse rítmicamente ayudan a la relajación. El manejo específico, las técnicas de levantado y acarreo variará según las necesidades individuales de niño. El apoyo puede disminuirse gradualmente conforme el niño aprende a apoyarse sobre sí mismo. La buena manipulación debería proveer de libertad de movimiento y estabilidad, lo que ayuda a desarrollar una buena movilidad. Por ejemplo, un bebé debe ser capaz de sostenerse a sí mismo de pie sobre sus manos y rodillas antes de que el niño pueda comenzar a salir fuera y gatear . Si el niño se siente seguro en su tronco, caderas y hombros, el niño se sentirá más seguro para moverse. Mediante el movimiento, es cuando el aprendizaje tiene lugar. Porque los niños con incapacidades múltiples tienen un tiempo difícil para anticipar movimientos o actividades, ellos pueden resistirse o temerle al movimiento. Aquí hay algunos procedimientos de manipulación que pueden ayudar con este problema: 1. Deje que el niño sepa que hay alguien ahí usando un toque o señales de identificación cuando se mantenga la comunicación con el niño. 2. Use las señas del tacto s señales para dejar que el niño sepa qué es lo que va a suceder (p. ej., levántele ligeramente su brazo para indicarle el niño que va a ser tomado). 3. Use la repetición. Muévalo primero lentamente con una buena pizca de apoyo o ayuda. Entonces disminuya la asistencia tan pronto como el niño comience a estabilizarse y/o moverse sobre si mismo. 4. Muévase con el niño. Ayude el niño a "ver" como moverse para permitirle sentir el movimiento mientras el niño está siendo cargado. Cargue el niño estrechamente y mésalo, arróllelo, apóyelo fuera del centro y regréselo, súbalo y bájelo, dele vueltas, salte y camine. Esto permite que el niño pueda sentir como debería moverse su cuerpo.
  10. 10. 157 La sección de actividades provee de ideas específicas sobre como llevar, tomar, poner abajo, cargar y mover el niño desde una de posición hasta la próxima. Más adelante hay algunos principios generales para mantener en mente: 1. No se debe usar la fuerza para manipular extremidades. Más bien, provea apoyo a los puntos claves de control (es decir, hombros, caderas, los codos, las rodillas), y mueva las extremidades una vez que los músculos se hayan relajado. 2. La manipulación del niño por detrás de su hombro ceñido, el tronco y la pelvis, provee el niño con el soporte máximo. La manipulación de los brazos, las manos, la cabeza, las piernas, y los pies del niño dan el apoyo mínimo. Provea suficiente apoyo y control el niño para que se pueda mover normalmente, pero no tanto apoyo de forma que el niño no tenga la oportunidad de trabajar con sus músculos. 3. Entre más lenta y más sutil sea la gama de movimientos que tiene el niño, será más fácil para el niño adaptarse a los movimientos. Sin embargo, al mismo tiempo el niño tiene que trabajar más duro. 4. Cuando se usan movimientos firmes y rápidos para aumentar el tono de músculo del niño, es importante tenerlo en una posición estable y alineada para que el niño este seguro y no tenga que usar compensaciones para postura anormal para que pueda mantener su balance. Las actividades tales como rebotar sobre una pelota de playa o ventilar el colchón, girar sobre una estera, o en general alojamientos ásperos proveen todo esto mientras le permitan mantener el contacto con una superficie que puede ayudar a reducir la tensión involucrando el movimiento. 5. Cuando se manipulan niños de tono bajo, un toque firme es mejor digitalmente. Una mano abierta con los dedos extendidos puede usarse para que la presión que se aplica mediante la palma y lo largo de los dedos en vez de las yemas del dedo. Un niño con el tono bajo puede hundirse en el apoyo que se le da, de manera que la manipulación intermitente o golpecitos puede que sean necesarios. Los niños que son sordociegos y/o con la motora perjudicada no desarrollan muchos de los componentes de movimiento crítico para moverse desde una posición hasta la próxima. Ellos digitalmente usan las maneras atípicas y tienen opciones limitadas para poder cambiar de posiciones, y ellos les puede desagradar el hecho de tener que ser movidos a nuevas posiciones. Ayudar el niño a moverse desde una de posición a otra en una forma normal ayuda a desarrollar esos componentes normales del movimiento La
  11. 11. 158 sección de actividades rompe con algunas de las transiciones de movimiento más común. USO DE JUGUETES Y MATERIALES: Otro factor para recordar cuando se maneja y se pone el niño en diversas posiciones es la colocación de los juguetes y Materiales: que el niño va a utilizar para jugar. Recuerde usar juguetes y Materiales: que el niño puede ver fácilmente si el niño tiene algo de visión (p. ej., juguetes que son brillantes y coloridos con modelos). Asegúrese de que los fondos contrasten bien con estos artículos. Póngalos donde el niño pueda verlos, alcanzarlos y tocarlos. Recuerde que los juguetes que se mueven fácilmente y claramente (p. ej., una pelota), que tienen textura, olor y/o sonido, ayudan a que preste mas interés. Si el niño no tiene ninguna visión pero si tiene algún tipo de audición, el niño necesitará Materiales: con una variedad de texturas y sonidos. Recuerde, sonidos bajos constantes, una voz que es constante y suave, música con un ritmo constante sirve para disminuir el tono y calmar el niño. Lo opuesto alerta y aumenta el tono el niño. Si el niño no puede ver el juguete, muéstreselo poco a poco para no lo sorprenda. Use objetos cotidianos comunes que produzcan sonido. Si el niño no tiene ningún tipo de audición del todo, use juguetes que hacen los sonidos más fuertes y tienen vibraciones interesantes. La textura y el olfato será también muy importante. Usar juguetes que son pesados proveerán una retroalimentación para el niño que es de tono bajo (p. Ej., use una estaca de madera para anillos en lugar de una plástica). Jugar con esos artículos antes de jugar con texturas mas suaves (papel de lija, bolitas de algodón, etc.) puede reducir el hecho de estar a la defensiva con respecto al tacto por parte del niño (que no desea tocar las cosas) Juguetes que se activan al ser presionados con la mano ( juguetes de chirridos suaves, de presionar botones) ayuda a aumentar el tono y son buenos para ser usados en niños con el tono bajo. Juguetes largos pueden usarse para reforzar el uso de ambas manos o relacionar el peso por medio de sus manos. Los juguetes mas pequeños pueden reforzar las habilidades de la motora fina. La colocación de Materiales: puede afectar la postura del niño y fomentar el cambio de peso (inclinándose al frente y a los lados), rotación (movimiento del cuerpo alrededor de su eje), y la contra - rotación (rotación de los hombros opuesta a la rotación de la pelvis). Estos son los componentes claves al movimiento normal. Por ejemplo, si un niño que es ajustado tiene que buscar un juguete, su tono de músculo aumentará de vez en cuando porque ese movimiento fomenta la extensión. Poner un juguete al lado y simplemente más allá de la longitud de los brazos del niño lo fomentará a volver y rotar alrededor de su cintura así como también al cambio de su peso. Cuando se eligen juguetes y los Materiales: con los que el niño pueda aprender, recordar el tipo de agarre y movimiento de la mano o del brazo que se requiere para la manipulación del juguete. ¿ Es el niño capaz de hacer o
  12. 12. 159 aprender el movimiento?. Por ejemplo, si un niño con un agarre débil no puede sacarle un sonido a un juguete chirriador, puede ser que el niño necesite comenzar con un tipo más suave tal como un juguete hecho para un perro o un gato. También considerar si el juguete requiere que el niño deba usar una o dos manos. LA MECANICA DEL CUERPO A fin de conservar energía y evitar torceduras en el cuerpo y el agotamiento, recuerda los siguiente conceptos de la mecánica del cuerpo: 1. Dejar que el niño sepa que es lo qué sucede. Las posiciones cambiantes pueden ocasionar un susto o un reflejo en el niño. 2. Tome el niño paso a paso mediante los movimientos involucrados en la ubicación. También tomar el niño mediante los movimientos que el niño podría hacer concebibles en tiempo posterior. Recuerde señalizarle el niño que es lo que esta sucediendo, espere, y foméntelo a responder y tomar parte. 3. Piense primero qué movimientos se requieren y minimice el rendimiento de energía (p. Ej., Acerque la silla antes de tomar el niño y no después). 4. Mantenga los pies apartados a la anchura del hombro para proveer una base amplia de apoyo. 5. Doble las rodillas (no la espalda ) cuando prepare el niño para levantarlo. Use las piernas (no la espalda ) cuando lo ponga de pie y lo este levantando. Recuerde que las piernas tienen los músculos de levantado y de flexión, no la espalda. 6. Recoja el niño y acérqueselo. Cuando este sosteniendo el niño, manténgalo cerca del cuerpo (en lugar de mantenerlo con los brazos extendidos), y sobre las piernas y abajo (en lugar de mantenerlo sobre el pecho), desde que este es el centro de gravedad. 7. Mantenga movimientos tan estables como sea posible. Los movimientos inestables toman más energía que uno que sea inestable. 8. Evite torcer el cuerpo o ponerlo en posiciones inusuales (incómodas) que pueda ocasionar tensión y agotamiento.
