Your SlideShare is downloading. ×
Introducción al Arte Bizantino
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Introducing the official SlideShare app

Stunning, full-screen experience for iPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Introducción al Arte Bizantino

12,546
views

Published on

Introducción al Arte Bizantino con la descripción y comentario de las obras seleccionadas para la PAU de la Universidad de Oviedo.

Introducción al Arte Bizantino con la descripción y comentario de las obras seleccionadas para la PAU de la Universidad de Oviedo.

Published in: Education, Technology

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
12,546
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
385
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. El arte bizantino El imperio romano de oriente Higinio Rodriguez Lorenzo
  • 2. Introducción • La civilización bizantina es la prolongación del imperio romano de oriente durante casi 1000 años centrado en las penínsulas griega y de Asia menor. • Ya desde sus inicios, en el siglo VI comienza a gestar una personalidad propia especialmente en lo artístico donde lo helenístico tendrá un peso grande. • Se identifican tres períodos o “edades de oro”, separados por momentos críticos de conflicto y caos: – La época de Justiniano, en el siglo VI • Seguido de la “querella iconoclasta”. – La época de la dinastía macedónica, en el siglo IX. • Seguida de la conquista de los cruzados en 1204 – La época de los Paleólogos en el siglo XIV • Seguida de la conquista turca en 1453
  • 3. Introducción • En la primera Edad de Oro, se realizan las grandes construcciones y queda fijado el tipo de arquitectura. La subsiguiente “querella iconoclasta” puso en cuestión y destruyó la mayor parte de las obras figurativas. • La segunda Edad de Oro, recuperado el sentido simbólico de la imagen, fijará definitivamente la forma de representar la figura humana, los “íconos”. • La tercera Edad de Oro expandirá el arte bizantino hacia el norte (Danubio arriba, Bulgaria y Rusia) y toda la península del Peloponeso. El estilo ya había quedado fijado definitivamente y se mantendrá toda la Edad Moderna: sólo se modificarán las cúpulas, que serán de “bulbo”.
  • 4. Introducción • El imperio romano de oriente, Bizancio, no hizo más que disminuir su territorio a lo largo de los 1000 años que sobrevivió a la caída del imperio romano de oriente acosado por pueblos bárbaros del noreste y por los árabes y luego los turcos.
  • 5. Introducción • Bizancio-Constantinopla-Bizancio. Cuando Constantino refundó la ciudad en el 330 para dejar Roma al Papa, dio aires a una ciudad en un lugar estratégico, puente entre Oriente y Occidente. • Teodosio, en el 395 y tras haber intentado dar vida a un imperio moribundo apoyándose en el Cristianismo, divide el imperio entre sus dos hijos: Honorio (aún niño) hereda occidente, Roma, tutelado por sus generales y el Papa. Arcadio hereda el de oriente. • En las décadas siguientes, el imperio romano de oriente, económicamente más rico y poblado, rechazará los invasores que caerán sobre el occidente.
  • 6. Introducción • El imperio romano de occidente se desmorona a lo largo del siglo V y en el 476 deja de existir formalmente. • El imperio romano de oriente, por el contrario, se mantiene firme y en el segundo tercio del siglo VI recupera buena parte de los territorios perdidos merced a la actuación del gran estadista Justiniano que durante 40 años gobierna el imperio y da el aire definitivo a lo que será ya más “griego” que “latino”. • Un oriente más urbano, poblado, comercial… aunque asediado por poderosos enemigos: persas y pueblos asiáticos diversos.
  • 7. Introducción
  • 8. Introducción • Justiniano asume el poder en el 527. Con su general Belisario y, luego, con su esposa Teodora, dan forma a un Estado que, en lo esencial, no cambiará más que en el tamaño de los territorios. – A falta de un control directo del Papa, asume la dirección de la Iglesia al lado del Patriarca… que pone a la misma altura que el de Jerusalén, Antioquía o el de Alejandría. – El poder del emperador es enorme y su tratamiento es el de alguien que está casi divinizado... – Ritualidad cortesana y liturgia eclesiástica se funden para hacer del emperador alguien muy por encima del resto de los mortales. El arte reflejará eso entre el lujo y el hieratismo
  • 9. Introducción
  • 10. Introducción • Justiniano lleva a cabo una ingente labor constructiva como medio de propaganda y muestra del momento de esplendor del imperio. • En Constantinopla y en Rávena, capital de los territorios occidentales recuperados (“exarcado” a modo de “virreinato”). • El programa arquitectónico, sin embargo, no seguirá el modelo paleocristiano sino el oriental, primando las obras de planta central. • En lo decorativo, el mosaico será la fórmula seguida… pero sólo nos quedan ejemplos de Rávena pues dos siglos después la querella iconoclasta acabó con todo.
