Las preguntas del gasoducto

953 views
874 views

Published on

El lunes 30 de junio se adjudicó el Gasoducto Sur Peruano (GSP) al consorcio conformado por Odebrecht y Enagás. Se ha dicho que este proyecto significará más gas a menor precio para todo el país y que creará las condiciones para el postergado desarrollo de la zona sur. Todos se verán beneficiados con gas más barato y menores costos de producción. 26-08-14 - Revista Poder - Página-064 - Otros

Published in: Economy & Finance
0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
953
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
4
Actions
Shares
0
Downloads
39
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Las preguntas del gasoducto

  1. 1. = N ‘o ¡ü l‘! c} Las preguntas A del gasoducto Tras años de espera, se adjudicó la buena pro del Gasoducto ' Sur Peruano, que será una de las inversiones más grandes — : de nuestra historia. ‘Hará viable la anhelada industria ' ' C a n petroquímica? ¿Le cambiará el rostro al sur del país? QIE Por: MOISÉS NAVARRO PALACIOS . . n n ‘ ' ' / ‘ u I; "' = l E‘ '48 _ l / z n u n n - 3.;
  2. 2. á I l lunes 30 de junio se adjudicó el Gasoducto Sur Peruano (GSP) ¡ al consorcio conformado por Odebrecht y Enagás. Se ha dicho , que este proyecto significará mas gas a menor precio para todo _ el país y que creará las condiciones para el postergado desarrollo de la zona sur. PODER conversó con especialistas para explorar el impacto del proyecto y romper algunos mitos en torno a su puesta en marcha, así como analizar los beneficios económicos que conllevará Empecemos afirmando que este proyecto no comprende exactamente el mismo ducto proyectado que en setiembre del 2008 le fue otorgado a Kuntur Transportadora de Gas S. A. C. , y sobre el cual, en el 201 l, Odebrecht y Petrobras desarrollaron el Proyecto Integrado Gas Sur Peruano, que involucraba diversos proyectos petroquímicos. El tubo del GSP incluye mejoras en relación con el anterior, como un ducto de líquidos en la denominada "zona de seguridad energética", un ramal a Quillabamba y cerca de 200 km más de longitud, entre otros aspectos. Y, como se verá más adelante, la oportunidad del desarrollo de la industria petroquímica aún sigue abierta. El ducto se adjudicó por USS 7.328 millones. Este incremento, en comparación con el proyecto anterior, motivó criticas. El Gobiemo sustentó el monto sobre las mejoras antes referidas, entre las que se enmentra además el aumento del diámetro del ducto. También se explicó que la cifra del proyecto adjudicado el Z008 solo se refería a montos de inversión, mientras que el del GSP incluye costos de operación, mantenimiento, pagos al regulador, entre otros, calculados a precios del 2019. El GSP comprende tres etapas. La primera, el tramo B, sale de la zona de producción en Malvinas yva hasta el cruce con el ducto de la Transportadora de Gas del Perú (TGP). Este segmento de 90 kilómetros, redun- dante con el tubo de TGP, es crucial para la seguridad energética del país. "Se ha hablado mucho de lo que pasaría si se rompe el tubo de TGP. Ocurre que cerca de la mitad del país se quedaria sin luz o todo el Perú estaria sin luz la mitad del tiempo. Este ducto alimenta a Chilca, que hoy es responsable de un porcentaje muy alto dela generación eléctrica", afirma Marko Harasic, director de inversiones de Odebrecht Latinvest. Pedro Gamio, exviceministro de Energia, agrega que más del 409o de la energia del Perú proviene de un solo ducto y que el riesgo se reducirá con este segmento del GSP. El tramo B se entregará en diciembre del 20 l 6 y beneficiará a todo el país en términos de provisión de flujo eléctrico. En segundo lugar, está el tramo Al, que sale del cruce con el ducto de TGP hasta Urcos, en Cusco. Desde ahí hay un ramal