  13. 13. 160 ACTIVIDAD: RECOGER EL NINO Y PONERLO ABAJO Propósito: Saber tomar y poner el niño abajo de una forma que muy terapéutica. ¿Qué hacer? Los procedimientos siguientes deberían usarse con un bebé o el niño/preescolar que tiene perjudicada la motora e incapaz de levantarse y bajar por sí mismo. - Cuando se alistando para recoger el niño, háblele el niño y Dígale que usted va a recogerlo. Al mismo tiempo, ponga su mano bajo el codo y mueva su brazo hacia arriba ligeramente. Esta seña de toque le ayudará a aprender a anticipar es lo que usted va a hacer. - Si el niño está sobre su espalda , coloque un brazo entre sus piernas, con la palma de su mano sobre su estómago. Coloque su otra mano detrás el hombro del niño. Enrolle el niño a su lado y entonces lo levanta. Use una buena mecánica de cuerpo de manera que usted no le tuerza su espalda . - Use esta misma técnica básica cuando este sacando el niño fuera de cualquier tipo de silla (andaderas, silla alta, la silla para el automóvil). Evita recogerlo por debajo los brazos. Siempre apoye una pierna cuando esté levantándolo, especialmente si el niño tiene la motora perjudicada. - Después de recoger el bebé arriba, estar seguro de cargarlo y llevar lo en una posición que sea buena para el niño. - Cuando este listo para poner el niño abajo, Dígale que es lo que está sucediendo. Al mismo tiempo, empuje cariñosamente sobre los hombros hacia abajo antes de poner el niño abajo. Esta señal le ayudará y le advertirá sobre lo qué va a suceder. - Ponga el niño abajo, sosteniéndolo de la misma manera que lo hizo cuando lo levantó. - Una vez que el niño este abajo, asegúrese de ponerlo en una posición apropiada. Déjele saber el niño qué es lo que va a suceder próximamente hablándole el niño y por usando señas ( p. ej., cuando va a jugar, cuando le va a hacer el cambio de pañal, cuando la mamá lo va a dejar).
  14. 14. 161 Otras Ideas: - Como el niño gana fortaleza, anime su ayuda con los movimientos (p. ej., levantar su cabeza, empujar con sus brazos, ayudarse con el enrollado; etc.) - Si el niño tiene alguna visión, foméntele mientras yace sobre su espalda a salirse antes de ser recogido. Luego, el niño podría comenzar a cargar su mano y tírale para que permanezca sostenido de pie antes de levantarse. - Con un niño más viejo que está listo para comprender las señales coactivas formales, use las señales para "arriba" y para "abajo". ACTIVIDAD: TENIENDO Y LLEVANDO AL NINO Propósito: Para cargar y llevar el niño de una manera que le ayude a sentirse seguro, que mejora mucho el tono de músculo y de la postura, y que hace más fácil que el niño interactúe recíprocamente con usted y las cosas alrededor del niño. ¿Qué hacer? El Joven Bebé: - Hay muchas maneras diferentes de cargar y llevar a un bebé. Cualquier método que se use, asegúrese que el cuerpo del bebé esté simétrico, que su cabeza y el cuerpo se apoye bien, y que el niño este soportado contra su cuerpo. - Recuerde hablarle al bebe y use las señales de toque para que le deje saber que está sucediendo y hacia adonde va. - Las siguientes son posiciones para sostener y llevar el niño, con sugerencias de cosas que pueden hacerse. Es bueno variar la manera en que usted carga y lleva al bebé a diferentes actividades. Aún, a veces, es bueno usar una posición coherentemente para actividades seguras que proveerá el niño con señales que lo ayuden a prever la actividad. Por ejemplo, alimentar el niño en una de posición y hacer juegos vocales y de cara con el niño en otra posición. a. En esta posición, balancee o haga que el niño rebote suavemente mientras le esta cantando el niño. Mire y háblele el niño. Aliméntelo en esta posición. Esta es también una manera bonita de cuidar el niño.
  15. 15. 162 b. En esta posición háblele al bebé y foméntelo para que haga sonidos. Ayúdelo para cargue y juegue con un juguete. El niño también se puede alimentar en esta posición. c. Esta es una posición buena para estar cara a cara con el bebé. Ayúdele a sentir su cara y su boca mientras está hablándole el niño. Juegue con el a tomar -un- abucheo o darle -una - palmadita al pastel. Ayúdele a jugar con un juguete. El niño puede disfrutar teniendo una merienda en esta posición. d. Los siguiente son los ejemplos de como usted podría llevan al bebé. El Niño o Bebé más Viejo: Evite llevar a un bebé más viejo o niño joven sobre su hombro o acunado en sus brazos. - Hay muchas maneras diferentes de hacer esto. El niño debería verse siempre lo mas simétrico posible. Provea apoyo únicamente donde el niño lo necesita, y foméntele a ayudarse cuando sea posible. Si el niño es capaz de mantener su cabeza y el tronco levantado, entonces use posiciones que no lo apoyan allí. - Recuerde comunicarle lo qué usted hará como se describe arriba. - Use una variedad de posiciones, aún debe ser consistente en las actividades de rutina. a. Esta posición involucra sostener el niño sobre su cadera. Ponga una mano firmemente alrededor de sus nalgas. Ponga la otra mano debajo del talón del niño y presione en forma ascendente. Háblele el niño, haga gestos, béselo, déjelo que toque su cara, etc. b. Para esta posición, siente las nalgas del niño sobre su cadera y llévelo hasta el frente de su cara. Dóblele una pierna hacia arriba. Si el niño tiene alguna visión, indíquele las cosas y los nombra. Si no, acérquelo lo suficiente como para tocar los objetos. c. En esta posición, ponga su brazo entre las piernas del niño y debajo de su estómago y pecho. Rote su tronco de manera que el niño quede con la cara hacia afuera. Cante y baile con el niño la música. d. Esta posición es parecida a la de arriba pero involucra el niño en una posición boca abajo. Use esto para cantarle y arrastrarse por la casa con el niño. Déjelo que toque a alguien o con un juguete más adelante.
  16. 16. 163 Otras Ideas: - Las ideas sobre como cargar el niño sentando en su regazo pueden encontrarse en la sección sobre como sentarlo. - Si el niño es hemipléjico (más ajustado en un lado de su cuerpo), siempre asegurándose de que el lado implicado es el de adelante (especialmente su brazo) y que el niño está simétrico cuando está siendo alimentado, llevado, o cargado. No permita que su hombro se tire hacia atrás. También variar los lados en que usted lo carga, para que a veces su brazo más ajustado y la mano queden libres (no sujetadas contra su cuerpo) y a veces su brazo menos implicado y su mano queden libres. - Intente llevar el niño en una cabestrillo, bulto trasero, o bulto delantero para transportar el niño. Asegúrese de que el niño tiene suficiente apoyo en su tronco y cuello. Esto le da el niño el sentimiento de balance y movimiento en el espacio aún cuando usted es el que realmente está realizando el movimiento. ACTIVIDAD: DISMINUYENDO EL TONO DEL MUSCULO Propósito: Para disminuir el tono de músculo para el niño que tiene músculo de tono alto (espástico o hipertónico). El tono del músculo es esencial para el buen movimiento. El tono del músculo, en parte, es una respuesta al movimiento. Entre más se mueva el niño, mejor será la sensación que tendrá el niño en sus músculos. El niño con músculo de tono alto necesita buenas técnicas de posición y técnicas de manejo lo que le traerá su tono más cerca de lo normal. La terapeuta física u ocupacional del niño puede ayudar con sugerencias apropiadas. Materiales: La pelota de terapia o playa, la almohada, la toalla o manta enrollada. ¿Qué hacer? - Cuando trate de disminuir el tono del músculo, los movimientos deberían ser lentos y suaves a fin de que le ayude el niño a que se relaje. - Una técnica para reducir la espasticidad es poner el niño en una posición dispuesta sobre una pelota firme de playa o de terapia. Asegúrese de que los brazos del niño están arriba y delante de su cabeza o a la derecha de sus lados. Suavemente balancee la pelota de
  17. 17. 164 lado a lado. No use esta actividad si el niño tiene miedo mientras se encuentra sobre la pelota, porque esto hará que el niño esté mas tenso que relajado. - La rotación puede usarse de varias maneras. Esto puede inhibir el tono porque es una combinación de flexión y extensión y por lo tanto impide totalmente el modelo. a. Con el niño encajado sobre sus piernas o un rollo, asegúrese de que sus piernas y las caderas permanecen estables mientras tuerce su tronco lentamente de un lado y luego hacia el otro. Sus brazos deberían estar adelante. b. Si el niño yace sobre su espalda en el piso, dóblele ambas caderas y las rodillas y suavemente rótele sus piernas de un lado a otro. c. Con el niño en una posición de descanso de lado, mantenga sus hombros alineadas y suavemente tuerza la pelvis hacia adelante y hacia atrás. Estabilice la pelvis y tuerza sus hombros remitir y respaldar. - Generalmente, mueva al niño lentamente. El alargamiento rápido sobre los músculos ajustados aumenta la espasticidad. ACTIVIDAD: AUMENTANDO EL TONO DEL MUSCULO Propósito: Para aumentar el tono de músculo del niño que tiene músculo de tono bajo (hipotonia). Para este niño, las buenas técnicas de ubicación y de manipulación que se necesiten usar para ayudar a aumentar su tono y traerlo más cerca de lo normal. Un terapeuta puede ayudar con sugerencias para este niño. Materiales: La pelota de playa o terapia, se muestra para arrodillarse ( mesa baja, sofá, o silla). ¿Qué hacer? - La presencia de peso es uno de los mejores métodos para aumentar el tono del músculo. Una vez el niño está listo para sostener las posiciones de peso, el niño debería animarse a sostener pesos con los brazos extendidos en todas las posiciones, y que permanezca con sus piernas y tronco en posición de arrodillado o de pie. Asegúrese de
