Uploaded on

¿Por qué las mentiras revelan finalmente la verdad?

¿Por qué las mentiras revelan finalmente la verdad?

  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
556
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
0
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. DETECCIÓN Y MANEJO DE MENTIRAS en NUESTROS HIJOS ANDREA GALINDO SERRANO DEPARTAMENTO PSICOPEDAGOGÍA
  • 2.
    • “ La boca puede mentir, pero la mueca que se hace en ese momento revela, sin embargo, la verdad.”
    • Friedrich Nietzsche (1844-1900)
  • 3. ¿CUÁNDO EMPIEZAN A MENTIR LOS NIÑOS?
    • De acuerdo a las investigaciones que se han realizado en los últimos años, se ha descubierto lo siguiente:
    • Los niños aprenden a mentir alrededor de los 4 años.
    • A los 3 años, la mayor parte de los niños dicen la verdad en cuanto se les pregunta, pero más del 80% de los niños de 4 años intenta mentir cuando son sometidos a una tentación.
    • Los que tienen hermanos mayores, aprenden a mentir un poco antes.
  • 4.
    • Cuanto mejor distingue un niño entre verdad y mentira, más probable es que mienta en cuanto tenga ocasión.
    • En los estudios en que se observa a los niños en casa, los de 4 años mienten cada dos horas y los de 6 una vez por hora.
    • El 96% de los niños dicen mentiras.
    • Los niños y las niñas mienten por igual, contrario a la creencia habitual.
    • Los niños extrovertidos mienten más frecuentemente que los introvertidos.
  • 5. ¿POR QUÉ MIENTEN LOS NIÑOS?
    • La mayoría de las mentiras que se dicen a los padres son para ocultar una falta. En primer lugar el niño hace algo que no debería, y después, para evitarse problemas, niega haberlo hecho.
    • En menos del 1% de estas situaciones, los padres usan una mentira flagrante para dar una lección a sus hijos sobre la importancia de la honestidad.
    • Desde el punto de vista del niño, su intento de mentir no ha tenido un costo extra.
  • 6.
    • Los niños no piensan de partida que está bien mentir y gradualmente se dan cuenta de que no es así, ocurre al contrario.
    • Empiezan pensando que cualquier engaño está mal y lentamente van siendo conscientes de que algunas mentiras son tolerables.
    • El papel de la intención parece ser el más difícil de comprender por parte de los niños, ni siquiera consideran que el error sea una excusa aceptable.
  • 7.
    • Un martes de camino a casa después de la escuela, un padre promete a su hijo de 5 años que lo llevará a un partido de futbol el sábado por la tarde; cuando llegan a casa, papá habla con mamá y se entera de que anteriormente, ese mismo día, ella ha reservado una clase de natación para el sábado por la tarde y no puede cambiarla. Cuando se lo cuentan al hijo, él se disgusta mucho. ¿Por qué?
  • 8.
    • Aunque pensemos que la honestidad de un niño es su mayor virtud, la realidad es que la mentira implica un mayor desarrollo de sus capacidades. Mentir exige tanto un desarrollo mental avanzado, como ciertas habilidades sociales que la verdad no requiere.
    • Los niños que empiezan a mentir a los dos o tres años de edad, obtienen mejores puntajes en pruebas de inteligencia posteriores.
    • Cuando el niño llega a los 6 años, sus razones para mentir son más complejas, empiezan a decir la verdad para no lastimar a los demás.
  • 9.
    • Además, pueden mentir para fanfarronear y afirmar su status, demostrar que pueden engañar a los adultos.
    • Pueden mentir para conseguir atención.
    • Cualquier brote repentino de mentiras, o cualquier incremento drástico, es un signo de que algo ha cambiado en la vida de ese niño en un sentido que le inquieta.
  • 10.
    • Los niños aprenden a mentir de nosotros. Con frecuencia nuestro comportamiento les muestra a los niños una interpretación de la honestidad adaptada a la situación.
    • Considera como esperas que reaccione un niño que abre un regalo que no le gusta: Que sea amable, se trague sus reacciones honestas – enfado, decepción, frustración- y que muestre una sonrisa honesta.
    • Los padres suelen sentirse orgullosos de que sus hijos sean educados y no lo consideran una mentira.
  • 11.
    • Cuando se le pide a adultos que lleven un diario de sus mentiras, aceptan que dicen una por cada cinco interacciones sociales, la mayoría de ellas, destinadas a evitar que una persona se sienta mal:
