SEPIA XIV  Piura, del 23 al 26 de agosto 2011          Mesa Regional – IExtractivas, territorio y opciones     de desarrol...
SEPIA XIV – Piura                                        Mesa Regional I: Extractivas, territorio y opciones de desarrollo...
Ecosistemas, diversidad biológica, y adaptaciones al cambio climático en Piura                                            ...
endémica, de difícil acceso y es considerado como un ecosistema regulador de agua debido avarios procesos que en forma con...
una historia diferente de la cordillera de los Andes. Esta transversal Huancabamba, segúnHocquenghem, define un límite mer...
del centro y sur del Perú y el páramo típico, desde Ecuador hasta Venezuela; que se inicia en losandes de La Libertad (8º ...
Ubicación de las Jalcas (páramos) y bosques de neblina en                                               los andes de las p...
La importancia estratégica de los páramos está referida, principalmente, a su rol regulador delsistema hídrico de una cuen...
Conservar la capacidad reguladora climática e hídrica que los bosques ejercen en su entorno, esparte del manejo de las cue...
EL NIÑO: evento recurrente en el Bosque Seco: oportunidad en la ocupación del territorio enel cambio de la transhumancia a...
Bosque seco de algarrobo antes y después del evento EL NIÑO 2004-2005 de baja intensidad; conintensa actividad agrícola ga...
2.3.    Zona Marino Costera de PiuraEsta ecoregión se caracteriza por su riqueza hidrobiológica, según la cual el 47% de l...
buceo. Luego de los eventos El Niño 82/83 y 97/98 frente a la escasez de mariscos en la zona   Sur y a la aparición de est...
Esta superficie que posee una vegetación de importancia hidrológica puede ser modificada por elcambio climáticoEn el caso ...
Diseño de vivienda de familia trashumante en el bosque algarrobal (foto: F. Torres)Diseño de vivienda de familia sedentari...
El impacto de El Niño y la Niña: alternancia en la productividad de los bancos de conchas deabanico: El caso de Sechura/Is...
los 10 o 15 años que normalmente no se presenta un evento de El Niño fuerte y adaptarse a lascondiciones subóptimas para l...
4.1.   Riesgos en los jalcas (Páramos) y Bosques de NeblinaLas jalcas (páramos) de la naciente del río Quiroz, única subcu...
4.3.   Riesgos en la zona marina costera (Bahía de Sechura)La principal actividad económica del los pueblos del litoral de...
REFERENCIAS BIBLIOGRPAFICASCárdenas, C. 1998. “El impacto del evento EL NIÑO en la productividad primaria de los bosquesse...
su proyección futura: factores que afectan su sustentabilidad en América Latina. Taller TécnicoRegional de la FAO. 20–24 d...
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Diversidad biológica, ecosistemas y adaptaciones al cambio climático en Piura. Por Fidel Torres

9,242
-1

Published on

Ponencia presentada como parte de la Mesa Regional 1: Extractivas, territorio y opciones de desarrollo regional del Seminario Permanente de Investigación Agraria (SEPIA). Piura, Perú. Agosto 2011

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
9,242
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
96
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Diversidad biológica, ecosistemas y adaptaciones al cambio climático en Piura. Por Fidel Torres

  1. 1. SEPIA XIV Piura, del 23 al 26 de agosto 2011 Mesa Regional – IExtractivas, territorio y opciones de desarrollo regional“Ecosistemas, diversidad biológica, y adaptaciones al cambio climático en Piura” Fidel Torres G. Agrored Norte 1
  2. 2. SEPIA XIV – Piura Mesa Regional I: Extractivas, territorio y opciones de desarrollo regional Ecosistemas, diversidad biológica, y adaptaciones al cambio climático en Piura Fidel Torres G. CONTENIDO1 Ecosistemas Diversos en la era de la bioeconomía, como base de las adaptaciones al 2 cambio climático.2 Tres Ecosistemas únicos en América 2 2.1.Páramos o Jalcas y Bosques de Neblina 2 2.2. Bosques Algarrobales 7 2.3. Zona Marina Costera 113 Tres escenarios ante el cambio climático y su expresión principal: El evento 12 recurrente EL NIÑO 3.1. Fuente de agua que no se deshiela 12 3.2. Predominancia del algarrobo ante el cambio climático 134 Tres entornos de riesgo a GESTIONAR para aprovechar las oportunidades 16 aprovechar las oportunidades de Biodiversidad 4.1. Riesgos en los jalcas (Páramos) y Bosques de Neblina 17 4.2. Riesgos en los Bosques secos de algarrobo 17 4.3. Riesgos en la zona marina costera (Bahía de Sechura 185 Referencias Bibliográficas 19 2
  3. 3. Ecosistemas, diversidad biológica, y adaptaciones al cambio climático en Piura Fidel Torres G.11. Ecosistemas Diversos en la era de la bioeconomía, como base de las adaptaciones al cambio climático.Piura es un departamento de alta relevancia en la economía y política nacional, por ser el Dptomás poblado después de Lima, representa el sétimo lugar en aporte al PBI agrario nacional, elsexto al de manufactura y el primero al de pesquería; a lo cual le corresponde la tercera PEAmás grande a nivel nacional. Ante ello, disponibilidad de agua para el 70% de su poblaciónubicada en la región costera, proviene de su región andina, lo que la hace cine por cientodependiente de las alturas de su territorio.Sus espacios territoriales andinos, costeros y marinos-costeros han protagonizado en las últimasdos décadas eventos altamente significativos para la vida económica de esta región que, además;han constituido referencia de nuevos procesos de desarrollo construidos desde la pequeñaproducción de sus sociedades rurales en cada espacio.Las sociedades andinas de Piura irrumpieron en la exportación de café orgánico, de azúcarintegral ecológica, las costeñas con el mango y banano orgánico; y las del litoral con laexportación de conchas de abanico orgánico. En los tres casos aprovechando las ventajascomparativas únicas de cada uno de sus ecosistemas; pero todos vinculados por ladisponibilidad de agua necesaria para cualquier actividad humana.Las ventajas comparativas de los tres ecosistemas que han otorgado ventajas competitivasposeen vulnerabilidades y fortalezas frente al desafío del cambio climático que progresiva einevitablemente cambiará las actuales condiciones que hoy dan inducen característicasespeciales a los bienes y procesos producidos bajo las actuales condiciones. El café y la caña enla Sierra, el arroz, limón, mango y el banano en la Costa no son especies nativas del Perú, sinointroducidas que encontraron en dichos ambientes condiciones altamente favorables