  18. 18. 165 alinear bien su cuerpo. Cambiar el peso de un lado a otro ayuda el niño a sentir como aumenta el peso y se incrementa el tono del músculo. - Rebotar el niño sobre una pelota, un trampolín, o sobre su regazo puede ayudar a que aumente el tono del músculo y la estabilidad de la línea - media. - Para aumentar el tono del músculo en el cuello o el tronco, suavemente golpee o cepille los músculos posteriores desde el cuello hasta el final de la espina dorsal mientras el niño está sentado. - Provea el niño con una cantidad máxima de estimulación visual, táctil y de auditoria. - El niño debería ponerse en una posición derecha como muchos de manera que sea posible estimular sus músculos. Use una silla de rincón y un posicionador de pie. - No salen el niño plano sobre su espalda . El uso enrolla y las almohada s para traer su cabeza remiten y para lo animar a traer sus manos y pies juntos. ACTIVIDAD: SOBRE EL ESTOMAGO (POSTRARSE) Propósito: Para darle el niño la oportunidad pasar tiempo sobre su estómago. El niño debería pasar una porción de cada día sobre su estómago. Esta posición ayuda a desarrollar los músculos del cuello y la espina dorsal. Esto también ayuda a desarrollar fortaleza en los brazos y hombros así como empuja hacia arriba para levantar su cabeza y observar todo a su alrededor. Materiales: La alfombra de área o manta, travesero ( la manta enrollada, la toalla, o descansadores) la cuña, juguetes brillantemente coloreados, un espejo, una linterna eléctrica, juguetes musicales. ¿Qué hacer? - Háblele el niño e indíquele el niño que usted lo pondrá abajo. Esto puede se puede hacer mediante un empujoncito suave en su brazo u hombro. Esta señal de toque le ayudará el niño a aprender a prever qué es lo que usted va a hacer. - Ponga el niño sobre el piso en una alfombra de área o manta. Esto ayudará a hacer la superficie más suave y también definirá el espacio
  19. 19. 166 para el niño. Si los brazos se meten detrás o debajo del niño, ayúdele el niño a que los mueva hacia adelante. - Póngale algo interesante el niño en frente para que lo mire. Un juguete brillantemente coloreado, un espejo, un instrumento musical, o inclusive una linterna eléctrica pueden animar el niño a levantar su cabeza. Baje hasta el piso con el niño. Háblele el niño, sonríale , cántele, y dele unos cuantos besos, para alcanzar su atención. Ponga sus manos sobre las manos del niño de manera que el niño pueda sentir como se sienta empujar con sus manos. - Ponga un soporte (una manta estrechamente enrollada, una toalla, una almohada) debajo el pecho del niño con sus brazos hacia el frente. Esto animará el niño para que levante la cabeza y también el peso que sostiene sobre los antebrazos o las manos. - Cargue y sacuda un juguete brillantemente coloreado o apoye un espejo de 8-10 pulgadas frente a la de cara del niño para animarlo a levantar su cabeza. Lentamente levante el objeto sobre el nivel de la cabeza para que así el niño levante más alto su cabeza y su cuerpo. - Mueva la forma del juguete de un lado a otro para animarlo a que vire su cabeza. Otras Ideas: - Si el bebé es joven, échese sobre el piso con una almohada bajo su cabeza y ponga su estómago sobre su estómago. Háblele el niño. Su voz y su cara pueden ser un incentivo fuerte para que el niño levante su cabeza. Mientras el niño esta echado en esta posición, suavemente traiga sus brazos hacia el frente un poquito y suavemente presione hacia abajo. Esto hace que el niño levante más fácilmente su cabeza. Use su pierna superior como un soporte. Ponga el niño sobre su pierna con juguetes al frente de el. - El fin de un sofá o de una silla puede actuar como un soporte con un fin de mesa utilizándolo como un superficie de juego. - Si las manos del niño son empuñadas, suavemente tómelo por sus muñecas y estremézcalo o golpéele sus mano contra una superficie firme pero que este rellena. Esto debería relajar y abrir las manos del niño. Ponga la mano abierta contra la superficie e intente alcanzar que el niño se incline (sostener el peso). Presione hacia abajo suavemente los brazos del niño. - Ubique el niño sobre un soporte o sobre una cuña. Ponga sus manos en unas cuentas que produzcan un ruido suave, lentejas, o frijoles. Esto ayuda a que se anime a sostener peso mediante sus manos y puede disminuir su sensibilidad en las manos y en los brazos. Asegúrese de
  20. 20. 167 mantener un ojo sobre el niño durante esta actividad de manera que el niño no ponga los frijoles o pequeñas cuentas en su boca. - Si el niño no quiere echarse sobre su estómago, introduzca y aumente el tiempo del estomago gradualmente. Intente hacer de éste un tiempo placentero con actividades divertidas. - Experimente colocar el niño sobre diferentes texturas (tal como una toalla, una alfombra, una hoja de punto de jersey, una hoja lisa de algodón, etc.) para ver si el niño es capaz de tolerar algunos más que otros. ACTIVIDAD: SOBRE LA ESPALDA Propósito: Para darle oportunidad el niño de que pase tiempo sobre su espalda . Esta es una buena posición para que el infante explore las partes de su cuerpo. Esto también puede ser una posición fácil para que el niño pueda tratar de alcanzar y mirar. El movimiento en esta posición es importante para la progresión dentro del arrollado. Nunca deje el niño sobre su espalda en forma plana. Esta posición tiende a aumentar la espasticidad. Cuando ponga el niño sobre su espalda, use pequeñas toallas enrolladas o descansaderos detrás de su cabeza y de los hombros y por debajo de sus rodillas para lograr una posición más flexionada. Materiales: La alfombra de área o manta, las toallas enrolladas, las almohadas, juguetes brillantemente coloreados, movibles, campanas, o juguetes que penden. ¿Qué hacer? - Háblele el niño. Déjelo saber que usted lo pondrá abajo. Suavemente presiones hacia abajo sobre sus o sus brazos. Esta señal de toque le ayudará el niño a que prevea qué es lo que va a sucederle el niño. - Ponga el niño sobre su espalda en una alfombra de área o manta ubicada sobre el piso. Ubique el niño de manera que su cabeza esté en la línea media y sus hombros se hayan traído hacia adelante. Su cuerpo debería estar simétrico. Use toallas enrolladas, mantas, o pequeñas almohadas debajo de la cabeza, rodillas, y hombros del niño. Ponga movibles o juguetes pendientes en posiciones variables (línea media, al lado izquierdo, al lado derecho, sobre la cabeza del niño, a sus
  21. 21. 168 pies). Esto motivara el movimiento de diferentes partes del cuerpo, tales como las manos que se mueven a la línea media, los brazos que se cruzan sobre la línea media, los brazos que suben sobre su cabeza, y pateando con los pies. Cambiando los juguetes de vez en cuando mantendrán la actividad divertida e interesante para el niño. Un brazo o una pierna puede atarse libremente al móvil o juguete suspendido, usando una faja de material ajustable o elástico. Inclusive entonces un movimiento suave activará el juguete suspendido. Si usted pone el brazo o la pierna del niño de esta manera, no lo deje a solas. - Ponga un juguete pequeño o un objeto sobre el pecho del niño. Muéstrele como llevar ambas manos a la línea media para que pueda tocar el objeto. Luego ponga el objeto en el lado izquierdo del pecho del niño y ayúdelo a ubicarlo con su mano izquierda. Ahora muévalo a la derecha y use la mano derecha del niño. Use una almohada pequeña y firme debajo del cuello y los hombros para relajar los hombros del niño y traer sus brazos hacia el frente. - Cargue un juguete con sonido, un objeto con luz, o brillantemente coloreado sobre el pecho del niño. Llame su atención, entonces anímelo para que alcance y coja el objeto. - Ponga juguetes o campanas en las muñecas y tobillos del niño. Esto puede animar el niño a mover sus brazos y piernas. - Ponga una pelota o globo infalible en los pies del niño. Ayude el niño a patear con sus pies para que mueva la pelota. Anime el niño a dar una gran cantidad de patadas. - Esta es una buena posición para tener actividades cara a cara. Háblele el niño, suavemente acaricie su cara, dele besos, y procure que le toque su cara. - Ayude el niño a explorar las partes de su cuerpo. Juegue a darle una palmadita al pastel. Juegue con sus pies, rodillas, manos , y cara. Haga los movimientos corteses para ayudar a que se desarrolle en el bebé una conciencia del cuerpo y los músculos. - Ponga sus manos debajo de los pies del niño y mueva sus piernas hacia arriba y hacia abajo como si estuviera pedaleando una bicicleta. Ejercite los brazos levantándolos hacia arriba y hacia abajo y hacia dentro y hacia afuera. Los movimientos deberían ser lentos y corteses. - Anime el niño a que comience a levantar su cabeza. Use una luz o juguetes que tengan sonido. Coloque el objeto sobre el pecho del niño. Mueva la luz o el juguete con sonido para animarlo a que alze su cabeza. Si no hay retraso en la cabeza , el niño puede comenzar a usar algunos de los músculos que usará para alcanzar desde una posición de descanso hasta una posición de sentado. Tire suavemente de los brazos del niño y tráigalo hacia una posición de sentado.
