Your SlideShare is downloading. ×
Revista Fundación Ramón Areces. Número 2: Julio 2010
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Revista Fundación Ramón Areces. Número 2: Julio 2010

244
views

Published on

En este número José María Segovia de Arana y Juan Velarde Fuertes dialogan sobre los vertiginosos cambios económicos, tecnológicos y sociales de las últimas décadas. Stanley Payne escribe sobre la …

En este número José María Segovia de Arana y Juan Velarde Fuertes dialogan sobre los vertiginosos cambios económicos, tecnológicos y sociales de las últimas décadas. Stanley Payne escribe sobre la España del siglo XXI desde una perspectiva de la Historia; Mauro Ferrari describe la nanotecnología como factor necesario para la Medicina Personalizada; Heizo Takenaka nos revela las lecciones aprendidas de la crisis económica japonesa y muestra las similitudes con la coyuntura económica actual. Manuel Aguilar Benítez de Lugo escribe sobre la búsqueda de la antimateria perdida; José Manuel González-Páramo analiza las estrategias económicas de salida de la crisis; Jesús Miranda de Larra habla de su Larra y la España de Hoy.

Published in: Education

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
244
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. 5DIÁLOGOSJosé María Segovia de Arana yJuanVelarde Fuertes“Y sin embargo, amigos”12CONFERENCIASLa España del siglo XXI:una perspectiva desde la Historiapor Stanley G. PayneLa nanotecnología, factor necesariopara la Medicina personalizadapor Mauro FerrariLecciones aprendidas de la crisiseconómica japonesa: similitudes con lacoyuntura económica actualpor Heizo TakenakaEn busca de la antimateria perdidapor Manuel Aguilar Benítez de LugoEstrategias económicas de salidade la crisispor José Manuel González-PáramoLarra y la España de hoypor Jesús Miranda de Larra y de Onís112FRAGMENTOSLos Fondos marinos: la nueva fronteraRevolución NanotecnológicaEl Sistema educativo español:una evaluaciónLasTelecomunicaciones del futuro138TRIBUNASRelación Fabricante-Detallista: cómoafrontar el reto de la colaboración enactividades de Marketingpor Rodolfo Vázquez CasiellesDe Becario a Investigador principalpor Alberto Sola Landa142VITRUVIO, 5Noticias institucionalesÍNDICE / Número 2Depósito Legal:© Fundación Ramón ArecesEdita: Fundación Ramón Areces / Director: Raimundo Pérez-Hernández y Torra / Consejo Asesor: Federico Mayor Zaragoza, LuisÁngel Rojo Duque, Julio R. Villanueva, Juan Velarde Fuertes, Jaime Terceiro Lomba, Avelino Corma Canós, Juan González-PalominoJiménez, Alfonso Novales Cinca / Director: Manuel Azcona / Servicio de Publicaciones: Consuelo Moreno Hervás / Diseño y Ma-quetación: Omnívoros Marketing y Comunicación / Administración y Redacción: Calle Vitruvio 5. 28006 MADRID. Teléfono: 91 51589 80. Fax: 91 564 52 43 / Web: http://www.fundacionareces.es / Ilustración de portada: Enrique Rodríguez Pérezagua / Fotografía:Alejandro Amador y Antonio Marcos / Fotomecánica e Impresión: ....................… / Queda prohibida la reproducción total o parcialde las informaciones de esta publicación, cualquiera que sea el medio de reproducción a utilizar, sin autorización previa o expresade Fundación Ramón Areces. La Revista no se hace, necesariamente, responsable de las opiniones de sus colaboradores.
  • 2. 5DIÁLOGOSJ. M. SEGOVIA DE ARANAVS J. VELARDE FUERTESY, SIN EMBARGO, AMIGOSPodría decirse que los profesores José María Segovia de Arana y Juan Velarde Fuertes (unmédico y un economista) están, por sus respectivos “oficios”, condenados a discreparen casi todo. Pero no es el caso. Entre ambos hay buena amistad cómplice y respetomutuo. Ambos pertenecen a los Consejos Asesores de la Fundación Ramón Areces:Segovia de Arana al Científico y Velarde Fuertes al de Ciencias Sociales. Ambos sonAcadémicos de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas. Ambos han asumidocon naturalidad los vertiginosos cambios económicos, tecnológicos y sociales de lasúltimas décadas, de los que hablan y dialogan en esta entrevista.Estamos finalizando la primera déca-da del siglo XXI. ¿Podemos hacer yaun primer balance de estos diez añosen lo económico, en lo social y en locientífico? ¿Se han roto mucho moldesy modelos respecto a la última décadadel siglo XX?JVF- El siglo XXI está dentro de la dinámicatremenda de la Revolución Industrial, que hatransformado profundamente a la Humani-dad. Nos encontramos en plena RevoluciónIndustrial y, como consecuencia de ello, todocambia cada día. Nos encontramos en unaespiral enorme desde el punto de vista tec-De izquierda a derechaJuan Velarde Fuertes yJosé María Segovia de Arana
  • 3. 6 FRA 7nológico y científico. En el contexto de estaRevolución existe el Capitalismo y dentro deese capitalismo existen disfunciones y tensio-nes tremendas. En este momento y en el casoconcreto de España, por una serie de circuns-tancias hemos entrado en una crisis típica dedeuda y mientras no liquidemos esa deuda loseguiremos pasando muy mal. Eso obliga aesfuerzos y sacrificios muy grandes.JMSA- Todos tenemos la impresión de queel cambio es fabuloso y rapidísimo. Concre-tamente en Medicina y sobre todo a partirdel siglo XIX, en el que se produce el cambiode la Medicina empírica a la Medicina cien-tífica, salvo en España. Lamentablemente nohabíamos contribuido a ese avance científi-co. Recordemos la frase de Unamuno “Queinventen ellos” o la del Dr. Letamendi “A laMedicina humana le falta hombre y le so-bra rana”. Hasta que llega Cajal, una de laspersonas cuyo pensamiento persiste y tieneuna plena actualidad hoy en día. En el sigloXX empieza a crecer poco a poco la investi-gación en España. En el momento actual, elavance en Medicina es fabuloso. El cambioha sido enorme en lo que denominamos la“transición epidemiológica” y la “transicióndemográfica”. La transición epidemiológicaha hecho desaparecer antiguas enfermeda-des como la sífilis o la tuberculosis (a prin-cipios del siglo XX de cada cuatro varonestres eran sifilíticos). Esas enfermedades hansido sustituidas por el cáncer, las enfermeda-des neurodegenerativas o la diabetes tipo 2.La transición demográfica determina el en-vejecimiento progresivo de la población. Lasexpectativas de vida a comienzos del siglo XXeran de 38 años para el hombre y de 40 añospara la mujer. Hoy son justamente el doble.Biológicamente se dice que las expectativasde un mamífero se calculan multiplicandopor seis los años que tarda en ser adulto. Unser humano tarda en ser adulto 20 años. Es-definir el futuro que nos espera deaquí a 20 años, por ejemplo, nosabría cómo hacerlo. Fundamen-talmente por la tecnología. El grancambio producido en la Medicinase debe, fundamentalmente, al usode las nuevas tecnologías. La tec-nología ha cambiado la forma deentender y de practicar la Medici-na e, incluso, la formación del mé-dico. La Medicina Molecular o laGenómica abren unas expectativasimpresionantes. Se ha descubiertolas raíces de la vida en el genomahumano. En lugar del DNI lleva-remos el DNA de cada uno. Esta-mos averiguando el origen de lasenfermedades. Hoy se puede hacerMedicina Predictiva mediante elestudio del DNA. Pero este tipo deMedicina plantea una cuestión éti-ca para los médicos. ¿Debo decirlea una persona joven que unos añosmás tarde va a padecer la Corea deHuntington, que no tiene cura, oel cáncer de mama, cuya posibili-dad de curación es importante? Elcáncer, no sé si en 20 o 30 años, llegará acurarse en sus múltiples formas actuales. Ydentro de unos años llegaremos a conocer ensu totalidad el funcionamiento del cerebro,del cual sólo conocemos una décima parte.JVF- Los economistas nos encontramos conque de pronto el desarrollo está siendo tantamos hablando, por tanto, de una esperanzade vida de 120 años.Este envejecimiento de la población tie-ne y tendrá consecuencias económicas.¿Cómo contemplan un economista y unmédico esta cuestión desde el punto devista económico y sanitario?JMSG- El envejecimiento masivo de la po-blación española tiene indudables ventajaspara los protagonistas al aumentar sus añosde vida, pero para la sanidad española y parael gasto sanitario es un gran problema. Laspersonas de edad originan más demanda asis-tencial por ser más propicias a padecimien-tos, enfermedades o simples molestias por lasque acuden enseguida al médico. Hay ancia-nos que “somatizan” problemas personales ofamiliares y acuden a los servicios de urgenciadel hospital.JVF- Desde el punto de vista económico au-menta extraordinariamente la carga de lospasivos. A su vez esto tiene consecuencias entres incrementos del gasto: el de las pensionesdel mundo de la Seguridad Social; el del sis-tema sanitario, porque los viejos son muchomás caros que los jóvenes y, finalmente, el dela pérdida de impulso de la actividad econó-mica que se genera siempre que una pobla-ción es vieja porque no se arriesga, cuestiónfundamental para el desarrollo económico.¿Se atreven ustedes a mirar hacia el fu-turo y dibujar someramente lo que po-dría ser la próxima década?JMSA- Si hoy tuviera que explicar en misclases lo que es la enfermedad o lo que esla salud tendría que emplear otras palabrasy términos radicalmente distintos a los queutilizaba hace 15 o 20 años. Si tuviera quefuerte y en todos los lugares que las interre-laciones que generaeste fenómeno lo es-tán cambiando per-manentemente todo.Un ejemplo: hace 50años las comunica-ciones se hacían porel Atlántico y el Pací-fico, y el Mediterrá-neo era un mar tranquilo y pobre. Ahora elMediterráneo ha pasado a ser un mar central.Todas las relaciones entre la Unión Europea yAsia (Japón, India, China, Corea, los paísesemergentes) se realizan a través del Medite-rráneo. Por otra parte, la globalización finan-ciera ha cambiado radicalmente todo.NOS ENCONTRAMOS EN UNA ESPIRALENORME DESDE EL PUNTO DE VISTATECNOLÓGICO Y CIENTÍFICOJ. Velarde FuertesJuan Velarde Fuertes