que se dirige a Anta, y otro, a Quillabamba, que proveerá de gas a la central térmica de Electroperú que se ubicará en esta localidad. Una vez más, se beneficia todo el pais con más energía. El tramo A2 parte de Urcos hasta los puertos de la costa sur de llo y también Mollendo. Para asegurar la demanda de gas, en noviembre del año pasado, el Estado adjudicó dos plantas térmicas en ambas zonas como parte del llamado nodo energético del sur (que asegura más de un 70% de la demanda del hidrocarburo para el ducto). El GSP brindará gas a estas plantas, las cuales han anunciado que ahora van a tener 700 MW’ y no 500 MW como estaba previsto, y también a la planta de Enersur, que es dual y produce energía a partir del gas y del carbón. Una vez que llegue el ducto, esta última planta pasara‘ a producir sobre la base del gas, que es más barato y ecológico. Odebrecht ha anunciado que está en condiciones de entregar la obra completa en diciembre del 2017, 14 meses antes del plazo previsto en el contrato. Por su parte, Gamio considera que el GSP es un paso firme en la diversificación de la matriz energética del país y que lo ideal es que progresivamente se vayan afianzando las energías renovables también. El ministro de Energía y Minas, Eleodoro Mayorga, ha dicho que el GSP producirá 5.000 puestos de trabajo calificados durante el periodo de construcción y que, una vez listo, el proyecto beneficiará a 600.000 familias. Asimismo, pennitirá que los industriales accedan a un gas hasta 60% más barato. Pero los beneficios van más allá. éCtXll. SE RA EL 1M PACTO ECONÓMICO? Los beneficios del GSP exceden largamente la provisión de energía. También se preve’ un boom de exploraciones hidrocarburiferas en los alrededores del ducto, lo que generaría un incremento de las reservas probadas. Pero lo más relevante será el desarrollo económico de la zona sur. “Es una obra que promueve una descentralización productiva real, no solo de papel o de presidentes de Gobierno Regional. Se trata de una palanca para la in- g
  3. 3. dustrialización de la zona", asevera Humberto Carnpodónico, expresidente de Petroperú. Agrega que, en muchos casos, las inversiones no van al sur del pais o lo dejan por el precio más bajo de la energía en Lima y alrededores. Ahora, esta zona resultará más atractiva. En esa línea, Pedro Gamio señala que el GSP sera un gran motor de atracción de inversiones, como lo demuestra la experiencia con Camisea. Vayamos de los más grandes a los más pequeños. Los consumidores industriales iniciales del gas proporcionado por el GSP se ubican principalmente en Arequipa y Cusco. De acuerdo con información de Prolnversión, Cementos Yura será la empresa arequipeña que más gas demandará (27 millones de pies cúbicos por día); le siguen Cementos Sur (6 MMpcd), Southern Perú (4,3 MMpcd) y Aceros Arequipa ( l MMpcd). En el Cusco, el consumidor más relevante es Industrias Cachimayo (7 MMpcd). Todos se verán beneficiados con gas más barato y menores costos de producción. El viceministro de Energía, Edwin Quin- tanilla, afirma que estos pueden bajar, en promedio, entre ¡I-n-¡nnooooo El impacto de la industria petroquímica podría ser de entre l y 2 puntos porcentuales del PBÍ. según Apoyo Consultoria. ocutuonocnc-o 30% y 40%. Asimismo, el GSP abrirá la oportunidad para que nuevas industrias se instalen. Una de las industrias que se van a desarrollar en el sur con el GSP es la de distribución del gas, que ya se avanzó en parte con la adjudicación en octubre del año pasado a la empresa Gas Natural Fenosa, que trasladará de manera virtual (usando camiones) el combustible desde la planta de Melchorita, en Cañete, a Arequipa, llo, Moquegua y Tacna. Quintanilla señala que, a partir del gas que lleve el GSP, también podrían surgir empresas más