  • 11. Características arquitectura • La planta central, rematada en cúpula sobre tambor. – Planta circular de doble o triple anillo. – En cruz griega (de brazos iguales) • Como elementos sustentantes columnas y pilares. También se utilizan cúpulas laterales a nivel más bajo para contrarrestar las fuerzas de la cúpula central, más elevada. Y contrafuertes. • El material habitual es el ladrillo más que piedra. En ocasiones se utilizan ánforas encajadas para aligerar el peso de la bóveda. • El exterior suele ser sobrio, poco ornamentado. Todo lo contrario el interior.
  • 12. Características arquitectura • Los capiteles de herencia clásica casi desaparecen y se sustituyen por capiteles en forma de tronco de pirámide invertida y que se decoran con “calados” al trépano, simulando las hojas y ramaje. • Sobre el capitel se sitúa una pieza cúbica, el cimacio, que se decora también, por lo regular, pintado. • La columna, de preferencia se utiliza el mármol de color y pulido. • El mosaico de preferencia al fresco. De esta forma la luz resalta aún más la imagen.
  • 13. Características arquitectura • La planta central no significa que se consiga un espacio integrado como en el Panteón. Tampoco la basílica lo había buscado: • La jerarquización del espacio desde el centro tiene una connotación simbólica clara: – El centro para el oficiante – Las tribunas elevadas para el emperador y su cortejo. • Aquí se da ya una jerarquización en altura no como en la basílica paleocristiana que se “alejaba” a la mujer a lo alto, al matroneo. Esta nueva valoración de la tribuna se traspasará a occidente, a las capillas palatinas.
  • 14. Santa Sofía (Hagia Sofia) • Es la obra más grandiosa, aunque ha sufrido intervenciones varias, algunas al poco de ser construida por los efectos de terremotos (y se elevó aún más la cúpula). Fue mezquita desde 1453 hasta 1935 en que pasó a ser museo. • Está dedicada al “espíritu santo”: espíritu o sofía, sabiduría. • Se levantó en sólo 5 años a partir del 532, en los inicios del reinado de Justiniano y tras la derrota sangrienta de Nica ese mismo año que permitió “rehacer” buena parte de la ciudad. • Sus autores son Antemio de Tralles (pasaría por arquitecto pues es quien la ideó) e Isidoro de Mileto, el constructor. El autor de la cúpula del 553 será Isidoro el joven.
  • 15. Santa Sofía (Hagia Sofia) • Es la síntesis de las tradiciones occidental (hay una idea básica de basílica) con la oriental: la planta central a partir de una enorme cúpula: 31 metros de diámetro por 54 de alto. • Por las fechas se está levantando en Bizancio también una excepcional iglesia que influirá en ésta: la dedicada a los santos Sergio y Baco. – La encarga el propio Justiniano en 527 al acceder al trono. – En ella se experimentó el sistema constructivo de Santa Sofía, aunque al parecer fue de improvisación en improvisación. – Pero permitió luego evitar esos errores y levantarla en sólo 5 años.
  • 16. Santa Sofía (Hagia Sofia) http://editorial.cda.ulpgc.es/estructuras/construccion/1_historia/15_bizantina/c154.htm
  • 17. Santa Sofía (Hagia Sofia) http://editorial.cda.ulpgc.es/estructuras/construccion/1_historia/15_bizantina/c154.htm
  • 18. Santa Sofía (Hagia Sofia) • Un enorme rectángulo “guarda” en su interior una cúpula gallonada que condiciona toda la construcción y que se soporta sobre cuatro grandes pilares y dos semicúpulas alineadas con el eje basilical que, a su vez, descargan sobre cuatro exedras, dos a dos. • Esa cúpula se alza sobre un tambor y éste a su vez enlaza con los pilares a través de pechinas (triángulos curvos). • El tambor y los arcos de descarga sobre las naves laterales introducen una gran cantidad de luz que reverberaba en los mosaicos, destruidos posteriormente. • Las naves laterales tienen doble planta y se cubren con bóveda de crucería. Esconden también cuatro grandes contrapilares que refuerzan los interiores.
