Discipulado Conociendo el Amor de Dios" Libro Maestro – Español
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Discipulado Conociendo el Amor de Dios" Libro Maestro – Español

on

  • 5,785 views

Curso Biblico "Conociendo el Amor de Dios" - Maestro - es el Libro de Discipulado, en Español, de las Asambleas de Dios en Joinville, SC, Brasil. Para receber este material impresso entre em contato ...

Curso Biblico "Conociendo el Amor de Dios" - Maestro - es el Libro de Discipulado, en Español, de las Asambleas de Dios en Joinville, SC, Brasil. Para receber este material impresso entre em contato com discipuladojoinville@hotmail.com ou +55 47 3026-4093 - Brasil

Statistics

Views

Total Views
5,785
Views on SlideShare
5,785
Embed Views
0

Actions

Likes
3
Downloads
302
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Adobe PDF

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

Discipulado Conociendo el Amor de Dios" Libro Maestro – Español Discipulado Conociendo el Amor de Dios" Libro Maestro – Español Document Transcript

  • conocIendo elamor de diosMestrehe aquí, yo estoy a la puerta y llamo... apocalipsis 3.20
  • Curso Básico ¡Ahora usted e Intermediopuede hacer el cursoBásico e Intermedio en Teología en apenas tres años! em TeologíaMayores informaciones en el site: www.ceeduc.edu.br +55 47 3466 0058 ¡Espiritualidad y conocimiento a servicio del Reino de Dios!
  • Joinville - SC - Brasil - 2012
  • 4 Conociendo el Amor de Dios - Maestro© Todos los derechos reservados para:IGREJA EVANGÉLICA ASSEMBLEIA DE DEUSAvenida Getúlio Vargas, 463 – Bucarein - Caixa Postal 86CEP 89202-001 – JOINVILLE – SC - BRASILTeléfono: +55 (47) 3431-4300 / +55 (47) 3026-4093www.adjoinville.org.br / www.discipuladojoinville.com.bre-mail: discipulado@adjoinville.org.brmsn: discipuladojoinville@hotmail.comElaboración: Equipo Teológico Refidim www.ceeduc.edu.brTraducción para el español: Pr. Pandolfo, Osmar LuizRevisado: Pr. Molina, DieggoCorrección: Profesor Da Rocha, Juan Ignacio Professora Camacho, Karen MariaDiagramación: Carlin, AdilsonEdición: Pr. Carlesso, Joary JossuéPresidente de la Iglesia para el Campo de Joinville - SCPr. Melfior, Sérgio. e-mail: presidente@adjoinville.org.brCoordinador General de los Grupos de DiscipuladoPr. Carlesso, Joary Jossué. e-mail: joaryjc@hotmail.com Impreso por Newsprint Gráfica e Editora Ltda. Av. La salle, 1240 - Xanxerê, SC, Brasil 1ª Edición: 1.000 copias
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 5REPRESENTANTE EN ARGENTINA:IGLESIA EVANGÉLICA PENTECOSTALASAMBLEA DE DIOS REFIDIMAvenida Sánchez de Bustamante, 2396 – Barrio 17 de Agosto,Corrientes – Capital, Republica ArgentinaTeléfono en Corrientes: +54 (0379) 445-7556 / 439-6084 /488-4439E-mail: pastor_osmarpandolfo@hotmail.com alexandrevaldoli@hotmail.comPresidente de la Iglesia para el Campo de Corrientes – CapitalPr. Pandolfo, Osmar luizCoordinador de los Grupos de Discipulado en CorrientesPr. Alexandre, Valdoli OTRAS LOCALIDADES:
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 7 SUMARIOPresentación............................................................. 09Estudio nº 1¿Quién es Jesús?....................................................... 11Estudio nº 2El Pecado y el Plan de Dios......................................... 15Estudio nº 3El Sustituto de nuestros............................................. 19Estudio nº 4La Necesidad de Escoger a Cristo................................. 23Estudio nº 5La Nueva Vida........................................................... 27Estudio nº 6Jesucristo, el Señor.................................................... 31Estudio nº 7La Vida Abundante.................................................... 35
  • 8 Conociendo el Amor de Dios - Maestro Estudio nº 8 Las Promesas de Dios ............................................... 39 Estudio nº 9 El Bautismo en el Espíritu Santo.................................. 43 Estudio nº 10 El Discípulo de Cristo ................................................ 47 Estudio nº 11 El Bautismo Cristiano ................................................ 51 Estudio nº 12 La Cena del Señor .................................................... 55
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 9 PRESENTACIÓN “Dame, hijo mío, tu corazón, y miren tus ojos por mis caminos” (Proverbios 23.26). Este manual tiene la finalidad de presentar, de forma simpley práctica, los procedimientos para que se conozca el Plan deSalvación elaborado por Dios, a través de Jesucristo y losprimeros pasos en el camino de fe.Cuando aceptamos el Plan de Dios para nuestra salvación,a través de su Hijo Jesucristo, percibimos que muchas cosascambian en nuestra vida. La paz inunda nuestro corazón, hayalegría y satisfacción en el vivir y comenzamos a vislumbrar unaperspectiva de futuro tanto próspero cuánto real. ¿Cuál es larazón de ese cambio? ¿Qué hacer para que permanezca? El hombre fue creado a la imagen y semejanza deDios y, cuando el pecado entró en el mundo a través de Adán,la humanidad toda heredó ese pecado y fue destituida de lagloria de Dios (Romanos 3.23). Esa imagen y semejanza fuecorrompida por el pecado, trayendo con esto la separación entreel hombre y su Creador, la cual trajo la infelicidad e incertidumbrede una vida sin Dios. El hombre, sin embargo, tiene en su ser el deseo de volver apertenecer a su Creador, y es justamente ese deseo no satisfechoque produce, entre otras cosas, la infelicidad, amargura y la ira.Cuando el hombre rompe con el pecado y abre su corazón aDios, a través del sacrificio de Cristo, vuelve a tener la imagen ysemejanza de su Creador. Esa imagen y semejanza, restauradasa través de Cristo, lleva el hombre a la felicidad, a la paz y a laarmonía con otras personas. ¿Qué hacer para que ese cambio permanezca? La respuesta es simple: Aceptar a JESUCRISTO COMONUESTRO SALVADOR a quien Dios imputó todos nuestros pecados,pues Él murió en la cruz por nosotros.
  • 10 Conociendo el Amor de Dios - Maestro ¿Qué significa eso? Significa que debemos obedecer supalabra. ¿Y dónde encontraremos sus mandamientos? Losencontraremos en la Biblia Sagrada. En relación a la Biblia, debemos saber que ella se tratade una colección de 66 libros que fueron escritos en tierrasorientales, en los idiomas hebreo, arameo y griego, en un periodode aproximadamente 1500 años, por más de 40 autores de lasmás diversas ocupaciones, en plena armonía entre sí. Al estudiar la Biblia descubriremos las normas de unaconducta de fe apropiada. Pero usted puede preguntar: - ¿“Por quétales normas deben venir de la Biblia”? La Biblia por ser la Palabrade Dios tiene el derecho de prescribir nuestra creencia en asuntosde fe y doctrina. Si hay un Dios soberano sobre todas las cosas, Él tiene el derecho de determinar lo que debemos creer y cómodebemos vivir en la iglesia, familia, trabajo, sociedad, etc.Dios inspiró a hombres para que escribieran la Biblia, de modoque sus palabras, bajo la dirección y acción del Espíritu Santo, sonPalabras de Dios. Siendo así, por contener el mensaje de Dios, laBiblia presenta el peso de la autoridad del propio Dios. Por eso usted encontrará en ese manual las principales normas deconducta de fe apoyadas por la Biblia.Es muy importante que usted adquiera el hábito de leer la Biblia,así como la práctica de ir a la iglesia, participando de los cultos yde estudios bíblicos. Sea bienvenido al estudio Bíblico CONOCIENDO El AMORDE DIOS, tanto por mí, pastor de esta iglesia, como por todos losque ya integran ese batallón de salvos en Jesucristo. Y usted es bienvenido principalmente por Él, nuestroSALVADOR y SEÑOR JESUCRISTO. La Coordinación
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 11 Estudio nº 1 ¿QUIÉN ES JESÚS? ¡Lo felicito! Usted inicia a partir de ahora una serie deestudios que harán su vida y a de su familia más feliz y completa.A través de estos estudios, usted aprenderá la importanciade invitar a Jesús para formar parte de su día a día. Ustedaprenderá también el propósito de Dios para su vida y lade su familia. Para una mejor comprensión de los estudios que seguirán,aconsejamos que usted lea el Evangelio de San Juan, pues eneste evangelio se encuentra gran parte de los textos bíblicos queestudiaremos. ¡Experimente leer un capítulo por día! Aproveche los momentos de lectura para “conversar”con Jesús; cuéntele lo que usted quiera, pues en Jesucristousted puede confiar. Con seguridad las lecturas diarias y sus“conversaciones” con Jesucristo le ayudarán a conocer mejorquién de hecho es Jesús y, a través de Él, usted podrá enfrentarel día a día con más ánimo y coraje. Y al hablar de Jesús... Si alguien nos preguntara:-“¿Quién es Jesús?” ¿Cuál sería nuestra respuesta? Tal vezresponderíamos inmediatamente, tal vez tartamudearíamos unpoco o, quien sabe, hasta podríamos quedarnos sin saber quéresponder. Pero el hecho es que, por más que creamos saberquién es Jesús, siempre será necesario conocerlo más. Por eso,vamos a aprovechar nuestro primer estudio para comprenderun poco más acerca de Jesús y el porqué de su gran amor hacianosotros.