  • 4. 8 FRA 9¿Cuáles son los pecadoscapitales de esta nueva so-ciedad?JVF- Dos gravísimos. La so-ciedad de la opulencia y lamasificación.Cuando les solicitaba unhueco en sus agendas paraeste encuentro le preguntéal profesor Velarde si mos-traba alguna preferenciasobre los temas que po-dríamos abordar en estaconversación. La respues-ta del profesor Velarde fuemuy concreta: “Que loselija el profesor Segovia,porque es mayor que yo”.¿Creen ustedes que en estasociedad se ha perdido elrespeto a los mayores?JMSA- Sí, pero no es por elrespeto, sino por la aprecia-ción de la edad, la apreciaciónpersonal de la edad y la apre-ciación de los demás sobre la edad.JVF- Sí. En el pasado los mayores tenían unpapel dentro de la sociedad como consecuen-cia de la estructura familiar existente. Eso seha roto. La familia se ha roto y el “mayor”empieza a estar solo, está aislado, no tienecontactos sociales y la gente joven lo conside-ra una carga. Hay que reeducar a la sociedaden este sentido. Pero, ¿cómo se reeduca a unasociedad masificada? No veo ningún arregloa este problema. Y en España como sociedadde “nuevos ricos” el problema es peor. Y, ¿porqué peor? En algún momento España tuvo elProducto Interior Bruto del año 59 y luegoel PIB de 2008. Son 50 años. El resto de losJVF- Me gustaría contar una anécdota enrelación con este tema. Estaba a punto decumplir los 70 años y le pregunto al profe-sor Segovia de Arana si no debería frenar enla actividad que tenía. Y me dice: “Ni loco,Juan, ni loco, sigue igual”. Creo que meaconsejó bien.JMSA- Sobre el envejecimiento se discute sise trata de una enfermedad o si se trata dealgo que está instituido genéticamente. Psi-cológicamente no estamos preparados paradejar de estudiar, para dejar de hacer cosas.Estamos preparados para seguir. En contrade lo que se pensaba antes, las neuronas denuestro cerebro no se pierden, se siguen rege-nerando. Lo importante son las sinapsas, esdecir, las conexiones entre varias neuronas yen las que actúan sustancias como la dopami-na, que es lo que se va perdiendo con la faltade uso. Todo es cuestión de entrenamiento.Si entrenas tus sinapsas siguen produciendodopamina y las demás sustancias químicas.¿Se ha perdido la cultura del esfuerzoen la sociedad ac-tual? ¿Se ha per-dido el “amor porel trabajo bien he-cho”?JVF- Hay sociedadesdonde se mantiene,como la de EstadosUnidos. Pero hayotras en las que seconsidera que el esfuerzo carece de sentido yesas sociedades son las que van a perder. EnEspaña, por ejemplo, más que la crisis actualque padecemos me asusta que se haya esfu-mado esa cultura del esfuerzo.JMSA- Estoy de acuerdo. Cuando yo estu-dié en Estados Unidos, ampliando mi for-países occidentales tuvo en algún momentoel PIB español del 59 y en algún momentoel PIB español de 2008. ¿Cuánto tardaron?70, 90 o 100 años, salvo Japón. Lo hicieronpaulatinamente. España se convirtió en unasociedad de nuevos ricos en un corto plazode tiempo. Y eso ha complicado todo.JMSA- No estamos preparados para ser vie-jos. Tenemos que enseñar a nuestros hijos aque disfruten y tengan intereses por la cul-tura, el arte, los viajes, de tal manera quecuando lleguen a mayores ocupen su tiempoy disfruten de otras cosas que no sea el tra-bajo.mación como médico, pasaba horas y horasen el laboratorio, fines de semana incluidos.Hoy los Médicos Internos Residentes (MIR)están “luchando” para trabajar sólo 36 horassemanales. Aquel esfuerzo que hicimos losde nuestra generación lo seguimos haciendotambién ahora.Ustedes son científicos, ¿consideranque el idioma español debería jugar unpapel más destacado en la produccióncientífica mundial? ¿Tiene perdida labatalla ante el inglés? ¿O realmente re-sulta indiferente en qué idioma se gene-re el conocimiento científico?JVF- El español es un idioma importanteporque sirve de vehículo de comunicación enel mundo iberoamericano. Dicho esto, veodifícil que exista un relevo del inglés. En estemomento el idioma universal es el inglés. ¡Yqué le vamos a hacer! Y esto es así por unconjunto de circunstancias como que Esta-dos Unidos sea la gran potencia económica ycientífica. El idioma común para la Cienciay la Economía ha pasado a ser el inglés. Elque no maneja el inglés en absoluto, es unverdadero analfabeto.JMSA- Cuando yo estudiaba Medicina habíaque saber alemán porque las mejores revistasmédicas eran alemanas. Cuando Alemaniaperdió la guerra tuve que empezar a aprenderEN ESPAÑA, POR EJEMPLO, MÁS QUE LACRISIS ACTUAL QUE PADECEMOS MEASUSTA QUE SE HAYA ESFUMADO ESACULTURA DEL ESFUERZOJ. Velarde FuertesJosé María Segovia de Arana
  • 5. 10 FRA 11inglés para estudiar en las revistas médicas yhacer investigación en Inmunología en Esta-dos Unidos.Ambos son académicos de la Real Aca-demia de Ciencias Morales y Políticas.El profesor Velarde leyó el discurso decontestación al discurso de ingreso delprofesor Segovia de Arana. ¿Cuál es elpapel de las Reales Academias en la so-ciedad española del siglo XXI? ¿Tienenalgún papel realmente?JVF- Sí. En el mundo intelectual hay treso cuatro ámbitos diferentes. El mundo in-telectual de la investigación pura y dura. Elmundo de las docencias en el más alto nivel yel mundo de la conversación de quienes hanalcanzado los niveles más altos. Y esa conver-sación es también necesaria y es el papel quedesempeñan las Academias. Las Academiasno enseñan, no investigan, pero están crean-do continuamente un contacto entre unos yotros que luego tiene sus frutos. Se trata deun intercambio de conocimientos multidis-ciplinar entre economistas, biólogos, etc. EnCiencias Morales y Políticas nos abrimos aotros mundos, a otros conocimientos.JMSA- Las Academias tienen la obligaciónde abrirse a la sociedad. Es una de las cosasque la Academia de Medicina y la de Cien-cias Morales y Políticas están haciendo ya.JVF- Las Academias tienen obligación mo-ral de que muchas opiniones y trabajos tras-ciendan a la sociedad y que la sociedad recibainformación y orientación de las Academias.Otra cosa diferente es la trivialización de lasAcademias. Hay una tendencia ahora de de-nominar y hacer Academias de todo tipo.¿Cuál es la salud de nuestras institucio-nes?JVF- Tenemos en España un problema insti-tucional de aúpa. Y no deseo entrar más endetalle.JMSA- Creo que hay una disociación entrelos que dirigen y la clase media que somosnosotros. El país está muy bien a pesar delos políticos. No sé si estás de acuerdo coneso, Juan.JVF- No, porque yo creo que la propia socie-dad está mal y está muy contenta de que estono cambie.Por Manuel AzconaLOS PÁNICOSDE LA HUMANIDADDice el profesor Velarde que la Humani-dad vive en permanente estado de pánicodesde el inicio de la Revolución Indus-trial. Primero Malthus con sus prediccio-nes sobre la falta de alimentos. Después elmiedo a que se terminara el carbón comofuente de energía que movía la siderur-gia. Luego las predicciones del Club deRoma sobre el final de las materias primasy el Informe de Leontief, encargado porlas Naciones Unidas en 1999, en el quepresenta un panorama desolador para el2000. (En este punto, Velarde interrumpesu argumentación para contar su paseocon Leontief a quien le pregunta sobreel citado Informe, a lo que Leontief leresponde: “¿Por qué no hablamos de otracosa?”, incómodo por el fracaso final desus profecías). Y ahora el CO2, el cambioclimático. "Estos pánicos vienen siendohabituales desde el inicio de la Revolu-ción Industrial y, como consecuencia deellos, muchas veces hacemos tonterías",comenta Velarde.LA EXTERIORIZACIÓNDE LO INTERNOCuenta el profesor Segovia de Arana quela tecnología ha transformado radi-calmente no sólo el diagnóstico y lostratamientos médicos sino también ymuy profundamente la formación de losespecialistas. Se siente orgulloso de serinternista, pero es consciente de que latecnología ha terminado con la MedicinaInterna. “Yo palpaba bien el hígado yel bazo –lo que aprendí de mi maestroJiménez Díaz– y podía diagnosticar unacirrosis con la palpación. Hoy día ningúnestudiante de Medicina sabe palpar bienel bazo porque existe el PET o la reso-nancia magnética que son mucho máseficaces que la palpación. La tecnologíaha provocado en Medicina “la exterio-rización de lo interno”. La MedicinaInterna tiene que encontrar correlacionesdiagnósticas a niveles más altos con lainformación que recibe”.LAS ACADEMIAS TIENEN LA OBLIGACIÓN DE ABRIRSEA LA SOCIEDAD. ES UNA DE LAS COSAS QUE LA ACA-DEMIA DE MEDICINA Y LA DE CIENCIAS MORALES YPOLÍTICAS ESTÁN HACIENDO YAJ. M. Segovia de Arana
  • 6. 13conferenciasLA ESPAÑADEL SIGLO XXIUNA PERSPECTIVA DESDE LA HISTORIAStanley Payne considera que España entró en el siglo XXI con una imagen bien diferentede las que había presentado –o de las que habían sido aplicadas– durante los tres siglosanteriores. Todo pueblo o nación grande ha sido el objeto de estereotipos, prejuiciose imágenes dudosas, pero las aplicadas a España han sido probablemente más agudas,contundentes, y de mayor énfasis y duración que las aplicadas a otros países, afirma elhispanista.Fundación Ramón Areces, 27 de enero de 2010Estereotipos totalmente aparte, es una ob-viedad que se puede escribir una gran partede la historia contemporánea de España, ytambién parte aun antes y durante la épo-ca moderna, en términos de la lucha por latransformación modernizante, por la moder-nización.De los tres estereotipos clásicos con respectoa España, solamente el primero –el estereo-tipo clásico que Julián Juderías bautizó hacecasi exactamente un siglo como “la leyendanegra”– no tenía que ver con el problema dela modernización. Tanto la imagen númerodos –la de la última parte del siglo XVII y delsiglo XVIII, la de la España no peligrosa sinoperezosa, pretenciosa e inepta, el estereotipode la Ilustración– como la tercera imagen –laPor Stanley G. PayneHispanista. Catedrático de Historia.Universidad de Wisconsin-Madison. EE.UU.