  • 19. Santa Sofía (Hagia Sofia) http://editorial.cda.ulpgc.es/estructuras/construccion/1_historia/15_bizantina/c154.htm
  • 20. Santa Sofía (Hagia Sofia) http://editorial.cda.ulpgc.es/estructuras/construccion/1_historia/15_bizantina/c154.htm
  • 21. Santa Sofía (Hagia Sofia) http://editorial.cda.ulpgc.es/estructuras/construccion/1_historia/15_bizantina/c154.htm
  • 22. Santa Sofía (Hagia Sofia) http://editorial.cda.ulpgc.es/estructuras/construccion/1_historia/15_bizantina/c154.htm
  • 23. Santa Sofía (Hagia Sofia) • Toda la construcción, pues, responde a una idea de estratificar en altura las fuerzas hasta hacerlas aterrizar. • Al tiempo, se quiere dar sensación de levedad y elevación lo que se consigue mediante la luz y las arcadas de las naves, mientras que lo que podría pasar por nave central es un enorme espacio abierto: la cúpula y las semicúpulas. • La luz juega un papel fundamental para crear una atmósfera irreal que ya fue descrita y elogiada en la época. • Se utilizaban cristales de diferente tonalidad para resaltar. Pero es el anillo del tambor, casi abierto del todo, el que da la impresión de que la cúpula flota en el aire.
  • 24. Santa Sofía (Hagia Sofia)
  • 25. Santa Sofía (Hagia Sofia)
  • 26. Santa Sofía (Hagia Sofia)
  • 27. Santa Sofía (Hagia Sofia)
  • 28. Santa Sofía (Hagia Sofia) • La cúpula está realizada en materiales ligeros: vasijas cerámicas encajadas y fijadas con cemento. • Al exterior se observan tres niveles de elevación y la cúpula no parece tan sobresaliente sino achaflanada. • Pero en el interior la sensación es de un espacio enorme, iluminado y donde la cúpula parecía el cielo. • Los mosaicos parece que pretendían reproducir el paraíso. El uso del mosaico con esa luz intensa será luego copiado en otros lugares del mundo bizantino. • El éxito espectacular de esta obra permitió luego levantar otras iglesias de planta central y, sobre todo, las mezquitas musulmanas después de 1453.
  • 29. Santa Sofía (Hagia Sofia)
  • 30. Santa Sofía (Hagia Sofia)
  • 31. Santa Sofía (Hagia Sofia) • Santa Sofía legó a la posteridad un sistema de construcción de cúpula sobre soportes no identificables a primera vista: los pilares parecen fragmentos de muro y los contrapilares sólo son perceptibles al exterior. • Legó también el uso de pechinas, una de las fórmulas para pasar de un espacio cuadrado a otro circular. • Las soluciones técnicas y decorativas fueron luego imitadas hasta donde fue posible. • Parece ser que la pobreza ornamental exterior y la magnificencia del interior tiene que ver con la filosofía neoplatónica que traspasa todo el cristianismo ortodoxo: la belleza está en el interior, en lo oculto: el alma y se goza con los sentidos.
  • 32. San Vital, rávena • Italia, tras el fin del Imperio romano de Occidente en el 476 tardará poco en caer en manos de los ostrogodos, si bien como “delegados” del emperador de oriente. • Teodorico I, el grande, fue rey ostrogodo entre el 474 y el 526 y “rey de Italia” desde el 494, reconocido así por los bizantinos. • Educado en Constantinopla, aunque se mantenga en el arrianismo (como todos los godos en ese momento) asume buena parte de “la romanidad”: el sentido de la autoridad imperial, el uso de la arquitectura como símbolo de poder y grandeza… y la tradición occidental combinada con la oriental. • Con él hubo un momento de renacimiento de la cultura antigua en Italia (Boecio, Casiodoro…) pero a su muerte declinó definitivamente.
