Your SlideShare is downloading. ×

8943718 historia-del-peru-emancipacion-y-republica

8,141

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
8,141
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
7
Actions
Shares
0
Downloads
181
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. HISTORIA DEL PERÚ EMANCIPACIÓN Y REPÚBLICA DESDE FINES DEL SIGLO XVIII HASTA 1980 TEXTOS DE HISTORIA DEL PERÚ DEL PROF. GUSTAVO PONS MUZZO PARA 3º Y 4º AÑO DE EDUCACIÓN SECUNDARIA, DE ACUERDO ALPROGRAMA OFICIAL DE LA DÉCADA DE 1980, CUANDO EL CURSO DE HISTORIA DEL PERÚCONFORMABA UNA ASIGNATURA INDIVIDUAL 1
  • 2. ÍNDICELIBRO PRIMERO: ÉPOCA DE LA EMANCIPACIÓN....................................................................................4 CAPITULO I: EL AMBIENTE SOCIO- POLITICO A FINES DEL SIGLO XVIII EN EL PERU, INFLUENCIA DE LA ILUSTRACION, TRASCENDENCIA DE LA INDEPENDENCIA DE ESTADOS UNIDOS Y DE LA REVOLUCION FRANCESA.................................................................................................................................6 CAPITULO II: FACTORES IDEOLOGICOS, POLITICOS Y ECONOMICOS QUE CONCURRIERON A LA RUPTURA ENTRE ESPAÑA Y SUS COLONIAS................................................................................................14 CAPITULO III: LA INVASION DE NAPOLEON A ESPAÑA Y EL AMBIENTE REVOLUCIONARIO A COMIENZOS DEL SIGLO XIX..........................................................................................................................25 CAPITULO IV: LA REVOLUCION AMERICANA Y PERUANA Y LA ACCION REPRESIVA DEL VIRREY ABASCAL............................................................................................................................................................31 CAPITULO V: HECHOS QUE RETARDARON EL AVANCE DE LA REVOLUCION AMERICANA Y PERUANA...........................................................................................................................................................40 CAPITULO VI: LA ETAPA VICTORIOSA DE LA REVOLUCION PERUANA. SAN MARTIN Y LA CORRIENTE LIBERTADORA DEL SUR...........................................................................................................45 CAPITULO VII: LA CORRIENTE LIBERTADORA DEL SUR EN EL PERU: SAN MARTIN Y LA PROCLAMACION DE LA INDEPENDENCIA..................................................................................................54 CAPITULO VIII: EL GOBIERNO PROTECTORAL DE SAN MARTIN............................................................63 CAPITULO IX: EL PRIMER GOBIERNO PERUANO. EL CONGRESO CONSTITUYENTE, LA JUNTA GUBERNATIVA Y LA PRESIDENCIA DEL MARISCAL RIVA AGÜERO.........................................................78 CAPITULO X: LA CORRIENTE LIBERTADORA DEL NORTE. BOLIVAR EN EL PERU Y LAS BATALLAS DE JUNIN Y AYACUCHO..................................................................................................................................88 CAPITULO XI: PRORROGA DE LA DICTADURA DE BOLIVAR Y HECHOS IMPORTANTES DE SU GOBIERNO.......................................................................................................................................................103LIBRO SEGUNDO: LA REPÚBLICA DEL PERÚ HASTA 1866.................................................................113 CAPITULO I: DEFINICION DE LA NACIONALIDAD PROBLEMATICA DEL PERU AL INICIAR SU VIDA INDEPENDIENTE............................................................................................................................................115 CAPITULO II: EL PRIMER MILITARISMO. GOBIERNO DE DON JOSE DE LA MAR Y LOS PROBLEMAS INTERNACIONALES CON BOLIVIA Y COLOMBIA......................................................................................123 CAPITULO III: GOBIERNOS DE DON AGUSTIN GAMARRA, DON LUIS JOSE ORBEGOSO, DON FELIPE SANTIAGO SALAVERRY Y PRELIMINARES DE LA CONFEDERACION PERU- BOLIVIANA.....129 CAPITULO IV: EL GOBIERNO DE ANDRES SANTA CRUZ Y LA CONFEDERACION PERU- BOLIVIANA ...........................................................................................................................................................................139 CAPITULO V: SEGUNDO GOBIERNO DE AGUSTIN GAMARRA Y EL ÚLTIMO INTENTO DE UNIR PERÚ Y BOLIVIA.............................................................................................................................................147 CAPITULO VI.: EL APOGEO REPUBLICANO. PRIMER GOBIERNO CONSTITUCIONAL DE DON RAMON CASTILLA (1845 - 1851)...................................................................................................................153 CAPITULO VII: GOBIERNO CONSTITUCIONAL DE JOSÉ RUFINO ECHENIQUE (1851 - 1854)..........167 CAPITULO VIII: SEGUNDO GOBIERNO DE RAMON CASTILLA (1855 - 1862).......................................177 CAPITULO IX: EL CONFLICTO CON ESPAÑA (1864 - 1866) Y LAS PRETENSIONES EUROPEAS SOBRE AMERICA.........................................................................................................................................................186LIBRO TERCERO: LA CRISIS NACIONAL Y LA GUERRA CON CHILE (1866-1883)........................194 CAPITULO I: GOBIERNO DEL CORONEL JOSE BALTA (1868- 1872)......................................................195 CAPITULO II: GOBIERNO DE DON MANUEL PARDO (1872 - 1876). INICIACION DEL SEGUNDO GOBIERNO DEL GENERAL MARIANO IGNACIO PRADO (1876 - 1878)...................................................211 2
  • 3. CAPITULO III: LA GUERRA CON CHILE.....................................................................................................220 A.- ANTECEDENTES Y CAUSAS DE LA GUERRA. LA CAMPAÑA NAVAL..................................................220 CAPITULO IV: LA GUERRA CON CHILE......................................................................................................237 B.- LA CAMPAÑA TERRESTRE DEL SUR: DESEMBARCO EN PISAGUA Y BATALLAS DE SAN FRANCISCO, TARAPACA. TACNA Y ARICA...................................................................................................237 CAPITULO V: LA GUERRA CON CHILE. .....................................................................................................257 C.- LA CAMPAÑA DE LIMA: BATALLAS DE SAN JUAN Y CHORRILLOS Y LA DE MIRAFLORES.— LA CAMPAÑA DE LA RESISTENCIA EN LA SIERRA.- HUAMACHUCO Y LA PAZ CON CHILE....................257LIBRO CUARTO: LA RECONSTRUCCION NACIONAL (1884 – 1929)...................................................280 CAPITULO I: EL SEGUNDO MILITARISMO GOBIERNOS DE LOS GENERALES MIGUEL IGLESIAS, ANDRÉS A. CÁCERES Y REMIGIO MORALES BERMUDEZ.......................................................................281 CAPITULO II: GOBIERNO CONSTITUCIONAL DE NICOLAS DE PIEROLA (1895 - 1899).....................299 PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA...........................................................................................................299 CAPITULO III: GOBIERNOS DE EDUARDO LOPEZ DE ROMAÑA, MANUEL CANDAMO Y JOSE PARDO Y BARREDA (1899 - 1908)..............................................................................................................................310 CAPITULO IV: GOBIERNOS DE AUGUSTO B. LEGUIA, GUILLERMO BILLINGHURST Y OSCAR R. BENAVIDES (1908 A 1915)..............................................................................................................................325 CAPITULO V: SEGUNDO GOBIERNO DE JOSE PARDO Y BARREDA (1915- 1919)................................337 CAPITULO VI: SEGUNDO GOBIERNO DE AUGUSTO B. LEGUIA (1919 - 1930)....................................344LIBRO QUINTO: LA CRISIS POLITICA Y SOCIAL Y EL TERCER MILITARISMO..........................366 CAPITULO I: LA DÉCADA DEL TREINTA: GOBIERNO DE LUIS M. SANCHEZ CERRO, DAVID SAMANEZ OCAMPO Y OSCAR R. BENAVIDES (1930 - 1939).....................................................................367 CAPITULO II: ENTRE LA DEMOCRACIA Y LA DICTADURA. GOBIERNOS DE MANUEL PRADO, JOSE LUIS BUSTAMANTE Y RIVERO Y MANUEL ODRIA (1939 - 1956)..............................................................376 CAPÍTULO III: ENTRE LA DEMOCRACIA Y LA DICTADURA (1956- 1980) SEGUNDO GOBIERNO DE MANUEL PRADO. PRIMER GOBIERNO DE FERNANDO BELAUNDE TERRY, GOBIERNO DE LA FUERZA ARMADA...........................................................................................................................................390 CAPITULO IV: LAS ARTES Y LETRAS EN EL PERU REPUBLICANO.........................................................401 CAPITULO V: LAS CIENCIAS EN EL PERU REPUBLICANO......................................................................417 CAPITULO VI: LOS ESTUDIOS SOBRE EL PERÚ.......................................................................................430 CAPITULO VII: ESTADO DE LAS RELACIONES CON LOS PAISES VECINOS (Hasta 1980)....................437APÉNDICE : CUADRO CRONOLOGICO DE LOS PRESIDENTES Y ENCARGADOS DEL PODEREJECUTIVO........................................................................................................................................................444 3
  • 4. LIBRO PRIMERO: ÉPOCA DE LA EMANCIPACIÓNEmancipar, o emanciparse, es liberarse de toda tutela, dominio o influencia parallevar, en adelante, una vida autónoma, regida por una plena soberanía y sin máslímites que los que señalan en nuestra coexistencia, los legítimos derechos de loshombres y de los pueblos.En este sentido, al Perú de los incas le suceden la Conquista y el Virreinato porobra del poder hispánico, es decir, se viven tres siglos bajo el imperio extranjeroque nos reducen, por lógica consecuencia, a la condición de colonias de Españaen América. Mas, con el transcurso del tiempo, y al sucederse las generaciones,se comprende muy bien que una nueva Patria, o mejor, nuevas Patrias debensurgir en este Continente porque la madurez cívica y política se ha apoderado yadel espíritu del hombre americano que, indígena primero, y mestizo o criollodespués, cree llegado el momento de borrar el viejo vocablo de colonia yreemplazarlo por el de REPUBLICAS AMERICANAS, gracias al esfuerzocomún de sus hijos. Allí, pues, comienza el proceso emancipatorio o RevoluciónAmericana y que, entre nosotros, va desde 1780 hasta 1824-1827 en que nosliberamos de toda influencia política extranjera para ingresar con decisión yfirmeza al período autónomo o de vida independiente.“Los precursores y libertadores, para decirlo con brevedad, luchan por una vidamejor y más justa para todos los peruanos. No obstante, las objeciones a esteplanteamiento son múltiples. Se dice que es una afirmación retórica y vacía; quees sólo voluntad afirmativa de un grupo de hombres o de un sector social; quehay afán de poder y de dominio.Con seriedad, no puede desconocerse dentro del tono alto y muchas vecesromántico de los textos de la época, una clara decisión por una vida más serena,equitativa, para todos los hombres del Perú. Es verdad que el paso del poderpolítico de manos españolas a manos peruanas no es una mutación solamentefrívola; es verdad que se quiere entre utopías y temores una vida política enlibertad; es verdad que existe una clara preocupación por la ciencia y la cultura ypor la difusión de conocimientos, que se muestra en múltiples disposicionesconcretas; es verdad el planteamiento de la libertad de los esclavos; es verdad lalucha por suprimir castigos crueles o injustos; es verdad que hay una legislaciónclara sobre el tema de la tierra; es verdad, igualmente, una tangible lucha por lasalud del hombre; todo esto y mucho más, está presente en la Independencia. Es 4
  • 5. cierto el contenido social. No es verdad que todo puede reducirse a un cambiode uniforme o a las proclamas militares entre "toques de clarines".Pero tampoco se trata de formular elogios al "programa" de la Emancipacióncomo algo superior y perfecto. Es abigarrada y múltiple la filiación ideológicadel pensamiento separatista; hay, en otros casos, afán de simple imitación sinconsiderar con cuidado la realidad; están presentes emulaciones personales queno merecen elogios y hay actitudes de dominio que no se pueden presentar comoejemplares. Mas, no obstante estas sombras y muchas más, el contenido de laEmancipación no es una falacia, no es un engaño.Se dice, desde otro ángulo, que en la Independencia todo continúa como en losdías virreinales con cambios en los títulos, en las denominaciones, en lossímbolos, pero con contenido idéntico a los años del dominio español. Estotampoco es exacto y obliga a algunas precisiones.¿Quién se independiza de España? Ya lo hemos dicho en las primeras páginas deeste estudio. La Emancipación no es el regreso al tiempo de los incas, ni es unaespecie de "revancha histórica".La Independencia es el principio de la vida soberana de pueblos formados, comotantas veces se expresa en este libro, en el mestizaje y a través del mestizaje.La Independencia es contra el dominio del Rey de España en América, no contrala obra de España en América, que ya deja de ser española para convertirse enperuana.No es en modo alguno esta afirmación de lo mestizo una limitación delcontenido político y social que se encierra en la lucha que ahora evocamos.La Independencia busca el principio de un mundo más justo para todos. Usa elcastellano y usa el quechua; no reniega de los adelantos de la ciencia y de latécnica; no defiende el aislamiento de América en la vida del mundo; sus actoresdirectivos conocen los libros que se leen en Madrid o en Londres; y hayespañoles que ven con simpatía la "causa", como hay americanos que nodoblegan su afecto principal por lo español.” (JOSÉ AGUSTÍN DE LAPUENTE CANDAMO). 5
  • 6. CAPITULO I: EL AMBIENTE SOCIO-POLITICO A FINES DEL SIGLO XVIII EN EL PERU, INFLUENCIA DE LA ILUSTRACION, TRASCENDENCIA DE LA INDEPENDENCIA DE ESTADOS UNIDOS Y DE LA REVOLUCION FRANCESA 1. La inquietud reformista en lo político, social, económico y científico. El presente Libro de Historia del Perú Republicano se inicia con el estudio de losacontecimientos preliminares de la revolución emancipadora de América española, o lo que aveces se llama, las causas de la revolución. La revolución emancipadora de América española fue un acontecimiento ocurrido en losprimeros lustros del sigo XIX, pero sus antecedentes se encuentran en el siglo XVIII. E1 sigloXVIII fue un siglo de inquietud reformista en el intelecto, principalmente en lo político,social, económico y científico. a) En lo político.- Frente al auge de la política absolutista habida en el siglo XVII, enque los reyes absolutos de Europa negaban a sus súbditos una serie de derechos, surgieron lastendencias políticas que se han dado en denominar liberales, y que sostenían que el hombrenace con derechos llamados naturales y que son: el derecho a la vida, a la libertad y aconseguir su felicidad; derechos que ningún gobierno da, sino que tan sólo debe resguardar. Elgobierno no es sino el producto de un acuerdo entre los gobernados, que eligen a sugobernante, y no de apropiación por una persona sin el consentimiento de los gobernados.Frente a los derechos absolutos que se arrogaban los reyes para gobernar a sus pueblos, surgióla teoría liberal de los derechos constitucionales, es decir, que el gobernante debe gobernar deacuerdo con los derechos y obligaciones que señalan las leyes del Estado. Y si el gobierno, envez de resguardar los derechos de los gobernados, atenta contra ellos, los gobernados tienen elderecho a la resistencia frente al gobernante. El pensamiento político de fines del siglo XVIIIera hostil a la forma absoluta de gobierno. En las colonias españolas de América existía elsistema de gobierno absoluto, negándose a sus súbditos los derechos antes mencionados.Contra este gobierno absoluto se realizó el movimiento emancipador. b) En lo social.- La organización social de entonces se basaba en el principio de ladesigualdad. Existían diferentes clases sociales, con desiguales derechos, desde la noblezahasta la esclavitud, siendo que todos los seres humanos nacen con iguales derechos, que losadquieren por el hecho de nacer y que se los da el Creador. En las colonias españolas deAmérica, en donde existía la nobleza, clase media y pueblo, esta desigualdad se acentuaba porlas diferencias raciales estudiadas en el año anterior, y por las diferencias existentes entre losespañoles nacidos en España y los españoles nacidos en las "Indias", o sea los criollos. Larivalidad entre criollos y peninsulares se acentuó por aspirar aquéllos, con toda justicia, a laigualdad de derechos y, finalmente, al gobierno de los territorios en que habían nacido.Contra esa desigualdad social existente se realizó el movimiento emancipador. c) En lo económico.- En el aspecto económico, las notas dominantes eran elmercantilismo y el monopolio comercial. Se daba más importancia al dinero, a la explotaciónde metales preciosos, y, además, el Estado controlaba el desarrollo del comercio y la industriaen beneficio de las clases privilegiadas. Las nuevas ideas económicas daban más valor a latierra y su explotación por el hombre, a la agricultura y la ganadería; y frente al monopolio 6
  • 7. comercial pidieron el libre comercio. En América española, los nuevos Virreinatos yCapitanías creados en el siglo XVIII, perjudicados con el monopolio y el mercantilismo,abogaron por el comercio libre y la libertad de industria, que permitía un mayor desarrollo dela agricultura y ganadería. Sobre todo en el Virreinato de Río de la Plata la agricultura y laganadería tenían un notable desarrollo, apareciendo una clase industrial pujante que tuvoactiva participación en la emancipación de su patria. El movimiento emancipador se realizó,en el aspecto económico, para acabar con el mercantilismo, el monopolio comercial y elintervencionismo del Estado en el desarrollo económico del país. Se luchó por la libertad deindustrias y de comercio. d) En lo científico.- El siglo XVIII se presentó igualmente renovador en el campo delas Ciencias Físicas y Naturales. Esta inquietud científica se manifiesta por la llegada alContinente americano de varias expediciones científicas estudiadas en el año anterior y por laprotección a estos estudios que otorgaron muchos monarcas del llamado "DespotismoIlustrado", entre ellos Carlos III de España. Esta inquietud científica se manifiesta en lallegada de la Expedición de los Académicos, en 1736, y en tiempos de Carlos III por lallegada de la Expedición de Martín Sessé al Virreinato de México, de Ruiz y Pavón alVirreinato del Perú y de don José C. Mutis al Virreinato de Nueva Granada. Se manifiestatambién esta inquietud científica en la reforma de las universidades, en la aparición de otroscentros de cultura superior, como el Real Convictorio de San Carlos, en el Perú, que teníanpor finalidad un mejor conocimiento del país. Por lo general, todos estos hombres de cienciaen América fueron partidarios del movimiento emancipador. La inquietud científica fuefavorable a la emancipación. Era costumbre entonces que los jóvenes criollos americanos pertenecientes a familiaspudientes o acomodadas fueran a España a completar su educación. Curioso es constatar queal llegar al centro del poder de la monarquía absoluta española, su espíritu fuera ganado a lasnuevas ideas, pues, en contacto con los liberales españoles, enemigos de la monarquía,leyeron las obras maestras del pensamiento europeo, ya sea traducidas al castellano o enfrancés, y cuando regresaron a sus respectivas patrias en América estaban ya ganados a lacausa emancipadora. En resumen, la inquietud reformista en el intelecto ocurrida en el siglo XVIII fuefavorable a la emancipación hispanoamericana. 2.- Influencia de la Ilustración. En el siglo XVIII se produjo en Europa un movimiento intelectual, espiritual ycientífico que se ha denominado la ilustración. Este movimiento se caracteriza por una feciega en el poder de la razón para llegar al conocimiento y dominio de la naturaleza,desarrollándose las Ciencias como la Química, la Física, las Ciencias Biológicas, laAstronomía, la Medicina y otras. También se caracteriza por el espíritu crítico, que llegó aponer en tela de juicio el régimen del gobierno absoluto, al sistema económico y a lascreencias religiosas. Surgieron filósofos ilustres como Voltaire, Montesquieu, Rousseau, yhombres de ciencia como Linneo, Lavoisier, Wat, Volta, Franklin, Fahrenheit, Laplace y otros. El movimiento de la Ilustración ejerció gran influencia sobre los gobernantes absolutosde Europa, varios de los cuales adecuaron su política en parte a esta ideas, pero sin modificarsu esencia, o sea sin dar intervención al pueblo. "Todo por el pueblo, pero sin el pueblo", fuesu lema, realizando reformas en la agricultura, el comercio, la industria; estimularon el 7
  • 8. desarrollo de las ciencias y de las letras; favoreciendo el desarrollo de la enseñanza, enespecial de las Universidades y realizaron algunas otras reformas. A esto se llamó elDESPOTISMO ILUSTRADO. Los principales déspotas ilustrados fueron Federico II enPrusia, José II en Austria y Carlos III en España. En el Virreinato del Perú se fundó el RealConvictorio de San Carlos y la Sociedad Amantes del País que publicó la gran revistacientífica Mercurio Peruano. La ilustración fue favorable para crear el clima adecuado a laIndependencia. 3:- La independencia de las colonias inglesas: los Estados Unidos de NorteAmérica. En la segunda mitad del siglo XVIII, tuvo lugar en América un movimiento quealcanzaría luego proyecciones mundiales y. que fue el resultado de las nuevas ideas queentonces estaban en boga: la independencia de las pequeñas colonias que los ingleses habíanformado en la costa atlántica de América del Norte. Teniendo por límites la Península de Florida al Sur, que pertenecía a España, laPenínsula de Nueva Escocia al Norte, y los montes Apalaches al Oeste, en donde serefugiaron los indios, en el curso del siglo XVII y primeros años del XVIII, los ingleses, encolaboración con otros pueblos europeos, como los holandeses, irlandeses, alemanes, etc.,habían formado 13 pequeñas colonias que, de Norte a Sur, fueron: New Hampshire,Massachussets, Rhode Island, Connecticut, New York, New Yersey, Pennsylvania, Delaware,Maryland, Virginia, North Carolina, South Carolina y Georgia. Todas estas colonias dependían del Rey de Inglaterra, aunque cada una de ellas teníavida propia, pues contaba con su propio gobernador y una asamblea o pequeño Parlamento, enque los colonos discutían y resolvían los problemas locales. De esta manera, los colonos,ingleses intervenían en el gobierno de su propia colonia, algo que no pasaba en las coloniasespañolas del Sur. Ocurrió que después de 1763, en que Inglaterra arrebató a Francia sus colonias delCanadá y parte de la Luisiana, el Parlamento inglés dio varias leyes poniendo impuestos alascolonias. Ellas protestaron alegando que no podían acatar esas leyes, pues no teníanrepresentantes en el Parlamento inglés y las leyes fueron retiradas. Poco después, insistiendoel gobierno inglés en obtener beneficios de las colonias, gravó con fuertes impuestos a variosartículos que los colonos compraban a Inglaterra, entre ellos el té, del que hacían granconsumo. Esto dio lugar a la guerra entre Inglaterra y sus colonias. Un cargamento de té quehabía llegado al puerto de Boston, fue arrojado al mar por los colonos disfrazados de pielesrojas. Los colonos reunieron un Congreso en la ciudad de Filadelfia y otorgaron al prestigiosocolono Jorge Washington la jefatura de la guerra y, alegando que Inglaterra con esas medidasatentaba contra los derechos naturales de los colonos y que los colonos en esa situación teníanderecho a la resistencia y a la rebelión, acordaron el 7 de junio de 1776 declararseindependientes. El 4 de julio del mismo año las colonias firmaron su Acta de Independencia,hermoso documento escrito por Thomas Jefferson que resume las ideas políticas de entonces,y se separaron de Inglaterra. 8
  • 9. JORGE WASHINGTON Nacido en la colonia de Virginia, fue el hombre que hizo triunfar la revolución de las colonias inglesas de América. Derrotó a los ejércitos ingleses en las batallas de Saratoga y Yorktown, presidió la Convención de Filadelfia que promulgó la Constitución de Estados Unidos. Fue elegido en 1789 por unanimidad, Presidente de Estados Unidos y reelegido en 1793. Falleció en 1799 y en 1801 la capital de la flamante República se llamó Washington, en su honor. DECLARACION DE INDEPENDENCIA DE LOS ESTADOS UNIDOS DE AMERICA (4 DE JULIO DE 1776) "Cuando en el curso de los acontecimientos humanos se hace necesario que un pueblo rompa los lazospolíticos que lo han unido a otro, para ocupar entre las naciones de la tierra el puesto de independencia eigualdad a -que le dan derecho las leyes de la naturaleza y el Dios de la naturaleza, el respeto decoroso aljuicio de la humanidad exige que declare las causas que lo han llevado a la separación. "Sostenemos como verdades evidentes que todos los hombres nacen iguales; que a todos confiere suCreador ciertos derechos inalienables, entre los cuales están la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad;que para garantizar esos derechos los hombres instituyen gobiernos que derivan, sus justos poderes delconsentimiento de los gobernados; que siempre que una forma de gobierno tienda a destruir esos fines, elpueblo tiene derecho a reformarla o abolirla, y a instituir un nuevo gobierno que se funde en dichos principios,y a organizar sus poderes en aquella forma que a su juicio, garantice mejor su seguridad y su felicidad. Laprudencia aconseja, en verdad, que no se cambie por motivos leves y transitorios gobiernos largo tiempoestablecidos, y, en efecto, es de común conocimiento que la humanidad está dispuesta a sufrir mientras seantolerables sus males, que a hacerse justicia aboliendo las prácticas a que está acostumbrada. Sin embargo;cuando una larga serie de abusos y usurpaciones, dirigidas invariablemente hacia el mismo objetivo; demuestrael designio de someter al pueblo a un despotismo absoluto, es su derecho, es su deber, derrocar ese gobierno yestablecer nuevas garantías para la futura seguridad. Tal ha sido el paciente sufrimiento de estas colonias; y tales ahora la necesidad que las obliga a reformar su anterior sistema de gobierno. "La historia del actual Rey de Gran Bretaña es una historia de repetidos agravios y usurpaciones,encaminados todos directamente hacia el establecimiento de una tiranía absoluta sobre estos estados. Enprueba de esto sostenemos los hechos al juicio de un mundo imparcial." Aquí los colonos exponen sus querellas específicas, que, en síntesis, son: la usurpación o escarnio porparte del Rey de los derechos legislativos de los colonos, inclusive el cierre de sus legislaturas; las trabasimpuestas a la justicia por el dominio absoluto de los tribunales y su denegación del derecho a juicio por jurado;el mantenimiento de un ejército permanente entre los colonos en tiempos de paz y sin su consentimiento; elejercicio de la autoridad militar por encima de la civil, la imposición de tributos sin el consentimiento de loscolonos, y otros actos hostiles que provocaban la insurrección de las colonias. Sigue entonces una declaración de la actitud de los colonos hacia “sus hermanos ingleses" que, como elRey, han permanecido sordos a las voces de la justicia y de la sangre. A ésta sigue la Declaración deIndependencia: 9
  • 10. "Por todo lo expuesto, nosotros, los Representantes de los Estados Unidos de América, reunidos enCongreso General, apelando a la rectitud de nuestras intenciones ante el Supremo Juez del Universo, y ennombre y por autoridad del buen pueblo de estas colonias, solemnemente proclamamos y declaramos: Que estasColonias Unidas son, y por derecho deben ser, Estados Libres e Independientes, tienen pleno poder paradeclarar la guerra, hacer, la paz, concertar alianzas, organizar aquellos actos y providencias a que tienenderecho los Estados Independientes. Para sostener esta Declaración, con firme confianza en la protección de ladivina Providencia, empeñamos mutuamente nuestras vidas, nuestras haciendas y nuestro más sagrado honor”. La guerra continuó, Jorge Washington, después de que su ejército sufrió muchaspenalidades, logró derrotar a los ingleses en las batallas de Saratoga y Yorktown, merced ala ayuda recibida de Francia y España, enemigos de Inglaterra. Inglaterra terminó porreconocer la independencia de las colonias por el Tratado de Versalles (3 de setiembre de1783) y reconocerle sus territorios entre el Atlántico y la orilla derecha del río Mississippi. En 1787, una nueva Convención, reunida en la ciudad de Filadelfia, aprobó a primeraConstitución de Estados Unidos de América del Norte, y de acuerdo con ella, JorgeWashington fue elegido su primer Presidente. Dicha Constitución, con varias modificaciones(enmiendas), rige hasta hoy, habiendo sido la primera y única en la historia de EstadosUnidos. 4.- Trascendencia de la independencia de Estados Unidos. La independencia norteamericana fue un acontecimiento de repercusión mundial.Influenció sobre Europa, alentando la revolución francesa, e influyó también en las coloniasespañolas de América. Esta influencia se manifiesta en: 1º.- Era el primer caso en la historia que una colonia se emancipaba y se declarabaindependiente. 2º.- Demostró que libres los colonos tenían mejor gobierno. 3º.- El sistema republicano de gobierno implantado, se difundió por el mundo.Adoptaron una Constitución para regir el Estado bajo el principio de la división de poderes. 4º.- En su Declaración de Independencia proclamaron los derechos naturales del hombrey el principio de que el gobierno tiene por finalidad el salvaguardar estos derechos y perseguirel bien de los gobernados. La Declaración de Independencia fue traducida al español y circulóen las colonias españolas, ejerciendo gran influencia. 5.- Influencia ideológica de los filósofos y enciclopedistas. La Revolución Francesay los Derechos del Hombre y del Ciudadano. Otro acontecimiento de resonancia mundial ocurrido en el siglo XVIII, y que esparciópor el mundo las nuevas ideas políticas, fue la gran revolución ocurrida en, Francia en 1789,que duró varios años, y que trajo por tierra el antiguo sistema de gobierno absoluto, sobre elcual reposaba el mundo de entonces. Antes de que ocurriera la gran revolución, aparecieronhombres de estudio llamados "filósofos" y "enciclopedistas", que empezaron a hablar de lasnuevas doctrinas políticas. Frente al principio de que los reyes gobernaban por voluntad de Dios, los filósofossostenían el principio de que debían gobernar por voluntad del pueblo, y que el poder de que 10
  • 11. disfrutaban no debía ser absoluto, sino limitado. Libros famosos aparecieron entonces, comoEl Espíritu de las Leyes, del Barón de MONTESQUIEU y El Contrato Social y Origen yFundamento de la Desigualdad entre los hombres, de JUAN JACOBO ROUSSEAU. Rousseau y Montesquieu, al igual que el filósofo Voltaire, y un grupo de hombres deestudio bajo la dirección de Diderot y DAlembert, publicaron una obra famosa llamada LaEnciclopedia (resumen de todos los conocimientos de entonces), en 35 volúmenes(1751-1780) y se convirtieron en los precursores del famoso movimiento político y social queestalló en Francia a fines de dicho siglo y que trajo por tierra el antiguo sistema absoluto. La Revolución Francesa proclamó estas nuevas ideas políticas en un famoso documentollamado "La Declaración de los Derechos del Hombre y del-Ciudadano", que tuvo granrepercusión en el mundo. Esta revolución estuvo acompañada de escenas horribles de sangre.El Rey de Francia, Luis XVI, fue decapitado, junto con la reina María Antonieta y gran partede la nobleza, obra sangrienta en la que se vieron envueltos los propios líderes de larevolución. La Toma de la Bastilla. El 14 de julio de 1789. DECLARACION DE LOS DERECHOS DEL HOMBRE Y DEL CIUDADANO (PROCLAMADA POR LA ASAMBLEA NACIONAL DE FRANCIA REVOLUCIONARIA) I.- Los hombres nacen y permanecen libre e iguales en derechos. Las distinciones sociales no puedenfundarse más que sobre la utilidad común. II.- El fin de toda asociación política es la conservación de los derechos naturales e imprescriptibles delhombre; estos derechos son la libertad, la propiedad, la seguridad y la resistencia a la opresión. III- El principio de toda soberanía reside esencialmente en la nación; ningún cuerpo ni individuo puedeejercer autoridad que no emane de ella expresamente. IV.- La libertad consiste en poder hacer todo lo que no dañe a otro. De aquí que el ejercicio de losderechos naturales del hombre no tenga más límites que los que aseguren a los otros miembros de la sociedad elgoce de esos mismos derechos. Estos límites no pueden determinarse más que por la ley. V. – La ley no tiene derecho de prohibir más que las acciones nocivas a la sociedad. Todo lo que no esprohibido por la ley no puede impedirse, y nadie está obligado a hacer lo que ella no ordena. 11
  • 12. VI.- La ley es la expresión de la voluntad general. Todos los ciudadanos tienen derecho a concurrirpersonalmente o por sus representantes a su formación; debe ser la misma para todos, tanto para protegercomo para castigar. Siendo todos los ciudadanos iguales ante ella, son igualmente admisibles a todas lasdignidades, puestos y empleos públicos, según su capacidad, y sin otras distinciones que las de sus virtudes ysus talentos. VII.- Ningún hombre puede ser acusado, detenido o preso, más que en las casos determinados por la leyy según las formas prescritas en ella. Los que soliciten, expidan y hagan ejecutar órdenes arbitrarias, deben sercastigados, pero todo ciudadano llamado o detenido en virtud de la ley debe obedecer al instante, haciéndoseculpable por su resistencia. VIII.- La ley no debe establecer sino penas estrictas y evidentemente necesarias, y nadie puede sercastigado sino en virtud de una ley establecido y promulgada anteriormente al delito, y legalmente aplicada. IX.- Siendo todo hombre presunto inocente hasta que sea declarado culpable, si se juzga necesaria sudetención, la ley debe reprimir severamente todo rigor que no sea necesario para asegurar su persona. X.- Nadie debe ser molestado por sus opiniones, aún religiosa, con tal que su manifestación no trastorneel orden público establecido por la ley. XI. - La libre comunicación de los pensamientos y de las opiniones es uno de los derechos más preciososdel hombre; todo ciudadano puede, pues, hablar, escribir o imprimir libremente, pero debe responder del abusode esa libertad en los casos determinados por la ley. XII.- La garantía de los derechos del hombre y del ciudadano necesita una fuerza pública; esta fuerza es,pues, instituida en provecho de todos y no para la utilidad particular de-o a quienes está confiada. XIII.- Para el entretenimiento de la fuerza pública y para los gastos de administración es indispensableuna contribución común, que debe repartirse igualmente entre todos los ciudadanos, según sus facultades. XIV.- Los ciudadanos tienen el derecho de comprobar por sí mismos o por sus representantes lanecesidad de la contribución pública, consentida libremente, seguir su empleo y determinar su cuota, el reparto,el cobro y la duración. XV.- La sociedad tiene el derecho de pedir cuentas a todo agente público de su administración. XVI.- Toda sociedad en que la garantía de los derechos no está asegurada, ni determinada la separaciónde poderes, no tiene constitución. XVII.- Siendo la propiedad un derecho inviolable y sagrado, nadie puede ser privado de ella, sinocuando la necesidad pública, legalmente comprobada, la exija evidentemente y bajo la condición de una justa yprevia indemnización. 6.- Influencia de la Revolución Francesa en América española. La Revolución Francesa, como es de suponer, ejerció gran influencia en las coloniasespañolas de América. Los libros de Rousseau y Montesquieu se difundieron secretamente ynutrieron de ideas revolucionarias las mentes de los criollos. El Contrato Social se convirtióen la biblia de los futuros revolucionarios. "La Declaración de los Derechos del Hombre" fuetraducida e impresa secretamente por el destacado criollo neogranadino don Antonio Nariño,circulando, por toda América española. Nariño, por eso, fue encarcelado y enviado preso aEspaña. Muchas de estas obras famosas fueron leídas por los criollos americanos, como se hadicho anteriormente, en la propia España, pues varios de estos libros fueron traducidos alespañol. 12
  • 13. Por otro lado, indirectamente, la Revolución Francesa favoreció la iniciación delmovimiento emancipador de América española, cuando el Emperador de Francia, Napoleón I,invadió España en 1808. Napoleón tomó presos a los Reyes Carlos IV y Fernando VII y diolugar a la aparición de Juntas de Gobierno en España y América, originándose con ello lalucha entre las autoridades españolas y los criollos y mestizos, lucha que no terminaría sinotres lustros más tarde, con la completa independencia de las colonias. 7.- El economista inglés Adam Smith. Su influencia en el movimiento emancipadorhispanoamericano. El gobierno de Inglaterra no era una monarquía absoluta como la de España, Francia ode otras naciones europeas. Era una monarquía en que el Rey tenía limitados sus poderes porun Parlamento con representantes de la nación: La monarquía constitucional se basaba en lateoría liberal que fundamentalmente sostenía la división de los Poderes del Estado, laintervención del gobernado en el gobierno y el ejercicio de varias libertades y derechos.Fueron los pensadores ingleses del siglo XVII como John Locke, quien sostuvo la necesidadde la división de los Poderes del Estado, los que pusieron los fundamentos del liberalismo, yque influenció en Francia y Estados Unidos. En el siglo XVIII un pensador inglés, Adam Smith, defendió estas libertades en elcampo económico. En sus obras y sobre todo en "La naturaleza y causas de la riqueza de lasnaciones", sostuvo que el trabajo es la fuente principal de la riqueza nacional. Señala laimportancia del ahorro que crea el capital y alimenta el trabajo productivo, mientras que elconsumo improductivo da ocasión a nuevos servicios que no aumenta la riqueza. Critica elsistema mercantilista y lo combate. Reconoce como principio supremo de buen gobierno lamáxima libertad de producción y de circulación. Combate los sistemas restrictivos, (comotambién lo hicieron varios pensadores franceses), tales como la esclavitud, la servidumbre, losvínculos feudales, los monopolios y el sistema colonial. Las ideas de Adam Smith tuvierongran repercusión en aquellas colonias americanas duramente afectadas por el monopoliomercantil y la falta de libertad en las industrias. Fue en el Virreinato del Río de la Plata endonde más influencia tuvieron. Por otro lado Inglaterra favoreció en todo momento la causa de la independencia deAmérica hispana. Existía una marcada rivalidad entre las Monarquías inglesa y españoladesde el siglo XVI y luego ya a fines del siglo XVIII y principios del XIX apoyó a losrevolucionarios hispanoamericanos para vengarse del apoyo que España dio a losrevolucionarios de las colonias inglesas en América del Norte. 13
  • 14. CAPITULO II: FACTORES IDEOLOGICOS, POLITICOS Y ECONOMICOS QUE CONCURRIERON A LA RUPTURA ENTRE ESPAÑA Y SUS COLONIAS 1.- La idea de PATRIA, su inicial concepción continental y su posterior restriccióna lo nacional. Cuando los españoles llegaron en 1532 al Imperio de los Incas y lo conquistaron, elPerú no existía. Cuando terminó la dominación española en 1824 con la batalla de Ayacucho,el Perú si existía. En el transcurso de casi trescientos años de la dominación española, se fue formandoaquí, por obra impalpable del pueblo, la nación peruana. También se fueron formando lasdemás naciones americanas. Surgió aquí el amor al suelo en que se había nacido, elsentimiento nacional, principalmente en los criollos y mestizos que ya no se consideraronespañoles, sino americanos y especialmente peruanos. Igual fenómeno social se presentó enlos otros lugares de América española, en que los criollos y mestizos se sintieron noespañoles, sino chilenos, porteños o bonarenses (argentinos), paraguayos, caraqueños ovenezolanos, mexicanos, neogranadinos (colombianos). Del amor al suelo natal surgió el sentimiento de la nacionalidad, y por tanto, elsentimiento patriótico. A fines del siglo XVIII la nación peruana se había formado. La Patriaya existía. Los aborígenes, mulatos, zambos y negros, se fueron incorporando lentamente alsentimiento nacional. A fines del siglo XVIII y principios del siglo XIX, la patria para la granmayoría no era España. La patria estaba aquí, en el suelo en que se había nacido. Las batallasde la guerra de la independencia se dieron en nombre de la Libertad y de la Patria. Pero cuando se inicia la ruptura contra España, con la obra de los Precursores comoveremos, el concepto de Patria era Continental, es decir, referido a todo el Continente. LaPatria era América. Así lo sostuvo el Precursor peruano Juan Pablo Viscardo y Guzmán, comotambién el Precursor venezolano Francisco de Miranda Y el criollo peruano José Baquíjano yCarrillo, entre otros. Pero este concepto Continental de Patria, al final de la guerraemancipadora quedó reducido a lo nacional, a la circunscripción colonial en que se habíanacido. La aparición de los himnos y banderas como expresión simbólica de la Patria quenacía, precipitó esta restricción del concepto de Patria a lo nacional. 2. La acción de los Precursores y el cambio de mentalidad en los criollos, mestizos eindios. La revolución hispanoamericana antes de realizarse en los hechos se realizó en losespíritus y en las ideas. Los grandes acontecimientos de la historia universal se han encarnadosiempre en algunos individuos, que visionarios y audaces, han vislumbrado los hechosfuturos, adelantándose a su tiempo, trazando su rumbo, y señalando su destino. En el caso dela revolución emancipadora, estos hombres en quienes primero se operó un cambio dementalidad fueron los Precursores. La idea de la independencia parte de los hombres representativos para llegar a lageneralidad de las gentes y a la comunidad en general. Es primero una cuestión personal encada líder o precursor, para volverse luego una cuestión nacional. Es primero una lucha en 14
  • 15. cada conciencia personal, entre el cerrado concepto de la fidelidad al monarca, y las nuevasideas en los derechos naturales de las gentes, y de que el gobierno es para el bien de losgobernados. Es la lucha personal entre el concepto de fidelidad al monarca y el de fidelidad ala patria que entonces se sentía surgir y en busca del mejor gobierno para sus compatriotas.Cuando triunfa esta lucha personal en cada conciencia de los precursores, se había definido elcamino hacia la separación de España, hacia la independencia. Esta es la evolución que sepuede llamar del fidelismo absoluto al separatismo. 3.- Acción de los Precursores separatistas continentales. Túpac Amaru y la primeragran revolución precursora de la independencia americana. La rebelión de Túpac Amaru puso en conmoción todo el Sur del Virreinato peruano y elNorte del Río de la Plata, o sea la región de Charcas. Repercutió también en Nueva Granada,al estallar al año siguiente la rebelión de los Comuneros. En esta etapa de la obrarevolucionaria de los precursores, se produjo un famoso movimiento de indígenas y mestizosque puso en grave peligro la paz del Virreinato. Estalló en Tinta (zona del Cuzco) en la nochedel 4 de noviembre de 1780, acaudillado por el cacique de Pampamarca, Tungasuca ySurimana, José Gabriel Condorcanqui o Túpac Amaru II, descendiente por línea femenina dela dinastía quechua de los Hanan Cusco. Inicialmente, el movimiento no estaba destinado a conseguir la independencia del Perú,sino fue dirigido contra las malas autoridades por los abusos que cometían contra losindígenas. La rebelión surgió cuando Túpac Amaru había perdido las esperanzas de que sehiciera justicia a los indios por vías pacíficas. Pidió el sublevado la extinción de los abusivosrepartos mercantiles, la supresión de los odiados Corregidores y la creación de una Audienciaen el Cuzco para la rápida administración de justicia, porque hasta entonces tenían que venir aLima en pos de ella. Al estallar la rebelión se apoderó Túpac Amaru del Corregidor don Antonio de Arriaga,quien fue juzgado sumariamente, condenado a muerte y ejecutado el 10 de noviembre en laplaza de Tungasuca. Luego el rebelde se puso en marcha con sus huestes hacia el norte,armadas pobremente de palos, hachas, rejones y algunas armas de fuego, obteniendo suprimera victoria en la batalla de Sangarara (18 de noviembre). La victoria de Sangarara no la supo aprovechar y en vez de atacar el Cusco, TúpacAmaru marchó al sur, a la provincia de Lampa (Puno) para alzar a las indiadas. De Lamparegresó al norte para atacar el Cuzco. Mientras tanto el Virrey Jáuregui había despachado deLima una primera fuerza auxiliar al mando de coronel Gabriel Avilés, la que defendió elCuzco y obligó a Túpac Amaru a retirarse atrincherándose en Tinta. Posteriormente llegaronal Cuzco nuevas y mejores tropa al mando del Mariscal de Campo José del Valle, con lo quelas fuerzas realistas iniciaron la ofensiva contra Tinta. Túpac Amaru se vio obligado a retirarsehacia el sur y al pasar por la población de Langui fue cogido en acto de traición por suspropios partidarios y entregado a los españoles. Túpac Amaru, su familia y principalespartidarios fueron condenados a muerte y ejecutados en la plaza del Cuzco (18 de mayo de1781). Ejecutado el caudillo precursor de la emancipación a rebeldía de las indiadas continuó,así como el espíritu de crítica en contra de malas autoridades españolas, quedando encendidala llama revolucionaria. 15