  22. 22. 169 Otras Ideas: - A los bebés más jóvenes, póngalos sobre su espalda en sus brazos o en el pliegue de sus piernas. - Ayude el bebé a traer sus rodillas y sus pies cerca de sus manos. Póngale campanas a sus calcetines o con elástico alrededor sus tobillos para agregar auditoria de estimulación. Esta actividad ayuda a fortalecer loa músculos de su estómago. - Cuando esté cambiándole el pañal el niño, no lo deje plano sobre su espalda . Ponga un rollo pequeño debajo de su cuello. - Con el niño sobre su espalda , anímelo a volver su cabeza desde un lado hacia el otro. Use una luz, un sonido, o inclusive golpecitos sobre su mejilla. Muévale suavemente su cabeza si el niño no hace esto por si mismo. Este es un primer paso importante para que pueda girar. - Cuando el niño mueve su cabeza desde un lado hasta el otro fácilmente, usted lo puede animar a girar en cualquier dirección desde su espalda. Si el niño fuera a tomar un anillo con una mano, hálelo suavemente para rotar su cuerpo superior hacia el lado opuesto. ACTIVIDAD: ECHÁNDOSE DE LADO Propósito: Para darle el niño la oportunidad de pasar tiempo a su lado. Echarse de lado es una posición óptima para mirar, seguir, alcanzar, y jugar con las manos en la línea media. Esto también le da el niño una nueva visión de su medio ambiente. La gravedad ayuda a que el niño junte sus brazos y sus manos. Esta posición también disminuye el tono para permitirle el niño a alcanzar y cargar objetos. Cuando usted pone el niño en la posición de echarse de lado, su espalda debería estar derecha, su barbilla metida hacia adelante, y la pierna superior ligeramente doblada. Los Descansaderos de lado puede comprarse o hacerse. Use almohadas, toallas enrolladas o mantas, o latas con la espuma de rellena que esta alrededor ellas. Ponga el niño de su lado contra el respaldar del sofá o en el piso contra la pared o en el borde de la sofá. Este apoyo puede ayudar a impedir que el niño gire de espaldas y debería extenderse detrás de su cabeza para mantener su barbilla metida. Materiales: Las almohadas, toallas enrolladas o mantas, los descansaderos de lado comprados o hechos en casa, el espejo, movibles, los juguetes pendientes y otros juguetes.
  23. 23. 170 ¿Qué hacer? - Háblele el niño y hágale saber que usted lo pondrá abajo. Suavemente presione sobre sus hombros o sus brazos. Tome su mano y toque el descansadero de lado o rollo. Esto le dará la oportunidad de prever actividad. - Puede ser que la primera vez el niño no le agrade esta posición. Trate de hacer de esta una experiencia tan placentera como sea posible. Comience por hablarle el niño y al mismo tiempo juegue con sus manos. - Cuando el niño pueda descansar confortablemente sobre su lado, anímelo a jugar en esta posición. Suspendiendo los juguetes hará mas fácil para el niño poder jugar con ellos. Ayúdele a aprender a alcanzar y a darle golpecitos fuertes a los juguetes que penden. - Ponga espejos, juguetes, movibles, ilustraciones y otros objetos sobre el piso a su alcance y dentro del rango de su vista. - Encierre un espacio pequeño cerca de su cabeza dentro de su alcance de manera que los juguetes no giren o se vayan a mover fuera de su alcance y de su vista. El encierro podría ser un espejo de tres caras, resguardo, o caja. - Los juguetes operados por pilas o grabadoras que son controlados por un interruptor pueden operarse desde esta posición. - Asegúrese de que el niño juega sobre un lado y luego sobre el otro. Si el niño esta mortalmente comprometido, el niño puede ser que prefiera tener siempre su brazo más móvil y libre y que esta arriba. Sin embargo, el niño también necesita aprender el uso del brazo comprometido. Poniéndolo en lo alto usted lo puede animar a alcanzarlo y usarlo más. - Echarse de lado puede ser una posición buena para dormir. Ponga el niño en los descansaderos de lado o con una manta enrollada detrás de su espalda y de su cabeza. Coloque una almohada pequeña entre sus piernas y dele un juguete relleno o una almohadilla para cargar. Vuelva el niño sobre su otro lado antes de ir a su cama. ACTIVIDAD: RODANDO Propósito: Para animar el niño a que gire. Girar es una buena manera de que el niño comience a moverse alrededor de su medio ambiente. En orden de que el niño gire con un modelo maduro de control, el niño primero debe mostrar una buena extensión del tronco (enderezando), rotación (cambiando de posición), y
  24. 24. 171 la flexión (doblado). la extensión del tronco desarrolla la manera de jugar del niño sobre su estómago, como sostiene peso por medio de sus antebrazos, y levanta su cabeza y su tronco. La rotación se desarrolla cuando el niño alcanza los juguetes mientras está sobre su estómago o sobre su espalda y cuando el niño cambia su peso de un lado al otro mientras está sobre su estómago. El desarrollo del músculo que se necesita para poder girar es esencial en las habilidades motoras de permanecer de pie y de caminar. Cuando sea posible, incorpore el giro con actividades significativas tal como vestirse y en el juego de quebrándose - y - calentase. Las etapas de giro. Girar desarrolla una gran variedad de modelos diferentes. El niño gira primero como una respuesta para poder virar su cabeza. Cuando el niño está sobre su espalda , su cabeza se virará y su cuerpo lo seguirá. Entonces el giro se desarrollará a como se indica a continuación: El niño gira: de su estomago a su espalda de su espalda hasta un lado de su espalda hacia cualquier lado y luego regresa a su espalda de su espalda hasta el estomago de su espalda hasta el estomago en cualquier dirección desde la espalda hasta la espalda en movimiento continuo. Materiales: La alfombra de área o manta suave, las luces, objetos brillantemente coloreados, juguetes con sonido. ¿Qué hacer? - Háblele el niño. Suavemente gire la parte superior su cuerpo de manera que el niño comenzará a prever qué será lo que tiene. - Con el niño sobre su espalda en una manta o alfombra suave, siéntese o arrodíllese a su lado. Suavemente empuje la pierna del niño lejos encima de usted de manera que el niño comience a girar sobre en su estómago. Si el niño sigue su pierna con el resto de su cuerpo, déjelo concluir el giro por si mismo. - Ayude el niño a girar desde su espalda hasta un lado para que tome su rodilla y su brazo superior y suavemente sobre el. Ponga el niño sobre su lado. Use un juguete con sonido, con luz, o con su voz, anime el niño para que gire sobre su espalda. - Sacuda un juguete o una sonaja o use una luz. Anime el niño a alcanzar y coger el objeto. Cuando el niño lo deje ir, sacuda el juguete o use la luz nuevamente. Conforme el bebé los alcance nuevamente, mueva lentamente el objeto mas lejos para que el niño deba animarse a alcanzarlo. Manténgase haciendo esto hasta que el bebe gire mientras está tratando de alcanzar el juguete. Déjelo coger el juguete de vez en
  25. 25. 172 cuando para que se mantenga su interés. Haga esto con el niño sobre su estómago, y ayúdelo a girar sobre su espalda. - Coloque el niño sobre su espalda . Ponga una mano sobre su hombro izquierdo y la otra mano sobre su rodilla izquierda. Suavemente empuje el niño hacia usted para que el niño gire completamente desde su espalda hasta su estómago. Continúe ayudándole a girar el niño desde su espalda hasta su estómago. Gradualmente reduzca la ayuda que usted le brinda . - Enrolle el niño en una manta. Suavemente hale el final de manera que el niño se desenrolle como usted desenrolla la manta. - Colocando el niño sobre un declive le puede ayudar a enrollarse. Use una cuña o haga su propio declive usando un pedazo de madera o una pisara pesada, cubierta con una manta suave. Sostenga un extremo elevado sobre bloques, ladrillos o libros. Suavemente haga girar el niño hacia abajo por la inclinación. - Una vez que el niño ha comenzado a girar, anímelo a girar moverse alrededor y explorar. Muéstrele como girar unas cuantas veces para que le pueda alcanzar a usted o para que alcance un juguete. Gradualmente aumente la distancia a la que usted puede esperar que el niño se mueva. Otras Ideas: - El niño puede virarse sobre su mismo en cualquier momento. Nunca lo debe dejar desatendido sobre cualquier superficie. El niño podría girar y salirse fuera. - Esté seguro de darle igualdad de oportunidades para que el niño pueda girar a la izquierda y luego a la derecha . ACTIVIDAD: TOMANDO ASIENTO Propósito: Animar al niño a sentarse. El niño debería pasar cada día algún tiempo en la posición de sentado. Si el niño tiene algo de visión, esta posición derecha será útil para que el niño utilice su visión para explorar su ambiente. Esto también es una buena posición para que el niño utilice sus manos para jugar. Una posición derecha puede ayudar con la digestión, aliviar el estreñimiento, y puede reducir las posibilidades de infecciones del oído. Antes de que el niño sea capaz de sentarse solo, el niño necesitara mucha práctica sentándose con apoyo. El niño debería sentarse en muchas posiciones diferentes así como con tanto apoyo como el niño vaya a necesitar. Cuando usted carga el niño, el niño
  26. 26. 173 debería de ser apoyado lo suficiente como para mantener la postura. Lo primero es, darle el niño apoyo alrededor de su tronco. Gradualmente dele el niño menos apoyo hasta que el niño sea capaz de mantenerse sentado con el apoyo mínimo. Materiales: Almohadas, toallas enrolladas, el asiento de infante, silla arrinconada, silla ergonómica, bandeja o mesa. ¿Qué hacer? - Haga que el niño sepa que será sentado hablándole el niño y use cualquier señal de toque tal como un golpecito en su asiento, o haciendo una señal coactiva de que será sentado. - Provea cosas interesantes para que el niño vea mientras el niño se encuentra en la posición de sentado. El uso de juguetes brillantemente coloreados u otros objetos para que el niño pueda mirar, escuchar, o tocar. Esto animará el niño a permanecer en la posición de sentado. - Siente el niño sobre su regazo para que el le vea la cara a usted. Cárguelo simplemente por debajo de su pecho. Háblele el niño, sonríale, mésalo de aquí para allá y de un lado a otro. Dele el niño tan poco apoyo como sea necesario para que el niño trabaja sobre como mantener su balance. Como el niño llega a ser más constante, y como su control y su balance mejoran, dele el niño menos apoyo. - Ponga el niño en una posición de sentado sostenido con almohadas para darle apoyo a la cabeza, el cuello, y el tronco como sea necesario. Asegúrese de que el niño tiene suficiente apoyo de manera que usted lo pueda dejar en esta posición por varios minutos. Ponga cosas donde las manos o los pies del niño pueda dar golpes contra ellos. Ponga juguetes entre sus piernas. Cuelgue juguetes pendientes al frente o al lado para que el niño los pueda alcanzar. - Si usted usa un asiento de infante con el niño, ajuste el asiento en una posición más derecha conforme el niño gane un mayor control de tronco y cabeza. - Siente el niño con sus piernas cruzadas sobre el piso con su peso apoyadas hacia adelante sobre sus manos. Ayude el niño a ubicar sus manos sobre el piso o sobre sus rodillas. Dele al niño tan poco soporte como sea necesario de manera que este no se vuelque. Tenerle algo interesante para que el niño mire y escuche. - Cuando usted esta sentado sobre el piso, tenga el niño sentado entre sus piernas. Déjelo cargar peso poniendo sus manos sobre sus piernas. Dele el apoyo que el niño necesita en su espalda con su estómago.