  • 12 Conociendo el Amor de Dios - Maestro En todo el mundo, el día del nacimiento y día de la muertede Jesús son recordados. Estas fechas nos traen a la memoria laimagen de un niño en un pesebre y la imagen de una cruz enel horizonte. Pero ¿quién verdaderamente es Jesús? Esta es unapregunta que muchos intentan responder, sin embargo,la verdadera respuesta debe venir del Nuevo Testamento,escrito por personas que conocieron y caminaron conJesús. Conozcamos un poco más acerca de la Persona deJesucristo en el Evangelio de Juan: 1. Jesús es Dios (S. Juan 1.1). 2. Él existe eternamente (S. Juan 1.2). 3. Él es el Creador de todas las cosas (S. Juan 1.3). 4. Jesús vino al mundo para derrotar el pecado a través de su proprio sacrificio (S. Juan 1.29; Hebreos 9.26). 5. Jesús vino al mundo como ser humano (S. Juan 1.14). La única diferencia entre su humanidad y la nuestra es que en Él no había pecado (Hebreos 4.15). 6. A través de Jesús podemos conocer a Dios (S. Juan 1.18). 7. Él vino al mundo para que tuviéramos vida en abundancia (S. Juan 10.10). 8. Él es prueba del amor de Dios para con todos los seres humanos (S. Juan 3.16). 9. Para ser su discípulo hay que creer en sus palabras (S. Juan 8.31). 10. Sólo en Jesús es posible experimentar la verdadera liberación (S. Juan 8. 32, 36). A partir de ahora usted ya conoce un poco más sobreel Salvador Jesucristo, aquel que lo ama y entregó su vidapor amor a usted. ¿Qué tal agradecerle en este momento, portodo el sacrificio que hizo por usted? Haga esta breve oración:
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 13 “Padre, en nombre del Señor Jesús, gracias por tenerla oportunidad de conocerte a través de tu Palabra. Pido queremuevas las limitaciones de mi mente para que a través deeste estudio yo pueda conocerte mejor y reconocer todo lo quehiciste por mí. Reconozco que viniste al mundo para morir pormí por un único motivo, porque Tú me amas y deseas que, libredel pecado, yo pueda vivir la plenitud de tus propósitos parami vida. Tú eres la fuente de la verdadera felicidad, por eso mesiento feliz en saber que me oyes siempre que clamo por Ti.Gracias mi Señor y Amigo Fiel. ¡Amén!” Dios oyó su oración y está en este momentoextendiendo Su amor sobre su vida. Ahora bien, recuerdealgo especial: “Dios tiene un proyecto para su vida”. Es sobreeste proyecto de Dios que iremos a conversar en los próximosencuentros. No se olvide de leer el próximo estudio y responderel cuestionario, pues este le ayudará en la fijación y meditaciónde las verdades del Evangelio. Antes de pasar al próximo estudio,sin embargo, aproveche el momento para reflexionar sobre loque aprendimos sobre Jesús. Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Cuál es la fuente de información más confiable acerca de Jesucristo? (S. Marcos 8.29; S. Juan 20.31). R: La fuente más confiable es el Nuevo Testamento.2 – ¿Por qué podemos confiar en el testimonio del Nuevo Testa- mento acerca de Jesús? (S. Juan 21.24; 2 S. Pedro 1.20- 21). R: Porque el Nuevo Testamento fue escrito por hombres que conocieron a Jesús.
  • 14 Conociendo el Amor de Dios - Maestro3 – ¿Qué vino a hacer Jesús en relación al pecado del ser humano? (S. Juan 1.29; Hebreos 9.26). R: Jesús vino al mundo para destruir al pecado por el sacrificio de Sí mismo.4 – ¿Cuál Evangelio es recomendado leer para obtener un mejor aprovechamiento de los estudios aquí propuestos? (S. Juan 20.31). R: El Evangelio de Juan5 – ¿Las personas están bien informadas sobre Jesús? ¿Cuáles son las consecuencias de este conocimiento acerca de Jesús? (S. Juan 8.31; 14.7; 12.47,48). R: Muchos conocen al Jesús de la religión. Pero el verdade- ro conocimiento siempre provoca una conversión, y un relacionamiento personal con Jesucristo. ¡Lo felicito! Usted ha completado el estudio de la primeralección. ¿Ha visto como fue fácil y maravilloso? Siga así, firmeen el propósito de concluir el Estudio Bíblico iniciado. Lea contranquilidad y reflexión y Dios le hará comprender su Palabra.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 15 Estudio nº 2 EL PECADO Y EL PLAN DIVINO “Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios” (Romanos 3.23). En el estudio nº 1, aprendimos que la puerta de entradapara la salvación es Jesús. Después que aprendimos que Jesús es elúnico medio de salvación, es hora de considerar el hecho de queDios nos ama y tiene un plan maravilloso para nuestras vidas.Aún así, ¡el amor y el plan de Dios es una realidad! Parece increíble la realidad de que muchas personas aúnno conocen a Dios, y tampoco han probado su amor, y su plan.Sin embargo, es posible creerlo, porque la humanidad es pe-cadora, y consecuentemente está separada de Dios. La Bibliaafirma en Romanos 3.23: “Por cuanto todos pecaron, y estándestituidos de la gloria de Dios”. A causa del pecado, según la Biblia, la humanidadestá separada de Dios. Leemos en Romanos 6.23: “Porque lapaga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eternaen Cristo Jesús Señor nuestro”. En la vida cotidiana es posible observar que el mal, laimpiedad, la opresión, el sufrimiento, la guerra, y la muerte es-tán presentes en el mundo. Naturalmente surge la pregunta:“¿Cómo entró el mal al mundo”? Muchos pensantes han bus-cado una respuesta, sin embargo, la Biblia ofrece la respuestade Dios, declarándonos lo que es pecado, y cómo es posible serlibre de su dominio. En la enseñanza del Nuevo Testamento elpecado se describe como:
  • 16 Conociendo el Amor de Dios - Maestro 1. “Errar el blanco” – El blanco es la voluntad de Dios, lue- go, cuando dejamos de hacer la voluntad de Dios, comete- mos pecado, pues erramos el blanco. 2. “Deuda” (S. Mateo 6.12) – El hombre está en deuda con Dios porque no guarda sus mandamientos; todo pecado cometido es la adquisición de una deuda. Incapaz de pa- garla, la única esperanza del hombre es buscar el perdón y la redención en Dios. En el Evangelio de Juan encontramos la declaración de quetoda persona que comete pecado se hace esclava del propiopecado (S. Juan 8.34). En Cristo, Dios ofrece libertad a lahumanidad, o sea, al aceptar el plan de Dios la persona noserá más esclava del pecado (S. Juan 8.36). A pesar de queDios ofrece esta libertad a la humanidad, a través de Cristo, laspersonas pueden rechazar su invitación de gracia, y continuar ensu camino de muerte (S. Juan 8.40). Conforme al texto de Romanos 3.23, debido al pecado, to-dos los seres humanos están impedidos de aproximarse a Dios.Sin embargo, en su plan amoroso, Dios envió a Jesús, su hijo,para que la humanidad fuera nuevamente reconciliada con Él.“Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios pormedio de nuestro Señor Jesucristo; por quien también tenemosentrada por la fe a esta gracia en la cual estamos firmes, y nosgloriamos en la esperanza de la gloria de Dios” (Romanos 5.1,2). Así, todo aquel que ya recibió a Cristo en su corazóntiene la certeza de estar libre del poder del pecado y deque va a vivir con Él en el cielo: “No se turbe vuestro cora-zón; Creéis en Dios, creed también en mí. En la casa de mi Padremuchas moradas hay; si así no fuera, yo os hubiera dicho; Voy,pues, a preparar lugar para vosotros. Y si me fuere y os prepa-rare lugar, vendré otra vez, y los tomaré a mí mismo, para quedonde yo estoy, vosotros también estéis” (S. Juan 14.1-3).
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 17 Este es el proyecto de Dios para usted: Recibir a Jesúsen su vida y ser libre del poder del pecado. Usted aprendiósobre Jesús, pero ¿ya Lo recibió en su corazón? Si quiere recibir-lo y ser libre del poder del pecado haga esta oración: “Querido Jesús, yo Lo recibo como Salvador y Señor de mivida, reconozco que en mi estado pecaminoso nada puedo hacerpara ser justificado delante de Dios. Pero creyendo en lo quedice tu Palabra, entrego mi vida a Ti, con el fin de ser perdonadode todos mis pecados, justificado y acepto delante de Dios a tra-vés de la justicia que hay en Ti. Gracias por morir en mi lugar, yporque tu sacrificio me hace libre del poder del pecado. Enséña-me a vivir según tu voluntad, conforme a tu palabra, y dame uncorazón dispuesto a obedecerte. ¡Amén!” Nosotros sólo empezamos a conocer el proyecto de Diospara la humanidad. Esto significa que hay más aún para apren-der. ¿Usted quiere conocer más acerca del proyecto de Dios parasu vida? Entonces prosiga y comience a estudiar la próxima lec-ción. ¡Dios le bendiga! Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Cómo la Biblia describe el estado del hombre pecador? (S. Juan 12.46; Romanos 6.23; Efesios 2.1). R: La Biblia describe al hombre como muerto espiritual- mente y separado de Dios.2 – ¿Como el pecado se describe en la enseñanza del Nuevo Tes- tamento? (S. Mateo 6.12). R: “Fallar el blanco”, fallar en andar conforme a la voluntad de Dios. También es una “deuda” del ser humano.