  • 33. San Vital, rávena • Teodorico mantendrá una separación entre los ostrogodos (arrianos y que detentarán el poder militar) y los romanos itálicos (católicos y que mantendrán el poder civil como funcionarios). Su capital será Rávena, que ya lo venía siendo desde comienzos de siglo. • Realizó, también, una importante labor legislativa, pero a diferencia de los visigodos o los burgundios, el código publicado afecta a godos y romanos por igual. • En general, aparecerá como uno de los gobernantes más importantes de su tiempo, a la altura de un Clodoveo franco que derrotó y mató a su yerno, el visigodo Alarico II. • En la arquitectura intentó una síntesis de oriente y occidente: por un lado mantiene la planta basilical para las construcciones religiosas, pero incorpora la planta central para su mausoleo.
  • 34. San Vital, rávena • Rávena, en el noreste de Italia, buen puerto en el golfo de Venecia, pasó a ser la capital de la Italia bizantina como venía siendo desde Honorio (404) para el imperio occidental; el “exarcado” fue la fórmula política: un territorio gobernado por un enviado del emperador. • Rávena mantenía la tradición paleocristiana de la basílica y se levantarán varias en el siglo VI y en los dos siglos siguientes que estará bajo control bizantino. • Dos dedicadas a San Apolinar (in classe, il nuovo) o, la que nos incumbe ahora, a San Vital. • Ésta fue iniciada al poco de morir Teodorico pero será replanteada por los bizantinos y por orden directa imperial a través del gobernador, Juliano Argentarius , quien la financió.
  • 35. San Vital, rávena • La Iglesia pretendía ser la capilla áulica de las nuevas autoridades (como San Apolinar el Nuevo lo había sido de Teodorico) y muestra digna e imponente del dominio oriental. • De hecho su desnudez exterior, su planta central, la decoración exuberante del interior a base de mosaicos cubriendo todos los paramentos son la muestra clara de esa pretensión. • También aquí hay una relación directa con la iglesia de los santos Sergio y Baco de Constantinopla en las soluciones dadas a la elevación y cubierta del espacio central. • Aunque guarda alguna muestra de la tradición basilical: el atrio o patio porticado a modo de claustro, es el espacio central el que domina.
  • 36. San Vital, Rávena • Es una iglesia de planta central: un octógono al exterior que en un segundo anillo se convierte en una cúpula semiesférica basada en un tambor también octogonal y soportado por ocho pilares que encierran entre ellos una arcada triple. • Son dos anillos concéntricos, de los que el externo funciona como un “deambulatorio”, con un nártex a la entrada rectangular pero que aparece esquinado. • El acceso desde nártex se hace diferenciando en la entrada con dos puertas: la del sur para las mujeres y la del norte para los varones. • Aunque la planta es central, el eje hacia el altar se prolonga en una exedra exterior y el tramo previo se cubre con una bóveda de arista.
  • 37. San Vital, Rávena
  • 38. San Vital, Rávena • La exedra o ábside del presbiterio está cubierta con una bóveda semiesférica. • Se acompaña de sendos absidiolos a ambos lados con un espacio cuadrangular que separa estos absidiolos del ábside central. • Estas capillas laterales cumplen una función en la liturgia bizantina: la capilla norte es lugar de consagración y guarda de la hostia y el vino consagrados; la sur, para guardar ropas y enseres para la celebración. Respectivamente se llaman, Prothesis y Diakonikon. • Es posible que el altar estuviese cubierto también por un baldaquino y que todo el presbiterio estuviese aislado con un iconostasio.
  • 39. San Vital, Rávena Vistas del presbiterio
  • 40. San Vital, Rávena • El anillo deambulatorio tiene una galería superior que servía de matroneo para las mujeres casadas y, en las cercanías del altar pero también en la galería, el espacio reservado para el emperador que es ocupado por el exarca en su nombre. • Siguiendo la doble entrada desde el nártex, las mujeres se disponían en la parte sur del anillo (se conoce como el lado de la epístola) y los varones al lado norte (el lado del evangelio). • Esta disposición también se encuentra en los mosaicos que, claramente, separan hombres y mujeres. • Aunque se representa al emperador y a la emperatriz (que muere el mismo año de la inauguración) aquél nunca estuvo en Rávena.
  • 41. San Vital, Rávena
  • 42. San Vital, Rávena • Al exterior la austeridad es la nota destacada: el ladrillo visto, si bien en se consiguen efectos visuales jugando con el aparejo y la disposición de muros y contrafuertes como pilastras. • La cubierta es de teja, a vertiente sencilla sobre el anillo exterior y cada una de las ocho partes del tambor octogonal que soporta la cúpula. • Sin embargo es un tejado a dos aguas el que cubre la bóveda de arista del espacio dedicado al altar y las capillas que intermedian entre el ábside y los absidiolos. • Las esquinas de los octógonos que no dan al ábside y los absidiolos ni al nártex presentan grandes contrafuertes para frenar los empujes de la bóveda.