  27. 27. 174 Como el niño llega a ser más constante, muévalo hacia adelante y dele menos apoyo a su espalda . - Siéntese detrás el niño y mueva sus manos para que alcance y encuentre los juguetes y también para que jugar palmaditas al -pastel. - Coloque el niño sobre el piso con una almohada o soporte frente el niño apóyelo sobre sus antebrazos. El apoyo debería ser con el pecho nivelado. Coloque algunos juguetes sobre la almohada para que el niño los mire y los toque. - Siente el niño sobre su muslo. El niño de cualquier manera podrá ver su cara. Asegúrese de que los pies del niño están planos sobre el piso y que su espalda está derecha. Ponga las manos del niño en su pierna o en sus piernas para ayudarle con el balance. - Intente tener el niño sentado en el rincón de su sofá. Hay apoyo comúnmente suficiente que el niño será capaz de apoyarse allí. Permanezca cerca de manera que el niño no se caiga. Otras Ideas:: - Cuando siente el niño en una silla alta, póngale una toalla enrolla a su lado para ayudarlo a que esté en su línea media. Use un cinturón de seguridad para el pecho si es necesario. El tronco estará más estable si sus pies se apoyan. - Cuando esté jugando en la arena en la playa o parque, haga un hoyo somero para que el niño se siente. Moldee arena suficiente alrededor de sus caderas y baje la espalda y muslos para apoyarlo. Juegue con un balde de arena o una pelota de playa. - Deje el niño sentado adentro de una caja plástica de leche con su espalda apoyada contra un rincón. - intente sentar el niño adentro con un anillo infalible en el piso - Una silla con una bandeja al frente es buena para el tiempo de recreo solo y cuando está con usted. Esta podría ser una silla alta o una silla de rincón con una bandeja que sea suficientemente grande para ir alrededor de los lados. La bandeja debería tener una superficie que no resbale y un borde de manera los juguetes no se salgan. Ayude el niño a buscar un juguete y que juegue con los juguetes. Los juguetes deberían ser brillantes , tener formas bonitas, texturas diferentes, y algún ruido. - Vista y desvista el niño en una posición de sentado y apoyado. Póngalo sobre su regazo o entre sus piernas. Si el niño puede sentarse solo, póngalo sobre una banca o silla pequeña.
  28. 28. 175 - Trate diferente métodos de sentando. Recuerde proveer solamente el apoyo suficiente, pero no más de las necesidades del niño. - Una vez que el niño esté cómodo en una posición o con una actividad, varíe la rutina un poco. Por ejemplo, cuando el niño puede sentarse con un buen balance sobre el piso, póngalo sobre un taburete bajo o sobre el paso inferior de sus escaleras. Dele algún apoyo si es necesario. El niño necesitará trabajar más duro para mantener su balance aquí. El niño tendrá que usar sus tobillos para equilibrarse sobre sí mismo. Esta es una habilidad importante para permanecer de pie y caminando. Las Transiciones - Trabaje en el movimiento de sentado desde otra posición. Empújelo desde el estómago o la espalda del niño y rótelo hacia un lado con su mano para que se siente. - También mueva el niño desde debajo de su estómago o espalda para que el niño pueda aprender a alcanzar la posición de sentado. - Anime el niño a usar las respuestas protectoras cuando esté sentando. Si el niño comienza a caer a los lados, el niño debería aprender a protegerse extendiendo sus brazos. ACTIVIDAD: ARRASTRARSE Y GATEANDO Propósito: Para animar el niño a gatear y arrastrarse. Aunque algunos niños extrañen gatear , es importante proveer las experiencias que ayudarán el niño a gatear. Esto le dará unos medios para explorar más pronto mientras que usted espera a que el niño aprenda a caminar. También ayuda a fortalecer la cabeza, cuerpo superior, y brazos. La visión provee la motivación primaria para alcanzar a que el niño se mueva. Para el niño que tiene problemas de visión , los incentivos deberían usarse para alcanzar el interés de moverse y explorar su ambiente. Arrastrarse se refiere a la movilidad del niño cuando su estómago es ningún el terreno. Gateando refiere a la movilidad decorar donde el niño se mueve con su estómago fuera del piso, sus brazos extendidos, y sus rodillas dobladas. Para hacer esto el niño debe ser capaz de sostener peso mediante los brazos extendidos y doblar las rodillas y se mueven entonces en un modelo coordinado con su cabeza arriba. Materiales: Luces, objetos o juguetes brillantes , espejo, juguetes con sonido .
  29. 29. 176 ¿Qué hacer? - Cuéntele al el niño lo qué usted hará y usará señal coactiva para que el niño pueda prever la actividad. - El niño puede necesitar que usted le aliente a avanzar. Use su voz, un juguete con sonido, una luz, un espejo, o un juguete brillantemente coloreado . Cuando el niño juega sobre su estomago, levante su cadera ligeramente sobre un de lado de manera que su rodilla y cadera queden curvas. Mantenga esta posición en una manera relajada durante un minuto o dos. Ahora se hace en el otro lado. - Cargue un juguete frente el niño y al de lado. Anímelo a alcanzarlo. Esto ayudará a cambiar su peso desde un de lado al otro. - Cuando el niño puede levantar su cabeza y pecho mientras el niño está sobre su estómago, fomentado el movimiento delantero en doblar su rodilla y entonces ponga su mano sobre el fondo del pie sobre el lado de la rodilla encorvada. - Suavemente mueva la cadera del niño hasta su que pierna se enderece. Repita sobre el lado. - Con su mano sobre el fondo del pie del niño, gradualmente espera avance su hombro y sus pies. También, gradualmente aumente la distancia para que el niño sienta la necesidad de moverse. - Cuando el niño llegue a ser capaz de gatear , ayúdelo a levantar su estómago fuera del piso para que se levante sobre sus manos y rodillas. Esto ayudará a prepararse para gatear. - Si el niño no puede alcanzar con sus manos y las rodillas, lo ponen sobre una almohada firme, el soporte, o manta para que pueda sentir la experiencia en esta posición. Suavemente mecer el niño de aquí para allá para ayudarle con el balance y movimiento. - Disminuya el apoyo que usted da físicamente cuando el niño está ubicado sobre las manos y las rodillas y el niño llegará a ser más capaz de mantener sobre sí mismo. - Cuando el niño está ubicado arriba en las manos y las rodillas, mésalo de un lado a otro sobre sus caderas para animarlo a cambiar de peso desde un de brazo al otro. - Es útil tener dos personas cuando se esté mostrando el niño como gatear moviendo sus brazos y las piernas opuestas (movimiento cruzado - lateral). Una persona mueve las piernas, el otro mueve los brazos. Trabaje hasta que el niño sea capaz de mover sus brazos por sí mismo, y después sus piernas por sí mismo.
