LA TRASCENDENCIA HUMANAY LA SOCIEDAD PERFECTAJAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA QUE  HA CONVERTIDO EL CRIST...
PORTADA: Grabado perteneciente a la primera edición de: “De optimo reipublicae statu de que novainsula Utopia” (1516), obr...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.I.- INTRODUCCIÓN La importancia capital de la crítica a la doctrina juda...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.del comportamiento moral, explicación de la vida y de la muerte, postula...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.experiencia de lo religioso sin experiencia del mundo espiritual, hay qu...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.liberador, porque la Iglesia, tuvo que aceptar la conclusión a la que po...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.desconociendo así que todas las grandes tradiciones religiosas tienen, e...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.lo cual nos permite explicar la crisis de la religión como un conflicto ...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.La comprensión de los fenómenos espirituales que se dan en los estados a...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.neurosis compulsiva (Paul Sartre: La Nausea). Ciertamente en la incertid...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.sigue igual, ignorando la realidad. Otra manera de enfrentar la ruptura ...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.reforzar su enseñanza sobre la renovación, Cristo nos ilustro otro ejemp...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.de destrucción de todos los valores e instituciones tradicionales, ya no...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.desarrollo espiritual> que sustentan el carácter universal del mensaje d...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.que no tenga más sed, ni tenga más que venir a sacar agua". Él le dijo: ...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.trágico de la vida, dado que el único valor es la existencia, y la exist...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.El pensamiento de fondo que hay tras esta actitud, es que los solmenes s...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.III.- BREVE CRÍTICA AL PROFETISMO JUDÍO DEL ANTIGUO TESTAMENTO.La relaci...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.IV.- BREVE CRÍTICA A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA, A FIN DEVISLU...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.privilegiar “el conocimiento subjetivo de la divinidad de Cristo. Privil...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.Ya que, para Pablo el cristianismo es – un apéndice del judaísmo - que e...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.Se ha expuesto, con toda razón, que Pablo fue el hombre clave que le dio...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.momento en que Pablo no conoció al Jesús de este mundo, sino al Señor de...
JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.satisfacción de sus necesidades básicas (casa, vestido, sustento, seguri...
Jaque mate a la doctrina judaizante de la Iglesia que ha convertido al cristianismo en religión basura
Jaque mate a la doctrina judaizante de la Iglesia que ha convertido al cristianismo en religión basura
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Jaque mate a la doctrina judaizante de la Iglesia que ha convertido al cristianismo en religión basura

1,248

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
1,248
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
7
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "Jaque mate a la doctrina judaizante de la Iglesia que ha convertido al cristianismo en religión basura"

  1. 1. LA TRASCENDENCIA HUMANAY LA SOCIEDAD PERFECTAJAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA QUE HA CONVERTIDO EL CRISTIANISMO EL RELIGIÓN BASURA.DE OPTIMO REPUBLIQUE STATU DE INSULA UTOPÍA RODOLFO PLATA LÓPEZ
  2. 2. PORTADA: Grabado perteneciente a la primera edición de: “De optimo reipublicae statu de que novainsula Utopia” (1516), obra del pensador y político inglés Tomás Moro, prosa satírica de caráctersocial y político, creó con ella una nueva palabra (utopía: sociedad perfecta que existe solo enproyecto) y un género literario y filosófico. Su invención de una república ideal se enmarca en elhumanismo renacentista de su época.® Derechos Reservados por el AutorSEP- INDAUTORREGISTRO PÚBLICO03-2006—112412291700-01ly otros registros anteriores y posterioresEs voluntad del autor declarar esta obra patrimonio cultural de la humanidad; y por ello deantemano se denuncia la nulidad de las cláusulas de adhesión que violen nuestra voluntad irrevocablede otorgar gratuitamente el permiso para traducir y editar la obra completa e inalterable en todos losidiomas y países, a todas las instituciones, organismos y organizaciones, públicas, políticas, gremialeso altruistas que deseen promoverlo o distribuirlo, y nuestra anuencia a que las bibliotecas públicas lopresten e impriman foto copias a sus afiliados, y las escuelas, institutos y universidades lo usen comotexto de consulta. Y solo nos reservamos los derechos de autor para usos comerciales.DEDICATORIA: A mis hijos Rodolfo Miguel, León Felipe y Luis Alonso, por laentereza, confianza y amor con que enfrentaron los rigores de la austeridad y lasdifíciles pruebas que nos deparo el destino durante los veinticinco años que mededique tiempo completo a elaborar este estudio. Y mi profundo agradecimiento aRudy por trasformar un burdo manuscrito en un obra aceptable, y el muchísimotiempo dedicado a promoverlo en la web.
  3. 3. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.I.- INTRODUCCIÓN La importancia capital de la crítica a la doctrina judaizante de la Iglesia, radica en que nosaporta los elementos de juicio necesarios para darnos cuenta del fatal error que cometióPablo en sus epístolas al cercenar la naturaleza humana de Cristo; cegando a la humanidadde la posibilidad de alcanzar la trascendencia humana y la sociedad perfecta practicando elaltruismo, el misticismo y el activismo social intensos; y de la urgente necesidad de corregirla doctrina de la Iglesia formulando un nuevo cristianismo que no omita sino que acentué latrascendencia humana de Cristo, que es la enseñanza espiritual más importante para lahumanidad, a fin de que el cristianismo afronte con éxito los retos y amenazas del Islam, eljudaísmo, las corrientes de la nueva Era y la modernidad. Y en este momento crítico, en elque Europa esta a punto de ser islamizada, nos encontramos ante la disyuntiva de tener queescoger entre la universalización del mensaje de Cristo formulando un cristianismo laico, oreafirmando el exclusivismo de la religión judeo cristiana. Esta problemática, es el objeto dela siguiente crítica a la doctrina judaizante de la Iglesia.I,1.- IMPERATIVOS QUE JUTIFICAN Y EXIGEN URGENTEMENTE UN NUEVO ENFOQUEDEL CRISTIANISMO, A EFECTO DE ACTUALIZARLO, RENOVARLO Y ENFRENTARCON EXITO LA CRISIS DE LA MODERNIDADRespecto a la actual crisis de la fe, la Iglesia y el cristianismo, puede decirse que el consensoes total. Hay diferencias en cuanto a su interpretación y a su significado, pero no, en cuanto asu realidad. Son muchos los indicios que lo atestiguan: 1: La deserción de grandesmultitudes, a causa del nihilismo generalizado de nuestra sociedad. 2: La lucha intestinaentre “conservadores -VS- modernistas”. 3: El conflicto entre “la Iglesia -VS- el Estado”. 4: Elconflicto entre “el clero -VS- la sociedad secular y laica”. 5: La lucha intestina entre lasIglesias __Entre los imperativos impostergables podemos citar 1: La necesidad de evitar lamuerte anunciada de la Iglesia y el cristianismo. 2: La necesidad de anular la crecientejudaización del Cristianismo. 3: La necesidad de impedir la creciente islamización de Europa.4: La necesidad de actualizar el cristianismo enmarcando las enseñanzas de Cristo en elfenómeno espiritual de la transformación humana a fin de resolver la controversia entre “la fe-VS- la razón”. 5 La necesidad de enfatizar el carácter universal del mensaje de Cristo,cristianizando las corrientes de la Nueva Era. Entre los imperativos morales se encuentra lanecesidad de 1: El derecho a ser educados en la verdad y los valores supremos de latrascendencia humana y la sociedad perfecta que nos desarrollan espiritualmente y nospermiten alcanzar la supra humanidad, y no en los convencionalismos sagrados de Israelque truncan nuestro desarrollo espiritual e impiden alcanzar la sociedad perfecta, aduciendofalazmente que son valores dictados por Dios. Todo lo cual hace patente la necesidad unnuevo enfoque o reformulación del cristianismo, porque la religión tal como la hemosconocido, ha entrado en crisis al no resistir los embates de la modernidad, a causa delprogreso científico que pone entredicho las explicaciones fantásticas de la religión, perdiendosu credibilidad. Son varias causas las que hacen crisis. Señalaremos algunas remitiéndonosúnicamente a la religión cristiana en Occidente en donde se hace evidente que la doctrinamilenaria esta fuera de época y de cultura.En la prehistoria la religión había dado respuesta a los fenómenos que se dan en cosmos, lanaturaleza, el hombre, la vida en el más allá y de todo lo que aparecía como trascendente:origen y sentido de las cosas y del universo, sentido de la historia y del ser humano, fuente 1
  4. 4. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.del comportamiento moral, explicación de la vida y de la muerte, postulación de una vidaeterna, atribuyéndolos a la acción y voluntad divina; así es como se han configurado lasreligiones teístas. Recurriendo a una supuesta revelación religiosa y al autoritarismopontificio para imponer como dogmas y ley obligatoria sus explicaciones teológicasinaceptables para el hombre y mujer modernos. Es por ello, que la religión de creencias sehabía configurado como antropología espiritual, epistemología, cosmología, moral y visión dela historia. Pero estas diferentes configuraciones de la religión de creencias, sonprecisamente las que han entrado en crisis; por ello las iglesias están vacías. Porque para elhombre y mujer modernos, las explicaciones bíblicas de las mismas resultan increíbles. Y noes, porque al ser humano actual no tenga en gran estima la religión en su especificidad, sinoporque la explicación de los fenómenos que se dan en el cosmos, la naturaleza y el hombre,que postula la religión de creencias como palabra de Dios, son fenómenos naturales cuyasexplicaciones y aplicaciones para el bienestar de la humanidad, son competencia de laciencia, y por ello, tienen que ser científicas, no de fe. La manera tradicional de ser y defuncionar de la religión de creencias fue convincente durante siglos e incluso milenios, peroya no lo es más. La moral judeo cristiana que parecía llamada a permanecer religiosa parasiempre, al ser compatible con la revelación y el dogma, ha dejado de serlo para convertirseen competencia filosófica, argumental, procedimental y, por lo tanto, científica; ya que en lamodernidad, ninguna moral puede reivindicar ser a priori la correcta, menos aún apoyándoseen la autoridad de una revelación. Hoy la moral que necesitamos, tiene que ser coherentecon la realidad; es decir debe ser construida a partir de la misma realidad de un mundoglobalizado, tan plural y diversa en sí y en sus interpretaciones, que sea aceptadagenéricamente, al ser atea, incluyente, laica, secular y sincretista, en sus visiones, retos yopciones (Vg. Los derechos humanos); y todo ello en un proceso de prueba y error, comocualquier otro conocimiento de naturaleza interpretada y aplicada.La ciencia actual, al derrumbar las concepcioness bíblicas de la cosmología, antropología,concepción de la historia y de la moral, propios de la cultura primitiva hebrea, sobre loscuales la religión en sus contenidos y funciones se montaba y articulaba, e incluso conmuchos de los cuales se identificaba; explicaciones e interpretaciones de la doctrinaelevados a dogmas, también se cayeron con ellos. Este es el fenómeno al que estamosasistiendo actualmente. Es una crisis en la naturaleza de los contenidos bíblicos, en susinterpretaciones, en su estructura y en su realidad, al no ser aceptables para el hombremoderno; o sea en el fondo, es una crisis de la religión de creencias concebida comorevelación y, por lo tanto, aceptada acríticamente; en pocas palabras, es una crisis de lareligión como creencias. Por creencia normalmente se entiende la aceptación acrítica deenunciados bíblicos sin comprobar si son ciertos, debido a que supuestamente son mandatosdivinos que fueron escritos, inspirados y revelados por Dios. Esta es la religión que haentrado en crisis al ser desacreditadas las palabras atribuidas a Dios; y es lo llevo aNietzsche a exclamar ¡¡Dios ha muerto!! lo cual implica directamente un acontecimientoactual, implica la negación de las ideas, las normas, los principios y los fines. En definitiva, lanegación de todos los valores. El derrumbamiento del reino de valores, del mundometafísico, del mundo del hombre moderno. No solo es el progreso de la ciencia lo que hacontribuido a la crisis actual. La transformación de la cultura ha dejado sin el soporteadecuado de credibilidad a la religión.En la cultura actual en todo lo que son valores, la experiencia es la fuente de acreditación yvalidación, pero el judeo cristianismo no es presentado como tal. Aquí hay una explicación dela crisis en términos de una transformación cultural, así como de su superación. No hay 2