  • 7. 14 FRA 15categoría. Un hispanista norteamericano titu-ló su historia sociopolítica del país La agoníade la modernización.Pero por el fin del siglo XX la agonía se ha-bía terminado sin la muerte del paciente sinocon su aparentemente total recuperación. Sehabía logrado la modernización y se habíapuesto fin a la época de las convulsiones conuna democratización que no meramente tuvoéxito, sino que por su fecha y forma consiguióformar una especie de “modelo” –el modeloespañol– inspeccionado e investigado por es-tudiosos y políticos en el extranjero, y que máso menos marcó la pauta de la tercera ola dedemocratización en el mundo del siglo XX,especialmente en Hispanoamérica y el este deEuropa. Sería una exageración decir que otrospaíses estaban meramente siguiendo los pasoso imitando el ejemplo español, porque tododependía de la convergencia de una serie defactores en varios países muy apartados queestaban en condiciones muy diferentes. Sinembargo, algo de eso había.Históricamente, de “modelos españoles” paraotros países ha habido varios, empezando conel Imperio. Durante la Edad Media, las in-fluencias siempre venían desde el otro lado delos Pirineos, y los reinos hispánicos absorbíantoda clase de ideas, corrientes, influencias einstituciones. En toda esta primera época dehistoria española, no había mucho que ex-portar, salvo quizá por el ejemplo de la Iglesiavisigoda y algunos representantes desu cultura religiosa, que jugaron unpapel de alguna importancia en laFrancia carolingia. Aunque cuandono fue una cuestión de europeiza-ción –como, por ejemplo, con laevolución jurídica y de fueros y par-lamentos– en que los reinos españo-les estaban a la altura, o más, de otraspartes de Europa, fue esencialmenteuna cuestión de evolución autóctonaaproximadamente al mismo nivel delo que pasaba en otras partes igual-mente formadas y desarrolladas.El primer modelo –más ejemplo quemodelo– llegó con el imperio de ul-tramar en los siglos XVI y XVII. Nofue una cuestión del modelo explíci-to del imperio castellano-español loque se quería copiar, sino una partede su éxito. Estructuralmente, todoslos cinco grandes imperios de la época mo-derna siguieron una pauta diferente, y hastael portugués difería mucho del español. Nisiquiera hubo un modelo ibérico, pero el granlogro español marcó, sin embargo, la pautafundamental, el ejemplo básico, que todosquerían, al menos en algún sentido, imitar ydepredar. Y en cuanto al “modelo,” mejorar,sobre todo para ganar más dinero con ello.Luego el modelo de monarquía castellanafuerte parecía ser un modelo para los france-de la España romántica– dependíanen una gran parte de cuestiones dela modernización.Según el segundo estereotipo, el paíscasi no había logrado nada durantelos siglos XVII y XVIII; mientrasen cambio, por el tercero, la Espa-ña romántica, exactamente por eso,por la ausencia de cambio, por sutradicionalismo, dependía el granencanto de España. El concepto dela España romántica consiguió in-vertir los estereotipos de la leyendanegra –los españoles no eran cruelessino valientes, no eran fanáticos sinoespirituales e idealistas, no eran con-quistadores sino artistas– pero paralos escritores extranjeros que forma-ron el mito, todo esto dependía de laresistencia al cambio.Los españoles habían preservado característi-cas –tal vez virtudes– que habían desapareci-do en otros países como consecuencia de sumodernización, una modernización que habíaconvertido a sus ciudadanos en gente más es-trecha, egoísta y materialista, sin imaginación,salvo para ganar dinero. Desde tal punto devista, las virtudes exóticas de los españoles de-pendían de su aparente inmovilismo. Algunosde estos escritores extranjeros, en los últimosaños de sus vidas en la segunda mitad del sigloXIX, se alarmaron ante algunas indicacionesde desarrollo, de cambio, en España.Otra conclusión durante una gran parte dela época contemporánea fue la imagen de unpaís convulso, siempre en conflicto, dado aexageraciones políticas de un tipo u otro, depronunciamientos, revoluciones y dictaduras.Un destacado político, Indalecio Prieto, titulólos tres tomos de su obra mayor Convulsionesde España, y hay una literatura grande en estaUn destacado político, Indalecio Prieto, titulólos tres tomos de su obra mayor Convulsionesde España y hay una literatura grande en estacategoría
  • 8. 16 FRA 17ses, en medio de los conflictos civiles galos dela época de las guerras de la religión. Más tardelos franceses, obviamente, pasaron a otro nivelcon el absolutismo de Luis XIV. Por compara-ción, el llamado absolutismo español era pocacosa.En la época que se llama por costumbre Con-temporánea, el primer modelo español fue elmodelo liberal, gaditano, el primer liberalis-mo europeo decimonónico del continente,que introdujo en el vocabulario político deOccidente sus neologismos de “liberal,” “gue-rrilla,” y, también “pronunciamiento,” y hasta“junta”; esta última palabra obviamente noneologismo pero que entonces empezó a pasarcomo término político a otros idiomas, porquedurante toda una generación se hacía bastantecaso de lo que estaba pasando en España entérminos políticos. Este período, comenzandoen 1810, duró unos veinticinco, quizá treinta,años. Influyó mucho en países como Portugale Italia, y hasta por una breve temporada enla lejana Rusia, en Hispanoamérica y en otrospaíses.Curiosamente, coincidió con el primer augedel mito de la España romántica, que, al re-vés del liberalismo, puso el énfasis en el tra-dicionalismo español. Entre los historiadores,continúa el debate sobre la cuestión del éxitorelativo o fracaso del liberalismo español. Nopodemos abordarla aquí, pero ciertamenteningún otro gran país del continente euro-peo pasó tantos años bajo regímenes liberalesy parlamentarios en el siglo breve, entre 1833y 1923.Los intentos políticos más avanzados no pros-peraron. El federalismo casi no tuvo eco, y fueimposible reproducir el anarcosindicalismoen otros climas, mientras otros partidos socia-listas astutamente se abstuvieron de seguir elejemplo del socialismo español bolchevizado,como los socialistas decían, de los años treinta.Y lo mismo en cuanto al modelo franquista,de Estado corporativista católico, que se pre-sentaba al fin de la Segunda Guerra Mundialcomo una gran alternativa al comunismo to-talitario y al capitalismo democrático, aunquetenía varios ecos en Hispanoamérica.Por eso podemos decir que el modelo de lademocratización –logrando una democracia yuna constitución de plenos derechos civiles através del consenso, abriendo el sistema po-lítico de un modo completo sin represalias ovenganzas, y manteniendo el respeto a las ins-tituciones tradicionales– representó un triun-fo cívico del cual todos, o casi todos, podíanenorgullecerse justamente. La única cosa aúnparcialmente parecida, aunque muy limitadapor comparación, fue la restauración de Cáno-vas y la Constitución de 1876, que permitió yalentó una cierta aceptación del adversario po-lítico, pero en condiciones muy desiguales.Las instituciones siempre sufren de imperfec-ciones, y de ciertos abusos en la práctica, y lostiempos cambian. En los últimos años se hadescubierto supuestamente muchos defectosen la Transición y en su sistema político, y seha hablado bastante de la necesidad de una“segunda Transición.”¿Transición a qué? ¿Alas clásicas imposicio-nes políticas unilate-rales, que trajeron aEspaña maravillas po-líticas, verdaderas uto-pías, sin duda, comoel gobierno de losExaltados, de Espar-tero, de la RepúblicaFederal, el régimenunilateral y exclusi-vista de los Azaña?Estas son otra clase detransición; ningunafuncionó. Ha habidovarias segundas tran-siciones en España,todas ellas desastres.Como Charles deGaulle decía de susconciudadanos enFrancia, hay algunos,parece, que quierenvolver a su vómito.Pero aquí sin duda esfácil exagerar, porque los que en realidad quie-ren tal cosa son muy pocos.La verdad es que durante la Transición, unavez que las izquierdas se dieron cuenta de queno pudieron imponerse, como en el caso dela desastrosa Segunda República, lo que pidie-ron fue la amnistía total y el consenso, porqueasí querían evitar una imposición de parte delas derechas. El éxito de la Transición consistíaexactamente en eso, en consenso.Hay algunos defectos serios en las institucio-nes actuales –no es ningún secreto– pero losabusos no son tanto de la Transición sino delmodo de practicar la democracia. Pero estascuestiones no son mi tema, y mencionaré so-lamente una, que tiene que ver con la Historia,que es la cuestión de legislar supuestas leyes dela Historia. Es verdad que todos los regímenespolíticos casi sin excepción procuran estable-cer hasta cierto punto interpretaciones de laHistoria, a través de monumentos, días nacio-nales de fiesta, y otras cosas. Pero las verdade-ras democracias no votan leyes que presumende imponer una interpretación específica deépocas conflictivas de su Historia.Una ley de “memoria histórica” es un oxí-moron, por varias razones. Primero, porquese trata de un abuso de lenguaje o confusiónmental fundamental, puesto que “la memoriahistórica” es algo inexistente y es literalmenteimposible que exista. La memoria es una fa-Ciertamente ningún otrogran país del continenteeuropeo pasó tantos añosbajo regímenes liberales yparlamentarios en el siglobreve, entre 1833 y 1923