  30. 30. 177 - Ofrézcale un juguete el niño cuando está sobre sus manos y las rodillas para que el niño levante su mano para alcanzarlo. - Si el niño continúa manteniéndose sobre su estomago en el piso, a veces intente envolverlo en una toalla alrededor de su cintura y acostumbre darle apoyo mientras el niño gatea. Otras Ideas: - Muchos de los niños físicamente incapacitados que tienen problemas visuales no tienen un punto para gatear. A ellos les gusta estar sobre su estómago, de manera que ellos no desarrollan muchas de las habilidades de movilidad que se necesitan para gatear. Estos niños necesitan ayuda de manera coactivamente experimente las posiciones diferentes que conducen a gatear. Su terapeuta puede ofrecer ayuda y sugerencias. - El uso de un trepador o una placa de escúter puede permitir el niño experimentar la movilidad sobre su estómago. Anímelo a mover hacia los sonidos o la luz. ACTIVIDAD: ARRODILLARSE Propósito: Fomentar el niño a arrodillarse. El arrodillarse es una posición buena para el niño porque el peso total de su cuerpo se apoya sobre sus rodillas. Esto ayuda el niño a practicar el equilibrio y a mejorar las habilidades que se necesitan para caminar. Materiales: Una superficie para que el niño se arrodille, tal como una sofá o una mesa pequeña, juguetes, espejo y luces. ¿Qué hacer? - Comuníquese con el niño. Dígale que estará arrodillado y haga una anotación apropiada, como tapar sus rodillas, o dé una señal coactiva apropiada. - Ponga el niño de frente a usted con sus manos sobre sus hombros. Dé el niño apoyo en las caderas y ayúdelo cuando esté en la posición arrodillado. Una vez el niño esté arrodillado, ejerza alguna presión sobre sus caderas.
  31. 31. 178 - Arrodille el niño en una superficie baja tal como una mesa de café, sofá, o silla. Las rodillas del niño deberán estar bajo sus caderas y su espalda debe estar derecha. Sus brazos pueden descansar sobre la superficie para ayudar con su peso. Coloque juguetes, una luz, o un espejo sobre el superficie para fomentar el niño a mantener su cabeza arriba y a mantener interés. - Muestre el niño como sentarse sobre sus rodillas y como levantarse cuando esté arrodillado. También, ayude el niño a conseguir levantarse sentándose sobre sus rodillas y entonces rotando su cuerpo de lado y en el piso. - Cuando el niño esté sentado sobre el piso sin algún apoyo cercano, foméntelo a moverse arrodillado a alcanzar su juguete favorito que está justo arriba de su cabeza. La asistencia desde otra persona podría necesitarse para ayudar el niño a conseguir el juguete y mantenerse arrodillado para jugar con el mismo. - Cuando el niño es capaz de mantenerse arrodillado, trabaje para mejorar su balance en esta posición. Suavemente balancee el niño de un lado a otro. Foméntelo a recoger algo que esté en el piso para que se lo dé cuando está arrodillado. ACTIVIDAD: LEVANTÁNDOSE Propósito: Para fomentar el niño a levantarse. El estar levantado por sí mismo es un paso crítico en el deseo de estar derecho. Antes que pueda levantarse solo, el niño ha pasado tiempo en posiciones diferentes preparando sus pies para esto. El niño ha pasado mucho chocando, empujando, y jugando con sus pies. Usted lo ha ayudado a pararse con apoyo. Esta posición es buena para el niño quien de vez en cuando gasta la mayor parte del tiempo en el piso recostado a su espalda o estómago, porque esto le permite mirar su mundo desde una nueva perspectiva. Es importante recordar que un niño trata de permanecer en pie para una razón. Para mantenerse en pie solo, el niño debe haber desarrollado un buen control en la cabeza, buenas respuestas protectoras, y un buen balance en todas las posiciones de desarrollo. Al principio el niño necesitará mucho apoyo cuando esté de pie. Provea el reaseguro del contacto corporal mientras sea necesario. Comience por proveer apoyo el niño desde atrás o de lado y gradualmente mueva a las manos y dedos. Asegúrese que los pies del niño estén planos sobre el piso con sus piernas aparte y sus rodillas ligeramente dobladas. También recuerde que, al principio, el niño necesitará su ayuda para sentarse cuando esté levantado.
  32. 32. 179 Materiales: Juguetes con superficies bajas (mesas bajas, sillas), andaderas. ¿Qué hacer? - Hable el niño y déjelo saber que usted quiere que él esté de pie. Toque sus brazos superiores y levántelos entonces ligeramente. Use la misma señal cada vez que usted quiera que el niño esté de pie, para que el niño pueda aprender a comprender y esperar qué debería hacer. - Pare el niño entre sus piernas mientras usted se sienta. Use sus piernas y brazos para darle su apoyo. - Mientras esté sentado en el piso, siente el niño sobre sus piernas extendidas, con sus pies uno sobre cada lado y planos sobre el piso. Apoye el niño alrededor de su espalda y estómago y juegue "Caballito". Rebote el niño suavemente arriba y abajo sobre su rodilla unas veces, y entonces pare para dejarlo apoyar lagunas libras sobre sus pies. - Pare el niño en una mesa alta, tal como una mesa de café o en el sofá. Coloque un juguete, una caja de música, o un espejo en frente del niño para mantener su interés. Apoye su espalda y retenga sus rodillas tanto como sea necesario. Reduzca gradualmente su ayuda cuando el niño llegue a estar más firme. - A medida que el niño esté más firme de pie mientras esté sostenido con apoyo, tómelo por las caderas y muévalo suavemente de un lado al otro, alentándolo a un cambio de peso. También haga esto de frente para respaldar y de espaldas y viceversa para que el niño pueda desarrollar un buen balance. - Cuando el niño permanezca de pie y firme en un superficie, ponga un juguete un poco a la derecha. Foméntelo a alcanzar el juguete y cambie su peso a la derecha. Después, ponga el juguete a su izquierda. - Comience a fomentar el niño a intentar pararse. Póngalo sobre sus rodillas al lado de usted. Fomente el niño a tirar arriba y subir en su regazo. Ayude sosteniendo sus manos y ayudándole a levantarse. Dele un beso y un gran abrazo. - Coloque su juguete favorito o trate sobre el borde de una mesa, una silla o sofá. Esto puede ser un incentivo bueno para el niño para tratar de levantarse hasta que lo consiga. Ayude el niño con sus rodillas si es necesario. El juguete o el agasajo debería estar suficientemente lejos para que el niño deba levantarse para alcanzarlo. - Con el niño en cuclillas en frente de usted, retenga sus rodillas aparte y asegúrese que sus pies estén planos sobre el piso. Meza el niño y pídale que se levante. Ayúdelo a enderezar sus rodillas si es necesario.
  33. 33. 180 Hacer esto con otra persona en frente puede ser útil, si al principio el niño necesita que alguien lo ayude a levantarse suavemente con sus manos. También, si el niño tiene alguna visión, hacer esto en frente de un espejo puede ser un incentivo cuando el niño ve su reflejo. - A medida que el niño llega a estar más estable cuando se levanta, libere su apoyo brevemente. Al principio, el niño puede permanecer solo para sólo unos segundos, y esto sucede de vez en cuando por accidente cuando el niño se distrae. Permanezca cerca, de forma tal que lo puede agarrar a medida que pierda el balance. - Permita que el niño se levante con su espalda apoyada contra una pared de algún rincón. Dele un juguete grande que requiera ambos manos para sostenerlo (tal como una pelota). Pida que le tire la pelota. Esto lo moverá brevemente del apoyo de la pared. Este es también un buen lugar para tratar de bailar. A medida que el niño se mueve con la música estará lejos de la pared por períodos breves. - Cuando el niño permanezca de pie en una mesa o taburete bajo, provéalo de objetos divertidos para hacer que ocupe sus manos. Juegue "lanza un pastel" y dé el niño una esponja para limpiar la mesa, dele una caja ocupada, una pelota para jugar y empujar carrizos sobre la superficie. Otras Ideas: - Cuando el niño tenga un buen control de tronco y cabeza, usted puede tratar de ponerlo en una andadera. En esto, el niño doblará y extenderá sus piernas. Nunca lo deje solo en la andadera, especialmente en las escaleras. - Use una tabla inclinada mientras el niño aprende a levantarse solo para ayudarlo con su balance y respuestas. Estas son habilidades necesarias para que camine. - Si el niño no está preparado para permanecer de pie de forma independiente, su terapeuta podría recomendar usar una andadera de pie. Esto permitiría el niño sostener algo de peso. El niño debería estar bien alineado, sus pies deben estar planos, sus rodillas derechas, sus brazos sobre la superficie de apoyo, y el niño debe descansar su peso sobre sus antebrazos. Ponga la andadera de pie sobre el mostrador o mesa. Involucre el niño en actividades cotidianas mientras esté en la andadera de pie. Transiciones Con el fin de ayudar el niño a aprender a bajar por sí mismo cuando esté de pie, trate lo siguiente:
  34. 34. 181 - Ponga un taburete pequeño o silla para niño próxima al mueble donde el niño está de pie. El niño puede usar esto como un apoyo transicional para apoyarse a medida que se mueve por el suelo. - Ayúdelo a colocarse en cuclillas, y entonces a sentarse. - Ponga una de las rodillas del niño abajo, entonces la otra rodilla. Ayúdelo o sentarse nuevamente sobre sus talones. - Coloque una de las rodillas del niño abajo y entonces una de las manos del niño abajo, en el mismo lado. Ayúdelo a girar y poner su otra mano y rodilla abajo, para que esté en la posición para gatear de “el cuatro.” - Tenga un juguete especial sobre el piso que esperando para que el niño juegue. ACTIVIDAD: CAMINAR Propósito: Para fomentar el niño a caminar. Caminar es un paso importante en la independencia. El niño será capaz de moverse más fácilmente, explorando e interactuando con su medio ambiente. La madurez al caminar requiere una grande cantidad de práctica. Al principio, el niño caminará con sus piernas y pies esparcidos y con sus brazos abiertos para ayudarse a mantener el balance. En la madurez al caminar, el niño caminará con una base estrecha de apoyo. A medida que la pierna avanza, el talón golpea primero el terreno y entonces el peso se transfiere de la pierna a los dedos del pie. Los brazos están por los lados y alternan con las piernas. El niño avanza con un modelo ininterrumpido y continuo. El niño puede parar, caminar lateralmente o hacia atrás, y cambiar de dirección sin perder su balance. Una vez el niño disfruta el tirar para levantarse y puede apoyar su peso completo, foméntelo a dar sus primeros pasos. Use siempre el caminar en una manera amena y significativa. Ayude el niño a caminar para alcanzar al objeto o persona, y para explorar su medio ambiente. Materiales: Los muebles, juguetes para empujar, aros, clavijas, cualquier juguete con sonido o juguetes visuales; para estimular el movimiento. ¿Qué hacer? CIRCULAR - Permita que el niño sepa qué quiere usted que él haga, conversándole y usando señales.