  5. 5. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.experiencia de lo religioso sin experiencia del mundo espiritual, hay que redescubrirlo parapoder conectar convincentemente la religión con la experiencia espiritual. Atrás queda el mitocomo forma de pensar, con su empirismo y sus tabúes, y lo que se abre por delante es unpensar consciente, reflexivo y crítico, en categorías de totalidad y de universalidad y, porconsiguiente genérico. El producto de este pensar y de la nueva conciencia, conforma de unabanico de enfoques y opciones que pueden ser de naturaleza religiosa, cósmica, metafísica,filosófica, científica o terapéutica, enmarcados en el fenómeno de la transformación humana,donde éstos se estructuran en la doctrina y teoría de la trascendencias humana y la sociedadperfecta. Esto le permite a los nuevos enfoques, liberarse del espacio y apoderarse deltiempo, adquiriendo de esta manera una vocación y una capacidad universales, vinculadas auna conciencia nueva de ser y de situarse en el cosmos, en el mundo y en la historia.Identificados como corrientes de la Nueva Era por su carácter humanista, laico, sincretista yterapéutico, y porque se estructuran y configuran como elementos de la triada preteológica:fenomenología o experiencia, explicación o razonamiento, y aplicación terapéutica.Por su parte, las religiones deístas, siguieron permaneciendo vinculadas a sus referentesmíticos, mágicos y empíricos arraigados en sus viejas tradiciones, cultura e ideologíaparticular, que tienden a olvidarse al paso del tiempo para dar paso a una cultura ycivilización universal en un mundo globalizado e intercomunicado por la web. Es decir,también podemos explicar la crisis de la religión como un choque de culturas, entre la culturaprimitiva hebrea y la cultura occidental moderna. Cuyo efecto transformador significó unaauténtica revolución cultural que marcó un antes y un después, un auténtico parte aguas enlas religiones del mundo, al que Jaspers se refiere con la expresión «tiempo-eje» similar alparte aguas, antes y después de Cristo. En pocas palabras, para la religión organizada estacomenzando una nueva transformación vinculada a un nuevo «tiempo-eje» a causa delchoque de civilizaciones y culturas que se da en la modernidad. Así, nos damos cuenta quela religión que está en crisis es la religión anquilosada en las tradiciones ancestrales judías yel fundamentalismo radical; y por ello no es susceptible de transformación. Aquí esconveniente señalar, que: El cristianismo puro es susceptible de trasformación debido a queel mensaje de Cristo es universal y eteno; es decir que puede enmarcarse en diferentescontextos, en diferentes culturas, en diferentes modelos, paradigmas, y religiones; de todasmaneras permanece inmutable, porque es genérico y universal; por ello, pudo injertarse aljudaísmo, crecer junto a la cizaña judía, mantenerse en el oscurantismo judío privado de laluz de la razón, sin asfixiarse, cegarse o morir. Y puede soportar la luz de la razón, yenmarcase en el helenismo, el hinduismo, el budismo, el sufismo. Soportar el cambio deparadigmas, y crecer y desarrollarse en el ateismo, el empirismo, el escepticismo, eldesarrollo humano, el racionalismo, el humanismo, el misticismo, la nueva Era, lamodernidad, la post modernidad y el sincretismo; el reto para los cristianos es avocarnos aello separándolo del judaísmo. Con respecto a la existencia de la crisis se puede decir que el consenso es total entre losestudiosos de lo religioso. Hay diferencias en cuanto a su interpretación y a su significado,pero no en cuanto a su realidad. Muchos fenómenos así lo reflejan. Señalaremos algunosremitiéndonos únicamente a la religión cristiana en Occidente: En una de sus catequesissemanales trasmitidas a través de los medios, el Papa, Juan Pablo II, declaró que el infiernono podía ser interpretado como lugar sino como el estadío mental en el que deviene el serhumano que se condena. La noticia tuvo sin duda un impacto liberador por su efecto decatarsis: ¡por fin!, la máxima autoridad de la Iglesia Católica reconocía públicamente algo quemuchos de sus fieles hace años habían cuestionado. Aunque tarde, la noticia tenía un efecto 3
  6. 6. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.liberador, porque la Iglesia, tuvo que aceptar la conclusión a la que por su cuenta ya habíallegado la ciencia moderna; lo cual es evidencia que las Sagradas escrituras y la doctrina dela Iglesia, no son infalibles, sino que pueden ser sometidas al juicio de la razón, a fin deindagar que tan sólidos son los cimientos de la fe. En otras palabras, lo que hizo crisis no fueel contenido dogmático, sino el fideísmo bíblico y la ortodoxia judía; es decir la autoridadescatológica de las Sagradas Escrituras. De ahí la celebración de la noticia. Más arribahablábamos de paneles enteros de contenidos que se derrumban como naipes.. ¿Se podrámedir el efecto en cadena de una declaración de este tipo? A otras interpretaciones tenidasen su tiempo por verdades de fe y así transmitidas les puede esperar, si no les ha ocurridoya, la misma suerte. Ya entonces se extrajo una conclusión inmediata: si el infierno no eslugar, el cielo tampoco. Pero sobre todo, ¿se podrá calcular el efecto de pérdida decredibilidad en la misma función de la autoridad religiosa? Porque aquí es donde semanifiesta principalmente la crisis. El que conocimientos queden superados, mueran ydesaparezcan, es cosa de todos los días. Las noticias en este sentido cada día, por loesperadas, lo son menos. Lo que aquí la modernidad cobra es la caída de un conocimientoimpuesto y mantenido autoritariamente. Si la autoridad que dogmáticamente se legitima entraen crisis, y del mismo modo toda institución igualmente legitimada, por ejemplo las mismasiglesias, ¿extrañará que suceda lo que está ocurriendo: la crisis en la pertenencia a lasmismas, la selección personal de las propias creencias reteniendo unos elementos yrechazando otros, la indiferencia creciente frente a sus mensajes, y una actitud progresiva deincreencia? Los mencionados son otros tantos comportamientos normales, predecibles, ytodos ellos apuntando al mismo síndrome: un malestar creciente con las verdades religiosaspropuestas dogmática, autoritariamente.Hace crisis lo que no es específico en la religión. Hacen crisis los contenidos de tipodogmático y hacen crisis todos los contenidos religiosos que sean y se expresen comomágicos y míticos. Porque todos ellos, en la medida en que apelan a la autoridad de lasSagradas Escrituras para que se les otorgue credibilidad, en el fondo están renunciando a suespecificidad, a la experiencia como fuente de validación, para ubicar su competencia en eldominio de la ciencia y sin guiarse por los criterios y exigencias de ésta sino recurriendosiempre a la autoridad. Esto es lo que sucede también con los contenidos morales cuando ensu pretensión de verdad apelan a referentes únicos y excluyentes, por ejemplo a verdades ynormas que serían objetivas y válidas para siempre. Todo ello ante el temor de caer en unrelativismo moral. La crisis en la religión no es obra, pues, del positivismo científico o, mejordicho cientificista. Es obra de su pérdida de especificidad y de su anacronismo. El desarrollodel pensamiento científico lo que cuestiona es el error cometido por la religión: su pretensiónfrecuente de ser objetiva y empírica, de ser científica, en el mismo nivel de la ciencia. Así, elinfierno como lugar no cayó porque ahora la ciencia lo pueda explicar. Ella no lo puedeexplicar. Cayó precisamente en la medida en que se le pretendió explicar como un lugar,como una realidad física y bajo un modelo físico, aunque fuera de física espiritual. Esto es loque cayó. En este sentido la función que cumple la ciencia con respecto a la religión esimpulsar ésta a que descubra su campo, su dominio y su especificidad, y recordarle que sulenguaje es siempre simbólico, nunca material, por así decirlo. La ciencia más bien estáayudando indirectamente a la religión a redescubrirse a sí misma mostrándole teórica yprácticamente cuáles no son sus competencias.Hace crisis todo lo que es y funciona como no real, como dogmático, y por lo tanto, comoautoritario y excluyente. Así sucede cuando lo que son expresiones propias y legítimas deuna tradición religiosa y por lo tanto se proclaman como monopolio de verdades únicas, 4
  7. 7. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.desconociendo así que todas las grandes tradiciones religiosas tienen, expresadas dediferente manera, las mismas grandes enseñanzas, el mismo camino, donde se transita enactitud de sincero aprendizaje unos de otros, y para ello en continuo diálogo y a partir de unreconocimiento de la igualdad de principio que asiste a todas las grandes tradiciones, losderechos humanos y la igualdad de genero. Valores que constituyen progresiva evidenciapara el hombre y mujer modernos, de la extemporalidad de la doctrina y el discurso de laIglesia. Hace crisis lo mágico en la religión. Hace crisis la oración y el culto entendidos ypracticados como un pedir que Dios resuelva nuestros problemas y no como un trabajo sobrenosotros mismos para llegar a ser lo que pedimos. De nuevo, esa oración es mágica; sedesacredita a sí misma tan pronto aflora a nuestra mente y a nuestros labios. Pretendeconvertir en mecánica y en intencional algo que pertenece a otra ontología: una ontologíaque a decir verdad no tiene ontología porque, sencillamente, es. Quien descubre que laespiritualidad no tiene nada de mágico ni de mecánica, no puede reconocerse en esa idea ypráctica de la oración, porque con razón la siente como un bloqueo, un impedimento paraimplicarse verdaderamente en el camino espiritual. La vida espiritual no es pedir que Dioshaga o que mueva a otros para que ellos hagan, es ser y hacer uno.La religión hace crisis cuando, queriendo dirigirse al hombre y a la mujer de hoy, lo hace enuna matriz cultural, en unos valores y en unas categorías, que no son de hoy, querespondieron a otras culturas, a otros seres humanos, a otras evidencias, a otros tiempos.Buena parte de la teología cristiana lo sabe, es consciente de esta crisis, pero no acierta, ono tiene el valor, en enfrentarla a cuerpo limpio: la única manera de hacerlo. De ahí unsentimiento de malestar creciente en el interior de la propia teología, de los propios teólogos.Este malestar trasciende el ya de por sí real