Your SlideShare is downloading. ×
Trastorno Bipolar I
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Trastorno Bipolar I

28,133
views

Published on

Trastorno Bipolar DSMIV

Trastorno Bipolar DSMIV

Published in: Health & Medicine

2 Comments
8 Likes
Statistics
Notes
  • Muy Buena laExplicacion y Muy Utilpara Poner en Practica.
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
  • Hola ------------tengo bipolar tipo 1 ...... quisiera contactar con personas bipolares de tipo 1 quisiera saber sus experiencia , ya que no conozco ninguna persona del mismo tipo que yo ... Voy a dejar mi correo por si alguien tiene interés en conversar conmigo se ponga en contacto conmigo . un saludo -

    Mi correo es el siguiente .

    parejamagdabach@hotmail.com
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
No Downloads
Views
Total Views
28,133
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
3
Actions
Shares
0
Downloads
807
Comments
2
Likes
8
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1.
    • TRASTORNO BIPOLAR
    • MANIACO (I) DEPRESIVO (II)
    E l trastorno maníaco-depresivo, conocido en términos médicos como trastorno bipolar, es un trastorno mental crónico serio. Es más que un simple cambio del estado de ánimo. Los pacientes bipolares experimentan períodos donde su estado de ánimo se altera, pasando por estados de manía (eufóricos o irritables) y depresión. También pueden experimentar estados mezclados. Se estima que una de cada cien personas es maníaco-depresiva. La enfermedad se manifiesta generalmente antes de los 35 años de edad. La duración y la frecuencia de los ciclos entre el estado bajo de depresión y la euforia de la manía varían de persona en persona, al igual que los otros síntomas de la maníaco-depresión.   Causas. El trastorno maníaco-depresivo, conocido en términos médicos como trastorno bipolar, es un trastorno mental crónico serio. Es más que un simple cambio del estado de ánimo. Los pacientes bipolares experimentan períodos donde su estado de ánimo se altera, pasando por estados de manía (eufóricos o irritables) y depresión. También pueden experimentar estados mezclados. Se estima que una de cada cien personas es maníaco-depresiva. La enfermedad se manifiesta generalmente antes de los 35 años de edad. La duración y la frecuencia de los ciclos entre el estado bajo de depresión y la euforia de la manía varían de persona en persona, al igual que los otros síntomas de la maníaco-depresión.      
    •   Indicios y Sintomas.
    • Las personas que padecen del trastorno maníaco-depresivo probablemente exhibirán uno o más de los siguientes comportamientos durante la fase de manía:  
      • Euforia excesiva o estado de ánimo expansivo
      • Irritabilidad y cólera, inconsistente con la situación
      • Hiperactividad
      • Ideas grandiosas o delirios; optimismo extremo
      • Falta de buen juicio
      • Grupos de ideas y pensamientos acelerados; conversaciones apuradas con cambios bruscos de temas y pensamientos desorganizados
      • Menor necesidad de dormir
      • Ira repentina, irritabilidad o paranoia
      • La fase depresiva tiene los mismos síntomas de la depresión grave o "unipolar:"
      • Sentimientos de falta de valor, falta de esperanzas, de impotencia, indiferencia total o culpa extrema
      • Tristeza prolongada, llanto incontrolable
      • Irritabilidad; retracción de actividades o relaciones de las que disfrutaron en otros tiempos
      • Incapacidad para concentrarse o recordar detalles
      • Falta de apetito o aumento en el apetito; fatiga constante, insomnio
      • Problemas físicos que no tienen otra explicación
      • Pensamientos sobre la muerte o intentos de suicidio
    •      