paradesarrollar características altamente deseables. El cambio de dichas condiciones puedeencontrar a dichas sociedades agrarias sin la base de variabilidad genética para adaptarse a lasnuevas condiciones. La Zona Marino-costera donde se encuentran las dos principales corrientesmarinas de este continente también enfrentará, los cambios que active la nueva dinámica delevento recurrente EL NIÑO.2. Tres Ecosistemas únicos en América. Las jalcas, bosques algarrobales y la zona marina costera de Piura representan ecosistemas únicos en la diversidad ambiental del Perú que generan significativas ventajas comparativas en el proceso de ocupación de este territorio 2.1. Páramos o Jalcas y Bosques de NeblinaEl escenario costeño de Piura no podría explicarse sin la disponibilidad de agua en sus valles,todos alimentados desde la región andina, donde se ubican los páramos o jalcas y bosques deneblina como ecosistemas de captación, filtración y distribución de agua.El páramo se caracteriza como un paisaje de alta montaña muy húmedo, con lluvias estacionalesy lloviznas persistentes durante todo el año, bajas temperaturas, de gran biodiversidad1 3 Biólogo-Fisiología Vegetal. ftorres@agrorednorte.org.pe ; ftorres106@gmail.com
  4. 4. endémica, de difícil acceso y es considerado como un ecosistema regulador de agua debido avarios procesos que en forma conjunta permiten un mayor rendimiento hídrico. Estos procesosson: la infiltración y almacenamiento de agua, debido a la gran capacidad de infiltración de sussuelos; la captura del agua de la niebla gracias a la vegetación existente, adicionando agua alsistema y la baja evapotranspiración de la vegetación, lo cual en conjunto produce considerablesexcedentes de agua que sale en forma de caudal (Tobón, C. 2008).Importancia de los ecosistemas: jalcas (páramos) y bosques de neblinaLos andes peruanos captan y distribuyen grandes cantidades de agua que discurren tanto hacialas vertientes del océano Pacífico como del Atlántico. En el norte del Perú a diferencia de losandes centrales y del sur, no existen glaciares para el suministro de agua a las partes medias ybajas de las cuencas; son las jalcas (“paramos”) con su gran capacidad de absorción de laspersistentes precipitaciones a lo largo del año (1,200 a 2,000 mm/año), las que suministran elagua para la vida y actividad agropecuaria intensiva de la costa que depende cien por ciento deello por no recibir precipitaciones para la actividad productiva, y cuando las registra se debe a lapresencia del fenómeno EL NIÑO.La importancia estratégica de las jalcas (“páramos”) reside en el servicio ambiental que prestanprincipalmente como reguladores del sistema hídrico de las cuencas en las que se encuentranciudades, pueblos y zonas agropecuarias, y su contribución al sostenimiento de otrosecosistemas como los bosques de neblina ubicados debajo de ellos y los bosques secos dealgarrobo en la costa que dependen de la napa freática que se recarga con el agua filtradas desdelos andes. De otra parte, constituyen una bioregión de alta biodiversidad endémica con granpotencial económico a ser aprovechado por sus poblaciones en el biocomercio. En páramosmedianamente húmedos el rendimiento hídrico está alrededor del 57%, mientras que enpáramos muy húmedos es del 68%. Estos rendimientos son mucho mayores a los de los bosqueshúmedos tropicales con 35%, los bosques altoandinos o bosques de niebla con 54% y muchomayor a los bosques secos con 19% (Tobón C. 2009).La naciente del río Quiroz, fuente exclusiva del sistema de riego regulado del valle de sanLorenzo (50,000 ha) presenta una VEGETACION DEL SERVICIO AMBIENTAL HIDRICO:El área con vegetación de interés para la prestación del servicio ambiental hídrico ocupa 17142,02 ha que corresponden al 5,51% de la subcuenca; compuesto por pajonal de páramo ypasto natural 0,86%, pajonal de páramo 3,33% y bosque húmedo 1,32% (Gonzales et al. 2005).Desde la perspectiva económica, la importancia estratégica de este ecosistema se basa en elprincipio de que la gestión del agua, en su condición de bien económico, es un medioimportante para conseguir un aprovechamiento eficaz, equitativo y de sostenibilidad para laconservación y protección de los recursos naturales que la hacen disponible. En la valoracióndel agua debe considerarse que su valor económico tiene por lo menos tres dimensiones aconsiderar; a) Es diferenciado por regiones (cuencas) y períodos, b) Varía de acuerdo al tipo deusuario; y c) Cambia con el tiempo, dada la relación oferta-demanda del recurso, la percepcióny las preferencias sociales (Fano, H. 2009).Condiciones del endemismo de las jalcas y bosques de neblina de Ayabaca yHuancabamba: Deflexión Huancabamba, centro de evolución de diversidadLa Deflexión o Depresión de Huancabamba o lo que también Hocquenghem, A. M. (1998)denomina la “Transversal Huancabamba”, representa un rol preponderante en la especificidadde sus Jalcas (páramos) y bosques montanos o de neblina, constituye un corredor donde lacordillera de los andes que marca un cambio de orientación del eje general de la cordilleraandina y una modificación de las características de la cadena. Al norte del abra de Porculla, losAndes norteños y la Sierra piurana muestran una organización significativemente diferente, con 4
  5. 5. una historia diferente de la cordillera de los Andes. Esta transversal Huancabamba, segúnHocquenghem, define un límite meridional significativo entre los Andes centrales y losnorteños, que influye sobre la circulación del aire y de las corrientes marinas, determinando enparte el clima particular de este territorio (Mapa 1). La topografía actúa como una barrerabiogeográfica para algunas especies y un corredor de dispersión para otras. La DeflexiónHuancabamba ha influenciado el movimiento, distribución y características de la riqueza de labiodiversidad de esta región que representa para algunas especies su límite de expansiónmeridional o septemtrional. Siendo sus principales tipos de vegetación: páramo arbustivo,pajonal de páramo, bosque siempre verde montano alto y bosque de neblina montano conpresencia además de vegetación intervenida por la actividad humana (Young y León. 2007).De acuerdo a los estudios de Sagástegui, A. et al. (1999, 2003) la región que circunda laDeflexión, ha sido ampliamente reconocida como una fuente de diversidad primaria en muchosgrupos de plantas. En el las plantas con flores representan 17,000 especies con más de 8,000endémicas. En la región de la Deflexión; departamentos