  • 9. 18 FRA 19cultad individual, personal e inevitablementesubjetiva, mientras la historia es un campo deestudio erudito y científico, investigado no abase de las memorias subjetivas sino por losartefactos y documentos, a través de los datosimpersonales y objetivos, y no es individualsino el trabajo de todo el conjunto de los his-toriadores, que son múltiples. La memoria dela Guerra Civil, por ejemplo, ha desaparecidosalvo por un grupo limitado de ancianos, y esuna imposibilidad física resucitarla a travésde una ley del Parlamento. Eso es un pococomo la legislación franquista o soviética. Sepuede estudiar la memoria solamente a travésde la historia oral o las memorias escritas delos participantes. La realidad es que España esel país occidental que experimenta la mayordificultad en conseguir entender su Historiacontemporánea, en echar cuentas, no por nin-gún “pacto de silencio,” otra frase para desig-nar algo que nunca existió, sino porque haymuchos que prefieren vivir en la negación dela realidad. Para otro modo de proceder, Ale-mania sería un buen ejemplo.Por otra parte, pasando las fronteras de Espa-ña, esto es una cuestión del culto y de la ideo-logía dominantes. No me refiero a ninguna delas ideologías sucesivas y diferentes del socia-lismo español, sino que me refiero a algo quees más amplio y de mayor influencia, que es laideología dominante de la posmodernidad, ladoctrina poscristiana y posmarxista de casi elmundo entero occidental –la corrección polí-tica–, o lo que se llama en España y en algunosotros países “el buenismo”. A este respecto, loque es relevante aquí es la posición central delculto a la víctima, que ha reemplazado el cul-to al héroe que normalmente dominaba en lacultura tradicional. El culto a la víctima sueleinvocar un maniqueísmo para dividir a los ac-tores históricos en perpetradores y víctimas. Suraíz no está tanto en el humanitarismo –aun-que esto existe– sino en el intento de resolverel sentido de la culpabilidad en una sociedadsecularizada, buscando, con las víctimas, tam-bién los chivos expiatorios. Esto es fundamen-tal en la religión política actual, en todos lospaíses occidentales, sin excepción. En verdad,en algunas situaciones históricas es posibleidentificar de un modo nítido, empírico yobjetivo a las víctimas y a los perpetradores,pero muchas veces las situaciones históricasson más complicadas. Muchas veces los mis-mos actores o grupos de actores constituyenuna combinación de perpetradores y víctimas,con papeles varios, simétricos o asimétricos.Mirando fuera, se puede considerar el caso delos judíos europeos y los judíos israelíes en elsiglo XX. El maniqueísmo es con frecuenciauna ilusión y un error de análisis histórico.Para formar una perspectiva más completa, noes suficiente la Historia nacional, el enfoquetípico originalmente del siglo XIX, sino quehay que mirar a toda la civilización de que seforma parte, la Historia de Occidente. Unasingularidad de la Historia occidental es queno es un mero continuo de sucesos, sino quese difiere de la de cualquier otra civilización enque consiste en dos grandes épocas de cultu-ra con características no totalmente opuestaspero ciertamente muy diferentes. Estos dosciclos son el de la cultura tradicional, o lo quese llama a veces el Occidente Viejo, abarcan-do a toda la llamada Edad Media (realmenteninguna época media sino la primera gran fasede la civilización occidental, a distinción de lacivilización clásica) y también una gran partede lo que, para mayor confusión, se suele lla-mar en la historiografía la Edad Moderna, delos siglos XVI y XVII. El Occidente Modernotiene sus raíces en el primer ciclo, pero em-pieza a diferenciarse y plasmarse de un modoserio solamente en el siglo XVII en unos po-cos países (todos en el noroeste de Europa)para llegar a ser dominante, paso por paso,fase por fase, país por país, en los siglos XIXy XX. El Occidente Viejo se caracterizaba porser monárquico, jerárquico, religioso y funda-mentalmente espiritual en su cultura, filosófi-camente católico y no-materialista (a lo menospor la mayor parte). El Occidente Moderno,en cambio, es liberal, igualitario, capitalista,materialista y más relativista en su cultura, unrelativismo que se controla actualmente, hastacierto punto, por los caprichos de la correc-ción política. No se puede separar completa-mente estas dos grandes épocas, porque estáninterconectadas, pero en sus esencias son muydiferentes, casi como si formaran civilizacionesdiferentes. Una estructura histórica de esta cla-se no se encuentra en la historia de cualquierotra civilización en la historia del mundo. Lasotras civilizaciones revelan cesuras de esta cla-se solamente después de haber sucumbido endimensiones importantes a la influencia delmodernismo occidental.El Occidente Moderno esliberal, igualitario, capi-talista, materialista y másrelativista en su cultura, unrelativismo que se controlaactualmente, hasta ciertopunto, por los caprichos dela corrección política
  • 10. 20 FRA 21Unodelosrasgosfundamentalesde la historia de España que másllama la atención es su partici-pación muy diferente en estosdos ciclos de la civilización oc-cidental. Los reinos hispánicosempezaron su vida histórica enel primer ciclo con un gran han-dicap, una situación sumamentedesfavorable, que poco a poco,siglo por siglo, lograron superar,hasta llegar al colmo de este pri-mer ciclo de la civilización occi-dental en los siglos XVI y XVII.El primer gran historiador delas civilizaciones comparativas,el alemán Oswald Spengler, es-timaba en su obra clásica que laEspaña del siglo XVII represen-tó el ápice de este ciclo de cul-tura. Para Spengler, la otra grancultura nacional del continenteen el siglo XVII, la francesa deLuis XIV, constituía una especiede plagio de la española, meramente conti-nuando el desarrollo de sus formas con ciertostérminos o expresiones diferentes. Sobre esainterpretación, huelga decir, puede haber mu-cho debate.La experiencia de España en el segundo ci-clo, el del Occidente Moderno, ha sido otracosa. No empezó en condiciones tan desastro-sas como las del siglo VIII, pero de todos lospaíses occidentales, con la única excepción delvecino Portugal, encontró las mayores dificul-tades y obstáculos en transformarse, en lograrla modernización. El tradicionalismo en Es-paña se mantenía como el más arraigado deEuropa occidental, en algunos aspectos másque en Portugal. Se puede conjeturar que encierto sentido fue el precio pagado por haberlogrado la forma anterior.La historia está llena de sorpresas y paradojas.Una paradoja o ironía de la historia de Espa-ña es que después de casi dos siglos de luchas–muy desiguales, por cierto– para lograr lamodernización, cuando casi por primera vezse empezó a alcanzar un éxito importante ental empresa, por primera vez consiguiendoquemar etapas entre la economía española y lade los países más avanzados, el país cayó vícti-ma, en cierto sentido, de las consecuencias deeste mismo éxito. Porque fue la aceleración deldesarrollo durante la Primera Guerra Mundialy sobre todo de los años veinte lo que creó unaverdadera revolución en la sociedad española,comparada con la cual la famosa “bolcheviza-ción del socialismo” del PSOE bajo la Segun-da República no fue el impulso sino en ciertosentido el producto. Me refiero a la revoluciónpsicológica de las aspiraciones crecientes, –lamás fundamental de las revoluciones, porquees una revolución interna, psicológica, emo-cional e individual, a la vez que social–. Estecambio fundamental en las perspectivas y lasaspiraciones es lo que proporcionó las espe-ranzas y las demandas muy altas, pronto exa-geradas, que estimularon la radicalización dela vida política. Y así España llegó a ofrecerotro modelo, pero negativo, elmejor ejemplo del mundo de sugeneración histórica del cum-plimiento de la teoría básica delas revoluciones sociopolíticas–no la teoría marxista, sino lateoría de Alexis de Tocqueville,el famoso estudioso de la Revo-lución Francesa y de la demo-cracia en América– que definióla teoría que está actualmentemás en boga entre los eruditos.Según ella, las precondicionesnecesarias no son la tiranía ola miseria, sino primero unamejora sustancial tanto de lavida económica como de la si-tuación política, suscitando as-piraciones y demandas nuevasy fuertes, pero luego seguidapor una serie de frustraciones–en el caso español la GranDepresión, una victoria elec-toral de las derechas, la derrotade cuatro insurrecciones revolucionarias de lasizquierdas– que eleva al máximo las demandasrevolucionarias. Luego finalmente estallaroncon éxito en contra de una insurrección mi-litar que –otra paradoja– tenía la intención deacabar con todo esto, no provocar su estallido.Curiosamente, la cultura marxista en Españano llegó a su ápice bajo la República, sino enlos últimos años de Franco. Había más librossobre el marxismo en las librerías de Madriden la primera parte de los años setenta queal comienzo de la Guerra Civil. Esto fue laconsecuencia, entre otras cosas, de la enormeexpansión de la educación y de la coyuntu-ra política del 68, la última gran época de lacultura de la izquierda radical, aunque ya entransición hacia la izquierda nueva. A pesar desu dominio en las universidades, esta culturamarxista no pudo imponerse en el mundoHabía más libros sobre elmarxismo en las librerías deMadrid en la primera partede los años setenta que alcomienzo de la Guerra Civil