  35. 35. 182 - Probablemente, el niño dará primero algunos pasos circulando. Lo hará caminando tomado de algún mueble o una pared. Esto ayuda a preparar el niño para caminar sin apoyo, y fortalece sus músculos de cadera y pierna. Ayude el niño a practicar circulando por una mesa baja, una silla u otros muebles que estén a la altura de su pecho. El niño tendrá problema balanceándose e intercambiando su peso si los muebles de los cuales se apoya son demasiado altos o demasiado bajos. - Fomente el niño a tocar y explorar los muebles que usa como ayuda para caminar. A medida que el niño llega a ser mejor circulando, comience a mover los muebles un poco más lejos para que el niño pueda dar pasos sin sostenerse. - Asegúrese de fomentar el niño a circular de derecha a izquierda. - Ponga un juguete o estímulo fuera del alcance del niño sobre los muebles como un incentivo para dar algunos pasos. Aumente gradualmente que el niño necesita para alcanzarlo. - Intente hacer que el niño se mueva de una silla a otra que está más o menos a 4 pulgadas de distancia. Ponga un juguete en la segunda silla para fomentar el niño a moverse. Aumente la distancia entre las sillas a medida que el niño sea capaz de moverse mejor. - Un buen juego para cuando el niño está caminando de lado es "el Anillo alrededor las rosas". Avanzando - Utilice siempre las señales antes que el niño comience la actividad de caminar. - Arrodíllese detrás el niño, apoyando debajo los brazos con sus dedos. Use su cuerpo para proveer el apoyo y seguridad que el niño podría necesitar. Use sus rodillas para mover sus pies en un movimiento de caminar. - Párese detrás el niño y apóyele los brazos debajo. Ayúdele a ,mover sus pies hacia adelante. Haga esto empujando suavemente los pies del niño hacia delante con sus pies. - Cuando el niño no necesita más apoyo, muévase en frente de él. Tome el niño con ambas manos en su cintura y mueva sus pies hacia adelante. - Ahora tome la mano del niño mientras camina. Las manos del niño no deben estar más altas que sus hombros porque entonces el niño no se equilibrará normalmente mientras camina. - Muestre el niño como caminar mientras empuja una silla pequeña, un juguete de estímulo, o un carro de muñecas.
  36. 36. 183 - Haga que el niño camine entre usted y otra persona. Al principio, la distancia deberá ser muy cercana, para que el niño puede tomar sus manos y entonces alcanzar la de otra persona si lo necesita. Gradualmente, aumente la distancia. - Fomente el niño a dar algunos pasos, sosteniéndose del lado de un aro mientras usted sostiene el otro lado. - Cuando esté caminan de lado a lado, comience con el niño caminando entre dos personas. Cada persona deberá sostener una mano del niño, dándole el apoyo que el niño necesita. Recuerde no sostener las manos del niño más altas que los hombros para que se pueda nivelar y esté bien equilibrado. - Reduzca el apoyo a sólo una mano, y camine a su lado a medida que el balance mejora. Camine despacio. No es fácil aprender a caminar, así que no espere que lo haga muy rápido. - Haga que el niño tome algo, como un juguete pequeño en una mano mientras usted toma su otra mano mientras camina. Haga que el niño sostenga dos o tres de sus dedos mientras camina. Entonces use sólo un dedo. Si el niño vacila para abandonar el apoyo que está recibiendo de su mano, trate con un pedazo de clavija. Reduzca gradualmente la dependencia del niño, de sostenerse de algo mientras camina. Otras Ideas: - Una vez que el niño da algunos pasos sin ayuda, aumente poco a poco la distancia. Arrodíllese en frente de él a unos pocos pasos de distancia. No se mueva hacia atrás sólo si el niño se está próximo a alcanzarle. Esto podría confundirlo y asustarlo. Cuando el niño llegue donde usted, dele un gran abrazo - Fomente el niño a caminar sobre superficies diferentes tanto dentro como fuera (alfombra, linóleo, suciedad, concreto, el pasto). - Muchos terapeutas y doctores sienten que caminar descalzo es mejor que usando zapatos. Los pies descalzos ofrecen mejor retroalimentación sensitiva. Sólo ponga los zapatos el niño cuando haga frío o cuando el niño camina sobre superficies ásperas. Si está usando zapatos, elija zapatos de lona o mullidos por su flexibilidad. - Una vez el niño camina independientemente, puede tener problemas parándose. Usted tendrá que proveer un poco de asistencia. Háblele y use una señal para parar. También muéstrele como bajar al piso cuando ha tenido suficiente. Usted puede necesitar también pasar algún tiempo ayudando en la dirección de cambio del niño mientras camina. Bríndele alguna guía
  37. 37. 184 para volver a conseguir el mueble, juguete o persona. Cuando el niño tiene buen balance y desea moverse, muéstrele como caminar hacia atrás para tirar un juguete sobre una cuerda. Bailen juntos. Tome sus manos y den pasos hacia adelante y hacia atrás, y hacia un lado y el otro. - A veces toma mucho tiempo para un niño sentirse seguro y estable suficientemente como para caminar independientemente. Simplemente continúe dando el niño una gran cantidad de práctica circulando y caminando con apoyo. Cuando el niño esté listo, tomará la iniciativa por sí mismo. - A medida que el niño se mueva por los alrededores más y más, siempre tome en cuenta la seguridad. Coloque puertas en las escaleras. Cubra los bordes rústicos de las mesas con espuma o cinta. Convierta todos los gabinetes “a prueba de niños”. Cubra las salidas eléctricas. - A medida que el niño camine por los alrededores, tendrá más confianza en sus capacidades para hacer las cosas por sí mismo. ACTIVIDAD: ESCALANDO Propósito: Fomente el niño a escalar. El niño probablemente comenzará a ascender sobre barreras pequeñas antes de poder caminar. El escalamiento es una habilidad que requiere uso coordinado de brazos y piernas. Al principio, el niño se apoyará mayormente en sus brazos para tirar por sí mismo sobre obstáculos pequeños tales como una almohada. Entonces sus piernas estarán más involucradas en el proceso. Materiales: Las barreras pequeñas tales como almohadas, una banca pequeña, o un taburete que el niño pueda usar para subir y bajar. Qué Hacer - Permita que el niño sepa que estará haciendo. Escalar con las manos, (moviendo una mano arriba y entonces la otra) pueden utilizarse para indicar el ascenso. - Al principio, el niño necesitará de su ayuda y manipulación para ascender o arrastrar arriba y abajo objetos pequeños.
  38. 38. 185 - Inicie con el niño sobre el piso y ayúdele a escalar un objeto bajo tal como una almohada firme, un cojín o su pierna. Después que el niño puede hacer esto, utilice algo un poco más alto como una banca más amplia. - Ayude el niño a mover sus brazos y piernas en el movimiento de gateo mano derecha, rodilla izquierda, mano izquierda, rodilla derecha. - Provea apoyo y promesa cuando se necesite. A veces una palmadita en su espalda es todos lo que se necesita. - Enseñe el niño a bajar las escaleras, primero los pies, mientras está sobre sus manos y rodillas. Comience con sólo unos pocos pasos. Ayude el niño a moverse a través de la actividad. Reduzca gradualmente su apoyo y aumente el número de pasos que el niño escala hacia arriba o abajo a medida que el niño llega a tener más confianza. Ahora muéstrele como gatear hacia delante un paso a la vez. - Desarrolle juegos que pueden proveer una razón para escalar. Coloque un agasajo o un juguete sobre el segundo o tercer escalón como un incentivo para escalar. Inclusive bríndele apoyo y la ayuda como necesaria. - A medida que el niño llega a ser más capaz en sus capacidades de escalar, foméntelo a subir y bajar las escaleras, sosteniendo su mano. Sostenga la mano del niño a su lado. Esto mantiene su balance. Permanezca un paso o dos detrás del niño para tomarlo si se cae y para ayudarlo a retener su mano a la altura correcta. - Muestre el niño como sostenerse en la pared o llevar la mano cercar para apoyarse, así el niño puede comenzar a aprender a escalar sin sostenerse en usted. - Inicie simplemente con algunos pasos a la vez y sin prisa. El niño necesitará moverse lentamente al principio. - Use pasos naturales en su medio ambiente para fomentar el ascenso (escaleras, equipo de juegos). Otras Ideas: - Precauciones de seguridad: Hasta que el niño sea capaz de lidiar con las escaleras por sí mismo, es absolutamente necesario tener una puerta de seguridad o una puerta firmemente cercana al inicio de las escaleras para impedir caídas serias. - El escalar puede tomar mucho tiempo para el niño con discapacidades físicas. El niño necesitará mucha ayuda para realizar esta actividad. Su
  39. 39. 186 terapeuta puede hacer sugerencias para trabajar sin riesgo en el escalamiento. ACTIVIDAD: JUGUETES DE MONTAR Propósito: Dar el niño experiencias con los juguetes de montar. Antes que el niño acepte o disfrute cualquier juguete de montar, el niño debe tener un sentimiento de disfrute de mover su cuerpo mediante el espacio. Habrá poca motivación para usar el juguete de montar si el niño no le gusta el movimiento. Provea muchas experiencias donde el niño se mueve en el espacio de maneras diferentes. El uso de juguetes de montar es una actividad motora que provee buen ejercicio de pierna y ayuda el niño con el planeamiento de actividades motoras. Asegúrese que el juguete de montar es fuerte para que no se incline demasiado fácil. Los juguetes de montar pueden usarse como una forma alterna de movilidad. Usando estos juguetes puede mejorar el uso de las piernas y pies del niño. Los juguetes de montar pueden usarse antes que el niño camine. Un niño con discapacidad visual necesitará su ayuda para explorar cada parte del juguete de montar. Ayúdelo a empujarlo y montarlo. Un cinturón de seguridad y apoyo posterior puede agregarse si el niño no puede sentarse independientemente. Materiales: Un vagón, un estímulo, un juguete de montar sin pedales y luego un triciclo. ¿Qué hacer? - Hable el niño y usa una señal apropiada para la actividad. Esto ayudará el niño a prever lo que estará haciendo. Permítale tocar y explorar el camino. - Use juguetes como una bicicleta u otro juguete de montar que no tenga pedales. Al principio el niño puede moverse hacia atrás, pero con la práctica, aprenderá a empujarse por sí mismo con sus pies. - Permita que el niño se siente sobre el juguete hasta que se sienta seguro. Empújelo alrededor lentamente. Dé el niño apoyo para que se sienta seguro y disfrute del paseo. - Ayude el niño a usar sus pies para hacer que el juguete se mueva. Está bine si se mueve hacia atrás. Esto dará el niño practica en mover sus piernas y pies. Si el niño continúa yendo hacia atrás, ponga el juguete contra una pared para fomentarlo a avanzar .