  • 18 Conociendo el Amor de Dios - Maestro3 – ¿Cómo Dios se conduce delante del problema del pecado humano? (S. Juan 3.16; 8.36) R: En Cristo, Dios ofrece libertad al hombre.4 – ¿Cuáles convicciones poseen las personas que ya recibieron a Cristo como su salvador? (S. Juan 14.1-3). R: Poseen en su corazón la convicción de estar libre del poder del pecado, y que van a vivir con Él en el cielo.5 – ¿En su opinión como el pecado ha perjudicado su vida? (S. Juan 8.34; Romanos 3.23). R: El pecado me hizo esclavo de los malos deseos de mi corazón.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 19 Estudio nº 3 EL SUSTITUTO DE NUESTROS PECADOS “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a suHijo unigénito para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna” (S. Juan 3.16). En el estudio anterior, aprendimos a través de la Biblia queel ser humano es pecador, y por lo tanto está separado de Dios.Dios creó a la humanidad con la capacidad plena de relacionarsecon Él. Sin embargo, la relación personal que había entre Diosy el ser humano, fue turbada por el pecado. La Biblia, en Isaías59.2, declara: “Pero vuestras iniquidades han hecho divisiónentre vosotros y vuestro Dios, y vuestros pecados han hechoocultar de vosotros su rostro para no oír”. En su esencia, elpecado es un ataque contra la honra y la santidad de Dios.Es rebelión contra Él, pues el ser humano prefiere su propiavoluntad, que hacer la voluntad de Dios. La Santidad de Dios reacciona contra el pecado. Esareacción, es conocida como manifestación de la ira de Dios.Imagine a Dios airado... Tranquilízate, no te desesperes,pues Dios en su bondad postergó el juicio dirigido a nosotrospecadores. Este “postergamiento” es la parte del plan de Dios enque Él nos ofrece la posibilidad del arrepentimiento a nuestrospecados. “¿O quizá usted desprecia las riquezas de su bondad, desu tolerancia y de su paciencia, no reconociendo que la bondadde Dios lo lleva al arrepentimiento?” (Romanos 2.4).
  • 20 Conociendo el Amor de Dios - Maestro Dios, en su infinito amor, ha proveído un medio pararehacer la comunión interrumpida entre Él y la humanidad. Jesúses la provisión de Dios para perdonar el pecado del hombre,conforme Él afirmó en S. Juan 14.6: “Jesús le dijo: Yo soy elcamino, y la verdad, y la vida; Nadie viene al Padre, sino pormí”. La comunión con Dios fue restablecida, pues Cristomurió para perdón de nuestros pecados: “Él mismo llevónuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que no-sotros, estando muertos a los pecados, vivamos a la justicia; ypor cuya herida fuisteis sanados” (1 S. Pedro 2.24). En el Evangelio de Juan encontramos a Juan el Bautista, elprofeta que antecedió a Jesús, anunciando que Él era el enviadode Dios: “El siguiente día vio Juan a Jesús que venía a él, y dijo:He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo” (S.Juan 1.29). Para entender completamente el anuncio de Juanel Bautista, es importante recordar que el pueblo judío, a quiénJuan el Bautista estaba hablando, estaba familiarizado con elsistema de sacrificios del Antiguo Testamento, donde ovejas, yotros animales eran sacrificados por el pecado. Cuando alguienpecaba, un animal sin mancha era sacrificado como sustitutoinocente para compensar al pecado. Ese sistema se refería altiempo cuando Jesús, de una vez y para siempre, mediantesu sacrificio, habría de “quitar el pecado del mundo”. Para unamejor comprensión sobre este asunto, será necesario leertambién Hebreos 10.1-25. Sin embargo, es necesario que prestemos atención al he-cho de que existen trágicas consecuencias para la persona queno mira con fe hacia Jesús, reconociendo que Él murió para per-donar sus pecados: “Por eso os dije que moriréis en vuestrospecados; porque si no creéis que YO SOY, en vuestros pecadosmoriréis” (S. Juan 8.24). Jesús es la única solución de Dios para el pecado delhombre. Por medio de Él, podemos probar el amor y elplan de Dios para nuestra vida. ¡Aleluya!
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 21 Haga una breve oración, agradeciendo a Dios por su pro-visión en la persona de Cristo, con la finalidad que usted nopermanezca en sus pecados. Haga una oración con sus propiaspalabras y no se preocupe por la simplicidad de las mismas,pues jamás impresionaremos a Dios con “bellas palabras”, pues¡Él está atento a un corazón sincero! Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Por qué Dios reacciona contra el pecado? (Isaías 59.2; S. Juan 3.19-21). R: Debido a su santidad.2 – ¿De que manera Dios resolvió el problema del pecado huma- no? (S. Juan 14.6; 1 S. Pedro 2.24). R: Dios resolvió por medio de Jesús, que murió por la hu- manidad.3 – ¿Qué puede suceder a la persona que rechaza aceptar la salvación en Jesucristo? (S. Juan 8.24). R: Puede morirse en sus pecados y de este modo perder la salvación.4 – ¿Cómo usted puede afirmar que solamente Jesucristo es el Salvador de la humanidad? (S. Juan 1.29; 14.6). R: El propio Jesús afirmó que para ir al Padre es necesario que haya fe exclusiva en su persona.
  • 22 Conociendo el Amor de Dios - Maestro5 – ¿Cómo debe vivir una persona que recibió de Dios el perdón de todos sus pecados? (S. Juan 8.47; 8.12). R: Debe vivir agradecida a Dios, oyendo su Palabra, y no permanecer en la práctica del pecado.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 23 Estudio nº 4 LA NECESIDAD DE ESCOGER A CRISTO “Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios” (S. Juan 1.12). En el estudio nº 3, vimos que Jesucristo es la únicasolución de Dios para perdón de nuestros pecados. Hoy veremosque el ser humano necesita recibir a Cristo para obtener la vidaque Él vino a proveer. Pues Dios, al crear al ser humano, leproporcionó el libre albedrío, o sea, la capacidad para escoger,tomar decisiones. Hay una elección que las personas nopueden dejar de hacer: No pueden dejar de escoger. Porsupuesto, ¡no escoger ya es una elección! Nuestra vida consisteen optar entre diversas alternativas. Debemos escoger sobrelo que haremos en términos profesionales, con quiénes noscasaremos, dónde vamos a vivir, etc. Dios hizo al ser humano libre, de modo que éste puedaescoger y decir sí o no a sí mismo, puede negar y aceptar lamaldad o la bondad presente en el mundo, u optar delante delas situaciones que enfrenta. En relación al plan de Dios que estamos estudiando noes diferente. Cabe al ser humano decir sí o no a la oferta desalvación que la Palabra de Dios le hace. De este modo, nuestrasalvación está condicionada a nuestra elección.
  • 24 Conociendo el Amor de Dios - Maestro ¡De ninguna manera Jesucristo lo obliga a que se hagacristiano! Oigamos lo que Él dice: “Pero, vosotros no quierenvenir a mí para tener vida”. Considere eso: Jesús deseabasalvar a los oyentes que fueron el blanco de esa advertencia,sin embargo, como podemos notar, Jesús aceptó la decisión deellos de no ir a su encuentro con fe. Eso porque Jesús respetalas elecciones de las personas. En otras palabras cabe a ustedescoger si Cristo entrará en su vida o no. Cristo es el Señor de los cielos y de la tierra, perono se atreve a violar nuestra libertad. ¡Él creó al ser humanolibre para escoger! Por eso, no basta oír predicaciones sobre lasalvación, leer la Biblia, sentirse bien en el ambiente del culto ypermanecer en “la indecisión”. Es necesario tomar una decisióna favor de Jesucristo. Nuestra actitud para con el Salvadorserá de comprometimiento o negación; de obediencia odesobediencia; de entrega o resistencia; de amor u odio.¡No hay medio término! Siendo así, es necesario que ustedreciba a Cristo, de modo que usted pueda probar la certeza dela salvación, y el sentimiento del perdón y paz que solamenteCristo proporciona al corazón de aquel que lo recibe como Señory Salvador. Oigamos la recomendación bíblica: “Si oyereis hoy su voz,no endurezcáis vuestros corazones” (Hebreos 4. 7). No nos gus-taría ofenderlo, pero en nuestro estudio no podríamos dejar demencionar su responsabilidad en lo que concierne a la salvación.Su participación es importante, pues aunque la salvaciónsea obra de la gracia de Dios, cabe a usted, y de nadiemás posicionarse en lo que se refiere a Jesucristo. Jesúsestá a la puerta y golpea... ¿y usted lo oirá? ¿Abrirá la puerta desu vida? ¿Qué decidirá? Note que ahora usted está siendo invitado a formar partedel proyecto de Dios, por eso no se detenga, prosiga y aprendamás sobre este proyecto.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 25 Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Qué debe hacer la persona que desea recibir el perdón de Jesús? (S. Juan 5.40; 6.40). R: Necesita creer y recibir a Cristo.2 – ¿Cuál es la actitud de Jesús delante de la libertad de la persona? (Apocalipsis 3.20; S. Juan 5.39,40). R: Jesús jamás viola la libertad de una persona, pues res- peta su decisión y sólo lo invita a la salvación.3 – Delante de Jesucristo, ¿qué actitudes una persona puede tener? (S. Juan 4.29,39; 6.60; 8.48,59). R: Delante del salvador sus actitudes pueden ser de com- prometimiento o negación; de obediencia o desobe- diencia; de amor u odio.4 – ¿Cuál es su participación en relación a la salvación? (S. Juan 3.16; 12.46; Efesios 2.8-9). R: Cabe a mí aceptar la gracia salvadora de Dios.5 – ¿Por qué el ser humano puede escoger? R: Porque Dios lo creó libre para escoger.