  • 43. San Vital, rávena
  • 44. El mosaico bizantino • Teodorico mantendrá una separación entre los ostrogodos (arrianos y que detentarán el poder militar) y los romanos itálicos (católicos y que mantendrán el poder civil como funcionarios). Su capital será Rávena, que ya lo venía siendo desde comienzos de siglo. • Realizó, también, una importante labor legislativa, pero a diferencia de los visigodos o los burgundios, el código publicado afecta a godos y romanos por igual. • En general, aparecerá como uno de los gobernantes más importantes de su tiempo, a la altura de un Clodoveo franco que derrotó y mató a su yerno, el visigodo Alarico II. • En la arquitectura intentó una síntesis de oriente y occidente: por un lado mantiene la planta basilical para las construcciones religiosas, pero incorpora la planta central para su mausoleo.
  • 45. Los mosaicos de San Vital • Pero la significación de San Vital no está tanto en su arquitectura de armoniosas proporciones sino en su magnífico interior decorado con mosaicos. • Y, en especial, por los dos mosaicos enfrentados en las inmediaciones del ábside, en los que se representa al emperador y su corte y a la emperatriz y la suya. • Hay también, por supuesto, otras representaciones: – San Vital con ángeles rodeando a Cristo (en el ábside); – Escenas de la Biblia que entremezclan a Abel sacrificando a Dios, con profetas y otros. – Numerosos personajes bíblicos representados en solitario que cubren pilares, arcos, etc.
  • 46. Los mosaicos de San Vital • El mosaico que representa al emperador lo hace en todo su poder a través de sus signos: – El manto púrpura – La corona – El halo o nimbo que rodea su corona. • También representa el séquito que le acompaña, su cortejo: – A su izquierda, el conde (y general) Belisario y el obispo de Rávena, Maximianus; – A la derecha, funcionarios y soldados, de los que uno sujeta un escudo con el crismón, resaltando así el papel de defensor de la fe • El emperador aparece realizando una ofrenda al templo.
  • 47. Los mosaicos de San Vital
  • 48. Los mosaicos de San Vital • Enfrente del mosaico del emperador, está el que representa a la emperatriz y su cortejo – La emperatriz aparece también con nimbo; – Una de sus acompañantes es posible que sea la esposa de Belisario, Antonia; – Y otra es la princesa, que muestra en su mano una sortija. – Otros miembros son dos cortesanos (tal vez eunucos): uno que abre una cortina y el otro porta la ofrenda; y, a la izquierda de la hija, damas de compañía. • En este mosaico aparece paisaje de forma muy esquemática: arquitectura, interior y una fuente. Es una representación más distendida y amable.
  • 49. Los mosaicos de San Vital
  • 50. Los mosaicos de San Vital • La representación sigue el estereotipo del retrato romano del bajo imperio: – Rostros inexpresivos y excesivamente ceremoniales; – La mirada fija y muy marcados los ojos – Se representa el poder, de forma simbólica, resaltando la autoridad a través de sus símbolos distintivos pero también señalando en la composición, por su centralidad, tamaño, etc. • La repetición de los gestos y posturas. • Los personajes aparecen alineados, con una frontalidad y estatismo típicos. • Los ropajes, mostrando el lujo y el preciosismo. Pero carecen de volumen y resultan “pesados”
  • 51. Los mosaicos de San Vital • No hay ninguna intención de realismo ni de representación espacial realista: el naturalismo ha desaparecido: – No hay modelado de las figuras sino que prevalece el dibujo. – Falta un plano de apoyo para las figuras así que parecen suspendidas o flotando en el espacio. – La disposición de los pies, abiertos y mostrando el empeine. • El fondo es plano y mera pantalla para sobreponer la figura. • La monocromía de ese plano apenas alterado por alusiones a paisaje arquitectónico aumenta la sensación de planitud o bidimensionalidad. • Los motivos vegetales tienen una función de “relleno” y ornamentación y parecen fuera de lugar.