  • 16. José Gabriel Condorcanqui, TÚPAC AMARU II. SENTENCIA EXPEDIDA CONTRA TUPAC AMARU, SU FAMILIA Y LOS NATURALES PERUANOS, POR JOSE ANTONIO DE ARECHE, VISITADOR GENERAL DEL REINO, EN EL CUZCO, EL 15 DE MAYO DE 1781 “. . . debo condenar y condeno a José Gabriel Tupac Amaro a que sea sacado a la plaza principal ypública de esta ciudad, arrastrado hasta el lugar del suplicio, donde presencie la ejecución de las sentencias quese dieren a su mujer, Micaela Bastidas, sus dos hijos, Hipólito y Fernando Tupac Amaro, a su tío FranciscoTupac Amaro, a su cuñado Antonio Bastidas, y a algunos de los otros principales capitanes y auxiliadores de suinicua y perversa intención o proyecto, los cuales han de morir en el propio día, y concluidas estas sentencias, sele cortará por el verdugo la lengua, y después, amarrado o atado por cada uno de los brazos y pies con cuerdasfuertes, y de modo que cada una de éstas se pueda atar o prender con facilidad a otras que pendan de las cinchasde cuatro caballos, para que, puesto de este modo, o de suerte que cada uno de estos tire de su lado mirando aotras cuatro esquinas o puntas de la plaza, marchen, partan o arranquen a una voz los caballos de forma quequede dividido su cuerpo en otras tantas partes, llevándose éste luego que sea la hora al cerro o altura llamada dePiccho, a donde tuvo el atrevimiento de venir a intimidar, sitiar y pedir que se le rindiese esta ciudad, para que 16
  • 17. allí se queme en una hoguera que estará preparada, echando sus cenizas al aire, y en cuyo lugar se pondrá unalápida de punta que exprese sus principales delitos y muerte, para sólo memoria y escarmiento de su execrableacción. Su cabeza se remitirá al pueblo de Tinta, para que estando tres días en la horca, se ponga después en unpalo a la entrada más pública de él; uno de los brazos al de Tungasuca, en donde fue cacique, para lo mismo, y elotro para que se ponga y ejecute lo propio en la capital de la provincia de Carabaya, enviándose igualmente ypara que se observe la referida demostración, una pierna al pueblo de Livitaca, en la de Chumbivilcas, y larestante al de Santa Rosa, en la de Lampa, con testimonio y orden a los respectivos corregidores o justiciasterritoriales para que publiquen esta sentencia con la mayor solemnidad, por bando, luego que llegue a susmanos, y en otro igual día todos los años subsiguientes, de que darán avisó instruido a los superiores gobiernos aquienes reconozcan dichos territorios; que las casas de éste sean arrasa das o batidas y saladas a vista de todoslos vecinos del pueblo o pueblos adonde les tuviese o existan; que se confisquen todos sus bienes, a cuyo fin seda la correspondiente comisión a los jueces provinciales; que todos los individuos de su familia que hasta ahorano han venido ni viniesen a poder de nuestras armas y de la justicia que suspira por ellos para castigarlos coniguales rigurosas y afrentosas penas, queden infames e inhábiles para adquirir, poseer u obtener, de cualquiermodo, herencia alguna o sucesión, si en algún tiempo quisiesen o hubiese quienes pretendan derecho a ella, quese recojan los autos seguidos sobre su descendencia en la expresada real audiencia, quemándose públicamentepor el verdugo en la plaza pública de Lima, para que no quede memoria de tales documentos, y de los que sólohubiese en ellos testimonio, se reconocerán y averiguará adónde paran los originales, dentro del término que seasigne para la propia ejecución". "Al propio fin, se prohíbe que usen los indios los trajes de su gentilidad, y especialmente las de la noblezade ella, que sólo sirven de representarles los que usaban sus antiguos incas, recordándoles memorias que nadaotra cosa influyen que el conciliarles más y más odio a la nación dominante, fuera de ser su aspecto ridículo ypoco conforme a la pureza de nuestra religión, pues colocan en varias partes de el al sol, que fuera su primeradeidad, extendiéndose esta resolución a todas las provincias de esta América Meridional, dejando del todoextinguidos tales trajes; tanto los que directamente representan las vestiduras de sus gentiles reyes con susinsignias, cuales con el unco, que es una especie, de camiseta, yacollas, que son unas mantas muy ricas deterciopelo negro o tafetán, mascapaicha, que es un círculo a manera de corona de que hacen descender ciertainsignia de nobleza antigua significada en una mota o borla de lana de alpaca colorada, y cualesquiera otros deesta especie o significación, lo cual se publicará por bando en cada provincia para que deshagan o entreguen asus corregidores cuantas vestiduras hubiese en ellas de esta clase, como igualmente todas las pinturas o retratosde sus incas, en que abundan con extremo las casas de los indios que se tienen por nobles, para sostener ojactarse de su descendencia, las cuales se borrarán indefectiblemente, corno que no merecen la dignidad de estarpintados en tales sitios y a tales fines, borrándose igualmente o de modo que no quede señal, si hubiese algunosretratos de éstos en las paredes ú otras partes de firme en las iglesias, monasterios, hospitales, lugares píos ocasas particulares, pasándose los correspondientes oficios a los muy reverendos arzobispos y obispos. . . " (Fragmento)1 4.- Acción de los Precursores separatistas, continentales. Juan Pablo Viscardo yGuzmán, primer precursor ideológico de la Independencia americana. El jesuita don JUAN PABLO VISCARDO Y GUZMAN, nacido en Pampacolca, distritode la provincia de Castilla, en el actual departamento de Arequipa se vio obligado a abandonarel Virreinato del Perú cuando el Rey Carlos III decretó la expulsión de su Orden en 1767.Expulsado llegó a España con los demás miembros de su Compañía, y de allí fue trasladado aItalia. Estando en Italia llegaron a sus oídos las noticias de la rebelión del Cacique TúpacAmaru II, ocurrida en 1780 y consideró que era el momento propicio para interesar a laspotencias enemigas de España en la empresa de libertar América. Mantuvo relaciones con elCónsul Inglés en Livorno; quien se interesó en sus planes y los comunicó al gobiernobritánico. Viscardo, como muchos otros, estaba convencido de que Inglaterra era la únicapotencia que podía ayudar a los americanos en la empresa de su independencia. Consiguióviajar a Inglaterra y también a Francia, a donde llegó en momentos de la gran revolución,1 De Colección Documental del Bicentenario de la Revolución Emancipadora de Túpac Amaru.- Tomo III.- "LosProcesos a Túpac Amaru y sus compañeros".- I Lima 1981—págs. 269-275. 17
  • 18. manteniendo contacto con varios criollos americana. En Italia, Francia e Inglaterra, fue elprincipal gestor de las inquietudes que surgieron entonces para libertar América española. Conmotivo de conmemorarse el tercer centenario del descubrimiento de América, escribió unacélebre "Carta a los españoles americanos", que se considera como la verdadera Acta deIndependencia de América española. En dicha carta, Viscardo exhorta a los españolesamericanos a conseguir su independencia, demostrando la justicia de tal actitud. Esta Cartapermaneció inédita hasta después de su muerte ocurrida en 1798. En 1799 se publicó porprimera vez en francés en Filadelfia, y en 1801 en castellano, en Londres por el granprecursor venezolano Francisco de Miranda y cuando en 1806 realizó su primera expediciónpara libertar su patria llevó impresos algunos ejemplares de ella y los distribuyó en lapoblación. Viscardo y Guzmán es, con toda justicia, el primer criollo americano que hizopública la idea de independizar América. LA CELEBRE "CARTA A LOS ESPAÑOLES AMERICANOS” DEL JESUITA PERUANO VISCARDO Y GUZMAN (1791) (Fragmento) Hermanos compatriotas.- La inmediación al IV siglo del establecimiento de nuestros antepasados en elnuevo mundo, es una ocurrencia sumamente notable, para que deje de interesar nuestra atención. Eldescubrimiento de una parte tan grande de la tierra, es y será siempre, para el género humano, elacontecimiento más memorable de sus anales. Mas para nosotros que somos sus habitantes, y para nuestrosdescendientes, es un objeto de la más grande importancia. El nuevo mando es nuestra patria, y su historia es lanuestra, y en ella es que debemos examinar nuestra situación presente, para determinarnos por ella, a tomar elpartido necesario a la conservación de nuestros derechos propios, y de vuestros sucesores. …………………………………………………………………………………………………. Si como es triste nuestra condición actual fuese irremediable, sería un acto de compasión el ocultarla avuestros ojos; pero teniendo en nuestro poder su más seguro remedio, descubramos este horroroso cuadro paraconsiderarla a la luz de la verdad. Esta nos enseña, que toda la ley que se opone al bien -universal de aquellos,para quienes está hecha, es un acto de tiranía, y que el exigir su observancia es forzar a la esclavitud, que unaley que se dirigiese a destruir directamente las bases de la prosperidad de un pueblo, sería una monstruosidadsuperior a toda expresión; es evidente también que un pueblo, a quien se despojase de la libertad personal y dela disposición de sus bienes, cuando todas las otras naciones, en iguales circunstancias, ponen su más grandeinterés en extenderlas, se hallaría en un estado de esclavitud, mayor que el que puede imponer un enemigo en laembriaguez de la victoria. …………………………………………………………………………………………………. Por honor de la humanidad y de nuestra Nación, más vale pasar en silencio los horrores, y las violenciasdel otro comercio exclusivo (conocido en el Perú con el nombre de repartimientos), que se arrogan loscorregidores y alcaldes mayores para la desolación, y ruina particular de los desgraciados indios y mestizos.Que maravilla es pues, si con tanto oro y plata de que hemos casi saciado al Universo, poseamos apenas conque cubrir nuestra desnudez. ¿De qué sirven tantas tierras tan fértiles, si además de la falta de instrumentosnecesarios para labrarlas, nos es por otra parte inútil el hacerlo más allá de nuestra propia consumación?Tantos bienes, corno la naturaleza nos prodiga, son enteramente perdidos; ellos acusan la tiranía que nosimpide el aprovecharlos comunicándonos con otros pueblos. Después de hacer la historia de la dominación española en América termina diciendo: La conservación de los derechos naturales, y sobre todo de la libertad y seguridad de las personas yhaciendas, es incontestablemente la piedra fundamental de toda sociedad humana, de cualquier manera queesté combinada. “La distancia de los lugares, que por si misma, proclama nuestra independencia natural, es menor aunque la de nuestros intereses. Tenemos esencialmente necesidad de un gobierno que esté en medio de nosotrospara la distribución de sus beneficios objeto de la unión social. Depender de un gobierno distante dos o tres milleguas, es lo mismo que renunciar a su utilidad; y este es el interés de la Corte de España, que no aspira adarnos leyes, a dominar nuestro comercio, nuestra industria, nuestros bienes y nuestras personas, sino parasacrificarlas a su ambición, a su orgullo y a su avaricia. “No hay ya pretexto para excusar nuestra apatía si sufrimos más largo tiempo las vejaciones; si nosdestruyen, se dirá con razón que nuestra cobardía las merece. Nuestros descendientes nos llenarán de 18
  • 19. imprecaciones amargas, cuando mordiendo el freno de la esclavitud que habrán heredado, se acordaren delmomento en que para ser libres no era menester sino quererlo. "Este momento ha llegado, acojámosle con todos los sentimientos de una preciosa actitud, y por pocosesfuerzos que hagamos, la sabia libertad, don precioso del cielo, acompañada de todas las virtudes, y seguidade la prosperidad comenzará su reino en el nuevo mundo, y la tiranía será inmediatamente exterminada”. JUAN PABLO VISCARDO Y GUZMÁN Jesuita peruano autor de la célebre CARTA A LOS ESPAÑOLES AMRICANOS 5.- El Precursor venezolano Francisco de Miranda. Otro de los primeros criollos que tuvo idea de la revolución de América española fue elvenezolano don Francisco de Miranda. Miranda nació en Caracas y en su juventud pasó aEspaña a completar su educación. De allí fue a los Estados Unidos, a donde llegó en 1781,peleando por su independencia. En 1785 pasó a Inglaterra y luego viajó por varios paíseseuropeos. Estuvo en Francia en tiempos de la gran revolución y se interesó, junto con otroscriollos americanos, por los planes que entonces se tejían para aprovechar la ocasión y libertarAmérica española. Parece que por entonces llegó a sus manos la "Carta a los españolesamericanos" de Viscardo y Guzmán y la consideró en todo su valor, mandándola publicaraños más tarde. En Inglaterra solicitó varias veces el apoyo de esta potencia para su plan delibertar América, pero fracasó. Su labor revolucionaria en Inglaterra, Francia, y aún entre suspartidarios de España, estuvo en la tarea de fundar sociedades secretas, llamadas "Logias",para agrupar en ellas a los criollos americanos que se encontraban entonces en Europa ycomprometerlos para la futura gran empresa de libertar América. En 1797 fundó en Londresla principal de estas logias, que fue la "Gran Reunión Americana", y allí juraron hacertriunfar la causa de la libertad de América criollos prominentes, como el chileno don 19
  • 20. Bernardo OHiggins, el neogranadino don Antonio Nariño y los dos grandes Libertadores donJosé de San Martín y don Simón Bolívar. DON FRANCISCO DE MIRANDA El único individuo que ostenta ante la historia el título de haber participado en la Independencia de Estados Unidos, en la Revolución Francesa y en la Independencia de América española. Después de estar en Europa y Estados Unidos, en1810 regresó a Venezuela para incorporarse a la revolución que había estallado, participando en los puestos directivos junto a Bolívar, hasta que en 1812 fue entregado preso a los españoles. Falleció en las prisiones de la Carraca, en Cádiz, el 14 de julio de 1816. Sus restos no se han encontrado. 6.- Consecuencias de la expulsión de los jesuitas. En esta etapa de influencia de la Ilustración y del Despotismo Ilustrado impuesto por elRey de España Carlos III, tuvo lugar, como se ha estudiado en el año anterior, la expulsión delos religiosos de la Compañía de Jesús de los dominios de España y América ocurrida en1767. Desterrados los jesuitas de América se convirtieron en enemigos del trono español ycolaboraron desde Europa en esta etapa del movimiento emancipador, esparciendo las ideasrevolucionarias, propiciando la separación de América de España como el jesuita arequipeñoJuan Pablo Viscardo y Guzmán y colaborando con grandes revolucionarios como Franciscode Miranda. Su obra fue de gran importancia para afianzar la evolución ideológica delreformismo al separatismo de España. 7.- La acción de los Precursores reformistas. La Sociedad "Amantes del País" y el"Mercurio Peruano" Por otro lado, al amparo del Despotismo Ilustrado implantado por Carlos III, lasposesiones americanas pudieron disfrutar en parte del movimiento científico europeo,intensificándose la afición por esta clase de estudios. Se fundaron en América sociedadescientíficas a imitación de las aparecidas en España, como la célebre Sociedad "Amantes delPaís", en Lima, que publicó la gran revista científica Mercurio Peruano. En Nueva Granada se 20
  • 21. produjo el movimiento científico patrocinado por la misión que encabezó el sabio naturalistaespañol Celestino Mutis (1732- 1803) radicado durante muchos años en ese Virreinato. A1Perú y a otros lugares de América llegó el sabio naturalista alemán Alejandro de Humboldt.Se fundó también en Lima el Real Convictorio de San Carlos para la enseñanza superior, quebajo la dirección del sacerdote Toribio Rodríguez de Mendoza, contribuyó a formar la jovengeneración revolucionaria peruana. Entre los hombres prominentes de esta etapa previa almovimiento emancipador y que después algunos de ellos fueron grandes revolucionarios, sepueden mencionar a José Baquíjano y Carrillo, Manuel Lorenzo de Vidaurre, José de la RivaAgüero, Hipólito Unánue, Toribio Rodríguez de Mendoza y otros. 8.- José Baquíjano y Carrillo. Criollo peruano, abogado y hombre de estudio, fue el Presidente de la célebre Sociedad"Amantes del País", que agrupó a los más preclaros criollos de la segunda mitad del sigloXVIII, en donde se manifestó elocuentemente su amor y preocupación por el Perú. Baquíjanono puede ser considerado separatista definido, sino fidelista de acuerdo con las ideas liberalesdel momento. Fue de los que iniciaron abiertamente la crítica contra el gobierno español, alpronunciar en la Universidad de San Marcos un discurso el 27 de agosto de 1781, con motivode la recepción que la Universidad de San Marcos ofrecía al Virrey don Agustín de Jáuregui.Al decir el discurso de elogió, aprovechó la ocasión para hacer una vigorosa protesta por lasinjusticias cometidas. Criticó los abusos de los Corregidores, el aumento de las contribucionesa criollos y mestizos, las medidas injustas tomadas por el Visitador Areche contra los indios, yexpresó en general las quejas de los criollos contra el régimen colonial Su discurso representala manifestación moderada del desagrado de las clases populares y de los criollos pudientes yla expresión de las ideas liberales que por entonces empezaban a penetrar en el Perú.Baquíjano fue el líder del Liberalismo en los momentos iniciales de la Independencia. DON JOSÉ BAQUÍJANO Y CARRILLO Prominente criollo liberal peruano, que en 1781 pronunció en la Universidad de San Marcos ante el Virrey don Agustín de Jáuregui, un notable discurso sobre las responsabilidades del buen gobernante y los derechos de los gobernados. Indirectamente defendió a los criollos, mestizos e indios. Fue un destacado miembro del liberalismo peruano de fines del siglo XVIII y comienzos del siglo XIX. 9. Toribio Rodríguez de Mendoza Su labor como precursor está en la tarea docente que realizó al frente del RealConvictorio de San Carlos, como educador de lo principal de la juventud. Rodríguez deMendoza es también un peruano que desea un mejor conocimiento del Perú, y quienpreviendo el porvenir, se dedica a la formación de los futuros hombres dirigentes de lanacionalidad. Los educa en los nuevos principios políticos y en las nuevas ideas científicas yfilosóficas; educa a los jóvenes en los principios de que se debe trabajar por el bien del país y 21
  • 22. de servirlo patrióticamente. Su mejor obra estuvo en sus alumnos que pasaron a ser losmejores líderes de la revolución peruana, y entraron en gran mayoría a formar el primerCongreso Constituyente. DON TORIBIO RODRÍGUEZ DE MENDOZA (1750-1825) Director del Convictorio de San Carlos, quien acogió la inquietud reformista del siglo XVIII. En San Carlos trató de implantar la enseñanza de las Ciencias Naturales y Físicas. Bajo su dirección se educaron en San Carlos muchos jóvenes criollos que después serían prominentes líderes del movimiento emancipador peruano. Rodríguez de Mendoza presidió las sesiones preparatorias del Primer Congreso Constituyente peruano reunido al retiro de San Martín del Perú (1822) y tuvo la alegría de contar entre sus miembros a 35 antiguos alumnos 10.- Hipólito Unánue. Don Hipólito Unánue fue un estudioso del Perú. Le interesaba el Perú y se dedicó aestudiarlo. Antes que político fue un estudioso del Perú, y todo ello revela que, para Unánue,la existencia de la Patria, de la comunidad nacional, de la nación peruana, era algo real ytangible. En todas sus publicaciones y en sus trabajos, en sus discursos, Unánue demuestra supreocupación por el Perú. Inicialmente, su espíritu y su obra se manifiestan en el MercurioPeruano, a cuya obra él está profundamente vinculado por haber sido Secretario de laSociedad "Amantes, del País", y en la que vuelca todo su espíritu peruanista. El "MercurioPeruano" en su primer número se inicia dando una "Idea General del Perú". El Perú comonación, existe, y su preocupación es conocerlo y estudiado. No solamente le preocupo el Perúcomo realidad geográfica, sino también como realidad biológica, pues como médico que esIré interesa la salud de los peruanos y vuelca su esperanza en el resurgimiento del país y en lasalud de sus pobladores. Es un partidario de las ideas de, la Ilustración y del progresocientífico y filosófico que entonces tenía lugar. Don Hipólito Unánue evolucionó lentamente del reformismo al separatismo, y sin serpolítico, colaboró con el Virrey Pezuela siendo su delegado a las conferencias en Miraflorescon los delegados de San Martín, para llegar a un acuerdo que evitara la guerra. Luegocolaboró con San Martín, siendo su Ministro de Hacienda, y también fue Ministro de Bolívary Presidente del Consejo de Gobierno Bolivariano. Su preocupación estuvo en el Perú. Nacióen Arica, tierra arrebatada al Perú por la guerra de conquista que nos declaró Chile. 22
  • 23. DON HIPÓLITO UNANUE. Notable criollo peruano y hombre de ciencia, que desde el “Mercurio Peruano” difundió las nuevas doctrinas económicas y científicas y estudios importantes sobre el Perú. Fue un médico notable, fundador del Anfiteatro Anatómico y del Colegio de Medicina de San Fernando. Colaborador del Virrey Abascal y de los libertadores San Martín y Bolívar. EL PLAN SUBVERSIVO DE AGUILAR Y UBALDE (1805) El ambiente revolucionario en el Perú no sólo se manifestó Lima, las Provincias también se hicieronpresentes en su decidido afán de luchar y conseguir nuestra libertad política. Hacia 1805 la efervescencia revolucionaria, tanto en América como en el Perú, se manifestó ennumerosos intentos y sacrificios que demuestran el afán libertario que animaba a los pueblos de Américacolonial. Uno de ellos fue el sacrificio de Aguilar y Ubalde. Don Mateo Aguilar era un minero huanuqueño. Manuel Ubalde tenía como profesión el ser abogado.Ambos se conocieron con ocasión de una causa seguida contra el minero, a quien Ubalde defendió en la RealAudiencia. De este modo llegaron a trabar una gran amistad. Aguilar había viajado por Europa y teníaconocimiento de los ideales que conmovían al Viejo Continente. Ambos amigos, en verdad, eran grandesidealistas. Se trasladaron al Cusco y sus frecuentes conversaciones sobre visiones les indujo a pensar en larevolución. Un día, Ubalde tuvo sueño fantástico. "Soñaba un día que un águila venia hacia el Cuzco desde laslejanas playas del Pacífico con sus alas desplegadas en atrevido vuelo. Otra águila se lanzaba a su encuentro,saliéndole al través desde las montañas que coronaban la ciudad. Aquella águila venía sola. Pero ésta traía encuatro plumas gigantescas que proyectaban de sus alas, otros tantos hombres armados de lucientes espadas. Eranestos el mismo soñador, su amigo Aguilar, y otros dos sujetos que residían en el Cuzco llamados Ampuero yUgarte, el último pariente de la mujer de aquél, y ambos sus amigos de confianza. De improviso las águilas seencontraban, se embestían con furor, se cegaban en su rabia, y remontándose en su lucha a la región de loinvisible, despeñaban en el espacio a los cuatro aeronautas. Pero éstos caían incólumes sobre inmensos grupos deguerreros que en el acto marchaban al combate, y que recibiéndolos en sus brazos los proclamaban suscaudillos" (Vicuña Mackenna). La interpretación que ellos hicieron del sueño fue que América se levantaría contra España y que tantoAguilar como Ubalde serían los jefes de la insurrección. Cuando más animados hallaban esbozando los planesque los conducirían a liberar el Nuevo Mundo, fueron traicionados por un amigo común, Dn. Mariano Lechuga, 23
  • 24. quien los denunció ante las autoridades españolas, que inmediatamente apresaron a ambos visionarioscondenánolos a ser ahorcados en la plaza pública del Cusco (5 de Diciembre de 1805). Así terminó el entusiasmo de estos dos amigos en 1805 que, otro lado, ya nos demuestra el afán dematerializar las ideas de emancipación que venían germinando desde las postrimerías del siglo anterior. 24
  • 25. CAPITULO III: LA INVASION DE NAPOLEON A ESPAÑA Y EL AMBIENTE REVOLUCIONARIO A COMIENZOS DEL SIGLO XIX 1.- Significado en América de la invasión de Napoleón a España y su rechazo por elpueblo español. En el ambiente de inquietud y expectativa en que se vivía desde la rebelión de TúpacAmaru, un inesperado acontecimiento ocurrido en España en 1808, vino a dar a los criollos ymestizos americanos la ocasión propicia para reclamar su participación en el gobierno de lascolonias, y dar lugar con ello, a la iniciación de la lucha por obtener el gobierno propio. En efecto, en 1808, Napoleón Bonaparte, Emperador de Francia, invadió España y seapoderó del gobierno. Ya el año anterior, con el pretexto de que el Reino de Portugal nocolaboraba con Francia en su lucha contra Inglaterra, Napoleón había invadido el Portugal,motivando que la familia real se trasladara íntegramente a la colonia del Brasil y abandonarael país a los franceses: Para invadir Portugal Napoleón había solicitado permiso al Rey deEspaña Carlos IV, para que sus tropas pasaran por territorio español. Dominado el Portugal yteniendo numerosas tropas en España, Napoleón decidió apoderarse del Reino. Por medio deuna serie de intrigas fraguadas por sus generales, y debido a la-exaltación del Pueblo que 25
  • 26. acusó, al Rey de pretender entregar al país a los franceses, Carlos IV abdicó la corona enfavor de su hijo el Príncipe de Asturias, que asumió el gobierno con el nombre de FernandoVII. Mientras tanto las tropas francesas habían ocupado Madrid bajo el mando del MariscalMurat. Murat se negó a reconocer a Fernando VII como Rey de España, y obligó a Carlos IVy Fernando VII a ir a la ciudad francesa de Bayona, en donde se encontraba Napoleón. EnBayona, Napoleón obligó a Fernando VII a devolver el trono a su padre. Carlos IV, a su vez,cedió sus derechos a Napoleón, quien nombró Rey de España y Emperador de las Indias a suhermano José Bonaparte. El pueblo español no aceptó la dominación francesa ni al rey intruso. Desde que JoséBonaparte ocupó el gobierno de España, encontró al país insurreccionado. La insurrección sehabía iniciado el 2 de Mayo de 1808 con la sublevación del pueblo de Madrid, sublevaciónque los franceses combatieron sangrientamente. De Madrid la insurrección se extendió a todaEspaña, dando lugar a una cruenta guerra entre el pueblo español y los franceses, que duróhasta diciembre de 1813, en que los franceses, vencidos, se retiraron de España. Pero en estelapso, y debido a esa situación española, ocurrieron importantes acontecimientos en América. EPISODIOS DE LA GUERRA DE LA INDEPENDENCIA ESPAÑOLA.- Después de las sangrientasjornadas del 2 de mayo de 1808 en Madrid los fugitivos llegaron en la misma noche a la pequeña villa deMóstoles, que situada a 16 kilómetros de la Capital sobre el camino de Extremadura, vegetaba en la oscuridad,sin historia hasta entonces. El Alcalde, pobre rústico, inspirado por el patriotismo, sin nociones siquiera deortografía, trazó en pocos renglones inmortales la circular del alzamiento general de España, que resonó como untrueno en toda la Europa, fue la señal de caída del coloso del siglo. Decía así: “La patria está en peligro, Madridperece víctima de la perfidia francesa: Españoles acudid a salvarla. Mayo de 1808”.2 "En Valencia un vendedor ambulante de cerillas —un pelletier, como se dice en el dialecto local—enarboló en la plaza una bandera con la siguiente inscripción: "El pelletier declara la guerra al Emperador deFrancia". Y la multitud siguió al ganapán que convirtióse así de simple "pelletier" en conductor y héroenacional".3 2.- La formación de las Juntas de Gobierno en España. En ausencia de su soberano legítimo (Fernando VII), el pueblo español sostuvo que elgobierno volvía al pueblo y en esta situación formó Juntas de Gobierno integradas por laspersonas más importantes de cada localidad. Las Juntas de Gobierno surgieron en cada ciudady pueblo de España, y luego se formó una Junta Central de Gobierno para que ejerciera elpoder en nombre de Fernando VII. La Junta Central tuvo su sede primero en Aranjuez, luegoen Sevilla y finalmente en Cádiz. Fue reemplazada por el Consejo de Regencia. 3.- Las Cortes de Cádiz y la Constitución española de 1812. Los liberales españoles tomaron a su cargo el comando de la, resistencia contra elinvasor francés. La Junta Central de Gobierno surgida en España, había convocado a lospueblos de España y de América a la reunión de un Congreso o Cortes como se llama enEspaña, con el objeto de dar una Constitución bajo cuyos dictados se gobernara el Reino. LasCortes se reunieron en Cádiz, el 24 de setiembre de 1810, y desenvolvieron sus sesiones bajola influencia liberal, no obstante que contaban con un cierto número de representantesconservadores.2 “El Alcalde de Móstoles” De Historia de San Martín por B. Mitre.3 De La Constitución de Cádiz de 1812 por L. Alayza y Paz Soldán. 26
  • 27. Las Cortes de Cádiz estuvieron constituidas por representantes del pueblo español y desus dominios en América. La elección de estos últimos se hizo en Cádiz, entre los americanosresidentes en España en aquel momento, debido a que por la premura del tiempo la elecciónno pudo hacerse en América. El peruano Vicente Morales Duárez fue Presidente de las Cortes. DON VICENTE MORALES Y DUAREZ (1757-1812) Prestigioso criollo limeño que llegó a ocupar el alto cargo de Presidente de las Cortes del Reino reunidas en Cádiz. Representó al Virreinato del Perú en las Cortes. Uno de sus primeros actos fue declarar que "Los DOMINIOS ESPAÑOLES ENAMBOS HEMISFERIOS HABIAN DE FORMAR UNA SOLA NACION, Y UNA SOLAFAMILIA", y decretaron la igualdad de derechos entre españoles europeos y españolesamericanos. Las Cortes proclamaron (entre 1810 y 1814) los siguientes derechos y libertades: - La libertad de imprenta. - Igualdad de derechos entre españoles y americanos. - Supresión del tributo, la mita, el servicio personal y los repartos mercantiles en losindios. - Abolición del Tribunal de la Inquisición. - Libertad para cultivar en América ciertos artículos prohibidos como la vid y el olivo. - Concesión a Inglaterra para comerciar libremente con las colonias. - Se abolieron las penas de tormento. Pero la obra maestra de las Cortes fue la Constitución liberal que terminó de discutir aprincipios de 1812 y fue promulgada por la Regencia de Cádiz los días 18 y 19 de marzo delmismo año. Por ella quedaron sancionados los principales derechos antes mencionados y seconcedió uno nuevo: el de elegir por voto popular a los Cabildos. Los Cabildos recuperaron 27
  • 28. así sus antiguos fueros democráticos, perdidos durante el absolutismo de los reyes de lasCasas de Austria y de Borbón. Las disposiciones liberales dictadas por las Cortes de Cádiz fueron más favorables a laAmérica que a España, porque el pueblo de América, al amparo de la libertad de imprenta, dela elección de los Cabildos por voto popular, de la abolición del Tribunal de la Inquisición yde las otras medidas liberales dictadas, volcó sus sentimientos libertarios y dio mayor vuelo ala insurrección. 4.- Formación de las juntas de Gobierno en América en 1809. Sus características eimportancia. Hemos visto en el capítulo anterior, que cuando Napoleón invadió España se encontrócon el rotundo rechazo del pueblo español. Este heroico pueblo no aceptó al Rey intruso JoséBonaparte, y en ausencia del Rey cautivo por Napoleón, formó Juntas de Gobierno. Vimostambién que aprovechando esta coyuntura y dentro de un concepto de fidelidad a lamonarquía antes que aceptar un nuevo amo, el pueblo de América siguió la teoría de queausente el Rey el poder volvía al pueblo y era el pueblo el que tenía derecho a formar Juntasde Gobierno al igual que el de España, y así surgieron las Juntas en América bajo el disfraz defidelidad monarca. La primera Junta que surgió fue en el Alto Perú. El 25 de mayo de 1809, el pueblo deChuquisaca depuso a la autoridad española y formó una Junta de Gobierno, La segunda Junta de Gobierno surgió también en el Alto Perú, en la ciudad de La Paz(16 de julio de 1809). La tercera Junta surgió en Quito. El 10 de agosto de 1809, los criollos depusieran alPresidente de la Audiencia, Ruiz de Castilla, y formaron una Junta de Gobierno. Estas Juntas surgidas en 1809 en el Alto Perú y Quito duraron poco. Fueron derrotadaspor tropas virreinales enviadas por don José Fernando de Abascal, Virrey del Perú. Del Alto Perú y Quito el ejemplo cundió por todas partes. Una a una las colonias fueronconstituyendo estas Juntas. Empero, la situación se presentaba propicia para que fácilmentepudieran germinar ideas de independencia. En realidad, estas Juntas surgieron en contra de lasautoridades de las colonias, y fueron declaradas rebeldes por el Consejo de Regencia. Seinició así la lucha entre las antiguas autoridades, secundadas por los españoles y las fuerzasarmadas, y los criollos, secundados por los Cabildos y a veces por las Audiencias. La luchaasí iniciada fue recrudeciendo poco a poco y duraría varios lustros. En Lima hubo el intento de deponer al Virrey Abascal y formar una Junta de Gobierno.El jefe de los conspiradores fue el abogado Mateo Silva, pero delatado por un traidor, el 26 desetiembre de 1809 fue tomado preso y sometido a juicio fue sentenciado a 10 años de prisiónen el castillo Real Felipe del Callao, donde falleció en 1816 víctima de los malos tratossufridos. 5. Las Juntas de 1810.- Su Importancia 28
  • 29. En 1810, la obra iniciada el año anterior en el Alto Perú y Quito se extendió a losextremos del Continente y encendería con caracteres sangrientos la contienda por laindependencia, que sólo terminaría, victoriosamente para los americanos, tres lustros mástarde. En Venezuela, el 19 de abril de 1810 los criollos de Caracas reunidos en "CabildoAbierto", depusieron al Capital General don Vicente Emparán, desconocieron la autoridad dela Regencia de Cádiz, y en nombre del Rey cautivo, constituyeron una Junta Suprema paragobernarse por sí. La Junta convocó un Congreso general de las provincias. Este Congresoreunido el 2 de marzo de 1811, proclamó la Independencia de Venezuela el 5 de julio de esemismo año. Buenos Aires, los criollos y el pueblo reunidos en "Cabildo Abierto", depusieron alVirrey Hidalgo de Cisneros, desconocieron al Consejo de Regencia. Y el 25 de mayo de eseaño constituyeron una Junta Gubernativa cuya presidencia fue encomendada a6 célebrepatricio don Cornelio Saavedra, teniendo como Secretario de la misma a don MarianoMoreno, quien fue el director espiritual de sus trabajos. La Junta, por obra de Moreno,proclamó el libre desenvolvimiento del trabajo y del comercio, y el gobierno representativo deorigen popular. Con el objeto de extender el movimiento a las provincias, la Junta envióexpediciones al Alto Perú (al mando de Balcarce y Castelli); al Paraguay (al mando deBelgrano); y al Uruguay (al mando de Rondeau); entonces dependientes del Virreinato deBuenos Aires. En Nueva Granada, otro "Cabildo Abierto", reunido tumultuosamente el 20 de julio de1810 en Santa Fe de Bogotá, desconoció a las autoridades vigentes, y en nombre de FernandoV11, instaló otra Junta Gubernativa la que depuso al Virrey Amar y convocó alas provincias aenviar representantes ante ella. En Chile, otro "Cabildo Abierto", convocado el 18 de setiembre del mismo año. formóigualmente una Junta Gubernativa. El movimiento se extendió por el Norte y el Centro delpaís, pero el Sur permaneció en favor de los realistas. En Quito continuaba en funciones en 1810 la Junta formada el año anterior. Pronto sería disuelta por obra del Virrey Abascal, y sus miembros tendrían un trágicofin, pero la lucha en Quito continuó. El Alto Perú, después del fracaso de las Juntas de La Paz y Chuquisaca del año anteriorse había vuelto a sublevar secundado por las fuerzas enviadas por la Junta de Buenos Aires. El Perú, bajo el brazo fuerte de don Fernando de Abascal, se encontraba inquieto ydeseoso de seguir el ejemplo de sus hermanos de América. El 18 de setiembre de ese año eranpresos en Lima varios criollos, entre ellos el argentino don Ramón Anchóriz, mayordomo delArzobispado de Lima, el abogado Saravia, el cura de San Sebastián Tagle, el impresor donGuillermo del Río, el italiano don José Boqui y otros, siendo procesados y condenados adiversas penas. Anchóriz fue remitido preso a Cádiz. El omnipotente Virrey destrozabaquietamente todo intentó de subversión. 29
  • 30. Los gobiernos establecidos por estas Juntas del año 1810, subsistieron con diversasalternativas hasta 1814 o 1816. Sólo el gobierno establecido por la Junta de Buenos Aires nosucumbió jamás. En 1810, en todas las capitales de los antiguos Virreinatos y Capitanías, se habíanconstituido Juntas Gubernativas formadas por criollos que reclamaban el derecho de gobernarla tierra en que habían nacido. Aunque se instalaban en nombre de Fernando VII, los antiguosfuncionarios las combatieron y el Consejo de la Regencia de Cádiz las declaró rebeldes. Lalucha entonces iniciada en forma tan ocasional, duraría tres lustros y sería sangrienta. Sóloterminaría cuando las colonias pudieron obtener su completa independencia. Aunque en elPerú no se formó ninguna Junta, la lucha también se inició, así como en México. 6.- Los Cabildos Constitucionales. La Constitución Política de la Monarquía Española promulgada por las Cortes de Cádizel 19 de marzo de 1812, dispuso que en todos los pueblos y ciudades habría Ayuntamientos oCabildos para su gobierno interior. Ayuntamientos o Cabildos que estarían constituidos por elAlcalde o Alcaldes, los reidores y el procurador síndico. Las disposiciones legales que sedieran determinarían el número de miembros de acuerdo a la población. En el art. 312disponía que "Los alcaldes, regidores y procuradores síndicos se nombraran por elección enlos pueblos". La elección que se disponía era por el sistema indirecto, o sea que primero seelegían a los electores y luego éstos elegían al alcalde o alcaldes, regidores y procuradoressíndicos. Debido a esta disposición el Virrey Abascal se vio obligado a disponer la elección deestos Ayuntamientos o Cabildos, que por hacerse de acuerdo a lo dispuesto en la Constituciónde 1812 se les conoce con el nombre de "Cabildos Constitucionales". La Constitución de 1812 fue abolida por Fernando VII en 1816 al restaurar elabsolutismo, pero volvió a regir en 1820 a raíz de la revolución liberal ocurrida entonces enEspaña, y por ello, cuando San Martín llegó al Perú al frente de la Expedición Libertadora,encontró en Lima y otras ciudades del Perú a estos Cabildos Constitucionales elegidos por elpueblo que tuvieron gran actuación en los actos de Declaración de Independencia de cadalocalidad. El Cabildo de Lima declaró la Independencia el 15 de julio de 1821. 30
  • 31. CAPITULO IV: LA REVOLUCION AMERICANA Y PERUANA Y LA ACCION REPRESIVA DEL VIRREY ABASCAL 1.- El caso especial del Virreinato del Perú en el proceso de la revolución enAmérica del Sur: concentración del poder realista en el Perú. En los años de 1809 y 1810, se ha visto en el Capítulo anterior, surgieron en lasCapitales de las Audiencias, Virreinatos y Capitanías en América del Sur, Juntas de Gobierno,formadas principalmente por criollos que asumieron el gobierno en nombre de Fernando VII.Uno de, los Virreinatos en donde no se formó esa Junta de Gobierno, ni fue destituida laautoridad española, fue el Virreinato del Perú. Otro fue el Virreinato de México.Contrariamente, del Virreinato del Perú partieron ejércitos que combatieron a las Juntas deGobierno de Chuquisaca, La Paz y Quito, y luego a las de Chile y Buenos Aires. ¿Por quéocurrió esto en el Perú? ¿Fue porque el pueblo peruano careció de sentimiento libertario? Deninguna manera. La inquietud revolucionaria fue también palpable en el Perú, pero lo queocurrió fue, que siendo el Virreinato más poderoso de España en América, y estando al frentede él una penalidad extraordinaria como lo fue don José Fernando de Abascal, los criollosperuanos no tuvieron a su disposición las fuerzas suficientes para vencer al tremendo poderespañol que se encontraba aquí. Igual ocurrió en el Virreinato de México. Ahí no se formó tampoco ninguna Junta deGobierno que destituyera al Virrey. Ocurrieron las rebeliones de los curas Hidalgo y Morelosque se extendieron por gran parte del territorio mexicano, pero no dieron éxito y al finalfueron vencidas. Al estallar en 1810 la revolución en América española, el Virrey Abascal puso en juegosus especiales dotes de gobernante y convirtió al Perú en la ciudadela del poder español ycentro de la reacción realista. Abascal pudo hacer esto porque el Perú era la colonia máspoderosa de España en América. Contó para hacerlo con lo siguiente: a) Tener a su disposición un país económicamente rico; b) Contar con una nobleza numerosa adicta en su mayoría a la causa del Rey, c) Una Iglesia partidaria de la monarquía en sus altas jerarquías; d) Una mesa indígena que la pudo convertir en eficaz colaboradora de los ejércitosrealistas; e) Tener en el Callao las fortalezas mis poderosas de América del Sur; y f) Tener una escuadra eficiente en el Pacífico. Con todos estos elementos, Abascal preparó el Virreinato para la resistencia y para laofensiva, con el objeto de hacer frente a la revolución. 31
  • 32. Después de seis años de lucha (de 1810 a 1816), Abascal sojuzgó al Continente, alzadocon excepción de las Provincias Unidas del lío de la Plata, Venezuela y una parte de laAudiencia de Santa Fe. Al principio sus ejércitos fueron mandados por generales peruanos, pero después fueronreemplazados por generales españoles, fogueados en la guerra de la península y sus tropasreforzadas con españoles. Estos ejércitos que Abascal formó y dejó en el Perú fueron unaamenaza constante para la revolución americana y solo podían ser destruidos atacándolos ensu propio territorio. DON JOSÉ FERNANDO DE ABASCAL Y SOUZA, MARQUÉS DE LA CONCORDIA. VIRREY DEL PERÚ (1807-1816) Durante su gobierno estalló en el Perú y América el movimiento emancipador. Mientras se encontraba al frente del Virreinato ninguna ventaja decisiva pudieron obtener los ejércitos independentistas. Sólo cuando desapareció de la escena peruana y americana pudieron hacerse posibles los avances de la Revolución. Derrotó a la revolución altoperuana, chilena y quiteña y contuvo el avance de la revolución argentina por el Alto Perú. 2.- La revolución en el Alto Perú, Chile y Quito y la acción ofensiva de Abascal. Con los recursos que supo sacar del inmenso y rico Virreinato que gobernaba, Abascalcombatió la revolución en el Alto Perú, Quito, Chile, y contuvo el avance de la revoluciónargentina, que quería ingresar victoriosamente al Perú por la región de Charcas. Su obracomprende: a).- Los argentinos enviaron sucesivamente tres expediciones al Alto Perú. La primera almando del general Balcarce y asesorado por el abogado Castelli; la segunda al mando delgeneral Belgrano y la tercera al mando del general Rondeau. Las tres fueron vencidas: laprimera en la batalla de Huaqui 120 de junio de 1811), por el general peruano don JoséManuel Goyeneche; la segunda expedición fue vencida por el general español don Joaquín dela Pezuela en las batallas de Vilcapuquio y Ayohuma (1813); y la tercera por el mismo generalPezuela en la batalla de Viluma o Sipe-Sipe (1815). El resultado fue que los argentinos 32
  • 33. perdieron la región de Charcas, que quedó sometida a la autoridad del Virrey del Perú ypacificada. b).- Para combatir la Junta de Gobierno surgida en Chile el 18 de setiembre de 1810,Abascal envió una primera expedición al mando del brigadier don Antonio Pareja, la que nopudo vencer a la revolución chilena. Una segunda expedición enviada al mando del generaldon Gavino Gainza logró recuperar para la causa realista todo el Sur de Chile, perocontinuando en funciones la Junta de Gobierno. Una tercera expedición enviada al mando del brigadier don Mariano Osorio, logróderrotar a los patriotas chilenos en la batalla de Rancagua (1° de octubre de 1814),recuperando la Capitanía General de Chile para la causa del Rey. Los revolucionarios chilenosse vieron obligados a refugiarse en Argentina. c).-Para combatir a la Junta de Gobierno de Quito, envió en 1809 una expedición almando del coronel español don Manuel Arredondo, la que logró hacer desaparecer a la Junta.Pero como en 1810 los revolucionarios de Quito iniciaran un segundo levantamiento, apoyó algeneral Toribio Montes, nombrado Presidente de la Audiencia de Quito por la Regencia deEspaña y Montes logró derrotar a los revolucionarios quiteños. Luego la ofensiva realistaapoyada por Abascal continuó hasta el Sur de Nueva Granada, llegando a pacificar la regiónde Pasto. 3.- Las conspiraciones limeñas significativas y la acción de Abascal. Debido a la prodigiosa vigilancia realizada por el Virrey Abascal, en Lima no llegó aestallar ningún movimiento revolucionario, aunque hubo importantes intentos, como elrealizado por Mateo Silva en 1809, en el que estuvieron comprometidos su hermano Remigioy su hermana Brígida y muchas otras personas, y también el intento de Ramón Anchóriz yotros en 1810 que igualmente fue desbaratado por el poderoso Virrey. Pero no obstante estavigilancia y la política de concordia desarrollada por el Virrey, Lima y provincias vivieron enun permanente ambiente de conspiración que demostraba claramente el espíritu rebelde delpueblo del Perú y su deseo de poner término a la dominación española. Fueron centros deinquietud revolucionaria en Lima los siguientes: a).- El Real Convictorio de San Carlos, que bajo la dirección del cura chachapoyano yprecursor de la Independencia peruana; según vimos anteriormente, don Toribio Rodríguez deMendoza, realizaba una secreta siembra de los principios revolucionarios y de las nuevasideas liberales. Los "carolinos" fueron en gran parte los ideólogos de la revolución. b).- El Colegio de Medicina de San Fernando, en donde se reunían periódicamente, elfamoso médico Hipólito Unanue, el célebre cosmógrafo y matemático don José GregorioParedes, los médicos don José Pezet y don Miguel Tafur, don Gabino Chacaltana y otros, queaños más tarde veremos formando parte del primer Congreso Constituyente. Los"fernandinos" tuvieron actuación notable en la revolución peruana. c).- El Oratorio de San Felipe Neri, cuyos miembros eran conocidos con nombre de"los Padres de San Pedro" por ocupar el claustro de los expulsados jesuitas. Fueron eficacespromotores de la insurrección mediante el influjo que tenían en el pueblo y aún en las clasesaltas. Uno de los "oratorianos", el Padre Méndez Lachica, fue un distinguido miembro delprimer Congreso Constituyente instalado por don José de San Martín. 33