ante la falta de libertad institucional parainvestigar. Nace de los propios compromisos del teólogo o del estudioso de lo religioso con loque él cree que es la religión. De todas maneras, aún con limitaciones, se están dando enestos años, como era de esperar, interpretaciones de la crisis, interpretaciones que por lovaliosas que son es importante conocer.Hace crisis la religión como sistema moral. Lo que el hombre y mujer modernos handescubierto es que ellos tienen que construir su moral. Obviamente, siempre teniendo encuenta la realidad y su realidad como seres humanos, personales y sociales, pero la tienenque construir. No existe una moral ya construida, revelada o equivalente, descubierta yfundada por una filosofía objetiva de una vez para siempre. La realidad lleva en su entrañaexigencias morales, por eso es un referente obligado, pero no lleva en sí misma la moralcomo un modelo simplemente a seguir. No existe una moral «natural» y «perenne». Concebirla realidad como si llevara en sí misma impresa este modelo, es incluir en la realidad, desdela pura concepción de las cosas, esto es, desde el puro comienzo en el proceso dealumbramiento de una moral, algo más que no es la realidad. De esta manera se introduceun factor distorsionante: una aceptación de una normal moral en virtud de algo que no esmoral, porque no emana de la realidad como en sí misma es, sino en virtud de la autoridad yde la imposición. Y de nuevo tenemos el rechazo No porque el hombre y mujer modernos nosean morales sino, al contrario, porque al menos en la construcción de su moral no puedenser inmorales, porque en algo tan real y tan llamado a ser verificado en la realidad como es elcorrecto actuar, no pueden recurrir a principios no verificados, de autoridad (Nietzsche: Másallá de la moral). Cuando moral y religión coinciden como dos dominios dogmáticos, comoque se agigantan sus efectos distorsionan es y el rechazo por parte del ser humano modernono puede ser mayor, traduciéndose en increencia e indiferencia. Ante lo que percibe comoanacronismo y prepotencia dogmática, es quizás la mejor manera que tiene de defenderse; 5
  8. 8. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.lo cual nos permite explicar la crisis de la religión como un conflicto de intereses entre los quese oponen al cambio y los que luchan por el cambio de enfoque del cristianismo; es decirentre los que defienden la judaización del cristianismo y los que luchan por helenizarlo.El conflicto de intereses, tiene un mar de fondo; por un lado esta el interés de lo judíoscristianos de preservar sus tradiciones y dar cumplimiento a las directrices ancestrales a finde hacer de Israel la principal de las naciones; por el otro lado esta el interés del loscristianos no judíos de preservar su cultura y tradiciones grecorromanas, siguiendo a Cristocomo hombre ejemplo de lo que es la trascendencia humana y su doctrina como praxis paraalcanzarla. Lo importante es vislumbrar el futuro ¿qué tendencia va a triunfar? el judeocristianismo o el helenismo cristiano, ¿Que religión es la que estructuralmente hablando va asurgir?, ¿la mismas pero reciclada?, o una nueva religión universal; esta es la cuestión: serparte del cambio, renovándose; o oponerse al cambio y caducar. La decisión es muyimportante por que esta en juego la muerte de la Iglesia y el cristianismo. En efecto, lareligión que está en crisis es la religión montada sobre los convencionalismos sagrados deIsrael; es decir, la religión fundamentada en el escenario fantástico del pacto del Sinaí. Mitoconstitutivo de Israel a fin de unir y gobernar las doce tribus en un solo pueblo, y sinescrúpulo alguno hacer de Israel la principal de las naciones, por mandato divino. Por elcontrario, la que no está en crisis, es la religión fundamentada en el altruismo, el misticismo yactivismo social intensos instruidos y ejemplificados por Cristo, en los Evangelios. Es lareligión que muchos autores llaman del «conocimiento silencioso» al que se llega ejercitandoel altruismo, el misticismo y el altruismo intensos a fin de disolver nuestro ego centrismo quenos impide trascender las imperfecciones que nos mantienen sub desarrolladosespiritualmente. ¿Por qué de conocimiento silencioso? Porque este conocimiento no operamediante conceptos, representaciones ni discursos, sino, al contrario, por una introspecciónprofunda mas allá de nuestros sentidos físicos, contenidos mentales conscientes y subconscientes y razón, hasta alcanzar la supra conciencia; y para esto se requierearmonizarnos de alma, mente y cuerpo mediante la práctica intensa de las disciplinasmísticas a fin de aquietar nuestra mente y alcanzar la paz interna o nirvana antesala de lailuminación que Cristo elevó a bien aventuranza.Esta experiencia es fruto de un mecanismo psíquico de respuesta a nuestras problemáticasintensas, y puede surgir de diferentes profundidades de nuestro inconsciente individual,colectivo o meta consciente. Por ello puede adoptar las formas más variadas, teístas y noteístas, monoteístas y no monoteístas, religiosas y profanas. Su validez no está en lasformas que puede adoptar la vivencia psíquica o espiritual, sino en sus contenidos y losfenómenos psíquicos y espirituales que se dan en el vidente y su entorno en el momento dela experiencia de la que sale o emerge trasformado. Evidencia palpable de la realidad de laexperiencia mística; pero la descripción neutra de la vivencia y sus contenidos, su explicacióny aplicación terapéutica; así como las transformaciones a que da lugar, deben ser analizadasy criticadas porque revelan su naturaleza y validez aportando los elementos de juicio que nospermiten discernir el bien o el mal, la coherencia o la incoherencia que hay en ella.Consecuentemente no todas las experiencias místicas son buenas ni convenientes, debido aque surgen de diferentes profundidades de nuestra conciencia guiados por las problemáticasintensas o líneas de pensamiento que las indujeron. A causa de lo cual, es posible analizar ycriticar la conducta de los videntes, las problemáticas intensas que las indujeron, así como ladescripción neutra de las vivencias, su explicación y su aplicación; no solo como fuente deconocimiento, sino para criticar el profetismo judío. 6
  9. 9. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.La comprensión de los fenómenos espirituales que se dan en los estados alterados deconciencia, para sanar el alma de sus heridas profundas, y propiciar trasformacionesconvenientes para si mismo y la sociedad, mediante prácticas terapéuticas que armonizan elcuerpo, la mente y el espíritu. Son interés primordial del misticismo: budista, cristiano,hinduista, sufí, la filosofía clásica y moderna y la psicología clínica. El conocimiento interiorque se obtiene al experimentar los diferentes planos de nuestra existencia, permite quepaulatinamente emerjan las potencialidades del espíritu, Por ser infinitas sus posibilidades,es necesario difundir inculcar y promover las técnicas místicas y, las técnicas clínicas ypsicoterapeutas requeridas. Es evidente que se necesita una técnica y un adiestramientoremoto para inducir experiencias benéficas para si mismos y los demás; y sino se tienen oejercitan intensamente esas técnicas, es difícil conseguir las experiencia; excepto en losestados alterados de conciencia, donde no solo se dan inesperada e involuntariamente sinoque es difícil contener las tremendas erupciones del inconsciente para impedir el daño queprovocan en el sujeto que las experimenta, como en el delirium tremens y la posesióndiabólica. En contraste el conocimiento fruto del éxtasis, refleja la armonía, la belleza, labondad, la paz, la sabiduría y la justicia inherentes al bien en todas sus facetas. Es creativo,edificante, instructivo, ilustrativo, sapiencial, terapéutico y sus posibilidades son infinitas,pues revela los grandes enigmas del universo. Es conocimiento y experiencia puros,gratuitos, totalmente desinteresados, no egocéntricos, no dualistas. Es el conocimiento frutode la contemplación o camino interior, conocido como iluminación, revelación, sabiduríainterna, presente en todas las religiones. A él se hace referencia en éstas cuando se habladel «ojo de la contemplación» (oculus contemplationis) u «ojo del Espíritu» «sabiduríainterna», como contrapuesto al «ojo de la carne» (oculus carnis) y al «ojo de la mente»(oculus mentis), haciendo consistir el ejercicio de la religión sobre todo en el primero.Esta es la religión llamada a emerger de la crisis; religión antigua como vemos, y a la vezprofundamente nueva, capaz de resistir, la crisis actual, porque no tiene nada de creencia. Alno ser creíble la religión de creencias, ésta es la única religión coherente con la nueva culturay la nueva sociedad, que viven del conocimiento. No solamente es posible y ha existidodesde siempre sino que, hoy, es la única forma de religión creíble, vista ésta desde lamodernidad. Es por ello que la nueva estructura del cristianismo, tiene como condición__para no ser más de lo mismo, una simple repetición de los intentos anteriores para judaizarel cristianismo, iniciados en la Era común cuando en las asambleas todos eran judíos conobjeto de que los seguidores de Cristo siguieran siendo Israel. Y que continuó a través deltiempo a medida que los pueblos no judíos fueron admitidos en las asambleas, y perduró aúndespués de que los judíos desaparecieran de las asambleas, y las asambleas fueranrealizadas y presididas por no judíos. Intentó repetido por la Reforma luterana que se hizo enafán de devolver la pureza de la fe a los tiempos de la Iglesia antigua. Y vuelto a reintentarpor la Iglesia Conciliar en afán de actualizar el discurso de la Iglesia a los tiempos modernos,pero sin criticar el profetismo judío en aras del ecumenismo y el dialogo inter religioso con eljudaísmo__ es que debe enmarcarse en el fenómeno espiritual de la transformación humanaa efecto de lograr transformaciones en los creyente buenas para si mimo y la sociedad, ysirva de terapia para sanar los conflictos del alma cristiana, utilizando las enseñanzas deCristo, las pautas del análisis e interpretación de la psicología, y las técnicas prescritas pormisticismo y la psicoterapia.En efecto: la angustia existencial provocada por los conflictos del alma al no encontrar lasalida a los laberintos mentales que ha construido, la hacen presa del miedo, el dolor, elduelo y los automatismos que nos impelen a actuar inconscientemente provocados por la 7