  • 26 Conociendo el Amor de Dios - Maestro APUNTES
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 27 Estudio nº 5 LA NUEVA VIDA “En cuanto a la pasada manera de vivir, despojaos del viejo hombre, que está viciado conforme a los deseos engañosos, y renovaos en el espíritu de vuestra mente, y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad” (Efesios 4.22-24). Dios, a través de Jesucristo, transforma a la perso-na en un nuevo ser. El cambio de vida es una realización delEvangelio, transformando radicalmente al pecador en una nuevapersona, cuya vida pasa a ser caracterizada por justicia y santi-dad. Esta transformación es posible cuando el pecador encuen-tra la verdad, o sea, encuentra a Cristo. “Yo soy el camino, y laverdad, y la vida” (S. Juan 14.6). El encuentro con la Verdad revela nuestra mentira, en-gaño y perdición, esclareciendo nuestra comprensión y hacién-donos ver la miseria que es la vida sin comunión con Dios. Ya aprendimos en los estudios anteriores que el pecadoha corrompido a la creación de Dios. El primer hombre, creadoen santidad y justicia para relacionarse bien consigo mismo, conel prójimo y con Dios, se hizo un “viejo hombre”, corrompido yalejado de Dios. Así pues, hoy fácilmente notamos que las per-
  • 28 Conociendo el Amor de Dios - Maestrosonas se sienten “dueñas de la verdad” y poseen gran dificultadpara admitir sus errores, mentiras y pecados. Son personas queviven en la dimensión de la carne; es decir, un retrato del “viejohombre” moldeado por los valores mundanos, contrarios a lasantidad de Dios. El “viejo hombre” está “muerto en delitos ypecados” (Efesios 2.1). Quien está muerto se encuentra en unestado de completa insensibilidad. La gracia de Dios, mediante Jesucristo, posibilitó al “viejohombre” la oportunidad de hacerse un “nuevo hombre”. Lo quese había perdido puede ser hallado, el enfermo puede sersanado, el muerto puede ser revivido. Cuando el pecadortiene un encuentro con la Verdad puede entonces ver su mentiray perdición, y a partir de ese momento, puede dejarse conducirpor el Espíritu Santo a la persona bendita de Jesucristo. Surge lafe, y entonces el milagro de la salvación sucede; surge la crea-ción de una nueva vida. De este modo, el odio sede al amor, lamuerte sede a la vida, y la tristeza salta de alegría, pues el almasabe que fue salvada. Hubo un nuevo nacimiento. ¡Aleluya! Al probar la nueva vida, habrá aún la demostración delfruto del Espíritu Santo, de tal modo que la nueva persona pre-sentará las siguientes virtudes: Amor, alegría, paz, paciencia,amabilidad, bondad, fidelidad, mansedumbre y dominio propio(Gálatas 5.22-23). Finalmente, nos cabe decir que Cristo lo llama a probar esanueva vida presentada aquí. Sea revestido del nuevo hombrecreado en Cristo Jesús, y sea semejante a Dios. ¿Cuál seráel resultado? Alegría, paz, salvación e ¡inmensas ganas de viviresta nueva vida! ¡El proyecto de Dios proporciona a usted una vida nueva!Por eso, no piense en volver atrás.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 29 Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Qué sucede cuando la persona se encuentra con la Verdad? (S. Juan 14.6; 16.13). R: El encuentro con la Verdad revela su mentira, engaño y perdición.2 – ¿Cómo es la vida del “viejo hombre” pecador? (S. Juan 8.34; Efesios 2.1). R: El viejo hombre tiene dificultad para admitir sus peca- dos. Es una persona que vive en la dimensión de la carne.3 – ¿De qué manera el viejo hombre puede hacerse una nueva criatura? (S. Juan 1.12,13; 3.3-6; Efesios 2.8-10). R: Mediante la fe en Jesucristo.4 – ¿Qué significa ser justo delante de Dios? (Romanos 1.18-21; 5.1). R: Significa creer en su perdón a través de Jesucristo, ren- dir a Dios las debidas alabanzas y cultos5 – ¿Cuáles virtudes del Espíritu Santo pueden ser observadas en el nuevo hombre? (S. Juan 15.1,2; Gálatas 5.22). R: Las virtudes son: Amor, alegría, paz, paciencia, ama- bilidad, bondad, fidelidad, mansedumbre y dominio propio.
  • 30 Conociendo el Amor de Dios - Maestro APUNTES
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 31 Estudio nº 6 JESUCRISTO, EL SEÑOR “Y Jesús dijo a Tomás”: “Pon aquí tu dedo; y mira mis manos; y acerca tu mano, y métela en mi costado; y no seas incrédulo, sino creyente”. Enton- ces Tomás respondió y le dijo: “¡Señor mío, y Dios mío!” (S. Juan 20.27-28). El mundo jamás fue el mismo desde que en las tier-ras de Palestina nació Jesús. De hecho, Jesús fue un hombresingular en la historia de la humanidad. Tal declaración no en-cuentra muchas oposiciones, pues el mundo, de modo general,reconoce la importancia de Jesús como personaje histórico. Sinembargo, para algunos, es inadmisible y hasta locura la afirma-ción de que Jesús de Nazaret es el Señor, en el sentido de serdivino. Estos afirman: - “Que Él fue un gran hombre está bien,pero aceptarlo como divino ¡ya es demasiado!” La Biblia confron-ta a tales personas al afirmar que Jesús es de hecho Dios. Ciertavez un pastor afirmó: “Quien pueda leer el Nuevo Testamentoy no pueda ver que Jesús es más que un mero hombre, puedetambién en un día sin nubes mirar hacia los cielos y no ver elsol”. Para los escritores del Nuevo Testamento Jesús esel Señor, o sea, es Dios. Aunque, inicialmente fue muy difícilpara ellos aceptar este hecho, pues fueron educados en una re-ligión tradicional. Para la religión tradicional de la época el Señor Dios nopodría jamás ser materializado, o sea, expresado de modo con-
  • 32 Conociendo el Amor de Dios - Maestrocreto, palpable, tales como: Por imágenes, cuadros, etc. ¡Tam-bién era inconcebible la idea de reconocer un ser humano comosiendo Dios! A pesar de la cuestión religiosa los escritores delNuevo Testamento ¡reconocieron la divinidad de Jesús! “Pero al fin y al cabo”, usted debe estar preguntándose:“¿Jesús puede ser considerado un ser divino?” “¿Qué pensabaJesús en relación a esa comprensión”? Son cuestionamientosválidos e importantes, pues, en la mayoría de los casos, nada esmás correcto que buscar saber lo que el propio individuo piensade sí. Jesús habló y practicó acciones que solamente Diospodría hablar y practicar. En su ministerio en la tierra Jesús perdonó pecados. Todojudío del período del Nuevo Testamento sabía que solamenteDios podría perdonar pecados, pero observemos lo que dijoJesús: “Perdonados están tus pecados” (S. Marcos 2.5). El apóstol Tomás afirmó: “Señor mío y Dios mío” (S. Juan20.28). Jesús aceptó el hecho de que Tomás lo reconoció comoDios y no le censuró. Otra declaración muy fuerte que confirma el señorío deCristo es la afirmación: “De cierto, de cierto os digo: Antes queAbraham fuese, Yo Soy” (S. Juan 8.58). Con esta declaraciónJesús estaba igualándose a Dios, pues utilizó esa misma expre-sión en el llamado de Moisés. La prexistencia afirmada por Cristoes prueba de que Él es Divino. A partir de estas afirmaciones tenemos una alternativa:Reconocer que de hecho Él sabía muy bien lo que estaba ha-ciendo, y por diversas maneras, y de muchos modos, afirmó sucondición divina, cabiendo a nosotros reconocerlo como Señor yDios de nuestras vidas. Y usted, ¿Qué piensa acerca de Jesucristo? ¿Reco-noce Su Señorío? ¿Su Divinidad? La decisión es suya, elinterés es del Señor Jesús (S. Marcos 8.29).
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 33 Usted debe haber notado que en el proyecto de Dios parasu vida, no basta saber quién es Jesús, es necesario reconocerlocomo Dios. Usted comprenderá la divinidad de Cristo a medidaque vaya teniendo comunión con Él. Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Por qué fue difícil que los discípulos reconozcan el Señorío y Divinidad de Jesús? (Éxodo 20.4; S. Juan 8.24,59). R: Porque ellos eran judíos que fueron criados en la reli- gión tradicional que enseñaba que Dios no podría ser materializado.2 – ¿Según la Biblia, que actitudes de Jesús pueden confirmar su condición Divina? (S. Juan 1.1; 5.18; 8.28). R: Jesús habla y hace cosas que solamente Dios podría hablar y hacer.3 – ¿Cuáles palabras de Tomás confirman la divinidad de Jesús? (S. Juan 20.28). R: Las palabras son: “Señor mío y Dios mío”.4 – Jesús afirmó su divinidad, siendo así, ¿qué cabe que ha- gamos? (S. Juan 20.28; 16.27; S. Marcos 3.21; S. Juan 12.37). R: Reconocer a Jesús como Señor y Dios de nuestras vi- das.