  • 11. 22 FRA 23político, bloqueada por las grandesdimensiones de la modernizacióneconómica y el éxito de una políticade democratización. Un cierto tipode lucha de clases sí existía allá en losaños treinta, pero el tipo de lucha declases que existía en la sociedad nue-va de clase media muy amplia de losaños setenta tenía lugar casi exclusi-vamente en las mentes de los teóricosradicales.La larga marcha hacia la moderniza-ción, según parecía, felizmente cum-plida con prosperidad y democracia,pero la Historia sigue llena de sor-presas. Una vez entrado plenamen-te en la nueva etapa democrática, elpaís se encontraba ante el hecho deque la modernidad clásica se desva-necía, y se encontraba en un mun-do cambiando rápidamente haciala llamada posmodernidad. (Ahora,técnicamente, la llamada posmodernidad esotro concepto algo confuso, porque todas lascaracterísticas o tendencias que se señalan deesta etapa ya existían, o de hecho o de modoimplícito, en la modernidad clásica, donde, enlas palabras famosas de Marx, “todo lo sólidose desvanece en el aire” –pero, para seguir lajerga regular, sigamos diciendo posmoderni-dad–). Después de varias generaciones de lu-cha para lograr la industrialización, y despuésde haberse convertido en la novena potenciaindustrial del mundo, el país se encontrabaante la economía posindustrial, y la necesidadde la reconversión a la economía de servicios.El hecho de que esto se lograba con bastanteéxito en la última parte del siglo XX es unaindicación de que la modernización funda-mental se había logrado de verdad, y que nofue una ilusión.Otra cosa son los desafíos del siglo XXI. Enseguida, en los primeros años de este siglo, laeconomía española, siguiendo las pautas másrecientes, casi al unísono con las economías deGran Bretaña y Estados Unidos, se dedicó congran intensidad a la burbuja de la construc-ción y la vivienda, que funcionó más o menostan bien, y luego tan mal, como en estos otrospaíses. La crisis actual puede tratarse de algobastante más grave que la reconversión de losochenta, y su resolución mucho más compli-cada.España no tenía tan mala suerte con las crisiseconómicas del siglo XX. La Gran Depresiónde los años treinta, en términos puramenteeconómicos, golpeó con menos severidad enun país no tan abierto al mercado internacio-nal y no tan dependiente de las exportacioneso del capital extranjero como muchos otrospaíses. El peor sufrimiento económico vino delas guerras –la Guerra Civil, la Guerra Mun-dial– y las consecuencias de la revolución, pri-mero, y la política equivocada, segundo, delrégimen de Franco. Esta vez, en el siglo XXI,las consecuencias pueden ser bastante graves.Probablemente estamos entrando en una épo-ca que requiere otra conversión parcial de es-tructura y de costumbres socioeconómicas.Me parece que en los años más recientes mu-chos españoles han concluido que, despuésdel éxito de la modernización y de la conso-lidación democrática, el principal problemapolítico del país es el que los espa-ñoles tienen exclusivamente con símismos en términos de identidad,unidad y cooperación. En un ladose ha criticado a la Transición porno haber dado un poder adecuadoa la izquierda (es decir, un poder to-tal), pero desde otro punto de vistatotalmente diferente por haber im-pulsado un modelo de Estado dese-quilibrado con tendencias a la esci-sión. En este momento mismo talcuestión no es tan importante comoel dilema económico, y por eso du-rante el último año las demandas derevisión autonómica han disminui-do, pero a largo plazo resulta ciertoque la cuestión de unidad/desvincu-lación, la cuestión del porvenir delEstado de las autonomías, es el pro-blema cívico número uno.El único otro gran país europeo queha experimentado un debate político interiorsobre la identidad nacional durante esta últi-ma generación de la envergadura y gravedaddel debate en España es Rusia. Durante losaños noventa, inmediatamente después delcolapso de la Unión Soviética, el problema fuebastante más acuciante en Rusia que aquí. Es-paña, de todos modos, ha existido de algunaforma como Estado político por más de me-dio milenio, aunque los mismos españoles tie-nen bastante dificultad en ponerse de acuerdosobre cómo se ha definido esta forma histó-A largo plazo resulta cierto que la cuestión delporvenir del Estado de las autonomías, es elproblema cívico número uno
  • 12. 24 FRA 25ricamente. Pero “Rusia,” como tal,no había existido nunca, y en ciertosentido tuvo que inventarse. Lo queexistía desde que se ganó la indepen-dencia completa de los mongoles fue“la Moscovia,” que se transformóde un modo relativamente rápido alImperio zarista, con sus más de cienetnias y más de cien idiomas. La na-ción rusa nunca existió en términospolíticos, y la formación de la UniónSoviética complicó la situación aúnmás, porque los bolcheviques que-rían eliminar cualquier vestigio dedominación rusa. Ellos fueron losque inventaron la “acción afirmativa”a favor de las minorías. El traspaso aun cierto nacionalismo ruso iba muydespacio, aunque de un modo másacusado durante los últimos años so-viéticos.Después de 1991 con la consolidación de lanueva Rusia, estalló la Federación Rusa. Elgran debate sobre Rusia, sobre todo durantelos años noventa, fue, en cierto sentido, aúnmás enrevesado que el debate sobre España.Había más territorio, y muchísimas más len-guas. Salvo por la secesión de Chechenia, lacosa funcionaba en términos políticos, pero enlos primeros años había una crisis político-psi-cológica en la clase política y en los intelectua-les. Era más o menos de rigor para cualquieraspirante político publicar su propio artículo,folleto o librito sobre la identidad rusa, pro-bablemente el rito de pasaje de esta clase másacusado de cualquier país del mundo.Luego, con el siglo XXI, con el gobierno dePutin, Rusia ha sido fiel a su historia, como latierra de la “pseudo morfosis,” y nominalmen-te ha resuelto el problema con una especie deautoritarismo político que impone su versiónde nacionalismo ruso. Como siempre, Rusiaofrece el ejemplo de cómo no se debe hacerlas cosas.En España, como país occidental, todo al re-vés. Rusia ha llegado en estos últimos años aser más autoritaria y más centralista, mientrasEspaña, según parece, llega a ser tal vez nomás democrática pero sí más autonómica. Enla época de la globalización, los viejos estadoscentrales pierden más y más poder, y pierdenel apoyo del sentimiento unitario. Pero mien-tras las grandes naciones históricas en Europa,fuera de Rusia, pierden más y más su senti-miento nacional, tal cosa sin embargo creceentre las comunidades pequeñas, que parececontradictorio. Algunos españoles imputanesto al puro egoísmo de las regiones, y algode eso habrá, pero las raíces del problema sonmás profundas. Mientras ocurren la globali-zación y todos los cambios de la época de laposmodernidad, disminuyen las identidadesnacionales en las sociedades más desarrolladasy democráticas, promocionando lo que se lla-ma el “trans-nacionalismo”: la gente se recom-pensa enfocándose en lo individual, lo local ylo regional, porque las grandes naciones cen-trales ya no tienen el mismo papel exclusivo yno es necesario depender de ellos en el mismogrado. En esa situación hay un gran afán porla deconstrucción, una prioridad que se aplicamuchas veces de una forma caprichosa, perosobre todo contra todo lo que ha sido antesdominante, y se va teóricamente en busca dela libertad bajo formas nuevas. Ahora, si sequiere ser consistente con esto, hace falta unaregresión en la deconstrucción ad infinitum,que al final deja poco títere con cabeza, perola forma normal de practicar este deporte esestablecer un cierto marco nuevo, y entoncesinvestirlo con nuevas reclamaciones absolutas,aunque la lógica es poco convincente y franca-mente contradictoria.Verdad es que el problema autonómico esbastante más severo en España queen otros países, una consecuenciade la historia específica del país y lastendencias socioculturales nuevas, ysobre todo con las asimetrías recla-madas y existentes, que hacen impo-sible un verdadero federalismo. EnEspaña durante los últimos veinteaños todo esto ha provocado un de-bate político e histórico que no tieneigual en el mundo occidental, y so-lamente por algunos años en Rusia.Hasta en Rusia no se hurgaba tantoen la historia medieval, o lo que sepresenta como historia medieval,para encontrar argumentos políticoscontemporáneos, como en España.Es muy difícil, por ejemplo, definircon exactitud los lazos comunitarios,políticos, culturales y religiosos entrelos antiguos reinos hispánicos, perola misma cosa sería igual de difícilcon respecto a los poderes diferentes en la Ale-mania o la Italia medievales. Algunos histo-riadores y comentaristas hablan de algo comocomunidad cultural, o político-geográfica, oEspaña pasó por lasexperiencias típicas, largas ylentas, que tendían a laplasmación de una naciónpolítica moderna durante lossiglos XVIII y XIX, queparecían al punto decolmarse con éxito duranteuna parte del siglo XIX