  • 34. “Supo Abascal que en la celda del Padre Méndez, de la Congregación del Oratorio, se reunían todas lasnoches a conspirar, algunas personas visibles y respetables del país, como el Padre Carrión de la mismaCongregación, el Conde de la Vega del Ren; don Manuel Pérez de Tudela, don José de la Riva Agüero y otrosigualmente inofensivos. No teniendo, por una parte, nada de conspiradores de la laya, pero no queriendo, porotra, que tales reuniones se fomentasen, tomó para disolverlos la siguiente graciosa providencia. Ordenó que unanoche se apostase en la portería de San Pedro el capítulo de su guardia de a caballo, don Joaquín de Espolavieja,con una linterna y dos soldados. Así se hizo, y a medida que los conjurados salían, poniáles don Joaquín sulinterna en la cara y reconociéndoles les decía: Señor tal, su Excelencia el Señor Virrey me ha encargado quediga a Ud. de su parte, que le desea que pase muy buena noche". Inútil es decir, que esa fue la última vez que sereunieron los conjurados".4 d).- Los abogados de Lima, discípulos en gran parte de Rodríguez de Mendoza talescomo Mateo Silva, Manuel Pérez de Tudela, José Faustino Sánchez Carrión, Francisco JavierMaríátegui, Manuel Ferreyros, Pedro José Colmenares, y otros como Manuel Tellería,Mariano Alejo Alvarez, Ramírez de Arellano, graduados en otros centros de cultura superior.Uno de ellos, Manuel Lorenzo de Vidaurre, por considerársele peligroso, fue perseguido ydesterrado a España. En Cádiz escribió el libro que publicó después con el nombre de “Plandel Perú". e).- Riva-Agüero y su círculo.- En 1810 había llegado a Lima, después de un viaje porEuropa, el joven aristócrata limeño don José de la Riva Agüero, imbuido de las ideasrevolucionarias y que a su paso por Buenos Aires se había puesto en contacto con losrevolucionarios porteños. Riva-Agüero formaba en Lima el centro de un círculo poderoso derevolucionarios, entre los que se encontraba el Conde de la Vega del Ren, e instigó variasrevoluciones limeñas y no cesó de actuar hasta que San Martín proclamó la independencia delPerú. Perteneciente a la aristocracia limeña y criolla, fue un decidido partidario delseparatismo, y fue de los que llevó sus ideas al terreno de la acción para volverse la "figuraepónima de las conspiraciones limeñas". Desde 1810 Riva Agüero se torna en la principalfigura de la revolución peruana y en un partidario decidido de la separación con España, porconsiderar "que los intereses de la península están diametralmente opuestos" a los del Perú. Esotro de los peruanos que pronto definieron su lucha de conciencia en favor del Perú. Fue unpartidario decidido de la venida de San Martín y entró en contacto epistolar con él cuandoestaba preparando su "Ejército de los Andes" y le hacía llegar sus puntos de vista favorables asu venida al Perú, porque Riva Agüero estaba convencido de la imposibilidad de que losperuanos vencieran por sí solos el tremendo poder español en el Perú. f).- El Clero, especialmente regular.- Aquí, como en el resto de América, en quemuchos religiosos aparecieron como caudillos del movimiento emancipador, lo, curas tambiénparticiparon en la inquietud revolucionaria, no así el alto clero que era de tendenciaabsolutista. . Los párrocos de muchos lugares, en Lima y en el interior del país, resultaren asiduospropagadores de la idea emancipadora, y los conventos también se convirtieron en focos deinsurrección. En general el clero regular era decididamente partidario de la independencia. Espor eso que cuando se reunió el primer Congreso peruano en 1822, cerca de la tercera parte delos diputados eran religiosos.4 De “Abascal.- El Marqués de la Concordia” por don José Antonio de Lavalle. 34
  • 35. g).- La Conspiración de Quiroz. Don Francisco de Paula Quiroz, nacido en Arequipapero radicado en Lima, pretendió en 1814 sublevar la poca guarnición militar que seencontraba en Lima, pues la mayor parte de las tropas habían sido enviadas al Alto Perú paracontener el empuje de la revolución argentina, y luego al Sur para hacer frente a la revoluciónde los Angulo y Pumacahua. Pretendió sublevar en Lima el batallón llamado "Número", cuyojefe era el Conde de la Vega del Ren, cuya simpatía por la causa revolucionaria conocía, perola llegada inesperada al Callao de refuerzos españoles, hizo fracasar el intento deconspiración. h).- Los agentes extranjeros reunidos en Lima, que enviados por los revolucionariosde otros lugares de América, especialmente de Buenos Aires, trataban coordinar los esfuerzosemancipadores. Varios de ellos formaron parte del primer Congreso. Fueron también grandes propagadores de la inquietud revolucionaria, las mujeresperuanas, especialmente las limeñas, que con su finura y galantería, burlaban la vigilancia delas autoridades. Por último, el pueblo formado principalmente por criollos de la clase media ypopular, así como los mestizos, estaban enteramente volcados a la inquietud emancipadora. 4.- La revolución peruana en las provincias y la acción represiva de Abascal. Además de dominar la inquietud revolucionaria existente en Lima, el Virrey Abascaltuvo que combatir cuatro importantes movimientos revolucionarios que estallaron en elinterior del Virreinato, tres de ellos en el Sur, ocurridos bajo la influencia y en coordinacióncon la revolución argentina, que se había fijado como meta de su triunfo llegar al Bajo Perú(Tacna, Arequipa, etc.) atravesando la región de Charcas. Estos movimientos revolucionariosfueron los siguientes: a)-La rebelión de Francisco de Zela en Tacna (1811). DON FRANCISCO ANTONIO DE ZELA Caudillo de la primera revolucón peruana ocurrida en Tacna en 1811. La rebelión de Zela no tuvo éxito por la enfermedad del caudillo, siendo tomado prisionero y enviado a las prisiones de Chagras, en donde falleció a los pocos años. En la noche del 20 de junio de 1811 estalló en Tacna la primera rebelión por laindependencia del Perú. Fue acaudillada por el criollo don Francisco de Zela y secundada porun numeroso grupo de criollos, mestizos e indios figurando entre ellos los caciques José RosaAra y Miguel Copaja. La rebelión en Tacna estuvo en estrecha vinculación con la revoluciónargentina, iniciada en Buenos Aires el 25 de mayo de 1810. Los argentinos enviaron alaregión de Charcas (Bolivia) un primer ejército al mando del general Balcarce y del abogado 35
  • 36. Castelli, y enviaron proclamas a los pueblos del sur del Perú invitándolos a plegarse a larevolución. El pueblo de Tacna fue el primero en sumarse al movimiento bajo la dirección dedon Francisco Antonio de Zela, ocupando esa noche los cuarteles y apresando a lasautoridades (20 de junio de 1811). Fatalmente ese mismo día (20 de junio) el ejército argentino era derrotado por lasfuerzas realistas en Huaqui, a orillas del Lago Titicaca. Días después, al revisar Zela a sustropas en las afueras de Tacna —pampa de Caramolle—, sufrió una repentina enfermedad, alo que se unió la noticia de la derrota de los argentinos en Huaqui, con lo que cundió eldesaliento entre los rebeldes. Fuerzas venidas de Arica en colaboración con las autoridadesque consiguieron liberarse, apresaron a los principales conjurados, entre ellos Zela. Despuésde estar unos meses en Tacna fue conducido a Lima, permaneciendo en el Real Felipe y otroslugares, siendo finalmente condenado a 10 años de reclusión en el presidio de Chagres, enPanamá, en donde falleció años después. Es un legítimo orgullo para Tacna que en su sueloocurriera el primer pronunciamiento por la independencia del Perú. Así lo reconoció e1 pri-mer Congreso del Perú independiente, al dar la ley del 19 de enero de 1823 que elevó alpueblo de Tacna a la categoría de Villa, como también lo reconoció el segundo Congreso aldar la ley del 26 de mayo de 1828, que elevó a Tacna a la categoría de HEROICA CIUDADpor haber sido "el primer pueblo de la República en que resonó el grito de libertad". b) La rebelión de Crespo y Castillo en Huánuco, Panatahuas y Huamalíes (1812). El 22 de febrero de 1812 estalló en la ciudad de Huánuco una rebelión popular de indiosy mestizos contra las autoridades españolas por el abuso que cometían en el ejercicio de susfunciones. La rebelión se extendió por el partido (provincia) de Huánuco así como lospartidos de Panatahuas y Huamalíes, y estaba dirigida principalmente contra los subdelegados(jefes de partido) por las extorsiones que cometían con los indios y mestizos que se dedicabanal cultivo y comercio del tabaco. Esta revolución se vio influenciada por proclamas quellegaron de los revolucionarios argentinos, exhortándolos a que se plegaran a la insurrección. Producida la rebelión, y después de ocurridos varios encuentros entre las poblacionescampesinas y las autoridades españolas, se formó una Junta Gubernativa en la ciudad deHuánuco de la que formaron parte los criollos don Juan José Crespo y Castillo, don DomingoBerrospi y don Juan Antonio Navarro, entre otros. Por imperio de las circunstancias y eldesarrollo de los acontecimientos Crespo y Castillo resulto acaudillando la rebelión, aclamadopor su pueblo. El intendente de Tarma don José González Prada, con fuerzas enviadas por elVirrey don José Fernando de Abascal, inició la ofensiva y en un sangriento encuentro en elPuente de Ambo, los días 13 y 18 de marzo, logró derrotar a las huestes que mandaba Crespoy Castillo. Iniciada la represión contra los revolucionarios, a los pocos días fue apresado éstey los principales colaboradores. El caudillo, Norberto Haro y José Rodríguez fueroncondenados a la pena de garrote y los demás a diversas penas. La región quedó alborotadadurante mucho tiempo, hasta que se produjo la ofensiva de la revolución. c) - La segunda rebelión en Tacna (1813) En octubre de 1813 ocurrió la segunda rebelión en Tacna acaudillada por don EnriquePaillardelle y el Alcalde de primer voto del Cabildo Constitucional don Pedro Calderón de laBarca. Esta rebelión, como la anterior de 1811, estuvo en relación con los revolucionariosargentinos, que en 1813 invadían por segunda vez el Alto Perú con un buen ejército al mandodel general Manuel Belgrano. 36
  • 37. Desde hacía algunos años, Tacna estaba ganada a la causa de la Patria. La mayoría de lapoblación estaba por la independencia y los manifiestos y papeles revolucionarios circulabancon gran profusión. Una idea del espíritu revolucionario del pueblo de Tacna, la da el parte delsubdelegado realista de Tacna don Antonio Rivero y Araníbar al intendente de Arequipa enque le decía: "Sé con toda evidencia a quién y por quiénes son remitidos los papelessubversivos con que está inundada la plaza, y esto lo sabe el mismo Virrey del Reino, pues estan grande el número de comprometidos en este negocio, que para corregir medianamente elmal sería preciso meter en la cárcel a medio Tacna". La segunda rebelión de Tacna debía estallar conjuntamente con otros movimientos enArequipa, Moquegua y también en Tarapacá. Llegado el momento de actuar, sólo se produjoel estallido en Tacna el día 3 de octubre de 1813, asumiendo la jefatura de la rebelión donEnrique Paillardelle, secundado por don Pedro Calderón de la Barca y otros patriotastacneños. A fines de octubre, Paillardelle al frente de una fuerza de unos 400 revolucionariosy enarbolando la bandera argentina, emprendió la ofensiva hacia Moquegua, pero en el lugardenominado Camiara, en las afueras de Tacna, se encontró con un buen contingente de tropasrealistas enviadas por el Intendente de Arequipa José Gabriel Moscoso. Se produjo elencuentro, y a pesar de la valentía de las tropas tacneñas, la fuerza revolucionaria fuederrotada, logrando huir Paillardelle hacia el Alto Perú, con lo que terminó la rebelión. Tacna fue así el único pueblo de la costa del Perú que se pronunció no sólo una vez sinodos veces por la Patria, hasta que llegó triunfante la Expedición Libertadora del general donJosé de San Martín. d).- La rebelión de los hermanos Angulo y el Brigadier Pumacahua en el Cuzco(1814). El 3 de agosto de 1814 estalló en el Cuzco la gran revolución de los hermanos José,Vicente y Mariano Angulo, a la que se sumó luego el brigadier Mateo Pumacahua, deascendencia incaica. Fue el más grande esfuerzo peruano por independizar nuestra Patria,pero las tremendas fuerzas virreinales que se destinaron para combatirla, la derrotaronfácilmente. Con motivo de la elección del Cabildo Constitucional del Cusco, conforme lo mandabala Constitución de Cádiz de 1812, los hermanos Angulo hicieron triunfar la lista de suscandidatos, estableciéndose un gobierno municipal esencialmente criollo (7 de febrero de1813). Por esta y otras acciones consideradas subversivas, Vicente y José Angulo fueronreducidos a prisión y así permanecieron algunos meses. En la noche del 2 al 3 de agosto de1814 redujeron a los soldados que los custodiaban y se sublevaron con la guarnición de laciudad, deponiendo a las autoridades. Bajo los auspicios del Cabildo se formó una Junta de Gobierno, invitándose a ponerse alfrente de la rebelión al cacique indio, que tenía el grado de brigadier de los ejércitos reales,Mateo Pumacahua, quien gozaba de gran prestigio. A José Angulo se le eligió CapitánGeneral. E1 pueblo respondió favorablemente ala rebelión, así como el clero. Los revolucionarios formaron tres poderosas columnas que las enviaron a ocu3r lasciudades de La Paz, Huamanga (Ayacucho) y Arequipa, lo que fue logrado, pareciendotriunfar la revolución. Desgraciadamente, el general Joaquín de la Pezuela que comandaba el 37
  • 38. ejército realista del Alto Perú, destacó una poderosa fuerza al mando del general JuanRamírez, quien logró derrotar a los que ocupaban La Paz, y victorioso se dirigió sobreArequipa. Esta ciudad había sido ocupada por las fuerzas mandadas por el brigadierPumacahua y Vicente Angulo, quienes ante la aproximación de Ramírez optaron por retirarsehacia Humachiri, en donde los alcanzó el jefe español y los derrotó (11 de marzo de 1815). Lacolumna que ocupó Huamanga fue también derrotada. En Arequipa se plegó a la revolución eljoven y gran poeta lírico Mariano Melgar, quien fue fusilado en Humachiri. Pumacahua fuefusilado en Sicuani. José, Vicente y Mariano Angulo fueron ejecutados en el Cuzco. Dominada esta gran revolución, el Virreinato del Perú quedó sometido a forzadaquietud, en espera de la colaboración que debería llegar de fuera. Mateo García Pumacahua Mariano Melgar. (1740-1815) (1790-1815) JUICIO SOBRE LA OBRA DE ABASCAL EN EL PERU.- La dignidad imperial del Perú mantenidadurante los Incas y el Virreinato, "resurge sobre todo en la época de Abascal, cuando este Virrey con elementosprincipalmente peruanos, criollos, blancos, mestizos e indígenas, sostuvo el predominio de la autoridad imperialcontra la dispersión de las soberanías en la revolución de los cabildos en Quito, Charcas, Chile y Buenos Aires. Abascal sintió el "imperium" y puso al servicio de él todos los elementos que había constituido el antiguovirreinato y el antiguo estado de los incas. Parecen éstos revivir al conjuro del ideal de la lealtad monárquica. La orientación equivocada que representaba esa lealtad no puede alterar el criterio histórico de laapreciación de la magnitud de la empresa y del significado intrínseco de los esfuerzos realizados. Ejércitos,peruanos por sus jefes, oficialidad y tropa, debelan la revolución en Quito, derrotan las expediciones del Río dela Plata en el Alto Perú y ponen fin al movimiento chileno restaurando así el virreinato de los siglos XVI y XVIIdesde Pasto hasta el estrecho de Magallanes y amenazan las provincias del Río de la Plata. No puede explicarse la actitud de Abascal, y sobre todo la cooperación de la población, sin la influenciade lo que podríamos llamar el espíritu del imperio: España en manos de Napoleón, el Virrey Abascal fue dehecho absolutamente autónomo e independiente; ejerció la plenitud del imperio. La desgracia para el Perú fueque Abascal no diera el paso lógico dentro de la realidad creada, de proclamar, si no la independencia, por lo 38
  • 39. menos la autonomía de este imperio, dentro de la gran monarquía española. Aquel paso habría facilitado laindependencia de toda la América del Sur, no habría dejado aislado el movimiento de Itúrbide en México, querepresentó después una orientación semejante y habría dado al Perú en el Pacifico, la situación que Brasil haocupado en el Atlántico. Noche trágica y decisiva para los destinos de la peruanidad aquella en que Abascal,dueño de los destinos del antiguo Virreinato y verdadero amo y señor de su vasto territorio, se decidió por laabsoluta e incondicional lealtad a Fernando VII en lugar de realizar la idea que se atribuye al conde Aranda.5 ANÉCDOTA DEL GOBIERNO DEL VIRREY ABASCAL.- A los pocos meses de haber entrado elVirrey de Lima a su capital, se encontraron en una calle tres sacos colocados con armonía: el primero estaballeno de sal, el segundo de abas, y el tercero de cal. El que reconocía aquellas especies repetía maquinalmenteSal, Abas, Cal; y ya parece llegado el caso de aquella conminación, y de que se conozca, que la moderación ydulzura de los americanos no es abatimiento; y que ya es tiempo que salgan á luz las virtudes, que el despotismoocultaba en la obscuridad, por no tener valor para soportar su presencia. Un pueblo como Lima, en que hasta los esclavos hablan latin, se habrá ofendido con la impresión de unbando autorizado por el primer Xéfe, y en que se descubre una crasa ignorancia de nuestro idioma. Se pretendederivar argumento para la legitimidad del Consejo de Regencia de la circunstancia de haber sido reconocida laJunta Central y, se llama á ésta juramentada, equivocando el concepto de jurada, que se deseaba explicar.65 De “PERUANIDAD - Elementos esenciales”. Primera Parte, por Víctor Andrés Belaúnde.6 De GACETA DE BUENOS AIRES Edición Extraordinaria del Martes, 25 de setiembre de 1810.- pág. 8. 39
  • 40. CAPITULO V: HECHOS QUE RETARDARON EL AVANCE DE LA REVOLUCION AMERICANA Y PERUANA 1.- Regreso de Fernando VII al trono español y retorno del absolutismo. Surepercusión en América. La guerra iniciada en España el 2 de mayo de 1808 entre el pueblo español y losejércitos de Napoleón, duró hasta 1813. En un lapso de más de cinco años, los ejércitosfranceses, victoriosos en toda Europa, no pudieron vencer la resistencia heroica del puebloespañol. Los mejores generales del Emperador francés y aún Napoleón mismo se estrellaroncontra tan indomable y heroica resistencia. En 1813 Napoleón se encontraba con que habíaperdido la guerra en España. En diciembre de dicho año se vio obligado a firmar el Tratado deValency, por el cual desocupaba España y devolvía la corona a Fernando VII. Fernando VII regresó a España. Pocos días después de haber ingresado al territorioespañol, los políticos enemigos de las Cortes de Cádiz le prepararon el camino para lareacción absolutista. El viaje de Fernando VII desde la frontera hasta Madrid, estuvo jalonadode episodios en que hacía pública su disconformidad con el gobierno liberal implantado porlas Cortes. Por decreto firmado en Valencia, el 4 de mayo de 1814, declaró abolidas las Cortesy la Constitución de 1812, y nulos todos sus actos. El 11 de mayo el decreto se hizo público,iniciándose la persecución contra los políticos liberales que lealmente lo habían defendidodurante la ocupación francesa. El 13 de mayo hizo entrada a Madrid, siendo recibidojubilosamente por el pueblo que se había plegado a la reacción. De 1814 a 1829 reinónuevamente en España el absolutismo en forma bárbara y sangrienta. Restauró el Tribunal dela Inquisición. Fernando VII pagó así en forma tan innoble el sacrificio hecho por su pueblo albatirse sangrientamente durante 5 años contra el invasor francés y conservarle la Corona. 2.- Derrota de la revolución americana en Venezuela, Nueva Granada, México yAlto Perú. Triunfante la reacción absolutista en España, Fernando VII se propuso extenderla a suscolonias en América, mandando expediciones militares formadas por soldados que quedarondesocupados al término de la guerra contra Napoleón y dirigidos por furibundos partidariossuyos. El objeto de estas expediciones era combatir la revolución. De los cuatro Virreinatos el más convulsionado había sido el de Nueva Granada y a él secuidó de mandar la expedición principal. Teniendo en cuenta el valor estratégico delVirreinato del Perú, se mandaron también aquí tropas. No se mandaron a Buenos Aires,porque se pensaba que las tropas vencedoras en Nueva Granada y el Perú podrían marchar adicho Virreinato una vez conseguido el triunfo en los suyos. También se mandaron tropas aMéxico para que colaboraran con Calleja en la pacificación de ese Virreinato. El resultado deesta obra de represión fue el siguiente: a). En Venezuela.- Fue mandada a Venezuela una expedición de 10,000 hombres almando del general don Pablo Morillo, la que llegó en abril de 1815. Morillo derrotó a losrevolucionarios venezolanos atrincherados en la Isla Margarita; luego entró triunfante enCaracas, mientras sus tropas pacificaban todo el territorio de esa Capitanía General. El 40
  • 41. general Bolívar, ante el fracaso de la revolución venezolana, se había refugiado en la Isla deJamaica, en donde escribió su famosa "Carta de Jamaica". b). En Nueva Granada.- Cumplida su misión en Venezuela, el general Morillo iniciósu ofensiva sobre Nueva Granada, que se encontraba revolucionada. Ocupó la plaza fuerte deCartagena, sobre el Mar Caribe, después de un año de muy sangriento sitio, y luego envió sustropas hacia el Sur, las que pacificaron todo el territorio llegando hasta Popayán, en dondeenlazaron sus fuerzas con las que operaban en esa zona mandadas por el Virrey del Perú,Abascal. En mayo de 1816 Morillo entraba triunfalmente en Bogotá implantando una políticade terror. Entre muchos otros, fue fusilado el sabio neogranadino don Francisco José deCaldas. c). En México.- Después de la derrota de la rebelión del cura Hidalgo y Costilla, surgióotra encabezada por el cura José María Morelos. Gobernaba México el Virrey Allende y fueencargado de combatir la rebelión de Morelos el general Calleja. Calleja no pudo vencer aMorelos, hasta que recibidos los refuerzos mandados por Fernando VII, pudo en 1815 elsanguinario general derrotar a los revolucionarios mexicanos, qué inclusive habían llegado adeclarar su independencia. Calleja pacificó el Virreinato y luego fue nombrado Virrey deMéxico. Lo mantuvo pacífico hasta 1820 en que fue reemplazado, y los mexicanos pudieroniniciar su definitiva etapa de liberación. d).- En el Alto Perú.- En 1816 el Virrey del Perú don José Fernando de Abascal fuecambiado. Se nombró en su lugar al general don Joaquín de la Pezuela, que estaba al frente delos ejércitos realistas en el Alto Perú y pacificara esa región. En lugar de Pezuela fuenombrado el general don José de la Serna, que en 1816 acababa de llegar de España al mandode un nuevo refuerzo de tropas y nombrado por el Rey jefe del ejército en el Alto Perú. Esaregión se encontraba en inminente peligro de un avance del ejército revolucionario argentino,y para conjurarlo, el Virrey Pezuela ordenó a La Serna invadir el territorio argentino por Saltay Tucumán. Felizmente los argentinos al mando del famoso gaucho Güemes contuvieron laofensiva realista en Salta, región que continuaba siendo la frontera entre la revoluciónargentina y la reacción realista. Ninguno de los ejércitos podía avanzar más allá. e).- En Chile y Quito.- La Capitanía General de Chile y la Audiencia de Quitocontinuaban pacificadas después de la campaña de Osorio en 1814 que terminó con el triunforealista de Rancagua, y después de la campaña del general Montes en 1813 que pacificó laregión de Quito. Sólo en Buenos Aires la revolución no pudo ser vencida. 3.- Buenos Aires, único foco revolucionario en América en 1816. Vimos en las lecciones anteriores cómo Abascal había conseguido acabar con lasrevoluciones en Chile y en Quito, y cómo sus fuerzas habían avanzado en son de represiónhasta Nueva Granada. En esta lección hemos visto la represión del movimiento revolucionarioen Venezuela y Nueva Granada por la expedición de Morillo y en México por Calleja. En1816, en el Perú, al irse Abascal, este Virreinato estaba también pacificado. Si miramos unmapa de América podemos percibir claramente, que en 1816 estaban vencidos losmovimientos revolucionarios en México, Venezuela, Quito, Alto Perú, Bajo Perú, Chile yNueva Granada. Sólo Buenos Aires mantenía la llama de la libertad en América. Buenos Airesera pues el único foco revolucionario en América en 1816 que no había sido vencido. 41
  • 42. GENERAL DON JOAQUÍN DE LA PEZUELA VIRREY DEL PERÚ (1816-1821) Derrotó a los ejércitos argentinos de Belgrano y Rondeau en las batallas de Vilcapuquio, Ayohuma y Sipe-sipe. En 1816 reemplazó a Abascal en el gobierno del Virreinato del Perú. Gobernó hasta el 29 de enero de 1821, en que fue depuesto del alto cargo. 4.- Factores que contribuyeron al fracaso de las acciones revolucionarias en elPerú. Necesidad de la colaboración recíproca de los pueblos americanos para el triunfode la causa de la independencia. El Perú armado de poder del Rey de Espacia, como centro de la reacción realista enAmérica del Sur, era pues una amenaza constante para los patriotas de aquí y del resto deAmérica, como lo hemos estudiado en el capítulo anterior. La acción represiva de estasfuerzas llegaba hasta más allá de las fronteras del Virreinato peruano, hasta Chile, Salta,Tucumán y Pasto. Solo los extremos del Continente, Buenos Aires y Venezuela se vieronlibres de su acción. El Perú en poder de los realistas dividía las fuerzas libertadorascontinentales. Era necesario la conjunción de esas fuerzas en él Perú no solo para librarlo a él,sino para asegurar la libertad de toda América del Sur. No es posible decir que el Perúnecesitó la ayuda extranjera para conseguir su independencia, porque en tal caso, tambiénnecesitó Chile la ayuda argentina de San Martín, Colombia, la de Bolívar y Quito lacolombiana y peruana para libertarse, sino que "el movimiento de la independencia es unmovimiento solidario de todos los pueblos de América", y el destino continental del Perú fueese: por la importancia que siempre tuvo en América ser el lugar en donde debía de confluirlas Corrientes Libertadoras del Sur y del Norte para que se dieran c nuestro suelo las batallasdecisivas de la independencia americana. 42
  • 43. 1817, AÑO DECISIVO EN LA GUERRA DE LA INDEPENDENCIA.- "La tranquilidad reinante enLima hasta los primeros días de 1817 hizo creer a los españoles que todo marchaba bien. Chile estaba tranquilo;el enemigo no progresaba en el Alto Perú, Quito se hallaba sometido a las autoridades españolas; Morillo vencióen Venezuela y en Santa Fe; el jefe insurgente mexicano Morelos había muerto; Fernando ocupaba de nuevo eltrono; la Constitución estaba abolida la Inquisición restablecida; el despotismo monárquico recobraba todo suimperio; nuevas fuerzas auxiliares estaban a punto de salir de España para dar el golpe de muerte a los patriotasde América, y el americano más lleno de entusiasmo por la causa de su país comenzaba a desesperar. Pero seprodujo un cambio inesperado. Esto ocurrió en Chile el 12 de febrero de 1817, y la noticia llegó a Lima el 9 demarzo. Se trataba nada menos que la derrota completa del ejército español en Chacabuco". San Martín estaba yaen Chile.7 5.- Intento revolucionario de Gómez, Espejo y Alcázar en 1818, en el Callao. A la ida del Virrey Abascal, el Virreinato del Perú se encontraba también pacificado.Derrotados los patriotas peruanos en el terreno de la acción; no desmayaron. Volvieron a sulabor de propaganda y conspiración secretas, para mantener vivo el espíritu revolucionario enmedio de tanta oposición. Lima volvió a ser el centro de esa agitación sorda. Se organizaronsociedades secretas a cuya cabeza estaba el famoso criollo aristócrata don José de la RivaAgüero. Cuando de regreso de España pasó por Buenos Aires, contrajo relaciones secretascon los revolucionarios argentinos para trabajar en un vasto plan conspirativo. Bajo suinspiración empezaron a funcionar en Lima varios clubes secretos que sesionaban, ya en sucasa o en la del Conde de la Vega del Ren, otro aristócrata revolucionario, o en casasexpresamente alquiladas en los suburbios de Lima. El Virrey Pezuela percatado de la labor revolucionaria de Riva Agüero, lo apresó, juntocon otras personas, siguiéndoles juicio, acusados de conspirar contra el Rey, confinándosele aRiva Agüero en la Villa de Tarma. (1818). En medio de ese ambiente de inquietud, ocurrió en Julio de 1818 una nuevaconspiración de los patriotas peruanos. Ocurrió en el Callao, acaudillada por el tacneño donJosé Gómez, a quien acompañaban Nicolás Alcázar, Casimiro Espejo y otros. Losrevolucionarios pretendieron apoderarse de las fortalezas del Real Felipe, para que sirvierande base al general San Martín, que por entonces se encontraba en Chile preparando suexpedición al Perú. Pero momentos antes que estallara el movimiento fue delatado por untraidor, y los conjurados fueron cogidos "con las manos en la masa". Espejo, Gómez y Alcázarfueron condenados a muerte y los demás comprometidos a diversas penas. Siguiendo su obra represiva sobre los revolucionarios peruanos, en 1818 el VirreyPezuela clausuró el Convictorio de San Carlos, que dirigido por don Toribio Rodríguez deMendoza, hemos visto, era un semillero de las nuevas ideas y en donde se educaba lo mejorde la juventud criolla de entonces. Rodríguez de Mendoza fue acusado por el Arzobispo deLima ante el Tribunal de la Inquisición por "leer libros prohibidos". 6.- Inquietud y zozobra eco el Perú y América en 1819 A fines de 1818, el Virreinato del Perú se encontraba en la situación más sombría,aunque sus buenos hijos no desmayaban en la obra de preparar la revolución definitiva. Poraquellos momentos San Martín se encontraba en Chile habiendo alcanzado definitivasvictorias y se había formado allí la Escuadra Libertadora al mando del marino escocés LordCochrane. Y esta escuadra con proclamas de San Martín y del Director de Chile Bernardo7 De William Bennet Stevenson.—Memorias 43
  • 44. O’Higgins apareció en 1819 en las costas del Perú, reanimando las esperanzas de lospatriotas. Así pues, después de diez años de lucha, a fines de 1819 y principios de 1820 el Perúestaba moralmente revolucionado cuanto podía serlo, por los agentes secretos de San Martín ylas sociedades patrióticas que colaboraban con la obra del gran prócer argentino. 44
  • 45. CAPITULO VI: LA ETAPA VICTORIOSA DE LA REVOLUCION PERUANA. SAN MARTIN Y LA CORRIENTE LIBERTADORA DEL SUR GENERALÍSIMO DON JOSÉ DE SAN MARTÍN Libertador de Argentina, Chile y Perú. 1.-Don José dé San Martín y su formación en España. San Martín nació el 25 de febrero de 1778 en el pueblo de Yapeyú, de la provincia deMisiones, perteneciente al Virreinato del Río de la Plata. Hoy la población de Yapeyú, situadasobre el río Uruguay, pertenece a la Provincia de Corrientes de la República Argentina. Joséde San Martín fue hijo del capitán Juan de San Martín, teniente gobernador de Yapeyú, y dedoña Gregoria Matorras, ambos españoles. A los ocho años de edad, después de una corta permanencia en una escuela de primerasletras de Buenos Aires, pasó San Martín a España en compañía de su padre; ingresando comoalumno del Seminario de Nobles de Madrid. No había cumplido aun los doce años de edad, cuando en julio de 1789, dio comienzo asu verdadera vocación vistiendo el uniforme celeste y blanco de cadete del regimientoMurcia. Su primera campaña fue en África, en donde recibió su bautismo de fuego combatiendocontra los moros. En la clase de teniente pasó al ejército de Aragón en 1783 y en seguida al deRosellón; tocándole combatir contra los franceses, que por entonces amenazaban invadirEspaña. En todas las campañas, San Martín observaba, estudiaba y aprendía. Por 1796, aliada 45
  • 46. España a Francia, el regimiento Murcia fue marcado en la escuadra española delMediterráneo, y San Martín tuvo que pelear contra Inglaterra en el combate naval del CaboSan Vicente (14 de febrero de 1771) en que la escuadra inglesa, mandada por Nelson,destruyó los últimos restos del poder marítimo de España. Asistió después a la guerra que en 1801 surgió entre España y Portugal, y luego en 1804lo encontramos de guarnición en la plaza de Cádiz con el título de Capitán segundo deinfantería ligera de voluntarios de Campo Mayor, luchando contra la que asolaba dichaciudad. En 1807 participó nuevamente en las luchas contra Portugal, al lado de los franceses,pero en 1808, al estallar la guerra entre España y Francia, San Martín fue trasladado con suregimiento a la región de Andalucía, radicándose en Cádiz. Por aquel entonces estaba afiliado a la Logia secreta que allí residía con el nombre de"Sociedad de Lautaro", vinculada a la "Gran Reunión Americana", que en Londres habíafundado Miranda. En la guerra que el pueblo español se empeñó contra el conquistador francés, SanMartín participó en el combate de Sierra Morena con el grado de Capitán, cubriéndose degloria. Peleó en la famosa batalla de Bailén, en la que los franceses fueron derrotados, siendoascendido a teniente coronel y premiado con medalla de oro. Luego participó en las batallasde Tudela y Albuera y, finalmente, combatió bajo las banderas del regimiento de Sagunto. 2.-San Martín y su incorporación en Buenos Aires a la Revolución de Mayo. En ese año (1811), pasa a Londres reuniéndose con sus compañeros Alvear y Zapiola,poniéndose en contacto con otros sudamericanos. Todos pertenecían a la Logia secretafundada por Miranda y en la cual acababa de jurar Bolívar antes de regresar a Venezuelaacompañado de Miranda. Pocos meses después (enero de 1812), San Martín, Alvear y Zapiolase embarcaron en la fragata inglesa "George Canning" con destino a Buenos Aires, llegando adicho puerto el 9 de marzo de 1812. A los ocho días de su llegada, el Gobierno de las Provincias Unidas le reconoció en sugrado de teniente coronel y le encomendó la formación de un regimiento de caballería delínea. Ese fue el origen del famoso regimiento "Granaderos a Caballo", que concurrió a casitodas las grandes batallas de la independencia y que regaría su sangre desde el Plata hasta elPichincha. Cuando formó su cuerpo, el Gobierno le otorgó el despacho de coronel. Por esostiempos había tomado por esposa a doña María de los Remedios Escalada, joven bellaperteneciente a una de las más distinguidas familias de Argentina y en quien tendría una hija,que le acompañaría en su vejez y ostracismo. En Buenos Aires, y para dar cohesión a los trabajos dispersos de la revolución argentina,San Martín fundó una Logia sobre el modelo de las de Miranda, a la que se denominó "LogiaLautaro". Formaron parte de ella los más distinguidos líderes de la revolución, y su influenciase dejó sentir en todo tiempo. Pero la revolución argentina era por entonces acechada por dos frentes: Montevideo,plaza fuerte en poder de los españoles y punto de apoyo de una posible ofensiva realizada contropas de la Península, y Salta, adonde había llegado el ejército realista del Alto Perú conintenciones de invadir la pampa después de haber derrotado al ejército de Balcarce y Castelli.Contra estos dos puntos se resolvió iniciar su ofensiva. 46
  • 47. A principios de 1813 una escuadrilla española remontaba el río Paraná, asolándolo. SanMartín fue encargado de obstaculizar su desembarco, lo que consiguió, al derrotar a lasfuerzas españolas que habían desembarco en San Lorenzo (3 de febrero de 1813). El combatede San Lorenzo fue el primer triunfo que obtuvieron sus Granaderos a Caballo. En junio de 1813 invadía por segunda vez el ejército argentino el Alto Perú al mando deBelgrano y, después de unos triunfos iniciales, seis meses más tarde retrocedía derrotado porlas batallas de Vilcapuquio y Ayohuma. Belgrano renunció al mando y se nombró a SanMartín como jefe de la división que debía de auxiliar a dicho ejército y encargarse del mandodel mismo cuando lo creyera conveniente. En 1813 San Martín se encontraba en Tucumán ypoco después asumía el mando de general en jefe del Ejército del Norte. Allí tuvo que hacerfrente a los avances de Pezuela, que, victorioso, pretendía ingresar a la pampa para enlazar susfuerzas con los realistas de Montevideo. San Martín tuvo que contenerlas, a la vez que ejercíasu influencia por medio dé emisarios secretos para insurreccionar nuevamente el Alto Perú.Después de derrotas sufridas en Salta y ante la caída de Montevideo en poder de losargentinos (16 de mayo de 1814), Pezuela optó por retirarse de la frontera de Salta. En abril de 1814 San Martín sufre una enfermedad y coincidiendo con sus deseos dedejar el mando de dicho ejército, abandona Tucumán y se dirige a Córdova para restablecer susalud. El 10 de agosto de 1814 es nombrado a solicitud suya, Intendente de la Provincia deCuyo, la que tenía por capital a la ciudad de Mendoza. Ya entonces tenía la concreta idea deque. el triunfo de la revolución sólo se obtendría avanzando a, través de los Andes por el Sur,libertando a Chile, y dominando el Pacífico hasta llegar al Perú y no atravesando el Alto Perúen donde la experiencia le había demostrado lo imposible de tal empresa. La derrota del tercerejército argentino mandado por Rondeau, en 1815, vino a confirmar y robustecer esa idea. Allí, al pie de los Andes, empezó a poner en práctica su plan que iba a conducir a larevolución al triunfo. La parte de si vida que viene a continuación es materia de las lecciones siguientes. Sóloagregaremos, que después de abandonar el Perú en 1822, regresó a su patria con el deseo depasar pacíficamente el resto de su vida, pero fue recibido con el menosprecio de susconciudadanos. Se dirigió a Europa. Después de cinco años de destierro voluntario retornó asu Patria siendo recibido con hostilidad. Regresó a su destierro en Francia en donde vivióacompañado de su hija Mercedes, falleciendo en Boulogne-Sur-Mer, el 17 de agosto de 1850,a los 72 años de edad. "La posteridad agradecida lo ha aclamado grande, la América del Sur lo reconoce comoa uno de sus dos grandes libertadores y tres repúblicas lo llaman padre de la patria y fundadorde su independencia", dice Mitre. 3.- El plan continental de San Martín y la acción de los revolucionarios peruanos. En 1816, la revolución de la América española estaba vencida en todas partes, menos enla región de Buenos Aires. Buenos Aires era el único lugar en donde la revolución argentinano tenía enemigos que combatir dentro de sus fronteras, se encontraba acechada por dospoderosos ejércitos, uno desde Chile, y otro desde el Alto Perú, ambos armados y dirigidospor obra del Virrey del Perú. 47
  • 48. San Martín había percibido claramente esta amenaza para su patria, y más de una vezhabía sostenido que la guerra emancipadora sólo terminaría cuando se hubiera destrozado elformidable poder realista que se concentraba aquí. En esta idea estaba alentado por losrevolucionarios peruanos, dirigidos por el gran caudillo don José de la Riva Agüero. Pero SanMartín estaba también convencido de que la revolución argentina no podría llegar al Perúatravesando la meseta del Titicaca, porque la experiencia de seis años de guerra le habíademostrado lo impracticable de tal empresa. San Martín tenía otro plan, y para poderrealizarlo hizo que el Gobierno de Buenos Aires lo nombrara Intendente de la Provincia deCuyo, la que tenía por capital la ciudad de Mendoza. Su plan consistía en atravesar los Andes,y luego, libertando a Chile; avanzar hacia el Perú por mar. Allí en Mendoza recibió numerosasCartas de los patriotas revolucionarios peruanos, instándolo a venir al Perú, convenciéndolode la significación continental del poder que España guardaba aquí, y haciéndole ver quemientras el Perú no estuviera libre, la América no lo estaría. Estas ideas de los revolucionariosperuanos coincidían pues con las que al resto tenía San Martín. Allí en Mendoza recibiónoticias enviadas por los peruanos sobre la situación del Virreinato del Perú, los recursos conque contaría a su llegada, los lugares más favorables para el desembarco y el plan de campañaa seguir. 4.-La formación del Ejército de los Andes Entre agosto de 1814 y diciembre de 1816, San Martín procedió en Cuyo a formar suEjército Libertador sobre la base de su regimiento "Granaderos a Caballo”. Desde allí larevolución argentina, la Corriente Libertadora del Sur, se iba á extender hacia el centro deAmérica meridional. Convirtió a Cuyo en una gran fábrica utilizando los propios recursos de la provincia y lacolaboración espontánea de sus habitantes. Obtuvo que el Gobierno de Buenos Aires secomprometiera a proporcionarle los elementos necesarios. El Gobierno argentino le dio a suejército el nombre oficial de "Ejército de los Andes" y el Congreso reunido en Tucumánconcedió a San Martín el grado de Capitán General. Había triunfado la idea de San Martín; lacampaña hacia el Perú se realizaría por mar y no atravesando el altiplano. Los revolucionariosperuanos iban a ver cumplidas sus esperanzas. El 5 de enero de 1817, en vísperas de abrir su memorable campaña, en una solemneceremonia el "Ejército de los Andes" juró en Mendoza la Patrona del Ejército que fue laVirgen del Carmen, y la nueva bandera nacional de las Provincias Unidas que había diseñadoBelgrano en 1812, y que el Congreso de Tucumán acababa de reconocer como banderanacional: la bandera celeste y blanca. La Corriente Libertadora del Sur estaba próxima a ponerse en marcha por obra de SanMartín y de los patriotas peruanos. La guerra por la independencia de América españolaentraba en su etapa definitiva. Contaba el ejército con cerca de 4,000 hombres entre argentinos y chilenos, distribuidosen 3,000 infantes, 700 jinetes formando los cinco escuadrones de "Granaderos a Caballo" y250 artilleros con 10 cañones de batalla, 2 obuses y 9 piezas de montaña. Acompañaban a esteejército 1,200 milicianos de caballería de Cuyo para la conducción de los víveres ymuniciones y cuidado de las caballadas, además de los arrieros y operarios de la maestranza y120 barreteros de las minas de Mendoza para reparar los caminos. Además los acompañaban 48
  • 49. 10,000 mulas de silla y carga y 1,000 caballos de pelea. Su dotación de municiones era de900,000 cartuchos de fusil carabina, 2,000 balas de cañón y 60 granadas. 5.-El extraordinario paso de la Cordillera de los Andes. A mediados de enero de 1817 (del 12 al 19) el "Ejército de los Andes" se movilizó hacialos pasos de Uspallata y los Patos, con el objeto de atravesar la Cordillera e invadir laCapitanía General de Chile, que pacificada por obra del brigadier Osorio en 1814, seencontraba entonces gobernada por don Francisco Marcó del Pont, con el cargo de CapitánGeneral. 49
  • 50. El ejército estaba dividido en tres cuerpos o divisiones. Dos de ellas, la vanguardia, aórdenes del Jefe del Estado Mayor Miguel Estanislao Soler, y la reserva, a cargo deOHiggins, marcharían con San Martín por el paso de los Patos. La otra división a órdenes delgeneral Las Heras, debía marchar por el paso de Uspallata (al Sur y más corto) con el parquey artillería. Este paso de los Andes es considerado por los críticos como una de las más grandesempresas de estrategia militar. Un ejército de cerca de 6,000 hombres y con todas lasprovisiones necesarias, penetró por la cordillera a una altura de 3,000 a 4,000 metros ydurante más de 20 días, haciendo frente a las inclemencias de la naturaleza, logró cruzarla contodo éxito y con, precisión matemática. San Martín había calculado que el 8 de febrero las doscolumnas en que se había dividido el ejército deberían de confluir en la región de Chacabuco.Así sucedió. Después de una marcha heroica por los Andes, el 8 de febrero de 1817 las dospartes del Ejército de los Andes convergían hacia el punto céntrico de Chacabuco, en Chile. San Martín y el paso de los Andes. 6.-Independencia de Chile y las batallas de Chacabuco y Maipú. Invadida sorpresivamente la Capitanía General de Chile, San Martín actuó rápidamentey de acuerdo, con un plan cuidadosamente trazado, atacó a las fuerzas realistas en el llano deChacabuco (12 de febrero de 1817) y después de una espléndida batalla, las derrotócompletamente. Chacabuco tiene significación continental, porque. fue la primera granvictoria de las fuerzas independientes en América y marcó el comienzo de la ofensivavictoriosa de la revolución hacia el Perú. El 14 de febrero San Martín entró victoriosamente en Santiago, y nombró SupremoDirector de Chile al antiguo patriota chileno don Bernardo OHiggins. Los restos del ejércitorealista se refugiaron en Talcahuano y Concepción, al Sur. Allí recibieron la ayuda del. Virreydel Perú, que inmediatamente envió una poderosa expedición al mando del brigadier Osorio.Osorio en febrero de 1818 inició su avance sobre Santiago. Al cumplirse el 12 de febrero de 1818 el aniversario de la batalla de Chacabuco, SanMartín juró solemnemente la independencia de Chile. Noticiado Son Martín de la llegada delos refuerzos enviados por el Virrey del Perú, emprendió su marcha lacia el Sur en busca del 50
  • 51. ejército realista, pero en la noche del 19 de marzo de 1818, su ejército que acampabatranquilamente en el lugar denominado Cancha Rayada, fue sorprendido por el ejércitorealista y desbandado, causándole, además, fuertes pérdidas en su artillería, Merced al genio militar de San Martín, la sorpresa o desastre de Cancha Rayada no lecausó mayores males, pues actuando rápidamente y ayudado por OHiggins, reconcentró susfuerzas un poco al Sur de Santiago, en el llano de Maipú; detrás del río Maipo, decidido adefender a toda costa la capital. Osorio envanecido fue en su busca; y el 5 de abril de 1818tuvo lugar la batalla de Maipú, en que San Martín poniendo a prueba su gran estrategia.militar, derrotó completamente a los realistas. Antes de terminar la batalla se presentó en elcampo OHiggins, que herido en el brazo derecho en Cancha Rayada, había sido dejado alfrente de la guarnición de Valparaíso, pero que no pudo resistir a los deseos de combatir.Abraza a San Martín diciéndole: "¡Gloria al Salvador de Chile!”. Los restos del ejércitorealista se retiraron a las plazas fuertes de Talcahuano, Concepción y Valdivia. Chile era in-dependiente por obra de San Martín. EL MARINO ESCOCÉS LORD COCHRANE Que al mando de la escuadra libertadora del General San Martín apareció en 1819 en las costas del Perú anunciando la próxima llegada del “Ejército Libertador del Perú”. Comandó la Escuadra Libertadora que transportó al Perú al Ejército de San Martín. 7.- Organización de la Expedición Libertadora al Perú. Acción dejos patriotas peruanos. Después del triunfo de Maipú y hasta mediados de 1820, San Martín se dedicó apreparar la expedición que debería de conducir a la revolución argentina hacia el Perú. Paraello necesitaba de la ayuda de los gobiernos de Chile y Argentina. Del gobierno de su patriaobtuvo medio millón de pesos, al mismo tiempo que de la provincia de Cuyo obtenía máshombres y elementos necesarios para la expedición. Dos veces se trasladó de Chile haciaCuyo y Buenos Aires para obtener estos elementos. Del de Chile necesitaba que pusiera a sudisposición los buques para la expedición, ayuda en hombres y elementos de guerra. 51
