Oyó un ruido espeluznante, como el de una persona
siendo torturada. Sus heridas le picaban como locas pero no
tenía tiempo...
día, su madre estaba limpiando su cama cuando se dijo a si
misma: “¿Que hará este trozo de paja aquí?”.


                ...
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Pesadilla

236

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
236
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
1
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Pesadilla

  1. 1. Oyó un ruido espeluznante, como el de una persona siendo torturada. Sus heridas le picaban como locas pero no tenía tiempo para rascarse sus múltiples arañazos ni para mirarse sus aún más nombrosas moraduras. Iba corriendo por el bosque sin tener ni idea de donde iba. Alguien, o algo, le perseguía desde hace un rato. Decidió pararse para descansar cuando sintió el aliento de algo detrás suyo. Se dio la vuelta cuando, apenas dos milímetros de su cara había una cara con una sonrisa diabólica. No se lo podía creer... ¡Estaba mirando a la cara de un espantapájaros! Nada más ver al espantapájaros, se dio la vuelta y empezó a correr. Pero del camino salieron unas manos de paja , después unos brazos de paja cubiertos por una camiseta y finalmente una cara ya conocida. No pudo ni exclamar un “OH” porque las manos del espantapájaros le tapaban la cara. Se retorcía y no podía respirar cuando oyó una voz muy familiar que le decía: “¡Vamos Juan, es hora de ir al colegio!”. Su madre le estaba llamando. “Uf, suerte que solo a sido un sueño”. Las “manos” del espantapájaros era su propia sábana que se le había enredado en la garganta y estaba corriendo en su propia cama Más tarde, ese mismo
  2. 2. día, su madre estaba limpiando su cama cuando se dijo a si misma: “¿Que hará este trozo de paja aquí?”. ¿FIN?

×