Your SlideShare is downloading. ×
  • Like
Tercera Semana Tiempo Ordinario C
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Now you can save presentations on your phone or tablet

Available for both IPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Tercera Semana Tiempo Ordinario C

  • 125 views
Published

 

Published in Spiritual
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
125
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
0
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Al tercer domingo de Adviento se le suelellamar el domingo de la alegría, pensando en la cercanía de la Navidad y pensando que el Señor está cerca. En este ciclo C la proclama la da san Pablo de una manera muy clara: “Estad siempre alegres en el Señor; os repito, estad siempre alegres”.
  • 2. Todos los años en el evangelio del 2º y tercer domingo de Adviento el protagonista es san Juan Bautista.El domingopasado nosanimaba apreparar elcamino delSeñor.
  • 3. Enderezad los senderos.Automático
  • 4. Allanad las montañas,rellenad los barrancos: Que llega muy pronto el Hijo de Dios.
  • 5. Allanad lasmontañas,rellenad losbarrancos:Que llegamuy pronto elHijo de Dios. Hacer CLICK
  • 6. Hoy nos presenta una manera práctica para preparar elcamino, que es cumplir cada uno con nuestro deber,pensando sobre todo en hacer el bien a los demás.Así dice el evangelio de san Lucas, quees el propio de este ciclo C: Lc 3,10-18.
  • 7. En aquel tiempo la gente preguntaba a Juan: "¿Entonces qué hacemos?" Él contestó: "El que tenga dos túnicas, que se las reparta con el que no tiene; y el que tenga comida, haga lo mismo." Vinieron también a bautizarse unos publicanos y le preguntaron: "¿Maestro, qué hacemos nosotros?" El les contestó: "No exijáis mas de lo establecido." Unos militares le preguntaron: "¿Qué hacemos nosotros?" El les contestó: "No hagáis extorsión ni os aprovechéis de nadie, sino contentaos con la paga." El pueblo estaba en expectación, y todos se preguntaban si no sería Juan el Mesías; él tomó la palabra y dijo a todos: "Yo os bautizo con agua; pero viene uno que puede más que yo, y no merezco desatarle la correa de sus sandalias. El os bautizará conel Espíritu Santo y fuego; tiene en la mano el bieldo para aventar su parva y reunir su trigo en el granero y quemar la paja en una hoguera que no se apaga." Añadiendo otras muchas cosas, exhortaba al pueblo y le anunciaba el Evangelio.
  • 8. En aquel tiempo había una gran expectación por la posible venida del Mesías. Juan Bautistareunía muchas cualidades, ya que actuaba como un gran profeta.
  • 9. Pero Juan Bautista desengañaba a la gentediciendo que él solo bautizaba con agua, esdecir, sólo mostraba la señal de arrepentimientode quien se bautizaba, no perdonaba el pecado.Pero decía quequien vendríadespués, elMesías,bautizaría con elEspíritu Santo.
  • 10. La gente preguntaba a Juan Bautista: “¿Qué debemos hacer?” Y Juan respondía acertadamente.A la gente en generalles habla de hacer elbien a otras personas.No pide cosasextraordinarias oheroicidades, sinocosas sencillas, peroprácticas: compartir loque se tiene con quienno tiene.
  • 11. Vinieron abautizarse unospublicanos. Elhecho de ir abautizarse significaque ibanarrepentidos del maly con unas buenasintenciones. SanJuan les enseña elcamino: “No exijáismas de loestablecido”.
  • 12. Publicanos eran losrecaudadores decontribuciones.Podemos decir queeran unos empleadosdel Estado. Les diceque cumplan con susdeberes, pero siempreteniendo en cuenta elbien del prójimo, no elegoísmo.
  • 13. También se acercaron unos militares.En aquel tiempo eran los que tenían autoridad yel peligro estaba en querer aprovecharse de supuesto a costa de la gente sencilla. Aquípodemos meter a todos los que tienen autoridad,especialmente a los políticos.
  • 14. San Juan les contesta claramente: “No hagáis extorsión ni os aprovechéis de nadie, sino contentaos con la paga”. Aquí los políticos (y quizá otros) que hagan examen de conciencia para ver si, porque tienen autoridad, se suben el sueldo a costa de otras gentes más humildes. También pueden mirar a ver si son consecuentes con sus promesas y sus programas.