de Piura, Cajamarca y Amazonas secuenta con no menos de 715 especies endémicas que representan cercar del 10% del endemismopara todo el país, pero en menos de un 8% de superficie. A su vez en Ayabaca y Huancabambase concentran 126 especies endémicas.Estos endemismos habitan principalmente las laderas del Matorral húmedo y BosqueAltimontano siempre verde. Una notoria ruta de diversidad florística de importancia económicase registra en el transecto Amotape-Huancabamba que alberga recursos genéticos de plantasalimenticias; como frijoles con poblaciones únicas de diversidad genética y especies silvestresde arracacha (Arracacia elata) con alta variación genética (Young, k. y B. León.2007).Jalcas (Páramos) y Bosques de Neblina de Ayabaca y Huancabamba: nacientes de los ríosQuiroz (Océano Pacífico) y Chinchipe (Océano Atlántico)Las jalcas o páramos de los andes en las provincias de Ayabaca y Huancabamba, deldepartamento de Piura en el norte del Perú son pequeñas islas de hábitat en las cumbres másaltas de las cuencas de los ríos Chira y Chinchipe con un paisaje de cerros, lagunas y pastizalesconformados por especies características de gramíneas (Calamagrostis, Festuca, y Neurolepis)y arbustos como Gynoxys, Hypericum y Loricaria. “Islas” que coronan corredores de bosquesmontanos conectados a otros similares en Ecuador y en el Perú con Amazonas y Cajamarca(Young y León. 2007)y sustentan la diferencia de la composición florística entre el típico ecosistema páramo de losandes de Ecuador, Colombia y Venezuela y su análogo en los andes del norte peruano en Piuray Cajamarca, cuyas especies vegetales lo identifican como ecosistema JALCA, con elevadonúmero de plantas y animales endémicos que incrementan su valor económico, si se considerala afirmación de Sánchez, que en este ambiente se registra la mayor abundancia de plantasmedicinales.Debido a la ausencia del genero característico Espeletia sspp que identifica a los páramos desdeEcuador a Venezuela, que está completamente ausente en el lado peruano (Cabrera, A. 1980), esque tiene sustento la identificación como bioregión específica a la jalca propuesta porSagástegui, A.(2009)2; Sánchez, I.(2006)3 y Mostacero, J. (2007). Siendo característica de laJalca peruana la notoria presencia de los géneros Hipericum, Paranaphelius, Antenaria,Gentianella, Gynoxis.En su estudio pionero, el botánico A. Weberbauer, A. (1936) señala que la jalca, situada encimadel límite de la agricultura, representa una formación de transición entre la puna de los andes2 Director del Herbarium Truxillense de la Universidad Nacional de Trujillo. 53 Director del Herbarium del al Universidad Nacional de Cajamarca
  6. 6. del centro y sur del Perú y el páramo típico, desde Ecuador hasta Venezuela; que se inicia en losandes de La Libertad (8º 30’ LS) hasta Piura y Cajamarca en la frontera con la Republica delEcuador (4º 53’ LS), compartiendo vínculos biológicos con los páramos del Ecuador, y lo másimportante, cumpliendo la misma función ambiental: el almacenamiento y regulación hídrica enlas nacientes de cuencas.Por debajo de las Jalcas Ayabaca y Huancabamba se observa la presencia de los bosques deneblina con mayor predominio en la naciente de cuenca del río Chinchipe que se dirige a lacuenca amazónica. Este tipo de bosque está distribuido entre los 1,300 y los 2,500 metros sobreel nivel del mar, y se caracteriza por su persistente humedad y precipitación. Los bosques deneblina o montanos del Noroeste del Perú se registran como los mas altamente endémicos detoda América Latina (Henderson et al.1991). De las disminuidas selvas tropicales del mundo,menos del 2.5% se considera bosque de neblina (Montaigne, F. 2004).En la jalca o páramo y los bosques de neblina habitan dos especies emblemáticas de estosecosistemas: el Oso Andino de anteojos (Tremarctos ornatos) y Tapir andino (Tapiruspinchaque). La región andina de Piura y Cajamarca en el norte del Perú cuentan con lapresencia del oso andino, el único oso que habita en Sudamérica entre Venezuela y Bolivia,cuya importancia se debe resaltar.Según Amanzo (2007) se estima que existen aproximadamente 18,250 individuos de Oso deanteojos en Suda América, de los cuales 6,000 estarían en el Perú (Peyton, 1999). El oso andinoprefiere el bosque de neblina (1000-2700m) donde encuentra gran cantidad de alimento(bromeliáceas y ericáceas) y excelente refugio incluyendo el páramo. Igualmente el Tapirandino (Tapirus pinchaque) es una especie que se encuentra solamente en Sudamérica, entreColombia y el norte de Perú; solo hay aproximadamente 2,500 individuos en Sudamérica yentre 350 y 375 en el Perú.En síntesis, como inventario preliminar se cuenta con: • 138 especies vegetales endémicas • 239 aves • 20 anfibios (anuros). • 50 especies de mamíferos. 6
  7. 7. Ubicación de las Jalcas (páramos) y bosques de neblina en los andes de las provincias de Ayabaca y Huancabamba del Departamento de PiuraJalca o páramo en la naciente del río Quiroz(vertiente del Pacífico) Bosque de neblina en la naciente del río Chinchipe (vertiente del Atlántico)
  8. 8. La importancia estratégica de los páramos está referida, principalmente, a su rol regulador delsistema hídrico de una cuenca es quizá el más importante localmente, puesto que ellos constituyensu naciente. Sin embargo, hay otras funciones que contribuyen al sostenimiento de otrosecosistemas asociados a los páramos pero ubicados en zonas más bajas. Es especialmente notable elhecho que el agua captada en las zonas del páramo sigue caminos en los cursos de agua ysubterráneos, afectando así la salud y la actividad económica agraria, por lo que es importanteconocer cómo están evolucionando estos ecosistemas en su influencia en las zonas más bajas. Lacomposición florística y faunística de las áreas que se están proponiendo como priorizadas para suconservación requiere del paso de su estudio global a estudios más detallados con trabajos in-situ deevaluación de la riqueza biológica existente, con la correcta delimitación de los espaciosgeográficos a los que corresponden las nacientes de cuencas. Los páramos son de las áreas menosconocidas en términos de las especies de plantas y animales que los caracterizan, aunque se sabeque tienen niveles altos de endemismo (Torres, F. y J. Recharte. 