Your SlideShare is downloading. ×
PATRIMONIO, CIUDAD Y CIUDADANIA: MATAGALPA
    La Gestión del Patrimonio Cultural esta estrechamente relacionada con otros...
Luego de navegar en cayuco por ríos hacia el sur de donde se encontraban,
       solo parando para pescar, hacer fuego y c...
En 1546 fue creado el Corregimiento de Sébaco y Chontales integrado por la
    población de dos pueblos indígenas que eran...
con su basamento original desde 1580 posiblemente como parte del Convento
       de los Frailes Mercedarios, según se repo...
movimientos sociales, de las poblaciones y actividades sucesivas. Forma parte
    del proceso de adquisición de la ciudada...
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

EDICION No. 3 PATRIMONIO CIUDAD Y CIUDADANIA MATAGALPA

1,514

Published on

Published in: Education, Technology
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
1,514
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
4
Actions
Shares
0
Downloads
9
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "EDICION No. 3 PATRIMONIO CIUDAD Y CIUDADANIA MATAGALPA"

  1. 1. PATRIMONIO, CIUDAD Y CIUDADANIA: MATAGALPA La Gestión del Patrimonio Cultural esta estrechamente relacionada con otros ámbitos como el Patrimonio Natural y el Turismo, por tanto es urgente una coordinación para generar propuestas coherentes en los planes de ordenación del Territorio.1 ALGO DE LEYENDA O HISTORIA INDIGENA MATAGALPA Matagalpa como región era continuamente amenazada por indios nómadas del oriente que los españoles llamaron posteriormente Caribes Bravos en exposición a los mayagnas que comerciaban con ellos llamados Caribes Mansos. El cacique Yaguan ya estaba viejo y cansado de luchar, no quería mudarse de ese lugar, no así su hijo Yaguare y una joven india llamada Yasica que eran jóvenes, ambiciosos y no estaban dispuestos a ser presas de los Caribes. Ellos planearon abandonar la difícil vida de sus padres e ir a buscar el lugar que les describiera un sabio y anciano sukia, o sacerdote mayagna, amigo de sus padres, pues según el una tradición tribal refería de un lugar que estaba reservado para una pareja especial y su descendencia. 1 Criado-Boado, Felipe. 2008, Pág. 13 La Investigación sobre Patrimonio Cultural, Principios Teórico Prácticos, CSIC Madrid.
  2. 2. Luego de navegar en cayuco por ríos hacia el sur de donde se encontraban, solo parando para pescar, hacer fuego y comer, durmiendo dentro del bote para estar seguro de las fieras. Llegaron al poblado de Muimui donde hablaban su lengua, después de varios días pasaron por otro pueblo llamado Metapa y al fin pararon en Cihua-coatl, centro ceremonial y comercial indígena de su raza. Ahí se quedaron unos dias descansando y admirando aquel gran pueblo donde se notaba la pujanza del comercio de los Matagalpas con los Pochtecas del valle de México. Con la ayuda de la hija del cacique lograron llegar donde el río se volvía mas angosto y pedregoso, y tras muchos días de viaje llegaron a un lugar a orillas de una gran montaña donde podía apreciarse una gran piedra cortada al lado norte, gigantesca roca que brillaba cuando el sol le hería en las mañanas, y de donde bajaba una corriente de agua cristalina, por la belleza del lugar, lo agradable de su clima, abundancia de pesca y caza, y la vista de la formidable roca, no había duda era el sitio señalado por la profecía para su 2 asentamiento. ALGO DE HISTORIA INDIGENA- ESPAÑOLA MATAGALPA… En 1527 el teniente español Gabriel de Rojas buscando una ruta por el norte hacia el desaguadero descubre una población de indios matagalpas que practicaba culto a la diosa conocida como Mujer Serpiente, este nombre traducido del náhuatl por interpretes chorotegas era Cihua-coalt, su verdadero nombre en lengua matagalpa o cacaopera se ha perdido. Evidentemente encontramos aquí la vinculación de la historia formalmente documentada con la leyenda transmitida oralmente en cuanto al origen del territorio poblado originalmente por los Matagalpas. Vemos también como los valores del emplazamiento natural de nuestros primeros habitantes fundamentaron el asentamiento humano de los mismos, el cual fue encontrado por los españoles y al que debieron integrar su fundación poblacional en la entrada a las montañas de Nicaragua. Igualmente se vislumbra la cultura inmaterial de nuestros ancestros en su culto a los dioses de la naturaleza que los acogía. El patrimonio local del territorio centro norte de Nicaragua ocupado originalmente por los Matagalpas produjo desde entonces la inmigración de criollos y españoles para explotar desde entonces sus recursos naturales estableciendo un modelo de desarrollo urbano adaptado a sus condiciones físico naturales, quizás la mayor riqueza de la zona que aun con la destrucción que ha sufrido aun hoy se percibe. 2 Khul, Eddy 2002, Pág. 233, Matagalpa Histórica