  10. 10. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.neurosis compulsiva (Paul Sartre: La Nausea). Ciertamente en la incertidumbre anida elmiedo que nos hace sufrir en lo profundo del alma, provocando un dolor interior cuya causaparece imposible descifrar y un estado de duelo, de malestar e insatisfacción permanente ycontinuo. Y como en la caja de Pandora una vez abierto el inconsciente, emerge incontenibleel dolor de las heridas profundas trasformadas en traumas psicológicos tras haber sido porlargo tiempo reprimidas, pero en el fondo subsiste la esperanza de trascender el dolor, elsufrimiento, los traumas y disfunciones mentales, renaciendo nuevamente como el ave fénixque renace de sus cenizas. Ya que el sufrimiento y duelo profundo, son la génesis de unnuevo y feliz estado de ser o renacimiento, confirmando lo expuesto por Cristo en el sermóndel Monte “Bien aventurados los que sufren, por que ellos serán consolados”. Pero nolloramos tanto la partida de alguien que necesitamos, amamos y sentimos como parte denosotros mismos, como la ruptura de nuestro modo de vida, la “partida” de algo que fuimos ynunca más volveremos a ser. Lloramos por el derrumbe de nuestra estructura interna devalores que nos sostenían al movernos el piso o cimiento de nuestra vida. Sufrimos porqueestamos en una situación poco agradable, entre algo que se fue y algo que no acaba deemerger ante nosotros; porque ya no podemos ser, ni vivir como antes, pero tampoco degolpe podemos vivir y ser otra cosa nueva, aunque éste es el reto.Algo así es lo que está sucediendo con la religión. Al menos así lo perciben las propiasinstituciones religiosas, que generalizan este sentimiento hablando de «crisis de lasIglesias». Aunque, a decir verdad, no solo son las Iglesias, el clero, la fe y valores de loscreyentes lo que está en crisis, son los contenidos y sus interpretaciones o dogmas queconforman la estructura de la religión como un todo lo que está en crisis. La crisis actual esde contenidos, no de personas; es de concepción, no de fidelidad. Crisis que repercute en lapérdida grave de credibilidad de que los textos bíblicos sean palabra de Dios, estén escritoso estén inspirados por Dios; haciendo peligrar el mensaje y doctrina de Cristo y elcristianismo. Por lo que refiere a ciertos aspectos se tiene la impresión de estar asistiendo aun verdadero seísmo. Contenidos enteros que tiempos atrás fueron evidentes y aceptadoscomo tales, hoy son rechazados, son letra muerta. La letra muerta no pueden ser preservadaen nuestro corazón; al paso del tiempo se descompone y apesta, esto produce mucho dolor ysufrimiento que se expresa en neurosis, psicosis e histerias persistentes. De ahí la sensaciónreal de duelo que experimentan la Iglesias y los creyentes desde hace tiempo. Aquí, comocuando alguien ha visto roto su proyecto de vida, el dolor es porque ya no se puede vivircomo antes, con la mismas expectativas y metas, con los mismos valores y experiencias, conlas mismas seguridades. Todo esto se colapsó. Ya no se puede vivir bajo de ellos. Se podríadecir que se puede vivir sin la compañía de quien partió, lo que no se puede es vivir sobre lasseguridades sobre las que se vivía, antes de colapsarse. Las iglesias sufren, porque ya nopueden transmitir su mensaje tan confiadamente como lo hacían antes. Y cuanto másinsisten en sus intentos por trascender la crisis, es más fuerte el rechazo, y mayor lafrustración de las Iglesia, clérigos y creyentes.Ante una situación así hay que enfrentar el duelo encausándolo. No hay otra alternativa.Ahora bien, hay maneras diversas de hacerlo. Una manera es ignorándolo. Se toma como unaccidente y se intenta vivir como si nada ha pasado, como si todo sigue siendo válido. Faltadefinitivamente algo o alguien que era parte nuestra, pero se actúa o se intenta actuar comosi el antiguo modo de vida, modo de ser permaneciera inalterable. Hubo un accidente quenos cercenó internamente, pero en el fondo nada ha cambiado. Todo sigue igual, con elmismo futuro por delante. Aquí no hay encauzamiento del duelo, lo que hay es un intento porreforzar las seguridades que entraron en crisis fingiendo que no ha pasado nada que todo 8
  11. 11. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.sigue igual, ignorando la realidad. Otra manera de enfrentar la ruptura es intentando darcabida a la nueva experiencia pero siempre dentro de la vieja estructura doctrinal ya caduca.Se llora por un tiempo, se siente la ausencia. Como no, se percibe más que antes la propiafragilidad y la del propio proyecto, se someten a terapia las partes más débiles, se descubrey acoge la sensibilidad de otras, se echa mano de ciertos sucedáneos, llámense éstosmodernización de: los ritos, la liturgia, los sacramentos y el discurso; sustituyendo: el misterioy la solemnidad, el misticismo, los altares, la iconografía, el incienso, la velas, los cantosgregorianos, los himnos y la música sacra, que acompañaba la representación sacramentalde la vida, enseñanzas, pasión y muerte de Cristo, con gesticulaciones espectaculares.Convirtiendo la asamblea de los fieles en una tertulia religiosa, haciendo participar a lo fielesen una coreografía rítmica amenizada por cánticos juveniles; pero, como decíamos, la viejaestructura judeo cristiana sigue siendo la misma. Aquí hay más elaboración de duelo, sinduda; se han reciclado los valores y actitudes que más hacían sufrir, pero no se dejó emergerla Iglesia nueva que podía haber brotado desde hace dos mil añosHay una tercera manera de encausar el duelo, de enfrentar la ruptura de seguridades yvalores pasados, y es la de tocar fondo y dejar que emerja, crezca, desarrolle y de fruto, uncristianismo nuevo, universal, cuyos valores fundamentales son opuestos a los valoressagrados del judaísmo que acríticamente hicimos nuestros en afán de seguir fielmente latradición judeo cristiana. Son los valores supremos de la trascendencia humana y la sociedadperfecta inherentes a la dignidad humana los que nos dan la oportunidad de renovar elcristianismo explicando científicamente a Cristo y su doctrina, y la oportunidad de vivir algorealmente nuevo. Y para que esto se realice, es mejor derrumbar la caduca doctrina queamenaza con venirse abajo, que evitar que se derrumbe apuntalando la vieja estructura de ladoctrina medieval judeo cristiana. Se trata de reiniciar el cristianismo, desde antes de laiglesia primitiva, cuando el movimiento cristiano no era religión sino un movimiento laico, yaque ni Cristo y sus apóstoles eran sacerdotes; y esto se logra formulando un cristianismo sinjudaísmo abrogando el Antiguo Testamento de nuestra fe. Esto no significa el final delcristianismo, ni de la Iglesia, ni de los sacerdotes cuya misión específica es resguardar ypropagar el mensaje de Cristo; solo significa la renovación del cristianismo a fin dereivindicar las Iglesias de Occidente y Oriente a sus legitimas dueños, los cristianos no judíosherederos de la cultura greco romana; y por ello, es necesario expulsar el judeo cristianismode las Iglesias y a los emisarios de la Sinagoga, entronizando el helenismo cristiano en lacátedra de Cristo.Desde luego que los emisarios de la Sinagoga no van a permitirlo sin oponer una resistenciaradical e intransigente, debido a que la Sinagoga es la beneficiaria del status quo, y cuentancomo aliado la resistencia al cambio que se da en nosotros mismos. El temor a nacer denuevo, del que hablo Jesús a Nicodemo en el Evangelio (Jn III, 3-7), es muy grande, y muycomprensible. Nadie cambia el paradigma que sustenta su vida por otro, hasta que no estéconvencido y hasta necesitado de la eficacia del cambio. El dolor por la pérdida o ruptura,hace temer ante lo nuevo, que todavía no existe, ni ha mostrado la bondad y la seguridadque teníamos en el pasado roto. Cristo nos increpó a no tener miedo ante la tormenta de lavida, asegurándonos que siempre estará con nosotros hasta el final de los tiempos. De ahí loimpropio de la tendencia al parche y al remiendo contra la misma advertencia de Cristo (McII, 21-22): no echar remiendos nuevos en vestidos viejos ni el vino nuevo en odres viejos. Yes que si se sigue utilizando el viejo entramado judío que se rompió, y se volverá a romper alno poder resistir a la embestida de la crisis de la modernidad. Las iglesias desoyendo aCristo, tienden una y otra vez al parche y al remiendo. Esta actitud es explicable, y para 9
  12. 12. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.reforzar su enseñanza sobre la renovación, Cristo nos ilustro otro ejemplo, la envasar el vinonuevo en odres nuevos, porque los odres viejos no resisten la fuerza de la fermentación delvino nuevo; la de una religión sin religión fincada en un misticismo universal. La religiónnueva es un auto descubrimiento y experiencia de nuestra estructura interna, cuyasposibilidades permanecían ignoradas por nosotros y que en la crisis bien elaborada, como enel proceso de duelo, puede emerger. Por ello, algunos autores cristianos ven en estemomento de la historia la ocasión providencial para que el cristianismo redescubra sudimensión espiritual experimentándola, nosotros calificaríamos este momento comodoblemente providencial: porque es el momento no sólo para que las religiones redescubransu dimensión espiritual y la valoren, lo que vendría a resultar en la segunda manera deelaborar el duelo, sino para que redescubran lo que en sus testigos y maestros son:conocimiento, no creencia; algo profundamente diferente.Respecto al oscurantismo religioso que impone por la fuerza de la Ley lo que no acepta larazón, ni el sentido común, aduciendo falazmente mandato divino, palabra de Dios, etc.Cristo señaló que nadie enciende una candela para ponerla en un lugar escondido ni debajode un celemín; sino sobre un candelero para que los que entren vean la luz (Lucas XI,33).Mantener la doctrina de Cristo en el oscurantismo judío cristiano, impidiendo difundir Sumensaje universal a la luz de la razón para que la trascendencia humana refleja en Cristoilumine a toda la humanidad, no solo es una grave apostasía sino un delito de lesahumanidad. Casus belli contra el oscurantismo, sus pontífices, emisarios y beneficiarios, acausa del grave daño moral a la humanidad al impedirle alcanzar la trascendencia humana yla sociedad perfecta. “Así que no los temáis, porque nada hay encubierto que no haya de serdescubierto, ni oculto que no haya de saberse”. (Mateo X, 26). Es oscurantismo: 1. Negarsea actualizar el cristianismo criticando el profetismo judío aduciendo falazmente que fuerevelado por Dios, apostatando la enseñada de Cristo sobre la necesidad del juicio justorevelada al ciego de nacimiento, a fin de disolver las falsas certezas de la fe que nos hacenciegos a la verdad. 2. Aducir que pontífice de la Iglesia, es representante aquí en la Tierra deDios o de Cristo, por mandato divino, para entronizar su autoridad y voluntad sobre gobiernoy autoridades civiles; la jerarquía y el gobierno de la Iglesia, individual y colegiada;abrogando la lección de Cristo dada a sus seguidores sobre la soberanía de la humildadsobre el poder y la autoridad, lavándole los pies a sus apóstoles, con el propósito de que noavasallaran a sus seguidores. Aducir voluntad divina para: 3. Negar los derechos yprestaciones laborales que otorga la Ley Federal de Trabajo a los empleados y trabajadoresde las instituciones y empresas, a fin de esclavizar a sacerdotes y religiosos consagrados olaicos. 4. Violentar los derechos humanos de los sacerdotes, religiosos consagrados y laicos,negándoles el sacramento del matrimonio para imponerles el celibato. 5. Violentar losderechos humanos de las religiosas consagradas, negándoles el derecho a ser sacerdotes,obispos, arzobispos, cardenales y pontífices, de acuerdo a sus conocimientos, espiritualidad,experiencia, inteligencia y sabiduría.I, 2) LA PATOLOGIA DEL ALMA CRISTIANA EN LA CRISIS DE LA POSTMODERNIDAD.Nos encontramos, definitivamente, ante una crisis del vigente sistema, una crisis extrema,una crisis escatológica. Y es ésta sin duda una crisis de valores, de valores culturales queestan en crisis debido a la post modernidad. La pregunta clave que nos hacernos es ¿cómoafrontar los problemas derivados de nuestra época post modernista? ¿Cómo afrontar la crisisde valores? ¿Cómo afrontar el nihilismo resultante? La post modernidad implica la posibilidad 10