2007).Meseta Andina “Altos de Frías”: Jalca bajo ocupación humana.Una Jalca poco visualizada pero no menos importante es la Jalca de la microcuenca del río SanPedro ubicada en las alturas del distrito de Frías de la provincia de Ayabaca entre los 3,000 y 3,300msnm. De esta, nacen cuatro subcuencas del río Piura densamente pobladas y agropecuariamentemuy activas, que son las subcuencas de San Jorge, Yapatera, Las Gallegas y Chalaco, y otras dosSubcuencas que tributan al río Quiroz . La jalca Altos de Frías representa un nudo de intercambiode productos con los subcuencas que se originan de ella, especialmente durante los eventos de ELNIÑO donde los efectos de las intensas precipitaciones no provocan pérdidas totales como sucedepor debajo de los 2,500 msnm. También, es naciente del sistema tributario de agua para elreservorio de San Lorenzo. 2.2. Bosques algarrobales.Los bosques secos de Piura y Lambayeque constituyen la principal formación vegetal natural de lafranja costera del Perú; es una frágil cobertura vegetal fundamental para mantener los principalesciclos naturales de la costa norte (ciclo de nutrientes, hidrológico y biológico), donde además; seasientan aproximadamente 35 mil familias que enfrentan un preocupante proceso de desertificaciónque solo podrán ser compensados con procesos naturales, como el Fenómeno de EL NIÑO, bienaprovechados.Estas formaciones vegetales representan el escenario de las actividades humanas de las cuencas delos ríos Quiroz, Chira y Piura, cuya cobertura vegetal refleja la capacidad de almacenamiento de susacuíferos subterráneos y constituyen a su vez la protección natural que los sostiene por su efectoregulador de la intensa radiación solar y velocidad de vientos predominantes en esta región(Gushiken, S. 1994 y Mendoza, J. 1998).El ecosistema bosques secos tiene una importante diversidad de especies de especies que producenproductos no maderables aún poco conocidos y estudiados; sin embargo, la demanda de productosnaturales de carácter medicinal, alimenticio e industrial es cada vez mayor. Estos productos nomaderables deben constituirse en nuevas alternativas de generación de ingresos de los sistemasproductivos familiares y una especie representativa de ellos, con mucho potencial es el ceibo Ceibatrichistrandum ( Otivo, J. 1999) 8
  9. 9. Conservar la capacidad reguladora climática e hídrica que los bosques ejercen en su entorno, esparte del manejo de las cuencas del Chira y Piura, por la necesidad que de ello tiene la agriculturaintensiva de estas zonas. Pero esto depende también, del manejo sostenible y rentable que delbosque logren las familias que lo habitan.La región Piura es una de las zonas costeras de mayor concentración de bosques secos de la costaperuana. Estos bosques forman una frágil cobertura vegetal que evita procesos de erosión eólicapor la alta velocidad de vientos en esta región como consecuencia de la formación de zonas de bajapresión y erosión pluvial cuando las precipitaciones alcanzan niveles muy altos como losregistrados durante los eventos de EL NIÑO que alcanzó los 4,000 mm en 1998 (Torres, F. 2003).De otro lado, por su carácter amortiguador y refrigerante, los bosques secos generan condicionesmicroclimáticas que hacen posible la agricultura4. Pero también, permiten mantener los principalesciclos de nutrientes, hidrológico y biológico (CIZA-UNALM; 2004). Por ello, estas formacionesvegetales son componentes fundamentales en la gestión de cuencas cuya desestructuraciónacarrearía un inevitable desequilibrio hidrológico en las aguas superficiales y subterráneas, además;del incremento del avance del desierto por intensificación de vientos.A pesar de su fragilidad, estos ecosistemas ofrecen posibilidades económico-productivas para laspoblaciones que los habitan (Cuba, A. 1999). Proteger y conservar estos recursos implica unaintervención orientada al manejo sostenible de los bosques desde una perspectiva productivacompetitiva que tenga como condición necesaria, la conservación del bosque como capital naturalpara actividades como la ganadería menor dependiente de la algarroba y la hojarasca para laproducción de carne, leche y derivados como el queso; la apicultura que depende de la floración delbosque para la producción de miel y la propia algarroba como materia prima de alimentosconcentrados.La ganadería, apicultura, comercio de algarroba y de laña son las actividades que representanoportunidades económicas para las familias de estos bosques cuyo futuro depende de la articulaciónsostenible de ellas en una adecuada adaptación para evitar el colapso de su utilidad.Reservas de Agua Acuíferos estratégicos: FORMACION ZAPALLALOtro gran componente del potencial natural de los bosques algarrobales es el acuífero subterránes,representado principalmente por la Formación El Zapallal que representa una reserva naturalestratégica de agua dulce que será de gran importancia en el contexto futuro de requerimiento deagua en el proceso de expansión de la frontera agrícola y de la crisis de agua que se avecina en lacosta norte y centro del país.Las aguas de los pozos del Acuífero Aluvial en esta área tienen características neutras yligeramente básicas (EIA Proyecto Fosfatos de Bayovar).4 Ob.cit. 9
  10. 10. EL NIÑO: evento recurrente en el Bosque Seco: oportunidad en la ocupación del territorio enel cambio de la transhumancia al uso sostenido.Los eventos recurrentes de EL NIÑO 1983-84 y 1997-98 han reactivado de manera significativa lacapacidad productiva del bosque seco. Bosque seco de algarrobos antes y después del evento EL NIÑO 1997-98 (foto: F. Torres)La región piurana es un excelente ejemplo de modelo de adaptación humana a ambientes altamentevariables y fluctuantes. Como en todas las zonas áridas y semiáridas el impacto drástico de unevento climático como EL NIÑO tiene profundos efectos en los sistemas agrícola y ganadero. Sipara las áreas agrícolas de los valles Chira y Piura, la gran abundancia de agua reactiva los sistemasde almacenamiento que garantizan el suministro de agua para los cultivos intensivos. Para eldespoblado o bosques secos, genera nuevas oportunidades a las poblaciones que viven en él, por laregeneración de los pastos y la posibilidad de horticultura en los “humedales” que permanecen(Huertas, L. 1999). Así como la realimentación de la napa freática, aumenta las reservas de aguasubterránea, fundamental para la renovación del bosque de algarrobo. 10
  11. 11. Bosque seco de algarrobo antes y después del evento EL NIÑO 2004-2005 de baja intensidad; conintensa actividad agrícola ganadera.(foto: F. Torres)(foto: F. Torres) 11