  • 15. Si todos cumpliéramos con nuestro deber,fuésemos sinceros y honrados, pensando un poco más en los demás, especialmente en los necesitados, sería cierta la paz y la alegría en la preparación de la Navidad.
  • 16. Porque Dios viene a nuestro encuentro. Y de una manera muy clara en la Navidad. Y, si esperamosencontrarnos con el Señor, del corazón debe brotar la paz y la alegría.
  • 17. El Señor se acerca anuestra vida comoSalvador. Por eso hoynos habla de darnos laalegría. En el AntiguoTestamento hay muchosejemplos del paso deDios liberador. Hoy en laprimera lectura el profetaSofonías proclama paraJerusalén días de alegríaporque Dios va a estar enmedio del pueblo. Sofonías 3,14-18
  • 18. Regocíjate, hija de Sión, grita de júbilo, Israel; alégrate de todo corazón, Jerusalén. El Señor ha cancelado tucondena, ha expulsado a tus enemigos. ElSeñor será el rey de Israel, en medio de ti, y ya no temerás. Aquel día dirán de Jerusalén: "No temas, Sión, nodesfallezcan tus manos. El Señor, tu Dios, en medio de ti, es un guerrero que salva.El se goza y se complace en ti, te ama y se alegra con júbilo como en día de fiesta."
  • 19. Oh Jerusalén, elegida del Señor, Automático
  • 20. Hacer CLICK
  • 21. El profeta da algunasrazones para que loshabitantes de Jerusalén,o los que estaban en eldestierro, se alegren. Sonrazones para quenosotros nos alegremosal sentir la presencia deDios. La primera es: “ElSeñor ha cancelado tucondena”. El destierro yano tiene sentido, , porqueDios ha perdonado tusculpas y tu condena.
  • 22. Nosotros también, alsentir en la Navidadque Dios viene máscerca, sintamos queCristo nos perdona.Y, como hemos sidobautizados no sólocon agua sino con elEspíritu Santo,seamos conscientesde que la paz y laalegría son frutos delEspíritu Santo.
  • 23. Y siguediciendo elprofeta: “ElSeñor haexpulsadoa tusenemigos”. Han sido rechazados los que antes te humillaban y te herían. El Señor quiere expulsar nuestros enemigos, los de fuera y los de dentro: pasiones, seducciones, vicios, apegos, complejos, miedos.
  • 24. Y continúa el profeta dando razones para la alegría:“El Señor será el rey en medio de ti… como un guerrero que salva”. Nunca será la alegríaperfecta si no admitimos el señorío de Dios en nosotros.
  • 25. Es curioso constatar que en el Evangelio, cuandohabla el demonio, por medio de algúnendemoniado, nunca llama “Señor” a Jesús.Tampoco le llama “Señor” Judas, sino “maestro”.Sin embargo sí se lo llaman otros discípulos ysobre todo la primitiva cristiandad.
  • 26. Y la alegría vienesobre todo, dice elprofeta, porque “elSeñor se complaceen ti y te ama”. Heaquí la razón últimade toda la alegría:Dios se haenamoradoapasionadamentede nosotros, se fijaen cada uno denosotros y nos miracon inmensocariño.
  • 27. Puede ser que vuelvasa caer, pero Dios tesigue amando. Puedesquizá olvidarte de Él,pero Dios no te olvida.DIOS TE AMA. Por esoel profeta te invita aalegrarte como aJerusalén o Sión,porque el Señor vienea ti.
  • 28. Alégrate y cantade gozo, Siónpues mira queviene a ti tu Rey. Automático
  • 29. El santo y del mundo Salvador.
  • 30. Alégrese el cielo y la tierradelante de Dios porque viene.
  • 31. Alégrate y salta de gozo, Sión, puesmira que viene a tu tu Rey.
  • 32. Hacer CLICK
  • 33. Hoy san Pablo, en la segunda lectura, nos invita a la verdadera alegría, como una virtud necesaria, que es un fruto del Espíritu.Dice así: Filipenses 4,4-7
  • 34. Hermanos: Estad siempre alegres en elSeñor; os repito, estad siempre alegres.Que vuestra mesura la conozca todo el mundo. El Señor está cerca. Nada ospreocupe; sino que, en toda ocasión, en la oración y súplica con acción de gracias, vuestras peticiones sean presentadas a Dios. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo juicio, custodiará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.
