• Save
Estructuras Psíquicas y Normalidad [Javier J. León]
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Estructuras Psíquicas y Normalidad [Javier J. León]

on

  • 2,445 views

 

Statistics

Views

Total Views
2,445
Views on SlideShare
2,445
Embed Views
0

Actions

Likes
3
Downloads
0
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft PowerPoint

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    Estructuras Psíquicas y Normalidad [Javier J. León] Estructuras Psíquicas y Normalidad [Javier J. León] Presentation Transcript

    • • Warren (1987) define lo normal como la representación o copia de una norma estandarizada. Denota un canon o principio de conducta que sirve de patrón.
    • • Bergeret (2005) va un poco más lejos y nos habla de normalidad en función de la homeostasis psíquicadel sujeto conforme a su entorno, misma que deviene en estabilidad emocional y comportamental.
    • • Para la escuela francesa, todo ser humano es producto del deseo, por lo que nuestra conducta está condenada a la asimilación de ciertos factores e introyectos que, dentro del medio en el que nacemos, son tildados de normales, hablando en el mejor de los casos.
    • • Nietzsche considera a la normalidad y a la verdad como una suma de relaciones humanas que han sido realzadas, extrapoladas y adornadas poética y retóricamente y que, después de un prolongado uso, un pueblo considera firmes, canónicas y vinculantes (Pagura, 2006).
    • • Eugene Minkowski (1938) pone de relieve el carácter subjetivo de la palabra norma aunque lo plantea más en función de las relaciones externas.
    • • Nociones de orden y desorden. E. Goldstein • La norma no es algo subjetivo. (1951) • Sucesión de juicios de valor sin abrirse a las posibilidades. • Basado en trabajos de Comte, Broussais y otros. • Enfermedad como exceso o defecto.G. Canguilhem • Expresión conflictiva de una función normal. (1966) • Salud = Estado de silencio de los órganos. • Reducción del margen de tolerancia en relación con las infidelidades del medio.
    • • Posiciones esquizoparanoide y depresiva.M. Klein • Mecanismos de carácter psicótico seguidos por (1952) mecanismos de carácter menos “patológicos”. • La normalidad surgida de la anormalidad. • La personalidad se va moldeando conforme elA. Freud aparato psíquico se desarrolla. (1968) • La normalidad depende de la forma en que se producen y resuelven los conflictos pulsionales. • La normalidad está vinculada a la fusión deC. Jung actitudes introvertida (sintónica con el mundo (1913) interno) y extrovertida (sintónica con el mundo externo). • La noción de anima y animus también es importante.
    • • La normalidad como una actitud desprovista de ansiedad con respecto al ICC tanto en el trabajoD. Anzieu como en el ocio. (1959) • Actitud ante las manifestaciones de este ICC en todas las circunstancias que la vida nos pueda colocar. • No es posible hallar en el adulto una estructuraR. Diatkine psíquica que pueda ser calificada de normal. (1967) • Toda situación nueva rompe, en cierta medida, el equilibrio psíquico derivando en conflicto. • Para establecer un criterio de normalidad, debería tomarse en cuenta la flexibilidad del pasaje de unC. Chiland buen funcionamiento situado a nivel de lo real, a (1966) un buen funcionamiento situado a nivel del fantasma.
    • • Distingue entre las normas adecuadas para una mujer o un hombre, para un niño o un adulto: el P. Bourdier berrinche en un adulto puede ser considerado (1972) anormal pero en un niño no. • Aberastury pudo basarse en dicha propuesta. • Para establecer un criterio de normalidad, no sólo A. Haynal deben tomarse en cuenta factores de equilibrio (1971) psíquico o flexibilidad de adaptación sino también las condiciones ecológicas e incluso la densidad territorial de la colectividad. • Hay comportamientos raros que no son anormales.J. De Ajuriaguerra • Basado en Kubie: “La salud es un estado (1971) estadísticamente raro y, sin embargo, en absoluto anormal”.
    • Freud (1931) en su artículoTipos Libidinales, buscó“abarcar todas las variacionesque, de acuerdo con nuestraapreciación u orientada ensentido práctico, caen dentrodel ámbito de lo normal.Empero, en sus plasmacionesextremas pueden aproximarsea los cuadros patológicos y,de esa suerte, contribuir asalvar el supuesto hiato entrelo normal y lo patológico”.
    • ERÓTICO • El monto máximo de su libido se vuelve hacia la vida amorosa. • Buscan amar pero, más importante que ello, ser amados. • Los gobierna la angustia frente a la pérdida del amor y por ello tienden a la dependencia del objeto. • El ello es dominante, en general, sobre las demás instancias psíquicas.