  • 52. El Director de Chile OHiggins estaba convencido por su parte de que la independenciade su patria no estaría consolidada mientras no se destruyera el poder español en el Perú, ypor tanto, puso todo su empeño y prestó toda la ayuda de su gobierno para que la expediciónse realizara. Por su parte los patriotas peruanos no perdían su contacto con San Martín,enviándole noticias de las fuerzas del Virrey, los elementos con que contaría a su llegada alPerú, los lugares de la costa más a propósito para realizar el desembarco y muchos otros datosmás, mientras no cejaban en su labor revolucionaria hostilizando en cuanto podían al Virrey ypreparando al pueblo para el momento de la llegada de la expedición. 8.-Formación de la escuadra. El objetivo inmediato de San Martín era que Chile dominara el mar Pacíficoarrebatándole la superioridad al Virrey del, Perú. Esto se consiguió. El gobierno chilenocompró algunos buques; otros los proporcionó el gobierno argentino y el resto la mismaEspaña. En el mes de mayo de 1818 había salido de Cádiz una escuadrilla de 11 buques deguerra convoyada por la fragata de guerra "María Isabel", con destino a las costas delPacífico. El gobierno argentino logró enterarse del suceso y lo comunicó al de Chile. Elmarino Blanco Encalada esperó a los buques en la región de Talcahuano, logrando apoderarseastutamente de varios de estos buques. De esta manera en 1818, la escuadra chilena contaba con más de diez buques. El 28 denoviembre de dicho año llegaba a Valparaíso el marino Lord Tomás Alejandro Cochrane,contratado por el gobierno de Chile, para que, en acuerdo con San Martín, asumiera el mandode la escuadra con el grado de Vicealmirante. 9.-Las expediciones de Cochrane al Perú. Formada la escuadra libertadora y mientras se preparaba el ejército, Cochrane realizódos expediciones al Perú con el objeto de traer emisarios secretos para que entraran encontacto directo con los patriotas peruanos; repartir proclamas de San Martín y OHigginsdirigidas a los peruanos; reconocer los lugares en donde deberían de actuar el ejército y laescuadra libertadora, hostilizar a la escuadra realista para quitarle completamente el dominiodel mar y apoderarse de los tesoros que los buques españoles trasladaran a España. Estas dosexpediciones se cumplieron con todo éxito. La primera se realizó a principios de 1819 apareciendo ante el Callao, ante el júbilo delos patriotas y el asombro de los realistas, el 10 de febrero de dicho año, atacando el puerto alos pocos días sin mayores resultados; pero en un nuevo ataque logró apoderarse de la goleta"Moctezuma" y algunas lanchas cañoneras y buques mercantes. Luego se dirigió a la costaNorte, estando de regreso en Valparaíso el 17 de junio. El 12 de setiembre de 1819 Cochrane salía nuevamente de Valparaíso por segunda vezhacia costas peruanas en ocho buques. Atacó el Callao con resultados desastrosos. Establecióel bloqueo del puerto, mientras él con otros buques se dirigía hacia el Norte llegando hastaGuayaquil y su subordinado Guisse se dirigía a atacar el puerto de Pisco, lograndodesembarcar. Sin lograr mayores resultados, regresó a fines del año a Valparaíso, peromientras el resto de su escuadra se quedaba en el puerto, él siguió hacia el Sur decidido aobtener una victoria. Atacó la plaza fortificada de Valdivia que estaba en poder de losespañoles, logrando milagrosamente capturarla, después de un hecho heroico realizado por elperuano Francisco Vidal. Luego Cochrane regresó a Valparaíso. 52
  • 53. 10.-Partida de la Expedición Libertadora al Perú. Formada la escuadra libertadora y el ejército libertador, y preparado el terreno por lospatriotas peruanos la Expedición se dispuso a partir. San Martín fue nombrado Jefe de lamisma, y dirigió una memorable proclama en la que decía: "Se acerca el momento en que voy a seguir al destino que me llama. Voy a emprender lagrande obra de dar la libertad al Perú. Voy a abrir la campaña más memorable de nuestrarevolución, y cuyo resultado aguarda el mundo para declararnos rebelde, si somos vencidos, oreconocer nuestros derechos si triunfamos. De ellos dependen la consolidación de nuestrasfamilias, la fortuna de nuestros amigos, en fin, lo más sagrado que es nuestro honor. Fiado enla justicia de nuestra causa y en la protección del Ser Supremo, os prometo la victoria. El díamás grande de nuestra revolución está próximo a amanecer". El 18 de agosto de 1820, entre los aplausos de la multitud, comenzó a embarcarse enValparaíso el "Ejército Libertador del Perú". Constaba la Expedición de 4,118 hombres de las tres armas: 2,313 del ejército argentinoy 1,805 del chileno, encontrándose alistados algunos peruanos. Como secretarios del Generalen Jefe don José de San Martín venían don Bernardo Monteagudo, don Juan García del Río ydon Dionisio Vizcarra. Como Generales de División, don Antonio Álvarez de Arenales y donToribio Luzuriaga (peruano). Como Jefe de Estado Mayor, don Juan Gregorio de las Heras, ycomo Auditor del Ejército don Antonio Alvarez Jonte. No había ningún jefe chileno. La escuadra se componía de ocho buques de guerra con 247 cañones y víveres para seismeses, tripulados por 1,600 marineros y soldados, y diez y seis transportes con más de sietemil toneladas y once lanchas cañoneras. El hospital estaba a cargo de los cirujanos de losAndes Paroissien y Zapata. La Caja Militar contaba con un fondo de reserva de 180,392 pesosen dinero efectivo y documentos de crédito. 53
  • 54. CAPITULO VII: LA CORRIENTE LIBERTADORA DEL SUR EN EL PERU: SAN MARTIN Y LA PROCLAMACION DE LA INDEPENDENCIA 1.- La Expedición Libertadora en el Perú. Desembarco en Paracas. Al atardecer del 7 de setiembre de 1820 la Expedición Libertadora se encontraba a lavista de las costas de Pisco, en la bahía de Paracas. Al día siguiente, 8 de setiembre, elEjército Libertador inició el desembarco. A las 7 de la noche era ocupado el pueblo de Pisco,sin que el coronel español Quimper que se hallaba al frente de las fuerzas en ese lugaropusiera la menor resistencia. En los días siguientes, hasta el 13, continuó el desembarco delEjército y se situó en el valle de Chincha y demás haciendas inmediatas, estableciéndose elcuartel general en Pisco. El entusiasmo de los pueblos fue indescriptible. Al llegar San Martín a Pisco, el Virrey Pezuela se encontraba haciendo los preparativospara jurar el 15 de setiembre la Constitución española de 1812, que había vuelto a imperar enEspaña a raíz de la revolución acaudillada por el General Rafael del Riego ocurrida en Cádizel 10 de enero de 1820. El 11 llegó a Lima la noticia del desembarco de San Martín,entusiasmando a los más y causando temor en otros ante la posibilidad de tener que dejar elpaís. No obstante el desembarco, el 15 de setiembre fue jurada solemnemente en Lima laConstitución española de 1812. El desembarco de San Martín en Pisco sorprendió al Virrey. Tenía desparramadas por elPerú y Alto Perú sus fuerzas de 23,000 hombres, con centros en Lima, Arequipa y Alto Perú.El ejército de Lima, fuerte de 7,000 hombres, estaba dividido y no ofrecía confianza. Optóentonces el Virrey por utilizar los procedimientos diplomáticos para detener a San Martín. 54
  • 55. Desembarco en Paracas. 2.- Las Conferencias en Miraflores entre delegados del Virrey Pezuela y de SanMartín. Pezuela ofreció a San Martín entrar en arreglos pacíficos por medio de comisionadosespeciales. San Martín aceptó, y el 24 de setiembre se reunieron en el pueblecito deMiraflores, cercano a la Capital, su ayudante de campo coronel don Tomás Guido y suSecretario de gobierno don Juan García del Río, con los representantes del Virrey, el Conde deVillar de Fuentes, el teniente de navío don Dionisio Capaz y don Hipólito Unánue. Iniciadaslas conferencias de Miraflores, de primera intención se pactó un armisticio que debía durarhasta el 4 de octubre. Nada se logró acordar en estas conferencias porque los puntos de ambaspartes eran inconciliables. El Virrey trató de conseguir que los independientes reconocieran laautoridad del Rey de España bajo el amparo de la Constitución liberal de 1812 que acababa dejurar. San Martín, por su parte, exigía el reconocimiento incondicional de la independencia deAmérica. Lo más interesante de estas Conferencias de Miraflores, fue lo que se propuso, muyreservadamente, al margen de la conferencia, por los delegados de San Martín, acerca de unfuturo gobierno monárquico en el Perú independiente. Por primera vez fluye este pensamientopolítico de tendencia monárquica constitucional que después tomaría arraigo durante sugobierno del Protectorado. El estado de anarquía completo en que había caído su patria yciertos hechos ocurridos en Colombia, le habían hecho comprender que por el momento noera posible implantar en los pueblos que estaba libertando la República liberal bajo el modelode Estados Unidos por la falta de educación de las masas ciudadanas que se incorporarían alnuevo sistema, así como por la inmadurez cívica de los ciudadanos cultos, no acostumbradosa un gobierno de tipo representativo y constitucional. Pensaba San Martín que el puebloestaría representado por sus delegados en el Congreso pero creía que era necesario un PoderEjecutivo estable que no estuviera al alcance de los mediocres caudillos militares. Por esto, enestas conferencias, los comisionados de San Martín, al sostener que la independencia era loúnico que podía conciliar ambos intereses, insinuaran que no sería difícil hallar un medio deadvenimiento. En una presunta entrevista que sostuvieron con el Virrey, ampliaron esta 55
  • 56. opinión al proponer el establecimiento de una monarquía constitucional independientehispanoamericana. El Virrey se vio obligado a desechar estas proposiciones, por ser negocio demasiadograve y de dominio exclusivo de la Corte. Fracasadas las conferencias y terminado el armisticio, el 5 de octubre amboscontendores se aprestaron para la lucha. 3.- La Expedición del general Arenales a la Sierra Central. Desde que San Martín llegó a Pisco, se puso en contacto con los patriotas limeños.Activaron éstos sus reuniones para proveer a San Martín de los fondos necesarios y remitirleavisos diarios con noticias ciertas sobre la cantidad, calidad y número de las tropas del Virrey;su situación, movimientos y marchas; los planes y proyectos militares de los realistas; lo quepasaba en el interior de Palacio y de cuanto ocurría entre los españoles. Destacaban en estalabor, Riva Agüero, Sánchez Carrión, López Aldana y otros. Con todos estos datos, SanMartín preparaba su futura campaña. Al terminar el armisticio, el mismo 5 de octubre envió al General Álvarez de Arenalescon una división de su ejército en dirección a Ica, para que luego emprendiera una campañahacia la Sierra con el objeto de encender el espíritu libertario en aquellas provincias reconocersus pueblos, opinión y recursos, destruir o desconectar a las fuerzas del Virrey. Iniciando surecorrido primeramente ocupó la ciudad de Ica, luego inició su penetración hacia el interiorllegando a Ayacucho, Huancavelica, Huancayo, Tarma, Cerro de Pasco, en donde tuvo unagran victoria sobre el ejército realista, bajando a la costa y llegando a Huaura en donde sereunió con San Martín como veremos a continuación. 4.- El Ejército Libertador abandona Pisco. Creación de la primera Bandera y elprimer Escudó del Perú. Preparado su plan de campaña, San Martín ordenó el reembarque del EjércitoLibertador, el que comenzó el 24 de octubre para terminar al día siguiente. Antes de partir, el21 de octubre dio un Decreto estableciendo la primera Bandera y el primer Escudo del Perú.(Ver más adelante). El 26 la escuadra se hizo a la vela rumbo al Norte; y tres días después, el 29, aparecía enla bahía del Callao, ante la expectación de unos y el indescriptible júbilo de otros. San Martínquiso aprovechar la oportunidad para hacer un despliegue de fuerzas con el objeto deimpresionar con ella tanto a realistas como patriotas. Conseguido su objetivo continuó rumboal Norte, mientras que una parte de la escuadra permaneció bloqueando el puerto del Callao. Mientras la expedición seguía su marcha, dos acontecimientos importantes tuvieronlugar para la causa independiente. Fue el primero, la independencia de Guayaquil ocurrida, el9 de octubre mientras San Martín estaba en Pisco, y fue el segundo, la captura por Cochranede la fragata de guerra española "Esmeralda" surta en el Callao. La noticia de laindependencia de Guayaquil la recibió San Martín cuando se encontraba a la altura de Ancón,y en ella el jefe de la revolución capitán Gregorio Escobedo ofrecía a San Martín poner a sudisposición todos los recursos con que contaba tan importante puerto. Los realistas perdían así 56
  • 57. el único astillero que tenían en América del Sur y un importante puerto para el refugio de susnaves toda vez que el Callao se encontraba bloqueado. 5.- San Martín en Huaura. Independencia de Lambayeque, Trujillo, Piura, Tumbesy Jaén. Otros acontecimientos favorables. Con tan buenos augurios, el Ejército Libertador desembarcó entre el 10 y el 12 denoviembre en el puerto de Huacho, pasando a ocupar el pueblo inmediato de Huaura que fuedeclarado Cuartel General. El lugar era abundante en recursos alimenticios y a la vezestratégico, porque Huaura tiene comunicación con las provincias de Huaraz, Junín y Lima, ypor consiguiente el ejército acantonado en Huaura amenazaba todas estas regiones, al mismotiempo que tenía asegurada su retirada por el puerto de Huacho en caso de emergencia, a. lavez que podía proteger a las tropas de Arenales. El Virrey Pezuela, entre tanto, concentraba las fuerzas con que contaba en la Capital enel campamento de Aznapuquio, a dos leguas al Norte de Lima. Acontecimientos de gran importancia vinieron a mejorar la situación del EjércitoLibertador en Huaura. Fueron ellos: a).-La victoria obtenida por Arenales en Cerro de Pasco sobre la guarnición realista quecomandaba el general OReily, quien cayó prisionero (6 de diciembre de 1820). b).- El paso del famoso batallón realista "Numancia" al ejército de San Martín,acontecimiento en el cual tuvieron destacada actuación los patriotas de Lima (2 de diciembrede 1820). José Bernardo de Tagle, Marqués de Torre Tagle c).- La independencia del Norte del Perú, sin mayor derramamiento de sangre. Laindependencia de Trujillo fue obra de su Intendente don José Bernardo de Tagle, Marqués de 57
  • 58. Torre Tagle. Torre Tagle había sido ganado a la causa independiente y entró en conferenciassecretas con San Martín. El 29 de diciembre de 1820 proclamó su independencia. Ya dos díasantes, el 27, el Partido de Lambayeque había proclamado la independencia. El 4 de enero de1821, el Partido de Piura la proclamó también, encabezando a los patriotas piuranos don JuanGerónimo Seminario, Tumbes proclamó su independencia el 7 de enero de 1821 y Jaén lohizo el 4 de junio de 1821. Esto fue una gran ayuda a la causa libertadora, porque San Martínpudo contar así con todo el Norte a su favor, desde el río Santa hasta el puerto de Guayaquil. d)-Las guerrillas formadas por peruanos que prestaron valiosa ayuda a San Martínhostilizando constantemente á las fuerzas del Virrey, bloqueando la llegada de alimentos aLima y ayudándolo a conseguir provisiones para su ejército. e)-La promulgación del Reglamento Provisional efectuada por San Martín en Huaura el12 de febrero de 1821, para que sirviera de garantía al gobierno que había asumido desde sullegada al Perú. Según este Reglamento, el territorio en poder del Ejército Libertador sedividía en cuatro Departamentos: Trujillo, Tarma, Huaylas y la Costa. Al frente de cada unode ellos estaría un Presidente (Prefecto), al frente de cada Partido (Provincia) un Gobernadory al frente de cada pueblo un Teniente Gobernador. Para los asuntos económicos habría encada Departamento un Agente Fiscal, y para los asuntos judiciales una Cámara deApelaciones en Trujillo. San Martín asumía el mando político y militar de los territorios queocupaba. EL VIRREY DON JOSÉ DE LA SERNA 6.- Destitución del Virrey Pezuela y nombramiento de La Serna. En diciembre el Virrey Pezuela se decidió a tomar la ofensiva contra San Martín.Nombró a don José de La Serna Comandante en Jefe del Ejército realista. Pero entre La Sernay el Virrey Pezuela había una antigua enemistad, aumentada por las divergencias surgidas enel terreno de las operaciones contra San Martín. Estas divergencias cundieron en el seno delejército, y fueron astutamente alentadas por los patriotas peruanos, hasta que el 29 de enero de1821 los jefes del ejército realista acantonado en Aznapuquio presentaron al Virrey un pedidofirmado por todos ellos solicitándole que dejara el mando en el término de cuatro horas y elpaís en 24. Ante la violencia del acontecimiento y la imposibilidad de sofocarlo, el Virrey 58
  • 59. aceptó las exigencias de los sublevados, y el Teniente General don José de La Serna, fuenombrado para que lo reemplazara, nombramiento que recibió la inmediata aprobación delejército, siendo más tarde ratificado por el Rey. 7.- Conferencias en Punchauca entre San Martín y el Virrey. Al iniciarse el año de 1821 llegó a Lima procedente de España don Manuel Abreuportando nuevas instrucciones del gobierno español, según las cuales debía procurarse unarreglo pacífico con los independientes. San Martín acogió con agrado el cambio de lapolítica española. En abril, La Serna invitó oficialmente a San Martín a entrar ennegociaciones; lo que fue aceptado. Estas reuniones tuvieron lugar en la hacienda Punchauca,a cinco leguas al Norte de Lima. Se iniciaron el 4 de mayo y duraron hasta fines de junio.Cambiaron dos veces de sitio, la primera vez fueron en Miraflores y la segunda en la rada delCallao a bordo del "Cleopatra", barco neutral. En la primera fase de las conferencias de Punchauca, los delegados de San Martín, donTomás Guido, don Juan García del Río, y don José Ignacio La Rosa, acordaron con losdelegados del Virrey, don Manuel de Llano y Nájara, don José María Galdeano y Mendoza, ydon Manuel Abreu, un armisticio de 20 días. En las primeras discusiones salió nuevamente aluz la idea monárquica de San Martín, que habían manifestado veladamente sus mismoscomisionados en la Conferencia de Miraflores. En posteriores conferencias, ya entre el propioVirrey y San Martín éste manifestó claramente a La Serna su plan de que se reconociera laindependencia del Perú, formándose luego en el Perú independiente una monarquía con unpríncipe español, lo que no fue aceptado por el Virrey por carecer de instrucciones para ello.Como no llegaron a ningún acuerdo, las conversaciones siguieron en el pueblo de Mirafloresy el armisticio fue prorrogado por 12 días más. Sin ponerse de acuerdo, continuaron a bordodel "Cleopatra", con el mismo resultado, mientras que el armisticio se prorrogaba hasta el 30de junio. Así fracasaron las conferencias de Punchauca en que se pudo poner término a laguerra con un poco de buena voluntad y sentido político de los representantes del Rey. En elpróximo Capítulo analizaremos con más detalles las ideas monarquistas de San Martín. La Conferencia de Punchauca, cerca de Lima, entre el Virrey La Serna y el Libertador San Martín, en la que se discutió la conveniencia de establecer una monarquía constitucional en el Perú independiente. 59
  • 60. 8.- San Martín ocupa Lima con la ayuda de los patriotas peruanos sin combatir. La situación de los realistas en Lima se tornaba insostenible. Habían perdido el dominiodel mar y todo el Norte del Perú estaba por la independencia. San Martín por medio de laexpedición de Arenales había logrado insurrecciones en la región del Centro. Habían sufridola derrota de OReily en Cerro de Pasco y la defección del Batallón Numancia. La vida en lacapital se hacía imposible porque los guerrilleros cortaban los aprovisionamientos quellegaban a ella de la Sierra y del Sur. La propaganda secreta iba cada vez más en aumento enLima. Sin pelear, estando al parecer inactivo en Huaura durante siete meses, San Martín habíalogrado ganar esta invisible batalla. Arenales, triunfante de su primera expedición a la Sierra,había iniciado una segunda con todo éxito. Mientras las conferencias de Punchauca llegaban a su fin, el Virrey La Serna sepreparaba para abandonar la Capital y retirarse hacia la Sierra. A principios de julio, el generalCanterac partió con la mayor parte de las fuerzas realistas, y luego el día 6 salió el Virrey conel resto de las que tenía en Lima, dejando encargado de la ciudad al Marqués de Monterimapara que la entregara a San Martín. Por aquellos momentos San Martín movilizaba sus fuerzas desde Huaura en dirección ala capital. El 9 de julio, en la noche entraron en Lima las primeras tropas a caballo del EjércitoLibertador, y al día siguiente, a las siete y media de la noche lo hizo San Martín de incógnito,pero al poco rato su presencia fue conocida siendo aclamado por el pueblo. Después de haberdado garantías a todos, el Libertador se dirigió a Mirones, en el camino al Callao, en dondehabía acampado su ejército. Procedió a dictar las medidas necesarias para poner sitio a losCastillos del Callao, en donde el Virrey La Serna había dejado una regular fuerza y muchoarmamento al mando del Mariscal de Campo don José de la Mar. Pronto caerían en su poderlos Castillos. San Martín había ganado la "batalla blanca" por la capital. 9.- Declaración y Proclamación de la Independencia del Perú. Arreglado el sitio de los Castillos del Callao, San Martín se instaló en el Palacio de losVirreyes. Comunicó entonces al Cabildo que convocara a reunión general del vecindario de laCapital, para que libremente expresara si la opinión general estaba decidida por laindependencia. El 15 de julio se reunieron en Cabildo Abierto los vecinos notables de Lima,precedidos del Arzobispo don Bartolomé de las Heras, los prelados, los títulos de Castilla, etc.proclamaron que la voluntad general del pueblo estaba decidida por la independencia deEspaña y de cualquiera otra nación extranjera. El prestigioso criollo don Manuel Pérez deTudela fue encargado de redactar el acta correspondiente, que fue firmada por todos lospresentes, y que como reliquia preciosa se conserva en la Municipalidad de Lima,celosamente guardada. El 21 se publicó un bando por el cual se anunciaba al pueblo que el sábado 28 de juliosería proclamada la independencia con toda la solemnidad que el caso requería. El 28, con elceremonial pre-establecido, fue proclamada la independencia del Perú. 60
  • 61. ACTA DE LA INDEPENDENCIA DEL PERU.- En la ciudad de los Reyes del Perú, en quince de juliode mil ochocientos veintiuno. Reunidos en este Excmo. Ayuntamiento los señores que lo componen, con elExcmo. e Iltmo. Señor Arzobispo de esta Santa Iglesia Metropolitana, prelados de los conventos religiosos,títulos de Castilla y varios vecinos de esta Capital con el objeto de dar cumplimiento a lo prevenido en el oficiodel Excmo. Señor General en Jefe del Ejército Libertador del Perú, don José de San Martín, el día de ayer, cuyotenor se ha leído, he impuesto de su contenido reducido a que las personas de conocida probidad, luces ypatriotismo que habitan en esta Capital, expresasen si la opinión general se hallaba decidida por laIndependencia, cuyo voto le sirviese de norte al expresado Señor General para proceder a la jura de ella. Todoslos señores concurrentes, por sí y satisfechos de la opinión de los habitantes de la Capital, dijeron que lavoluntad general está decidida por la Independencia del Perú de la dominación española y de cualquiera otraextranjera y que para que proceda a la sanción por medio del correspondiente juramento, se conteste con copiacertificada de esta acta al mismo Excmo. y firmaron los señores: El Conde de San Isidro - Bartolomé, Arzobispo de Lima - Francisco Javier de Zárate - El Conde de laVega del Ren - El Conde de las Lagunas - Toribio Rodríguez - Javier de Luna Pizarro - José de la Riva Agüero- El Marqués de Villa Fuerte (siguen las firmas). LA PROCLAMACION DE LA INDEPENDENCIA.- “Ordenado todo por el Ayuntamiento, conformea las disposiciones de S.E. el Señor General en Jefe, D: José de San Martín, salió éste de Palacio a la PlazaMayor, junto con el Excmo. Señor Teniente General Marqués de Montemira, Gobernador político y Militar, yacompañándole el Estado Mayor y demás generales del Ejército Libertador. Precedía una lucida y numerosacomitiva compuesta de la Universidad de San Marcos con sus cuatro Colegios: los Prelados de las casasreligiosas, los Jefes militares, algunos Oidores y mucha parte de la principal nobleza. con el Excmo.Ayuntamiento, todos en briosos caballos ricamente enjalmados, marchaba por detrás de la guardia de caballería yla de alabarderos de Lima. Los Húsares que formaban la escolta del Excmo. Señor General en Jefe, el batallónNo. 8. con las banderas de Buenos Aires y Chile, y la artillería con sus cañones respectivos.” “En un espacioso tablado aseadamente prevenido, en medio de la Plaza Mayor, lo mismo que en lasdemás ciudades, S.E. el General en Jefe enarboló el pendón en que está el nuevo escudo de armas del Perúrecibiéndolo de manos del Señor Gobernador, que le llevaba desde Palacio, acallado el alborozo del inmensoconcurso, pronunció estas palabras que permanecerán eternamente esculpidas en el corazón de todo peruano: ELPERU ES DESDE ESTE MOMENTO LIBRE E INDEPENDIENTE POR LA VOLUNTAD GENERAL DELOS PUEBLOS Y POR LA JUSTICIA DE SU CAUSA QUE DIOS DEFIENDE. Batiendo después el pendón, ycon el corazón anegado de placer puro y celestial que sólo puede sentir un ser benéfico, repetía muchas veces: 61
  • 62. ¡VIVA LA PATRIA! ¡VIVA LA LIBERTAD! ¡VIVA LA INDEPENDENCIA! expresiones que como eco festivoresonaron en toda la plaza, entre el estrépito de los cañones, el repique de todas las campanas de la Ciudad, y lasefusiones de alborozo universal que se manifiesta de diversa, manera y especialmente en arrojar desde el tabladoy los balcones, no sólo medallas de plata con inscripciones que perpetúen la memoria dé ese día, sino tambiéntoda especie de monedas pródigamente derramadas, por muchos vecinos, y señoras, en que se distinguió elIlustre Colegio de Abogados”. “En seguida procedió el acompañamiento por las calles públicas, repitiendo en cada una de las plazas elmismo acto con las mismas ceremonias y demás circunstancias, hasta volver a la Plaza Mayor, en donde leesperaba el inmortal e intrépido Lord Cochrane, en una de las galerías de Palacio y allí terminó. Mas no cesaronlas aclamaciones generales ni el empeño de significar cada cual el íntimo regocijo que no podrán contener dentrodel pecho”.88 De la GACETA DEL GOBIERNO DE LIMA INDEPENDIENTE. Miércoles 1° de agosto de 1821. 62
  • 63. CAPITULO VIII: EL GOBIERNO PROTECTORAL DE SAN MARTIN 1. El Protectorado de San Martín y sus problemas. Proclamada la independencia del Perú, venía la cuestión de cómo se gobernaría el paísmientras continuaba la guerra. Lima había sido ocupada y se había independizado el Norte del Perú, pero gran partedel Centro y todo el Sur del país estaba aún en poder del enemigo. No era posible formar ungobierno elegido por el propio pueblo peruano, porque todo él no estaba libre para poderelegir. No era posible tampoco instaurar un gobierno presidido e integrado por peruanos, sinelección popular, porque eso hubiera dado lugar a rivalidades entre los políticos que se creíancon derecho al gobierno, lo que era perjudicial para el problema que quedaba por terminar,que era el de fa guerra. Se había ocupado Lima e independizado el Norte del país, pero no sehabía vencido al ejército realista que con más de 20,000 hombres ocupaba todo el valle delMantaro, la parte Sur y el Alto Perú. En esta situación, las personas notables de Lima y losjefes del Ejército Libertador, solicitaron a San Martín que asumiera la jefatura del nuevogobierno peruano. Contra su voluntad, porque no era su aspiración el mando político, aceptó,y el 3 de agosto dio un decreto por el cual declaraba que asumía el gobierno político y militarde los departamentos libres del Perú, con el título de Protector, pero ofreciendo"solemnemente a los pueblos del Perú" hacer renuncia del mando cuando el territorio se vieralibre de enemigos y entregarlo al designado por los pueblos. Para que colaboraran con él en su gobierno, estableció tres Ministerios: de RelacionesExteriores, Guerra y Marina, y Hacienda, poniendo al frente de ellos con el título deSecretarios, a don Juan García del Río (colombiano), a don Bernardo Monteagudo (argentino)y al ilustre peruano don Hipólito Unánue, Don José de la Riva Agüero fue nombradoPresidente (Prefecto) del nuevo Departamento de Lima. Implantado el Protectorado, dos problemas eran los más urgentes que se presentaban aSan Martín para su solución. Ellos eran: 1o. el problema del término de la guerra frente a losespañoles, y 2º. la forma de gobierno que debería adoptar el nuevo Estado, esto es, si deberíaser República o Monarquía. 2. El problema del término de la guerra. La ocupación de las fortalezas del RealFelipe y la Victoria de Pichincha (Ecuador). Desocupada Lima por el Virrey Pezuela, quedaban en el interior del Virreinato, entreJauja y el Alto Perú, 23,000 hombres que formaban el ejército del Virrey. Vencer a ese ejércitoera un verdadero problema que se presentaba a San Martín. Para lograr su objetivo San Martínnecesitaba aumentar sus fuerzas y formar un ejército peruano que participara en lasoperaciones militares. Se dedicó entonces a la formación de un ejército peruano y a bosquejarun plan de campaña que le permitiera en el futuro atacar con éxito a las fuerzas realistas. En el mes de setiembre de 1821 tuvo un éxito militar importante sin disparar un solotiro, y fue la ocupación de las fortalezas del Real Felipe en el Callao. El Virrey había dejadoahí una regular fuerza al mando del Mariscal de Campo don José de La Mar, la que no pudo 63
  • 64. ser auxiliada por una fuerza enviada al mando del general Canterac, viéndose La Marobligado a Capitular. El 24 de mayo de 1822 el Protectorado tuvo otro éxito militar y fue la victoria obtenidaen las faldas del Pichincha, cerca de Quito, por una división peruano-argentina enviada porSan Martín y las fuerzas colombianas mandadas por el general don Antonio José de Sucre. Elgeneral Bolívar que se encontraba en su marcha victoriosa desde los llanos del Orinoco hastael Ecuador, no podía ingresar a la antigua Audiencia de Quito porque los realistascolombianos le cerraban el paso en la región de Pasto. Envió entonces por mar una fuerzamilitar a órdenes del general Sucre, que desembarcó en Guayaquil y pretendió avanzar haciael norte en auxilio de Bolívar, pero viéndose en dificultades frente a los realistas, fue auxiliadapor una división peruano-argentina enviada por San Martín al mando del general Santa Cruz,y juntas estas fuerzas lograron derrotar a los realistas de Quito en la batalla de Pichincha, conlo que se consiguió la libertad del Ecuador, y luego las fuerzas colombianas acudieron hacia elnorte, en Pasto, en auxilio de Bolívar. Mientras tanto, San Martín había encomendado el mando político al marqués de TorreTagle con el cargo de Supremo Delegado, y él se dedicó a la organización de su ejército y abosquejar su plan de campaña, que fue puesto en práctica a su retiro del Perú, con el nombrede "Plan de Campaña por Puertos intermedios”. Consistía el plan en atacar a los realistas portres frentes: por la sierra central, por los puertos de la costa entre Arequipa y Tarapacá, y porla frontera entre el Alto Perú y Argentina. Pero para su realización necesitaba la ayuda delLibertador don Simón Bolívar, ayuda que no logró conseguir, fracasando su plan para triunfarel de Bolívar. 3.- El problema de la-definición de la forma de gobierno: monarquía constitucionalo república. El Protectorado fue un gobierno transitorio sin forma definida. Durante él sé debatió laforma de gobierno (monarquía constitucional o república) que debería de tener el Perúindependiente. Triunfaron, después de largo debate, los partidarios de la República. San Martín, aunque era antiguo partidario del sistema republicano de gobierno, seencontraba entonces un tanto desilusionado por los resultados lamentables que hasta entonceshabía dado en diversos lugares de América española. Su propia patria se encontraba desdehacía muchos años en una situación de completo caos. Pensó entonces, y con él muchos otrosilustres políticos de América, que el mejor gobierno sería una monarquía constitucional, esdecir, el gobierno de un Rey regido por una Constitución y controlado por un Congreso.Pensaba San Martín que estos pueblos de América española, sometidos durante siglos a ungobierno que los había mantenido alejados de la cosa pública, no estaban preparados paraasumir de pronto todas las funciones de gobierno. Creía que necesitaban un gobierno in-termedio entre la Colonia y la República; este gobierno era la monarquía constitucional quepretendió implantar en el Perú. La falta de educación de las masas ciudadanas pensaba que eraun serio impedimento para la vida democrática. De acuerdo con sus planes, procedió a organizar una nobleza criolla que sirviera de basepara la futura monarquía y, al efecto, creó la "Orden del Sol"; los condecorados con ella seríanlos nuevos nobles. Declaró subsistentes los antiguos títulos de nobleza españoles llamadostítulos de Castilla. Para convencer al pueblo de la conveniencia del sistema monárquico, creóla "Sociedad Patriótica", especie de Academia popular. Finalmente, resolvió secretamente con 64
  • 65. sus consejeros enviar a Europa a don Juan García del Río y a don Diego Paroissien en buscade un príncipe para el Perú, el que debía ser solicitado en las Cortes de Inglaterra, Rusia,Francia y, finalmente, España. 4. Importante labor social del Protectorado: libertad de los hijos de esclavos yabolición del tributo y la mita. Mención especial merecen las disposiciones de San Martín tendientes a borrar lasdiferencias sociales del Virreinato, incompatibles con el nuevo régimen instaurado. El 12 deagosto decretaba que los hijos de los esclavos que nacieran después del 28 de julio de ese añoen todo el territorio del Perú, serían libres y gozarían de los mismos derechos que el resto delos ciudadanos. El 27 de agosto da el trascendental decreto aboliendo "el impuesto que bajo ladenominación de tributo se satisfacía al gobierno español" y que en adelante no sedenominarían a los aborígenes indios o naturales sino peruanos. El tributo abolido por SanMartín fue lamentablemente restablecido por decreto del Consejo de Gobierno de 11 de agos-to de 1826, durante el período bolivariano, con el nombre de "contribución de indígenas”.Permaneció vigente hasta la revolución liberal del Mariscal Castilla de 1854, quien pordecreto dado en Ayacucho el 5 de julio declaró la abolición definitiva del tributo, llamadodesde 1826 "Contribución de indígenas". Asimismo, Castilla dio otro decreto en Huancayo el3 de diciembre del mismo año, declarando que todos los esclavos que vivían en el país, eranenteramente libres. Nuestro gran Castilla, amigo sincero de San Martín, y con quien tuvo elprivilegio de cartearse en 1847-50 durante su primer gobierno, enlaza a través del tiempo suobra socialmente revolucionaria con la de San Martín, al abolir definitivamente el tributo queaún pesaba sobre la raza indígena, así como la esclavitud negra. Al día siguiente de esetrascendental decreto, San Martín daba otro, el 28 de agosto declarando "extinguido elservicio que los peruanos, conocidos antes con el nombre de indios o naturales, hacían bajo ladenominación de mitas, pongos, encomiendas, yanaconazgos y toda clase de servicio personaly que nadie podrá forzarlos a que sirvan contra su voluntad" disposición esta última que sóloen nuestros días está cobrando plena vigencia. San Martín abolió también las penas de azotesy de tormento. 5. Importante labor cultural del Protectorado: creación de la Biblioteca Nacional,la Escuela Normal, escuelas gratuitas de primeras letras, defensa del patrimonioarqueológico. EL HIMNO NACIONAL. A pesar de las tremendas preocupaciones que traía a su espíritu la conducción de laguerra y el problema político, el Libertador se dio tiempo para sentar las bases del desarrollocultural de la nación. Convencido de que "la ignorancia es la columna más sólida deldespotismo", y "penetrado del influjo que las letras y las ciencias ejercen sobre la prosperidaddel Estado", al mes justo de proclamada la independencia, decretó el 28 de agosto elestablecimiento en Lima de la Biblioteca Nacional, donando los libros de su Bibliotecaparticular. En las postrimerías casi de su gobierno protectoral, teniendo en cuenta de que "sineducación no hay sociedad" y de que "la educación de un pueblo sirve de apoyo alasinstituciones que se le den", decretó el establecimiento de la primera Escuela Normalconforme al sistema de enseñanza mutua o lancasteriano, bajo la dirección de don DiegoThomson, el 6 de julio de 1822, encargando el cumplimiento del decreto a la SociedadPatriótica, con la indicación de que se hiciera extensivo el sistema a la educación de la mujer. 65
  • 66. También se estableció durante el Protectorado las escuelas gratuitas de primeras letras.Por Decreto del 23 de febrero de 1822 se dispuso que "En todos los Conventos de regularesexistentes en el territorio del Estado, se establecerá una escuela gratuita de primeras letras".Los prelados de los Conventos deberían de nombrar el número conveniente de preceptores,que serían en su mayoría religiosos en vista de la escasez de personal laico. Esto sería en laCapital y en los Departamentos libres, empleándose el sistema Lancasteriano. Por decreto del 24 de noviembre de 1821, dispuso, para completar su decreto sobrelibertad de los hijos de esclavos, que era obligación de los amos el cuidar y asumir los gastosde la crianza y educación de los hijos de madres esclavas, hasta los veinte años en las mujeresy veinticuatro en los varones, debiendo "cuidar durante ese tiempo, no solo la manutención delos libertos, sino también de su instrucción ... ... ... deberán proporcionarles la enseñanza dealgún ejercicio industrial, por medio del cual puedan después los libertos subsistirindependientes y ser útiles a la comunidad". San Martín parece adelantarse al pensamiento de su ilustre compatriota, el gran donDomingo Faustino Sarmiento, quien dijo que si él pueblo era el soberano, pues había queeducar al soberano. En realidad no habrá jamás real soberanía e independencia de los pueblosde América, hoy llamados subdesarrollados, mientras existan inmensas cantidades de sushabitantes sumidos en la ignorancia. Para que se hable realmente de la soberanía eindependencia del Estado, hay que hacer que sea una realidad la soberanía e independenciadel ciudadano. Y esto se consigue principalmente por la educación. El derecho a la educacióncondiciona todos los demás derechos del individuo. No cabe nación desarrollada ni demo-cracia efectiva con pueblo inculto. Hecho que conviene resaltar es que José de San Martín como gobernante del Perú noolvidó tutelar los admirables restos del grandioso pasado indígena, en los monumentosarqueológicos existentes en el Perú. Por decreto del 2 de abril de 1822, y considerando que"Los monumentos que quedan de la antigüedad del Perú son una propiedad de la nación,porque pertenecen a la gloria que deriva de ellos", dispuso: "Se prohibe absolutamente laextracción de piedras minerales, obras antiguas de alfarería, tejidos y demás objetos que seencuentran en las HUACAS, sin expresa y especial licencia del gobierno, dada con algunamira de utilidad pública". A los contraventores de esta disposición les serían decomisados losobjetos y enviados al Museo Nacional que se creaba, imponiéndoles una multa que incre-mentaría los fondos para la instrucción pública. El generalísimo San Martín tiene elindiscutible mérito dé haber iniciado en nuestro país, la larga lucha que lleva ya más de sigloy medio por la salvaguarda del patrimonio histórico-cultural de la nación. Finalmente diremos que al iniciar San Martín su gobierno protectoral convocó el 7 deagosto de 1820 a concurso para dar a la nueva nación su Canción Nacional, más tarde llamadoHimno Nacional, y desde entonces tenemos los peruanos este símbolo de la Patria debido adon José Bernardo Alcedo en la música y a don José de la Torre Ugarte en la letra, ambosconsiderados Próceres de la Independencia y como tal sepultados en el Panteón de losPróceres en el parque Universitario. Pero desgraciadamente en la segunda mitad del siglopasado sufrió la interpolación de una estrofa apócrifa, de autor desconocido (Largo tiempo...etc.) que ya es tiempo que desaparezca totalmente para que todos los peruanos cantemos laverdadera letra escrita por don José de la Torre Ugarte y adoptada por la sagrada voluntad delpueblo en 1821. La música también sufrió algunas alteraciones pero ya ha sido restaurada a suversión original. La bandera dada en Pisco fue reformada como se explica más adelante. 66
  • 67. VERDADERA LETRA DEL HIMNO NACIONAL DEL PERU ESCRITA POR SU AUTOR DON JOSE DE LA TORRE UGARTE, SEGUN EL VALIOSO TESTIMONIO DE DON JOSE BERNARDO ALCEDO, AUTOR DE LA MUSICA Santiago Junio 8 de 1863. Sor. Dn. Juan D. Rivera (Callao) Mi apreciado paisano y amigo: Son en mi poder sus dos estimables, que recibí con el mayor agrado: una de 26 de Marzo, y éstaúltima de 26 de Mayo; y ambas dirigidas a un mismo objeto. Tal es el deseo de saber quien fue el autorde nuestra Canción Nacional: es decir de los versos. Y a efecto de satisfacer la curiosidad de Ud., ledigo que, fue un caballero iqueño. Dn. Juan de la Torre Ugarte, que también compuso los versos de laChicha; y llegando estas dos piezas a mis manos les puse la música.—Refiriéndome a la primera,conservo los versos originales de su misma mano, los que he sabido, que los han variado. Queriendoyo, pues, satisfacer completamente el deseo de Ud., a más de noticiarlo en lo que me pide, letranscribo toda la canción. Ofrezco a Ud. las consideraciones de mi aprecio, con el que me suscribo ser su affmo. amigo ypaisano Q.B.S.M. José Bernardo Alzedo. 67
  • 68. CANCION NACIONAL DEL PERÚ CORO Somos libres: seámoslo siempre; Y antes niegue sus luces el Sol, Que faltemos al voto solemne Que la Patria al Eterno elevó.Ya el estruendo de broncas cadenas Compatriotas, no más verla esclava:Que escuchamos tres siglos de horror, Si humillada tres siglos gimió,De los libres al grito sagrado, Para siempre jurémosla libre,Que oyó atónito el mundo, cesó. Manteniendo su propio esplendor.Por do quier San Martín inflamado Nuestros lazos hasta hoy desarmadosLibertad, libertad pronunció. Estén siempre cebando el cañón.Y meciendo su base en los Andes Que algún día las playas de Hesperia,La enunciaron también a una voz. Sentirán de su estruendo el terror. Somos libres & Somos libres &Con su influjo los pueblos despiertan Excitemos los celos de España,Y cual rayo corrió la opinión, Pues presiente con mengua y furorDesde el Itsmo a las tierras del fuego, Que en concurso de grandes nacionesDesde el fuego a la helada región. Nuestra Patria entrará en parangón.Todos juran romper el enlace, En la lista que de estas se forma,Que natura a ambos mundos negó, Llenaremos primero el renglón,Y quebrar ese cetro que España, Que el tirano ambicioso iberino,Reclinaba orgullosa en los dos. Que la América toda asoló. Somos libres & Somos libres &Lima cumple ese voto solemne, En su cima los Andes sostenganY severa su enojo mostró, la bandera o pendón bicolorAl tirano impotente lanzando Que a los siglos anuncie el esfuerzoQue intentaba alargar su opresión. Que ser libres por siempre nos dio.A su esfuerzo saltaron los fierros A su sombra posemos tranquilosY los surcos que en sí reparó, Y al nacer por sus cumbres el Sol,Le atizaron el odio y venganza Renovemos el gran juramentoQue heredó de su Inca y Señor. Que rendimos al Dios de Jacob. Somos libres & Somos libres &9 9 Colección Documental de la Independencia del Perú, Tomo X. Símbolos de la Patria.- Lima 1974.- 178-80. 68
  • 69. LA PRIMERA BANDERA PERUANA CREADA POR SAN MARTÍN EN PISCO EL 21 DE OCTUBRE DE 1820 Por decreto dado en su Cuartel General de Pisco, el 21 de Octubre de 1820, el Generalísimo donJosé de San Martín, estableció la primera bandera del Perú independiente en la siguiente forma: "Seadoptará por bandera nacional del país una de seda o lienzo de ocho pies de largo y seis de ancho,dividida por líneas diagonales en cuatro campos, blancos los de los extremos superior e inferior yencarnados los laterales; con una corona de laurel ovalada y dentro de ella un Sol saliendo por detrásde sierras escarpadas que se elevan sobre un mar tranquilo. El escudo puede ser bordado o pintadopero conservando cada objeto sus colores; a saber: la corona de laurel ha de ser verde y atada en laparte inferior con una cinta de color de oro; azul la parte superior que representa el firmamento;amarillo el Sol con sus rayos; las montañas de un color pardo oscuro y el mar entre azul y verde". BANDERA Y ESTANDARTE ESTABLECIDOS POR TORRE TAGLE EL 15 DE MARZO DE 1822. El Marqués de Torre Tagle, por decreto dado en Lima el 15 de Marzo de 1822, reformó labandera nacional del modo siguiente: "La bandera nacional del Perú se compondrá de una faja blancatransversal entre dos encarnadas de la misma anchura, con un Sol también encarnado sobre la fajablanca; la insignia de preferencia será toda encarnada con un Sol blanco en el centro; y el estandarte 69