  • 34 Conociendo el Amor de Dios - Maestro5 – “Yo les afirmo: antes que Abraham fuese, Yo Soy”. Explique la afirmación (S. Juan 8.58). R: Jesús está mencionando su prexistencia que es atribu- to divino, y de manera clara está igualándose a Dios.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 35 Estudio nº 7 LA VIDA ABUNDANTE “El ladrón viene sino para hurtar y matar y destruir; yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia”. (S. Juan 10.10) La vida es un regalo de Dios, y generalmente a laspersonas les gusta hacer buen uso de este regalo. ¡Es bue-no vivir! Sin embargo, fácilmente se observa que muchas perso-nas no han obtenido una vida llena de realizaciones y felicidad.Desde que el pecado entró en el mundo, y el ser humano deci-dió vivir independientemente de su creador, surgió una serie deamenazas a la vida, entre otras, podemos citar: Violencia, odio,drogas, bebidas alcohólicas, prostitución, robo, mentira, etc.Dios creó al ser humano para que viva bien y feliz consigo mis-mo, y con el prójimo, pero el pecado ha perjudicado e impedidola realización de la voluntad de Dios para las personas (Génesis1.27,28,31; Génesis 3). Jesucristo nos da vida abundante, o sea, supera el poderdel mal y realiza la voluntad de Dios en nuestra vida, haciéndo-nos probar una vida íntegra y plena, en armonía con el Creador,con nosotros y con el prójimo. “Justificados, pues, por la fe,tenemos paz con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo”(Romanos 5.1). Toda vida humana está orientada a esas tres direc-ciones: Yo, el prójimo, y Dios. Cuando esas relaciones no
  • 36 Conociendo el Amor de Dios - Maestroestán funcionando de modo adecuado, se hace difícil para quealguien posea una vida abundante. Una vida plena y llena noconsiste sólo en confort material, en tener una bella casa, autonuevo, etc., como algunas personas imaginan. Somos seressociales por naturaleza, y de modo alguno podemos ser felicessin relacionarnos con otras personas. Sin embargo, nadie pue-de relacionarse bien con el prójimo si no está bien relacionadoconsigo mismo, y por sobre todas las cosas, con Dios. Muchas personas tienen profundas heridas en el alma yviven en intrigas y roces con los demás; poseen gran dificul-tad para vivir en paz. Tales personas necesitan urgentementeconceder perdón a las personas que lo entristecieron. Tambiénnecesitan tener un encuentro con Jesucristo, para que recibansu paz, y sean sanadas y reciban el amor que viene de Dios.Después de ese encuentro extraordinario es que la persona po-drá finalmente vivir en armonía consigo, con el prójimo, y conDios, y consecuentemente tener una vida abundante. Esas tres direcciones de la vida, mencionadas arriba fue-ron determinadas por el Creador, y no podemos huir de su re-alidad, ¡de lo contrario nuestra vida será pobre y miserable,llena de frustraciones e infelicidades! Un ejemplo, tal vez nosayude a entender esa cuestión: Todo organismo vivo para exis-tir plenamente debe estar bien relacionado con el medio am-biente, debe actuar adecuadamente con el lugar en que vive, yextraer de él todo lo que es necesario para el mantenimiento desu vida. Un pez, por ejemplo, puede vivir muy bien desde queesté en el agua, si es puesto sobre la tierra terminará murien-do, pues su organismo se mantiene vivo solamente en el agua.De modo semejante el ser humano necesita vivir de la formaque Dios planeó para él. Si la persona se rechaza a vivir de esamanera eso resultará en una vida expuesta a las amenazas delos poderes de la muerte (Deuteronomio 11.26-28; Salmos 88;Romanos 1.19-32).
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 37 La Biblia enseña claramente que el pecado es labase de todo relacionamiento inadecuado de la parte delindividuo para consigo, el prójimo y Dios (Génesis 3.10;Salmos 38.4-6; Efesios 2.1-4). Solamente cuando nuestro pe-cado es perdonado, mediante la fe en el sacrificio de Cristo, esque podemos trillar las direcciones fundamentales de la vida demodo adecuado. Solamente así podremos vivir plenamente, enarmonía con nosotros mismos, viviendo de modo saludable, yfeliz en familia, en sociedad, y principalmente en contacto conDios. ¡Eso es vida abundante! ¿Usted ya aceptó a Jesucristo como Señor de su vida?¿Ha leído la Biblia? ¿Ya está probando la realidad de una vidafeliz y abundante? Si su respuesta es no, este momento es unabuena oportunidad para que usted pare de vivir de cualquiermanera, y pueda vivir de modo abundante, ¡porque Jesús quie-re, y Él puede concretizarla en su favor, basta que usted crea!Crea, y viva abundantemente con Dios, y las personas que us-ted ama, pues nuestro Dios realiza “más abundantemente delo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa ennosotros” (Efesios 3.20). Usted ya debe estar notando lo maravilloso que es elplan de Dios, pues en este plan podemos hacer buen uso deuna vida plena. Ahora que usted está conociendo lo que es vi-vir de verdad, no da más ganas de volver atrás. Así es... sigaadelante. Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Cuál es el mayor obstáculo para alcanzar una vida plena y feliz? (Génesis 3.11-17; Romanos 2.9). R: El pecado, o sea, la pretensión humana de vivir inde- pendientemente del Creador.
  • 38 Conociendo el Amor de Dios - Maestro2 – ¿Qué es la “vida abundante” que Jesús ofrece a quien cree en Él? (S. Juan 4.14; 6.53; 10.10; 2 S. Pedro 1.3). R: Superación del poder del mal y realización de la vo- luntad de Dios en la vida, haciendo probar a la per- sona, una vida íntegra.3 – ¿Cuáles son las tres direcciones básicas de la vida humana? (S. Mateo 22.39; S. Juan 14.1; Tito 2.7,8). R: Las tres direcciones básicas de la vida son: Yo, el próji- mo, y Dios.4 – ¿Como la persona puede vivir bien esas relaciones: Yo y el prójimo, yo y Dios? (Salmos 38.4-6,11; S. Juan 4.16- 18,29; 8.24). R: Cuando se resuelve el problema del pecado mediante la fe en Jesucristo.5 – ¿En su opinión qué debe hacer una persona que desea tener una vida abundante? (S. Juan 10.9,10). R: Aceptar a Jesucristo como Salvador y Señor de su vida, y a partir de esa fe relacionarse bien con Dios.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 39 Estudio nº 8 LAS PROMESAS DE DIOS “Porque todas las promesas de Dios son en él Sí, y en el “Amén”, por medio de nosotros, para la gloria de Dios”. (2 Corintios 1.20). Promesa es palabra de compromiso que alguienhace en el sentido de realizar determinada cosa. Hay enla Biblia centenas de promesas. Algunas son condicionadasa correctas acciones de obediencia, otras no exigen nada acambio. Las promesas están presentes desde el Edén hastala Nueva Jerusalén, de Génesis al Apocalipsis, de hecho ellasestán presentes por toda la Biblia. La historia del pueblo de Dios es marcada por lapromesa del Señor. Hay muchos relatos bíblicos de perso-najes que caminaron con los ojos vueltos para el futuro, a laespera del cumplimiento de las promesas. Hay muchos ejem-plos, sin embargo, mencionaremos sólo algunos a fin de cor-roborar nuestra afirmación. Citamos el ejemplo del llamado de Abraham, “Y haré deti una nación grande, y te bendeciré, y engrandeceré tu nom-bre, y serás bendición” (Génesis 12.2). Observemos aún, la
  • 40 Conociendo el Amor de Dios - Maestropromesa de Dios al dar coraje a los israelitas que peregrinaronpor el desierto en dirección a la tierra “prometida”. Aún más:La idea de la promesa está presente de modo notable en eloficio de los profetas, que hablaron acerca del Mesías. Final-mente, el Antiguo Testamento está repleto de promesasal pueblo de Dios. En el Nuevo Testamento el concepto de promesa es tam-bién grandemente destacado, sin embargo, buena parte delas promesas de Dios es presentada como realidades ya cum-plidas, como por ejemplo: La vida, muerte y resurrección deJesús. Esto debe aumentar nuestra confianza en el Dios quehace promesas, pues así como Él ya se mostró fiel a su palabraen el pasado, Él continuará siendo fiel. Así pues, servir a Diosimplica siempre caminar bajo la expectativa del cumpli-miento de las promesas de Dios. Luego, el cristiano es unapersona que tiene esperanza, es decir, expectativa optimistaen relación al futuro, pues él sabe que en el mañana será sor-prendido por el cumplimiento de la promesa de Dios. Vale recordar que muchas promesas están condiciona-das a nuestra fe, de tal modo que ellas solamente se cumpliránen la vida de aquellos que en ellas creen de todo el corazón.Jesús afirmó: “Aquel que cree en mí, aunque muera, vivirá” (S.Juan 11.25). Tenemos aquí una gloriosa promesa: Vida eter-na que supera el poder de la muerte. Pero esa promesa estácondicionada a la fe en Jesús, “Aquel que cree en mí...”. Paraquien no cree, tal promesa simplemente no se cumplirá. Porlo tanto, tenemos que creer en las promesas de Dios porla fe si queremos recibir las bendiciones en ellas inclui-das. Usted hará muy bien prestándole atención seriamente ala advertencia del autor a los Hebreos: “Porque os es necesa-ria la paciencia, para que habiendo hecho la voluntad de Dios,obtengáis la promesa” (Hebreos 10.36).
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 41 ¿Usted ha creído en las promesas de Dios para su vida?Aún hay tiempo de creer y recibir todo aquello que el Señor haprometido a aquellos que en Él confían. Las promesas formanparte del proyecto de Dios para usted. ¡Crea en eso! Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Qué es la promesa? (Hechos 1.4; Romanos 15.8). R: La promesa es una palabra de compromiso que alguien hace en el sentido de realizar determinada cosa.2 – Describa dos promesas hechas por Dios a su pueblo en el Antiguo Testamento (Génesis 12.2; S. Mateo 2.23). R: Dios prometió que daría una poderosa descendencia a Abraham y prometió la venida del Mesías.3 – Presente una gran promesa del Nuevo Testamento (S. Juan 14.18; 1 Tesalonicenses 4.16-18). R: La segunda venida de Jesucristo.4 – ¿Qué requisitos se requiere de las personas, para que las promesas de Dios se cumplan en su vida? (S. Juan 11.25; Hebreos 10.37-39). R: Se requiere fe, y confianza en el Dios de las promesas.