  • 35. No hay derecho que haya personasmaterialistas que nos quieran robar la verdadera alegría de la Navidad. Quieren hacer que pongamos la alegría en los colores, luces, regalos, banquetes, cuando la alegría es algo mucho más profundo: “porque el Señor está cerca y nos salvará”.
  • 36. Es curioso pensarque san Pablo,cuando estáescribiendo estacarta a losfilipenses, segúnlos entendidos,estaba en lacárcel. Les hablade la alegría quese fundamenta enla presencia delSeñor.
  • 37. Si los cristianos viviéramos la cercanía de Dios,que es alegría y amor, se debiera notar en laalegría del corazón, que va repartiendo paz aunsin decirlo. Seríamos testigos de la verdadera Navidad.
  • 38. Hoy san Pablo, en la 2ª lectura, después de estimularnosa estar alegres, nos da razones o cualidades de la alegría. Nos dice: “Que vuestra mesura la conozca todo el mundo”. La alegría debe ser serena, equilibrada, respetuosa. Cosa que a veces no tiene la risa o la carcajada.
  • 39. Hay que sabervalorar lo pequeño,lo sencillo, loordinario: Alegrarsepor cada sonrisa dela vida, alegrarse enla paz del Señor. Laalegría y la pazsuelen ir juntas,como frutos que sondel Espíritu Santo.
  • 40. Y alguno dirá:¿Cómo vamos aquitar laspreocupaciones?Lo que quiere decires que laspreocupaciones dela vida son muydiferentes vividascon el temor ovividas en la alegríade Dios.
  • 41. Hay muchaspreocupaciones quenos producen agobiosy angustias: A vecesproblemaseconómicos, detrabajo, sociales,afectivos ysentimentales. Pero nonos deben quitar lapaz, porque Dios nosacompaña y nos ama.
  • 42. No es fácil. Por eso dice san Pablo que, si estamos persuadidosque Dios nos acompaña, le dirijamos nuestra oración para que nos conserve la verdaderaalegría y nos dé siempre su paz. Por eso dice: “vuestras peticiones sean presentadas a Dios”.
  • 43. No tendremos paz y alegría, si no es compartida. Algunopuede decir: ¿Cómo voy a estar alegre si hay tantos quesufren? Si tienes indiferencia o insolidaridad, no puedes tener verdadera alegría; pero si intentas compartir y desechar, en lo posible, las tristezas, sentirás más la cercanía del Señor y la verdadera paz.
  • 44. En estos días de Navidad sentiremos más laalegría, si llevamos consuelo al que lo necesita,si comunicamos la alegría al que no la tiene, si al que sufre le hacemos más llevadera la carga.
  • 45. Hay gente que tiene aDios como muy serio.Piensa en Dios comojusticiero, que no es lomismo que justo.Piensa que esexigente, pococomprensivo, que estádeseando castigar, sialguien se descuidaun poco. No conocena Dios.
  • 46. La alegría es el clima dela unión con Dios. Haypersonas que, cuandopiensan en el evangelio,lo unen siempre con cruz,renuncia, exigencia,siendo así que en elevangelio apareceesplendorosa la alegría.El esfuerzo sin alegríagenera crispación yresentimiento.
  • 47. Si san Pablo nos pide alegría, porque viene el Señor, es porque Dios es todo bondad y misericordia, es alegría y amor. Hermanos: Si Dios es alegre y joven… ¿Por qué rezar tan tristes?
  • 48. Si Dios esalegre yjoven, si esbueno ysabesonreír, Automático
  • 49. ¿Por quérezar tantristes?
  • 50. ¿Por qué vivir sin cantar ni reír?
  • 51. Todas las flores y las estrellas,las cosas bellas las hizo Dios.
  • 52. El temblor deuna miradaen una niñaenamorada,
  • 53. La ternurade unamadre.Todo essonrisa deDios.
  • 54. Dios esalegre…
  • 55. Dios esalegre…
  • 56. Que Dioshecho hombrenos contagiesu alegríaa través desu madre. AMÉN