  • 70. será igual en todo a la bandera con la diferencia de las armas provisionales del Estado que llevarábordadas sobre el centro de la faja blanca". BANDERA Y ESTANDARTE REFORMADOS POR TORRE TAGLE EL 31 DE MAYO DE 1822. Por decreto de 31 de Mayo del mismo año de 1822, Torre Tagle dispuso la siguiente reformasobre la bandera y el estandarte establecidos el 13 de Marzo: "La bandera de los buques de guerra, pla-zas marítimas y sus castillos, será de tres listas verticales o perpendiculares, la del centro blanca, y lasde los extremos encarnadas con un sol también encarnado sobre la lista blanca". "El estandarte seráigual en todo a la bandera, con la diferencia que en lugar del sol, llevará las armas provisionales delestado bordada sobre el centro de la lista blanca". 6.- Labor administrativa del Protectorado. Creación del Ejército y la Marina deGuerra. En su breve gobierno, San Martín realizó varias otras obras importantes, con las quepuso los fundamentos de la organización nacional del Perú. Se pueden mencionar lassiguientes: a) Creó en Lima la Alta Cámara de Justicia, antecesora de la Corte Suprema, y sostuvola independencia del Poder Judicial de las funciones políticas del Poder Ejecutivo. b) Organizó la Hacienda Pública y dio un Reglamento de Comercio de tendencia liberal. c) Organizó y reglamentó el Tribunal de Comercio. d) Reconoció, el derecho que tienen todos los hombres y mujeres de pensar, hablar yescribir, y por decreto del 13 de octubre de 1821, estableció la libertad de imprenta, sin estarsujeta a ninguna censura previa. Tan solo estaba incurso este derecho a la responsabilidadconsiguiente para los que abusaran de él. e) Extinguió el antiguo Tribunal de Minería y en su lugar creó una Dirección deMinería. f) Creó los primeros Cuerpos del Ejército Peruano para que sirviera de sustento a laindependencia. Por Decreto de 18 de agosto de 1821, creó el primer cuerpo de Ejército 70
  • 71. Peruano "cuyo eminente privilegio sea de servir de modelo a los demás, por su valor en loscombates y por su disciplina en todas circunstancias". Le dio por nombre "Legión Peruana dela Guardia" y estuvo integrada por un batallón de infantería, dos escuadrones de caballería yuna compañía de artillería volante de 100 piezas. Los escuadrones de caballería despuésformaron el regimiento "Húsares del Perú" que por su heroico comportamiento en la batallade Junín se le dio el nombre de "Húsares de Junín". g) También organizó por decreto del 6 de octubre de 1821 la marina peruana, el día 7dio nombre a los primeros buques de la escuadra que fueron el bergantín "Belgrano", elbergantín "Balcarce" y la goleta "Castelli". El día 8 el Vicealmirante Martín Jorge Guisse fuereconocido su primer Jefe. 7.- Aspecto económico: decadencia del comercio, agricultura y minería. Como consecuencia de la guerra emancipadora tuvimos que sufrir la decadencia en elcomercio internacional por el temor a que los barcos que traían y llevaban mercaderías fueranatacados por el enemigo. Y en cuanto ala agricultura, el tener que mantener a los dos ejércitosen lucha con más de tres mil hombres en acción permanente, el abandono que hacían de loscampos los labriegos para incorporarse a los ejércitos, y las campañas militares que desolaronlos campos, trajeron como consecuencia la decadencia de la agricultura. La minería tambiénentró en decadencia por la devastación de las minas que hacían los ejércitos en lucha, ytambién por el abandono que de ellas hacían los mineros para incorporarse a filas. DON BERNARDO DE MONTEAGUDO Argentino. Ministro de Guerra y Marina y de Relaciones Exteriores de San Martín, Presidente de la “Sociedad Patriótica” y principal defensor de los planes monarquistas. Fue depuesto y deportado por el motín del 25 de julio de 1822. Retornó bajo la dictadura de Bolívar y murió asesinado en Lima bajo circunstancias misteriosas (1825). 8.- Convocatoria a la reunión del primer Congreso Constituyente. Convencido San Martín de que la guerra no podría terminar pronto y de la necesidad deque el Perú tuviera su gobierno con forma definida (república o monarquía), convocó el 27 dediciembre de 1821 al pueblo peruano para elegir el primer Congreso, al cual le asignaba comoúnicas finalidades: 1º, establecer definitivamente la forma de gobierno del Perúindependiente; y 2º dar su primera Constitución. Sus planes monarquistas no dieron resultado. Los criollos y mestizos en general soquerían saber nada de monarquía. Estaban deslumbrados con el resultado maravilloso que 71
  • 72. había tenido en Estados Unidos el sistema republicano y, por consiguiente, la gran mayoríaestaba decidida por este gobierno. Aun sus mismos amigos que integraban el EjércitoLibertador eran republicanos. La creación de la “Orden del Sol” fue, pues, recibida condesagrado y desconfianza. Las discusiones establecidas en la "Sociedad Patriótica" en defensade la monarquía demostraron que el pueblo estaba en contra de ese sistema de gobierno. Loscriollos Sánchez Carrión, Pérez de Tudela y Mariano José de Arce defendieron el sistemarepublicano, haciendo decidida oposición a los planes de Monteagudo. Se empezó a estimarpor algunos que San Martín aspiraba a coronarse Rey, y se le llamaba secretamente "El ReyJosé". Todo esto, y la conferencia que después tendría con Bolívar en Guayaquil, lo hizodesistir de sus planes monarquistas y entregar el poder al pueblo peruano para que escogieralibremente su forma de gobierno. DON JOSÉ FAUSTINO SÁNCHEZ CARRIÓN (1787-1825) Prócer de la independencia nacional, natural de Huamachuco, quien defendió ante la “Sociedad Patriótica” el sistema de gobierno republicano, enviando unas importantes comunicaciones que firmaba con el seudónimo de “El Solitario de Sayán”. Fue Ministro de Gobierno y RR.EE. durante la dictadura de Bolívar. Falleció en 1825, en Lurín. LOS DEBATES ENTRE MONARQUISTAS Y REPUBLICANOS EN LA "SOCIEDADPATRIOTICA".- "La segunda sesión, dice Raúl Porras Barrenechea en su estudio sobre Mariano José de Arce,tuvo lugar cuatro días después, el 5 de Marzo. La inquietud de los republicanos era creciente. En el intervalo queprecedió a la sesión éstos se habían puesto de acuerdo sobre la forma en que combatirían el discurso de Moreno.La expectación se hizo más extensa por el numeroso público que se reunió para presenciar el debate desde labarra. Parece que se hallaba convenido entre los republicanos que antes de que Tudela y Luna Pizarro hicieran laimpugnación que les correspondía, Mariátegui como Secretario de la Sociedad, diera lectura a una carta dirigidaa esta la cual era un valiente alegato en contra de la Monarquía, escrito por Sánchez Carrión, quien la firmabacon el seudónimo de "El Solitario de Sayán". El plan de los republicanos se desbarató por completo en la sesión. 72
  • 73. Abierto el pliego cerrado que contenía la carta de Sánchez Carrión, el Secretario comenzó a darle lectura peroMonteagudo al darse cuenta de la certera refutación de sus propios argumentos que ésta contenía y del virilaliento doctrinario del documento, suspendió la lectura, alegando que se trataba de un escrito anónimo cuyocontenido debía examinarse previamente. La palabra correspondía a Pérez de Tudela quien en forma mesuradahizo más que la refutación del discurso de Moreno, una apología del sistema republicano y expresó su optimismoen cuanto a la posibilidad de su aplicación al Perú. Para el espíritu democrático de Tudela, el indio y el africano,podían ejercer dignamente la libertad que habían sido capaces de defender. "Hay en el Perú -dijo-,heterogeneidad en los colores, pero no en los deseos y sentimientos. El alma es igual en todos". Existiendo unapoblación apta para la libertad sólo eran necesarios algunos hombres de luces y virtudes como Franklin,Washington y San Martín. La unidad americana, frente a España, exigía por último, formar secciones regidas porlas mismas leyes, a fin de formar en el momento oportuno un cuerpo común. "El disgusto de Monteagudo al escuchar la oración de Tudela fue visible, pero ésta en cambio, diceMariátegui, fue recibida con júbilo enorme por la barra que aplaudió largamente al disertante. Luna Pizarro debíade hablar en seguida y todos esperaban oír de sus labios una hábil impugnación que desbaratara la dialéctica deldiscurso de Moreno que el de Tudela casi no había discutido. Pero en medio del desconcierto general LunaPizarro permaneció sin pedir la palabra, guardando su silencio, que según se dijo entonces, dice Mariátegui, "sele había exigido." "En ese momento de expectación, en que pareció que la maquiavélica obra de, zapa de Monteagudo, iba avencer, fue que Arce solicitó la palabra. Su réplica tuvo desde el comienzo el tono que el auditorio exigía. Fueuna crítica intemperante de las ideas expresadas por el clérigo Moreno al que envolvió en su censura contra lafórmula monárquica. El clérigo republicano tuvo desde la iniciación de su discurso esa fortuna de las primeraspalabras que deciden un definitivo triunfo oratorio. Comenzó diciendo, que al escuchar al Canónigo Moreno,había sentido la sensación de oír a Bossuet defendiendo a los despóticos reyes de Francia y que el discurso deéste era digno del siglo de Luis XIV. Después de este exordio rotundo examinó las formas de gobierno señaladaspor Montesquieu e hizo el elogio del sistema representativo. Extrañó que se quisiera delegar el poder a un. solohombre, cuando la ciencia política de su época proclamaba la división de los poderes y que el gobierno de lanación sólo podían ejercer los representantes de éstas reunidos en Congreso Constituyente. En forma despectivase refirió a los argumentos de Moreno sobre la libertad en relación con el territorio. "Confesó -dice él acta de lasesión- que esta máxima le era muy obscura y que no alcanzaba lo que quería decir, a no ser que coincidiera conel acento de Montesquieu; que un gobierno republicano sólo puede mantenerse en un territorio pequeño y queuno dilatado sólo puede gobernarse bajo la monarquía. Este acerto es mirado como erróneo después de habersedescubierto el sistema representativo el cual es adaptable desde el más pequeño hasta el más grande territorio. Elextracto que consignan las actas de la Sociedad es demasiado lacónico, pero deja sospechar los sentimientos queanimaron aquella arenga: el republicanismo encendido del orador, su desdén profundo por la organizaciónmonárquica y por los sostenedores de ella, su teoricismo político confiado e infalible. Para los espíritusapasionados no es fácil separar las ideas de quienes las encarnan o defienden. El final de aquella peroracióncandente hubo de recaer bruscamente, como el exordio, sobre la cabeza del áulico clérigo monarquista.Concluyó -dice el acta- que los argumentos del señor Moreno a pesar de su elocuencia no le convencían, tal vezpor ser idénticos a los que muchas veces oyó decir para sostener el cetro de Fernando."10 9.- Prosecución de las conversaciones con los españoles para terminarpacíficamente la guerra. A San Martín se le critica por no haber dado ninguna batalla importante en el Perú,acusándosele hasta de cobardía. No hay tal. No puede imputársele tal acusación a un hombreque tuvo la valentía de desembarcar en las costas del poderoso Virreinato del Perú defendidopor más de 23,000 soldados del ejército virreinal. Lo que ocurrió es que San Martín,aceptando el ofrecimiento del Virrey Pezuela desde que desembarcó en Pisco, se propusollegar a la terminación de la guerra por medios pacíficos, sobre la base de que Españareconociese la independencia del Perú, acordándosele una serie de beneficios comerciales. Después de las Conferencias de Punchauca entre San Martín y el último Virrey generalLa Serna, las conversaciones entre el Comisionado Abreu y otros delegados del Virrey con los10 De "La Iniciación de la República", tomo I, por Jorge Basadre. 73
  • 74. de San Martín continuaron en Lima y en Miraflores y Prosiguieron a todo lo largo de 1821 y1822, evitando San Martín todo encuentro bélico con los españoles para no malograr lasconversaciones, aunque se preparaba para el caso de un fracaso rotundo y la necesidad deproseguir la guerra. La terquedad y falta de vuelo mental de varios generales españoles, comoValdés, Monet y Camba, hizo fracasar este bello plan, que de haber tenido buen éxito, lehubiera ahorrado al Perú varios años de incomprensión y dolor. MARIA PARADO DE BELLIDO.- Aunque casi todos los historiadores la dan por nacida enHuamanga (Ayacucho), el sacerdote Carlos Cárdenas afirma haber descubierto su partida de bautizoen la parroquia de Cangallo, donde habría nacido en 1761. Su esposo, Mariano Bellido, y uno de sushijos trabajaban en la sección de correos del distrito de Parás, de la provincia de Cangallo, y formabanparte de las montoneras del coronel rebelde Cayetano Quirós. María Parado colabora con las fuerzaspatriotas en la medida de sus posibilidades, ya que a la sazón contaba con más de sesenta años, ademásde no saber escribir. Sin embargo, enterada de que el general realista José Carratalá pensaba enviarunas fuerzas a Parás, le avisa a su marido en una carta que hace escribir por su compadre MatíasMadrid. La carta es descubierta y las pesquisas conducen rápidamente hacia María, quien es hechaprisionera el 30 de marzo de 1822 por Carratalá, quien también reprimiría ferozmente a los rebeldesCayetano Quirós y Basilio Auqui. Sometida a intensos interrogatorios para que revelara los nombresde los comprometidos en el movimiento, María Parado de Bellido se negó a dar ningún nombre y sedice que habría respondido a sus captores: “No estoy aquí para informarles a ustedes sino parasacrificarme por la causa de la libertad”. Es fusilada en la pampa del Arco el 1º de mayo y su cadávertrasladado al templo de la Merced donde se le dio sepultura. Fusilamiento de María Parado de Bellido. 10.- La entrevista de Guayaquil entre los Libertadores San Martín y Bolívar y laprimera crisis del americanismo. 74
  • 75. Mientras en el Perú se realizaban los acontecimientos que hemos relatado, en el Norte,Bolívar obtenía resonantes triunfos; y después de la victoria aliada en Pichincha, elLibertador, al mando de sus fuerzas, había ingresado a la antigua Audiencia de Quito. Desde principios de año, San Martín estaba ansioso de tener una conferencia con elLibertador del Norte, para arreglar con él ciertos problemas relacionados con la terminaciónde la guerra emancipadora. En julio de 1822 encontrábase Bolívar en Quito. San Martín se embarcó en el Callaorumbo al puerto de Guayaquil, a donde llegó en la mañana del 25 de julio. Desembarcó al díasiguiente (26), en medio de grandes aclamaciones del pueblo. Las damas de Guayaquil leobsequiaron una corona de laureles de oro esmaltado. San Martín permaneció en Guayaquillos días 26 y 27 de julio, en el curso de los cuales tuvo con Bolívar tres conferencias, a puertacerrada y sin testigos, dos de ellas de gran importancia. Encuentro de los Libertadores en Guayaquil Tres cuestiones lo llevaron a San Martín a conferenciar con Bolívar. Ellas fueron: 1°, lasuerte de Guayaquil; 2°, la ayuda que debería prestar Bolívar para la terminación de la guerraen territorio peruano; y 3°, la forma de gobierno que deberían adoptarlas nuevas nacionesamericanas. Probablemente también un arreglo pacífico con los españoles. Sobre la primera, nada se pudo discutir, porque cuando San Martín llegó a Guayaquil(antiguo territorio peruano que Bolívar ambicionaba), se encontró con que el Libertador delNorte lo había incorporado de hecho a sus dominios en contra de la voluntad de la mayoríadel pueblo guayaquileño, que aspiraba a su unión con el Perú. Se dice que cuando San Martíndesembarcó en Guayaquil, Bolívar lo recibió diciéndole: "Bienvenido a tierra colombiana".La segunda cuestión fue esquivada por Bolívar. Manifestó que no creía ser de necesidad paravencer a los realistas en el Perú el traslado de todas sus fuerzas a este país. Ofreció tan sólouna ayuda de 1,400 hombres, que San Martín consideró insuficiente. Ante un ofrecimiento deSan Martín de ponerse a sus órdenes si venía al Perú con sus fuerzas, Bolívar contestó que sudelicadeza le impedía aceptar tal ofrecimiento. Respecto al tercer punto, Bolívar se manifestócontrario a los planes monárquicos del Protector. 75
  • 76. Las conferencias de Guayaquil significaron un fracaso para San Martín. Después de unarecepción que se realizó en su honor la noche del 27 de julio, San Martín abandonósilenciosamente Guayaquil, embarcándose en la madrugada del 28 de julio. Poco después, la"Macedonia” se hacía a la vela rumbo al Callao. Según dijo a sus amigos, "el libertador lehabía ganado la mano". San Martín regresó completamente desilusionado y comprendió queBolívar ambicionaba terminar la guerra emancipadora solo, sin su concurso. Resolvióentonces dejarle el paso libre, alejándose del escenario americano, en donde por espacio dediez años había luchado infatigablemente por la causa de la independencia con toda lealtad yprobado patriotismo. No hubo pues acuerdo entre los Libertadores. 11.- Instalación del primer Congreso Constituyente y dimisión de San Martín. Mientras San Martín se encontraba en Guayaquil, graves sucesos habían tenido lugar enLima, que lo reafirmaron en su decisión de abandonar el Perú. En el gobierno Protectoral, su hombre de confianza era el Ministro Monteagudo; peroMonteagudo se había hecho odioso ante la mayoría del pueblo peruano, primero por sus ideasmonarquistas, y luego por una serie de medidas drásticas que había dado, las que no fuerondel agrado del pueblo. Además se encontraba realizándose el proceso eleccionario para elegirlos representantes ante el Congreso convocado en diciembre, y se temía una imposición deeste Ministro para dar mayoría a los diputados monarquistas. Por estas razones, el 25 de juliode 1822 se presentó al Cabildo de Lima un acta firmada por más de quinientas personasexigiendo la inmediata deposición del Ministro. El Cabildo presidido por Riva Agüero le diosu apoyo inmediatamente y la remitió al Gobierno. Monteagudo renunció. Pero el puebloestaba excitado y se pidió su prisión y enjuiciamiento el gobierno para salvarle la vida loembarcó secretamente en la goleta de guerra "Limeña" rumbo al norte. El 19 de Agosto estuvo San Martín de regreso en el Callao. Grande fue su disgusto alenterarse de la destitución de Monteagudo, su gran colaborador desde hacía muchos años.Esto lo decidió a instalar cuanto antes el Congreso que había mandado elegir, y a entregar elmando. El 20 de setiembre de 1822 se instaló solemnemente el primer Congreso Peruano. Anteél San Martín se despojó de la banda bicolor y dijo: "Al deponer la insignia que caracteriza alJefe Supremo del Perú, no hago sino cumplir con mi deber y con los votos de mi corazón. Sialgo tienen que agradecerme los peruanos, es el ejercicio del supremo poder que el imperio delas circunstancias me hizo obtener. Hoy que felizmente lo dimito, yo pido al Ser Supremo queconceda a este Congreso el acierto, luces y tino que necesita para hacer la felicidad de susrepresentantes. Peruanos: desde este momento queda instalado el Congreso v el puebloreasume el poder supremo en todas sus partes". Acto continuo el Protector abandonó el localdel Congreso y se dirigió al pueblo de Magdalena (hoy Magdalena Vieja), y esa misma nochese embarcó en el bergantín "Belgrano" alejándose para siempre de las playas del Perú. EL ADIOS DE SAN MARTIN.- Al abandonar el Perú, San Martín dirigió su palabra de despedida alos peruanos en los siguientes hermosos términos: “Presencié la declaración de los Estados de Chile y del Perú; existe en mi poder el estandarte que trajoPizarro para esclavizar el Imperio de los Incas y he dejado de ser hombre público; he aquí recompensados conusura diez años de revolución y de guerra”. “Mis promesas para con los pueblos que he hecho la guerra están cumplidas: hacer la independencia ydejar a su voluntad la elección de los gobiernos". 76
  • 77. "La presencia de un militar afortunado (por más desprendimiento que tenga) es temible a los Estadosque de nuevo se constituyen. Por otra parte ya estoy aburrido de oír decir que quiero hacerme soberano. Sinembargo, siempre estaré dispuesto a hacer el último sacrificio por la libertad del País, pero en clase de simpleparticular y no más". “En cuanto a mi conducta pública, mis compatriotas (como en lo general de las cosas) dividirán susopiniones: los hijos de éstos dirán su verdadero fallo”. “Peruanos: os dejo establecida la representación nacional. Si depositáis en ella entera confianza, cantadel triunfo; si no, la anarquía os va a devorar". “Que el acierto presida vuestros destinos, y que estos os colmen de felicidad y de paz". 12.- Juicio crítico sobre la obra de San Martín en el Perú. El Perú tiene contraída deuda eterna con San Martín. Prestó su valioso concurso paraque el Perú consiguiera su independencia de España, convencido de que contribuía así a laindependencia de su propia patria y de las demás naciones del Continente. Con clarividenciade genio y con lealtad de hombre puro, sin ambiciones mezquinas y con desprendimientoejemplar, puso en marcha victoriosa la revolución americana hacía la consecución de suverdadero destino. Si ejerció algún tiempo el gobierno del Perú independiente, lo hizo sinhumillar al pueblo peruano, antes bien, enalteciéndolo, y sin irrogar perjuicios territoriales anuestra Patria. Cumplió su palabra empeñada en dejar al pueblo peruano la elección de su gobiernopropio cuándo consideró cumplida su misión militar, alejándose silenciosamente hacia suvoluntario ostracismo, convencido de que el juicio de la Historia, que es el juicio de lossiglos, le sería favorable y le daría la razón. Con justicia el primer Congreso peruano lodeclaró "Fundador de la libertad del Perú" y le decretó merecidos honores. La gran Plazaerigida en el corazón de Lima para honrar su memoria, y el grandioso monumento que en ellaha levantado el Perú para perennizar su figura, son manifestación elocuente de la gratitud delPerú hacia el Gran Capitán de los Andes. 77
  • 78. CAPITULO IX: EL PRIMER GOBIERNO PERUANO. EL CONGRESO CONSTITUYENTE, LA JUNTA GUBERNATIVA Y LA PRESIDENCIA DEL MARISCAL RIVA AGÜEROPlenario del Primer Congreso Constituyente de la República celebrado en la antigua capilla de la Universidad de San Marcos y que estableció definitivamente el sistema de gobierno republicano. Hermoso cuadro del pintor nacional señor Gonzales Gamarra. 1.-El Congreso Constituyente de 1822. Tal como se había anunciado, el 20 de setiembre de 1822, en medio del repique de lascampanas de las iglesias de Lima, salvas de artillería de tierra y de los buques de guerra en elCallao, vítores y aplausos, se instaló solemnemente el primer Congreso peruano. Ante él,hemos visto, renunció San Martín al mando supremo que había ejercido desde su desembarcoen Pisco. Uno de los primeros actos de los representantes de la Nación así reunidos fue elegirPresidente Provisional del Congreso. Hecha la votación respectiva, resultó elegido donToribio Rodríguez de Mendoza, rindiendo así el Congreso justo y merecido homenaje a estafigura prócer, que desde hacía muchos años había difundido en el Perú las doctrinasrevolucionarias y al frente del Convictorio de San Carlos habla educado a muchos jóvenescriollos que en esos momentos se sentaban en los escaños de los diputados. Luego se procedióa elegir Presidente efectivo del Congreso, recayendo tal nombramiento en el famoso curacriollo, don Francisco Javier de Luna Pizarro. A continuación el Congreso aprobó su primerdecreto por el cual se decía: "QUE EL CONGRESO CONSTITUYENTE ESTABASOLEMNEMENTE INSTALADO, QUE LA SOBERANIA RESIDIA EN LA NACION YSU EJERCICIO EN EL CONGRESO QUE LEGITIMAMENTE LA REPRESENTA"11.11 El Congreso Constituyente de 1822 y que duró con algunas interrupciones hasta el 10 de marzo de 1825,adoptó el procedimiento de renovar su directiva mensualmente, y en consecuencia cada mes se elegían nuevospresidentes y secretarios. Así fueron Presidentes del Congreso después de Luna Pizarro, los señores José Larreay Loredo, Juan Andueza, Hipólito Unanue (2 veces), Nicolás de Araníbar (2 veces), Carlos Pedemonte (3 veces), 78
  • 79. 71 Diputados representando a los Departamentos libres del Perú y a los que ocupabanlas fuerzas realistas componían este primer Congreso, conocido también con el nombre deConstituyente, porque dio la primera Constitución del Perú. Ellos eran: 2 nobles, 23eclesiásticos, 20 abogados; 5 médicos; 5 militares, 1 marino, 4 empleados, 2 propietarios, 6comerciantes y 3 mineros. De estos 71 diputados 60 eran nacidos en el Perú y 11 en otroslugares de América española porque su convocatoria y elección se hizo bajo el conceptocontinental de la patria, según lo dispuesto en el Estatuto Provisorio del Protectorado (Sec. 9a,art. 11) "Son ciudadanos del Perú los que hayan nacido o nacieron en cualquiera de losEstados de América que hayan jurado la independencia de España". De los 20 diputadossuplentes elegidos, 18 eran nacidos en el Perú y 2 en otros países. DON FRANCISCO JAVIER DE LUNA PIZARRO (1785-1855) Natural de Arequipa. Sacerdote representante de Arequipa al Primer Congreso Peruano de 1822, defensor del sistema republicano y Presidente de dicho Congreso. Intervino activamente en más de una década en la vida política del país. Desde 1846 fue Arzobispo de Lima. 2.-Grandes figuras civiles del Congreso de 1822. Por sus luces, preparación, talento, méritos y servicios, los peruanos reunidos en esteCongreso Constituyente eran sin duda lo más notable que por entonces existía en el Perú. Losmás selectos representantes del clero, del foro, la magistratura, la ciencia, el comercio, lamilicia y el pueblo en general, se reunieron en el antiguo local de la Universidad para asumirsus funciones de gobernantes.Justo Figuerola (3 veces), Manuel Arias, Manuel Salazar y Baquíjano, José de La Mar, Felipe A. Alvarado, José,M. Galdeano y José Gregorio Paredes. 79
  • 80. Estaban allí, don Toribio Rodríguez de Mendoza, el egregio Rector del Convictorio deSan Carlos y, junto con él, muchos de sus antiguos y más notables discípulos, como don JoséFaustino Sánchez Carrión, quien defendió durante el Protectorado el sistema republicano degobierno y luego lo veremos actuar como secretario del Libertador Bolívar en el Perú.También fueron discípulos de Rodríguez de Mendoza en este Congreso don Francisco JavierMariátegui, ardiente republicano que sería primer secretario del mismo Congreso; donManuel Pérez de Tudela, fogoso republicano, quien redactara el Acta de la Independencia;don José Joaquín olmedo, famoso poeta que cantaría las glorias de Bolívar; don JustoFiguerola y muchos otros más. Se encontraban también allí famosos discípulos del ObispoChávez de la Rosa, director del Seminario de San Jerónimo, de Arequipa, como don FranciscoJavier de Luna Pizarro y don Mariano José de Arce, ambos distinguidos sacerdotes y ardientespartidarios del sistema republicano. Integraron este Congreso nobles, como el Conde de VistaFlorida, don Manuel Salazar y Baquíjano, y el Marqués de Salinas, don Francisco JavierFernández de Paredes. Médicos famosos, como don Hipólito Unanue, que había integrado ensu juventud la célebre Sociedad "Amantes del País" y que ahora actuaba al lado de San Martíny Bolívar. Otros médicos famosos fueron don José Gregorio Paredes, don Miguel Tafur y donJosé Pezet. Eran, pues, los individuos más selectos que tenía el Perú los que se congregaronen este primer Congreso para asumir las funciones de gobernantes. 3.-Adopción del sistema republicano por el Congreso y promulgación de laConstitución Liberal de 1823. De acuerdo con el objetivo de su convocatoria, este Congreso tenía por finalidad definirla forma de gobierno que debería de adoptar el Perú independiente y dar su primeraConstitución. En cuanto al primer punto, la cuestión se presentó resuelta desde el primer momento,por cuanto los diputados que integraban este Congreso eran en su casi totalidad republicanos.Declararon que la nación se denominaría República Peruana y su gobierno sería popularrepresentativo. Además, declararon que era incompatible con esta forma de gobierno laexistencia de la Orden del Sol y los títulos de Castilla (nobleza) y luego desautorizaron lamisión de los señores García del Río y Paroissien enviada por San Martín a Europa en buscade un príncipe para el Perú. La obra cumbre de este primer Congreso peruano fue la Constitución de tendencialiberal que promulgaron el 12 de noviembre de 1823. La Constitución de 1823 estableció el sistema republicano de gobierno; la división delos poderes del Estado; la elección de Municipalidades; el principio de que nadie nace esclavoen el Perú; estableció todas las garantías; estableció la libertad de imprenta, la libertad decomercio y de industria; la inviolabilidad del domicilio el derecho de propiedad y el secretode las cartas, etc. Restringió el concepto de Patria a lo nacional al disponer: "Son peruanos,todos los hombres libres nacidos en el territorio del Perú" (Art. 10, inc. 1). EstaConstitución verdaderamente no rigió en el Perú, porque, promulgada el 12 de noviembre de1823, fue casi inmediatamente suspendida en todos sus artículos paró no obstaculizar la laborque Bolívar por entonces hacía en el Perú. Quedó como bella promesa para tiempos mejores 80
  • 81. 4.-Establecimiento de la Primera Junta Gubernativa y la guerra contra losespañoles: Primera Expedición a intermedios. El Congreso Constituyente, que en el momento de la ida de San Martín asumió todoslos poderes, resolvió formar una Junta Gubernativa con miembros de su seno; para que, en sunombre, ejerciera las funciones del Poder Ejecutivo. Se formó así la Junta presidida por elgeneral don José de La Mar e integrada por don Felipe Antonio Alvarado (hermano delgeneral Rudecindo Alvarado) y el Conde de Vista Florida don Manuel Salazar y Baquíjano.La Junta entró en funciones el 21 de setiembre de 1822. El problema principal que tenía que afrontar la Junta era el de la guerra contra losespañoles. Se ha dicho en el Capítulo anterior, que el Virrey La Serna contaba con más de20,000 soldados que ocupaban el territorio entre Cerro de Pasco y el Alto Perú. Estas tuerzasse encontraban repartidas de la manera siguiente: el general Canterac se encontraba entreJauja y Huancayo, amenazando permanentemente Lima; el general Ramírez, en Arequipa; elVirrey, en el Cuzco; el general Carratalá, en Puno y el general Olañeta, en Potosí. El litoralestaba defendido por pequeños destacamentos en misión de observación. La Junta decidió poner en práctica el Plan de Campaña por Puertos Intermedios, quehabía bosquejado el general San Martín. Consistía este plan, como se ha dicho, en que unejército expedicionario embarcado en el Callao debería de atacar a los españoles por puertosintermedios del Sur, mientras un ejército salido de Lima atacaría a las fuerzas realistas por laregión del Centro, para evitar que se unieran a las del Sur, y un ejército argentino atacaría alos españoles por el Alto Perú, con igual objetivo. Poniendo en realización el plan de campaña, en los primeros días de octubre se embarcóen el Callao con el nombre de "Ejército Libertador del Sur" una fuerza expedicionaria de3,500 hombres al mandó del general Rudecindo Alvarado. En Lima se quedó una fuerza de 81
  • 82. 4,000 hombres denominada "Ejército del Centro" al mando del general Arenales, con encargode atacar a los realistas por Jauja. La primera Expedición a Intermedios fue un fracaso. Alvarado no puso dinamismo ensus acciones dando tiempo a los realistas para que asumieran un buen plan defensivo.Alvarado llegó a Iquique en donde desembarcó un destacamento para que iniciara acciónsobre el Alto Perú. Luego se dirigió a Arica, en donde permaneció sin desembarcar porespacio de 3 semanas, dando tiempo para que el Virrey, noticiado por su servicio de espionajede la campaña peruana, ordenara a Canterac y Valdez acudir con sus fuerzas a la zona del Suramenazada. Cuando a fines de diciembre Alvarado desembarcó en Arica y avanzó sobreMoquegua se encontró con las fuerzas realistas que ocupaban mejores posiciones y en lasbatallas de Torata y Moquegua (19 y 21 de enero de 1823), fue completamente derrotado,embarcándose precipitadamente hacia el Callao con cerca de 1,000 sobrevivientes. 5.-El motín de Balconcillo y la pugna entre el Ejército y el Congreso.Nombramiento de don José de la Riva Agüero Presidente de la República. El fracaso de la Expedición a Intermedios y la incapacidad de la Junta Gubernativa paradirigir la guerra contra los españoles, determinaron el primer golpe militar en nuestra historiarepublicana. El "Ejército del Centro", acantonado en el x campamento de Balconcillo, cercanoa la Capital, solicitó al Congreso el 26 de febrero que la Junta Gubernativa dejara el mando yse nombrara Presidente de la República al coronel de milicias don José de la Riva Agüero, elhombre más capacitado por aquellos momentos. Ante la presión del ejército, el 28 de febrerofue nombrado Presidente de la República don José de la Riva Agüero y Sánchez Boquete, alque a los pocos días ascendió a Mariscal. DON JOSE DE LA RIVA-AGÜERO, PROCER DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL Criollo distinguido perteneciente a una familia de la aristocracia limeña, fue un decidido partidario de la independencia desde los primeros momentos. Estuvo en España en tiempos de la invasión napoleónica afiliándose a las Logias que por entonces trabajaban por la independncia de América. En 1810, estuvo de regreso al Perú, y desde entonces y hasta lo llegada de San Martín fue “la figura epónima de las conspiraciones limeñas". Colaboró con San Martín antes y después de su llegada al Perú. Nombrado por el Protector Presidente (Prefecto) del Departamento de Limo, tuvo destacada actuación en la defensa de la Capital cuando Canterac la atacó en setiembre de 1821. Fue el principal promotor de la asonada contra Monteagudo en julio de 1821. Nombrado el 28 de febrero de 1823 Presidente de la República, fue el primer peruano que ocupó tan alto cargo. Riva-Agüero quería terminar la independencia del Perú sin el concurso de tropas extranjeras y por el esfuerzo propio de los peruanos. Es una figura prócer de lo independencia peruana. 82
  • 83. 6.-Presidencia del Mariscal José de la Riva Agüero y la segunda Expedición aIntermedios. Tan pronto como Riva Agüero asumió el mando comenzó con gran actividad a poner alpaís en condiciones de terminar la obra iniciada por San Martín. Su obra gubernativa seconcreta en los siguientes puntos: a) Puso gran empeño en formar un ejército genuinamente nacional, con los restos que sesalvaron de la expedición de Alvarado y con el ejército que se encontraba en Lima, poniendoal frente de él al general don Andrés de Santa Cruz; luego en las provincias del Norte, enTrujillo, ordenó al comandante La Fuente formar fuerzas de reserva. b) Envió misiones diplomáticas a Colombia, Chile y Argentina para solicitar la ayudainmediata de estos países. La ayuda que más necesitaba Riva Agüero era la de Bolívar,nombrando con tal fin su Ministro Plenipotenciario ante el Libertador al general don MarianoPortocarrero. Portocarrero pactó con Bolívar en Guayaquil un auxilio de 6,000 hombres,equipados y pagados por el Perú, y conforme a este pacto, empezaron a llegar al Callao en elmes de abril las primeras tropas colombianas. Junto con ellas llegó al Perú, en calidad deEnviado Extraordinario de Bolívar, el general don Antonio José de Sucre, pero su verdaderoobjeto era dirigir la marcha de las fuerzas auxiliares colombianas y preparar el terreno paraque Bolívar fuera llamado al Perú. La habilidad de Sucre llevó a buen éxito su plan comoveremos luego. Riva Agüero también envió representantes diplomáticos a Chile y Argentina.A Chile, a don José Larrea y Loredo, quien consiguió un empréstito del gobierno chileno yuna ayuda en hombres y materiales para la segunda expedición a Intermedios. Ante laArgentina encargó la representación del Perú al Vicealmirante Blanco Encalada, sin resultadospositivos. c) Formó la primera escuadra peruana, cuyo mando encargó al Vicealmirante Guisse. d) Durante su gobierno se aprobó con Inglaterra el primer empréstito por 1200,000libras esterlinas, lo que permitió a Riva Agüero disponer de los fondos necesarios para su obragubernativa. e) Realizó la segunda Expedición a Intermedios. La prodigiosa actividad desplegadapor Riva Agüero permitió que antes de dos meses, el Perú contara con un ejército nacional demás de 5,000 hombres, pronto a entrar en campaña. Riva Agüero, que había participado en laconfección del primitivo plan militar de San Martín por puertos intermedios, resolviónuevamente llevarlo a la práctica, convencido de que el fracaso de Alvarado se debió ala malaejecución de dicho plan. Aspiraba a Libertar el Perú bajo su mandato, evitando la venida deBolívar. Con el objeto pues de iniciar una segunda campaña por puertos intermedios, se embarcóen el Callao en el mes de mayo y zarpó a fines de dicho mes, un ejército expedicionario de5,095 hombres al mando del general Santa Cruz y llevando como Jefe de Estado Mayor alcoronel don Agustín Gamarra. Por primera vez el Perú tenía un ejército formado íntegramentepor elementos peruanos que entraba en campaña, lo que exaltaba el sentimiento nacional. 83
  • 84. Santa Cruz al tiempo de iniciarla se apersonó ante el Congreso, y ofreció a los representantesvolver triunfante o morir en la campaña. Ni triunfó, ni murió. Esta segunda Expedición a Intermedios fue un nuevo fracaso militar por la incapacidadde sus jefes. Santa Cruz desembarcó sus fuerzas en Iquique, Arica y Pacocha y avanzó sobreel Alto Perú. Gamarra ocupó la ciudad de Oruro y Santa Cruz ocupó La Paz. El Virrey envióal general Valdez para que atacara a Santa Cruz, teniendo lugar la batalla de Zepita (25 deagosto), a orillas del Lago, siendo Santa Cruz obligado a retirarse. Luego el Virrey La Sernaunió sus fuerzas a las de Valdez y persiguieron a Santa Cruz, el que tomó el camino de lacosta, embarcándose en el puerto de Ilo con 700 sobrevivientes. A esta retirada de Santa Cruzlos realistas la bautizaron con el nombre de "Campaña del talón". 7.-Llegada del general Antonio José de Sucre y las primeras tropas colombianas. El año de 1823 fue desastroso para el Perú. No sólo porque en ese año ocurrieron lasdos derrotas de las campañas a Intermedios, sino por el caos político en qué se vio envuelto,por las luchas intestinas que surgieron entre los peruanos, sin reparar en el peligro quesignificaba el ejército realista ocupando gran parte del país. Esto abrió el camino para quellegara al Perú don Simón Bolívar, como un salvador de la situación angustiosa en que nosencontrábamos, y se enseñoreara del gobierno por espacio de 3 años. A principios de mayo de 1823 había llegado a Lima el general don Antonio José deSucre como Enviado Extraordinario de Bolívar en el Perú. Sucre a la vez que gran guerreroera muy hábil diplomático y él fue encargado de preparar el camino para la llegada de donSimón Bolívar. En carta a don Joaquín Mosquera, Plenipotenciario colombiano en Lima, ledecía Bolívar: "Es preciso trabajar porque no se establezca nada en el país, y el modo másseguro es dividirlos a todos. La medida adoptada por Sucre de nombrar a Torre Tagle,embarcando a Riva Agüero con los diputados y ofrecer a éste el apoyo de la división deColombia para que disuelva el Congreso es excelente. Es preciso que no exista ni simulacrode Gobierno, y esto se consigue multiplicando el número de mandatarios y poniéndolos atodos en oposición. A mi llegada debe ser el Perú un campo rosado, para que yo pueda hacercon él lo que me convenga".12 8.- Ataque de los españoles a la capital y caos políticos en el Perú. Nombramientode Sucre y traslado de Riva Agüero a Trujillo. El resentimiento que tenía el Congreso contra Riva Agüero por el motín de Balconcillo,estalló en forma alarmante y peligrosa para el Perú en junio de ese año de 1823, algo muylamentable que debemos censurar, porque cuando la Patria está en peligro, es un deber launión de los peruanos para afrontar unidos ese peligro. No cabe ninguna duda que la pugnaante el Congreso y Riva Agüero estuvo alentada por Sucre quien apoyó al Congreso. La ocasión, para que estallara la crisis la dio el general Canterac que al frente de su bienequipado y lujoso ejército que comandaba en la sierra central, se puso en marcha sobre Lima,a principios de junio de 1823. El 18 de junio Canterac ocupaba la Capital. El Congreso, elGobierno, los Tribunales y las oficinas públicas se trasladaron al Callao, ubicándose en lasfortalezas del Real Felipe. Desde que se supo la marcha de Canterac, Sucre aprovechó laocasión para ahondar las relaciones entre el Congreso y Riva Agüero. Ofreció al Congreso12 Este documento lo dio a conocer en una publicación el maestro del Libertador don Simón Rodríguez y estátranscrito en parte en la Historia Militar del Perú del general Carlos Dellepiane, Tomo I, pág. 189 84
  • 85. "Las armas colombianas por garantía de su libertad, y que se honrarían en servirle tan celosa yfielmente como soldados peruanos". En el Callao estalló la discordia entre el Congreso y Riva Agüero. El 19 de junio elCongreso dispuso que el Gobierno, los Tribunales y el Congreso mismo se fueran a Trujillo.Creó un Poder Militar que encargó a Sucre y acordó invitar a Bolívar para que terminara laguerra emancipadora en el Perú. Con tal objeto envió a Guayaquil a los diputados SánchezCarrión y Olmedo. Luego concedió a Sucre facultades iguales a las del Presidente de laRepública, y el 23 de junio dispuso que Riva Agüero quedaba exonerado del mando supremo.El caos político se encontraba en marcha. Riva Agüero no aceptó tal disposición y se embarcó para Trujillo con parte de losdiputados en donde estableció su gobierno. 9.-Desocupación de la Capital por las fuerzas de Canterac y Presidencia en Limade don José Bernardo de Tagle, marqués de Torre Tagle. Riva Agüero llegó a Trujillo y siguió manteniendo su investidura de Presidente del Perú,amparado en la fuerza de que disponía. Mientras tanto Sucre en el Callao preparaba suejército para ir en auxilio de las fuerzas de Santa Cruz. En Lima, Canterac no sacaba ningún provecho con su ocupación y después de haberimpuesto al vecindario fuertes cupos en dinero y joyas, y haber cometido actos repulsivos,empezó a retirar su ejército por escalones en los primeros días de julio, y el 16 salió con elresto de las fuerzas que le quedaban sin ser molestado, en dirección a sus antiguosacantonamientos en la sierra. No bien hubo Canterac abandonado la Capital, los independientes entraron en ella.Sucre, deseando ir en ayuda del ejército de Santa Cruz, se embarcó al frente de su ejército el20 de julio con destino a Arequipa. Antes de embarcarse dio en Lima un decreto (julio 17)encargando al marqués de Torre Tagle el "alto mando del país". El 20 de julio Torre Tagle sehizo cargo del mando en forma provisional, hasta que en agosto el Congreso lo eligióPresidente de la República en reemplazo de Riva Agüero. Así, en agosto de 1823, se encontró el Perú dividido, con dos Presidentes, y en esosmomentos aparecía Bolívar en el escenario peruano. 85
  • 86. GENERAL DON ANTONIO JOSÉ DE SUCRE Comandante en Jefe del Ejército Libertador en la última campaña. Vencedor en la batalla de Ayacucho.EL MARTIRIO DE JOSÉ OLAYA BALANDRA.- José Olaya nació en 1782 en la villa deSan Pedro de Chorrillos, “una ranchería de pescadores” y, simultáneamente, unode los balnearios más famosos de la época. Hijo de José Apolinario Olaya y deMelchora Balandra. Aparentemente sirvió desde muy joven a la causalibertadora, pues se dice que ya desde 1820 portaba mensajes de enlace entreChorrillos y las naves de la escuadra libertadora recién llegadas al litoralperuano, al mando del marino británico Thomas Cochrane. Su padre fallece en1822 y al año siguiente conoce a Juana de Dios Manrique, quien apoyabaigualmente la causa de la emancipación y cuyo nombre serviría de cubierta a lascomunicaciones secretas entre los patriotas. En junio de 1823, luego de laderrota del ejército libertador en las batallas de Torata y Moquegua, Lima fueocupada por las tropas realistas del general José Canterac y el gobiernoindependiente tuvo que refugiarse en los castillos del Real Felipe, al igual que lasfuerzas del ejército libertador al mando del general Antonio José de Sucre. Era deimperiosa necesidad restablecer la comunicación entre los sitiados en el Callao ylos patriotas de Lima, además de conocer los movimientos del ejército enemigode ocupación. En tal circunstancia, Andrés Riquero, antiguo contador mayor y tíode Juana de Dios Manrique, planteó a Sucre la posibilidad de utilizar para talmisión la experiencia y el probado valor de José Olaya, quien por su oficio hacíacontinuos viajes entre el pueblo de Chorrillos y la isla de San Lorenzo, y nodespertaría sospecha alguna. El 27 de junio de 1823, cuando llevaba una cartade Sucre para Narciso de la Colina, el pescador fue descubierto –se dice que araíz de una delación– y capturado en la calle de Acequia Alta. Sometido aindescriptibles torturas por el brigadier Ramón Rodil, gobernador de la capital, senegó a revelar los nombres de los comprometidos en las comunicaciones. Ante suresolución, dos días después, el 29 de junio, fue fusilado en el callejón dePetateros, situado a un costado de la plaza de Armas de Lima, que hoy lleva elnombre del mártir. Se cuenta que, antes de morir, se dirigió a sus captoresdiciendo: “Si mil vidas tuviera, gustoso las daría por mi patria”. En mérito a suejemplar conducta, José Olaya es honrado hasta hoy como patrono del arma deComunicaciones del Ejército. Dos textos fundamentales en torno a su biografíason: “Morir por la patria, el mártir José Olaya” de Ismael Portal, y “El mártirpescador José Silverio Olaya y los pupilos del Real Felipe” de Luis AntonioEguiguren. 86
  • 87. José Olaya 87