  • 42 Conociendo el Amor de Dios - Maestro5 – ¿De qué manera las promesas de Dios pueden ayudarlo en su práctica cristiana? (S. Juan 14.1-3; Tito 2.13). R: Pueden ayudar al proporcionar una expectativa posi- tiva relacionada al futuro, tranquilizando el corazón.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 43 Estudio nº 9 El BAUTISMO EN EL ESPÍRITU SANTO “Él os bautizará en Espíritu Santo (...)”. (S. Mateo 3.11). En este momento vamos a estudiar acerca de la doctrinabíblica del Bautismo en el Espíritu Santo. Si es debidamentecomprendida por usted, eso resultará de gran ayuda espi-ritual para su vida, capacitándolo(a) a ser un instrumentode bendición en el Reino de Dios. ¿Pero qué es Bautismo en el Espíritu Santo? Primeramen-te usted debe entender que el Bautismo en el Espíritu Santono es recibir el Espíritu Santo, pues este le es concedido porocasión de la conversión a Cristo. Quién confiesa a Jesús, comoSeñor y Salvador de su vida ya posee el Espíritu Santo. Luego,el Bautismo en el Espíritu Santo no es lo mismo que “habitación”del Espíritu. Siendo así, entendemos que el Bautismo en elEspíritu Santo esta relacionado a una experiencia poste-rior a la conversión en que el cristiano es “sumergido”, orevestido del poder del Espíritu Santo, que le capacita atestificar de Cristo de manera osada. Añadiendo aún, el hechode que su vida ganará un gran dinamismo espiritual. Esta ex-periencia le dará una percepción mayor de la presencia de Dios.Destacamos que, frecuentemente, el cristiano bajo el efecto deesa experiencia pentecostal tiene sus dones y talentos despier-tos, resultando en un mayor desarrollo en la obra del Señor.
  • 44 Conociendo el Amor de Dios - Maestro El Señor Jesús afirmó: “Pero recibiréis poder, cuando hayavenido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos enJerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de latierra” (Hechos 1.8). Note que esas personas que recibirían elpoder del Espíritu Santo ya eran creyentes, sin embargo, aúnnecesitaban recibir el poder del Espíritu, es decir, el Bautismoen el Espíritu Santo, y consecuentemente se harían testigos delEvangelio por todo el mundo. Se trata de una realidad bíblica ya prometida por losprofetas, conforme podemos ver en los siguientes pasa-jes: Joel 2.28,29, Ezequiel 36.26,27 e Isaías 44.3. En aquelperiodo, el Espíritu Santo era concedido solamente a algunaspersonas, pero Dios prometió que llegaría un tiempo en que elEspíritu Santo sería derramado sobre todos sin acepción.Destacamos lo relacionado al Bautismo en el Espíritu Santo: • Promesa predicha por Juan Bautista y por Jesús (S. Ma-teo 3.11; S. Juan 7.37,38; Hechos 1.4,5). • Tuvo su debido cumplimiento en el día de la fiesta de Pen-tecostés (Hechos 2.1-4). • Los samaritanos, los efesios, y muchos gentiles recibieronel Bautismo en el Espíritu Santo (Hechos 8.14-20; 10.44-47;11.15-18; 19.1-70). • Esta promesa es aún concedida a todos los que creen(Hechos 2.38,39). ¿Pero cómo saber si una determinada persona fue bautiza-da en el Espíritu Santo? Esa es una pregunta muy común, hechapor diversas personas que anhelan pasar por esa experiencia.Teniendo como referencia el testimonio de Hechos de los Após-toles, afirmamos: Todas las personas que son bautizadas
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 45en el Espíritu Santo, lo demuestran por el hablar en len-guas extrañas, o sea, pronuncian palabras desconocidas porellas, acompañadas de intensa alegría y fervor (Hechos 2.4,11).Miles de personas en todo el mundo, y en diversas épocas pro-baron esa experiencia gloriosa con el poder de Dios. Delante de esta realidad bíblica presente en la historia dela Iglesia, cabe a nosotros preguntarle: ¿Usted ya fue bautizadoen el Espíritu Santo? ¿Le gustaría poseer más valentía y poderpara testificar de Cristo a las personas? Si su respuesta es afir-mativa, entonces le recomendamos que se apropie de esa pro-mesa bíblica por la fe, y busque a Dios en oración. Pídale xx quele conceda ese revestimiento de poder, y por la fe comience ahablar en nuevas lenguas, conforme el Espíritu Santo le concedeque hable. Comience a testificar de Cristo de modo poderoso enla tierra. Como dijo el apóstol S. Pedro: “(...) para vosotros esla promesa, y para vuestros hijos y para todos los que están le-jos; para cuántos el Señor nuestro Dios llamare” (Hechos 2.39).¡Aleluya! En Su proyecto Dios nos salva, nos llama para ser sus discí-pulos, y nos capacita a través del Bautismo en el Espíritu Santo,para que seamos sus testigos. Y usted puede ser parte de todoesto. Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Qué es el Bautismo en el Espíritu Santo? (S. Mateo 3.11; Hechos 1.8). R: El Bautismo en el Espíritu Santo es una experiencia en que el cristiano es revestido del poder del Espíritu Santo.
  • 46 Conociendo el Amor de Dios - Maestro2 – ¿Cuáles personajes bíblicos hacen mención a la promesa del Bautismo en el Espíritu Santo? (Joel 2.28,29; Ezequiel 36.26,27; Isaías 44.3; Hechos 1.6-8). R: Los profetas Joel, Ezequiel, Isaías, y Jesucristo.3 – ¿Cuáles son las consecuencias del Bautismo en el Espíritu Santo? (Hechos 1.8; 2.1-4,14). R: Testimonio cristiano poderoso; mayor dinamismo espi- ritual; capacidad de hablar en lenguas extrañas en la oración, y despertamiento de dones y talentos.4 – De acuerdo con Hechos de los Apóstolos, ¿cómo podremos saber si la persona fue bautizada en el Espíritu Santo? (Hechos 2.3; 10.44-46). R: Lo sabremos mediante el hablar en lenguas extrañas.5 – ¿Cómo puedo recibir el bautismo en el Espíritu Santo? (He- chos 1.14; 2.1-4). R: Mediante la oración y la fe.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 47 Estudio nº 10 EL DISCÍPULO DE CRISTO “Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos”. (S. Juan 8.31). Un discípulo es un seguidor y un aprendiz. Jesús en suministerio terreno llamó a algunos hombres para que sean susdiscípulos y sigan sus pasos. Además de los doce discípulos, mu-chos vinieron a Jesús, y pasaron a seguirlo por dondequiera quefuese. Hoy también Jesús llama a hombres y mujeres, para quesigan sus pasos. ¿Pero qué significa seguir los pasos de Jesús ennuestros días? ¿Ser su discípulo? Primeramente ser discípulo de Jesús implica unavida de renuncia. Todos los discípulos llamados por Jesús tu-vieron que dejar sus ocupaciones, y en algunos casos, inclusosu familia y bienes para seguir a Jesús (S. Juan 1.43; S. Marcos10.29). Ser discípulo siempre implica en una vida de renuncia.De hecho, muchas de nuestras ocupaciones y cosas que nosgustan deben ser renunciadas para seguir debidamente a Jesu-cristo. Tal vez debamos renunciar al status, la fama, el reconoci-miento, el dinero, y el prestigio (S. Lucas 14.25-27; 18.18-29).Tales exigencias del Reino para muchos individuos son dema-siado difíciles, y por eso rechazan el llamado de Jesús. Esto de-muestra que “muchos son llamados, pero pocos escogidos” (S.Mateo 22.14; Cf. S. Juan 6.66,67). No es tarea fácil seguir lospasos de Jesús. Pero ciertamente que se trata de la decisión másacertada que alguien puede hacer en la vida.