    • “… los niños son testigos de ello.”
    • Como se les anima a decir mentiras piadosas, los niños terminan sintiéndose cómodos con el engaño.
    • De igual forma, alrededor de los 14 meses de edad, se les enseña que acusar y ser “chismosos” está mal.
  • 12. ¿CÓMO PREVENIR LAS MENTIRAS?
    • ¿Pedro y el Lobo?
    • Jorge y el Cerezo.
    • Platicar a los niños historias donde la mentira es castigada fuertemente, contrario a lo que se espera, no reduce las mentiras; de hecho, en los estudios realizados, a los niños a los que se les contó dicho cuento mintieron un poco más de lo habitual.
  • 13.
    • Hablar frecuentemente acerca de las ventajas de decir la verdad. Usar historias y moralejas que premian la honestidad.
    • Hacerlo redujo las mentiras en un 75% de los niños y un 50% de las niñas durante un experimento.
    • “ Voy a hacerte una pregunta, pero antes de eso ¿Prometes decir la verdad?” , este simple convenio reduce las mentiras en un 25%.
  • 14.
    • El 92% de los niños de 5 años creen que mentir está mal porque de lo contrario, reciben un castigo. Ellos necesitan varios años para entender la mentira sobre una base moral más sofisticada.
    • Hasta alrededor de los 11 años, comprenden que mentir hace daño a otros; a esta edad, 48% afirma que mentir destruye la confianza y 22% que implica culpabilidad.
    • Aumentar la amenaza del castigo por mentir solo implica que el niño sea más consciente de las consecuencias de ser descubierto. Estos niños aprenden a mentir mejor a una edad más temprana, además están dispuestos a sostener sus mentiras hasta sus últimas consecuencias.
  • 15.
    • “ No me voy a enojar contigo, no importa lo que hayas hecho”, tampoco sirve. Los niños no creen en la promesa.
    • “ No me enojaré contigo por lo que hayas hecho, y si me dices la verdad, me harás muy feliz”, es lo que más funciona. Todos los niños quieren hacer felices a sus papás.
    • Los padres tienen que insistir tanto en el valor de la sinceridad como en explicarles que el mentir está mal, cuanto más oigan este mensaje, más rápido aprenderán la lección.
    • “ ENSEÑA CON EL EJEMPLO…”
  • 16.
    • Según una investigación, es diez veces más probable que un padre reprenda a su hijo por acusar que por mentir.
    • No pongas a prueba la honestidad de tu hijo, no lo invites a mentir: “¿Quién rayó la mesa?”
    • Crea un ambiente de confianza, escucha con atención lo que tiene que decirte.
    • Aunque su conducta haya sido francamente reprobable, no castigues su honestidad . Refuerza el hecho de que haya sido veraz y negocia con él (ella) las consecuencias merecidas por la falta original de forma tranquila.
  • 17. ¿CÓMO SABER SI MI HIJO ME MIENTE?
    • Confía en tu instinto. Si sospechas que te ha mentido pon atención a su conducta.
    • Evalúa con honestidad, cuántas veces lo has descubierto en mentiras y qué has hecho al respecto.
    • ¿Dice constantemente mentiras insignificantes para salir de problemas?
    • Presta atención a sus amistades.
  • 18.
    • Has muchas preguntas respecto al tema sobre el que crees que está mintiendo:
    • ¿Duda al contestar? ¿Contesta inmediatamente o le toma unos segundos? ¿Evita temporalmente el contacto visual?
    • ¿Hay congruencia entre lo que dice y su comportamiento? ¿Se ríe o se pone nervioso?
    • ¿Te contesta de forma clara y determinante o da muchas explicaciones vagas y rebuscadas?
    • Identifica objeciones: “Yo no pude hacerlo porque…”
    • ¿Habla constantemente de lo que hacen los demás sin involucrarse ni siquiera en faltas pequeñas?
  • 19. ¿ QUÉ HAGO SI SÉ QUE MIENTE ?
    • Guarda la calma, recuerda que el que se enoja, pierde.
    • Toma tu tiempo y habla con tu hijo cuando sepas que no hay prisa ni nada más por hacer.
    • Siéntate cerca de él y háblale viéndolo a los ojos.
    • No utilices lenguaje o posturas amenazantes.
    • Recuerda que la verdad no siempre es agradable, así que debes estar dispuesto a escucharla.
    • Sé honesto, no le mientas con tal de que te diga la verdad.
  • 20.
    • “ La peor verdad sólo cuesta un gran disgusto. La mejor mentira cuesta muchos disgustos pequeños y al final, un disgusto grande”.
    • Jacinto Benavente (1866-1954)
  • 21. M E N T I R A S
    • ¿PREGUNTAS?
  • 22. ¡Gracias! [email_address]