  40. 40. 187 - Muestre el niño como tirar con ambos piernas para ir hacia delante moviéndolas suavemente. Después que el niño ha tenido práctica empujando la bicicleta con ambos pies a la vez, muéstrele como avanzar moviendo un pie a la vez en un modelo alterno. Esta es una pre - habilidad para usar pedales en un triciclo. - Ayude el niño a subir en el triciclo. Dele algún tiempo para sentirse cómodo sobre el triciclo. Empújelo alrededor. - Sostenga los pies del niño sobre los pedales y ayúdelo a mover un pie a la vez empujando una rodilla entonces la otra. Inicialmente empuje el triciclo para que el niño pueda sentir como sus pies alternan a medida que se mueven los pedales. Reduzca gradualmente la ayuda. Ayude en la dirección. Fomente el niño a mantener ambos manos sobre el manubrio. Otras Ideas: - Las correas o los estribos pueden ayudar el niño a mantener sus pies sobre los pedales. - Los triciclos con los pedales y asientos adaptables están disponibles para niños con desventajas físicas. El niño puede necesitar ayuda para subirse y bajarse del triciclo. Provea asistencia cuando esté pedaleando y diríjalo cuando lo necesite. ACTIVIDAD: EL PATIO DE RECREO Propósito: Dar al niño experiencias con el patio de recreo Usando el equipo del patio de recreo puede ayudar a fomentar el desarrollo de las habilidades motora brutas del niño. La manipulación, balanceo y ascenso en el equipo desarrolla balance y coordinación. El niño debería estimularse mientras todavía es un infante, a tolerar y disfrutar las actividades en exteriores. El tiempo de participación para explorar su propio barrio y jardín. Si usted tiene un cajón de arena, un columpio y/o tobogán, ayude el niño jugando y disfrutando el uso de este equipo. Ayude el niño a explorar cualquier nuevo equipo y el área alrededor antes de alentarlo a jugar con el. Cuando vayan al parque o patio de recreo, evite las horas en que está más ocupado o cuando haya un número grande de niños jugando, hasta que el niño se haya acostumbrado al equipo y sepa cómo usarlo. Probablemente el niño tendrá miedo al nuevo equipo. Un niño con un deterioro visual necesitará mucha exposición al equipo de patio de recreo. Cuando el niño se familiarice con el área y el equipo, se sentirá cómodo explorando y jugando. Juegue junto con él. Enséñele precauciones de seguridad. Indique alertas auditorias y visuales tales como silbidos. Si el niño tiene una desventaja física, puede
  41. 41. 188 experimentar y disfrutar del equipo del patio de recreo, aún cuando no pueda hacerlo tan independientemente. Trate con diferentes correas o asientos especiales que retienen el niño para que pueda ser tan independiente como le sea posible. EL DESARROLLO MOTOR FINO El desarrollo motor fino se refiere primariamente al uso de las manos. Los productos finales de desarrollo motor fino incluyen situaciones como recoger objetos pequeños o usar una pluma para escribir. El desarrollo motor fino se correlaciona altamente con otras áreas de desarrollo. El uso del brazo preciso y los movimientos del brazo y demás movimientos de coordinación son importantes para la comunicación, cognición, la vida diaria y habilidades motoras gruesas . El uso de brazos y manos se aprende más fácil con la ayuda de la visión y este uso tomará mayor tiempo y esfuerzo sin la vista. Aproximadamente a las seis semanas de edad, un infante puede descubrir sus manos visualmente. Al principio, el niño es incapaz de controlar el movimiento de sus manos y brazos. A medida que avanza el desarrollo y se llegan a controlar los movimientos, el infante usa la visión y audición para dirigir el movimiento de sus manos. Puede haber algo de ensayo – error a medida que el niño trata de alcanzar su blanco, como un juguete o un pedazo de alimento. El niño debe dirigir conscientemente sus movimientos y mirar para controlarlos. El niño debe repetir sus movimientos una y otra vez para modificarlos y refinarlos. El niño también aprende observando a otros tanto como siendo tomado de la mano y brazos. El desarrollo motor fino ocurre en una manera secuencial ordenada, que se parece al desarrollo motor bruto. 1. Todos los niños controlan la parte superior de su cuerpo antes de controlar la parte inferior. Por ejemplo, los niños aprenden a sentarse antes que a caminar. 2. Todos los niños usan primero sus músculos grandes antes que los pequeños. Por ejemplo, antes que puedan usar las manos para manipular objetos, el control ocurre inicialmente con el hombro (los niños golpearan los objetos primero, y el control se moverá gradualmente hacia abajo del brazo, a las manos y dedos.) Los niños batearán los juguetes con una mano abierta antes que los puedan alcanzar y tomarlos. 3. Todos los niños hacen movimientos grandes y descoordinados antes de hacer movimientos precisos pequeños. Las cuatro habilidades motoras finas más importante que un bebé debe aprender antes de avanzar a tareas más complicadas son asir, alcanzar, liberar, y volver la muñeca en diversas direcciones. Todas las otras tareas motoras finas se construyen sobre estas cuatro habilidades.
  42. 42. 189 ASIR El asimiento es la capacidad para retener objetos y usarlos para un propósito específico. La mayoría de los bebés tienen un asimiento reflexivo desde las primeras pocas semanas después del nacimiento. Ellos automáticamente cerrarán su mano y doblarán los dedos alrededor del dedo de otra persona cuando se coloca en la palma de su mano. El bebé no tiene ningún control sobre este movimiento. El reflejo de asimiento es importante porque es la primera experiencia del bebé usando sus manos. A medida que el bebé continúa asiendo reflexivamente a algo puesto en sus manos, el niño llega a estar consciente de qué hay y comienza el movimiento de sus dedos (los dobla y los endereza). El bebé está entonces aprendiendo más control de los dedos y manos. A medida que el bebé va creciendo, el asimiento reflexivo comienza a desaparecer y es reemplazado por una serie de métodos diferentes de tenencia que, a través del tiempo, requieren más uso del pulgar. Estos asimientos o métodos de tenencia se desarrollan en la orden siguiente: Asimiento de arrastre El dedo hacen toda la tenencia y no se utiliza la palma. La fortaleza del asimiento está en los dedos ulteriores al pulgar. Asimiento con la Palma Los dedos aprietan contra la palma en vez de contra sí mismos. El pulgar continúa sin participación.. El Asimiento con toda la mano La palma y los dedos hacen la tenencia real, pero el pulgar comienza a ayudar. La fortaleza del asimiento está todavía entre la palma y los dedos. El pulgar ejerce muy poca presión sobre el objeto que se está agarrando. El Asimiento de Tijeras El pulgar se mueve lateralmente hacia los dedos. Los objetos pequeños se retienen de vez en cuando entre el pulgar y el dedo de índice. Asimiento con el Dedo Indice La punta del pulgar se mueve hacia abajo del índice. La punta del pulgar y el índice no se tocan el uno al otro. Con la experiencia, la punta del pulgar se acerca más a la punta del dedo índice. El Asimiento de Pinzas La punta del pulgar y el dedo índice son opuestas la una a la otra, y el objeto se toma entre ellos. Este asimiento puede usarse para retener objetos pequeños o inclusive algunos más grandes. Es difícil enseñar un asimiento específico porque este depende mucho de qué sucede en otras áreas de desarrollo. Observando el tipo de asimiento que el niño está usando, se pueden escoger los juegos y actividades que lo ayuden a moverse solo a la próxima etapa.

×