  • 88. CAPITULO X: LA CORRIENTE LIBERTADORA DEL NORTE. BOLIVAR EN EL PERU Y LAS BATALLAS DE JUNIN Y AYACUCHO LIBERTADOR DON SIMÓN BOLÍVAR 1. Don Simón Bolívar y su formación europea. Don Simón Bolívar nació en Caracas el 24 de julio de 1783, en un hogar perteneciente ala aristocracia criolla de Venezuela. Huérfano de padre a los tres años y de madre a los nueve,y heredero de un rico patrimonio, tuvo por maestro a don Simón Rodríguez quien ejerciósobre el futuro libertador una extraordinaria influencia inculcándole ciertas ideas que mástarde Bolívar pondría en práctica. No había cumplido aún los diecisiete años de edad (1799) cuando viajó a Europa. Erapor entonces teniente de un regimiento de milicias del que su padre había sido coronel. Visitólas Antillas y México; recorrió toda España trabando amistad con el Príncipe de Asturias, elmás tarde Fernando VII, y llegó a Francia cuando Napoleón inauguraba su ConsuladoVitalicio. Casado en España en 1802 con Teresa María Rodríguez de Toro, hija del aristócratacaraqueño Marqués de Toro, regresó en unión de ella ese mismo año a Venezuela. Su felicidad conyugal duró poco. Viudo antes del año, sin tener descendencia, einconsolable, realizó un segundo viaje a Europa (1803). En París cultivó el estudio de algunaslenguas vivas y conoció a Humboldt. 88
  • 89. Por entonces Bolívar era asiduo lector de las obras de Roussesu, especialmente ElContrato Social. Presenció la coronación del Emperador Napoleón Bonaparte. A su paso porCádiz había jurado en la "logia Lautaro" luchar ponla independencia de América. Con estas y otras impresiones atravesó los Alpes y llegó a Roma. Estando en la CiudadEterna, ascendió al Monte Aventino, el Monte Sacro de los romanos en compañía de sumaestro y allí pronunció su célebre juramento para independizar América: JURO DELANTEDE USTED; -dijo- JURO, POR EL DIOS DE MIS PADRES; JURO POR MI HONOR;JURO POR LA PATRIA, QUE NO DARE DESCANSO A MI BRAZO NI REPOSO A MIALMA HASTA QUE HAYA ROTO LAS CADENAS QUE NOS OPRIMEN POR LAVOLUNTAD DEL PODER ESPAÑOL (1805). En 1806, después de haber visitado Bélgica y Alemania, regresó a Venezuela. Antes dellegar a su patria visitó Estados Unidos, contemplando su progreso. En Venezuela se consagróa las labores agrícolas en su hacienda San Maten, hasta qu la revolución lo sacó de suslabores. 2. Incorporación de Bolívar a la revolución en Venezuela. Al estallar en 1810 la revolución Venezolana, la junta de Caracas lo envió Inglaterra encompañía del notable intelectual venezolano don Andrés Bello, para solicitar el apoyo moral ymaterial de aquella gran monarquía constitucional, enemiga de España. Esta misión fracasó, yal final de 1810 estaba de regreso en Venezuela conduciendo un poco de armamento; y lo queera más importante, trayendo a su patria a don Francisco de Miranda. El 5 de julio de 1811 elCongreso Venezolano decretó la independencia de Venezuela. Luego Bolívar tuvo que luchar contra la primera reacción realista que dirigió el generalMonteverde con miras a destruir la primera República Venezolana inaugurada en 1811.Estando en plena lucha contra Monteverde, ocurrió el famoso terremoto de 26 de marzo de1812 (Jueves Santo), que arruinó a las ciudades de Mérida, Barquisimeto, San Felipe, LaGuayra y Caracas, precisamente los lugares en donde se había producido la revolución,dejando intacto el resto del país que había quedado en poder de los realistas. Esto fueexplotado por el clero, como una maldición del cielo para los que se habían rebelado contra elRey Fernando. La plaza fuerte de Puerto Cabello, a cargo de Bolívar, se rindió y Mirandanombrado Generalísimo de las fuerzas venezolanas se vio obligado a capitular y se dispuso aembarcarse para el extranjero. Como corrieran siniestros rumores de que Miranda habíatraicionado la causa patriota, algunos jefes criollos acaudillados por Bolívar apresaron aMiranda y lo entregaron a los realistas, levantando un baldón sobre su nombre, porque elinmaculado Miranda era del todo inocente. Bolívar se dirigió a Curazao y luego a Santa Marta, pensando iniciar la reconquista desu patria con la ayuda de Nueva Granada. Invadió en 1813 Venezuela por el occidente,iniciando su famosa "GUERRA A MUERTE" con las siguientes palabras: "Españoles yCanarios, contad con la muerte aún siendo indiferentes si no obráis activamente en obsequiode la libertad americana. Americanos, contaos con la vida aún cuando seáis culpables". El 7de agosto entraba triunfalmente en Caracas y merecía el título de LIBERTADOR. La campaña continuó sangrientamente. Los llaneros venezolanos acaudillado por elferoz jefe realista Boves, derrotaron a las fuerzas de Bolívar y Nariño en la batalla de LaPuerta (15 de junio de 1814) y el Libertador se vio obligado a abandonar la Capital que fue 89
  • 90. ocupada por el jefe realista. Perseguido por las fuerzas de Boves, Bolívar se vio obligado ahuir embarcándose en un buque de un italiano Bianchi. Boves murió en campaña contra losúltimos restos de la resistencia patriota del 14, siendo reemplazado en el mando de las fuerzasrealistas por Tomás Morales. En los primeros meses de 1815 los independientes venezolanos no contaban más quecon la Isla de Margarita. De ella los desalojó la famosa expedición de MORILLO que llegóaquel año procedente de España destinada a pacificar Venezuela y Nueva Granada, comoactivamente lo consiguió, según vimos anteriormente. Bolívar que había pasado a NuevaGranada para servir nuevamente a la causar revolucionaria, ante rencillas surgidas entre losjefes independientes y la presencia de Morillo, abandonó las playas neogranadinas y se dirigióa la Isla de Jamaica, en donde escribió en 1815 su famosa "CARTA DE JAMAICA",maravilloso documente en que hace un estudio de la revolución de América española. DeJamaica pasaría luego a la Isla de Haití, y de allí regresaría nuevamente a su patria aacaudillar definitiva y triunfalmente, LA CORRIENTE LIBERTADORA DEL NORTE, desdelos llanos del Orinoco hasta las cumbres de Potosí. Falleció en Santa Marta (Colombia) el 17de diciembre de 1830. 3.- La Corriente Libertadora del Norte y el Congreso de Angostura. De Jamaica como se ha dicho, Bolívar sé trasladó a Haití y allí consiguió la ayuda delPresidente de esa República, Alexander Petión, y del armador de barcos holandés Luis Brion,consiguiendo armar una expedición llamada de los Cayos, con la que llegó a Venezuela.Después dé varios contratiempos surgidos con- los otros caudillos, Bolívar asumía a fines de1816 el mando del ejército revolucionario en los llanos del Orinoco. Bolívar permaneció tres años en la vasta zona fluvial del Orinoco, llamada también laGuayana Venezolana. Allí en el Orinoco se dedicó Bolívar a reorganizar técnicamente suejército y a prepararlo concienzudamente para su campaña definitiva, (como lo había hechosaños antes San Martín en Mendoza), e hizo venir de Inglaterra a varios oficiales ingleses quele sirvieron de base para formar la oficialidad de su ejército. En vísperas de iniciar su campaña, convocó en Angostura (a orillas del Orinoco, hoyCiudad Bolívar) a un Congreso de Venezuela el que se reunió el 15 de febrero de 1819 y anteel cual pronunció un famoso discurso, EL DISCURSO DE ANGOSTURA, bosquejó sus ideaspolíticas. Ante este Congreso el Libertador renunció el mando, lo que no fue aceptado, y antesbien se le confirmó en el cargo de Presidente de la República venezolana. 4. Bolívar en la independencia de Venezuela, Colombia y Ecuador. Reorganizado su ejército y formado su gobierno en el Congreso de Angostura, Bolívarse propuso formalmente iniciar su ofensiva contra las fuerzas realistas que dominaban todo elNorte de América meridional. En junio de 1819 inició su avance en dirección a Nueva Granada, porque la campaña enVenezuela no ofrecía posibilidades de éxito. Pronto sus llaneros se encontraron con laCordillera de los Andes al frente, terrenos a los que no estaban acostumbrados, y después demuchos padecimientos, la maniobra fue coronada con todo éxito y el 16 de junio llegaba a laregión habitada de Nueva Granada, obteniendo su primera victoria en el "Pantano de 90
  • 91. Vargas". De allí se dirigió a Bogotá, logrando derrotar al grueso de las fuerzas virreinales quemandaba el general Barreiro en la Batalla de Boyacá (7 de agosto de 1819). Batalla de Boyacá Obtenida la victoria de Boyacá, Bolívar entró triunfalmente a Bogotá y puso al frentedel gobierno de Nueva Granada al general Santander, que había luchado desde hacía años porla independencia de su patria. Luego regresó a Angostura y el 17 de diciembre de 1819 elCongreso de Angostura decretaba la formación de la Gran Colombia, Estado federalcompuesto de Nueva Granada, Venezuela y Quito, aunque estos dos últimos países no estabanlibertados. El Libertador fue elegido Presidente de la Gran Colombia, mientras en cada Estadohabría un Vicepresidente. Santander lo fue de Nueva Granada. Con objeto de ganar tiempo, el general Morillo propuso a Bolívar un armisticio de 6meses, lo que fue aceptado. Pero a los 2 meses los independientes iniciaron la ofensivaocupando varias plazas fuertes, obteniendo después la brillante victoria de Carabobo (24 dejunio de 1821) que le abrió el camino a Caracas, en donde entró a los pocos días como suLibertador. Sucesivamente cayeron en poder de los independientes, las plazas fuertes de LaGuayra y Cumaná en Venezuela y Cartagena en Nueva Granada y en 1822 los últimosreductos realistas. Libertada Venezuela y Nueva Granada, Bolívar continuó su marcha hacia el Sur, perafue detenido en la región de Pasto por la fiera resistencia que le oponían los realistas de esaregión. Fue entonces cuando envió por mar el cuerpo del, ejército a órdenes del general Sucrea Guayaquil y solicitó los auxilios del general San Martín que se encontraba en el Perúejerciendo el gobierno protectoral. Ya se ha estudiado cómo Sucre y Santa Cruz obtuvieron lavictoria de Pichincha (24 de Mayo de 1822) y el Libertador pudo entrar triunfalmente enQuito y luego en Guayaquil en donde tuvo sus famosas conferencias con San Martín, quedieron por resultado el retiro del Libertador del Sur del escenario americano. Allí enGuayaquil, recibió la invitación del Congreso peruano para que se viniera a terminar la guerraemancipadora, lo que era su deseo más apremiante. 91
  • 92. Batalla de Carabobo 6. Bolívar en el Perú. El 1° de setiembre de 1823 llegó al Callao a bordo del bergantín "Chimborazo" donSimón Bolívar. Los castillos anunciaron con salvas de artillería la presencia del Libertador enel puerto. Ese mismo día desembarcó siendo recibido en el Callao por el propio Torre Tagle ylos principales funcionarios. En Lima el ejército constituido por las tropas del Perú y losauxiliares de Colombia formaron en la Portada de Guía, mientras en los edificios de la ciudadse izaban las banderas del Perú, Chile, Colombia y Argentina; y desde que puso pie en tierrafue conducido en triunfo hasta la casa que se le tenía preparada en la calle San José. Jamásun americano había recibido una ovación más entusiasta, ni más merecida. Era la gloria y erala esperanza de América", dice Mitre. Bolívar venía reconociendo como gobierno legítimo del Perú a Torre Tagle al Congresode Lima. Sin perder tiempo decretó el Congreso, el 10 de setiembre que el Libertador asumíala suprema autoridad militar en toda la República. Seguía siendo Torre Tagle Presidente, perodebiendo ponerse de acuerdo en todo con Libertador. 6.- Pugna entre Bolívar y Riva Agüero. El único obstáculo que tenía Bolívar en el Perú para asumir el poder absoluto era RivaAgüero y sus partidarios que dominaban toda la región de Trujillo y Huaraz y disponía de unafuerza de más de 3,000 hombres. Autorizado por el Congreso, Bolívar entró en conferenciascon Riva Agüero, sin ponerse de acuerdo. Es que no podía haber acuerdo entre laspretensiones de Riva Agüero de querer libertar el Perú y las de Bolívar de ser el Libertador deAmérica. Era la pugna entre un enano y un gigante, y sobre el resultado final no había dudaalguna. Por haber iniciado negociaciones con el Virrey La Serna para llegar a un armisticio,Riva Agüero fue acusado de traición por Bolívar, pues se afirmó que quería entregar el Perú alos españoles. El mensajero portador de la respuesta del Virrey cayó en poder de las fuerzasde Bolívar, y el Libertador se enteró de las negociaciones, pero no fue un traidor porque susnegociaciones eran sobre la base de la independencia del Perú, como habían sido lasnegociaciones de San Martín y Bolívar. 92
  • 93. En el mes de noviembre Bolívar decidió abrir campaña contra Riva Agüero y se puso enmarcha con sus fuerzas hacia el Norte. La guerra civil estaba próxima a estallar, pero noocurrió así porque el coronel don Antonio Gutiérrez de la Fuente tomó prisionero a RivaAgüero en Trujillo junto con sus principales partidarios y desoyendo las órdenes impartidaspara que lo fusilara, lo dejó embarcarse rumbo a Guayaquil primero y a Europa después. 7.- Negociaciones de Bolívar con los españoles. Producida la deportación de Riva Agüero, Bolívar emprendió regreso a Lima, pero el1o. de enero de 1824 se vio obligado a detenerse en Pativilca atacado de grave dolencia. Allíen Pativilca no obstante su enfermedad, estableció su Cuartel General y se dedicó de lleno apreparar su ejército para iniciar la formal ofensiva contra los españoles. Con la intención deganar tiempo, mientras conseguía lo necesario, Bolívar insinuó a Torre Tagle la convenienciade entrar en negociaciones con los realistas para ver la posibilidad de pactar un armisticio,sobre la base de lo convenido entre Buenos Aires y España. El Congreso aprobó la idea, y fuenombrado el Ministro de Guerra, general don José Félix de Berindoaga, para que negociara.Berindoaga llegó al campamento de Canterac en Jauja, pero el jefe español se negó a entrar ennegociaciones y Berindoaga dio por terminada su misión. Pero ocurrió que por entonces TorreTagle estaba desde hacía un mes en negociaciones secretas con Canterac para terminar laguerra sobre la base de que Bolívar saliera del Perú, y cuando Berindoaga viajó a Jauja, suayudante fue portador, secretamente, sin el conocimiento suyo, de nuevas comunicaciones queTorre Tagle enviaba a Canterac. Cuando poco después fueron descubiertas estasnegociaciones, Bolívar culpó de ellas tanto a Torre Tagle como a Berindoaga. Berindoagasería después fusilado. 8.- Ocupación de los Castillos del Callao y gobierno dictatorial de Bolívar. En enero de 1824 la situación se tornaba crítica frente a los españoles, y se complicóaún más cuando el 5 de febrero ocurrió una sublevación en las fortalezas del Callao, y deresultas de ella, los españoles recuperaron su dominio sobre tan importante bastión. En auxiliode los sublevados el general Canterac destacó una división al mando del general Juan AntonioMonet y otra al mando del general don José Ramón Rodil. Ante la gravedad de la situación,Bolívar ordenó evacuar la Capital, replegar sus tropas sobre Pativilca y sacar de Lima todo loque fuera necesario aún por la fuerza "porque la guerra no se hace por el amor de Dios" yechar a pique en el Callao los buques que no se pudieran salvar. En esta delicada situación, elCongreso dio el 10 de febrero de 1824 un memorable decreto entregando a Bolívar la plenitudde los poderes para que hiciera frente al peligro, declaró en suspenso la autoridad de TorreTagle y luego se declaró en receso para no entorpecer la labor del Libertador. Bolívar eradictador del Perú. ¡TRIUNFAR!.- En enero de 1824 los realistas habían ocupado las fortalezas del Real Felipe en el Callaoy el Libertador Bolívar se encontraba enfermo en el pueblo de Pativilca. "Retirado en Pativilca presenciaba lasvergonzosas y lamentables debilidades de Torre Tagle y de cuantos le siguieron Mosquera, el Ministro deColombia fue a visitarlo. "Estaba –dice– convaleciente, flaco y extenuado: halléle sentado en una silleta debaqueta, recostado contra la pared de un pequeño huerto, atada la cabeza con un pañuelo blanco y sus pantalonesde güin que me dejaban ver sus dos rodillas puntiagudas, sus piernas descarnadas, su voz hueca y débil, susemblante cadavérico". En tan críticas circunstancias pregunta Mosquera a Bolívar: "¿Y qué piensa Ud. hacerahora?”. —TRIUNFAR fue la contestación del Libertador". 1313 De Historia del Perú Independiente.- Segundo Período por don Mariano F. Paz Soldán. 93
  • 94. 9.- Bolívar en Pativilca y Trujillo. Preparación de la última campaña por laindependencia del Perú y de América. Desde Pativilca Bolívar dispuso levas y reclutamientos que algunos historiadores hancalificado de "inhumanos". Inició la reorganización de las guerrillas en la costa y en la sierra,y estableció una férrea y sangrienta disciplina entre la tropa manteniendo en todo su vigor lapena de muerte para los insubordinados. Ordenó la apropiación de todo lo que de valorhubiera en el territorio que ocupaba, e inclusive dispuso que las iglesias debían entregar susjoyas y alhajas, a excepción de un cáliz, la custodia y un incensario, lo suficiente para decirmisa. Restablecida su salud, se trasladó a Trujillo en donde estableció su cuartel general y lasede de su gobierno. Desde allí prosiguió su tarea de organizar sus tropas que teníaacantonadas entre Cajamarca y Huaraz. Procedió a reparar las armas existentes mientras otrasllegaban de Colombia. Consiguió abundancia de vestuario por la requisa de telas y por lascontribuciones en trabajo impuestas a los habitantes de Trujillo. Pidió herrajes para sucaballería a Guayaquil, Cuenca y Quito, y como los que llegaran no fueron suficientes, ordenófundir los restantes en Trujillo para lo que utilizó las rejas de los templos que fueron sacadascon gran escárdalo de frailes y creyentes. Su notable dinamismo y completos conocimientosen la materia hacían que él mismo dirigiera hasta los menores detalles; así en una ocasiónllegó a diseñar los moldes de las casacas de los soldados para ahorrar tela. Sucre por su parte se dedicaba a recorrer el terreno en la sierra, y con la protección delos montoneros levantó croquis y planos para la futura campaña que inevitablemente serealizaría en esos lugares. Se perfeccionaba el servicio de espionaje se preparaban los camposy el forraje para los caballos, y se establecían depósito de víveres a lo largo de la ruta que elejército se proponía seguir. Mientras tanto las tropas se aclimataban a los rigores de la cordillera, los soldadosestaban sometidos a un intenso entrenamiento para vencer el soroche, y de este entrenamientotambién participaban los caballos. Entre Cajamarca y Huaraz se había concentrado el ejército.La división peruana lo hacía a órdenes del genera La Mar, mientras los colombianos, con losnuevos refuerzos, que había recibido Bolívar de Colombia a órdenes de los generales Lara yCórdova, lo hacían bajo el mando de Sucre. Así formó Bolívar el ejército que era la última esperanza de la América y que iba aemprender en suelo peruano las batallas decisivas por la independencia americana. EL CUARTEL GENERAL EN TRUJILLO.- "Trujillo, desde la llegada del Libertador a principios demarzo, hasta su partida el 11 de abril, presentaba el aspecto de un inmenso arsenal en donde nadie estaba ocioso.Aún las mismas mujeres ayudaban a los trabajadores, y manos delicadas; no acostumbradas a las rudas labores,no desdeñaron coser la burda ropa del soldado. Todas las cosas necesarias para el ejército se construían bajo lainspección inmediata del Libertador, que infundía actividad con el ejemplo, y cuando éste no bastaba recurría alas amenazas y hasta el castigo. En el curso de aquel mes se hizo grande acopio de vestuario, correajes, armas,municiones, en una palabra, de todo el material para un ejército. Parecían increíbles los arbitrios de que se valió para suplir la falta de materiales que se necesitaban en laconstrucción de algunos objetos; para hacer las cantinas, por ejemplo, hizo recoger todos los artículos de hoja delata y las jaulas de alambre en muchas leguas a la redonda. Faltaba el estaño para soldarlas; pero aconteció queun día, al levantarse de su asiento, se rasgó el pantalón con un clavo, examinólo al instante y resultó ser del metal 94
  • 95. que había menester. Demás está decir que al día siguiente no quedó en ninguna casa de Trujillo, ni en lasiglesias, una sola silla con clavos de estaño".14 10.- Campaña de Junín. CROQUIS DE LA CAMPAÑA DE JUNÍN Bolívar con notable esfuerzo había logrado formar un buen ejército de unos 10,000hombres, pero las fuerzas del Virrey sumaban cerca de 18,000. Un acontecimiento inesperadovino entonces a equilibrar las fuerzas. Fue la sublevación del general español Olañeta en elAlto Perú al frente de sus 4,000 hombres, lo que obligó al Virrey a enviar al general Valdés acombatirle con las fuerzas que tenía en Puno. Bolívar entonces resolvió iniciar inmediatacampaña contra el ejército realista más próximo, que era el de Canterac acantonado entreJauja y Huancayo. Concentró su ejército en el valle de Huaraz y a principios de Julio dioorden dé emprender la marcha hacia Huánuco y Cerro de Pasco. Entre el 31 de julio y el 10 de agosto de 1824 quedó concentrado el ejército en la regiónde Quillota, Rancas y Sacramento, con un efectivo aproximado de 8,000 hombres. El 2 deagosto el Libertador paso revista a su ejército en el llano de Rancas, a 36 kms. de Pasco. Supresentación fue brillante. El Libertador, una vez terminada la revista, lo arengó con su genialelocuencia del siguiente modo: "¡Soldados! Vais a completar la obra más grande que el cielo ha encomendado a loshombres: la de salvaron mundo entero de la esclavitud. "¡Soldados! Los enemigos que vais a destruir se jactan de catorce años de triunfos;ellos, pues, serán dignos de medir sus armas con las vuestras que han brillado en milcombates”.14 De Bolívar y la Emancipación de Sur América - Memorias del General OLeary.- Tomo 1. 95
  • 96. "¡Soldados! El Perú y la América toda aguardan de vosotros la paz, hija de la victoria,y aun la Europa liberal os contempla con encanto porque la libertad del Nuevo Mundo es laesperanza del Universo ¿La burlaréis? No. No. Vosotros sois invencibles”. Canterac supo un poco tarde (ya que tenía un deficiente servicio de espionaje) delavance de Bolívar y decidió salirle al encuentro, movilizándose de Jauja el 10 de agosto consus 8,000 hombres, en los que se incluían 1,300 jinetes, en dirección a Cerro de Pasco.Grande fue su sorpresa cuando al llegar la caballería, que iba a su vanguardia, a dicho lugar,se enteró de que Bolívar marchaba hacia Jauja por el lado izquierdo del lago, para cerrarle elpaso. Temeroso Canterac de que Bolívar le cortara la retirada hacia sus fuentes deaprovisionamiento y luego su contacto con el Virrey, ordenó inmediatamente la contramarcha.El 5 de agosto Canterac se encontraba en Carhuamayo, en la parte oriental del lago, mientrasBolívar se encontraba más o menos a la misma altura en la parte occidental del mismo. Elgeneral español ordenó continuar precipitadamente la retirada para ganarle la delantera aLibertador. Al amanecer del 6 de agosto ambos adversarios convergían al sur del lago sobre laciudad de Reyes (hoy Junín) por las dos márgenes del mismo. La ligereza de la infanteríarealista hizo que Canterac pasara por la pampa llamada Junín, que se encuentra al Sur dedicha ciudad, dos horas antes que Bolívar apareciera con suya por la quebrada deChacamarca. 11.- Batalla de Junín. A las dos de la tarde del 6 de agosto de 1824 llegaba Bolívar a la pampa de Junín yobservó que la infantería realista ya halaría pasado por dicho lugar, sólo la caballería, que ibaa retaguardia, se encontraba a la vista. Por su parte, la caballería independiente, fuerte de 900plazas, que venía a la vanguardia de su ejército, desembocaba en esos momentos por laquebrada de Chacamarca, mientras su infantería se encontraba todavía como a diez kilómetrosal norte. Para evitar que Canterac se le escapara, piensa entonces Bolívar "enganchar" con sucaballería al ejército realista, dando tiempo para que llegara su infantería, y lanza desde losaltos de la quebrada sus escuadrones al llano al mando del general Mariano Necochea.Canterac al verlo, contando con la superioridad numérica de su caballería (1,300 plazas)ordenó a ésta parar el golpe mientras daba tiempo para que su infantería siguiera su marcha alSur. La independiente lanzada al ataque no pudo desplegar completamente sus escuadronespor lo estrecho del terreno, mientras que la caballería realista en mejor terreno, desplegaba suslíneas y atacaba también. A eso de las cuatro de la tarde se produjo el choque que fue terrible,y los independientes comenzaron a retroceder, perseguidos por los realistas, hasta que elescuadrón "Húsares del Perú", que se encontraba en la reserva al mando del teniente coronel 96
  • 97. argentino Manuel Isidoro Suárez, cargó por la espalda a los realistas por insinuación delayudante mayor, teniente don José A. Rázuri; los desorientó, y dio tiempo para que losperseguidos independientes se rehicieran y volvieran a la lucha produciéndose la victoriadespués de cuarenta y cinco minutos de combate al arma blanca (sable), sin que se hiciera unsolo disparo. Bolívar que se había alejado un tanto del lugar del combate recibió de pronto elparte enviado por Miller en que se anunciaba la victoria. 12.- Campaña de Ayacucho. Después de la grave derrota sufrida por su caballería en Junín, Canterac se llenó depánico y emprendió vertiginosa retirada hasta el Cuzco en busca del Virrey. Bolívar por suparte, después de haber dado un merecido descanso a sus tropas continuó hacia el Sur sinpreocuparse de la persecución de Canterac y sólo se detuvo cuando cruzó el río Pampas yllegó con su ejército a Chalhuanca en donde estableció su Cuartel General. Después de hacerun minucioso reconocimiento del lugar y sus alrededores, y dar precisas instrucciones aSucre, Bolívar regresó a la costa con el propósito de seguir preparando reservas y seestableció nuevamente en Pativilca. CROQUIS DE LA CAMPAÑA DE AYACUCHO Por su parte el Virrey concentró todas sus fuerzas en el Cuzco, menos las de Olañetaque le eran hostiles y se decidió a entrar en campaña. A fines de octubre salió del Cuzco alfrente de sus 10,000 hombres y atravesó el Apurímac en Acha, y siguió por Mamara,Chalhuanca y Pampachiri en busca de Sucre. Como no lo encontró, siguió su busca hacia el 97
  • 98. norte cruzando el río Pampas y llegó a Huamanga. Mientras tanto Sucre se había quedadoentre el Pampas y el Apurímac, en una buena posición defensiva. Una hábil maniobra de losrealistas ejecutada por el general Valdés, obligó a Sucre a cruzar el río Pampas, y desdeentonces ambos ejércitos se encontraron frente a frente, el Virrey por la izquierda y Sucre porla derecha iniciándose así la última fase de la maniobra en una marcha hacia el norte queterminaría en la pampa de Ayacucho. Sucre fue el primero que llegó el día 6 de diciembre a la pampa de Ayacucho en dondeacampó. El Virrey por su parte, sabiendo que los independientes habían acampado, dio ungran rodeo ingresando a la pampa por el Norte, y haciendo alarde de táctica, ocupó los cerrosdel Condorcunca, quedando en mejores posiciones. Al atardecer del 8 de diciembre de 1824ambos ejércitos, los únicos combatientes que se encontraban en América, estaban frente afrente: los realistas en la cima del Condorcunca, los independientes en el llano de Ayacucho15. 13.- Batalla de Ayacucho A doce kilómetros de la ciudad de Huamanga (Ayacucho) se halla la pampa llamadaAyacucho por los indígenas. Es un glacis de suave pendiente que prolonga las faldas delCondorcunca; al final de la pampa está el pueblo de la Quinua. El sitio era favorable, según elVirrey, para dar la batalla, y de acuerdo con ello dio instrucciones a sus generales para iniciarel ataque. Además, ya no era posible continuar las marchas y contramarchas, porque la tropaiba cansándose y los desertores aumentando. Dispuesto a atacar, La Serna formó su ejércitodel modo siguiente: La división Valdés, la colocó a la derecha del Condorcunca. La división Monet, al centro. La división Villallobos, a su izquierda. Su artillería en la cumbre, dispuesta a entrar en funciones tan pronto como la infanteríale obtuviera terreno apropiado en el llano. Sucre, por su parte, formó así: La división La Mar, a su izquierda, frente a Valdés; La división Córdova, a la derecha, frente a Villalobos;15 El campo en que se libró la batalla de Ayacucho, se denominaba así, Ayacucho y no Quinua. En los partes debatalla de los jefes de los ejércitos combatientes, en la Capitulación firmada por Sucre y Canterac en la tarde deldía de la batalla, así como en las memorias de los jefes que participaron en ella, se da el nombre de Ayacucho alcampo en que se dio la batalla del 9 de diciembre de 1824. Para perpetuar este nombre, entre otras disposiciones,el Congreso peruano por Ley del 12 de febrero de 1825 dispuso que: "Será reconocido en adelante el general delEjército Unido Antonio José de Sucre, con el dictado de Gran Mariscal de Ayacucho, por la memorable victoriaobtenida en los campos de ese nombro". Y Bolívar por Decreto de 15 de febrero de 1825, cambió de nombre alDepartamento en que se encuentra la pampa y a la ciudad en cuya cercanía está, para perpetuar el nombre dellugar en que se obtuvo la victoria que afianzó para siempre la independencia total de la República y decretó: "ElDepartamento de Huamanga será denominado en adelante Departamento de Ayacucho". “La ciudad deHuamanga; capital de ese Departamento, llevará la denominación de Ciudad de Ayacucho". Quinua es el nombredel pueblo que queda en un extremo de la pampa. 98
  • 99. La división Lara, al centro y un poco a retaguardia, junto con su caballería, a órdenes de Miller. Su única artillería compuesta por un cañón de a cuatro, a la derecha, así como sucaballería; Su jefe de Estado Mayor era el general Gamarra. Los realistas contaban con 9,310 hombres y los independientes con 5,580. Al amanecer del 9 de diciembre de 1824 todo estaba listo en el suelo del Perú, para darla batalla final por la independencia de América española. Los jefes se mueven dando lasúltimas órdenes. Sucre lo examina todo y arenga a sus soldados diciéndoles: "DE LOSESFUERZOS DE HOY PENDE LA SUERTE DE LA AMERICA DEL SUR, OTRO DIA DEGLORIA VA A CORONAR VUESTRA ADMIRABLE CONSTANCIA". Batalla de Ayacucho. 9 de diciembre de 1824. 99
  • 100. A las diez de la mañana se rompen los fuegos. La primera fase de la batalla es un fuerteataque de las tres divisiones realistas que hacen retroceder momentáneamente a las divisionespatriotas. En la segunda fase, Córdova obtiene éxitos en su derecha, y al grito de¡ADELANTE! ¡ARMAS A DISCRECION! ¡PASO DE VENCEDORES!, yconvenientemente reforzado por la caballería, inicia el ataque y desorganiza la izquierdarealista llegando hasta la mitad del Condorcunca en donde hace flamear la banderacolombiana. Por. su parte, La Mar, que habla sufrido la parte más dura del ataque realista,convenientemente reforzado con parte de la división Lara, contuvo a Valdés; y Monet, en suavance por el centro, fue contenido por la otra parte de la caballería e infanteríaindependiente, siendo desorganizado. La batalla terminó en la cima del Condorcunca a la unade la tarde, con una completa victoria de los independientes. Los realistas tuvieron 1,400 muertos y 700 heridos. Los independientes tuvieron 300muertos y 600 heridos. La cuarta parte de los combatientes fue muerte o herida, lo que dice dela bravura de la lucha. El Virrey La Serna cayó primero y los realistas pidieron lacapitulación. 14.- Capitulación de Ayacucho. La Capitulación concertada en la tarde de ese mismo día (9 de diciembre de 1824), y enel campo de batalla, entre el general Canterac, "encargado del mando superior del Perú", porhaber sido herido y prisionero el Virrey La Serna, y el general Sucre, dispuso que el territorioque guarnecían las tropas españolas en el Perú, hasta el Desaguadero, sería entregado alEjército Libertador con todos sus elementos militares existentes. La plaza del Callao seríaigualmente entregada. Los prisioneros hechos ese día quedaban en libertad, lo mismo que loshechos anteriormente por uno y otro ejército, y los heridos serían auxiliados por cuenta delgobierno del Perú hasta que pudieran disponer de su persona. Cualquier individuoperteneciente al ejército español podría regresar libremente a España, costeándole su pasaje elgobierno peruano. Se respetaban las propiedades de los españoles en el Perú y secomprometía el gobierno peruano, previa disposición del Congreso, a reconocer la deudacontraída por el gobierno español. Se redactaron cuatro ejemplares de ella, dos de los cuales quedaron en poder de cadauna de las partes para los usos que conviniera. De acuerdo con lo dispuesto en la capitulación,el 3 de enero de 1825, el ex Virrey La Serna y los mariscales Valdés y Villalobos, seembarcaron para España en el Callao. Se dice que al embarcarse La Serna, las fortalezas quecontinuaban ocupadas por fuerzas realistas al mando del general Rodil, le rindieron loshonores de estilo como Virrey del Perú. Días después lo hicieron Carratalá y Canterac. 100
  • 101. Firma de la Capitulación de Ayacucho 15.- Terminación de la guerra en el Alto Perú. De acuerdo a lo dispuesto en la Capitulación de Ayacucho, se entregaron a las fuerzasindependientes las guarniciones del Cuzco, Puno, Arequipa y otras menores, pero laguarnición del Alto Perú, al mando del general Casimiro Olañeta no aceptó la Capitulación yanunció a Sucre su decisión de combatir hasta la muerte en defensa del Rey. Sucre tuvo lanecesidad de abrir campaña contra el rebelde, contando para ello con el apoyo del generalAlvarez de Arenales, que nombrado Gobernador de Salta (Argentina), se dispuso a atacar aOlañeta por esa región. Puestos en campaña, no hubo necesidad de mayor derramamiento desangre, por cuanto Olañeta fue muerto por sus propios oficiales partidarios de la Capitulación,en la batalla de TUMUSLA (1° de abril de 1825). Otra parte de las fuerzas de Olañeta serindió al ejército argentino, con lo que terminó la campaña en el Alto Perú, que quedó enmanos del Ejército Libertador del Perú mandado por el general Sucre. ELOGIO A BOLIVAR.- Al pasar el Libertador por Azángaro en su viaje triunfal hacia el Alto Perú, elpatriota don José Domingo Choquehuanca le pronunció el más notable elogio a su persona en los siguientestérminos: "Quiso Dios de salvajes formar un gran Imperio y creó a Manco Cápac. Pecó su raza y mandó a Pizarro.Después de tres siglos de expiación, ha tenido piedad de la América y os ha enviado a vos. Sois pues el hombrede un designio providencial. Nada de lo hecho antes se parece a lo que habéis hecho, y para que alguno puedaimitaros será preciso que haya un mundo por libertar. Habéis fundado cinco repúblicas, que en el inmensodesarrollo a que están llamadas, elevarán vuestro nombre a donde ninguno ha llegado. Con los siglos crecerávuestra gloria como crece la sombra cuando el sol declina". 16.- Capitulación de Rodil en el Callao. 101
  • 102. En el Callao, el general español don José Ramón Rodil que dirigía la defensa de lasfortalezas del Real Felipe, desde que este famoso baluarte cayó en poder de los españoles enfebrero de 1824, se negó igualmente a cumplirlos términos de la Capitulación de Ayacucho,siendo declarado por Bolívar fuera de las leyes de la guerra. Aumentó la estrechez del sitio,que encomendó al general venezolano Bartolomé Salom y a la escuadra a órdenes de BlancoEncalada. A principios de 1826 empezaron a caer algunos fuertes, y en vista de laimposibilidad de seguir la resistencia por falta completa de alimentos y la mortandad ocurridaentre los defensores y refugiados, entre los que fallecieron Torre Tagle y su familia, el generalRodil se decidió a firmar la Capitulación el 22 de enero de 1826, abandonando el Real Felipeel 23 y embarcándose para España. Así, después de 17 años de lucha sangrienta, desde que ella se inició con la instalaciónde las Juntas Gubernativas de 1809 y 1810, la guerra por la independencia de América delSur, estaba terminada, y su emancipación para siempre asegurada con las batallas libradas enel suelo del Perú. Vista de uno de los torreones de la fortaleza del Real Felipe, en el Callao. 102
  • 103. CAPITULO XI: PRORROGA DE LA DICTADURA DE BOLIVAR Y HECHOS IMPORTANTES DE SU GOBIERNO 1.- La reunión del Congreso peruano, la prórroga de la Dictadura de Bolívar y elreceso definitivo del Congreso. Las armas y la bandera de la república. Obtenida la victoria de Ayacucho, Bolívar convocó al Congreso Peruano que hacía unaño se había declarado en receso. El Congreso se reunió nuevamente el 10 de febrero de 1825y ante él Bolívar renunció el mando; pero el Congreso, pensando que la obra de Bolívartodavía no estaba terminada, ese mismo día le prorrogó su mandato de Dictador y luego, almes siguiente, el 10 de marzo, el Congreso se disolvió y Bolívar quedó como gobernanteabsoluto del Perú. Su gobierno dictatorial duraría hasta principios de 1827, en que una revolución ocurridaen Lima terminó con el régimen bolivariano en el Perú. Durante este tiempo muchos asuntosinteresantes ocurrieron y que vamos a estudiar a continuación. Por Ley del Congreso, promulgada por Bolívar el 25 de febrero de 1825, se estableciódefinitivamente el Escudo de Armas y la Bandera de la República, según veremos másadelante gráficamente. 2. Adhesión y rechazo del pueblo peruano a la Dictadura de Bolívar. Implantada nuevamente la Dictadura bolivariana en el Perú, no obstante de que ya laguerra había terminado, los peruanos se dividieron en adherentes y opositores de dichorégimen. Los adherentes estuvieron principalmente en la rama lírica de los conservadores, y laoposición en los liberales. Pensaban los conservadores que para detener la anarquía que seavecinaba al termino de la guerra emancipadora era necesario un gobierno fuerte quecontuviera sus desbordes. Pensaban los liberales que la guerra estaba terminada y que ya nadajustifican la permanencia de Bolívar en el Perú y pedían un gobierno formado por peruanos yorganizado de acuerdo con los mandatos de la Constitución de 1823. Entre los que prestaron su adhesión a Bolívar se encuentra entre los primeros don JoséFaustino Sánchez Cerrión, el gran tribuno liberal del Congreso Constituyente de 1822convertido ahora en uno de los más fervorosos partidarios del Libertador. Ya hemos vistoanteriormente que al implantar Bolívar su dictadura en febrero de 1824 e iniciar su últimacampaña, lo nombró Secretario General y así lo acompañó hasta después de la victoria deAyacucho; Sánchez Carrión falleció en 1825, víctima de una enfermedad natural según unos,o envenenado según otros. Luego tenemos a don Hipólito Unanue, el más prominente sin duda de loscolaboradores de Bolívar. La figura de Unánue es bastante conocida por los alumnos. Eraprominente hombre de ciencia, escritor, estadista y gran peruano. Había llegado a las cumbresde la vida social e intelectual en las postrimerías del Virreinato por sus propios méritos. También fue decidido colaborador de Bolívar, don José María de Pando, criollo limeño,antiguo diplomático al servicio de España y que no había actuado anteriormente en lascampañas de la Emancipación de Bolívar y fue nombrado uno de los delegados del Perú al 103
  • 104. Congreso de Panamá. Fue Ministro de Hacienda v Relaciones Exteriores de Bolívar. Era unaristócrata culto y atildado. Otro dé los fervorosos colaboradores de Bolívar fue don Manuel Lorenzo de Vidaurre,jurisconsulto eminente, que en 1810 había escrito un folleto titulado "Plan del Perú", haciendouna crítica del sistema administrativo colonial. Fue otro de los representantes del Perú alCongreso de Panamá. Se distanció de Bolívar al imponerse en el Perú la llamada ConstituciónVitalicia. Acontecimientos deplorables ocurridos en 1826 hicieron aumentar en el Perú laoposición que ya existía contra Bolívar. Estos hechos fueron el fusilamiento del famosoMinistro de Torre Tagle, don José Félix de Berindoaga, Conde de San Donás, el 15 de abril de1826 en la Plaza de Armas de Lima acusado de traición por creérsele comprometido en lasnegociaciones secretas que habían entablado a fines de 1823 Torre Tagle con Canterac. Elfusilamiento de Berindoaga fue injusto, y estaba en la conciencia de todos que no era traidorporque él ignoraba las negociaciones de Torre Tagle. La sociedad de Lima imploró clemenciaante el Libertador, pero Bolívar permaneció inflexible ordenando el fusilamiento. El 6 de julio de 1826 ocurrió una sublevación en Huancayo contra la dictadura deBolívar, la que debelada, dio como resultado el fusilamiento del teniente Silva y variossargentos. El 7 de agosto del mismo año fue fusilado en la Plaza de Armas de Lima el tenienteAristizábal, acusado de haber internado una conspiración en el Callao. El 25 de enero de 1825había sido asesinado misteriosamente en Lima don Bernardo Monteagudo. Todos estoshechos hicieron que la oposición Bolívar aumentara a mediados de 1826, y para calmarla,fueron deportados a Chile el famoso clérigo liberal don Francisco Javier de Luna Pizarro, elantiguo parlamentario Álvarez, y otros enemigos del gobierno. Lima a principios de la República. 104
  • 105. 3.- El problema del Alto Perú: la creación de la República de Bolivia. El Alto Perú estaba anexado desde los tiempos de Abascal al Perú, y habían muchospartidarios de que permaneciera formando parte de nuestro país; pero también el Alto Perúhabía estado anexado algún tiempo al Virreinato de Río de la Plata y los partidarios demantener esta unión eran también bastantes. Luego surgió un tercer partido que aspirórepentinamente y con bastante fuerza, a conseguir la independencia de su región y formar unEstado aparte. El Congreso Peruano resolvió (el 23 de febrero de 1825) dejar en libertad a ese pueblopara que resolviera lo conveniente. El Congreso Argentino también resolvió dejarlo enlibertad para que decidiera lo que tuvieran a bien. Entonces Sucre, que ocupaba el gobiernoconvocó a los altoperuanos a un Congreso que se reuniría en la ciudad de Chuquisaca. Instalada la Asamblea de Chuquisaca, el 10 de julio de 1825, empezó a discutir la suerteque iban a correr aquellas provincias, perfilándose en las discusiones la tendencia en favor dela independencia. El 6 de agosto de dicho año fue acordada la independencia, por casimayoría completa (todos los votos menos dos), aprobando luego una ley por la cual ladenominación del nuevo-Estado sería República Bolívar. El Libertador, que llegó poco tiempodespués al Alto Perú, aprobó la aparición del nuevo Estado. Luego los bolivianos lesolicitaron al Libertador que les redactara su primera Constitución. 4.- Ideas políticas de Bolívar: la República Vitalicia. Bolívar no era partidario de la República, pero tampoco era partidario de la MonarquíaConstitucional. Su idea política la dio a conocer al formular el proyecto de Constitución parala República "Bolívar", que se le había solicitado. Allí se pronunció por la República de tipovitalicio. La Constitución Vitalicia reconocía cuatro Poderes: Ejecutivo, legislativo, Judicial yElectoral. El Poder Ejecutivo estaría compuesto por un Presidente vitalicio; un Vicepresidente 105
  • 106. y tres Ministros. El Presidente Vitalicio sería elegido por primera vez por el Congreso peroluego designaría a su sucesor. Bolívar sometió el proyecto de Constitución al Congreso del Alto Perú, y al hacerlo,inventó un nombre derivado de su persona para darle nombre a dicha República, y le llamóBolivia. La misma Constitución la sometió Bolívar al Perú. Como el Congreso convocado en1826 no pudo reunirse porque contó con una fuerte oposición a Bolívar, se sometió laaprobación de la Constitución Vitalicia a los Colegios Electorales de la República, queexistían de acuerdo con la Constitución de 1823. E1 16 de agosto la aprobó el ColegioElectoral de Lima y sucesivamente, los demás de la República a excepción del de Tarapacá, yla aprobaron con la expresa condición de que Bolívar fuera el primer Presidente Vitalicio delPerú. Luego el Consejo de Gobierno del Perú declaró (el 30 de noviembre de dicho año de1826), que "La Constitución Vitalicia era la Ley Fundamental del Perú y S.E. el LibertadorSimón Bolívar el Presidente Vitalicio de la República". Ya el 6 de dicho mes de noviembre lahabía aprobado el Congreso boliviano y luego eligió a Sucre Presidente Vitalicio de Bolivia,pero con la condición de que Bolívar ejerciera el poder suprem6 toda vez que hiciera acto depresencia en su territorio. Aprobada la Constitución Vitalicia, el 9 de diciembre de 1826 fue jurada solemnementeen el Perú y Bolivia como Ley Fundamental de ambos pueblos. 5.- Planes Federativos Perú-Bolivianos y la Federación o Confederación de losAndes. La Constitución Vitalicia no era sino una parte del proyecto de Bolívar para formar la"Federación de los Andes". Con ese proyecto, Bolívar pretendió unir a los países que habíalibertado y que se encontraban bajo su influencia, en un solo Estado, al que denominaríaFederación o Confederación de los Andes. Aunque Bolívar no llegó a precisar bien su proyecto de Federación, parece que lo queríaformar con cinco Estados: Venezuela, Cundinamarca o Colombia, Quito, Perú y Bolivia. Cadauno de estos Estados sería gobernado por un Vicepresidente vitalicio y con sus Cámaras yfuncionarios propios, pero el Jefe de la Federación sería un Presidente Vitalicio (Bolívar) queademás tendría el gobierno del país en el cual residiese. 6.- Bolívar y el ideal de la unidad latinoamericana: El Congreso de Panamá. El 7 de diciembre de 1824, hallándose Bolívar en Lima, dirigió en compañía de suSecretario General, don José Faustino Sánchez Carrión, una invitación a las Repúblicas deColombia, México, Guatemala, Chile y Argentina, para reunir un Congreso en la Ciudad dePanamá con el objeto de echar las bases de una unión de los pueblos que se habíanemancipado de España, y así poder resolver sus problemas comunes, y también hacer frente alas agresiones que pudieran venir de Europa, que por el momento se negaba a aceptar laindependencia de los pueblos americanos. Chile y Argentina, disconformes con la política internacional realizada por Bolívar,pusieron reparos a la invitación y no concurrieron. La aceptaron las demás repúblicas, y el 22de junio de 1826 se instaló en Panamá esta primera Asamblea de los americanos, conrepresentantes de México, Guatemala, Gran Colombia y Perú, y con asistencia de un 106
