Cronología de la Cohetería y el Vuelo Espacial 200

678 views
622 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
678
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
7
Actions
Shares
0
Downloads
1
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Cronología de la Cohetería y el Vuelo Espacial 200

  1. 1. Cronología de la Cohetería y el Vuelo Espacial Por: Campo Elías Roldán INCAES AEROSPACE 200 En su Mémoire Concernant l´histoire, les Science, les arts, etc. des chinois (Memorias en la historia, la Ciencia, las Artes, etc. de la China), el misionero Jesuita Francés Padre Joseph Marie Amiot, que vivió en la China en el siglo XVIII recordaba que aquellas «armas de fuego o flechas de fuego llamadas nyfung-yo es decir la pólvora que va en contra del viento» eran utilizadas en la China en ésta época. Padre jesuita José María Amiot, nacido en 1718 en el puerto militar de Tolón, Francia. Fue enviado a Pekín en 1740 como misionero. Allí se granjeó la confianza del emperador Klen I ong, con quien aprendió el idioma chino y el tártaro. En 1772 el padre Amiot publicó los «Vou Kin» como los Libros clásicos militares chinos; y en 1776, revisado y editado por M. Deguignes, presentó El arte militar de los chinos, estas traducciones divulgaron en París el pensamiento de Sun Tzu, que el mismo Napoleón se ocupó de estudiar. A fines del siglo XVIII existían cuatro versiones en ruso, y una en alemán, de estos trabajos de Amiot.
  2. 2. Las descripciones Chinas contemporáneas explican la operación de las “flechas de fuego”, con un longitud de 4 pulgadas (10.16 cms) las cuales cuando eran encendidas “iban en contra del viento”. Dibujo de un soldado chino lanzando una flecha de fuego (nifung-yo) Una Flecha de fuego es un arma de pólvora china cuyos primeros usos están fechados en el año 1232 cuando los chinos derrotaron a los mongoles en la batalla de Kai-Feng. No es la primera forma de un cohete ya que el griego Archytas voló un pájaro de madera movido por vapor. Se cree que estas flechas de fuego eran poco precisas y que se usaban sólo para crear efectos psicológicos en los enemigos. Básicamente las flechas de fuego eran largas flechas de bambú con un cohete atado en la parte delantera, lanzado desde una estructura de bambú. La puntería de esta arma depende en gran medida de lo recta que sea la flecha de bambú y también de su longitud. Variantes de las flechas de fuego se introdujeron primero en Korea y después en Oriente medio y Europa. No hay una descripción clara de un cohete autopropulsado y muchos de estos dispositivos pirotécnicos podrían haber sido lanzados por la acción de una catapulta ó una forma adaptada de un trebuchet; una máquina para lanzar piedras, cohetes o canastas llameantes de fuego. Trebuchet
  3. 3. Características de un trebuchet Un trebuchet está formado por una viga o barra de madera sujeta a un armazón que la mantiene elevada del suelo. El punto de apoyo de la viga (usualmente un eje) está colocado en la parte superior del armazón. Del brazo corto de la barra se encuentra suspendido un contrapeso y del brazo largo una honda. La honda tiene un extremo atado a la viga y un extremo libre con un lazo donde se engancha la bolsa del proyectil. El proyectil de un trebuchet era usualmente una gran piedra redonda, aunque otro tipo de proyectiles eran ocasionalmente usados: animales muertos, colmenas, cabezas de enemigos capturados, pequeñas piedras de arcilla cocinada que explotarían en el impacto como metrallas, barriles de brea o aceite encendidos, o hasta negociadores que no habían tenido éxito, prisioneros de guerra y espías con vida. Dimensiones. Las dimensiones de cada uno de los componentes del trebuchet determinan el funcionamiento que tendrá el arma. La viga es uno de los elementos cruciales. Debe ser lo más ligera posible, pero lo suficientemente fuerte para no romperse en el disparo. La proporción entre los brazos largo y corto de la viga y la longitud de la honda, son factores muy importantes para determinar el alcance que logrará el proyectil. El propósito de un buen diseño es convertir la mayor cantidad posible de la energía potencial del contrapeso a energía cinética para el proyectil. Si la transferencia es de un 100%, y no existe fricción, el alcance máximo, Rmax, del proyectil sería de Rmax = 2hmc / mp, donde h es la distancia que recorre el contrapeso al caer y mc and mp son las masas del contrapeso y del proyectil, respectivamente. La eficiencia real de un trebuchet es entonces simplemente determinada como la proporción entre el alcance conseguido y el alcance máximo calculado. Diseños Los diseños eran llevados a cabo realizando modificaciones en un modelo a escala. No existen descripciones realmente detalladas de trebuchets medievales (o anteriores) que den información acerca de las dimensiones o formas de la viga o la proporción entre el brazo largo y el corto de la viga, entre otras cosas. Ningún modelo de tiempos medievales ha sobrevivido. Los pocos dibujos contemporáneos existentes son extremadamente esquemáticos e incluso a veces muestran proporciones físicamente imposibles. Los métodos usados para mejorar su funcionamiento y diseño eran, aparentemente, secretos militares, y no están disponibles para los reconstructores de hoy en día.
  4. 4. Historia y primeros usos Orígenes El trebuchet deriva de la antigua honda. En realidad, una variante de ella (que usaba una pequeña vara de madera para extender el arma y proveerle un mejor apalancamiento) evolucionó para convertirse en el trebuchet de tracción, en el cual un grupo de personas tiraban de cuerdas atadas al brazo corto de una palanca que tiene una honda en el brazo largo. Este tipo de trebuchet es más pequeño y tiene un alcance menor que el trebuchet de contrapeso, pero es un máquina más fácil de transportar y tiene un promedio más rápido de disparos. Los trebuchets de tracción más pequeños pueden ser accionados por la fuerza de una persona tirando de una sola cuerda, pero la mayoría eran diseñados de un tamaño tal que se necesitaban entre 20 y 100 hombres para hacerlo funcionar, normalmente se ubicaban 2 personas por cuerda. Éstos eran a veces ciudadanos que, o bien ayudaban en el sitio o en la defensa de su ciudad. Primeros trebuchets Se cree que los primeros trebuchets fueron usados en China en el Siglo V ad C. Los trebuchets chinos de contrapeso eran llamados Huihui Pao (回回砲) o Xiangyang Pao (襄陽砲), ("huihui" significa musulmán) porque los Chinos conocieron los primeros trebuchets durante los sitios a las ciudades de Fangyang y Xiangyang, cuando la armada mongola, incapaz de capturar las ciudades a pesar de haberlas sitiadas por muchos años, contrató a dos ingenieros persas, quienes construyeron trebuchets de contrapeso y pronto redujeron las ciudades a escombros y forzaron a las guarniciones a rendirse.
  5. 5. Hacia occidente El uso del trebuchet se extendió hacia el oeste y alcanzó los países árabes a través de Persia y Bizancio. El arte de construirlos llegó a conocerse en los países nórdicos por medio del norte de Alemania, cuya maquinaria de guerra es regularmente mencionada en los libros de la Liga Hanseática. Hay ciertas dudas sobre el período exacto en que estos artefactos y el conocimiento sobre ellos llegaron a Escandinavia. Los vikingos pueden haberlos conocidos en una era mucho más temprana, como el monje Abbo de St. Germain indica sobre el sitio de París (885-886)en su épica "De belle Parisiato" fechada alrededor del año 890. Los trebuchets fueron usados por primera vez en Italia a fines del Siglo XII e introducidos en Inglaterra en 1216 durante el sitio de Dover. En 1304, durante el sitio al Castillo Stirling, Eduardo I de Inglaterra ordenó a sus ingenieros que construyeran un trebuchet gigante para la armada inglesa, llamado "Warwolf" (lobo de guerra). Ningún detalle de su diseño ha sobrevivido hasta la actualidad. Últimos trebuchets Con la introducción de la pólvora, el trebuchet fue reemplazado como arma de asedio preferida por el cañón. El último uso militar recordado fue en 1521, durante el sitio a la capital azteca por parte de Hernán Cortés. El relato del ataque menciona que su uso fue motivado por la falta de pólvora. Sin embargo, el intento fue desafortunado: el primer proyectil lanzado aterrizó en el trebuchet, destruyéndolo. Trebuchets en la actualidad Réplica de un trebuchet en Château de Castelnaud Actualmente, muchas personas construyen y experimentan con trebuchets por diversión y son usados en las aulas para ilustrar principios mecánicos y físicos. Existen desde pequeños modelos a escala hasta grandes réplicas de varias toneladas.

×