  • 48 Conociendo el Amor de Dios - Maestro En segundo lugar ser discípulo de Jesús implica enla práctica del amor, para con Dios y para con los otros.Jesús afirmó: “Un mandamiento nuevo os doy; Como yo os heamado, que también os améis unos a otros. En eso conocerántodos que sois mis discípulos, si tuviereis amor los unos conlos otros” (S. Juan 13.34,35). Dios es amor, y Jesús reveló eseamor de modo concreto dando su vida en la cruz del Calvario,a fin de salvar a la humanidad. Siendo así, quien confiesa serdiscípulo de Jesús debe inevitablemente andar en amor. Juanescribió: “Amados, si Dios nos ha amado así, debemos tambiénnosotros amarnos unos a otros” (1 S. Juan 4.11). El auténticodiscípulo ama. ¿Pero, qué es el amor? Arriesgamos una definici-ón a partir del ejemplo de Jesús: Amor es dar su vida en favordel prójimo. Quién ama se entrega (S. Juan 3.16; 10.17,18;15.13). En una sociedad en que prevalece el egoísmo, y el indivi-dualismo, el discípulo de Jesús puede, y debe hacer la diferen-cia, amando como Jesús amó, olvidando de sí mismo, y viviendoen favor de las personas. En tercer lugar, un auténtico discípulo de Jesús esaquel que da oídos a Dios. La palabra de Dios le llega a losoídos, y al corazón - hay revelación de Dios al discípulo. Jesúsdijo: “Mis ovejas oyen mi voz; y yo las conozco, y me siguen”(S. Juan 10.27). “El que es de Dios, las palabras de Dios oye;por esto no las oís vosotros, porque no sois de Dios” (S. Juan8.47). Es interesante notar que en la Biblia, oír a Dios significa“obedecer”, de modo que no obedecer es equivalente a “no oír”.Por lo tanto, la persona que sigue a Jesús tiene el privilegio deoír, recibe la revelación en cuanto a la voluntad de Dios para suvida, y responde positivamente a los llamamientos que Dios lehace por su palabra.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 49 Y finalmente, la vida del discípulo de Cristo es unamisión. Su vida y todo lo que realiza debe testificar de lasalvación de Jesús (S. Juan 20.21; 1 S. Pedro 2.9). El SeñorJesús no está más en esta tierra, pero cabe a sus discípulosque prosigan a la anunciación de las Buenas Nuevas de sal-vación. Quién niega esta condición de testigo, niega su con-dición de discípulo. Ser discípulo es ser testigo, por lo tanto,no se trata de una misión opcional, antes es algo que formaparte de la propia naturaleza del que sigue a Jesús (S. Mateo28.19,20). Nuestra sociedad va de mal en peor, de modo que díatras día observamos a personas desorientadas, y esclavas delpecado, cometiendo toda suerte de crímenes, y maldades con-tra sí mismas, y su prójimo. Es delante de ese cuadro caótico,y de perdición que somos llamados por Cristo a testificar de suamor, y salvación. ¿Usted ha testificado por Cristo? ¿Ha viven-ciado la práctica del amor, o sea, se ha donado a modo de sa-crificio, y desinteresado a favor de los demás? ¿Ha oído a Dios?¿Su vida es una misión? Si pudiera responder sí, ¡ciertamenteestamos delante de un auténtico discípulo de Cristo! Pero sirespondió no, entonces es tiempo de conversión y confesión. Realmente el proyecto de Dios es maravilloso, pues,además de ofrecer salvación y vida plena, posibilita que ustedsea un discípulo de Cristo. Así es, usted puede ser discípulo deJesús.
  • 50 Conociendo el Amor de Dios - Maestro Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – Defina el término “discípulo” (S. Juan 1.35-37). R: Un discípulo es un seguidor, y un aprendiz.2 – ¿Cuáles son las cuatro “marcas” que deben existir en el dis- cípulo de Cristo? (S. Marcos 10.29; 13.34,35; S. Juan 8.47; 1 S. Pedro 2.9). R: Vida de renuncia; práctica del amor para con Dios, y con los demás; oídos atentos a Dios, y una vida misionan- do.3 – ¿Cómo alguien puede ser conocido como discípulo de Cristo? (S. Juan 13.34,35; 14.21). R: Por la práctica del amor relacionado a Dios, y al prójimo.4 – ¿Qué significa “oír a Dios” en la Biblia? (S. Juan 8.47). R: Significa recibir la revelación de la voluntad de Dios, y responder con obediencia.5 – ¿Por qué el vivir del discípulo de Jesús es una de vida misión? (S. Mateo 28.18-20). R: Porque nuestro Señor Jesús no está más en esta tierra, y también porque el evangelio necesita ser divulgado.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 51 Estudio nº 11 EL BAUTISMO CRISTIANO “Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo”. (S. Mateo 28.19). El bautismo es el acto de iniciación en la iglesia cris-tiana, que simboliza la purificación del pecado e identifi-cación con Jesucristo. El individuo al someterse al bautismo,está dando testimonio público de su fe en Jesucristo, y se hacemiembro de la iglesia local. Esta práctica procede de la ordenan-za del propio Señor a su Iglesia (S. Mateo 28.19). Desde enton-ces el bautismo ha sido una práctica común a toda cristiandaden todas las partes del mundo, en cumplimiento de la ordenanzade Cristo. El bautismo es un gesto simbólico que ilustra la muertedel cristiano para el mundo de pecado, e indica su nueva vidaen Cristo Jesús. Veamos abajo esta realidad de modo más de-tallado: a – Sumergir (el acto de introducirse) en las aguas: El sumergir declara el siguiente mensaje: “Cristo murió por el pecado para que esa persona muriera para el pecado”. Con ese gesto la persona declara, simbólicamente, la muerte del individuo relacionado al pecado, de modo que su viejo estilo de vida fue aniquilada, y a partir de ese momento debe vivir de modo diferente, o sea, de modo agradable a Dios.
  • 52 Conociendo el Amor de Dios - Maestro b – La emersión (acto de salir) de las aguas: La emersión significa la victoria sobre la muerte, o sea, la resurrección: “Cristo resucitó de entre los muertos, a fin de que esa persona pudiera vivir una nueva vida de justicia y santidad”. Con este gesto la persona declara, simbólicamente, que resucitó para una nueva vida. El hecho de que estos gestos son realizados con elpropio cristiano, demuestra que él se identificó espiritual-mente con Jesucristo. Es importante destacar aún que usted debe tener el cuida-do de no confundir el símbolo con la realidad que el mismo apun-ta. Por lo tanto, el bautismo no salva a nadie, pero quientiene la salvación, busca el bautismo, y de ese modo datestimonio de su fe. La forma de bautismo practicada por las iglesias pente-costales es el bautismo por sumersión. La propia palabra “bau-tismo”, literalmente, significa “introducirse”. Siendo así, la for-ma de bautismo por sumersión hace justicia al término en susentido bíblico. Recordamos que la forma de bautismo porsumersión es practicada en las Asambleas de Dios en todoel mundo. Ahora vale decir que esta ya es nuestra décima prime-ra lección, creemos que hasta aquí usted ha sido grandementebendecido(a). Arriesgamos decir que, posiblemente, usted yahizo confesión de fe en el Señor Jesucristo, lo que nos deja muyalegres. ¿Pero y cuanto al bautismo? ¿Usted ya se bautizó? ¿Legustaría ser bautizado? Si usted cree en Jesucristo, vive unanueva dimensión de vida, y está decidido a servirle por toda suvida, afirmamos categóricamente que nadie impide que ustedsea bautizado.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 53 Acuérdese que el bautismo no es opcional para elcristiano, pues es una ordenanza de nuestro Señor Jesu-cristo. Siendo así, ¿no le gustaría obedecer a Jesús, y hacersemiembro de Su Iglesia? ¡Decídase hoy y sea muy bienvenido ala membresía del cuerpo de Cristo! Realmente el proyecto de Dios es completo. En él en-contramos salvación, vida plena, promesas, poder del EspírituSanto, y podemos formar parte de la familia de Dios, que es suIglesia. Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – Defina el bautismo cristiano (S. Mateo 28.19; Hechos 2.38). R: El bautismo es el acto de iniciación en la iglesia cristiana que simboliza la purificación de los pecados, e identifi- cación con Jesucristo.2 – ¿Cuál es el origen del bautismo? (S. Mateo 28.18-20). R: Es una orden de Jesucristo, y que fue adoptado por las primeras comunidades cristianas.3 – ¿Cómo es practicado el bautismo bíblico? (S. Juan 1.29-34; Hechos 8.36,39). R: El modo practicado es por sumersión.
  • 54 Conociendo el Amor de Dios - Maestro4 – ¿Cuáles son los propósitos del bautismo? (Hechos 2.38; Efe- sios 4.4-6). R: Testimonio público de la fe en Jesucristo, e ingreso a la iglesia local.5 – ¿Quien puede ser bautizado? (Hechos 2.38; Romanos 6.1- 4). R: Quién cree en Jesucristo, y está viviendo en novedad de vida.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 55 Estudio nº 12 LA CENA DEL SEÑOR “Y tomó el pan y dio gracias, y lo partió y les dio, di- ciendo: esto es mi cuerpo, que por vosotros es dado; haced esto en memoria de mí. De igual manera, des- pués que hubo cenado, tomó la copa, diciendo: esta copa es el nuevo pacto en mi sangre, que por voso- tros se derrama”. (Lucas 22. 19-20). Jesucristo instituyó su Cena para que recordáramosperiódicamente su sacrificio en la cruz. Dios sabe de la in-clinación del ser humano a olvidarse, de este modo trató dedarnos un auxilio para que jamás olvidáramos su obra de amor.Muchas veces Jesús nos mandó recordar su muerte por el actode la Cena del Señor (S. Mateo 26.17-30; S. Marcos 14.12-26;S. Lucas 22.19, 20; S. Juan 13.18-30; 1 Corintios 11.24,25). Sinembargo, no piense que la palabra “memoria” en estos textostiene solamente el significado de “pensar en una cosa pasada”.El modo del Nuevo Testamento entender esas palabras significa:“Transportar una acción del pasado, de tal modo que no se pier-da su potencia, y vitalidad originales, pero para que sean traídasal momento presente”. Los elementos utilizados en la celebración de laCena del Señor son: El pan y el vino. Ambos son elemen-tos simbólicos, que representan la muerte de Cristo. Ellos no setransforman, literalmente, en carne (pan) y en la sangre (vino)
  • 56 Conociendo el Amor de Dios - Maestrode Cristo como algunas personas suponen. La substancia de loselementos (pan y vino) no se altera, por eso los elementos de-ben ser entendidos como símbolos. La explicación cuanto a losimbólico del pan y el vino es la siguiente: • Pan:Para que esté listo para que sirva de alimento, es necesario que:a) - Se prepare la masa; b) - Sea “amasado”. Semejantemente Jesucristo, como el “Pan de la Vida” (S.Juan 6.48), se hizo un hombre de “carne y hueso” (S. Juan 1.14)y fue “amasado”, es decir, sufrió (Filipenses 2.8), para que nues-tra salvación fuera concretizada. Debemos, entonces, participardel pan en memoria del sufrimiento de Cristo en nuestro favor. • Vino: El vino puede representar al propio Cristo. En S. Juan15.1, Jesús se identifica como la “Vid Verdadera” de la cual elcristiano, unido como un ramo, participa de la vida que emanade su savia. También Jesús usa la figura del vino para simbolizarsu sangre, estableciendo una Nueva Alianza “en su sangre”. Delante de la belleza, y riqueza simbólica de esta notablecelebración cristiana, surge la importante pregunta: ¿Quién pue-de participar de la conmemoración de la Cena del Señor? Sola-mente los que se van salvando en Cristo Jesús, que estánen comunión con la iglesia deben participar de la Cena delSeñor. La participación es indebida a cualquier persona que nose comprometió con Cristo y su Iglesia. La persona no puedeparticipar de aquello que no aceptó, y que no está debidamenteconsciente. Dos clases de personas no pueden participar, cuálesson: los no convertidos (la solución: S. Juan 3.16), y los cristia-nos que están en pecado (la solución: 1 S. Juan 1.9).