  12. 12. 2.3. Zona Marino Costera de PiuraEsta ecoregión se caracteriza por su riqueza hidrobiológica, según la cual el 47% de laproducción pesquera de Piura proviene de la bahía de Sechura, y de otra parte; es el segundocentro productor de semilla de conchas de abanico para la exportación. Mercado que está enactiva expansión del cual participa Sechura, especialmente en el mercado orgánico certificado.En ambos casos, se trata de riqueza de biodiversidad, como consecuencia de ser la zona delencuentro de dos grandes corrientes marinas: La corriente fría del mar peruano y la corrientetropical del norte El Niño. Condición ambiental que genera una abundancia relativa superior dela biomasa hidrobiológica, y particularmente mayor en la fauna bentónica a la que se vincula lacreciente actividad económica de la maricultura que involucra aproximadamente a 12,000familias que dependen de la crianza y recolección de conchas de abanico.Afloramiento CosteroEl afloramiento es un proceso físico que sucede principalmente a lo largo de las Costas por lafricción de los vientos en la superficie del mar, combinado con el efecto de rotación de la tierra,originando un desplazamiento de las capas superficiales fuera de la costa, que al dejar un vacióes reemplazado por aguas de las capas sub superficiales.Este fenómeno es particularmente intenso en determinados lugares del litoral, como frente aPaita, Chimbote, Callao, Pisco, y San Juan (mapa 2). El afloramiento contribuye a la riquezaictiológica de nuestro mar. Al ascender las aguas del fondo hacia la superficie transportansustancias orgánicas e inorgánicas que sirven de alimento a los organismos planctónicos, que asu vez es aprovechado como alimento por los peces pelágicos, como la anchoveta y la sardinaprincipales recursos pesqueros. Los afloramientos más intensos y persistentes del planetaocurren frente a las costas del Perú, lo que hace que exista una gran riqueza pesquera y laconcentración de una gran biomasa hidrobiológica. El Afloramiento Costero Peruano secaracteriza por tener sus aguas superficiales frías, enriquecida por nutrientes, donde algasmicroscópicas, (fitoplancton) crecen en abundancia (BPZ. 2009).Comparación con otras bahías del litoral peruano.Según la investigación de Yupanqui et al (2007) a diferencia de otras bahías de similarprofundidad, la ensenada de Sechura está ubicada en la zona de convergencia de aguas frías dela Corriente Costera Peruana (CCP) y de aguas cálidas ecuatoriales superficiales. Además secaracteriza por mostrar una distribución de sedimentos heterogénea, con predominancia dearena, arena limosa y limo arenoso. Estas condiciones de mezcla de masas de agua y dedistribución de sedimentos probablemente expliquen los valores relativamente elevados de labiomasa y la diversidad en relación a otras bahías del litoral como Paita (05º S), Ancón (11º S),Chancay (11º S), Independencia (15º S) e Ilo (17º S). En términos de biomasa, tienden a superaren un orden de magnitud a los de las bahías de la costa centro (Ancón y Chancay) y sur(Independencia e Ilo), aunque son comparables a los valores de biomasa en la bahía de Paita.Concluye Yupanqui, que en general, que la fauna marina costera de Sechura presenta un rangode riqueza y de diversidad mayor que el resto de las bahías de la costa y especialmenteaquellas de la costa central.La abundancia de concha de abanico ha concentrado a pescadores de buceo en otras zonas yaños. En los últimos años los pescadores se han concentrado en la zona de la Bahía de Sechura eIsla Lobos de Tierra que tradicionalmente no se han caracterizado por tener una pesquería de 12
  13. 13. buceo. Luego de los eventos El Niño 82/83 y 97/98 frente a la escasez de mariscos en la zona Sur y a la aparición de este recurso de manera muy abundante en el litoral de Piura, los pescadores migraron a estas zonas e introdujeron este tipo de pesquería. Desde hace dos décadas muchos pescadores de Pisco se han establecido con sus familias en la zona de Sechura, aunque es posible que frente a la disminución de este recurso por condiciones de un nuevo El Niño, vuelven a migrar (Mendo et al. 2008).3. Tres escenarios ante el cambio climático y su expresión principal: El evento recurrente EL NIÑO.Estos tres ecosistemas de características únicas tienen una capacidad de resiliencia diferenciada antela ocurrencia del evento recurrente EL NIÑO que pueden alterar las actuales ventajas comparativasque poseen para brindar servicios ambientales, influir en las especies introducidas que se cultivan ycrían en ellos. 3.1. Fuente de agua que no se deshiela.Mientras que el cambio climático, en su componente de calentamiento global ya decidió el destinode los glaciares como fuente de suministro de agua; la región de Piura depende de una fuentedistinta a la acumulación de agua congelada en las cumbres andinas, se trata de agua líquidacaptada, filtrada y drenada desde formaciones vegetales de las mismas cumbres de los andes delnorte peruanos; desde los páramos o jalcas y bosques de neblina. En estos ecosistemas elcalentamiento global puede alterar la composición del sistema vivo de captación, pero nodesaparecerlo.La interrogante es cuál será la tendencia de su variación y de su capacidad para seguir proveyendosus servicios.Los estudios del Programa Binacional Catamayo-Chira señalan que el tipo de vegetación más eficazpara la prestación del servicio ambiental hídrico es la de tipo arbórea, multiestratificada y nativatanto por la acción amortiguadora que ejercen sus copas como por la profundidad que alcanzan susraíces, a esta protección e influencia se suma la del matorral, hierbas y epifitas que se desarrollansimultáneamente. Dentro de esta vegetación, adquieren mayor importancia el bosque nublado y elecosistema páramo. Si bien se ha obtenido valores del Indice Potencial Hídrico para los grandestipos de cobertura vegetal y uso actual del suelo que permite tener una apreciación general, esnecesario considerar las particularidades de los diferentes subtipos de vegetación que integrancada uno (Gonzales et al. 2005).Los tipos de vegetación de importancia para la prestación del servicio ambiental hídrico en lacuenca Catamayo - Chira corresponden a las categorías de aptitud alta y muy alta. Estas categoríasincluyen vegetación arbórea, arbustiva y del ecosistema páramo, con algunos de sus subtipos yasociaciones.Los subtipos de vegetación de importancia para la provisión del servicio ambientalhídrico, conforman la denominada Área proveedora del servicio ambiental hídrico (APSAH).La subcuenca del Quiroz es la que cuenta con la mayor superficie de PARAMO en la cuencabinacional Catamayo-Chira. Mientras el área proveedora del servicio ambiental hídrico en la cuencabinacional Catamayo-Chira representa tan solo el 4.75% y ésta misma área representa el 5% para lacuenca del Quiroz (Gonzales et al 2005). 13