  • 13. 26 FRA 27Stanley George PaynePrestigioso hispanistaestadounidense, es Doctor enHistoria por la Universidad deColumbia y Profesor Eméritode Historia en la Universidadde Wisconsin-Madison, dondeostenta la cátedra Hilldale-Jaume Vicens Vives. Miembrode la Academia Americanade Artes y Ciencias, y, desde1987, académico de la RealAcademia Española de laHistoria. En 2009 recibióla Gran Cruz de la Ordende Isabel la Católica. Hapublicado quince libros y másde 150 artículos en revistasespecializadas, principalmentesobre la Historia de España.religiosa, unos pocos utilizan el concepto de“imperio,” aunque no puede ser más que me-tafórico, otros niegan que existiera ningunaidentidad en cualquier forma.El argumento predilecto de toda una escuelade historiadores, y no exclusivamente de Espa-ña (o dentro de España), de que la monarquíaunida al fin del siglo XV creó la primera naciónmoderna es una exageración muy evidente.Los factores de lo que se llama “nación moder-na” sencillamente no existían. Hay que distin-guir entre “nación histórica” y “nación políticamoderna”. España fue una de las primeras na-ciones históricas, que es algo diferente, porqueen la Edad Media la voz “nación” no se referíaa una unidad política unificada, sino a un te-rritorio o principado (a veces varios principa-dos), o a unaregión o unidioma. Nofue una acep-ción política,sino descrip-tiva, en lossentidos yaindicados,mientras na-ción políticaunificada esun conceptosobre todo político, emergiendo en la últimaparte del siglo XVIII.España pasó por las experiencias típicas, lar-gas y lentas, que tendían a la plasmación deuna nación política moderna durante los si-glos XVIII y XIX, que parecían al punto decolmarse con éxito durante una parte del sigloXIX. Pero varios factores atrasaron el proce-so, algunos de ellos llegando eventualmente asubvertirlo, al menos en parte. Todo esto hasido estudiado en gran detalle por la historio-grafía de la última generación. En el siglo XX,el nacionalismo español antes de 1936 proba-blemente batió todos los records europeos pordebilidad, aunque se puede tener una naciónadecuada sin gran nacionalismo. Que el nacio-nalismo surgiera como fórmula rigurosamenteautoritaria, como respuesta a la revolución y ladisgregación, fue una solución a corto plazoque no resolvió el problema, sino que a lar-go plazo lo empeoró. Es evidente que Italia,empezando el proceso más tarde y en peorescondiciones, tenía más éxito en la formaciónde una nación, no dependiendo meramentedel fascismo. Y por eso el conflicto y la ne-gociación sobre estas cosas en España van acontinuar.Fue el filósofo Nietzsche quien advirtió quetodo lo que tiene una historia no puede ser de-finido. Esto ciertamente es el caso de la naciónespañola actual y su forma de Estado. Cuandosu sistema político se llama “Estado de las au-tonomías,” esto realmente no explica mucho aun extranjero. Algunos quieren llamar al paísuna “nación de naciones,” algo que no puedeser, porque es puro oxímoron como “memoriahistórica.” Un consenso corriente dice “Estadocomplejo” de una “nación plural”, que puedeser lo más aceptable.Hace medio siglo, precisamente en 1962 enBayona, un amigo mío que era nacionalis-ta vasco me explicó que sus colegas políticosmiraban las posibilidades de mayor unidad einternacionalización europeas como la alter-nativa que facilitaría las posibilidades de desa-sociarse de España. Tal perspectiva en aquelmomento, en plena dictadura franquista, mesorprendió, aunque luego se ha podido seguirpor ese camino. Sin embargo, a pesar de todala arrogancia de los burócratas en Bruselas quepretenden hacerse con más y más poder in-ternacional, es un poco pronto para creer sinmás que los Estados históricos se van a diluirindefinidamente hasta casi desaparecer. Esono es tan probable.Queda finalmente la perspectiva, que no esningún descubrimiento mío, de que la historiapolítica contemporánea de España se mueveen ciclos de aproximadamente 65 años. Eso es,de las Cortes de Cádiz hasta el derrocamientode la República Federal, 1810-1874, 64 años.De la Restauración de los Borbones hasta el finde la gran Guerra Civil, 1874-1939, 65 años.Del comienzo del régimen de Franco hasta el11-M de 2004, 65 años. Los dos primeros ci-clos quedan muy claros, pero ¿ha comenzadoun nuevo ciclo con el atentado islamista y elgobierno de Zapatero? La interpretación ca-tastrofista hecha por los críticos de Zapateroes que con este gobierno se ha iniciado la eta-pa de la disgregación de España. Uno de losproblemas con esta interpretación es que pro-yecta casi ad infinitum ciertas tendencias de laprimera administración de Zapatero, que hansido parcialmente paralizadas por las conse-cuencias de la recesión, consecuencias que vana durar bastante tiempo en España, más queen algunos otros países.El último medio siglo ha sido probablementeel más feliz de toda la larga historia de Espa-ña, y ciertamente el medio siglo más libre ypróspero. Pero se ve que en un mundo tancompetitivo, y tan propenso a los grandescambios sin precedentes, no meramente ensus estructuras económicas sino en otras di-mensiones de la vida igualmente fundamen-tales, no se puede descansar sobre los remos,sino al revés: hay que aprender a correr conmayor velocidad meramente para mantener elmismo sitio. Durante este último medio sigloy más, muchos españoles han trabajado muyduro, con gran intensidad, para lograr lo quese ha logrado. Sin duda pueden esforzarse conéxito en un porvenir inmediato para enfren-tarse con estos desafíos nuevos, también. Hayque tener confianza en ello.Fue el filósofoNietzsche quienadvirtió que todolo que tiene unahistoria no puedeser definido
  • 14. 29conferenciasLA NANOTECNOLOGÍA,FACTOR NECESARIOPARA LA MEDICINA PERSONALIZADAMauro Ferrari, Director del Departamento de Nanotecnología e Ingeniería Biomédicade la Universidad de Texas, presentó en la Jornada sobre Revolución Nanotecnológicaalgunos trabajos que está desarrollando su equipo orientados hacia la comercializaciónde chips que permitan validar la utilidad de los fármacos que se utilizan contra el cán-cer. Presentamos a continuación un amplio resumen de la intervención del profesorFerrari.Fundación Ramón Areces, 28 de enero de 2010La posibilidad de disponer de una Medicinamás predictiva, preventiva y específica y, endefinitiva, de ofrecer a cada paciente el tra-tamiento más adecuado en la dosis justa yel momento oportuno ha pasado de ser unahipótesis de trabajo en investigación básicapara convertirse en una realidad clínica. Lasecuenciación del genoma humano y la iden-tificación de algunos de los genes implicadosen el desarrollo de las enfermedades ha per-mitido el surgimiento de una nueva manerade entender la Medicina y los cuidados desalud: la Medicina individualizada.Todos los pacientes quieren recibir un fárma-co adecuado, que actúe en el lugar idóneo yen el momento preciso, y también quierensaber lo antes posible si funciona o no. EstoPor Mauro FerrariDirector del Departamento de Nanotecnología e Ingeniería Biomédicade la Universidad de Texas (Estados Unidos)
  • 15. 30 FRA 31es, en definitiva, lo que nos ofrece la Medici-na individualizada, Medicina que no es anta-gónica a la Medicina molecular, sino que setrata de dos concepciones sinérgicas.La nanotecnología ha permitido que estenuevo concepto médico pase de la cienciaficción a la práctica clínica. Sin embargo, porsí sola la nanotecnología no va a resolver pro-blemas médicos, aunque sí va a ayudar sobre-manera a alcanzar este fin.A nivel mundial, Estados Unidos es el paísque ha apostado más decididamente por lananotecnología, elevándose en los últimosaños no sólo el número de artículos cientí-ficos e investigaciones que se llevan a caboen este campo, sino también el número depatentes relacionadas con nanofármacos. Lamejor muestra de esta tendencia es el cre-ciente protagonismo e inversión económi-ca que las autoridades norteamericanas hanefectuado en el ámbito de la nanotecnologíaen el marco del National Cancer Institute.Además, se ha creado la Alliance for Nano-Health. Se trata de una iniciativa pionera quesurge en el seno del Texas Medical Center yque trata de usar la nanotecnología para es-tablecer lazos entre la Medicina, la Biología,la ciencia de los materiales, la tecnología in-formática y las políticas públicas. En defini-tiva, a través de grupos multidisciplinares deexpertos y de colaboraciones multiinstitucio-nales, se desea acercar la nanotecnología a lapráctica clínica, todo ello para dar soluciones,desde el punto de vista preventivo, diagnós-tico y terapéutico, a problemas médicos aúnno resueltos. Actualmente, ocho reconocidasinstituciones norteamericanas forman partede esta Alianza (abierta también a otros paí-ses) y más de un centenar de investigadorescolaboran en ella.En el Laboratorio de Nanotecnología e Inge-niería Biomédica de la Universidad de Texashay abiertas en estos momentos varias líneasfundamentales de investigación. Por un lado,se pretende fomentar y mejorar el uso de na-nochips diagnósticos (especialmente dirigidosa las enfermedades oncológicas). Por otro, seapuesta por la estrategia de fomentar la auto-curación del organismo humano, aportandoherramientas y los recursos necesarios paraque el propio organismo consiga este obje-tivo. En este sentido, el principal proyectoconsiste en el diseño de nanomateriales ca-paces de mejorar la cicatrización de heridasy optimizar la regeneración tisular en lesio-nes traumatológicas, ayudando a las célulasmadre a reparar defectos o lesiones óseas queel propio organismo no ha podido resolver.Además, están en marcha programas de de-sarrollo de nanoglándulas que soluciona-rían el mal funcionamiento de los sistemasendocrino e inmunológico, sistemas que ensituaciones normales liberan moléculas en elmomento justo para luchar contra una de-terminada enfermedad. Las glándulas de unorganismo liberan mensajeros, como la insu-lina, en el momento oportuno y en las can-tidades adecuadas; partiendo del estudio dela fisiología humana, se están desarrollandotecnologías como los nanocanales de silico-na, capaces de imitar estos procesos y, por lotanto, de controlar temporalmente la segre-gación o liberación de fármacos.Las nuevas generaciones denanofármacos permitiránresolver con eficacia problemasde primer orden en eltratamiento de los tumores