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 57 Finalmente, resaltamos que la Cena del Señor no describesólo la unidad del cristiano con Cristo, pero también celebra launidad, y comunión de aquellos que están siendo salvos. Es elculto de la comunión cristiana, memorial de la fe, dondelos creyentes locales comparecen hermanados de la ale-gría de estar sirviendo a Jesucristo. Estimado amigo(a), usted de la misma forma es llamado(a)por Jesús para sentarse a la mesa de la comunión cristiana.¡Es una invitación para una celebración de alegría y esperanza!Alegría de la salvación, y esperanza por aquel gran día cuandocelebraremos nuestra salvación juntamente con nuestro amadoJesús en la gloria eterna. “El Espíritu, y la esposa dicen: “Ven”. Cuestiones para reflexionar y profundizar1 – ¿Para qué Jesús instituyó su Cena como ordenanza a la Igle- sia? (S. Lucas 22.19,20). R: Para que su Iglesia recordara periódicamente su sacri- ficio en la cruz.2 – ¿Cuáles son los elementos utilizados en la celebración de la Cena del Señor? (1 Corintios 11.23-25). R: Los elementos utilizados son: El pan y el vino.
  • 58 Conociendo el Amor de Dios - Maestro3 – Explique lo que simbolizan el pan y el vino en la celebración de la Santa Cena (1 Corintios 11.27). R: El pan significa el cuerpo de Jesús que fue entrega- do, en sufrimiento en la cruz en nuestro favor. El vino puede significar el propio Cristo, o aún su sangre.4 – ¿Quién puede participar de la conmemoración de la Cena del Señor? (1 Corintios 11.27-31). R: Solamente los que están siendo salvos en Cristo Jesús, que están en comunión con la iglesia.5 – ¿Qué especie de culto es la “Cena del Señor”? (S. Lucas 22.19,20; 1 Corintios 11.26). R: Es el culto de la comunión cristiana, memorial de la fe. ¡Felicidades! Usted concluyó todos los estudios, y conocióel proyecto de Dios para su vida. Creemos que usted está disfru-tando de la alegría de la salvación. Ahora venga a formar partede la iglesia del Señor, y lleve este mensaje a otras personas,pues en el proyecto de Dios usted es invitado a anunciar su Pa-labra.
  • IEADJO - Ministerio de la Iglesia con Grupos de Discipulado 59 ¡Deseamos que usted forme otros discípulos! Para recibir las instrucciones, y también el material parael Grupo de Discipulado, entre en contacto con el CoordinadorGeneral de los Grupos de Discipulado: ARGENTINA: Pr. Pandolfo, Osmar luiz, a través de losteléfonos +54 (0379) 445-7556 – Iglesia / (0379) 15439-6084(Corrientes – Capital, Republica Argentina). BRASIL: Pr. Carlesso, Joary Jossué, a través de los te-léfonos +55 (47) 3026-4093 / 3431-4300, (Joinville – SantaCatarina, Brasil). OTRAS LOCALIDADES: Dios lo siga bendiciendo.
  • 60 Conociendo el Amor de Dios - Maestro Credo de las Iglesias Asambleas de Dios La Iglesia Evangélica Asamblea de Dios en el mundo sigue estos puntos presenta-dos en esta sección, acompañe y conozca lo que creemos...1. En un solo Dios, eternamente subsistente en tres personas: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo (Dt. 6.4; Mt. 28.19; Mc 12.29);2. En la inspiración verbal de la Santa Biblia, como regla normativa e infalible de fe para la vida y el carácter cristiano (2 Ti. 3.14-17);3. En el nacimiento virginal de Jesús, en la muerte expiatoria, y en la resurrección corpórea de entre los muertos y en la ascensión victoriosa a los cielos (Is. 7.14; Ro. 8.34; Hch. 1.9);4. En la pecaminosidad del Hombre, la cual le privó de la gloria de Dios, y que sólo la fe en la obra expiatoria y redentora de Jesucristo puede restaurar al hombre a Dios (Ro. 3.23; Hch. 3.19);5. En la necesidad absoluta del Nuevo Nacimiento por la fe en Cristo, en el poder del Espíritu Santo y en la Palabra de Dios (Jn. 3.3-8);6. En el perdón de los pecados, en la salvación presente y perfecta y en la justifica- ción eterna del alma recibida gratuitamente de Dios por la fe en el sacrificio hecho por Jesucristo en nuestro favor (Hch. 10.43; Ro. 10.13; 3.24-26; He. 7.25; 5.9);7. En el Bautismo Bíblico, por inmersión total; del cuerpo, una sola vez en el agua, en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo (Mt. 28.19; Ro. 6.1-6; Col 2.12);8. En la necesidad y posibilidad de vivir una Vida Santa por medio del poder rege- nerador, inspirador y santificador del Espíritu Santo que nos califica a vivir como seguidores del testimonio y del poder de Cristo (He. 9.14; 1 P. 1.15);9. En el Bautismo con el Espíritu Santo con la evidencia inicial de hablar en otras lenguas (Hch. 1.5; 2.4; 10.44-46; 19.1-7);10. En el tiempo presente de los Dones Espirituales distribuidos por el Espíritu San- to a la Iglesia para su edificación conforme su soberana voluntad (1 Co. 12.1-12);11. En la Segunda Venida pre milenio de Cristo, en dos etapas diferentes: La prime- ra – invisible al mundo, para arrebatar a la Iglesia de la tierra, antes de la Gran Tribulación; La segunda – visible y corpórea, con la Iglesia, para reinar en el mun- do durante mil años (1 Ts. 4.16,17; 1 Co. 15.51-54; Ap. 20.4; Zac. 14.5; Jud 14);12. Que todos los cristianos asistirán al Tribunal de Cristo, para recibir el premio por sus obras en favor de la causa de Cristo en la tierra (2 Co. 5.10);13. En el Juicio del Trono Blanco que premiará a los seguidores y condenará a los infieles (Ap. 20.11-15);14. En la Vida Eterna de alegría y felicidad para los seguidores de Cristo y de tristeza y tormento para los infieles (Mt. 25.46).
  • IGLESIA EVA NGÉLICA AS SAMBLEA DE DIOS JOINVILLE – SANTA CA ATARINA – B RASIL Presid ente: Pastor Sérgio Melfior S DEPART TAMENTO DE DISCIPULAD E DO Coordinad or: Pr. Joary Jossué Carlesso Para uso de la Secretaria de Discipulado CATASTRO DEL DISCIPULADOR Matrícula NºIglesia:Congregación:Nombre:Estado Civil: Sexo:( )M ( )F Fecha Nacim.: / /Dirección: Barrio:Apdo: Ciudad:Teléfono: Móvil:E-mail / msn:Site / Blog / Twitter:Total de Grupos: Total de Alumnos:Compañero de Discipulado:Nº de grupos activos: Nº de Discipulandos:Sugestiones: Firma Discipulador: RECIBA GRATUITAMENTE EL CERTIFICADO: Destaque esta página y entregue al Líder de Discipulado de su Iglesia o envíe para: discipuladojoinville@hotmail.com @DptoDiscipulado http://www.facebook.com/discipulado.adjoinville IGLESIA RESPONSABLE:
  • IGLESIA EVA NGÉLICA AS SAMBLEA DE DIOS JOINVILLE – SANTA CA ATARINA – B RASIL Presid ente: Pastor Sérgio Melfior S DEPART TAMENTO DE DISCIPULAD E DO Coordinad or: Pr. Joary Jossué Carlesso Autorizo la Divulgación: MI TESTIMONIO ( ) Sí ( ) No Utilice este espacio para escribir su testimonio relacionado al Discipulado: Si necesita, utilice hojas aparte.Ciudad/Fecha: Firma: CRECIENDO EN EL CONOCIMIENTO DE DIOS Usted puede seguir aprendiendo la Palabra. Marque la(s) opción(es) deseada(s): Deseo recibir informaciones sobre los Cursos Básico e Intermedio en Teología de EPOS / Refidim. E-mail: secretaria@ceeduc.edu.br / Website: www.ceeduc.edu.br Curso Bíblico Devocional Encuentro con la Palabra. E-mail: pastorleandroferreira@gmail.com / Website: www.minibiblecollege.org
  • ‘’Y todos los días,en el templo y por las casas, no cesaban de enseñar y predicar a Jesucristo’’ Hechos 5:42 Iglesia Evangélica Asamblea de Dios