  13. 13. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.de destrucción de todos los valores e instituciones tradicionales, ya no hay costumbres,credos, devoción, dogmas, fundamentos, instituciones, ideologías, liturgias o ritos, segurosque queden al margen de esta posibilidad. La post modernidad supone ser post cualquiercosa conocida. Es una reconstrucción, un proceso de deshacer, supone un cambio deidentidad, no solo personal, familiar, social, nacional, continental, mundial, religiosa; asi sehabla abiertamente de Eurabia ante la posibilidad de islamizarnos, es decir de que en unfuturo Europa dejara blanca y cristiana; lo mismo sucede en Norteamérica; lo cual supone ladestrucción del nacionalismo, del patriotismo, aún más, supone el cambio de la identidadoccidental, fruto de un mundo globalizado. La desvalorización supone un vaciamiento desentido, un nihilismo significativo, aquello que ya vaticinaba Nietzsche. El postmoderno sabeque no hay mañana, no hay futuro, o mejor aún, que el mañana es el hoy, que el futuro es elpresente. La post modernidad ya ha acabado con el consuelo metafísico, con el consueloreligioso y finalmente con el consuelo científico, las ciencias ya no son garantía de nada,como dice Prigogine: (El fin de las certidumbres: “ya no es admisible la idea de una realidaddada”). Lo importante de esta cuestión, ES QUE NOSOTROS HACEMOS LA REALIDAD.Tenemos que manejar el cambio, orientándonos hacia un futuro ideal, ya esbozado paraevitar que el destino nos alcance sin un proyecto seguro. La post modernidad es, endefinitiva, nihilista. El nihilista está condenado a dar vueltas, su mal consiste en su continuainsatisfacción, un no poder amar a nadie ni a nada, una agitación sin objeto, un ser sinsentido, o mejor aún, un sinsentido siendo, un ser que consiste en ser siempre proyectoinacabado, búsqueda incesante de aquello que no se puede encontrar.Nietzsche auscultó el alma cristiana, y descubrió que el malestar de nuestro tiempo noestaba el individuo sino en la civilización occidental enferma y decadente. Y diagnosticó lapatología actual de nuestra sociedad: la indeferencia hacia la religión, y exclamó ¡Dios hamuerto! La teología y moral judeo cristiana son cuestionadas en tanto implican juiciosvalorativos/morales. Y señaló que la solución para sanar el alma cristina, no es desarrollaruna terapia tendente a adaptar el individuo una sociedad decadente, sino renovar lascreencias y valores morales judeo cristianos causales de la decadencia de la sociedad. Einició la lucha redentora contra el cristianismo por el cristianismo, a fin de actualizar ladoctrina milenaria de la Iglesia que por su anacronismo y ex temporalidad, es la causa de lasevera crisis de la Iglesia y de la perdida de la fe. El reto es superar el nihilismo de lasociedad actual formulando un cristianismo que se pueda vivir y practicar, no en y desde loreligioso y lo sagrado, sino en y desde el humanismo secular laico, la pluralidad y elsincretismo, resaltando la importancia genérica de la trascendencia Cristo, y sus enseñanzascomo ilustración de la praxis para alcanzarla. Y para poder lograrlo tenemos que actualizar lateología, la cristología y la liturgia, enmarcadas en la doctrina y la teoría de la Trascendenciahumana, conceptualizada por la sabiduría védica, instruida por Buda e ilustrada por Cristo; lacual concuerda con los planteamientos de la filosofía clásica y moderna, y las respuestas quela ciencia ha dado a los planteamientos trascendentales: (psicología, psicoterapia,logoterápia, desarrollo humano, etc.). Sincretismo religioso expresado por Raimon Panikkar,para explicar su sincretismo y pluralidad: «Me marché cristiano, me descubrí hindú y regresébudista, sin haber dejado de ser cristiano»; a fin de hacer objetivos tanto <las identidades ouniversalismos integrantes de la triada preteológica, origen de todas las religiones {lafenomenología (descripción neutra del fenómeno espiritual), la explicación (mágica oracional) del fenómeno y las cusas que lo provocan, y la aplicación terapéutica para sanar elalma de la sintomatología observada y propiciar trasformaciones convenientes para si mismoy la sociedad, mediante prácticas terapéuticas que armonizan el cuerpo, la mente y elespíritu} que demarcan el camino ecuménico por el que transita la humanidad hacia su 11
  14. 14. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.desarrollo espiritual> que sustentan el carácter universal del mensaje de Cristo al mundo,como <la desviación del judeo cristianismo hacia la ecumene Abraham-ica demarcada porlos convencionalismos de lo que solo es sagrado para Israel {su pueblo, su territorio,Jerusalén, su templo, sus: leyes, historia, tradiciones y costumbres contenidas en la Torah},que sustentan el carácter racista de la religión judía, fundamento de la conducta (criminal ygenocida serial) de Israel desde los tiempos bíblicos hasta la actualidad, a fin de, sinescrúpulo alguno, hacer de Israel la principal de las naciones, directriz supremaciíta queorienta el activismo internacional judío>.La desviación del cristianismo hacia la ecuméne Abrahamica se debe a que el mensaje y lavida de Cristo, desde su origen ha sido históricamente preservado y controlado por la Iglesiajudía (la Iglesia primitiva, cuando todos en la asamblea eran judíos) que, con el paso de losaños y por virtud de un lento proceso, terminó por constituirse en la Religión de Occidente,preservada y difundida por la Iglesia cristiana de occidente y oriente donde la asamblea y losritos se relizan entre cristianos no judíos). Por lo que nos relatan los evangelios, podemosafirmar con seguridad que Cristo no pensó fundar una Iglesia. Ni pensó fundar una nuevaReligión, sino iniciar un movimiento laico a partir de lo que él vio y vivió en el judaísmo delsiglo primero. Prueba de ello, es explicita en su diatriba contra el puritanismo hipócrita de lossacerdotes y escribas de la sinagoga __ya que a pesar de que condena la opresión de losprincipes de la Sinagoga que se enriquecían imponiendo al pueblo por fuerza de leypesadísimas cargas fiscales con pretexto del culto. Y condena el judaísmo, diciendo; ¡Hay devosotros escribas y fariseos, hipócritas!, que andáis girando por mar y tierra tratando deconvertir a los gentiles; y después de convertidos, con vuestro ejemplo y doctrina los hacéisreos del infierno, dos veces más que ustedes__ Pide al pueblo judío obediencia a losmandatos de los pontífices; diciendo “Los sacerdotes, escribas y fariseos, están sentados enla cátedra de Moisés; luego entonces, practicad y haced todo lo que os dijeren; pero nomoldeéis vuestra conducta con la suya, porque ellos dicen lo que debe hacerse y no lohacen”; lo cual nos permite aclarar, “que una cosa es el pueblo judío y otra cosa la religiónjudía; y si Cristo a pesar de ser judío repudio la religión judía, los no judíos seguidores deCristo no tenemos porque seguir la Torah Judía; es decir que los no judíos seguimos a Cristono por ser judío, sino a pesar de ser judío”. Lo cual fue ratificado por Cristo, diciendo: “Tengotambién otras ovejas que no son de este rebaño, las cuales debo Yo recoger, y oirán mi voz;y de todas se hará un solo rebaño y un solo pastor”. (Jn X, 16). Los no judíos podemoscaminar junto a los judíos, pero conservando nuestra identidad grecorromana. Podemostransitar juntos, siempre y cuando respetemos nuestra identidad. No somos judíos niqueremos serlo; lo cual garantiza que haya paz en el tránsito común; y por ello, losgrecorromanos debemos permitir que los judíos sigan siendo judíos y, los judíos debenabstenerse de inculcarnos sus tradiciones y creencias. Cristo ilustró a la mujer Samaritana,entre dos tribus distintas. En el pozo de Jacob: Jesús le dijo: Mujer, dame de beber". Y ella respondió: "¿Cómo Tú, judío, me pides de beber a mí que soymujer samaritana? Porque los judíos no tienen comunicación con los samaritanos". Cristo lecontesto: "Si tú conocieras el don de Dios, y quien es el que te dice: "Dame de beber", quizátú le hubieras pedido a Él, y Él te habría dado agua viva". Ella le replico: "Señor, Tú no tienescon qué sacar, y el pozo es hondo; ¿de dónde entonces tienes esa agua viva? Acaso eresTú mayor que nuestro padre Jacob, que nos dio este pozo, del cual bebió él mismo, y sushijos y sus ganados?" Jesús respondió: "Todos los que beben de esta agua, tendrán denuevo sed; mas quien beba el agua que Yo le daré, no tendrá sed nunca, sino que el aguaque Yo le daré será fuente de vida eterna". Replicó la mujer: "Señor, dame esa agua, para 12
  15. 15. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.que no tenga más sed, ni tenga más que venir a sacar agua". Él le dijo: "Ve a buscar a tumarido, y vuelve aquí". Replicó la mujer y dijo: "No tengo marido". Jesús le dijo: "Es vedad loque has dicho: porque cinco maridos has tenido, y el hombre que ahora tienes, no es tumarido. la mujer: "Señor, veo que eres profeta. Nuestros padres adoraron sobre este monte;según vosotros, en Jerusalén está el lugar donde se debe adorar". Jesús le respondió:"Mujer, créeme a Mí, porque viene la hora, en que ni sobre este monte ni en Jerusalénadoraréis al Padre. Vosotros, adoráis lo que no conocéis; nosotros adoramos lo queconocemos, porque la religión viene de los judíos. Dios es espíritu, y ha llegado el momento,en que los adoradores verdaderos adorarán al Padre en espíritu y en verdad. Replicó lamujer: "Yo sé que el Mesías - es decir el Cristo - ha de venir. Cuando Él venga, nos instruiráen todo". Jesús le dijo: "Yo lo soy. Yo que te hablo".La lucha redentora contra el cristianismo por el cristianismo iniciada por Nietzsche, nos llevaa abordar la lucha por la titularidad de la cátedra de Cristo impartida y formulada por SanPedro y San Pablo, para instruir la doctrina de Cristo a los cristianos judíos obligados aseguir y respetar la ley de Israel y las tradiciones judías; y por ello, en la cultura occidentalmoderna, ha caducado la estructura judía de la doctrina milenaria de la Iglesia, provocando lasevera crisis actual, a causa de que en occidente la asamblea de los fieles no se realizaentre judíos sino entre no judíos; y consecuentemente la cátedra y discurso de la Iglesiarequiere de una estructura adecuada a la civilización, costumbre, cultura, leyes y gobierno dela sociedad occidental moderna. Y al caducar la vieja estructura de la cátedra formulada porSan Pedro y San Pablo, la actual titularidad de la cátedra de Cristo y el gobierno de la Iglesia,no puede estar en manos de un pontífice seguidor de Pedro y San Pablo que impida unanueva reformulación del cristianismo sin judaísmo, a fin de universalizar el mensaje de Cristo,modernizando la estructura de la doctrina milenaria de la Iglesia conforme a la razón,enmarcada en el fenómeno espiritual de la transformación humana. Aquí hay un conflictomuy grande de intereses a causa del poder y el dinero que con lleva la titularidad de lacátedra de Cristo y el gobierno de la Iglesia. Conflicto cuyo interés jurídico, rebasa laestructura jerárquica y gobierno de la Iglesia, y se sitúa en la sociedad occidental herederade la cultura greco romana, verdadera propietaria de los bienes de la Iglesia; y por ello, enprimera instancia debe resolverse colegiada y democráticamente, en un Concilio entre la fe yla razón que abrogue el judeo cristianismo y entronice el helenismo cristiano. En segundainstancia, ante los tribunales judiciales, a fin de reivindicar los bienes de la Iglesia a suslegítimos dueños, expulsando de las Iglesias al clero judeo cristiano, dando posesión de losrecintos sagrados a las organizaciones altruistas cristianas. En tercera instancia en el estradorevolucionario de la indignación pública que resuelva lo que no pudieran resolver losTribunales de la razón y de la Ley, a causa del severo daño moral a la sociedad provocadopor los emisarios del pasado que impiden la actualización del cristianismo.Durante el siglo XX hemos encontrado algunas respuestas filosóficas a la crisis de lamodernidad, que podríamos enmarcar en dos grandes corrientes: el existencialismo y elneopositivismo. El existencialismo se percata del nihilismo existente, de la caída de todos losvalores, y el vacío resultante del mismo, el mundo tal y como lo entendíamos se haderrumbado. La respuesta que se mantiene desde las tesis existencialista supone unaconversión, una conversión hacia la desesperación, un aceptación de la angustia existencial,de la nausea. En definitiva, propone la aceptación sin tapujos del sin sentido de la existencia.La aceptación de que lo único que tiene valor es la propia existencia sin dirección alguna. Elfundamento de toda tesis existencialista es la base de una conciencia desgraciada,escindida, destruida, tras la crisis de los valores surge el sentimiento trágico, el carácter 13