    • COMPULSIVO • Dependencia interna, más que externa. • Predominio del Súper Yo, segregado del Yo en medio de una elevada tensión. • Gobernado por la angustia de la consciencia moral. • Despliega un alto grado de autonomía. • Genuino portador de la cultura. • Carácter predominantemente conservador.
    • NARCISISTA • No hay ninguna tensión entre el Yo y el Súper Yo, instancia última que suele ni siquiera estar presente en este tipo libidinal. • No hay ningún hiperpoder de las necesidades eróticas. • Interesado en la autoconservación, muestra independencia y escaso amedrentamiento. • Yo altamente agresivo. • Prefieren el amar al ser amados. • Aptos para servir de apoyo a los demás, asumir el papel de conductores, dar nuevas incitaciones al desarrollo cultural o menoscabar lo establecido. • Se imponen a los otros como personalidades.
    • ERÓTICO- ERÓTICO- NARCISISTA- COMPULSIVO NARCISISTA COMPULSIVO El tipo más frecuente. Independencia externa, Hiperpoder de la vida Agresión y actividad respeto por lospulsional limitado por el unidas al predominio reclamos de la CC Súper Yo. del narcisismo. moral y refuerzo del Yo Estructura borderline. sobre el Súper Yo. El estado ideal sería el del tipo erótico- compulsivo-narcisista, la total normalidad, misma que no es posible alcanzar.
    • Las personalidades pseudonormales no se hallan estructuradas en el sentido neurótico ni psicótico. Funcionan bajo mecanismosdeterminados que los llevan a “jugar el rol de la gente normal” con tal de no descomponerse en la depresión. Alude más específicamente a los tipos de personalidad borderline.Se busca obsesivamente mantener la seguridad narcisista que cubra los permanentes riesgos depresivos. Imitación de personajes prototipo ideales. “Culto” al Ideal del Yo.
    • Helen Deutsch (1934)describe el cuadro clínicogeneral del sujetoborderline: hiperactividadreaccional, apego a losobjetos externos y a lospensamientos del grupo,dependencia afectiva perosin desinversión objetalseria, labilidad extrema anteconflictos exteriores,pobreza afectiva y pocaoriginalidad.
    • C. David (1972) describe varias formas clínicas: tendencia asomatizar, elementos caracteriales, sobrevalorización de laacción, narcisismo aparentemente no patológico (S.Yo formalista,Ideal del Yo sádico, necesidad de éxito a cualquier precio),necesidad de hiperadaptación a la realidad (estimulada por lasociedad), inadaptación disfrazada, abrasión pulsional, angustia ysublimaciones artificiales.Incoherencia en la repartición pulsional entre inversiones narcisistas yobjetales
    • Bruno Bettelheim (1971) hace uninteresante estudio de los niñoseducados dentro de los kibutzisraelíes en los que un estrictorégimen educativo los mantiene “asalvo” de la desestructuraciónemocional dentro del grupo, perono fuera de la seguridad de éste.Afirma que su normalidadcorresponde a la necesidad derestablecer continuamente, pormedio del apoyo en el otro, unnarcisismo en constante peligrode debilitamiento, tanto si tiende aconvertirse en objeto sexual comoen rival edípico.
    • Jean Bertrand Pontalis(1968) opina que el grupopuede erigirse en objetolibidinal aunque, dichasituación invariablementetruncará la búsqueda porparte del sujeto de unobjeto libidinal específico,no colectivo.
    • El problema del borderline parece estribar en el hecho de haberevitado determinadas perturbaciones en la infancia que, dentro deun pequeño grupo (familia, clan, kibutz…), no constituyen unproblema a pesar de su excesiva concreción. En cambio, fuera deaquél, la flexibilidad estructural necesaria no existe por lo que nose puede acceder a un status de adulto independiente tanto en elplano de las necesidades libidinales como de sus relacionesobjetales. Está enajenado en el medio.
    • NORMAL NEURÓTICA PERVERSA CARACTEROPÁTICA PSICÓTICASublimatoria Neurótica TécnicasInstrumental Histeria Histéricas Fobia Fóbicas N. Obsesivas Obsesivas Transformación Perversiones Experiencias primarias Experiencias psicóticas BORDERLINE
    • Deleuze y Guattari (1972) hacen una incisiva crítica a la nociónpsicoanalítica de normalidad con base en la resoluciónorganizativa del Edipo. Aunque Bergeret deja muy claro que sepuede ser normal a pesar de no haber alcanzado el nivel edípico,pero sí haber logrado una estructura verdadera (neurótica opsicótica); empero, la estructura edípica tiene un nivel elaborativosuperior al de la organización estructural psicótica.
    • “Toda jerarquía estructural sólo puede reposar sobre laintegridad de las bases narcisistas de la constitución del Yo,la extensión de las posibilidades creadoras y relacionales; elmodo principal, genital o no, parcial o total, de relaciónobjetal; la integración, activada o no, de las pulsionesparciales bajo la primacía del genital y de las pulsionesagresivas bajo la primacía de Eros” (Bergeret, 2005). Una normalidad psicótica puede parecer menos organizada a nivel relacional que una pseudonormalidad borderline. Sin embargo, la primera corresponde a una adecuación pulsional más conforme a las necesidades reales y a una estructura auténtica; el segundo, es una mera imitación menos estable.