  • 16. 32 FRA 33De los principales programas de investigaciónque se están implementando en este centrode vanguardia, cabe destacar los avances lo-grados en el desarrollo de nanochips que seutilizan para analizar las proteínas, los pép-tidos y el contenido molecular de la sangre,con el fin último de identificar marcadoresde cáncer y monitorizar el resultado de lostratamientos farmacológicos.La oncología es una de las principales áreasde investigación y aplicación de la Medicinaindividualizada. Al margen de la crecienteprevalencia de las enfermedades tumorales, elhecho de que cada tumor presente unas ca-racterísticas propias y diferenciales, así comoque sufra importantes modificaciones a lolargo de su evolución clínica, hace más nece-saria y útil una aproximación individualizadaen estos casos.El cáncer es un modelo excelente para uti-lizar la nanotecnología. Un único marcadorsanguíneo no puede informar por sí solo so-bre la existencia de un cáncer en un indivi-duo concreto, sino que se requieren muchosde ellos para poder ofrecer un diagnósticoexacto y certero. El cáncer es una enfermedaden la que se sobreexpresan y/o infraexpresandeterminadas moléculas, de manera que espreciso evaluar cientos de miles de proteínasen el cuerpo humano para determinar, confiabilidad, la presencia o no de un tumor. Ladetección precoz del cáncer, a nivel molecu-lar, es uno de los objetivos de la nanotecno-logía en Medicina.Aplicaciones en MedicinaLa biología de la vida se basa en nanoestruc-turas (ácidos nucleicos, ADN, proteínas...).Partiendo de esta realidad, los científicos ytécnicos están tratando de reproducir a na-noescala algunas funciones de estas estruc-turas esenciales para la vida. La utilidad detodo ello se multiplica cuando, además, secombinan e integran en estructuras mayoresque potencian sus funcionalidades. Dispone-mos en nuestro cuerpo de células de gran ta-maño (un glóbulo rojo mide 8.000 nm) que,además, se integran entre sí y, en conjunto,terminan desarrollando unidades funcionalescada vez mayores.En oncología, la nanotecnología ya es el pre-sente, y los oncólogos llevan más de 15 añosutilizandonanofármacosenlaprácticaclínica.Los primeros nanofármacos en comercializar-se fueron formulaciones de liposomas, comoCaelix®/Doxil®, una formulación pegiladaliposomal de clorhidrato de doxorrubicinaque se utiliza en cáncer de mama y de ovario.Esta formulación permite al fármaco esquivaral sistema inmune, incrementando el tiempoque permanece en el organismo y haciendoque alcance más fácilmente el tumor, al tiem-po que reduce su toxicidad cardíaca. Los va-sos sanguíneos nuevos que facilitan la vida yel desarrollo del tumor (angiogénesis) crecende una forma desorganizada y tienen “aguje-ros” (ventanas o fenestraciones). Si la nano-partícula posee un tamaño suficientementepequeño, puede entrar por esas ventanas.La primera genera-ción de nanofármacosy medios de contrastenanotecnológicos yase está usando conéxito en la clínica; seestima que este mer-cado supone, en estosmomentos, más de 5billones de dólares.Sin embargo, estásurgiendo con fuerzauna segunda genera-ción que incluye yadianas biomolecula-res. De hecho, haymiles de nanopartí-culas “inteligentes”(con capacidad dereconocimiento mo-lecular de células can-cerígenas) que estánen distintas fases deinvestigación y desa-rrollo, y que se iránincorporando en granmedida a la prácticaclínica en los próximos años. Además, en po-cos años se espera incluso disponer de unatercera generación de nanofármacos. Se tra-tará de múltiples partículas (y no de una sola)que trabajarán y actuarán en equipo, por loque sus capacidades funcionales serán enor-mes.Las nuevas generaciones de nanofármacospermitirán resolver con eficacia problemasde primer orden que se plantean actualmen-te en el tratamiento de los tumores. Así, porejemplo, se sabe que los anticuerpos puedenidentificar los antígenos de las células can-cerígenas, pero la nanopartícula con el anti-cuerpo incorporado casi nunca es capaz deatravesar las distintas barreras biológicas queopone el organismo y, por lo tanto, no pue-de alcanzar a la célula cancerígena (los vasossanguíneos resultan prácticamente imper-meables). Entre las biobarreras a superar seencuentran la barrera endotelial y epitelial,el sistema retículo-endotelial, la degradaciónenzimática, la hemorreología, las presionesdel fluido intersticial y osmótico asociadas altumor, las membranas celular y nuclear o lasbombas moleculares e iónicas.Tras un exhaustivo análisis y estudio porme-norizado de estas barreras biológicas, desdeel Departamento de Nanotecnología e Inge-niería Biomédica de la Universidad de Texasse están investigando diversas opciones parapoder superarlas con éxito y llegar así al tu-En oncología, la nanotecnología ya es el presente,y los oncólogos llevan más de 15 años utilizandonanofármacos en la práctica clínica
  • 17. 34 FRA 35mor de una forma más rápida y eficiente. Elplanteamiento seguido ha tratado de imitaralgunos de los progresos que se han alcan-zado en la ciencia espacial, partiendo de unapremisa básica: si para llegar a la Luna seprecisó una nave espacial que debía superarcon éxito múltiples fases, para llegar al tumortambién se debe planificar una fase de aterri-zaje en el vaso sanguíneo, la penetración enla barrera biológica y la introducción en lacélula tumoral para causar su muerte.En relación a este punto, se está tratando deaportar soluciones en tres ámbitos cruciales:1) la denominada margination dynamics, quealude a la posibilidad de conseguir amonto-nar nanovectores dirigidos hacia las paredesde los vasos sanguíneos; 2) el concepto defirm adhesion, que indica la capacidad del na-novector para reconocer una diana biológicavascular y sujetarse a ella con fuerza; 3) final-mente, el término internalization, que hacereferencia a la capacidad que puede tener unnanovector adherente de controlar la capta-ción celular.Teniendo como base estos planteamientos,se están diseñando nuevas nanopartículasque, a diferencia de las clásicas, adoptan unaforma ovalada, superando así algunas de laslimitaciones que se derivan del uso de nano-partículas redondas. Si la partícula logra lle-gar a la pared del vaso sanguíneo (a travésde una serie de procesos de adhesión yde penetración), se pueden limitar sig-nificativamente los problemas de toxici-dad. La forma esférica es la menos idóneapara facilitar esta necesaria adhesión. Sehan integrado todos estos conocimientospara poder desarrollar partículas nanopo-rosas de silicona, con un aspecto similara medio coco, que han podido demostrarsus beneficios en distintos modelos ani-males.Citó a continuación los resultados posi-tivos obtenidos tras la inyección de estasnanopartículas (partículas pSI), que sonatrapadas por el hígado y transportadashacia los focos metastásicos del cáncer.La posibilidad de disponer de métodosde imagen como la microscopía electró-nica permite, además, la visualización deestos efectos.Por último, Ferrari comentó que su gru-po de trabajo también cuenta ya con unaexperiencia positiva en la administraciónde una única inyección ARN de silencia-miento en el cáncer de ovario Skov3ip1.Indicó que el cáncer se caracteriza porpresentar siete aberraciones esenciales: laautosuficiencia en el crecimiento de se-ñales, la capacidad para eludir la apop-tosis, la insensibilidad ante las señalesanticrecimiento, la angiogénesis soste-nida, la invasión tisular, las metástasis yel ilimitado potencial replicativo. “Ahora–afirmó Mauro Ferrari como conclusióna su intervención– la propia naturalezadel cáncer puede analizarse con herra-mientas específicas, que nos ayudarántanto para un diagnóstico precoz comopara un tratamiento individualizado, enbeneficio del paciente.”Mauro FerrariLicenciado en Mate-máticas y Medicina,y doctorado en In-geniería mecánica,el Dr. Mauro Ferraries experto en eldesarrollo, mejoray aplicaciones de lananotecnología bio-médica. En la actua-lidad es profesor deTerapéutica, Directorde la División deNanomedicina y delDepartamento deIngeniería Biomé-dica del Centro deCiencias de la Saludde la Universidad deTexas, y Presidentede la Alliance forNanoHealth. Hapublicado unos 200artículos en revistasespecializadas y harecibido numerosospremios nacionalese internacionales.Sus áreas de in-vestigación son ladetección tempranade enfermedades enla sangre mediantedetectores proteó-micos, nanovectoresinyectables en tera-pias personalizadas,implantes inteligen-tes en tratamientoscontrolados y na-noestructuras en laosteorregeneración,áreas en las quetiene más de 30 pa-tentes.Se están diseñando nuevas nanopartículas que, a diferencia de lasclásicas, adoptan una forma ovalada, superando así algunas de laslimitaciones que se derivan del uso de nanopartículas redondas