  16. 16. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.trágico de la vida, dado que el único valor es la existencia, y la existencia no tiene ningúnsentido, la vida es vacía. El existencialismo cristiano recoge la tensión existente entre elhombre hedonista y el hombre religioso, entre individuo y Dios, mostrando el abismoinsalvable, sintiendo, de nuevo, el sentido trágico de la existencia humana. Esta visiónpesimista es atemperada en algunas propuestas, como la de Sastre: (El existencialismo esun humanismo), pero nunca deja atrás ese halo de pesimismo, ese afrontar la existencia sinen esos puntos de referencia que servían como faro en nuestro viaje vital.Por su parte el neopositivismo acepta las limitaciones de la razón, aceptan sus límites, ypropone un uso restringido de la misma. La nueva ciencia, la nueva razón, está vacía depreguntas fundamentales, no da respuestas existenciales a las cuestiones que el hombre seplantea, posee un talante marcadamente anti metafísico. Esta nueva ciencia es una cienciahuérfana de fundamentación última, pero si antes esto suponía un escándalo inaceptable,basta recordar los esfuerzos kantianos o newtonianos por fundar una ciencia segura yuniversal, ahora ésta nos parece un posición coherente, nos estamos habituando a la crisisde fundamentos. Así nos hallamos ante la tríada actual, nuestra época es una época no solopostmoderna, sino también post existencialista, post metafísica y pos tradicional. Heideggersostenía que la razón es el adversario más obstinado del pensar, y afirmaba que la únicasalvación de la skepsis, es ir más allá de la metafísica y de la ontología, hacia una especiede mística, poética, o mitología estética, que recorre los nuevos caminos del pensar. Pero siya la metafísica, basada en fundamentos puramente abstractos, era difícilmente asumible¿qué podemos decir de esta nueva meta-metafísica? ¿Cómo asumir este nuevo camino queHeidegger propone? Así se nos abrían dos caminos por recorrer, o bien el camino propuestopor Heidegger, hacia un pensar poético, o bien lanzarnos hacia el vacío del escepticismo.Nuestra sociedad, optó por la segunda, casi obligada ante la dificultad del planteamientoheideggeriano, y el nihilismo profundizó aún más sus raíces.Junto a esas dos posiciones mencionadas, existencialismo y neopositivismo, podríamosincluir lo que Aranguren: (Implicaciones de la Filosofía en la vida contemporánea), denominapensamiento intelectualista que se compondría de una serie de posiciones filosófica quesuponen una reafirmación del papel de la razón, y vislumbran una posible salida al callejónen el que nos encontramos. Así el auge de la filosofía husserliana, que representa laconfianza en una razón que se auto limita objetivos metafísicos, más allá de lasconsideraciones estrictamente personales, como la fenomenología de autores comoMerleau-Ponty o Ricouer, suponen resultados a este respecto realmente apreciables. Inclusolas actividades del grupo de Oxford, o la filosofía de Zubiri, suponen intentos interesantes porsalir de la vía muerta en la que nos hallamos. Todos ellos tienen en común la recuperaciónde la razón, pero desde un uso moderado de la misma, dentro de sus límites. Desde estasposiciones se replantea, asimismo, el problema metafísico desde unas nuevas coordenadas,supuestamente nuestra época no dispone de un sistema metafísico, por lo tanto, en el mejorde los casos, tendrá que ir construyéndolo. Ahora bien, ¿cómo emprender el camino hacia unsistema metafísico, siendo la nuestra una época marcadamente anti metafísica? Nopodremos iniciarlo desde posiciones religiosas, ni tampoco sobre el pensar poético queproponía Heidegger. Las abstracciones se han vislumbrado como inútiles en este camino,será preciso sustentarse sobre problemas concretos, sobre la ciencia positiva (Merleau-Ponty, Zubiri), sobre análisis fenomenológicos (el mismo Merleau Ponty), o sobre eldesarrollo humano de Roger y el grupo de Oxford, solo así será posible poder irreconstruyendo, poco a poco, una nueva y modesta metafísica. 14
  17. 17. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.El pensamiento de fondo que hay tras esta actitud, es que los solmenes sistema metafísicosno son más que secularizaciones de la religión, para uso y disfrute de pequeñas elitesintelectuales, compuestas por aquellos que perdieron y añoran la fe. La fabricación deenormes sistemas metafísicos es sentida como algo vacío y vacuo. En esta línea señalaRyle que el desprestigio de los grandes sistemas filosóficos coincide con el apaciguamientodel fuego teológico (RYLE, G: El concepto de lo mental). La gente ya no se ocupa deteología, y por esa misma razón tampoco se interesa en cuestiones metafísica. Por ello lafilosofía actual no guía a nadie, no predica, es ajena a la teología, e incluso a la política, seha hecho excesivamente microscópica. Es un hecho que esta forma de intelectualismo, tanmodesta, puede suscitar el desprecio de los racionalistas, pero ¿qué es más racional y másrazonable, reconocer nuestra incapacidad para explicarlo todo y aceptar nuestros modestosavances en el proceso de racionalización, o intentar sobrepasar los límites de la razón hastael infinito? Tras la destrucción originada por la crisis, nuestra labor inmediata debe ser la dereconstruir. Para ello será preciso tener un proyecto conforme a un plan. Y dichaconstrucción deberá “hacerse con tiento, al ritmo que la obra pida”II.- EN DEFENSA DE LAS RAICES CRISTIANAS DE EUROPA LAICA.LOS VALORES SUPREMOS DE LA TRASCENDENCIA HUMANA Y LA SOCIEDADPERFECTA, DEBEN ORIENTAR LOS OBJETIVOS DEL CURRÍCULO ESCOLAR LAICO YLA CATEQUESIS, A FIN DE ALCANZAR LA SUPRA HUMANIDAD. La Epístola apócrifa delos Hechos de Felipe, expone al cristianismo como continuación de la educación en losvalores de la paideia griega (cultivo de sí). Que tenía como propósito educar a la juventud enla “virtud” (desarrollo de la espiritualidad mediante la práctica continua de ejerciciosespirituales, a efecto de prevenir y curar las enfermedades del alma, para alcanzar latrascendencia humana) y la “sabiduría” (cuidado de la verdad, mediante el estudio de lafilosofía, la física y la política, a efecto de alcanzar la sociedad perfecta). El educadorutilizando el discurso filosófico, más que informar trataba de inducir transformaciones buenasy convenientes para si mismo y la sociedad, motivando a los jóvenes a practicar las virtudesopuestas a los defectos encontrados en el fondo del alma, a efecto de adquirir el perfil dehumanidad perfecta (cero defectos) __La vida, ejemplo y enseñanzas de Cristo, ilustra lo quees la trascendencia humana y como alcanzarla. Y por su autentico valor propedéutico, elapóstol Felipe introdujo en los ejercicios espirituales la paideia de Cristo (posteriormenteenriquecida por San Basilio, San Gregorio, San Agustín y San Clemente de Alejandría, con elpensamiento de los filósofos greco romanos: Aristóteles, Cicerón, Diógenes, Isócrates,Platón, Séneca, Sócrates, Marco Aurelio,,,), a fin de alcanzar los fines últimos de la paideiagriega siguiendo a Cristo. Meta que no se ha logrado debido a que la letrina moral delAntiguo Testamento, al apartar la fe de la razón, castra mentalmente a sus seguidoresextraviándolos hacia la ecumene abrahámica que conduce al precipicio de la perdición eterna(muerte espiritual)__ El reto actual, es formular un cristianismo laico que se pueda vivir ypracticar, no en y desde lo religioso y lo sagrado, sino en y desde el humanismo, la pluralidady el sincretismo, a fin de afrontar con éxito los retos de la modernidad. Es tiempo de rectificarretomando la paideia griega de Cristo (cristianismo grecorromano), separando de nuestra feel Antiguo Testamento y su religión basura que han impedido a los pueblos cristianosalcanzar la supra humanidad. Pierre Hadot: Ejercicios Espirituales y Filosofía Antigua.Editorial Siruela 15
  18. 18. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.III.- BREVE CRÍTICA AL PROFETISMO JUDÍO DEL ANTIGUO TESTAMENTO.La relación entre la fe y la razón expuesta parabolicamente por Cristo al ciego de nacimiento(Juan IX, 39), nos enseña la necesidad de hacer un juicio justo de nuestras creenciasutilizando el raciocinio para indagar “si es verdad o es mentira” que los textos bíblicos sonpalabra de Dios, a fin de disolver las falsas certezas de la fe que nos hacen ciegos a laverdad. Lo cual nos exige criticar el profetismo judío o revelación, enmarcado la crítica en elfenómeno espiritual de la trasformación humana y, las ciencias y técnicas que nos ayudan adesarrollarnos espiritualmente. Abordados por la doctrina y la teoría de la trascendenciahumana, conceptualizadas por los filósofos griegos y la sabiduría védica, instruida por Budae ilustrada por Cristo, la cual concuerda con los planteamientos de la filosofía clásica ymoderna, y las respuestas que la ciencia ha dado a los planteamientos trascendentales:(psicología, psicoterapia, logoterápia, desarrollo humano, ). Utilizando los principiosuniversales del saber filosófico y espiritual como tabla rasa, a fin de deslindar y hacer objetivolo “que es” o “no es” del mundo del espíritu. Método o criterio que nos ayuda a discernirobjetivamente __la verdad o el error en los textos bíblicos analizando los diferentes aspectosy características que integran la triada preteológica: (la fenomenología, la explicación y laaplicación, del encuentro cercano escritos en los textos bíblicos). Vg: la conducta de losprofetas Abraham y Moisés, no es la conducta de los místicos; la directriz del pensamientode Abraham, es el deseo intenso de llegar a tener una descendencia numerosísima y llegar aser un país rico como el de Ur, deseo intenso y obsesivo que es opuesto al despego de lascosas materiales pregonado por Cristo y seguido por los místicos; es por ello, que lapromesas de Yahvé a Abraham son alucinaciones contestatarias de los deseos del patriarca,y no tienen nada que ver con el mundo del espíritu. La directriz del pensamiento de Moisés,es la existencia de Israel entre la naciones a fin de llegar a ser la principal de todas, que esopuesta a la directriz de vida eterna o existencia después de la vida que orienta elpensamiento místico (Vg: la moradas celestiales, la salvación o perdición eterna a causa delbien o mal de nuestras obras en el juicio final de nuestra vida terrenal, abordadas por Cristo);el encuentro cercano descrito por Moisés en la zarza ardiente describe el fuego fatuo; el piedel rayo que pasa por el altar erigido por Moisés en el Monte Horeb, describe un fenómenometeorológico; la nube y la tormenta sobre el Monte que anuncia la presencia de Javehdescrita en el pacto del Sinaí o mito fundacional de Israel como nación entre las nacionespor voluntad divina a fin de santificar sus ancestros, su pueblo, su territorio, Jerusalén, eltemplo y la Torah; descripciones que no corresponden al encuentro cercano expresado porCristo al experimentar la común unión: “El Padre y Yo, somos una misma cosa”, la cualcoincide con la descrita por los místicos iluminados. Las leyes de la guerra dictadas porMoisés en el Deuteronomio causales del despojo, exterminio y sometimiento de las docetribus cananeas y del actual genocidio del pueblo palestino, hacen evidente la ideologíaracista, criminal y genocida serial que sigue el pueblo judío desde tiempos bíblicos hasta hoyen día, conducta opuesta a la doctrina de la no violencia enseñada por Cristo__Discernimiento que nos aporta las suficientes pruebas objetivas de juicio que nos dan lacerteza que el profetismo judío o revelación bíblica, ES OPUESTO A LAS ENSEÑANZAS DECRISTO, Y POR LO TANTO, NO ES PALABRA DE DIOS; ya que en lugar de sanar yprevenir las enfermedades del alma para desarrollarnos espiritualmente, enerva a susseguidores provocándoles: alucinaciones, estulticia, histeria y paranoia; propiciando labibliolatría, el fanatismo, la intolerancia, el puritanismo, el sectarismo, e impidiendo sudesarrollo espiritual. 16