      Tratamientos. Si bien el trastorno maníaco-depresivo es una enfermedad mental seria, es tratable. Toda persona que sufra de la misma debe solicitar una evaluación médica completa para descartar otro tipo de trastornos mentales o físicos que podrían parecerse a la maníaco-depresión. Los tratamientos estabilizan los ciclos maníaco-depresivos y se concentran en el estado de ánimo que se está experimentando.         Medicamentos. El medicamento más común para tratar la maníaco-depresión, carbonato de litio, puede reducir la cantidad y la intensidad de los episodios de manía o prevenirlos totalmente. Para aquellos pacientes que no responden bien con litio, los médicos han tenido éxito con otros medicamentos como carbamazepine y valproate. Al igual que otros, estos medicamentos tienen efectos secundarios negativos cuando no se los utiliza apropiadamente. Sin embargo, y bajo el control de un médico, el litio y otros medicamentos similares pueden devolverle a los pacientes una vida normal y productiva.      
    • Alejandra González Argüello (I)
    • Sofía A. Tenorio Morga (II)
    PSICOPATOLOGÍA II Prof. Arturo Andrés Sil Plata   La Vida con el Trastorno Maniaco-depresivo. Vivir con maníaco-depresión puede ser una experiencia terrible. Al igual que las otras enfermedades mentales, la maníaco-depresión puede destrozar vidas si no se la trata. Puede complicar las relaciones, especialmente con la familia y amigos cercanos. También se pone en riesgo el empleo y la situación económica de la víctima. Incluso puede resultar en suicidio. Además del tratamiento con medicamentos, la psicoterapia puede ayudar al individuo con consecuencias personales y sociales del trastorno maníaco-depresivo. Debido a la naturaleza intensa del trastorno, los miembros de la familia también se beneficiarían asistiendo a sesiones de terapia. Allí pueden encontrar apoyo emocional, educación y comprensión, y también aprender a participar en el tratamiento del paciente. [ causas ] [ indicios y sintomas ] [ tratamientos ] [ medicamentos therapy ] [ la vida con el trastorno maniaco-depresivo ]
  • 2. De la psicosis maniaco depresiva a la bipolaridad
    • El término ‘manía’ tiene su origen en los escritos de Hipócrates; pero, a diferencia de su uso actual, el término no estaba relacionado con el estado de ánimo, sino que se utilizaba para describir a pacientes con estados delirantes psicóticos que, a diferencia del denominado ‘delirio’, cursaba sin fiebre.
    • Posiblemente este término englobaba muchos cuadros de lo que hoy clasificamos como esquizofrenias. Fue Areteo de Capadocia (s. II d.C.) quien describió casos de agitación maníaca e inhibición alternantes en una misma persona. Areteo atribuía esta condición a desequilibrios humorales.
  • 3. De la psicosis maniaco depresiva a la bipolaridad
    • El psiquiatra alemán Karl Leonhard, en 1957, fue el primero en separar los trastornos afectivos en ‘bipolar’ (personas con trastornos maníaco-depresivos o circulares) y ‘monopolar’ (personas con historia sólo de depresión o sólo de manía).
    • Esta propuesta se ha impuesto finalmente en la concepción clasificatoria actual de los trastornos anímicos, de forma que el término ‘bipolar’ hace referencia a todos los casos en los que curse o haya cursado un síndrome de manía o hipomanía.
    • Desde los años setenta, en EUA se ha venido utilizando la distinción entre Bipolar I y Bipolar II. Los primeros serían aquellos casos en los que ha existido algún episodio de manía, mientras que en los segundos habrían existido simplemente episodios de hipomanía.
  • 4. TRASTORNO BIPOLAR Maniaco-Depresivo
    • Es más que un simple cambio del estado de ánimo.
    • Los pacientes bipolares experimentan períodos donde su estado de ánimo se altera, pasando por estados de manía (I) (eufóricos o irritables) y depresión.(II) (pérdida de interés).
    • También pueden experimentar estados mezclados.
  • 5. Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE-10)
    • La CIE-10 incluye los trastornos bipolares dentro del grupo de trastornos del humor (afectivos) y distingue tres apartados: el trastorno bipolar, los episodios maníacos aislados y la ciclotimia (como trastorno del humor persistente).
    • El trastorno bipolar clasificado dentro del capítulo F31, se caracteriza por la aparición de al menos dos episodios en los que existe una alteración del estado de ánimo , bien en forma de exaltación, aumento de actividad y aumento de vitalidad, ya en forma de disminución del estado de ánimo, de la vitalidad y de la actividad.