pequeñas dedicadas a la distribución de gas licuado. Otro negocio a tomar en cuenta es el de las redes de distribución de gas a los hogares, que pueden generar empleo y mejorar la calidad de vida de los ciudadanos. La conversión de vehiculos a gas natural también es un negocio con potencial. “El proceso de reconversión de vehículos a gas natural en Lima ha sido sumamente exitoso", comenta Gabriel Quijandria, viceministro de Desarrollo Estratégico de los Recursos Naturales. Señala que más de 100.000 vehiculos en la capital se han convertido y que esto podría replicarse en el sur, con lo cual bajarian los niveles de emisión de carbono en las ciudades. En cuanto a los beneficios para el crecimiento econó- mico, Marko Harasic, de Odebrecht Latinvest, refiere como ejemplo el caso de Camisea. “Dicho proyecto sirvió en su momento para asegurarle al Perú un crecimiento hasta de 8%. Lo mismo va a hacer el GSP para el futuro del pais”, afirma. El exviceministro de Energía Pedro Gamio señala que el proyecto en conjunto significará un impacto para el PBI que oscila entre l y 2,5 puntos porcentuales. “Esto sería el resultado de la dinamización de las economías locales, pero también de una estrategia que tiene que considerar todos los posibles usos de este ducto", agrega. Y es que, si bien la masificación del gas para el uso doméstico es lo que genera mayores réditos politicos, en realidad solo cubre el 5% de la demanda para hacer rentable el GSP. De otro lado, el nodo energético agrega una demanda mayor del 70% sin contar el aporte del uso industrial. Asi, la implementación de una industria petroquímica contri- buiría a incrementar la demanda y, a la vez, generar productos con elevado valor agregado. ¿Y LA PETROQUÍMICA? “El gas nos permitirá hablar, ahora si con razones valederas, sobre el desarrollo de la petroquímica en el sur del pais", dijo el presidente Ollanta Humala en Palacio de Gobiemo el dia de la firma del contrato para la construcción del GSP. El interés de este Gobiemo para promover el de- sarrollo de dicha industria se remonta al dia en el que se anunció la "recuperación" del lote 88 para el mercado intemo, en el 201 l. A pesar de ello, la petroquímica no está desarrollada en profundidad dentro del Plan Nacional de Diversificación Productiva (PNDP), lo que resulta un contrasentido. De todas formas, hay suficientes indicios para suponer que existe voluntad politica para que se lleve a cabo (a fines del 2011, Petroperú firmó un acuerdo con Braskem para analizar la viabilidad de un proyecto petroquímico en el Perú), aunque faltan definir las condiciones técnicas. Existen dos posibles insumos, producto de la subdivisón del gas natural, para el desarrollo de la industria petroquí- mica. El metano genera insumos importantes para producir fertilizantes, resinas sintéticas, explosivos, solventes, etc. Con la petroquímica del etano se produce polietileno, que sirve para elaborar bolsas, embalaje, películas industriales y otros derivados. Esta última es la que mayor valor agregado tiene, pues una molécula de gas convertida en plástico eleva su valor en 25 veces. El Perú actualmente importa al año 300.000 toneladas de plásticos. Si el proyecto petroquimico del sur se con- creta, podriamos pasar a ser exportadores. Se visualiza que
  4. 4. l (> lwlwllxins. l i el potencial polo produciría 1,2 millones de toneladas de productos por año. Segun jiroyecciimes, para el 2020, la demanda peruana sería de 500.000 toneladas. Asi, habría un excedente de Ï'Oil.000 que jvodrian venderse a paises de la region como Ecuador, Chile y Colombia. Un informe elaborado en el Z0 l 2 por Apoyo Consultoria para Odebrecht indica que, a partir de estudios efectuados en otros paises, la jvetroqtiimica puede generar ingresos equivalentes de hasta el 6% del PBI. Asimismo, el docu- mento señala que alrededor de 4.000 proveedores locales de Moquegua, jmsible sede del jvolo, se verían beneficiados de manera directa por las tiperaciones de la petroquímica. "La generacion de la industria PCÍFOqUlIIIÍCJ en el sur del país permitira el desarrollo de importantes encadenamientos que prUI11U'L'l'. ill el crecimiento de distintas industrias, como la agricultura, la construccion, el transporte. entre otras. Se