  14. 14. Esta superficie que posee una vegetación de importancia hidrológica puede ser modificada por elcambio climáticoEn el caso de la jalca de “Los Altos de Frías” durante los eventos EL NIÑO, se constituye en unareserva de alimentos y carne para las subcuencas que nacen de ella por debajo de los 2,500 msnmque quedan aisladas durante el intenso periodo lluvioso. 3.2. Predominancia del algarrobo ante el cambio climático.El cambio climático ejerce importante influencia en el bosque algarrobal no solo por la reactivacióny renovación del bosque, sino en el “reacomodo” de las especies de Prosopis y de sus socios deevolución. El ENSO provoca la expresión de una diversidad vegetal que no es detectable entre unevento y otro por el déficit de agua. Tanto especies silvestres como semidomesticadas tienen unregistro incipiente para poder establecer estrategias de uso de la diversidad disponible y losconocimientos tradicionales que les den valor por el uso potencial que tiene para diferentes fines.Actualizadas investigaciones botánicas (Vasquez, L. 2009) han determinado una predominancia delas especies Prosopis piurensis y Prosopias purpurea siendo una importante tarea pendientedeterminar el efecto de los eventos EL NIÑO en la evolución de las especies de Prosopis con larespectiva producción de metabolitos secundarios que los distinguen y los hacen más adaptablescon nuevos potenciales de uso. Igualmente importante es la vegetación secundaria del bosqueutilizada por las poblaciones como reservas de alimentos y otros usos que contribuyen a la vida delas familias de estos ecosistemas (Gonzales, W. 2010).La investigación de Cárdenas (1998) sobre “El impacto del evento EL NIÑO 1997/98 en laproductividad primaria de los bosques secos de algarrobo de Sechura y Tambo Grande. Diciembre1997 – junio 1998“, reveló que sólo la cobertura vegetal herbácea en Sechura (arenal con pocosárboles) tapizó el arenal en 50% a 75% y pudo producir hasta 170 kg de materia seca vegetal porhectárea en 6 meses; mientras que en Tambo Grande (bosque denso) la cobertura fue del 75% al100% y la producción de materia seca vegetal herbácea en 6 meses alcanzó los 650 kg. porhectárea.La ocurrencia de dos eventos EL NIÑO de gran magnitud en un periodo de 15 años generaronnuevas oportunidades en la ocupación del bosque algarrobal que ha soportado mayor presión de talay actividades pecuarias y apícolas que se ha reflejado en un cambio de poblacionespredominantemente trashumantes a predominantemente permanentes. 14
  15. 15. Diseño de vivienda de familia trashumante en el bosque algarrobal (foto: F. Torres)Diseño de vivienda de familia sedentaria en el bosque algarrobal (foto: F. Torres) 3.3. Fauna bentónica de la Bahía de Sechura y los cambios en las corrientes sur-norte.Una de las características notables de la dinámica económica de la zona marino costera dePiura es la incursión de la pesca artesanal en la exportación de conchas de abanico bajo elsistema de registro orgánico a los mercado de Norteamérica y Europa. La ventajacomparativa de ser la zona de encuentro de las dos grandes corrientes marinas del Pacíficode Sudamérica se altera bajo las condiciones del cambio brusco de las temperaturas del mardurante los eventos de EL NIÑO. 15
  16. 16. El impacto de El Niño y la Niña: alternancia en la productividad de los bancos de conchas deabanico: El caso de Sechura/Isla Lobos de TierraEl Niño en Perú esta caracterizado por el incremento de las temperaturas y del nivel del mar asícomo también por fuertes lluvias en la zona norte del país. De 1950 al 2003 se han presentado 8eventos de diferente intensidad y los más fuertes durante 1982–83 y 1997–98. Durante el mismoperiodo igualmente se han presentado 8 eventos fríos (La Niña) con mayor intensidad en losprimeros años del presente siglo (Wang y Fiedler, 2006 citado por Mendo 2008).Según Mendo et al (2008) en la Bahía de Sechura y en la Isla Lobos de Tierra, de acuerdo a losdatos de desembarque y biomasa, durante El Niño la producción en los bancos disminuyedrásticamente y se incrementa durante los años fríos (Gráfico ).Gráfico.Fuente: Mendo, J., Wolff, M., Carbajal, W., Gonzáles, I. y Badjeck, M. 2008Los bajos desembarques y biomasas de concha de abanico en la Bahía de Sechura en 1997–98, seatribuye a mortalidades masivas originado por la descarga de los ríos que muy probablementedisminuye la salinidad, más allá de los rangos de tolerancia de las conchas e incrementa las tasas desedimentación que limitan la filtración de partículas alimenticias. Durante El Niño 1997–98 lasprecipitaciones acumuladas en la ciudad de Piura fue treinta veces mayor que en años normalesincrementando las descargas del río Piura en la Bahía de Sechura cuatro veces mas que lo normal.Pocos estudios se han llevado a cabo sobre el impacto de la fase fría de ENSO sobre la pesqueríade concha de abanico en Sechura.La alternancia de la producción de los bancos de la Bahía Independencia de Pisco con la deSechura, representa un desafío para el manejo y sostenibilidad de la pesquería de concha deabanico en la costa peruana. El conocimiento acumulado sobre la zona de Pisco ha permitidoplantear algunas medidas de manejo que de implementarse mejorarían la producción de los bancosy además permitiría que las actividades de cultivo se desarrollen a través del aprovisionamientopermanente de postlarvas para la captación de semillas. Aun cuando es necesario conocer mejor losprocesos que regulan la producción del banco en Sechura e Isla Lobos de Tierra, es posible yaplantear algunas medidas que permitan mantener la pesquería por el mayor tiempo posible durante 16