    • Incluye los conceptos:
      • Trastorno maníaco-depresivo,
      • Psicosis maníaco-depresiva y
      • Reacción maníaco-depresiva.
    • No contempla los episodios maníacos aislados.
  • 6. DSM-IV
    • Divide los trastornos afectivos en:
      • Trastornos bipolares,
      • Trastornos depresivos y
      • Otros trastornos del estado de ánimo.
    • Trastornos bipolares de han dividido en:
      • Trastorno bipolar I,
      • Trastorno bipolar II,
      • Trastorno ciclotímico y
      • Trastornos bipolares no especificados (NE)
  • 7.
    • Las personas que padecen del trastorno maníaco-depresivo probablemente exhibirán uno o más de los siguientes comportamientos durante la fase I de manía:
    • Felicidad extrema.
    • Gran autoestima
    • Alto nivel de energía.
    • Sentimientos de poder.
    • Baja capacidad de concentración.
    • Escaso sueño.
    • Cambios de apetito.
    TRASTORNO BIPOLAR signos y síntomas
  • 8.
    • Durante la fase maníaca la persona tiende a ser exageradamente activa, con una elevada autoestima y gran tendencia a involucrarse en actividades que pueden llegar a ser riesgosas.
    • Es importante considerar que la sensación de grandeza y omnipotencia es una de sus principales características.
    • El TB tipo I es una forma clínicamente más severa, con mayor importancia de síntomas sicóticos y de episodios mixtos, así como mayor riesgo de trastornos afectivos en la familia.
    TRASTORNO BIPOLAR signos y síntomas
  • 9.
    • Sentimientos de desesperanza y pesimismo.
    • Estado de ánimo triste, ansioso o "vacío" en forma persistente.
    • Sentimientos de culpa, inutilidad y desamparo.
    • Pérdida de interés o placer en pasatiempos y actividades que antes se disfrutaban, incluyendo la actividad sexual.
    • Disminución de energía, fatiga, agotamiento, sensación de estar "en cámara lenta."
    • Dificultad para concentrarse, recordar y tomar decisiones.
    • Insomnio, despertarse más temprano o dormir más de la cuenta.
    • Pérdida de peso, apetito o ambos, o por el contrario comer más de la cuenta y aumento de peso.
    • Pensamientos de muerte o suicidio; intentos de suicidio.
    • Inquietud, irritabilidad.
    • Síntomas físicos persistentes que no responden al tratamiento médico, como dolores de cabeza, trastornos digestivos y otros dolores crónicos.
    TRASTORNO BIPOLAR signos y síntomas Episodios depresivos, (fase II) Las fases depresivas cursan con:   
  • 10.
    • En la fase depresiva (II) el efecto de la persona gira hacia el extremo opuesto, ocurre pérdida de su autoestima, disminución del interés por cualquier tipo de actividad y en la capacidad para experimentar placer, escasa energía.
    • La depresión bipolar se manifiesta con mayor probabilidad con psicosis, síntomas melancólicos, retraso psicomotor y síntomas «atípicos».
    • Los escasos estudios neuropsicológicos que se han realizado señalan la existencia de un mayor deterioro en la depresión bipolar.
    • Las tasas de suicidio son elevadas en el trastorno bipolar, con ideación suicida, intentos de suicidio y suicidios consumados que predominantemente ocurren en la fase depresiva de este trastorno.
    TRASTORNO BIPOLAR signos y síntomas
  • 11. TRASTORNO BIPOLAR Tratamiento
    • Si bien el trastorno maníaco-depresivo es una enfermedad mental seria, es tratable. Toda persona que sufra de la misma debe solicitar una evaluación médica completa para descartar otro tipo de trastornos mentales o físicos que podrían parecerse a la maníaco-depresión.
    • El trastorno bipolar a menudo se trata con medicamentos estabilizadores del estado de ánimo, como el ácido valproico, el litio y la carbamazepina.
    • Al igual que otros, estos medicamentos tienen efectos secundarios negativos cuando no se los utiliza apropiadamente. Sin embargo, y bajo el control de un médico, el litio y otros medicamentos similares pueden devolverle a los pacientes una vida normal y productiva.
  • 12. TRASTORNO BIPOLAR Tratamiento