  5. 5. La ruta del gasoducto JUNIN ¡’lanzado UMA delfihhhillll MADRE DE DIOS HUANCAVELICA CT QUILLABAMBA CUSCO Abancay APURIMAC _ Tramo A1 ICA AYACUCHO un Tramo A2 c- Tramo B n Conexiones futuras p", J AREQUIPA CK 4 s! o Centrales térmicas (cr) ' . 2 Centrales térmicas que serán CT MOLLENDO Q construidas simultáneamente a las nuevas obras del gasoducto. Entrarán en funcionamiento en el 2019 Fuente Oro ¡wagon podrian generar 38.000 empleos, lo que representa el 36,7% de la PEA de Moquegua (20l0)", concluye el informe de Apoyo, que agrega que el impacto de la petroquímica sobre el PBI podría oscilar entre 1,09% y 2,02%. ¿Qué se necesita para poner en marcha la industria pe- troquímica? Sergio Thiesen, director superintendente para América Latina de Braskem —del que Odebrecht es socio con un 38,4%— dijo en una entrevista a El Comercio que la factibilidad del proyecto depende de "la construcción de los ductos del GSP (gas y líquidos), la reglamentación de las leyes de apoyo a la industrialización petroquímica, la definición del emplazamiento donde serán construidos los proyectos industriales y la firma de un contrato de largo plazo". Humberto Campodónico resalta que en la licitación del GSP se logró que el consorcio ganador tenga la opción de construir un poliducto para el transporte de líquidos. Tienen un plazo de seis meses para manifestar su interés; de lo contrario, si el Estado considera su relevante su construc- ción, tendrá que licitarlo, lo que puede tomar varios meses. Por su parte, _jorge Barata, director ejecutivo de Odebrecht Latinvest, dijo a Gestión que, una vez firmado el contrato de concesión, empezarán a conversar con los concesionarios de los lotes de gas natural de Camisea sobre la construcción del poliducto. Hay, pues, un interés manifiesto. 68 PODER i -. En la evaluación de la marcha del proyecto, no debe dejarse de lado que se trata de una industria naciente y que requiere de la promoción del Estado para que pueda concretarse. Camisea no habría sido posible si no se hubie- ran facilitado factores como la recuperación anticipada del IGV, el pago fraccionado de aranceles hasta en siete años y la garantía por red principal (GRP), es decir, el subsidio a través del incremento del pago en recibos eléctricos por parte de los usuarios. "Todo esto hizo que Camisea sea rentable. Dejado al mercado, el gas se habría quedado enterrado", afirma Campodónico. Como no todo es infraestructura, cabe preguntarse si en el Perú existe el capital humano necesario para que se desarrolle la industria petroquímica. Marko Harasic considera que, si bien hoy el pais no cuenta con las especializaciones en ingeniería para producir profesionales en este campo, la experiencia del Perú con los megaproyectos ha generado una base de recursos humanos bien capacitada. "Obviamente, hay especializaciones técnicas y académicas que van a tener que surgir. Pero se va a dar. Es consecuencia natural", añade. Pero volvamos al gasoducto, que también tiene sus propias necesidades. ¿QUÉ NECESITA EL GSP? El GSP necesita, entre otras cosas, financiamiento, demanda y