  • 107. observador de Inglaterra, un delegado de Estados Unidos y un agente de los Países Bajos. ElPerú se hizo representar en esta asamblea por don Manuel Lorenzo de Vidaurre y don JoséMaría de Pando, siendo luego reemplazado este último por don Manuel Pérez de Tudela. Las discusiones duraron hasta el 15 de julio de ese año de 1826 llegándose a firmarcuatro acuerdos concernientes a establecer una Confederación entre estos cuatro países y lasbases para realizar una defensa común de ellos mismos frente a agresiones que pudieran venirde Europa. Pero estos acuerdos no fueron aprobados por ninguno de los Estados firmantesquedando tan solo como bellas promesas para el futuro. El primer paso de este proyecto era pues la Constitución Vitalicia que había sidoaprobada por el Perú y Bolivia y que faltaba que fuera aprobada por la Gran Colombia. Elsegundo paso fue el pacto de Federación suscrito a fines de 1826 por el Perú y Bolivia y quedebería ser extensivo a Colombia. Efectivamente, a mediados de 1826, el Perú había enviado a Bolivia a don Ignacio Ortizde Zevallos con el encargo de firmar un tratado de Federación y otro de límites. El 15 denoviembre de dicho año de 1826, firmó Ortiz de Zevallos el tratado por el cual se establecíaque "Perú y Bolivia se reúnen para formar una liga que se denominaría FederaciónBoliviana”. La Federación tendría un Jefe supremo vitalicio que sería Bolívar. Luego seestablecía un Congreso general, de la Federación compuesto por nueve diputados por cadauno de los Estados. Después de establecer los demás requisitos para su funcionamiento,estatuía que ambos países nombrarían sus Plenipotenciarios cerca del gobierno de Colombiapara negociar la inclusión de dicho país ala federación cuyo jefe supremo sería Bolívar. Aquíestaba el bosquejo de la famosa Federación de los Andes. Este tratado no llegó a ser aprobado por el Perú, y el proyecto de Federación terminópor fracasar, porque Colombia se negó a aprobar la Constitución Vitalicia y porque muypronto se terminaría la influencia y predominio de Bolívar en el Perú. 7.- La oposición de los liberales peruanos a los proyectos de Bolívar. Los liberales habían mirado con malos ojos la prórroga de la dictadura bolivariana en elPerú. Sus temores aumentaron cuando empezaron a conocer el proyecto de la ConstituciónVitalicia y de la Federación de los Andes, porque vieron en aquel proyecto un remedo demonarquía y una perpetuación de la hegemonía colombiana en el Perú. Cuando en marzo de 1826 empezó a reunirse el Congreso peruano convocado porBolívar, hubo muchas incidencias que demostraron la oposición que existía a los proyectos deBolívar. Se quiso eliminar esta oposición haciendo que la Corte Suprema, adicta al Libertador,calificara las actas de elección de los diputados, y no obstante que logró eliminar a muchosenemigos de Bolívar, siempre ingresaron como diputados un buen número de liberalesopositores. Por esa razón, los otros diputados adictos a Bolívar pidieron la postergación deeste Congreso hasta el año siguiente, lo que así se hizo. La Constitución Vitalicia fue sometidaa los Colegios Electorales. A estos diputados se les llamó "los persas". Cuando fue aprobada la Constitución Vitalicia y firmado el Tratado de la federación conBolivia, la oposición aumentó, en tal forma, que vislumbraba un pronto término de lainfluencia bolivariana en el Perú y el consiguiente fracaso de todos sus proyectos. 107
  • 108. 8.- Hechos varios del gobierno Dictatorial de Bolívar. Entre los hechos importantes de la obra administrativa del gobierno de don SimónBolívar se deben mencionar los siguientes: a) Estableció la Corte Suprema de la República. b) Estableció las Cortes Superiores de Trujillo, Arequipa y Puno. c) El Departamento de Trujillo se denominó de La Libertad; el de Huamanga sedenominó Ayacucho y el de Huánuco tomó el nombre de Junín. d) Dio drásticas disposiciones para combatir el contrabando, así como elincumplimiento en sus funciones en los empleados del ramo de Hacienda. e) Creó el Tribunal de Seguridad Pública para castigar los delitos de sedición, traición oinfidencia. f) Dio severas disposiciones contra los Jueces por faltas como el descuido, y tambiénpor ser irreligiosos, incontinentes, ebrios o inmorales, lo que fue aplicado en una oportunidadpor la Corte Suprema contra un grupo de Vocales de la Corte Superior, motivando airadasprotestas por fallos injustificados. g) Reformó los Colegios Mayores de San Carlos, de San Fernando (Medicina) y elSeminario de Santo Toribio. h) Se reabrió la antigua Universidad de San Carlos de Ayacucho y se creó laUniversidad de Trujillo. i) Dispuso la construcción de caminos entre Cuzco, Puno y Arequipa. j) Se crearon Juntas de Salubridad en Lima y Provincias. k) Se fomentó la explotación de las minas de Cerro de Pasco. l) Se crearon nuevos impuestos y se restableció el tributo indígena con el nombre de"contribución de Indígenas". m) Se otorgó la concesión a una compañía particular para la construcción del ferrocarrilentre Lima y Callao. 9. Retiro de Bolívar del Perú y acción del Consejo de Gobierno: Promulgación dela Constitución Vitalicia. Contrastando la apoteosis a que llegó Bolívar en 1825 después de la victoria deAyacucho, el año 1826 en cambio se le presentaba un tanto sombrío. La oposición que ese añose había iniciado y que iba constantemente en aumento contra sus proyectos de hegemonía, noera exclusiva de este país. También ella se realizaba más allá de las fronteras, tanto en losotros países bolivarianos (Colombia y Venezuela, especialmente) como en los que no estabanbajo la influencia de Bolívar (Chile y Argentina). En Venezuela se iniciaba el malestar lo 108
  • 109. mismo que en Colombia. En Buenos Aires y en Chile se manifestaba abiertamente lahostilidad contra los planes continentales del Libertador. Aun Estados Unidos no miraba conbuenos ojos los proyectos de unir a los países de América del Sur. Estando Bolívar en Lima, llegaron a principios de agosto de 1826 desagradablesnoticias de lo que ocurría en los países del Norte. La Gran Colombia se dividía Venezuela conel antiguo guerrillero general Páez a la cabeza, se sublevaba y proclamaba la autonomía. Porsu parte en Colombia, el Vicepresidente Santander levantaba en alto la bandera de laConstitución colombiana, mostrando su desagrado por el proyecto de la ConstituciónVitalicia. En general, los periódicos de Colombia combatían sus planes vitalicios. El 1° de Setiembre de 1826, celebrándose en el Palacio Municipal de Lima el terceraniversario de su llegada al Perú, Bolívar anunció a la concurrencia su viaje de regreso a laGran Colombia. El día 3 se embarcó en el Callao en el bergantín "Congreso", logrando a sullegada a Colombia calmar la tempestad por algún tiempo. Al abandonar Bolívar el Perú, no terminó en nuestro país la influencia bolivariana. Dejóencargado el mando supremo a un Consejo de Gobierno presidido por el general Santa Cruz yapoyado por tropas colombianas al mando del general don Jacinto Lara. Este Consejo tenía elencargo de promulgar y jurar la Constitución Vitalicia, lo que se hizo en medio de laindiferencia y el rechazo popular el 9 de diciembre de 1826, segundo aniversario de la batallade Ayacucho. 10.- Motín de las tropas colombianas en Lima y el fin de la influencia bolivariana. Pero la oposición a Bolívar seguía por cauces torrentosos. Los liberales peruanos eransus más decididos enemigos. El malestar era tan grande, que el 26 de enero de 1827 ocurrióun motín en la división colombiana, apresando los soldados a sus jefes, entre ellos al propiogeneral Lara, pidiendo su regreso a la Gran Colombia. Aprovechando del motín, ese mismo día tribunos liberales entre los que se encontrabadon Manuel, Lorenzo de Vidaurre, recorrieron las calles de Lima llamando al pueblo para quese reuniera en cabildo abierto y se pronunciara sobre Constitución Vitalicia. Así se hizo y elclamor general fue en contra de dicha Constitución. Al día siguiente, el Cabildo abiertodeclaró suprimido el régimen vitalicio, abolida su Constitución, y restaurada la que habíadado el Congreso peruano en 1823. Se acordó llamar a Santa Cruz, que estaba en el puebloveraniego de Chorrillos, para que se hiciera cargo del nuevo gobierno con especial encargo deconvocar a un Congreso Constituyente y reunirlo en el plazo de tres meses para que eligierapresidente del Perú y diera una nueva Constitución. Así se hizo, y Santa Cruz se encargónuevamente del Gobierno cambiando los Ministros del régimen vitalicio. Cuatro días después salían rumbo a su patria el general colombiano Lara y los demásjefes colombianos. El 10 de marzo, lo fueron las tropas mismas. Así llegó a su fin la influencia de Bolívar en el Perú. 11.- Personalidad histórica de Bolívar y juicio sobre su acción el Perú. "En el gran drama de la revolución hispano-americana, que tiene por teatro un vastoterritorio igual a la cuarta parte del globo, que se extiende desde el Cabo de Hornos hasta el 109
  • 110. golfo de México y sobre ambos océanos, los dos primeros actores, las dos grandes figurascontinentales, son las de sus dos libertadores, que partiendo de extremos opuestos, convergena un punto céntrico movidos por las fuerzas que organizan y dirigen", nos dice Mitre. Yahemos visto cómo, necesidades surgidas de la misma guerra Emancipadora, determinadas porla realidad de las colonias españolas de América del Sur, hicieron que el Perú se volvieracampo final de batalla de la guerra Emancipadora. Por eso tuvo que sufrir la influencia extran-jera, con San Martín primero y con Bolívar después. La obra de San Martín ya la hemosenjuiciado; haremos lo propio con la de Bolívar. Es verdad que a Bolívar se debió que el Perú se viera libre de los españoles. ElLibertador del Norte completó así la obra del Libertador del Sur. A sus esfuerzos se debieronlas grandes victorias de Junín y Ayacucho obtenidas sobre suelo peruano y que terminaron laguerra Emancipadora en América. Pero con Ayacucho debió terminar la obra de Bolívar en elPerú. Debió haber seguido el ejemplo de San Martín de libertar pueblos y luego dejar a ellosla propia elección de sus destinos. El Perú le estará eternamente agradecido por haber terminado la guerra de laEmancipación, aunque el precio de esta intervención fuera la separación del Alto Perú, lapérdida de Guayaquil, y dos años de gobierno dictatorial. 110
  • 111. EL ESCUDO NACIONAL El Congreso Nacional de 1825 estableció definitivamente la bandera y el ESCUDO NACIONAL por Leypromulgada por don Simón Bolívar el 25 de febrero de 1825. E1 Escudo fue fijado de la siguiente manera: "Lasarmas de la Nación Peruana constarán de un, escudo dividido en tres campos, uno azul celeste, a la derecha, quellevará una VICUÑA mirando al interior; otro blanco a la izquierda, donde se colocará el árbol de la QUINA; yotro rojo inferior y más pequeño en que se verá una CORNUCOPIA derramando monedas, significándose conestos símbolos, las preciosidades del Perú en los tres reinos naturales. El escudo tendrá por timbre una coronacívica vista de plano; e irá acompañada en cada lado de una bandera y un estandarte de los colores nacionales,señalado más adelante”. Estas Armas constituirán el gran sello del Estado, puesta en la circunferencia la inscripción: REPUBLICAPERUANA". El autor del Escudo fue el Diputado por Lima y Presidente del Congreso en esos momentos Doctor JOSEGREGORIO PAREDES. LA BANDERA, EL PABELLÓN Y LA ESCARAPELA NACIONAL En la misma Ley de 1825 se fijaba la bandera pabellón y escarapela de la siguiente manera: "El pabellóny bandera nacional se compondrá de tres fajas verticales; las dos extremas encarnadas y la intermedia blanca, encuyo centro se colocará el escudo de las armas con su timbre, abrazado aquél por la parte inferior de una palma ala derecha y una rama de laurel a la izquierda, entrelazadas". "El estandarte será de la forma de la bandera con una corona cívica en el medio". "La escarapela será de color blanco y encarnado, intercalados". 111
  • 112. Bandera Nacional Pabellón Nacional y Escarapela LAS ARMAS Y LA BANDERA DE LA REPUBLICA ESTABLECIDAS POR EL CONGRESO DE1825.-“Así quedaron fijadas las armas y la bandera de la República. Fueron ellas que condujeron a la Patria ajornadas de triunfo o de jolgorio, de infortunio de aflicción: Socabaya y Yungay, Ingavi y Montoni, Tarqui yMapasingue, el Callao y San Juan, Arica y Angamos. Sobre el fragor y el polvo de las batallas, parsimoniosoritualismo de las ceremonias, la sabrosa alegría de las fiestas populares, el tremendo oleaje de lasmuchedumbres; en el río de la selva, en la puna híspida y en el valle algodonero; ornando el “mate” ayacuchanoy el sombrero de Catacaos; cinta en la guitarra criolla, escarapela en el uniforme escolar, faja en el indio defrontera, cadeneta en la vivienda humilde, condecoración en el pecho militar; sobre las piedras del Cuzco, lacortesanía de Lima y el sacrificio de Tacna, y aún más subyugantes bajo el frío de extranjeros cielos, el rojo, elblanco y el rojo verticales, nítidos como una cifra, pintorescos como un cuadro, emocionante como un poema,hondos como una oración, fueron por encima de palacios y chozas, batallones y navíos, muchedumbres ypaisajes, cadáveres y niños, la esencia o la emanación del Perú".1616 De Historia de la República del Perú.- Tomo I.- Jorge Basadre. 112
  • 113. LIBRO SEGUNDO: LA REPÚBLICA DEL PERÚ HASTA 1866 Cabe considerar que nuestra historia republicana la iniciamos propiamenteen 1827, cuando acaban en nuestro país las influencias extranjeras y empezamosla ardua labor de regir nuestros propios destinos, sin más ingerencias políticasque la de nosotros mismos. Pero el gobierno así surgido no era del todo nuevo:tres siglos de estado colonial habían dejado profunda raigambre en nuestrasinstituciones, en nuestros hombres y en nuestros actos que todavía seextenderían, consciente o inconscientemente, por muchos años más.“¿Cómo vive la República el contenido histórico de la Independencia? ¿Es fiel aese contenido o lo niega?Es frecuente, sobre todo en los últimos lustros, escuchar voces como éstas: queel Perú vive en la hora presente las mismas aflicciones que nuestros abuelosremotos en el siglo XVIII; que la Independencia es una forma de engaño porquecontinúa la conducción política en manos de unos pocos, o porque pasamos deldominio español a otro dominio de distinto contenido político y económico. Enfin, se dice que en la República se mantienen vigentes por muchos años normase instituciones anacrónicas.Podría continuarse sin término la presentación de una y otra objeción.Sin desconocer los múltiples problemas que agobian hoy día al Perú y que debenafinar en nosotros el sentido de la responsabilidad y la justicia, no puede negarseun relativo proceso de adelanto social, entre errores, tropiezos, limitaciones,fallas humanas, en más de ciento setenta años de vida independiente. Poco apoco, se desarrolla –en la lucha pendular entre dictaduras de uno u otro tono yregímenes democráticos–, la difusión del poder político y una conciencia departicipación más amplia; igualmente, con terribles limitaciones que conviertenen insatisfactoria toda tarea, en educación, vivienda, comunicaciones, desarrollocientífico y técnico, no puede afirmarse que la posición sea el inmovilismo.Como en todo fenómeno social que persiga estabilidad y duración, laIndependencia de América no es en su día, ni pudo serlo, un principio misteriososuperior a lo humano, estímulo de un cambio profundo, inmediato a la 113
  • 114. perfección. En la historia del hombre no se presentan, sobre todo en cuestionessociales, alteraciones vertiginosas. Y si se presentan, alucinan y luegodesaparecen en la sombra.Tampoco puede entenderse este conjunto de reflexiones como un elogio de laRepública, con tantos momentos grises y débiles. No se trata de construir unahistoria "rosada". Tampoco se trata de otorgarle a la Independencia contenidospolíticos discutibles, de nuestros días.La República no es infiel a la Emancipación. Sin embargo la tarea ha sidoprecaria, insuficiente.El Perú desde la Emancipación se incorpora a la historia del mundo en todos losniveles, y vive y sufre, igual que otros pueblos en otras latitudes, las grandesinfluencias ideológicas y políticas que desarrollan en cada caso las comunidadesmás adelantadas en lo intelectual o con mayor fuerza en lo económico y en lopolítico. El Perú no es una excepción, y soporta en diversas épocas de su historiala influencia más o menos fuerte de los países rectores en uno u otro momentode la historia. Todo esto es verdad, pero no puede llevarnos a afirmar que laIndependencia sea sólo un "cambio" en el "dominio imperial".Además, con el desarrollo de las comunicaciones, que avanza de manerapasmosa, desde la Independencia hasta nuestra hora, ¿puede hablarse, acaso, deuna nación cuyas actividades, objetivos, intereses no estén entretejidos con losde otras naciones?Si la Independencia misma es la negación del aislamiento de uno y otro puebloamericano, menos se puede hablar hoy en día de una sociedad que pretenda vivirajena a todo fenómeno de influencia de otro grupo humano. Lo importante esafirmar -no perder- la propia personalidad comunitaria”. (José Agustín de laPuente Candamo). 114
  • 115. CAPITULO I: DEFINICION DE LA NACIONALIDAD PROBLEMATICA DEL PERU AL INICIAR SU VIDA INDEPENDIENTE 1.- Problemática territorial del Perú republicano. La República del Perú surgió a la vida independiente teniendo como fundamentohistórico los pueblos y territorios que en el momento de la Independencia formaban elVirreinato del Perú y constituyeron la nación peruana. Dichos territorios eran los de las.Intendencias de Trujillo, Tarma, Lima, Huamanga, Huancavelica, Arequipa, Puno y Cuzco,más el Gobierno y Comandancia General de Maynas que comprendía el Gobierno de Quijos.A estos territorios se unió el de la Provincia de Jaén de Bracamoros, en el actualDepartamento de Cajamarca, que integrando el Virreinato de Nueva Granada, se incorporó alPerú por libre determinación de sus habitantes. 115
  • 116. 2. Principios jurídicos que han normado la delimitación de nuestras fronteras. Se reconoce que todo pueblo que rompe sus lazos con la antigua metrópoli dominadorao estado dominador, tiene el derecho de expresar libremente su opinión para constituir lanueva nacionalidad. Este derecho lo ejerció el pueblo del Perú, como lo ejercieron los demáspueblos americanos, al triunfo de la guerra emancipadora. También se reconoce que todopueblo que se emancipa tiene derecho a ejercer su soberanía sobre el territorio que habitaba enel momento de la separación. El ejercicio de estos dos derechos dio lugar a la formulación dedos principios jurídicos que han servido de norma para la constitución de los nuevos Estadosamericanos: el de la LIBRE DETERMINACION DE LOS PUEBLOS o SOBERANIA DELOS PUEBLOS EMANCIPADOS, para constituir su nacionalidad, y el del UTIPOSSIDETIS para la determinación de su territorio, los que vamos a estudiar a continuación. A).- El principio de la Libre Determinación de los Pueblos o soberanía de lospueblos emancipados es el que rige la constitución inicial de la nacionalidad. Este derecho lo ejerció el pueblo del Perú a medida que iba triunfando el movimientoemancipador. En el momento de liberarse los diferentes pueblos del Virreinato del Perú de ladominación española, iban expresando libremente su determinación de constituir una nuevanacionalidad que era el Perú. Así lo dicen las Actas de Independencia, de los pueblos de Ica,Trujillo, Piura, Lambayeque, Tumbes, Jaén, Maynas, Lima, etc. En realidad, todos los pueblosque integraban el antiguo Virreinato del Perú, ejerciendo su derecho soberano a la libredeterminación, expresaron su voluntad de constituir la nación peruana, libre e independiente,con un solo caso de excepción: Guayaquil, que presionado por Bolívar, determinó constituir laGran Colombia. El caso inverso fue el del pueblo de Jaén, en el actual Departamento deCajamarca, que perteneciendo al Virreinato de Nueva Granada, determinó formar parte delPerú. Este derecho soberano de todo pueblo a su libre determinación para constituir sunacionalidad, es Ley del Derecho Internacional Americano, que nadie puede tener elatrevimiento de desconocer ni discutir. Así, pues, repetimos una vez más, el Perú quedóconstituido como resultado de la guerra de la independencia por la libre y soberana voluntadde los pueblos que integraban el Perú en ese momento de su historia, entre los que seencontraban los de Jaén, Tumbes y Maynas, sin lugar a la menor duda. B).- El principio del Uti Possidetis, es el que rige para la posesión y delimitación delos territorios de las nuevas naciones. Surgió este principio por aplicación a la realidadamericana de un principio del Derecho Romano en virtud del cual se acordaba por el Pretor lacontinuación de la posesión hasta el término del litigio La fórmula del Pretor era: "utipossidetis, ita possideatis" (como poseéis, así poseáis). Aplicado al Derecho Internacionalamericano significa que se reconocía las nuevas naciones el estado posesorio de los territoriosque tenían cuando eran colonias y que seguirían poseyendo en su vida independiente, porvoluntad de sus habitantes. Por acuerdo de los líderes del movimiento y políticos de cada país,se terminó por aceptar que ese uti possidetis, o estado posesorio colonial, debía de referirse almomento en que se inicia la lucha por la independencia, gesto es, el año 1810. Esta fue laformulación más general que se hizo de este principio, aunque algunos se refieren a élseñalándolo "al momento de la independencia" o "al término de la independencia"; perorepetimos, la aceptación general fue referido al año 1810. Este principio del uti possidetis es un principio de posesión y sobre todo dedelimitación de territorios referido al año de 1810, pero siempre subordinado al de la libredeterminación por el cual se constituyeron las nacionalidades. No se puede invocar para 116
  • 117. reivindicar territorios, en contra de la voluntad y libre determinación de sus habitantes. Así,por ejemplo, el Perú no puede cometer la tontería de reclamar Guayaquil porque ese territorioformaba parte del Virreinato del Perú en 1810, y no lo puede reclamar porque los pueblos deese Gobierno de Guayaquil expresaron su libre determinación de incorporarse a Colombia;mucho menos puede reclamar el territorio del Alto Perú, por las razones antes dichas. Asípues, lo que cuenta en este hecho grandioso de la independencia, es la voluntad de los pueblosy una vez declarada ésta, lo que hay que ver es hasta dónde llegaba su territorio en 1810, osea, cuáles eran sus límites o fronteras de entonces. Ahora, ¿cómo conocer la extensión del territorio de un Estado y los límites o fronterasque deben separarlo de otro?, pues por el estudio de sus "títulos coloniales", esto es, por loque dicen las Reales Cédulas, Reales Ordenes y demás disposiciones de las autoridadesespañolas. Por eso, en los litigios para fijar sus límites, las repúblicas latinoamericanas hantenido que hacer gran búsqueda de documentos coloniales en pos de los títulos que amparansus derechos territoriales En la aplicación del Uti Possidetis se ha hecho, una distinción entre lo que se denominael Uti Possidetis jure y el Uti Possidetis facto. Según lo primero, los Estados tienen derecho alterritorio que les pertenecía en 1810 según sus "títulos coloniales", o sea según la delimitaciónhecha por el Rey de España y vigente en 1810 aunque no lo ocuparan. Según lo segundo, losEstados tienen derecho al territorio que ocupaban sus habitantes en 1810 y no a lo queseñalaban sus títulos Esta segunda interpretación ha sido la defendida por el Brasil en suslitigios de límites A estos principios jurídicos, tenemos que agregar el derecho de conquista que se basa enla fuerza, y por el cual nuestro país tuvo por el Sur fronteras con la República de Chile, alconquistar ese país el territorio boliviano de Atacama con el cual limitábamos por el Sur hasta1879, y luego arrebatarnos los territorios del Departamento Litoral de Tarapacá y de laProvincia de Arica. 3.- Problemática limítrofe del Perú con los países vecinos. Al iniciar el Perú su vida independiente nuestros gobernantes tenían por delante ladelicada labor de determinar el patrimonio territorial de la nacionalidad fijando nuestroslímites o fronteras con los países vecinos. Este fue un azaroso momento de nuestra historia,no tanto porque fuera difícil demostrar la peruanidad de esos territorios así como las fronterasde los mismos, sino porque el Estado Peruano careció, las más veces, de conciencia territorialy nuestros gobernantes, muchas veces, no supieron salvaguardar los derechos del Perú a suslegítimos territorios, disponiendo de ellos como si fueran cosa propia, o no dando importanciaa la defensa de esos territorios por considerarlos de escaso valor para el país. Los problemas territoriales que tuvo el Perú fueron los siguientes: a).- Con el Ecuador, por la absurda discusión que hacía el Ecuador de la peruanidad delos territorios de la antigua Tenencia de Tumbes, el Partido de Jaén de Bracamoros y laComandancia General de Maynas. El Ecuador sostuvo equivocadamente desde 1841 en que leiniciaron las negociaciones, hasta 1942 en que se firmó el Protocolo de Límites, no unproblema de fijar los límites o fronteras entre los dos países, de acuerdo a los territorios conque cada uno de ellos surgió a la vida independiente, sino un problema de desintegración de lanacionalidad peruana y de cambio de nacionalidad de los peruanos que vivían en Tumbes, 117
  • 118. Jaén y Maynas y cuyos antepasados decidieron en 1821 y 1822 ser peruanos y noecuatorianos (grancolombianos, entonces). b).- Con Colombia, por la fijación de los límites en el río Yapurá o Caquetá, según elPerú, y por la fijación de los límites en el río Putumayo, según Colombia. La zona disputadaera la de las misiones mercedarias del Putumayo, pero nunca Colombia disputó al Perú lazona baja entre el Putumayo y el Amazonas, zona que se ha denominado el "trapecioAmazónico" y que fue un generoso regalo del señor Augusto B. Leguía y su Ministro deRelaciones Exteriores don Alberto Salomón Osorio, a la hermana República de Colombia en1922. Seguramente que no hubieran sido tan generosos si esos territorios hubieran constituidoalguna chacra o hacienda de ellos. c).- Con el Brasil, en el siglo pasado, por los territorios del triángulo formado por ladesembocadura del río Yapurá o Caquetá en el Amazonas y luego el Amazonas mismo, aguasarriba hasta Tabatinga, y luego desde fines del siglo pasado y en los primeros años delpresente siglo, por los territorios comprendidos entre el Ucayali y el río Madera, yespecialmente por los territorios de las cuencas de los ríos Yuruá y Purús. La frontera en el ríoYavarí fue respetada como algo tradicional desde los tiempos de la dominación española yportuguesa. Además con el Brasil se trataba de definir el problema de la navegación en elAmazonas, ya que era la única vía que ponía en comunicación a la amazonía con el mundo. d).- Con Bolivia, por la fijación de la frontera al norte del Lago Titicaca hasta lafrontera con el Brasil. De acuerdo al Uti Possidetis de 1810, el Perú reclamaba todo elterritorio de la cuenca del río Madre de Dios y la parte occidental de la cuenca del río Madera.Bolivia, en cambio, reclamaba que le pertenecían los territorios hasta las nacientes delUcayali. La frontera al sur del Titicaca, en la zona de la Cordillera de los Andes, no fue objetode disputa porque era tradicionalmente conocida desde los tiempos de la dominaciónespañola. Sólo se trataba de colocar los hitos correspondientes para delimitar la frontera entrelas antiguas Audiencias de Lima y Charcas. e).- Con Chile, por la usurpación que hizo este país de nuestros territorios delDepartamento Litoral de Tarapacá y el de las provincias de Tacna y Arica, por 10 años, segúnel Tratado llamado de Ancón de 20 de octubre de 1883 que consagró la conquista y nos obligóa tener frontera con Chile. Durante cerca de 45 años, Chile se negó a resolver el problema dela devolución de Tacna y Arica al Perú, quedándose finalmente con Arica. 4.- Problemática social y cultural. Población del Perú a la iniciación de laRepública. Sus profundas desigualdades sociales y culturales. Al iniciarse la República el Perú contaba con una población aproximada de un millónquinientos mil habitantes. Esta población se caracterizaba por su diversidad racial, pues estabaintegrada por descendientes de la raza quechua y también de la aymara que fueron losprincipales pobladores del Imperio de los Incas; por blancos españoles o descendientes deespañoles (criollos); por los negros que llegaron durante el Virreinato para trabajar en la costa,y luego por las mezclas de dichas razas, esto es, mestizos y mulatos. La mayor parte de estapoblación era entonces rural, como lo fue hasta hace pocos decenios, y en menor parte urbana.A mediados del silo pasado llegó la raza amarilla, para trabajar igualmente en la costa, razaque también se cruzó con las razas nativas. 118
  • 119. La sociedad virreinal, hemos visto, era una sociedad clasista, racista y fundada en elprincipio de la desigualdad que entonces imperaba en el mundo. La revolución de laindependencia se hizo para transformar esa sociedad en otra en que se abolieran losprivilegios existentes, se terminara con las injusticias que pesaban sobre gran parte de losperuanos y todos los hombres fueran iguales ante la ley en derechos y obligaciones. SanMartín inició esta transformación declarando abolido injusto el tributo que pagaban losindígenas; abolió el trabajo de la mita y prohibiendo todo trabajo forzado; declaró la libertadde todos los hijos de esclavos que nacieran después del 28 de julio de 1821 y dio otrosdecretos más. El Congreso de 1823 declaró abolidos los títulos de nobleza españoles. A lolargo del siglo XIX se darían otras disposiciones para borrar injusticias y privilegios. Esta naciente sociedad republicana, al mismo tiempo que presentaba importantediversidad racial, así como desigualdades sociales, tenía también, y esto era muy grave,profundas desigualdades culturales. El analfabetismo y la escasa educación de la mayoría dela población era la nota característica y esto era una dificultad muy seria para el nuevo sistemade gobierno implantado. La democracia es un sistema de gobierno que reposa en la cultura delpueblo y en la libertad de pensamiento y de expresión; la dictadura reposa en la incultura y enel fanatismo de las masas. Desde el Protectorado de San Martín y durante los gobiernosliberales, el ideal fue que la educación se extendiera masivamente a todos los peruanos. Otrofactor de desigualdad fue, y también lo es ahora, el aspecto económico de las personas, perola capacitación por la educación es un factor poderoso para mejorar la situación económica delas mismas. Las costumbres coloniales continuaron rigiendo hasta bien adentro de la etaparepublicana. La Religión Católica continuó imperando en forma intolerante hasta 1915 en quese estableció la tolerancia de cultos. La nobleza o aristocracia, aunque perdió su poderpolítico, continuó teniendo su poder social, pues era propietaria de bienes rurales (haciendas)así como urbanos. Muchos militares de la guerra de la independencia, como premio a susacciones heroicas, recibieron haciendas u otras propiedades. Además, la independencia nosdejó un poderoso ejército que constituyó una nueva y poderosa clase social. 5.- Paralización y decadencia de las actividades productivas como consecuencia dela larga guerra de la independencia. Los impuestos y el comercio. Problemáticaeconómica. Al inicio de la República, el Perú se encontraba empobrecido por el desgaste producidopor la guerra de la Independencia. Las acciones militares de esta guerra devastaron nuestroterritorio y destruyeron nuestras principales riquezas. Se calcula e el Perú mantuvo un ejércitode 50,000 hombres pertenecientes a los dos bandos en lucha. La agricultura, y sobre todo la minería, que habían sido las principales industriasdurante la colonia, casi no existían. La guerra había despoblado y asolado los campos y habíadestruido las minas del interior sobre todo las de Cerro de Pasco. Además la mita, o sea eltrabajo obligatorio de los indios en las minas, había sido abolida con la Independencia y luegola falta de impulsos técnicos contribuyó también a la postración de la minería. Las artesindustriales continuaron en manos los gremios durante mucho tiempo. El Estado se encontraba falto de rentas propias para los gastos que habían menester. Losmonopolios de la época colonial, que le proporcionaban buenas rentas, habían sido 119
  • 120. suprimidos. Esta falta de recursos obligó al Estado a reestablecer en 1826 el tributo quepagaba el indio y que había sido abolido por San Martín. El comercio obtuvo entonces un apreciable impulso por la venida de ingleses y yanquisque asumieron su dirección. Sabido es que en la colonia los españoles consideraban lasactividades del comercio como oficios bajos y por lo tanto se dedicaban a ellas las gentes declase media e inferior. Este prejuicio continuó, y como con la independencia se abrieron laspuertas a la inmigración extranjera, venida de ingleses, yanquis e italianos, significó un aporteimportante para el impulso del comercio el cual cayó en sus manos. Los impuestos que se pagaban en las aduanas por el comercio de importación yexportación constituyó para el Estado su mejor rentó. 6.- Deficiencia de las comunicaciones dentro del país y con el extranjero.Problemática geográfica. Las comunicaciones dentro del país eran lentas y escasas. Los caminos eran muy pocosy en mal estado, lo que dificultaba la comunicación entre Lima y las distintas regiones delpaís, La comunicación entre la costa y la región amazónica no existía y el ir allí era laborabnegada de un misionero o audaz de un explorador El transporte con el interior del país sehacía preferentemente por el sistema llamado de la arriería, en que recuas de mulas y asnosdirigidas por los arrieros, bordeaban los cerros andinos y realizaban el traslado de mercaderíasy otros productos. El caballo se utilizaba también como medio de comunicación utilizando loscaminos llamados de herradura. Al iniciarse la República, pues, el Perú se encontraba falto decaminos y la comunicación que se hacía a través de sus puertos era por el antiguo sistema denavegación a vela, porque la navegación a vapor no era entonces utilizada en estas costas. Con respecto a su posición geográfica frente al resto del mundo, el Perú se encontrabaen situación favorable frente al Asia y desfavorable con respecto a Europa. Esto fue una realdesventaja frente a los otros países americanos, situados en mejor posición ante el ViejoMundo, de donde recibieron beneficios que pronto redundaron en un evidente progreso en suvida independiente. Sabemos que durante la colonia la comunicación del Perú con España sehacía a través de la vía establecida por el istmo de Panamá, pero con la Independencia esta víase interrumpió utilizándose la muy larga y peligrosa del Cabo de Hornos. Esta desfavorablesituación geográfica del Perú frente a Europa impidió un mejor progreso en su vidaindependiente. Sólo en 1914 se entregó al tráfico el Canal de Panamá, y el Perú vio mejoradonotablemente su vía de comunicación con Europa. 7.- Problemática jurídica. Definición de la estructura del Estado. Afianzamientodel Estado Republicano. El primer lustro de su vida independiente no fue para el Perú el comienzo de susoberanía nacional. La conjunción de las dos corrientes libertadoras de América en nuestrosuelo dio lugar a la implantación de gobiernos extranjeros motivados por necesidades de laguerra. Existió primero el Protectorado de San Martín, que fue sólo de un año y luego ladictadura de Bolívar, que innecesariamente se prolongó después de la batalla de Ayacucho.Con los acontecimientos ocurridos en Lima los días 26 y 27 de enero de 1827 estudiados en elCapítulo anterior, terminó en el Perú la influencia extranjera y el gobierno pasó a manos delos propios peruanos. El Presidente interino general Santa Cruz, convocó a elecciones para un 120
  • 121. segundo Congreso peruano, el que eligió Presidente de la República al mariscal don José deLa Mar y dio después la Constitución de 1828, como veremos en el próximo capítulo. El sistema republicano de gobierno ya no tuvo variantes. Ha perdurado definitivamenteen nuestra vida independiente. La lucha sería en los primeros decenios, como sé ha dicho,entre los caudillos militares por su permanencia en el poder, lo que entorpeció un tantonuestro desarrollo nacional, y por las enemistades entre los políticos civiles que impidieronuna obra de continuidad en ese desarrollo, Pero el gran estancamiento que sufrió nuestro paísen su vida republicana, fue la guerra de conquista que nos declaró Chile en 1879, que duróhasta 1883, y cuyas consecuencias se prolongaron hasta 1929, en que se resolvió la cuestiónsobre Tacna y Arica. La obra de la Reconstrucción Nacional después de la guerra fue heroica. 8.- Problemática política. Preponderancia del caudillaje militar. Pugna entre loscaudillos militares y entre políticos liberales y conservadores. Después de las luchas y polémicas habidas durante el proceso de la emancipación sobrela forma de gobierno que tendría el Perú, en 1827 se definió resueltamente como un Estado degobierno republicano democrático, al igual que los demás Estados hispanoamericanos quesurgieron a raíz del movimiento Emancipador. Las fuerzas que entonces intervinieron en la política del país fueron principalmente elmilitarismo y los políticos liberales y conservadores. Se denomina militarismo al predominio del elemento militar en el gobierno del Estado.Este fenómeno político se produjo en el Perú al iniciarse la República y también se produjo enlos demás Estados que acababan de emanciparse de España con excepción de Chile. Según el distinguido historiador peruano doctor Jorge Basadre, el militarismo surgedebido a tres causas: "como reconocimiento nacional a los triunfadores en contiendasdecisivas; como escarmiento después de la derrota, o en situaciones de indecisión política ysocial (liquidación de una dictadura, defensa desesperada contra la revolución social)”. Aliniciarse la República el Perú se encontró bajo la influencia del primer tipo de militarismo:militarismo después de la victoria. Esto está perfectamente explicado, porque laindependencia dejó un ejército numeroso, y este ejército significó la más poderosa de lasfuerzas sociales, según estudiamos anteriormente. Frente al escaso poder de los grupos civilespara intervenir en la vida del Estado, la clase militar resultó la más fuerte, y como talintervino en primer plano en la política peruana. Los jefes militares que habían peleado en las batallas de la Emancipación, sobre todolos que habían peleado en la batalla de Ayacucho, se convirtieron en los caudillos másimportantes de la política nacional. Estos caudillos llamados los “mariscales de Ayacucho"mantuvieron su preponderancia hasta principios de la mitad del siglo, cuando por efectonatural de la edad, empezaron a desaparecer del escenario nacional. El Perú republicano,durante sus primeros decenios, vivió bajo el influjo del primer tipo de militarismo. Cerca delfinal del siglo conoceríamos el segundo tipo de militarismo: el militarismo después de laderrota (guerra con Chile). En el presente siglo conoceríamos el tercer tipo de militarismo. La nobleza colonial que continuó existiendo en los primeros tiempos de la República,no intervino en la política del país; mantuvo su poder social pero no tuvo poder político. 121
  • 122. Fueron los hombres de clase media o burguesía los que intervinieron en la política nacional, ydentro de éstos, los que tenías profesiones liberales, esto es, abogados o médicos. Fueronestos profesionales los que formaron parte de los Congresos que tuvo el país y se agruparonformando los primeros grupos políticos que bajo ideales del LIBERALISMO o delCONSERVADORISMO aparecieron entonces. La adhesión de los liberales o conservadores alcaudillo militar triunfante daba fisonomía a su gobierno. EL PERÚ, UNA PATRIA ANTIGUA.- Es el Perú una Patria antigua: aceptémosla como unacomprobación histórica Y como una advertencia saludable. Se integra nuestra Patria, geográficamente, con elvasto territorio que ocupamos; racialmente, con indios, negros, blancos y mestizos; culturalmente, con elementospropios y extranjeros asimilados o tomados en préstamo, y cronológicamente, con la secuencia irreversible detres grandes épocas: Antigua, Media o del dominio español y Moderna. No aceptamos ninguna desmembraciónterritorial, fijadas ya definitivamente nuestras fronteras. Tampoco hacemos discriminaciones raciales niculturales. La mutilación de nuestra historia se convierte en algo inconcebible”. “La más lejana y caudalosa corriente del río de nuestra vida —la patria— es la formada aquí mismo,desde millares de años, a la cual se suman como aguas tributarias los aportes extranjeros. Cuando se depura laconciencia peruana, se percibe claramente esta densa materia de que estamos hechos, que matizan y decoran,pulen o abrillantan; los colores o las formas importadas. Sea esta materia la primigenia, básica, la aglutinante.Venga de afuera cuánto sea, pero a condición de peruanizarse; de ser absorbido y asimilado, de conformarse anuestro espíritu, de amoldarse a nuestra personalidad de pueblo madura y prócer. No más ¡colonialismos!Culturales.” "Tomaremos de otros pueblos lo que técnica o científicamente nos convenga; pero nada podráavasallarnos bajo el disfraz de modas artísticas, propagandas religiosas o políticas, influencias filosóficas ojurídicas. SOMOS UNA PATRIA ANTIGUA, eso basta para detener los métodos buenos para África u Oceanía,en sus áreas primitivas. Perú debe hacer sentir su propia estima, respetarse, proceder con dignidad, enconsonancia con el prestigio y la valía que le otorga su gloriosa historia. No incurramos en temeridad suicidasaludando al conquistador, no nos llamemos colonia; ni "coloniaje"; porque el Perú, en su íntimo ser no aceptójamás tal condición y el dominio extranjero fue transitorio, aunque durara tres siglos, que son apenas instantes enla ilimitada duración de nuestra Patria. Los peruanos de hoy, en gran parte insertos ya en la cultura Occidental,seguimos siendo tales y no meros epígonos de lo europeo, gracias a la sobrevivencia del pasado americano ennuestra vida personal o colectiva. Seremos tanto más peruanos cuanto mejor sepamos dirigir la incorporación dela cultura moderna al mundo en que viven nuestros compatriotas representativos de la antigua patria. Así seráintegrado el Perú en el presente y en su proyección luminosa hacia el futuro".1717 De “Ruta Cultural del Perú” por Luis E. Valcárcel. 122
  • 123. CAPITULO II: EL PRIMER MILITARISMO. GOBIERNO DE DON JOSE DE LA MAR Y LOS PROBLEMAS INTERNACIONALES CON BOLIVIA Y COLOMBIA GRAN MARISCAL DON JOSÉ DE LA MAR PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA (1827-1829) En su juventud formó parte del ejército español, peleando en España contra Napoleón. En el Perú fue Mariscal de Campo del ejército del Virrey Pezuela, y al abandonar La Serna la capital fue dejado al frente de las fortalezas del Real Felipe. Capituló y luego pasó a formar parte del Ejército Libertador con su mismo rango militar. Presidió la primera Junta de Gobierno y peleó en la Batalla de Ayacucho. Falleció en Costa Rica en 1830. 1. Afirmación del nacionalismo y elección del mariscal La Mar como Presidente delPerú. Libre el Perú de la influencia extranjera en el gobierno, gracias a los acontecimientosocurridos en Lima los días 26 y 27 de enero de 1827 que trajeron por tierra el régimenvitalicio, el Presidente interino general don Andrés Santa Cruz convocó a elecciones paraelegir un Congreso Extraordinario, que decidiría sobre la Constitución que debería regir alPerú y también para Presidente y Vicepresidente de la República. Durante la campaña eleccionaria llegó de su destierro de Chile el líder de los liberalesdon Francisco Javier de Luna Pizarro. Con la llegada de Luna Pizarro la tendenciaantibolivarista y nacionalista se acentuó. La campaña de los liberales tuvo completo éxito yrealizadas las elecciones pasaron estos en mayoría a formar parte del Segundo CongresoPeruano. 123