  19. 19. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.IV.- BREVE CRÍTICA A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA, A FIN DEVISLUMBRAR LA NECESIDAD Y POSIBILIDAD DE FORMULAR UN NUEVOCRISTIANISMO, PARA EVITAR QUE EL MENSAJE DE CRISTO QUE SEA ACAYADOPOR EL ISLAMISMO, EL JUDAÍSMO Y LAS CORRIENTES DE LA NUEVA ERA.La gran relevancia que actualmente tiene esta crítica, radica en la urgente necesidadformular un cristianismo laico para remediar el divorcio que existe desde hace veinte siglosentre la filosofía y la religión judeo cristiana que ha propiciado el raquitismo y falta devitalidad del alma occidental, a causa de la separación entre la fe y la razón promovida por lacristología judaizante de San Pablo y de la enjundia del pueblo judío en su esfuerzo porhacer realidad las directrices supremaciítas de sus ancestros. La cristología de San Pablo, esel punto de partida y eje rector y de la religión judeo cristiana y la doctrina de la Iglesia; locual evidencia la importancia toral de escudriñar las fuentes y motivaciones que llevaron asan Pablo a formularla para convertir el movimiento cristiano inicialmente laico, en religión, siqueremos vislumbrar la posibilidad y necesidad de cambiar su orientación el cristianismo, afin de actualizarlo para poder enfrentar con éxito el islam, el judaísmo, el ateismo, lascorrientes de la nueva Era y el nihilismo que amenazan con sofocar el mensaje de Cristo. Yen este momento crítico, en el que Europa esta a punto de ser islamizada, nos encontramosante la disyuntiva de tener que escoger entre la universalización del mensaje de Cristoformulando un cristianismo laico, o reafirmando el exclusivismo de la religión judeo cristiana.Esta problemática, es el objeto de la siguiente crítica a la cristología de Pablo. Entre los sicarios más exaltados del sanedrín enviados por los príncipes de la Sinagoga paraperseguir y exterminar, por el delito de blasfemia, a los judíos seguidores de Cristo dispersosen las provincias grecorromanas, destacaba Pablo por su radicalidad; quien al darse cuentade gran cantidad de gentiles que se unían a ese movimiento, ideó reencausarlo para que losjudíos cristianos siguieran siendo Israel, conservaran su religión, tradiciones ancestrales yleyes; y los gentiles cristianos ayudaran a Israel alcanzar la supremacía sobre todas lasdemás naciones. Atribuyendo los motivos de su conversión a la experiencia de Cristoresucitado camino a Damasco, para poder unirse y encausar a la secta cristiana comodirigente; con tanta o más autoridad que la de los apóstoles; arguyendo que ellos fueronescogidos por Jesús hombre, en cuanto que él fue escogido por Cristo resucitado: PABLORRECONOCE SER UN MENTIROSO y arguye: Pero si por mi mentira la verdad de Diosabundó para su gloria, ¿por qué aún soy juzgado como pecador? (Romanos 3,7),confirmando la replica de Cristo a los fariseos cuando negando la paternidad divina de Cristo,arguyeron ser hijos de Abraham mientras que él era hijo del demonio, señalando a los hijosde Israel, como hijos de la mentira. (Juan VIII, 37 al 44)Pablo no conoció al Jesús terreno. A él “se le apareció” el Resucitado, cosa que Pablo repitevarias veces (Gal I, 11-16; 1 Cor IX, 1; XV, 8; 2 Cor IV, 6). Portento rela tado por Lucas, enlos Hechos de los Apóstoles, (IX, 1-19; XXII, 3-21; XXVI, 9-18). Esto ya da idea de laimportancia de la experiencia de Cristo resucitado que Pablo trasmitió a su colaborador máscercano (Lucas quien fue enviado por los sabios alejandrinos a dar fe de la trascendenciahumana de Cristo). En las epístolas de Pablo pronto se advierte su afán de resaltar ladivinidad de Cristo. Por lo consiguiente, el punto de partida para estudiar la cristología dePablo, es el hecho trascendental de “Cristo resucitado”; soslayando la importancia genéricade “la trascendencia humana patente en Cristo”; es decir que cristología de Pablo es másque nada una teología de Cristo. Porque omite los hechos Jesús, narrados en los evangelios,y lo que esa información representa: “El conocimiento objetivo del Jesús humano”, para 17
  20. 20. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.privilegiar “el conocimiento subjetivo de la divinidad de Cristo. Privilegiando el acto piadoso ocultote las organizaciones religiosas, a costa del acto misericordioso o altruismo de laorganizaciones altruistas; contradiciendo el deseo expreso de Dios revelado a los profetas”“Me place más la misericordia, que el sacrificio” (MATEO VIII,13, XII,7). Contradicciónseñalada por Cristo a los fariseos. Es por ello, que Pablo no mostró ningún interés por loshechos de Cristo narrados en los evangelios, como fuente de su cristología, sino que utilizócomo fuente y directriz, el cumplimiento de las profecías narradas en el Pentateuco.El propio Pablo arguye que: fue el Dios de Cristo resucitado quien lo escogió como apóstol; ypor ello, “para formular su cristología: no consultó a los apóstoles escogidos por Jesúshombre, ni a ninguno de sus seguidores; tampoco viajó a Jerusalén para indagar en el lugarde los hechos de Cristo hombre, los testimonios de su vida, ejemplo y enseñanzas; en lugarde esto se fue a Arabia, de donde volvió de nuevo a Damasco” (Galatas I, 16-17). Pablo llegaa confesar que el conocimiento de Cristo “según la carne” no le interesa (2 Corintos V, 16).Una afirmación que evidencia claramente que la “existencia terrena” de Jesús no entraba enel ámbito de la cristología de Pablo. Esta confesión en primer lugar, nos hace caer en lacuenta que la conversión de Pablo, en el camino a Damasco, no fue una “conversión” elsentido propio y de esa palabra, sino una misión encomendada a él, por el Dios de Israel,revelada en el camino a Damasco, en su experiencia de Cristo resucitado. Es por ello, quePablo no se aplica a si mismo el adjetivo de converso sino el de inspirado por el Dios deIsrael a fin de llevar el mensaje de Cristo a los pueblos gentiles. Y por lo consiguiente siguiócreyendo en el Dios de la religión en la que había sido educado. Por ello, cuando Pablo hablade Dios, no se refiere al Dios hecho hombre en la persona de Cristo, sino que se refiere alDios de Abrahán y a las promesas hechas a sus descendientes (Galatas III, 16-21; RomanosIV, 2-20). Y es precisamente a partir de esa experiencia, que elabora su cristología,arguyendo: “cuando Aquél que me separó desde el seno de mi madre y me llamó por sugracia, tuvo a bien revelar en mí a su Hijo, para que le anunciase entre los gentiles...”(Galatas I, 15-16).Esto hace evidente que el punto de partida de la teología de Pablo, no es Jesús hombre, sinoel Cristo exaltado por el Dios de Israel. Lo cual significa que la cristología de Pablo arrancade una convicción determinante: “No conocemos a Dios desde Jesús, sino que conocemos aJesús, desde Dios”. Por tanto, “No es Jesús el que nos explica a Dios, sino que sino que sonlas Sagradas Escrituras dictadas por Dios las que nos explican quién es Jesús”. Para Pablo,pues, lo que el judío cristiano ha de dar por conocido, es el Dios de Israel, en tanto que eldesconocido es Jesús humano. Dicho de otra manera, la cristología de Pablo no modificasustancialmente el tradicional conocimiento de Dios que podía tener cualquier israelitaseguidor de la Torah. Porque el problema religioso fundamental, para Pablo, no está enexplicar a Jesús para conocer a Dios, sino en reconocer y comprender los designios de Dios,a través de Jesús. El inconveniente estriba en que Pablo no percibe que “en Jesucristo, Diosmismo se ha definido de una forma enteramente nueva”; y que la humanidad de Cristo esinseparable de su condición divina. La ceguera de Pablo a la unidad indisoluble de lanaturaleza humana y la naturaleza divina patente en Cristo, o trascendencia humana patenteen Cristo; es el error fatal de la cristología de Pablo que priva a la humanidad del mayorlegado de Cristo “La doctrina de la trascendencia humana que Cristo enseñó e ilustró. Esdecir; que la cristología de Pablo, es la de un Cristo mutilado de su humanidad. Mutilando launiversalidad del mensaje de Cristo, al dejar de lado la trascendencia humana patente enCristo, para encausarlo hacia la ecumene Abrahámica. 18
  21. 21. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.Ya que, para Pablo el cristianismo es – un apéndice del judaísmo - que explica a Cristo comocumplimiento de las profecías ancestrales en un intento de impedir que los seguidores deJesús dejaran de ser Israel, incumplieran la ley, la religión y las tradiciones ancestrales. Deesta manera Pablo convirtió el mensaje universal de Jesús sobre la trascendencia humana,en un mensaje sobre la salvación por medio de la fe el Dios de Israel, para que los judíoscristianos siguieran cumpliendo la ley, la religión y las tradiciones judías (Mateo XXII,1). Ydesde el momento en quePablo no conoció al Jesús terreno, de condición humana; puestoque sólo conoció al Cristo resucitado de condición divina; desde ese momento Pablo quedóimposibilitado para entender la divinidad del hombre en Jesús de Nazaret y, la importanciacapital de la trascendencia humana patente en Cristo; y en última instancia, para “entender aDios, el Dios que se nos reveló en Jesús”. El Dios de Jesús sólo puede ser conocido desdela encarnación de Dios en Jesús divinizándolo, o unión armoniosa del cuerpo y el espírituhumano. Ahora bien, si Pablo estuvo siego a la unión indisoluble de Dios con el hombre, enla humanidad de Jesús de Nazaret; el conocimiento divino de Cristo que aporta Pablo a ensu cristología, desecha la piedra clave de la doctrina de Cristo, sustituyéndola por la doctrinade la salvación por medio de la fe. De ahí que la cristología de Pablo, no solo dificulta elentendimiento de Cristo hombre, esbozado en la cristología de los sinópticos, sino sobre tododificulta la comprensión de la trascendencia humana patente en Cristo y la confirmación de lateoría y la doctrina de la trascendencia humana formulada por Aristóteles y el misticismouniversal. Evidencia propuesta por el apóstol Felipe a los sabios alejandrinos, paraenriquecer los ejercicios espirituales de la paideia griega, con la vida, ejemplo y enseñanzasde Cristo, y confirmar que es posible alcanzar la trascendencia humana practicando lasvirtudes opuestas a nuestros defectos.Lo más nefasto ha sido, como se ha expuesto; es que las ideas de Pablo expuestas en susEpístolas, fueron determinantes en la formulación de la doctrina de la Iglesia surgida de losconcilios de Nicea y Calcedonia. Señalando el hecho histórico de que las Epístolas de Pablose escribieron entre los años 50 al 57 D. C; mientras que los evangelios sinópticos noaparecieron hasta la década de los 70. Esto quiere decir, que en la Iglesia primitiva sedifundieron las reflexiones de Pablo, expuestas en su cristología, unos 20 años antes que losevangelios sinópticos de los hechos de Cristo hombre, fueran escritos. O sea, en la iglesiaprimitiva se conoció mucho antes la “condición divina” del Cristo resucitado, que la “condiciónhumana” del Jesús histórico. Por eso no es exagerado afirmar, que Pablo mutiló alcristianismo de su significado trascendental y universalidad, a fin de adecuarlo a lasSagradas Escrituras con planteamientos subjetivos, que al apartar la fe de la razón,convirtieron el judeo cristianismo en religión basura.Lo que importa ahora es comprender las consecuencias que se siguieron, precisamente parala cristología, de este desplazamiento de la objetividad de hechos de Cristo narrados en losevangelios “Cristo histórico”, hacia la subjetividad de “Cristo glorioso”, encadenado a lateología judía. Cuando este centro prescindió de la encarnación de Dios en Jesús, y se fijófundamentalmente en la glorificación de Jesús en Dios; el cristianismo ganó en exclusivismoparticularidad, lo que perdió en humanidad, trascendencia y universalidad genérica. Por esose comprende que la cristología de Pablo como directriz del ethos, el pathos y futurojudeocristiano, tenga su raíz en el cielo y no en la tierra (1 Cor 15, 40-49; 2 Cor 5, 1-2; Ef 1,10; Fil 3, 19-20). Dejando las cosas de este mundo, a disposición de intereses mundanos.Intereses justificados, además, con el pretexto de que nuestro centro no está en “lo terreno”,sino en “lo celestial”. Argumento que esgrimen los mercaderes de la fe para manipular yexplotar a los creyentes aduciendo voluntad divina. 19