    • Además del tratamiento con medicamentos, la psicoterapia puede ayudar al individuo con consecuencias personales y sociales del trastorno maníaco-depresivo.
    • Debido a la naturaleza intensa del trastorno, los miembros de la familia también se beneficiarían asistiendo a sesiones de terapia. Allí pueden encontrar apoyo emocional, educación y comprensión, y también aprender a participar en el tratamiento del paciente.
  • 13.
    • ¿Es útil la terapia electro convulsivante (TEC, electroshock, ) en el tratamiento del trastorno bipolar?
    • La respuesta es sí. Muchas veces, en los casos en que no actúa la medicación, el electrochoque es una terapia perfectamente válida.
    • ¿Se puede confundir con otras enfermedades? (Diagnóstico diferencial)
    • Si se trata de un episodio maniaco, y no hay antecedentes claros de depresión, las fases de exaltación se parecen, a veces, a un trastorno psicótico como la esquizofrenia. Ayuda al diagnóstico la existencia de exaltación, euforia y, sobre todo, alteraciones importantes del sueño.
    • El curso de la enfermedad, a la larga, es muy esclarecedor. El tratamiento de un cuadro maníaco y de un brote psicótico como la esquizofrenia pueden ser parecidos, pero los episodios maniacos suelen curar sin demasiadas secuelas.
    • La importancia de afinar en el diagnóstico es que el trastorno bipolar tiene tratamiento preventivo que puede llegar a ser muy eficaz.
    TRASTORNO BIPOLAR Tratamiento
  • 14. RESUMEN TB I y II
    • La fase maníaca
    • Elevación del estado de ánimo, pensamientos apresurados, hiperactividad incremento de la energía
    • Disminución de la necesidad de dormir
    • Ganas de hablar, mucho más de lo que es necesario.
    • Autoestima elevada (delirios de grandeza, creencias falsas en habilidades especiales)
    • Gran distraibilidad, pasando de una a otra cosa con facilidad.
    • Comportamientos precipitados , hacer gastos exagerados, incurrir en excesos de comida, bebida o consumo de drogas, promiscuidad sexual
    • Se irrita o agita fácilmente
    • Control deficiente del temperamento
    • La fase depresiva
    • Tristeza permanente
    • Sentimiento de desesperanza, culpa y falta de valor
    • Apatía por las actividades que alguna vez fueron placenteras
    • Trastornos del sueño, somnolencia excesiva, incapacidad para dormir, -Pensamientos frecuentes acerca de la muerte
    • Dificultad para concentrarse, recordar o tomar decisiones
    • Aislamiento de los amigos
    • Fatiga y desgano
    • Pérdida de la autoestima
    • Trastornos en la alimentación, pérdida del apetito y pérdida de peso, consumo exagerado de alimentos y aumento de peso
  • 15.
    • El trastorno bipolar afecta por igual a hombres y mujeres y generalmente aparece entre los 15 y 25 años.
    • Se dice que se presenta con mayor frecuencia en parientes de personas que padecen dicho trastorno.
    • Algunas veces, se presenta una superposición entre las dos fases, conocido como estado mixto.
    • Un episodio maníaco causa una gran incapacidad en las actividades habituales de la persona que lo padece.
    • Normalmente la persona está exaltada y “fuera de razón”, y no sigue las normas adecuadas en sus conductas laborales, sociales o de estudios.
    RESUMEN TB I y II
  • 16. RESUMEN TB I y II
    • Se dice que es un trastorno orgánico (no psicológico) que depende de alteraciones biológicas del cerebro.
    • Sin saber a ciencia cierta todos los componentes biológicos del trastorno, pero parece claro que uno de los problemas implicados es el mal aprovechamiento de los neurotransmisores cerebrales (serotonina y dopamina).
    • Es un trastorno crónico:
    • La persona que haya tenido un episodio de manía o de hipomanía, aunque haya sido solamente uno, debe tener precauciones toda su vida para que no se repitan estos episodios.
    • Requiere tratamiento biológico con medicamentos que regulan el funcionamiento de los neurotransmisores cerebrales.
    • El tratamiento debe ser de crónico a temporadas muy largas, o de por vida en aquellos casos con tendencia a las recaídas constantes
  • 17.
    • GRACIAS POR TU ATENCIÓN
    • ¿ DUDAS ?