  6. 6. Preúamenle. l l ha um» lLhllÍJnlÜ ¿mi Rania: ‘¡tray s attent- LUI! el . i'. .'ict' un las rclacmncx l kñl’ Nu mara PJIIc . ll l l, ¡‘rei ¡u *. jltlllllllll. llï. l ¡‘Ulfllllll l que sx ¡"xtalt u| |l HLHA‘! 1.1. llitlatl Potencial en gas natural Reservas Probadas de Gas Natural - Lote 88 (TCF) 15 14 13 12 H ¡c RESERVAS r. - 10.32TCF Í J. e 1.50OMMPCD 5 durante 4 20años a É LDCDINCDÜIÉHNMQWÉNQÜIESS 8233833182 88888 888000 «a-«wvu-¿NNNNNNNNNNNNN (¿w-i t wgum el ‘.1 ok Energía comparada Costo de la electricidad al 2020 (cUSS/ kWh) N“ — 0.0% Mongona "M 6.1% Cama — 5.3% Kazzuastán 2.8% . , . ,, «J, tu; si a L‘ il-l Si“ - y reservas de gas. El primer punto está casi cubierto. Odebrecht- Enagás va a obtener un ¡irojcctjímznce de aproximadamente USS 4.000 millones, el más grande de la historia del Perú. La concesionaria ya tiene firmadas con diez bancos las cartas de compromiso para cerrar el financiamiento en el más breve plazo posible. La otra fuente será la GRI’, que ha recibido criticas. Campodónico considera que tras ellas hay una idea equivocada: se cree que el Estado le va a "regalar plata" al privado. " Es un mecanismo para que el privado recupere su inversión. ¡No le va a ganar nada al Estado? ) asevera, Incluso jorge Barata dijo a El Comercio que, de concretarse los con- tratos de transporte con los clientes. se abre la posibilidad de que no se necesite la GRP. El GSP fue diseñado a partir de una demanda de 500 MMpcd, pero, según aseguró Barata a El Comercio a partir de información de Prolnversión, esta sera de 800 MMpcd sumando la demanda del nodo energético y los requerimientos industriales. Sin embargo, un informe de Semana Económica publicado a fines de junio, señala que la mayor rentabilidad del GSP se dará con la exportación de electricidad a Chile, pues la cobertura de la demanda aún es incierta. El estudio Sector minero en Chile: el desafío es Ia eficiencia señala que al 2020 el costo de la electricidad en Peru será de 6,6 cUSS/ kWh, mientras que la de Chile sera’ de 12,] cUSS/ kWh. Cla- ramente sería rentable la venta. Los especialistas consultados para este informe coincidieron en que primero se debe suplir el mercado interno antes de considerar la comercialización de energía a mercados extranjeros. Campodónico fue más allá, al asegurar que el Perú precisa de una politica energética de largo plazo. "La venta a Chile es una salida cortoplacísta. No puedes poner la carreta delante de los caballos", afirmó. Eleodoro Mayorga también ha dicho que se exportara solo después de cubrir la demanda interna. Anunció, además, que ya se estan haciendo estudios para un gasoducto hacia el norte. Diversos analistas han dicho que no hay gas para el gasoducto. Edwin Quintanilla, viceministro de Energía, contradice esta idea. En la zona de Camisea hay cuatro lotes. Solo en el lote 88 —cuya recuperación para el mercado interno se hizo oficial a fines de julio- hay 10,32 TCF, que equivalen a 1.500 MMpcd. “Hoy la demanda nacional es de S00 MMpcd. Esto te permite tener tres veces la demanda nacional actual por veinte años", señala. Y agrega que la tendencia es que las reservas probadas se incrementen (ver cuadro). En conclusión, según el Ministerio de Energia y Minas, si hay gas para el GSP. El trabajo hecho previamente por Kuntur, que dejara’ de existir, generará sinergias con el proyecto actual. El estudio de impacto ambiental (EIA) ya elaborado por dicha empresa servirá en parte para el GSP, pues tienen un trazo similar. Asimismo, las relaciones comunitarias ya ha permitido que se afiancen en la zona. "Si tienes la licencia social, si tienes buenas relaciones con las comunidades, yo creo que los conflictos sociales no van a existir", afirma Harasic. Ni la Defensoría del Pueblo ni la Presidencia del Consejo de Ministros reportan conflictividad latente asociada con este proyecto. Todo indica que las condiciones están consolidándose para que el desarrollo de la zona sur —tan ol'idada-— finalmente sea una realidad. El

×