  • 124. El 4 de junio de 1827 se instaló solemnemente el nuevo Congreso Constituyentepresidido por Francisco Javier de Luna Pizarro. El Presidente interino Santa Cruz se presentóante él e hizo renuncia del mando, pero el Congreso dispuso que continuara en funcioneshasta que se eligiera al que debía reemplazarle. El 9 de junio el Congreso decidió elegir Presidente y Vicepresidente de la República. Elproblema se presentaba con caracteres complicados, porque ya hemos dicho en el capítuloanterior, la clase militar se encontraba prepotente con los lauros obtenidos en la guerra de laIndependencia. Varios de estos caudillos aspiraban al poder. Los principales eran los generalesSanta Cruz, Agustín Gamarra y Antonio Gutiérrez de La Fuente. Los liberales dirigidos porLuna Pizarro decidieron buscar un militar débil y dócil y sin tendencia al caudillaje de tipoautoritario, y lanzaron la candidatura del general La Mar, a quien antes habían escogido paraque presidiera la primera Junta Gubernativa del Perú. El resto de los diputados presentaron lacandidatura del general Santa Cruz. Realizado el acto eleccionario resultó vencedor poramplio margen el Mariscal don José de La Mar. Con el objeto de tener alejado del Perú aSanta Cruz, que había demostrado su inconformidad con la elección, los liberales lonombraron Ministro Plenipotenciario en Chile y Argentina. 2.-La Constitución liberal de 1828 y las atribuciones de los poderes del Estado. Pocos días después de instalarse el Congreso Constituyente de 1827, declaró nula y sinvigor la Constitución jurada el año anterior, y en su reemplazo se dio la Constitución de 1828cuya promulgación y juramento público se dispuso para el día 5 de abril, lo que tuvo que serpostergado para el día 18 de ese mes, por haber ocurrido el 30 de marzo un tremendoterremoto en Lima que dejó a la ciudad casi en ruinas. La Constitución de 1828, de tendencia liberal, pretendió implantar el federalismo en elPerú, pero la discusión no prosperó, pero sí se estableció un cierto descentralismo al crearselas Juntas Departamentales, para que tuviesen a su cargo la administración de los intereses delDepartamento. Se estableció que el Presidente de la República duraba en su cargo 4 años y era elegidopor los Colegios Electorales. Gobernaba de acuerdo con sus Ministros y había un Consejo deEstado que tenía ingerencia en la decisión de muchos asuntos graves del país. Fue permitidala acusación del Presidente de la República durante su período y era el Consejo del Estado elque debería de presentar a la Cámara de Diputados una lista de las infracciones a laConstitución cometidas por el Ejecutivo. El Poder Legislativo se componía de dos Cámaras: Senadores y Diputados (sistemabicameral) con una reunión anual. Los senadores representaban a los Departamentos y eranelegidos tres por cada Departamento y los Diputados representaban a las Provincias y eranelegidos en número proporcional a sus habitantes. Se haría la renovación de la Cámara deDiputados por mitad, cada dos años; y el Senado por terceras partes, de dos en dos años. 3.-Los problemas internacionales con Bolivia y Colombia durante la Presidencia deLa Mar. La caída del régimen vitalicio en el Perú y la implantación del gobierno nacionalista yantibolivariano del mariscal La Mar, trajo consigo el surgimiento de problemas 124
  • 125. internacionales por el Norte, con la Gran Colombia, y por el Sur, con Bolivia; ambos paísesbajo la influencia de Bolívar. Se sabía que el golpe del 27 de enero de 1827 había disgustado a Bolívar, y existíanindicios de que el Libertador proyectaba un ataque combinado de la Gran Colombia por elNorte y de Bolivia por el Sur, en donde se encontraba Sucre. A esto se unía el problematerritorial planteado en el Norte por el reclamo que hacía Bolívar de la llamada región deMaynas y de la Provincia de Jaén que alegaba le pertenecían. Con respecto a los problemas del Sur, el Perú estaba interesado en terminar con elrégimen vitalicio en Bolivia, con el objeto de evitar un ataque por la espalda en caso deconflicto con la Gran Colombia. Además, también por el Sur existían problemas territoriales.Era opinión de muchos políticos peruanos y bolivianos, que la creación de Bolivia había sidoun error profundo de Bolívar y de Sucre. E1 Alto y Bajo Perú habían estado tradicionalmenteunidos, y aspiraban estos políticos volver a la antigua unión formando un solo Estado. Todos estos problemas internacionales se agravaban por la marcada tendenciaantibolivariana del gobierno de La Mar. Se llamó al escalafón a todos los militares peruanosdestituidos por Bolívar; se empezó a hostilizar a los funcionarios públicos que habíanpertenecido a la administración pasada; se expulsó de Lima al representante colombiano señorArmero acusándosele de ingerencia en los asuntos internos del Perú y se fomentaba lacampaña de prensa contra Bolívar. Todos estos hechos no hacían sino preparar el futuroconflicto entre el Perú y la Gran Colombia. 4.- Fin de la influencia bolivariana en Bolivia. La caída del régimen vitalicio en el Perú tenía que ejercer una fuerza de contagio en lospaíses vecinos. Del Perú se extendería luego a Bolivia y a la misma Gran Colombia. Si el Perú estaba interesado en la caída del régimen vitalicio en Bolivia, también loestaba la Argentina que combatía los planes hegemónicos de Bolívar. Los periódicos deambos países incitaban abiertamente a los altoperuanos a la rebelión contra la dominacióncolombiana. El mariscal Santa Cruz interesado en la salida de Sucre de Bolivia, alentaba a suspartidarios a la rebelión. El Perú, en previsión de cualquier acontecimiento, empezó a reunirtropas en la frontera con Bolivia al mando del Prefecto del Cuzco general Agustín Gamarra. A fines de 1827 varios motines ocurrieron en Bolivia en contra de la dominacióncolombiana siendo sofocados. Pero uno nuevo ocurrido en la ciudad de Chuquisaca el 18 deabril de 1828 tuvo mejor éxito. Al intentar sofocarlo, Sucre fue herido en el brazo derecho yobligado a buscar refugio. Una Asamblea realizada ese mismo día acordó llamar al generalGamarra y a las tropas peruanas apostadas en la frontera, las que inmediatamente penetraronen Bolivia. Sucre se vio obligado a delegar el mando en el general Urdininea, Presidente delConsejo y Ministro de Guerra. El avance del ejército peruano en Bolivia fue bastante fácil. La mayoría del ejércitoboliviano hizo causa común con Gamarra, y sólo una pequeña parte le presentó oposición.Ocupó La Paz, Oruro, Chuquisaca, Potosí y Cochabamba. El general Urdininea se avinoallegara un acuerdo con el jefe peruano, firmándose el Tratado de Piquiza (8 de julio de1828) por el cual se estipulaba, entre otras cosas, la salida de todos los extranjeros del 125
  • 126. territorio boliviano así como también de las tropas colombianas. El ejército peruano ocuparíamientras se realizaba el convenio la ciudad de Potosí. Reunido el 3 de agosto, el Congreso boliviano aceptó la renuncia de Sucre. Esto daríalugar a una fuerte enemistad entre Sucre y Gamarra y el empeoramiento de las relaciones conla Gran Colombia. 5.- Declaración de guerra de la Gran Colombia al Perú y el problema de lasfronteras del Norte. 126
  • 127. El derrumbe de la influencia colombiana en Bolivia ahondó la enemistad entre el Perú yla Gran Colombia. Bolívar y Sucre se encontraban resentidos con el proceder de Gamarra ylas fuerzas peruanas; y aún más, consideraban peligrosa la influencia nuestra en Bolivia.Sucre, adelantándose a estos acontecimientos, había hecho saber al Libertador que "si el Perúconquista Bolivia y la conserva, el Sur de Colombia corre mil y mil peligros". El derrumbe del régimen vitalicio en Bolivia precipitó los acontecimientos. El 3 dejunio de 1828 Bolívar lanzó una violenta proclama contra los peruanos que terminaba con lassiguientes incontroladas palabras: "Armaos colombianos del Sur. Volad a las fronteras delPerú y esperad allí la hora de la vindicta. Mi presencia entre vosotros será la señal delcombate", y a los pocos días declaró la guerra al Perú. El Presidente La Mar aceptó el reto, ycon la autorización del Congreso se puso en campaña hacia el Norte al frente del ejércitoperuano. La guerra fue terrestre y marítima. En el mar, contando el Perú con superioridadindiscutible, la armada peruana al mando del Vicealmirante Guisse bloqueó la costacolombiana entre Machala y Panamá y luego atacó y ocupa Guayaquil pereciendo en elataque el Vicealmirante Guisse y tomando el mando de la escuadra don José Boterín. Lacampaña terrestre no tendría el mismo resultado. El Presidente Bases de paz en el campo deGirón (28 de febrero de 1829) por el que se acordó la Mar al mando de las tropas peruanasestableció su cuartel general en Piura, y luego avanzó hacia Loja en busca del ejércitocolombiano que mandaba Sucre. Siguiendo a La Mar, avanzó sobre el territorio colombiano lasegunda parte del ejército peruano al mando del general Gamarra. Los dos jefes peruanos nocoordinaron bien sus movimientos y Sucre actuando con su característica habilidad, en lamadrugada del 13 de febrero de 1829 sorprendió el parque de artillería en el pueblo deSaraguro y lo destrozó. A continuación, Sucre logró destruir una división del ejército peruanomandada por el coronel Plaza en el lugar denominado Portete de Tarqui. Como el ejércitoperuano se encontraba desorganizado, el presidente La Mar aceptó el ofrecimiento de Sucrede hacer la paz, y se firmó un Convenio de la desocupación del territorio colombiano por elejército peruano, inclusive Guayaquil. El ejército peruano se retiró a Piura, pero la guarniciónperuana de Guayaquil se negó a desocupar el puerto. Luego, debido a ciertos incumplimientosde parte de Sucre, el mariscal La Mar no aceptó el convenio y se preparaba para proseguir laguerra, cuando en la noche del 7 de junio fue depuesto del mando por una conspiración de losjefes del ejército en Piura dirigidos por Gamarra y obligado a embarcarse para Costa Rica, endonde falleció al año siguiente. Gamarra quedó como Jefe del Ejército del Norte. 6.- Paz con la Gran Colombia y mantenimiento de las fronteras del Norte. Tratadode Guayaquil. Derrocado La Mar, Gamarra, como comandante en jefe del ejército, celebró conColombia el Armisticio de Piura (10 de julio de 1829), por el cual se estipulaba la supresión 127
  • 128. de las hostilidades por 60 días, la supresión del bloqueo de la costa ecuatoriana y la entrega deGuayaquil. Para poner término a la contienda se reunieron en Guayaquil los plenipotenciariosperuano y colombiano, señores José Larrea y Pedro Gual y suscribieron el Tratado definitivode paz (setiembre de 1829). El Tratado Larrea-Gual respetó los derechos del Perú a los territorios de Tumbes, Jaény Maynas, como que legítimamente le pertenecían, por haber surgido con dichos territorios ala vida independiente en 1821. A su vez, el Perú desistía de reclamar Guayaquil y se loentregaba a la Gran Colombia. En 1829, pues, quedó establecido que el Perú no comprenderíaGuayaquil y que la Gran Colombia no comprendería Tumbes, Jaén ni Maynas. Cuando en1830 se disolvió la Gran Colombia y el Ecuador se constituyó en República independiente, serespetó esta situación. El problema territorial del Norte quedaba resuelto. El problematerritorial del Sur demoraría algunos años más para resolverse. IMPORTANTES ARTICULOS DEL CONVENIO DE BASES DE PAZ DE GIRÓN POR LOSCUALES SE ACORDÓ DELIMITAR LAS FRONTERAS DE ACUERDO AL UTI POSSIDETIS DE 1809Y QUE EL EJÉRCITO PERUANO DESOCUPARA EL TERRITORIO DE COLOMBIA18 Art. 2°. Las Partes contratantes ó sus respectivos Gobiernos nombrarán una Comisión para arreglar loslímites de los Estados, sirviendo de base la división política de los Virreinatos de Nueva Granada y del Perú enAgosto de 1809, en que estalló la revolución de Quito, y se comprometerán a cederse recíprocamente aquellaspequeñas partes de territorio, que por defecto de una inexacta demarcación perjudiquen á los habitantes. Art. 9°. Como Colombia no consentirá en firmar un Tratado de paz mientras que tropas enemigasocupen su territorio; se conviene en que sentadas estas bases se retirará el resto del ejército peruano al Sur delMacará, y se procederá al arregla definitivo, á cuyo efecto se elegirán dos Plenipotenciarios por cada partecontratante, que deben reunirse en la ciudad de Guayaquil en todo el mes de Mayo. Entre tanto sólo podránexistir en las provincias fronterizas pequeñas guarniciones, debiéndose nombrar en uno ú otro ejércitoComisarios que vigilen la observancia de este artículo. Art 11°. El ejército peruano emprenderá su retirada por Loja desde el día 2 del próximo Marzo, yevacuará completamente el territorio de Colombia dentro de 20 días contados de la fecha. En el mismotérmino se devolverá a las respectivas autoridades la ciudad de Guayaquil, y su marina; con los elementos deguerra, en los mismos términos que se entregaron en depósito al jefe de la escuadra peruana, por la estipulación éinventario de 21 de Enero último. 1918 En este convenio de Girón, cuyas bases habían sido ofrecidas por Sucre desde la ciudad de Oña antes deiniciarse la campaña terrestre en un deseo de evitar la guerra, se notan dos afirmaciones muy interesantes paranuestro caso: primero que Colombia aceptaba como principio de delimitación el Uti Possidetis de 1809, ysegundo, que consideraba territorio colombiano sólo el ocupado por el ejército peruano en esa guerra, es decir,Guayaquil y la zona de Cuenca y Loja, al norte del río Macará. No consideraba como territorio colombiano aTumbes, Jaén ni Maynas. Bolívar, pues, conocedor como hemos visto, de los derechos del Perú a esos territoriostermina por reconocerlos. Sobre este territorio colombiano invadido por el ejército peruano y luego desocupado,surgió el Ecuador en 1830. Colombia consideró peruanos los territorios de Maynas (hoy parte de Loreto y deAmazonas), ¿cómo puede el Ecuador considerarlos como suyos cuando ni siquiera pertenecieron a su Estadoantecesor?19 De José Pardo y Barreda.- DOCUMENTOS ANEXOS AL ALEGATO DEL PERU, Tomo I. pág. 23. 128
  • 129. CAPITULO III: GOBIERNOS DE DON AGUSTIN GAMARRA, DON LUIS JOSE ORBEGOSO, DON FELIPE SANTIAGO SALAVERRY Y PRELIMINARES DE LA CONFEDERACION PERU- BOLIVIANA GRAN MARISCAL DON AGUSTÍN GAMARRA PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA (1829-33 y 1839-41) Nació en el Cuzco y durante su juventud formó parte del ejército realista asistiendo a las batalla de Huaqui y Vilcapuquio contra la revolución argentina. Actuó contra la revolución de Angulo y Pumacahua. Ganado a las ideas independentistas, en 1821 estando en Lima, se presentó en el campamento de San Martín en Huaura. Actuó en la campaña final al lado de Bolívar como Jefe de Estado Mayor. Peleó en la batalla de Ayacucho. Durante el gobierno de La Mar invadió Bolivia en 1828 contribuyendo a la caída del Gobierno de Sucre. Participó en la guerra contra la Gran Colombia y en las luchas para el establecimiento de la Confederación Peruano-boliviana. Falleció en la batalla de Ingavi, tras invadir Bolivia, el 18 de noviembre de 1841. 1.-El acceso de Gamarra a la Presidencia de la República El general Gutiérrez de La Fuente que había sido encargado de la Presidencia de laRepública a raíz del derrocamiento del gobierno del general La Mar, renunció al mando anteel nuevo Congreso reunido en Lima el 31 de agosto de dicho año de 1829. Inmediatamente elCongreso nombró como Presidente Provisional de la República al mariscal don AgustínGamarra, y Vicepresidente al general Gutiérrez de la Fuente, mientras se realizaban laselecciones. Verificadas éstas, resultaron elegidos en los mismos cargos ambos caudillos, sinmayor oposición. El Congreso los proclamó el 19 de diciembre de 1829 para un período decuatro años que debía durar hasta el 19 de diciembre de 1833. 2.- El militarismo autoritario de Gamarra y la oposición de los liberales en elCongreso. La oposición popular. El mariscal, era un caudillo de tendencias presidencialistas, es decir quería elrobustecimiento de la autoridad del Presidente de la República. Se rodeó del grupo político delos conservadores que estaban dirigidos por don José María de Pando, y del que formabanparte don Andrés Martínez, don Felipe Pardo y Aliaga, el coronel don Manuel Ignacio de 129
  • 130. Vivanco, don José Joaquín de Mora y otros. Los conservadores tenían como vocero alperiódico "La Verdad" que defendía el principio del gobierno fuerte. Los liberales pasaron a laoposición desde el periódico y la tribuna parlamentaria, en donde sus líderes fueron lossacerdotes Francisco Javier, de Luna Pizarro y Francisco de Paula González Vigil. El mariscal Gamarra se había encumbrado en el Poder con el auxilio del generalGutiérrez de La Fuente. Las relaciones entre ambos caudillos habían sido siempre cordialesbasadas en la existencia de un interés común. Cuando Gamarra fue al Sur y llegó con suejército a la frontera con Bolivia, el general La Fuente se quedó en Lima al frente delgobierno en su calidad de Vicepresidente. Pero también se quedó en Lima la esposa delPresidente doña Francisca Zubiaga Bernales de Gamarra, a quien llamaban "La Mariscala",mujer de carácter excepcional y de gran inteligencia que en unión de los partidarios deGamarra vigilaba a los enemigos de su esposo y al propio La Fuente. Doña Francisca aspiraba a ejercer su influencia sobre los actos gubernamentales delVicepresidente, pero La Fuente quería ejercer el gobierno de acuerdo con su propio parecer.Surgió entonces el desacuerdo entre ambos, y considerando doña Pancha que elVicepresidente quería desplazar a su esposo de su alto cargo; decidió eliminarlo.Aprovechando de que La Fuente se encontraba enfermo en cama, en la noche del 16 de abrilde 1831, turbas amenazadoras se pasearon por las calles de Lima pidiendo la deposición delVicepresidente, al tiempo que el Prefecto de Lima coronel Eléspuru, de acuerdo con doñaPancha, enviaba dos compañías a su domicilio con orden de tomarlo preso. Sin tener tiemponi para vestirse, La Fuente pudo escapar por los techos vecinos y luego ocultamente se dirigióal Callao para asilarse a bordo de la corbeta de guerra norteamericana “San Lewis”. Elcomandante del barco le dio la hospitalidad solicitada, y luego en la conversación se cuentaque le dijo: “general, hace poco más de un año que yo fondeé en este puerto cuando Ud.marchaba a Lima a deponer al Vicepresidente. De esas cosas se dejan discípulos". El gobierno de Gamarra fue un gobierno de fuerza y contó con mucha oposición. Engeneral se dice que hubo 14 sublevaciones. Una de las principales fue la que ocurrió en Limadando por resultado el fusilamiento del capitán Felipe Rosel en la Plaza de Armas de lacapital. Es también importante la oposición de Salaverry. En noviembre de 1832 se realizaron prisiones de diputados y militares acusados derebelión, y poco después se apresó al teniente coronel don Felipe Santiago Salaverry, quien setornó en uno de los más empecinados opositores de Gamarra. Salaverry desde su prisiónescribió "La Patria en duelo". Se le confinó a Chachapoyas, pero se sublevó en dicha ciudad.Fue apresado y se apoderó de la tropa que lo custodiaba. Desde Lima se envió tropa parareducir al sublevado, y en el lugar denominado Garita de Moche (hoy puerto de Salaverry) lastropas gobiernistas al mando del coronel Francisco Vidal lograron derrotarlo. Salaverryescapó, pero fue cogido nuevamente, y el coronel Vidal no quiso cumplir la orden de fusilarlopermitiéndole embarcarse rumbo al Ecuador, pero en la travesía hizo que el barco ledesembarcara en tierra peruana, dedicándose nuevamente a conspirar. En la marina ocurrieron también diversas sublevaciones siendo las principales las de lacorbeta "Libertad" y el bergantín "Congreso". En octubre de 1831 llegó a Lima el mariscal don José de la Riva Agüero a vindicarse delos cargos que pesaban sobre su persona, aumentando la inquietud existente. 130
  • 131. 3.- La acusación al Presidente de la República por el Diputado por TacnaFrancisco de Paula González Vigil. Durante el Congreso de 1832 los liberales resolvieron acusar ante el Senado alPresidente y Vicepresidente de la República y Ministros de Estado por infracciones de laConstitución. Presentada la acusación, el Diputado por Tacna sacerdote don Francisco dePaula González Vigil la fundamentó en un famoso discurso pronunciado en la sesión del 8 denoviembre. "En un notable y razonado discurso —dice el historiador Paz Soldán— que puedeconsiderarse como modelo de elocuencia política, probó la justicia de la acusación;desvaneció los temores que se habían infundido sobre el estallido de una revolución;manifestó los males que habían sobrevenido a la Patria por la clemencia que había tenido elgobierno con las personas que antes se habían levantado contra el poder legalmenteconstituido, y terminó su hermosa oración política con estas frases: "Yo debo acusar, yoacuso”. Pero aunque en el Congreso había una mayoría liberal enemiga del Gobierno, laacusación no prosperó y fue desechada por 36 votos contra 22. SACERDOTE DON FRANCISCO DE PAULA GONZÁLEZ VIGIL (1792-1875) Diputado por Tacna al Congreso de 1832, en donde fundamentó en un memorable discurso, la acusación contra el Presidente de la República y sus ministros por infracción a la Constitución del Estado. LA ACUSACION DE VIGIL.- “. . . De nadie hay pues que temer; no del ejército no del pueblo. De unasola parte temo, dadme licencia para que os lo diga, de entre vosotros nacen mis temores, de vuestra prudenciatemo, legisladores. Si todos a una dijésemos: acusamos al Ejército por infractor de la Constitución ¡quérespetables seríamos a la faz del mundo! Y en tal caso, decidme, ¿habría qué temer? Probados los otros medios yconocida la inutilidad del sufrimiento, preciso es obrar en esta vez. Demasiado tiempo se ha callado; echad lavista a los años anteriores. ¡Ah! ¡Qué cuadro de horror¡ ¡Cuántos bienes dejados de adquirir! ¡Cuántos malessufridos! ¡Cuántas pérdidas! Hasta el honor... Nefandos crímenes canonizados, legalizadas dos revoluciones ylevantadas en este mismo santuario por las manos de los legisladores sobre las aras de la Patria, personas quedebieran haber sido inmoladas a la justicia en el vestíbulo. Habríamos creído todos los peruanos que apuradoestaba hasta las heces el cáliz de la ignominia nacional. ¡Será posible que aún hubiese quedado el trago másamargo! Representantes de! pueblo: no dejéis marcar la impunidad coronada. Pensad sobre la suerte futura de laCarta después que os hayáis declarado defensores de aquellos mismos de quienes la Ley os obliga a seracusadores. Un esfuerzo señores, un esfuerzo y nada más y habremos dado un paso de gigante en la senda de laLibertad!” "La Nación nos está mirando en este instante y aguarda nuestra resolución para cubrirnos de gloria o deignominia sempiterna. Por lo que hace a mí habiéndome cabido la honra, por no decir la desgracia, de presidir la 131
  • 132. Cámara en este día, y debiendo quedar por esto privado de sufragio conforme al Reglamento, me apresuro aemitir mi opinión en la tribuna, para que sepa mi Patria y para que sepan también todos los pueblos libres, quecuando se trató de acusar al Ejecutivo por haber infringido la Constitución, el diputado Vigil dijo: ¡YO DEBOACUSAR, YO ACUSO!" (Del discurso pronunciado en la Cámara de Diputados el 7 de noviembre de 1832,por el Diputado por Tacna sacerdote don Francisco de Paula Gonzales Vigil, acusando al Presidente de laRepública por infracciones a la Constitución del Estado). 4.- Problemas internacionales: disolución de la Gran Colombia y surgimiento delEcuador como Estado independiente. En el orden interno el gobierno de Gamarra fue de intensas luchas políticas y en elorden internacional se produjo la disolución de la Gran Colombia y el Perú tuvo fronteras conun cuarto país, por la aparición del Ecuador como Estado independiente. El Libertador don Simón Bolívar presionado por la campaña de oposición desatadacontra su dictadura vitalicia, renunció al mando en enero de 1830, retirándose a Santa Marta,Colombia, falleciendo el 17 de diciembre del mismo año en ese lugar. El 6 de mayo de eseaño Venezuela se había separado de la Gran Colombia, formando un Estado independiente.Pocos días después, el 13 de mayo, el Ecuador también se separó formando igualmente unEstado independiente, siendo reconocido por el Perú en 1831. El resto de la Gran Colombiaformó otro Estado independiente con el nombre de Nueva Granada (25 de octubre de 1831).Este Estado se denominó después Colombia. El Ecuador como Estado independiente surgió, por ejercicio del principio de LibreDeterminación con los pueblos y territorios de los Departamentos de Quito, Guayaquil yAzuay (que comprendía Cuenca y Loja) y nadie más, entre la cordillera de los Andes y elMar. Es una acción temeraria y contraria al Derecho Internacional americano, que el Ecuadorreclame territorios nuestros en la Amazonía porque el Ecuador nació por voluntad libre de suspueblos, sin ser país amazónico. 5.- Planteamiento de la unión entre el Perú y Bolivia. Tratado de Paz de Arequipa. Al hacerse cargo el mariscal Gamarra de la Presidencia de la República, el problematerritorial del Norte estaba resuelto por el Tratado de Paz de setiembre de 1829, pero el nuevogobierno se encontró con el problema territorial del Sur por resolver. Por aquel entonces, el mariscal Andrés Santa Cruz había sido nombrado PresidenteProvisional de Bolivia y se encontraba en el poder desde el 24 de mayo de 1829. Gamarra ySanta Cruz estaban de acuerdo en una cosa: que había sido un profundo error de Bolívar ySucre el crear la República de Bolivia separando esa región del Perú tradicional. Pensabanambos caudillos que el Alto y Bajo Perú debían de formar un solo Estado, como siemprehabía sido; pero la diferencia estaba en que Santa Cruz aspiraba a esa unión partiendo deBolivia y Gamarra aspiraba a la misma bajo el predominio peruano. De allí la lucha que seentablaría entre ambos caudillos y que duraría varios años, hasta que ambos desaparecieron dela escena política en el Perú y Bolivia. En 1831, el peligro que significaba la preponderancia de Bolívar al frente de la GranColombia había desaparecido. El Libertador acababa de fallecer (17 de diciembre de 1830), y 132
  • 133. la Gran Colombia se había disuelto, formando los Estados Independientes de Ecuador,Colombia y Venezuela. La posibilidad de una alianza entre Bolívar y Santa Cruz en contra delPerú ya no existía. Gamarra, considerando por el momento improcedente la guerra conBolivia, se decidió por entablar negociaciones de paz, acatando las disposiciones delCongreso. Ambos países nombraron plenipotenciarios, los que se reunieron en el pueble, deTiquina (en la frontera), firmándose un Tratado preliminar de paz (25 de agosto de 1831),en el que se acordó el retiro de ambos ejércitos de la frontera y la disminución de las fuerzas a3,000 hombres por el Perú y 1,600 por Bolivia. Un Tratado firmado en Arequipa (8 denoviembre de 1831) confirmó el acuerdo anterior, estipulando, además, la prohibición derealizar actividades sediciosas a los refugiados políticos en ambos países. Con este Tratadovino una paz transitoria entre el Perú y Bolivia. Pocos años más tarde, el problema tomaríacaracteres sangrientos. 6.-Las relaciones de Gamarra con Chile. La vecina República de Chile seguía de cerca el desarrollo de los acontecimientos entreel Perú y Bolivia y ofreció su mediación para que ambos países llegaran a un acuerdo pacíficocuando existía el peligro de guerra. Chile ya empezaba a vislumbrarse como un opositordecidido de la posible unión entre el Perú y Bolivia. Las relaciones entre el Perú y Chile entraron en un momento delicado al iniciarse larivalidad comercial entre los puertos de Valparaíso y el Callao. Algunas disposiciones dictadaspor el Presidente Gamarra para favorecer al Callao, dieron como consecuencia elentorpecimiento del comercio entre el trigo chileno y el azúcar peruano. A raíz de estosrozamientos, se dice que el Ministro chileno don Diego Portales proyectaba hacer la guerra alPerú. 7.-La sucesión presidencial y la elección del general Orbegoso. Estando próximo a terminar el período presidencial, el mariscal Gamarra convocó aelecciones por medio de los Colegios Electorales20 para la elección del ciudadano que ledebería suceder en el mando. Pero las elecciones se realizaron parcialmente; unas provinciaseligieron y otras no. La votación se dispersó entre el candidato gobiernista general don PedroBermúdez, y los candidatos opositores generales Orbegoso y Nieto, y mariscal Riva Agüero. Llegado el 19 de diciembre de 1833, fin del gobierno de Gamarra, y no habiéndoseelegido Presidente, la Convención Nacional entonces en funciones y presidida por el clérigoliberal don Francisco Javier de Luna Pizarro, resolvió elegirlo al día siguiente. El 20 dediciembre de 1833 se realizó la elección. El candidato apoyado por el círculo de Gamarra erael general Bermúdez; los opositores se pusieron de acuerdo y lanzaron la candidatura delgeneral Orbegoso. Realizada la votación resultó elegido don Luis José Orbegoso (y no "deOrbegoso").20 Según las leyes de entonces, eran los Colegios Electorales y no los ciudadanos los que elegían Presidente de laRepública. Los ciudadanos elegían a un elector, el que reunido con los demás de la provincia o del departamentoformaba el Colegio Electoral. Estos colegios Electorales eran los que elegían al Presidente de la Republica. 133
  • 134. GRAN MARISCAL DON LUIS JOSE ORBEGOSO PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA (1833-1835). Nació en la Intendencia de Trujillo. Estudió en el Real Convictorio de San Carlos e ingresó o las milicias de Lima formados por Abascal. A la llegada de San Martín se incorporó el Ejército Libertador con el grado de sargento mayor, siendo ascendido a coronel. Bolívar lo ascendió a general de Brigada. Participó en la guerra contra la Gran Colombia en 182$. Formaba parte del Congreso de 1833 cuando fue elegido Presidente de la República. Participó en el establecim4ento de la Confederación Perú-Boliviana al lado de Santa Cruz. A la caída de la Confederación se separó de la vida pública retirándose a su hacienda de Chuquisongo en donde falleció el 5 de febrero de 1847. 8.-Oposición de Gamarra al gobierno de Orbegoso. El general don Luis José Orbegoso juró la Presidencia de la República el 21 dediciembre de 1833. Asumió el gobierno en medio de una inmensa popularidad en todos lossectores sociales. Los liberales vieron en él el término del predominio autoritario que significóel régimen anterior, porque Orbegoso no tenía tendencias al gobierno personalista. Laaristocracia se sintió contenta porque Orbegoso era uno de los suyos. El pueblo en general loaceptó complacido porque significaba el triunfo de la oposición contra Gamarra. Hasta lasmujeres lo aplaudían porque era de porte arrogante y señorial, poniéndose de moda la saya,"orbegosina". Sólo el círculo de Gamarra y los conservadores que lo rodeaban no vieron conagrado el encumbramiento del general Orbegoso. El nuevo Gobierno se inició en medio de la fuerte oposición del mariscal Gamarra y sucírculo, disgustado por el fracaso de sus aspiraciones presidenciales. Gamarra queríaencumbrar a toda costa a su ex-Ministro de Guerra el general don Pedro Bermúdez, y en Limaél y sus adeptos hostilizaban en toda forma al naciente gobierno. 9.- Rebelión del general Pedro Bermúdez Con el objeto de alejar a Gamarra de Lima se le ofreció el mando del Ejército del Surque estaba en la frontera con Bolivia, pero Gamarra no aceptó (1° de enero de 1834).Surgieron días de tensión nerviosa en que ambos caudillos alegaron que se les quería asesinar. Convencido Orbegoso de que en la situación en que se encontraba no podía gobernar, yque estaba en peligro de ser víctima de una sublevación de Gamarra, decidió trasladarse a unlugar seguro, y escogió las fortalezas del Real Felipe en el Callao. En la tarde del 3 de enero,acompañado del Gobernador del Callao, se trasladó al puerto siendo vitoreado por la tropa de 134
  • 135. las fortalezas. Inmediatamente procedió a realizar los cambios necesarios en el ejército,quitando de los altos cargos a todos los jefes adictos a Gamarra. Al círculo de Gamarra en Lima sorprendió la actitud de Orbegoso, y considerando susituación peligrosa si se despojaba a los suyos de los altos cargos en el ejército, se decidieronpor la rebelión. A la mañana del día siguiente, 4 de enero, la guarnición de Lima se sublevóproclamando Jefe Supremo de la República al general don Pedro Bermúdez. 10.- Intervención del pueblo de Lima. El pueblo de Lima recibió con marcada oposición la sublevación del grupo gamarrista.Se suspendieron numerosas actividades de la vida diaria: dejaron de funcionar losespectáculos públicos, parte del comercio cerró sus puertas, las iglesias dejaron de tocar suscampanas llamando a los fieles, y en general el ambiente era de aguda tensión frente algobierno del general Bermúdez. Desde el 4 de enero se produjeron diariamente choques entrepartidas de guerrilleros refugiados en los castillos y las fuerzas de Gamarra que los sitiaban.Se cuenta que por las noches, ocultamente, numerosos ciudadanos partían constantementehacia el Callao para-defender el gobierno de Orbegoso. Pasados varios días empezaron aproducirse deserciones, en las tropas gamarristas. Las provincias vecinas a Lima y Arequipase pronunciaron por el régimen constitucional. La situación vino a definirse el 28 de enero en que parte de la fuerza gamarrista quesitiaba el Callao emprendió la retirada hacia la sierra en vista de lo infructuoso del sitio: "Laexcitación popular aumentó, —nos dice el doctor Jorge Basadre—. Creyóse que, antes deretirarse, el ejército saquería la capital. Un primer destacamento que pasó por las calles fuesilbado. La plaza principal, mediada la tarde, estaba llena de gente porque allí se hacíaentonces el sorteo de la lotería. Los soldados parapetados en el techo de Palacio rompieron losfuegos. El pueblo se retiró en desorden para regresar armado con piedras y unos cuantosfusiles. Surgió la refriega. Al ocupar la Catedral, el pueblo empezó a tocar las campanas de lastorres y sus repiques se mezclaban con el ruido de las descargas. Cuando llegó la noche,barriles de alquitrán iluminaban las esquinas. Grupos de paisanos cruzaban otras calles conlos brazos abiertos pidiendo armas. Hermanábanse en la lucha artesanos; magistrados,comerciantes, profesionales, extranjeros, niños. Las mujeres los alentaban por todas partes. Alas nueve de la noche llegó en auxilio de los atacados el ejército que había estado sitiando elCallao. A su cabeza estaba doña Francisca Gamarra vestida de hombre, con una capa azul ygrana bordada en oro, disparando e incitando a sus oficiales y soldados a la lucha. Unido esteejército a la guardia de Palacio, emprendieron juntos el camino de la retirada con varias mulasde carga, aunque dejando no pocos fusiles y pertrechos, dos piezas de artillería y bastantedinero. A la una de la madrugada del 29 entró triunfalmente una partida de guerrilleros delCallao y a las ocho y media de la mañana Orbegoso en apoteosis. La apoteosis duró muchosdías". 11.- Triunfo de Orbegoso sobre los gamarristas: abrazo de Maquinguayo. La Convención Nacional dio al general Orbegoso amplias facultades para terminarlaguerra civil, autorizándolo hasta para pedir la cooperación del gobierno boliviano de SantaCruz. El ejército gamarrista que abandonó Lima, camino de la sierra central, fue perseguidopor otro salido también de Lima a órdenes de Orbegoso. En la campaña el Presidente fue 135
  • 136. vencido por los sublevados en la jornada de Huaylacucho. A pesar de este triunfo, los jefesdel ejército vencedor, sorpresivamente, decidieron terminar la guerra civil sometiéndose a laautoridad del Presidente. Ambos ejércitos abandonaron sus posiciones, y en el campo deMaquinguayo, formaron pabellones procediendo a abrazarse los soldados de ambos bandosen señal de paz. El "Abrazo de Maquinguayo” puso término a la contienda. Gamarra y suesposa que se encontraban en Arequipa, ciudad que había caído en su poder, fueronsorprendidos por una asonada popular el 18 de mayo de 1834. Gamarra se vio obligado arefugiarse en Bolivia solicitando amparo a su rival el mariscal Santa Cruz, mientras que suesposa, disfrazada de clérigo, se embarcaba secretamente para Chile en donde falleció al añosiguiente. El resto del país reconoció la autoridad del general Orbegoso. El Presidente regresótriunfalmente a Lima. "Por segunda vez era un vencedor sin haber combatido”. GENERAL DON FELIPE SANTIAGO SALAVERRY JEFE SUPREMO DE LA REPÚBLICA. Nació en Lima en 1806. Estudió en el Convictorio de San Carlos pero a la llegada de San Martín abandonó los estudios y se presentó a campamento de Huaura. Participó en los batallas de Torata, Zepita, Junín y Ayacucho. Era de carácter violento. Fue opositor decidido del régimen de Gamarra. Era Inspector General de las Milicias de la República durante el gobierno de Orbegoso y se hizo Dictador del Perú. Se empeñó en guerra o muerte contra Santa Cruz, siendo vencido, y fusilado en Arequipa el 18 de febre- ro de 1836. Es uno figura ilustre de nuestra historia. 12.- La sublevación del general Salaverry. La paz interior de que empezó a gozar el gobierno del general Orbegoso no fue muyduradera. El año 1835 se presentó desde el primer instante turbulento y revolucionario. Unnuevo caudillo hizo entonces su aparición en forma tempestuosa v violenta: el joven generalde 29 años don Felipe Santiago Salaverry. Con su presencia las luchas político-caudillescascon Gamarra y Orbegoso cobraron mayor violencia, y luego adquirirían caracteres sangrientoscon la intervención en ellas del caudillo boliviano mariscal don Andrés Santa Cruz. La revolución de Salaverry tuvo como antecedente el motín de sargentos ocurrido en loscastillos del Callao el 10 de enero de 1835 a favor del general Gutiérrez de La Fuente,deportado por el gobierno de Orbegoso. Los sargentos aprovecharon de que el PresidenteOrbegoso había viajado hacia Arequipa en vista de las alarmantes noticias que llegaban deque Gamarra desde Bolivia hacía esfuerzos para llevar a cabo los planes de Santa Cruz. Peroel motín del Callao no prosperó, porque Salaverry al frente de las tropas que mandaba enLima (era Inspector General de las milicias en la República), asaltó los castillos y los ocupó el 136
  • 137. 4 de enero. Aprovechando la ocasión de encontrarse dueño de los mismos, Salaverry sesublevó en la noche del 22 de febrero de 1835 proclamándose Jefe Supremo de la República. El Norte y el Centro de la República apoyaron la revolución, no así el Sur en adonde seencontraba Orbegoso instalado en Arequipa dispuesto a defender su gobierno. Orbegoso envióhacia Lima una expedición al mando del general Valle Riestra quien desembarcó en la costade Ica lanzando una violenta proclama contra Salaverry. Pero Valle Riestra no pudo proseguirsu campaña porque su tropa se plegó a Salaverry, siendo tomado prisionero. El Dictador, enun arranque de violencia que ha sido muy criticado, lo mandó fusilar. Luego Salaverry sededicó a gobernar contando sólo con la resistencia de Orbegoso en Arequipa a quien esperabavencer. Pero más allá del Desaguadero se estaba formando el aluvión que arrasaría con él. 13.- Acuerdos y discrepancias entre Gamarra y Santa Cruz en Bolivia. Acuerdosentre Santa Cruz y Orbegoso. Derrota de Gamarra en Yanacocha. Desde que se terminó con la influencia bolivariana en el Perú y Bolivia, Santa Cruz yGamarra estaban bosquejando planes y buscando la oportunidad de volver la unión de los dospaíses. Se ha visto en el Capítulo anterior, que durante el Gobierno de Gamarra se firmó lapaz entre ambos países por no considerarse oportuno el momento para proceder a la unión.Pero en 1835 se presentó el momento. La ocasión fue la rebelión del general Salaverry en loscastillos del Callao y su proclamación como Jefe Supremo de la República, en contra delgobierno del general Luis José Orbegoso. El Mariscal Gamarra se encontraba en Bolivia fugitivo, después de su rebelión contra elGobierno del general Orbegoso. En Bolivia entró en tratos con el Presidente mariscal SantaCruz para derrocar el régimen de Salaverry y llevar a la práctica su plan de unir el Perú yBolivia en una República Federal compuesta de tres estados: Norte (Norte del Perú), Centro(Sur del Perú) y Sur (Bolivia), cuyo nombre sería República Peruana y con el pabellónperuano. Gamarra ingresó al Sur del Perú y ocupó el Cuzco. Mientras esto ocurría, el Presidente Orbegoso, que se encontraba en Arequipa al ocurrirla sublevación de Salaverry, haciendo uso ele una anterior autoriza del Congreso, solicitó elapoyo del mariscal Santa Cruz para pacificar el Perú y establecer un gobierno con Bolivia. El15 de junio de 1835 pactaba con Santa su ayuda para pacificar el Perú. El mismo 15 de junioun ejército de 2,000 bolivianos pasaba la frontera penetrando al Perú y semanas después lohacía Santa entregándole Orbegoso el mando supremo de acuerdo a lo pactado (15 de julio). Ante la unión de Santa Cruz y Orbegoso, Gamarra y Salaverry se unieron a su vez paracombatir la invasión boliviana. Gamarra fue el primero que hizo frente a su antiguo aliado,pero fue derrotado por el Presidente Santa Cruz en la batalla de Yanacocha, al S.E. del Cusco,el 13 de agosto de 1835. Gamarra fugitivo llegó a Lima, en donde las autoridades lo tomaronprisionero y lo deportaron rumbo a Costa Rica. Eliminado Gamarra, quedaron frente a frenteSanta Cruz y Salaverry. 14.- La guerra entre Salaverry y Santa Cruz. Derrota y muerte de Salaverry. 137
  • 138. Salaverry procedió de manera drástica a afrontar esta nueva guerra, a la que llamó"segunda guerra de la independencia". El 7 de julio de aquel año (1835) lanzó un terribledecreto, en el que establecía que "se declara la guerra a muerte a ejército boliviano, que hainvadido el Perú, y a cuantos le auxilien en la inicua empresa de conquistarlo. Todo el quematare a un soldado, oficial o jefe del ejército boliviano será declarado benemérito a la patriay exento por 5 años del pago de contribución". Contaba el Dictador con un pequeño pero bien disciplinado y aguerrido ejército y con laescuadra a su favor. Primero Salaverry abrió campaña hacia Pisco y de allí hacia Andahuaylas y Ayacucho.Pero como la campaña por ese lado se tornaba infructuosa, se traslade: con sus fuerzas haciaArequipa. Las concentró en la zona de Vítor y emprendió campaña contra la ciudad deArequipa, a la que ocupó. La causa de la Confederación era popular en el Sur. Además Salaverry se hizo odioso enArequipa por los fuertes cupos que impuso al vecindario, teniendo que abandonar la ciudad yestablecerse en las afueras en donde inició tiroteo con las fuerzas santacrucinas. En estetiroteo tuvo lugar la acción de Uchumayo (3 de febrero), en que el general bolivianoBallivián intentó pasarlo, pero fue derrotado por las fuerzas de Salaverry Después del combate de Uchumayo y habiendo llegado Santa Cruz con el resto susfuerzas, decidió sacar de sus posiciones a Salaverry y, al efecto, inició una carente retirada.Avanzó Salaverry y, por medio de una brillante operación, se dirigió a ocupar los altos dePaucarpata, consiguiéndolo. En estas condiciones, se inició la batalla. Duró 3 horas y fuesangrienta. Hubo un momento en que la victoria pareció coronar los esfuerzos de Salaverry,pues logró hacer fugar momentáneamente a Santa Cruz y sus principales generales, pero laoportuna intervención de un regimiento boliviano, que cayó sorpresivamente sobre losvencedores, produjo el desbande, dando la victoria a Santa Cruz (7 de febrero de 1836). Salaverry emprendió la retirada hacia la costa con el objeto de embarcarse en los buquesde su escuadra, pero fue apresado por uno de los destacamentos santacrucinos al mando delgeneral Miller. Salaverry y los principales jefes de su ejército fueron sometidos a un Consejode Guerra y condenados a muerte. El 18 de febrero de 1836 fue fusilado en la Plaza de Armasde Arequipa, junto con el general J.P. Fernandini y los coroneles Camilo Carrillo, MiguelRivas, Gregorio Solar Juan Cárdenas, Manuel Valdivia, Julián Picoaga y Manuel Moya. Losdemás fueron condenados a diversas penas. Antes de ser fusilado escribió bellas cartas dedespedida a su esposa y una protesta "por la bárbara conducta del conquistador". Alproducirse la primera descarga todos cayeron muertos, menos Salaverry, que se paró, dio unpaso atrás y dijo: "La ley me ampara", pero una nueva descarga lo hizo caer muerto. Asídesapareció este gran peruano, que simboliza una de las aspiraciones más nobles del Perúrepublicano. 138
  • 139. CAPITULO IV: EL GOBIERNO DE ANDRES SANTA CRUZ Y LA CONFEDERACION PERU- BOLIVIANA MARISCAL DON ANDRES SANTA CRUZ Protector de la Confederación Perú-Boliviana. Era alto-peruano, nacido el 30 de noviembre de 1792 en Huarina, La Paz. De joven se incorporó al ejército realista, actuando en la reacción realista que pacificó al Alto Perú. Peleó en la batalla de Cerro de Pasco contra Arenales en que cayó prisionero de los patriotas. Se incorporó al ejército de San Martín, quien lo envió al Ecuador y obtuvo con Sucre la victoria de Pichincha. Actuó con Bolívar en la campaña final. Era partidario de la unión del Perú y Bolivia. Falleció en 1865 en Nantes, Francia. 1.- Establecimiento de la Confederación Perú-Boliviana. El Congreso y el Pacto deTacna. Desterrado Gamarra y fusilado Salaverry, Santa Cruz procedió a establecer suproyectada Confederación de los dos Estados, en virtud de lo pactado con el PresidenteOrbegoso. De acuerdo con la convocatoria hecha, los representantes de los departamentos del Surdel Perú (Ayacucho, Arequipa, Cuzco y Puno) se reunieron en marzo de1836 en la ciudad deSicuani y acordaron formar un solo Estado independiente con el nombre de EstadoSud-Peruano, el que se uniría en federación con el que se formara en el Norte del Perú y el déBolivia, bajo el mando del mariscal Santa Cruz. La Asamblea de Sicuani acordó las armas y labandera del nuevo Estado. Los representantes de los Departamentos del Norte, (Amazonas, Junín, Lima y LaLibertad) se reunieron en Agosto de 1836, en Huaura, bajo el amparo de las armasconfederadas. La Asamblea de Huaura sancionó la independencia del Estado Nor-Peruano ysu federación con el Sur-Peruano y Bolivia, bajo el mandó de Santa Cruz. Se dividió así elPerú en dos Estados, lo que fue considerado por muchos como una desintegración de launidad peruana, aunque por otro lado la Confederación significaba la restitución del AntiguoGran Perú. 139
  • 140. En junio de dicho año los representantes de Bolivia se reunieron en CongresoExtraordinario en el pueblo de Tapacari, resolviendo autorizar a Santa Cruz para que arreglaray resolviera lo más conveniente al establecimiento de la Confederación. En virtud de todos estos acuerdos, por Decreto del 28 de octubre de 1836 Sana Cruzdeclaró establecida la Confederación Perú-Boliviana, disponiendo que el 24 de enero de 1837se reuniera en la ciudad de Tacna un Congreso de Plenipotenciarios compuesto de tresindividuos por cada Estado, con encargo de establecer las bases de la Confederación. NombróSanta Cruz a un sacerdote, un militar y un abogado como delegados por cada Estado, y enconsecuencia, el Congreso de Tacna estuvo compuesto por tres religiosos, tres abogados ytres militares.21 Reunidos en Tacna los nueve delegados, firmaron el 1° de mayo de 1837 el Pacto por elcual se ratificaba la Confederación de los tres Estados con el nombre de ConfederaciónPerú-Boliviana, con las siguientes características principales: A) Un Poder Ejecutivo Central, que quedaba en manos de Santa Cruz con cal título deProtector, por 10 años, pudiendo ser reelegido si no hubiese sido condenado por el Senado a ladestitución de su cargo. B) Un Congreso General, compuesto por dos Cámaras, una de Senadores y otra deRepresentante