  • 52. Los mosaicos de San Vital • Sin embargo el colorido de las teselas es excepcional y sólo busca resaltar el lujo, la suntuosidad de esos interiores dedicados a la divinidad. • Ambos mosaicos están “enmarcados” por cenefas de carácter geométrico y que también explotan los contrastes de color: rojos, verdes, negros, dorados… • La decoración musuaria al verse afectada por la luz, refleja ésta y gana en colorido. • Tiene también una ventaja añadida: el mantenimiento de esta decoración es mínimo, y resiste mucho mejor la acción de agentes destructivos, tanto el agua como el fuego.
  • 53. Los mosaicos de San Vital
  • 54. Los mosaicos de San Vital
  • 55. Los mosaicos de San Vital
  • 56. Los mosaicos de San Vital
  • 57. Los mosaicos de San Vital
  • 58. Los mosaicos de San Vital • La influencia en la iconografía posterior de Oriente y de Occidente será inmensa. • Es a través de estos mosaicos que se perpetúa la forma de representar del bajo imperio romano y que en el románico (cuya norma de representación figurativa vendrá del norte de Italia) se extenderá por toda Europa occidental. • En el mundo oriental, donde las querellas iconoclastas destrozaron la herencia justiniana, volverá luego desde Rávena y el sur de Italia la influencia de estos mosaicos. • El estatismo, la repetición de gestos, la utilización de distintivos reconocibles para diferenciar los personajes… como sustitución del naturalismo. Esa es la gran herencia.
  • 59. Los mosaicos de San Vital
  • 60. Los mosaicos de San Vital
  • 61. Los mosaicos de San Vital
  • 62. Los mosaicos de San Vital
  • 63. Los mosaicos de San Vital
  • 64. Los mosaicos de San Vital
  • 65. Otros mosaicos: San Apolinar • En Rávena hay otros edificios que guardan mosaicos que han ejercido una influencia incalculable en la iconografía medieval. • San Apolinar es una basílica al estilo paleocristiano, construida a comienzos del siglo VI, en tiempos de los ostrogodos y cuya advocación inicial era a San Martín o al Salvador. • Fue en el siglo VIII y ante el temor de la pérdida de las reliquias de San Apolinar que se hallaban en la basílica de San Apolinar in Classe (en el puerto) que se llevaron a esta basílica. • La decoración musuaria es goda pero Justiniano la mandó rehacer.
  • 66. Otros mosaicos: San Apolinar • La decoración principal son dos procesiones que se dirigen hacia el altar y que están situadas sobre las arcadas que separan la nave central de las laterales. • Una procesión es exclusiva de varones santos que “salen” del palacio de Teodorico y se dirigen con ofrendas a Jesús • La otra es de mujeres santas que está encabezada por los tres reyes magos que llevan sus ofrendas a la Virgen y el niño. • Sobre esta especie de friso corrido están, entre los ventanales, figuras aisladas de profetas, padres de la Iglesia y, coronando todo, escenas de la vida y pasión de Cristo, incluyendo milagros.
  • 67. Otros mosaicos: San Apolinar
  • 68. Otros mosaicos: San Apolinar
  • 69. Otros mosaicos: San Apolinar
  • 70. Otros mosaicos: San Apolinar
  • 71. Otros mosaicos: San Apolinar
  • 72. Fuentes: T. Llacay Pintat (et alii) Historia del Arte ARTERAMA. Vicens Vives. 2003 Joaquín Yarza et al. Historia del Arte COU. Editorial Noguer. Madrid 1978. J. María de Azcárate et al. Historia del Arte COU. Ed. Anaya. Madrid 1982 Úrsula Hatje (dir.) Historia de los estilos artísticos. Vol I. Ed.Itsmo 1979 (3ª ed.) Arnold Hauser. Historia social de la Literatura y el Arte. Vol 1 Ed. Omega. Madrid 1978 http://editorial.cda.ulpgc.es/estructuras/construccion/1_historia/15_bizantina/c154.htm http://www.arssummum.net http://clio.rediris.es/n33/n33/arte/06Bizancio.pdf http://arte.laguia2000.com/arquitectura/santa-sofia-de-constantinopla http://sobreitalia.com/category/emilia-romana/ravenna-emilia-romana/ http://campus.belmont.edu/honors/Ravenna/Ravenna.html HIGINIO RODRiGUEZ LORENZO. 2009