  22. 22. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.Se ha expuesto, con toda razón, que Pablo fue el hombre clave que le dio un giro nuevo ydefinitivo al cristianismo. En cuanto que consiguió hacer de un movimiento laico judío, una“religión de los gentiles inseparable de la religión judía”. El movimiento cristiano, inicialmentelaico, convertido en un movimiento religioso, obtuvo un éxito sensacional entre los gentiles entodas las provincias del Imperio Romano. Porque fue por medio del mensaje de Cristo cómose llegó a una auténtica inculturación de la religión judía en el mundo de cultura helenista.Más aún, mediante Pablo, lo que era una “secta disidente” judía llegó a ser una religiónuniversal; por medio de la cual Oriente y Occidente se encontraron estrechamente,eclipsando la doctrina de la trascendencia humana ilustrada y enseñada por Cristo, yformulada por la filosofía griega.Sin duda fue mérito de Pablo sacar el mensaje cristiano de la particularidad del judaísmo,para expandirlo el mundo greco romano. Nunca ponderaremos bastante la importanciadecisiva que tuvo este proceso de divulgación universal del movimiento cristiano convertidoen religión para la cultura de greco romana, en detrimento del movimiento cristianoinicialmente laico, adoptado por los sabios alejandrinos, después de que, el apóstol Felipe lescomunicara el mensaje universal de Cristo, para enriquecer la educación de la paideiagriega. Este detrimento tuvo un precio muy alto. Ante todo, porque, como se ha dicho, “si sequería que fuera universal, el cristianismo tenía que evitar cimentar su doctrina en laexperiencia particular de los ancestros de Israel, y asentarse en la experiencia genérica delmisticismo universal, orientada por los valores supremos de la trascendencia humana y lasociedad perfecta perseguidos paideia griega.En este proceso, el emperador Constantino y San Pablo tuvieron una influencia decisiva parainstitucionalizar y socializar el judeo cristianismo en el Imperio greco romano. Pero loconsiguieron a base de “evitar el radicalismo judío” que se advierte y se expresa con fuerzaen no pocos textos del Antiguo Testamento. ¿Quiere decir esto que Pablo mutiló el Antiguotestamento, limó sus aristas y lo suavizó, con la “sana” intención de hacerlo más aceptableen el tejido social del Imperio? Uno de los puntos más ásperos que era evadir laresponsabilidad de Israel en el crimen de Cristo, y Pablo lo solventó formulando la doctrinade la redención humana, arguyendo que Cristo murió en la Cruz para redimir a la humanidadde sus pecados. Igual de ásperos eran los textos de odio contra los gentiles escritos en elPentateuco (“Mata al que ofrezca sacrificios a otro dios que no sea Yahvé”. (ÉxodoXXII:19 y Deuteronomio XIII, 6). La limadura de estas asperezas fue tarea de muchosexegetas, entre los que destaca Filón de Alejandría que logró obnubilar los textos de odiócontra los gentiles proponiendo el Alegorismo. Dejando de lado el sentido literal de los textosbíblicos, a fin de buscar su significado oculto a manera de los oráculos griegos. No se tratade que Pablo mutilara el Evangelio de Jesús. Abrogó la doctrina de Cristo sobre la salvacióneterna por obras de un Dios remunerativo, y la sustituyó por la salvación por fe, y la de lapredestinación, a fin de resguardar las directrices racistas, rapaces, criminales y genocidasseriales dictadas por los ancestros de Israel. Directrices que dejó vigentes arguyendo que losjudíos seguidores de Cristo son el nuevo Israel, y los gentiles hijos adoptivos del patriarcaAbraham.Como ya se señalado el problema está en que Pablo no conoció al Jesús terreno; y porconsiguiente es objetivo que las apariciones de Cristo a sus seguidores, fue el punto departida - y eje toral de la cristología que Pablo formuló para reencausar el cristianismo laicohacia la religión judía; convirtiéndolo en la religión judeo cristiana. Ahora bien, desde el 20
  23. 23. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.momento en que Pablo no conoció al Jesús de este mundo, sino al Señor del otro mundo,desde ese momento. Pablo no se sintió vinculado a los hechos de la vida, ejemplo de Cristonarrados en los Evangelios, sino vinculado a su experiencia trascendente de Cristoresucitado. Y precisamente porque la experiencia mística de Cristo resucitado, nostrasciende a todos; por eso mismo se puede manejar y adaptar a las más diversasespeculaciones subjetivas, y apartarse de los hechos de Cristo, la objetividad y la razón. Deesta manera El Señor “trascendente” de Pablo, podía ser visto sin especial dificultad como elSeñor “universal”. El problema está en que esta “universalidad”, se alcanzó a costa de ocultarla “trascendencia humana de Cristo” que se palpa en el Jesús de los evangelios.En la cristología de Pablo, la fe se relaciona directamente con “lo religioso” y con “laespeculación teológica”. Cimentando la fe en la “justificación” y la predestinación que Diosconcede al pecador. Lo cual explica por qué el pecado, como poder de perdición, “apareceen el centro del pensamiento” de Pablo. De ahí que la fe, según el apóstol Pablo, estáíntimamente relacionada con el misterio de la “salvación” definitiva realizada por Diosmediante la fe en que Jesucristo con su pasión y muerte, pagó el rescate de nuestrasalvación. Salvación de la que el ser humano participa por la “justificación” que el hombrealcanza por su fe. Esto explica por qué la fe se nos presenta, en los escritos de Pablo, casisiempre en conexión con la “justificación” que Dios concede al hombre pecador (Romanos I,17; 3, 22. 25. 26. 30; IV, 16; V, 1, etc; Galatas II, XVI. 20; III, VII, 9-12; Etecios II, 8; III, 12,etc). Esto explica igualmente, que el discurso de la fe, no se entienda a partir de situacionesconcretas de la vida ejemplo y enseñanzas de Cristo, sino teniendo como modelo a Abrahánque creyó en Dios y en el cumplimiento de Sus promesas de satisfacer los deseos delpatriarca de procrear una numerosísima descendencia que avasallara a todos los pueblos delmundo, y su reino, poder y riqueza no tendrá fin, a cambio de su fidelidad al Dios de Israel.Por eso, en la mentalidad de Pablo, el padre o modelo de todos los creyentes esprecisamente Abrahán (RomANOS IV, 16-17). Y si es que relacionamos esta fe con Jesús,Pablo la entiende como fe en Cristo o en el Hijo de Dios, “que me amó y se entregó por mí”(Galatas II, 16; Filipenses I, 29). Lo que supone que vivir la fe, significa mantener la condiciónde “hombre justificado” hasta el final, hasta el alcanzar el logro de la esperanza definitiva(Galatas V, 5).En la escuela bíblica, al leer los hechos narrados en el Antiguo y el Nuevo Testamento,enseguida se advierte la tensión y el contraste existente entre __las directrices racistas,criminales y genocidas seriales que los redactores del Antiguo Testamento imprimieron enlos relatos de los patriarcas, profetas, reyes y jueces de Israel__ y las directrices de amor,fraternidad y solidaridad universal que los evangelistas imprimieron al redactar los hechos deCristo. Tensión amortiguada por Pablo en su cristología. En efecto, mientras que, para Pablo,la fe es una experiencia que expresa la vinculación del pueblo judío con el Dios de Israel, ypara Jesús (tal como lo presentan los sinópticos), la fe es una experiencia mística queexpresa la vinculación inmanente y trascendente del hombre con Dios (El Padre y Yo somosuna misma cosa). Se trata, pues, de dos formas de entender la fe que se ven, no sólo comoexperiencias distintas, sino sobre todo contrapuestas, en la que lo humano en la cristologíade Pablo pasa a un segundo término, si no es que se desentiende de ello; porque el centrode su pensamiento está puesto en la religión de Israel, vinculando a Cristo con en elcumplimiento de las promesas hechas por Dios a los ancestros de Israel.Por el contrario, para Jesús, la fe expresa la convicción del hombre de su trascendencia, locual vincula lo humano con lo divino. Inicialmente, el impulso primordial del hombre es la 21
  24. 24. JAQUE MATE A LA DOCTRINA JUDAIZANTE DE LA IGLESIA.satisfacción de sus necesidades básicas (casa, vestido, sustento, seguridad, matrimonio ydescendencia). Satisfechas las necesidades básicas, este impuso primordial lleva al hombrea esforzarse para satisfacer sus necesidades sociales (identidad, pertenencia,reconocimiento y poder). Y en la madures del hombre, el impulso primordial lleva al hombre aesforzarse por satisfacer sus necesidades superiores o espirituales. Y desde el principiohasta el final del desarrollo físico, mental y espiritual del hombre; el hombre busca el modode trascender sus limitaciones físicas, mentales y espirituales. La necesidad de trascender,es el impulso primordial genérico que da origen a la reflexión y la especulación, cuyo frutoson las doctrinas de la religión y las teorías de la ciencia, debido a su doble naturalezamaterial y espiritual (Problemática abordada por la mitología griega en la historia del centauroQuiron; que siendo médico, al auscultar una herida que recibió en una batalla, descubrió queno podía sanar su herida, debido a que debajo de su piel existía otra naturaleza espiritualtambién herida, y consecuentemente la terapia debería avocarse a sanar lo físico y loespiritual ); lo cual hace objetiva la articulación entre la sanación del cuerpo, la mente y elalma. Y es por ello, los sinópticos describen a Cristo en sus evangelios como médico dealmas y cuerpos. La gran mayoría de los hechos de Cristo en los Evangelios narran lascuraciones milagrosas de enfermos: la salud de un paralítico (Marcos II, 1-12 ), la curaciónde la hija de Jairo y de la mujer que padecía hemorragias (Marcos V, 21-43), el caso delciego Bartimeo (Marcos X, 46-52 ), el del siervo del centurión romano (Mateo VIII, 6-13), lahija de la mujer cananea (Marcos VII, 24-30 par), la devolución de la vista a dos ciegos(Mateo IX, 27-31), la curación de los diez leprosos (Lucas XVII, 11-19). En todos estos casos,es la fe de los enfermos la que actúa como fuerza curativa. Las expresiones en este sentidoson inequívocas: “tu fe te ha salvado” (Marcos II, 5; Mateo IX, 2; Lucas v, 12); “viendo la feque tenían” (Marcos II, 5 par); “no temas, solamente cree” (Marcos V, 36 ). Es más, larelación entre la fe y la salud de los enfermos es tan fuerte, que donde Jesús no encuentrafe, no pude curar a los pacientes (Marcos VI, 5-6).La cristología de Pablo, trata de la interpretación de la salvación, del pecado y de la religión.Por lo que se refiere a la salvación, Pablo la entiende como realidad sobrenatural ytrascendente: “El evangelio es poder de Dios para la salvación de todo el que cree”(Romanos I, 16). Pablo habla aquí de la salvación definitiva y última, la salvación“escatológica”, que consiste en la justificación concedida por Dios (Romanos X, 10). Yaunque es verdad que Pablo habla, en algún caso, de la salvación como un bien que serefiere al tiempo presente (2 Corintos I, 10), lo normal es que la entiende como unaexperiencia de solución definitiva en el “más allá” (Filipenses I, 19). En lo que se refiere alpecado, la tesis central que plantea Pablo, en la carta a los romanos, es que “Jesús elMesías murió por los pecadores”, es decir, “murió por nosotros cuando éramos pecadores”. Yasí es como Dios “nos salvará por él del castigo” (Romanos V, 6-11). Pablo, por tanto,entiende la salvación como “salvación del pecado”. Y, mediante tal salvación, liberacióntambién de la cólera divina y del consiguiente castigo (Romanos V, 9-10). La idea que tiene Pablo, sobre la relación del ser humano con Dios, se centra en elproblema de cómo aplacar a Dios ofendido y, en consecuencia, cómo encontrar unasalvación que está fuera de este mundo. En el fondo, es la misma mentalidad que semanifiesta en el himno de acción de gracias del sacerdote Zacarías, el padre del Bautista,cuando bendice a Dios porque concede a su pueblo “el cocimiento de la salvación por mediodel perdón de los pecados” (Lucas I, 77). La “salvación”, para la mentalidad religiosa de losisraelitas de aquel tiempo, era salvación del “pecado”. Es la mentalidad de la que, sin duda,estaba imbuido Pablo. La teología de los sinópticos, en cuanto se refiere a la salvación, es 22

×