  3. 3. En 1546 fue creado el Corregimiento de Sébaco y Chontales integrado por la población de dos pueblos indígenas que eran Molaguina, que en Náhuatl significa Cabeza Mayor e incluía un grupo de chozas de unas diez familias al cual llamaban Matagalpa, y Solingalpa. En pocos años el sector norte de Molaguina que llamaban Matagalpa adquiere mayor importancia. En 1560 se conoce que la parcialidad de Molaguina fue concedida como encomienda al español Alonso Quintero. Para 1608 el comendador del Convento de la Merced del pueblo de Matagalpa salió en una misión hacia el pueblo indio Muimui llevando de intérprete al indio don Diego, cacique de Molaguina, indio matagalpa cristiano de la Encomienda de Hernando de Espino, logrando bautizar a Xilon, cacique de Muimui, y varios otros indios de sus pueblos. Ya para 1630 los españoles reportan solo a las parcialidades de Matagalpa y Solingalpa, omitiendo Molaguina la que probablemente fue absorbida por Matagalpa. Con la visita del obispo Morel de Santa Cruz en 1751 se confirma la existencia de tres parcialidades indígenas y la existencia de tres parroquias en ellas según se lee en dicha carta. En la de Matagalpa está la iglesia parroquial; su titular San Pedro, es de tres naves, la primera sobre horcones y el techo entablado, las otras dos lo tienen de caña y las paredes de cal y piedra, en ellas reside el párroco, que es un religioso mercedario, corre a su cargo no sólo la administración de este pueblo y el de Sebaco, como he dicho, sino también la de Muimui y Jinotega, las de Solingalpa y Molagüina, tienen ermitas de pajas, dedicadas a Santa Ana y Santiago, con sacristía reducida y un altar muy pobre, fuera de estas tres parcialidades, hay así mismo ladinos y laboríos que son los indios forasteros3. MATAGALPA EN LA CONFORMACIÓN DE LA REPÚBLICA Ya en la segunda mitad del Siglo XIX el entonces Corregimiento de Sebaco y Chontales empieza a llamarse Corregimiento de Matagalpa y Chontales hasta la desaparición de los Corregimientos y la creación de las Intendencias en que fue llamado Partido de Matagalpa, y finalmente en 1858 fue elevado al rango de Departamento de Matagalpa. El 14 de Febrero de 1862 el pueblo de las cuatro casas o casas de las redes es elevado a Ciudad, dejando su histórico nombre español Real Villa de San Pedro de Matagalpa, aunque esta referencia histórica se ha mantenido en su mayor valor arquitectónico patrimonial la Catedral de San Pedro de Matagalpa, 3 Malavassi Aguilar, Rosa Elena, 2008, Boletin No. 38 AFEHC, Informe de Visita a Nicaragua y Costa Rica, Obispo Morel de Santa Cruz, 1751
  4. 4. con su basamento original desde 1580 posiblemente como parte del Convento de los Frailes Mercedarios, según se reporta en 1608, hasta la estructura que hoy conocemos, concluida parcialmente por la ciudadanía matagalpina, orientada por los padres jesuitas en 1895. La ciudadanía es un estatus, es decir, un reconocimiento social y jurídico por el que una persona tiene derechos y deberes por su pertenencia a una comunidad, en general de base territorial y cultural. Los “ciudadanos” son iguales entre ellos.4 A inicios del Siglo XX la Ciudad y la Ciudadanía Matagalpina es ya el resultado del secretismo cultural indígena, criollo y europeo: español, alemán, ingles entre otros. Dicho sincretismo se expresa en la conformación de su asentamiento humano apropiado a su medio ambiente, con ciudadanos iguales ya fueran indígenas, criollo o europeos y con pertenencia territorial. Dicho estadio expresa el mayor valor patrimonial que quizás aun es posible recuperar, documentar y fomentar para que las generaciones venideras y las que nos iremos en los próximos años podamos todavía disfrutar de un territorio y una ciudad amigable, base de la convivencia social y cultural de un pueblo que es también patrimonio nacional cultural y natural. Vista Panorámica de Matagalpa en 1924, fuente Khul, Eddy. 2002, Matagalpa Histórica El territorio, la ciudad, son también el espacio que contiene el tiempo, el lugar del patrimonio natural y cultural. El reconocimiento del patrimonio, o patrimonios, del paisaje, de la arquitectura, de la historia, de las fiestas y de los 4 Borja, Jordi. 2001, Ciudad y Ciudadanía en Europa
  5. 5. movimientos sociales, de las poblaciones y actividades sucesivas. Forma parte del proceso de adquisición de la ciudadanía, de la construcción de las identidades personales y colectivas. Las tareas de salvaguarda, recuperación, conservación y rehabilitación del patrimonio cultural se deben llevar a cabo a partir de una idea clara: los ciudadanos tienen que ser el actor principal; es decir, los centros históricos no deben ser museos, deben concebirse como organismos vivos y como tales tienen que retroalimentarse. Existen problemas y soluciones complejas, pero no hay la preservación posible que sea eficaz si no contempla cabalmente su dimensión humana. 5 A modo de conclusión, es urgente que se documenten los valores patrimoniales de los diversos puntos del territorio nacional y no solo los que contienen Patrimonio Monumental, evidentemente esto comienza por que nuestra ciudadanía conozca su propia historia local para encontrar su identidad cultural, Matagalpa es un caso, tratemos entonces de iniciar un enfoque integral, natural y cultural, para la Gestión y Conservación de nuestro patrimonio local y nacional desde la participación ciudadana, la cual obligara a la intervención responsable de nuestras instituciones responsables. Arquitecto Uriel R. Cardoza S. Especialista en Conservación del Patrimonio 5 Marques Carlos F. 2008, La ciudadanía debe involucrarse en el desarrollo de los centros históricos, La Jornada, Michoacán

×