  17. 17. los 10 o 15 años que normalmente no se presenta un evento de El Niño fuerte y adaptarse a lascondiciones subóptimas para las poblaciones de concha de abanico durante su ocurrencia.4. Tres entornos de riesgo a GESTIONAR para aprovechar las oportunidades aprovechar las oportunidades de Biodiversidad. Es frecuente la imagen que genera el término riesgo, como peligro inherente y no como expresión del aprovechamiento de oportunidades. Aprovechar una oportunidad activa peligros que pueden convertirse en amenazas dependiendo del nivel de vulnerabilidad o debilidades internas que se poseen, las cuales son asunto a reducir o neutralizar. La ocupación territorial obedece al aprovechamiento de oportunidades que las sociedades descubren y que están dispuestas a asumir el riesgo o los peligros que las acciones para beneficiarse desencadenen. La movilización de las capacidades y potencialidades de una unidad social para aprovechar oportunidades que le permitan lograr su visión de desarrollo, implica también asumir los riesgos y peligros que toda empresa significa. Es tarea de dicha sociedad lograr un conocimiento profundo de las oportunidades que identifica para estimar los riesgos que puede activar y mensurar las debilidades con las que los enfrenta para reducirlas o neutralizarlas. El enfoque de la Gestión de Riesgo refiere a un proceso de adopción de políticas, estrategias y prácticas orientadas a reducir el riesgo de desastre y de vulnerabilidad existentes en una unidad social para fomentar procesos de construcción de nuevas oportunidades de producción y asentamiento en el territorio en condiciones de sostenibilidad. Para ello, es necesario un conjunto de decisiones administrativas, de organización y conocimientos operacionales desarrollados por las instituciones y comunidades de la sociedad que toman conciencia del riesgo, lo analizan y lo entienden, consideran las opciones y prioridades en términos de su reducción, los recursos disponibles, diseñan las estrategias e instrumentos necesarios para enfrentarlo, negocian su aplicación y toman la decisión de hacerlo; teniendo el Estado una primera responsabilidad para el impulso y puesta en práctica de los modelos de gestión que aseguren el beneficio social (DGPM-MEF.2006; PREVEN. 2008; Narváez, L. et al 2009; Rubiano, D. y F. Ramírez. 2009; Mariscal, J. 2009). La integración de este enfoque en la planificación del desarrollo de Piura, tiene como principal instrumento disponible, concertado y normado; el Plan de Desarrollo Regional Concertado, que se debe sustentar en los Planes de Ordenamiento Territorial y estos a su vez, en los estudios de Zonificación Ecológica Económica, elaborados desde las unidades básicas de gobierno, los distritos. Diferentes niveles de gobierno bajo el enfoque de reducción de vulnerabilidades y ordenamiento territorial, de tal forma que sea política de gobierno distrital, provincial y regional la planificación y el uso racional y seguro de su territorio; como unidad administrativa autorizada (PREDECAN. 2009). Los tres grandes ecosistemas de Piura descritos representan también escenarios de grandes oportunidades cada cual con los respectivos riesgos que aprovecharlas implica, en función de las vulnerabilidades existentes para enfrentar los peligros y amenazas que se pueden desencadenar y afecten la sostenibilidad de los emprendimientos que se pretendan planificar en ellos. 17
  18. 18. 4.1. Riesgos en los jalcas (Páramos) y Bosques de NeblinaLas jalcas (páramos) de la naciente del río Quiroz, única subcuenca de la CuencaBinacional Catamayo-Chira en territorio peruano; además de ser la principal ÁreaProveedora de Servicio Ambiental Hídrico (APSAH) para el valle de san Lorenzo y lazona baja de la provincia de Ayabaca; también es parte de un complejo mineralizado decobre, molibdeno y oro.La industria extractiva tiene planes de explotación de estos recursos ante lo cual seconstatan debilidades naturales como la extrema fragilidad de este ecosistema ante unaintervención masiva de alteración de su estructura edáfica, si de extraer minerales setrata, debido a la intensidad y extensión de este tipo de operaciones con lasconsecuencias ambientales de la explotación mineral mediante tajos abiertos. Laafectación principal se concentra en el sistema hidrológico de la cuenca que nace en lasjalcas (páramos) y bosques de neblina. Debido a la velocidad con que estás técnicasdesestructuran el paisaje y la extrema fragilidad de los sistemas de control y vigilanciaambiental es que esta actividad es de muy alto riesgo e insostenible para el desarrollo deesta región que depende del agua que es provista por estos ecosistemas.De otro lado, se encuentra el aprovechamiento de la oferta ambiental en la diversidadvegetal que poseen ambas formaciones vegetales que se ser usadas extensivamente,también pueden alterar negativamente su estructura y función. Lo progresivo de estefenómeno lo hace más promisorio a la gestión de esos riesgo para lograr su manejosostenible. En base a la determinación y vigilancia de las sociedades que viven de estosecosistema, estas vulnerabilidades tiene mejor posibilidades de ser reducidas yneutralizadas.4.2. Riesgos en los Bosques secos de algarrobo.En los bosques de algarrobo como en las jalcas y bosques de neblina se han identificadograndes complejos mineralizados de oro, que ha propiciado la expansión de concesionesmineras de extensas zonas actualmente dedicadas principalmente a la actividadagropecuaria. De otra parte, las poblaciones locales han detectado oportunidades de tipofamiliar en la minería artesanal ilegal, que ha puesto en marcha una intensivacontaminación de los cursos de agua. A grande o pequeña escala, estas actividadesextractivas representan un riesgo demasiado alto de contaminación por encontrarse enuna región en la que el evento EL NIÑO ejerce la máxima presión y destrucción de lasestructuras.De otro lado, las condiciones ambientales que han generado las ventajas comparativasde los cultivos que generan la mayor rentabilidad económica agraria, pueden alterarsesignificativamente si el cambio climático modifica dichas ventajas. El riesgo esimportante si se considera que de estos cultivos que dinamizan la economía regional:mango, banano, limón, arroz, caña de azúcar y café; ninguno es nativo de Piura y nisiquiera del Perú. 18