    • Cualquier fenómeno, cambio o peculiaridad funcional que señala lapresencia de un estado o cambio incipiente indicadores de enfermedado trastorno en un sujeto determinado. NEURÓTICOS PSICÓTICOS Conversiones Delirios Rituales Obsesivos Alucinaciones Fobias Despersonalización
    • Ambas estructuras pueden recurrir a defensas que nocorrespondan precisamente a su organización (neurótica opsicótica) como tal. NEURÓTICAS PSICÓTICAS Inhibición Proyección Desplazamiento Negación Condensación ID Proyectiva Simbolización Desdoblamiento del YoPor tanto, no es del todo correcto denominar defensas de uno u otrotipo. Más bien deberíamos hablar en términos de modos neuróticoso psicóticos, sin adelantar juicios acerca de la estructura delpaciente.
    • Es lo mismo cuando hablamos de episodios neuróticos o psicóticos. No debemos prejuzgar pues podemos estar frente a un estado momentáneo de la evolución deuna personalidad todavía muy ICC e incierta, estructuralmente hablando, pues su Yo aún no hamadurado del todo y no ha elegido qué mecanismos de defensa son los más adecuados a su modo de relación objetal que lo ayudará a regular sus relaciones con la realidad interna y externa.
    • • Modo de disposición que pertenece a los cuerpos E. Littré organizados, y en virtud del cual se componen de partes elementales múltiples y diversas por su naturaleza. • La manera en que las partes de un todo se disponen entre sí.P. Larousse • La estructura del organismo resulta de las múltiples correlaciones ontogénicas que se transforman para producir las correlaciones del adulto. A. Hesnard • Disposición definida según la cual las partes de un todo se ordenan entre sí.
    • “En psicopatología, la noción de estructura corresponde a aquelloque, en un estado psíquico mórbido o no, está constituido por loselementos metapsicológicos profundos y fundamentales de lapersonalidad, fijados en un ensamblaje estable y definitivo” (Bergeret,2005).
    • PRIMERA SEGUNDA TERCERA CUARTAPsiconeurosis Psiconeurosis Neurosis Actuales Neurosis Transferencia Psiconeurosis PsicosisNeurosis Actuales - Histeria Transferencia o - N. Obsesiva NEUROSIS (Sus mecanismos - Fobias fluctúan; todo Narcisistas depende de la Narcisistas - Depresión estructura interna - Psicosis - Melancolía o clivage) Neurosis Actuales Psicosis - Esquizofrenia - Paranoia
    • En estado homeostático, somos como bloques de mineral cristalizadocuyas estructuras internas – invisibles a nosotros –, o líneas declivage (diferencia), se hallan preestablecidos de manera exacta yfija. Sin embargo, cualquier tipo de impacto puede quebrar dichaestructura, pero sin alterar en forma alguna los límites. Simplementese separan y la totalidad del cuerpo pierde su equilibrio. Al alcanzar la cristalización definitiva (estructuración psíquica), ya no habrá variación posible en adelante. En caso de ruptura, un sujeto con estructura psicótica, sólo podría desarrollar una psicosis. Lo mismo ocurriría con la neurosis.
    • 1) Indiferenciación somatopsíquica2) Estadío del Espejo: • Diferenciación Yo - No Yo. • Aún hay influencia externa.3) Preorganización: • Debida tanto a factores congénitos como a las experiencias objetales sucesivas. • Pulsiones cada vez menos parciales. • Zonas erógenas más extensas. • Relación con los padres derivada en frustraciones, conflictos… pero también en ID positivas y seguridades anaclíticas. • Organización defensiva cada vez más adecuada a una estructura específica.
    • 4) Estructuración Total: • El clivage establecido. • Mientras los conflictos y las frustraciones estén dentro del límite soportable por el Yo del sujeto, éste no enfermará, tenga una estructura psicótica o neurótica.
    • • Bergeret, J. (2005). La Personalidad Normal y Patológica. Barcelona: Gedisa.• Bleichmar, N.; Leiberman, C.; Ortiz, E.; Wiener, A.M. Diálogos Clínicos en Psicoanálisis. México: Centro Eleia / Scripta.• Freud, S. (1931). Tipos Libidinales [Obras Completas. Tomo XXI]. Buenos Aires: Amorrortu.• Kernberg, O. (1992). Trastornos Graves de Personalidad. México: Manual Moderno.• __________ (2001). Desórdenes Fronterizos y Narcisismo Patológico. Barcelona: Paidós.• Pagura, N. (2006). Nihilismo, lenguaje y dominación. Elementos para una crítica Nietzscheana a la Violencia Simbólica en A Parte Rei, Revista de Filosofía.• Paz, J.R. (1977). Psicopatología. Sus Fundamentos Dinámicos. Buenos Aires: Nueva Visión.• Warren, H.C. (1987). Diccionario de Psicología. México: FCE.