  19. 19. 4.3. Riesgos en la zona marina costera (Bahía de Sechura)La principal actividad económica del los pueblos del litoral de Piura depende de laspesquerías en la Zona Marino Costera.Actividad extractiva mineral , petrolera y gasífera y el manejo sostenible de los recursospesquerosLas 27 millas de mar declaradas por el “PLAN DE MANEJO INTEGRAL DE LA ZONAMARINO COSTERA DE SECHURA” como zona de manejo y protección para lasactividades pesquera y acuícolas bajo estrategias de manejo sostenible, por ser una zonareconocida como “la mayor frontera económica de Piura..”, tiene ese mismo espacio cubiertode concesiones para explotación petróleo y gas (Mapa) ; y de otra parte el 67% de su territorioen tierra firme donde se ubican lagunas, bosques algarrobales, zonas agrícolas y ganaderas seencuentra concesionado para la explotación de diferentes minerales.La presencia actual de algunas empresas extractivas con licencia social y convenios con elgobierno provincial, expresan el carácter de oportunidad que significan para la provincia estosemprendimientos. Por la incertidumbre e información necesaria que las empresas NO ponen adisposición, las tecnologías de extracción, las dimensiones de las explotaciones e intensidad deellas y sus alcances, son factores que deben ser sometidos al análisis de riesgos que permitadeterminar los peligros y niveles de vulnerabilidad de provincias involucradas como Paita ySechura para enfrentar los impactos ambientales que pueden desencadenar las actividadesextractivas cuando operen en conjunto y ejercen alta presión sobre las condiciones actuales enlas que se desarrolla la pesca, acuicultura, agricultura, ganadería y salud humana de estaprovincia.De otro lado, las actividades de pesca y captura en la zona marina costera tienden aincrementarse con el peligro de generar procesos de depredación y extinción de especies, lodemanda de una eficiente y contralada actividad de captura y repoblamiento. 19
  20. 20. REFERENCIAS BIBLIOGRPAFICASCárdenas, C. 1998. “El impacto del evento EL NIÑO en la productividad primaria de los bosquessecos de algarrobo de Sechura y Tambo Grande. Diciembre 1997 – junio 1998“. Tesis Bióloga.Universidad Nacional Agraria La Molina. Lima; Perú.Cuba, A. 1999. "Desarrollo rural sostenible en los bosques secos de la costa norte del Perú: ElProyecto Algarrobo" (41-61). En: BOSQUES SECOS Y DESERTIFICACIÓN. Memorias del SeminarioInternacional. Ministerio de Agricultura, Proyecto Algarrobo-INRENA, Embajada Real de losPaíses Bajos, Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola FIDA. Lima, Perú. 419 p.Dirección General de Programación Multianual. 2006. Conceptos asociados a la gestión del riesgode desastres en la planificación e inversión para el desarrollo. Ministerio de Economía y Finanzascon apoyo del Programa Desarrollo Rural Sostenible de la Cooperación Técnica Alemana-GTZ.Lima, 59 ppDiana Rubiano y Fernando Ramírez. 2009. Incorporando la gestión del riesgo de desastres en laplanificación y gestión territorial: Lineamientos generales para la formulación de planes a nivellocal. Proyecto Apoyo a la Prevención de desastres en la comunidad Andina – PREDECAN. Lima;Perú, 46 p.Mariscal Jorge. 2009. Conceptos claves e instrumentos Metodológicos para impulsar proceso dePlanificación y gestión de riesgos. Soluciones Prácticas ITDG-Chincha.Fano, Hugo. 2009. VALOR ECONÓMICO DEL AGUA:¿Valor del agua en nacientes y valles decuencas?(13-23). En: F. Torres y G. López(eds). 2009. Caracterización del ecosistema páramo en elnorte del Perú: ¿Páramo o Jalca?. Memorias del Segundo Conversatorio sobre el EcosistemaPáramo. Lima: AGRORED NORTE, The Mountain Institute.Golder Associates Perú S.A 2007. Estudio De Impacto Ambiental Proyecto De Fosfatos BayóvarPiura, Perú. RESUMEN EJECUTIVO.Gonzáles Castillo, Jogre; Ronald Marcial Ramos, Javier Rojas Rojas. 2005. Valoración económicade los recursos naturales en la cuenca binacional Catamayo Chira. Componente 1: Auditoría/estudio del agua. Sub componente 1: Diagnóstico del servicio ambiental hídrico. ProyectoBinacional Catamayo Chira; Consorcio: UNP-PDL “UNIVERSIDAD NACIONAL DE PIURA-PROFESIONALES DE LOJA”.Gonzales, Wilfredo. 2010. Investigación botánica en el bosque seco norperuano: Integrandoseguridad alimentaria y oportunidades agroindustriales. Universidad Peruana CayetanoHeredia.Lima.Gushiken, . 1994. “Estructura y análisis de los algarrobales de Sechura y Tambo Graande”. TesisBióloga. Universidad Nacional Agraria La Molina. Lima; Perú.Huertas, Lorenzo. 1999. “La Costa peruana vista desde Sechura: espacio, arte y tecnología”.Instituto Nacional de Cultura; Lima, Perú. 297 pp.Mendo, J., Wolff, M., Carbajal, W., Gonzáles, I. y Badjeck, M. 2008. Manejo y explotación de losprincipales bancos naturales de concha de abanico (Argopecten purpuratus) en la costa peruana. EnA. Lovatelli, A. Farías e I. Uriarte (eds). Estado actual del cultivo y manejo de moluscos bivalvos y 20
  21. 21. su proyección futura: factores que afectan su sustentabilidad en América Latina. Taller TécnicoRegional de la FAO. 20–24 de agosto de 2007, Puerto Montt, Chile. FAO Actas de Pesca yAcuicultura. No. 12. Roma, FAO. pp. 101–114.Mendoza, Y. 1998. “Condiciones meteorológicas de los bosques secos de algarrobo “. TesisMeteorólogo. Universidad Nacional Agraria – La Molina.Montaigne; Fen. 2004. Marcas Ecológicas: sin escape alguno. En: NATIONAL GEOGRAPHICseptiembre 2004.Narváez, Lizardo; Allan Lavell, Gustavo Pérez Ortega. 2009. La Gestión del Riesgo de Desastres:Un Enfoque Basado en Procesos. Proyecto Apoyo a la Prevención de Desastres en la ComunidadAndina – PREDECAN. Lima, 106 pOtivo, Juan. 1999. Un sistema sostenible de aprovechamiento del bosque seco: productos nomaderables. En: BOSQUES SECOS Y DESERTIFICACIÓN. Memorias del Seminario Internacional.Ministerio de Agricultura, Proyecto Algarrobo-INRENA, Embajada Real de los Países Bajos,Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola FIDA. Lima, Perú. 419 pPREDECAN. 2009. Agenda estratégica para el fortalecimiento de la gestión del riesgo en Perú.PREVEN. 2008. Marco conceptual de la gestión del riesgo frente al evento recurrente de EL NIÑO(Dodumento de trabajo)Tobón Conrado. 2008. Ecohidrologia de los Paramos Andinos (8-12).En: Caracterización delecosistema Páramo en el norte del Perú: ¿Páramo o Jalca?. F. Torres y G. López; Eds. AGROREDNORTE, Instituto de Montaña; INCAGRO. Lima, Perú.Torres G., Fidel. 2003. “Minería Metálica bajo El Niño en Piura: Injustificado Riesgo para su viday desarrollo”, Editorial RAISA; Piura-Perú. 170 pp.Torres, Fidel y Jorge Recharte (Editores). 2008. Economías sanas en ambientes sanos: Los páramos,el agua y la biodiversidad para el desarrollo y competitividad agraria del norte peruano. Lima:INCAGRO, The Mountain Institute.Vasquez, Leopoldo. 2009. Los Algarrobos del Perú. Universidad Nacional Pedro Ruiz Gallo deLamabayeque y FINCyT. Lambayeque.Yupanqui, Williams, Luis Quipúzcoa, Robert Marquina, Federico Velazco, EdgardoEnríquez, Dimitri Gutiérrez. 2007. Composición y distribución del macrobentos en la Ensenada deSechura, Piura, Perú. Rev. peru. biol. 14(1): 075- 085Velásquez, Dora. 1993. Aves de Importancia Económica en los Algarrobales de Sechura y TamboGrande (Piura – Perú). Tesis de Bióloga. 106 pp 21

×