  • 18. 37conferenciasLECCIONES APRENDIDASDE LA CRISIS ECONÓMICA JAPONESA:SIMILITUDES CON LA COYUNTURAECONÓMICA ACTUALEl Dr. Takenaka afirma en esta conferencia pronunciada en el marco de un Ciclo sobreJapón realizado en colaboración con Casa Asia, que en una situación de crisis como laactual resulta importante que los Gobiernos reaccionen con rapidez en la búsqueda desoluciones y mantengan una actitud proactiva. Una de las medidas adecuadas, pero nola única, es la inyección de dinero público a los bancos dado que resulta vital el ajustede activos. En este sentido, descarta que tal inyección de liquidez pudiera producir una“burbuja de deuda pública” a largo plazo.Fundación Ramón Areces, 2 de febrero de 2010Last year, 2009, was a very special yearfor us in Japan. 150 years ago Japan openedits door to a number of European coun-tries and the United States. Before that, thecountry was completely closed and understrong control by the government. But ba-sed friendship and trade treaties concludedin those years, five sea ports were opened atthe time. And this opening of ports served assomething like a trigger for Japanese moder-nisation at a time of major restoration. Ba-sed on this, Japan’s modernisation started.For your information also, my university–Keio University– was opened in the samePor Heizo TakenakaEx Ministro del Interior y Comunicaciones del Gobierno de Japóny Ex Viceministro de Finanzas y Política Económica y Fiscal
  • 19. 38 FRA 39year, 150 years ago. So last year wecelebrated the 150th anniversary ofKeio University.However the year 2009 becamea very difficult year for us. As youknow, the world economy facedserious risk factors symbolised bysubprime mortgages in the UnitedStates. Japan and other Asian coun-tries were also involved more or lessin this unstable financial environ-ment. We also understand that Ja-pan is watched by many people inthe world. It is because we still havethe second or third largest GDP inthe world. Also it is because we hada very serious financial crisis some10 years ago and a long period ofeconomic stagnation called the LostDecade. The right experience tostop financial crises and economicslumps should be assessed positivelyor negatively so that we can learn lessons tobe applied to the current difficulties.Today I have been given a very importantand interesting topic to speak about: Lessonslearned from the Japanese crisis and similari-ties with the current economic conflicts. Solet me tackle this issue.We have recently heard a lot of bad newsabout Japan, especially about Japanese poli-tics. Japan’s political situation is very unsta-ble. Maybe you know something about that.In the past 20 years we have had 14 primeministers.However, 8 years ago we had a very specialprime minister, Junichirō Koizumi, and un-der his leadership, we ended the Lost De-cade. I worked in government from 2001to 2006 to support former Prime MinisterKoizumi. Koizumi was a very special andunique Prime Minister in the history of Ja-panese politics. How unique and how specialhe was... First he nominated me as a Minis-ter; that is how unique he was. Second, hecontinually supported my policy for over fiveyears although many influential politicians atthat time were opposed to it. He was special,anyway. In any event, owing to the leader-ship of Prime Minister Koizumi, the Japane-se economy recovered and the financial crisiswas over.So first, let me quickly review the trend ofthe Japanese economy and policy responses,and then I will discuss some lessons from ourearlier experience to prevent a financial crisisand a lost decade.It goes without saying that the world’s cu-rrent financial problems are somewhat diffe-rent to Japan’s problems 10 years ago. Someare similar and some are different, I wouldsay. I still believe we can discuss some usefulimplications from our experience.Also, in the last part of my speechI will touch upon a very recent si-tuation of the Japanese economyand its politics. It is because thingshave obviously changed in Japanafter Prime Minister Koizumi andI left government. It is especiallyimportant to say that there was achange of the political regime ba-sed upon the result of an electionlast year. The LDP (Liberal Demo-cratic Party) which had long beenin government was seriously defea-ted last year. And Mr. Hatoyamaof the DPJ (Democratic Party ofJapan) took office as the new PrimeMinister.It is the very first experience du-ring the post-war period that sucha regime change has taken place inJapan. And it should be noted thatsuch a regime change happened in the midstof current globalisation.Anyway, let me start with a review of thetrend of the Japanese economy. Well, in thesecond half of the 1980s, we had a so-calledbubble economy; I understand you also havea bubble economy. At the time, Tokyo stockprices hit their peak in December 1989. Andbefore this peak, stock prices had been in-creasing for 8 years or so. The Nikkei averageTokyo stock index increased 5.5-fold duringthis period. This capital gain however di-sappeared and Japanese stock prices declinedto less than a quarter of its peak value.In my understanding, in most Europeancountries and also in the United States, stockprices dropped to around half of their peakvalue recently. So now I dare say that Japan’sbubble and burst was much bigger than theWe had a very serious financial crisis some10 years ago and a long period of economicstagnation called the Lost Decade
  • 20. 40 FRA 41European and US bubbles this time.This is also true when we make a comparisonbetween the United States and Japan. In theUnited States, the peak annual rise in stockprices during the present bubble was of 26%,clearly a big hike. However, in the case of Ja-pan, the peak annual rise was 48%, over thesame period. In the United States, the peakannual rise in the housing price index was11%, while Japan’s peak annual rise in resi-dential prices was 25%.In any event, since the bubble burst in around1990, the Japanese economy has faced manyproblems. For example in the 1990s, Japan’sGDP growth rate dropped to just 1%, whileit had enjoyed a 4.5% annual growth rate inthe 1980s.In the 1990s, the Japanese government madesome misjudgements in macroeconomicmanagement, in my understanding. Afterthe bubble burst, a so-called balance sheetadjustment was needed. However, the go-vernment mostly increased government ex-penditure or public works while ignoring theneed for an adjustment. This policy createda new vested interest or a new political envi-ronment in our society.Namely –maybe you can easily imagine–construction companies enjoyed high pro-fits through this large-scale policy, by whichI mean government expenditure or publicworks, and these companies donated a lot tothe government party. In any case, for nearly10 years the Japanese government continuedfiscal expansion policies and the total amountof additional stimulus packages reached 133trillion yen, 26% of the GDP. Still, the avera-ge growth rate in the 90s remained only 1%.During the 90s, the Japanese economy wasstagnant and the balance sheet adjustmenthad to be postponed, so in the late 90s thiscaused a serious financial crisis in Japan. Adelayed balance sheet adjustment meantthat the banking sector suffered from a hugeamount of non-performing loans and thebusiness sector suffered from excessive debtproblems.To be specific, in the late 90s some big banksfaced the risk of bankruptcy because of a hugeamount of non-performing loans. Also, somemajor enterprises in Japan faced a similar riskof bankruptcy because of excessive debt. In2001 I was nominated as Minister for Eco-nomic and Fiscal Policy and I completelychanged the framework for macroeconomicmanagement. In 2002 I had an additionaljob as Minister for Financial Services. I thentackled a banking reform.When I started the programme for the dispo-sal of non-performing loans in the year 2002,the ratio of non-performing loans to the to-tal outstanding loans of the bank was 8.4%.And I set a numerical target to cut in halfthis ratio in about three years. Fortunately,the ratio of non-performing loans decreasedfrom 8.4% to 1.5%. And Japan’s economyonce again restored its normal rate of annualgrowth of 2.5%.From years 2003 to 2007, the Japanese eco-nomy grew at an annual rate of 2.2% andslightly higher. This economic expansioncontinued for more than five years. This wasthe longest expansion period in the historyof the Japanese economy.Here, I would like to say that there were twokinds of reform needed to develop the eco-nomy, especially in a country that had ex-perienced the bubble and the burst of thisbubble.One is a proactive reform. You may alreadyknow that Japan is heading towards a se-riously ageing society. The total populationalready started declining four years ago. Un-der such circumstances, it is urgent for Ja-pan to create a smaller government. Yes, it isimportant for us to create a slightly smallergovernment, because otherwise the tax bur-den or social insurance burden on youngergenerations will be huge. For that purpose,privatisation of Japan Post was carried out.The privatisation of Japan Post was a symbolof proactive reform. Today I will not discussthis in detail but let me repeat that both reac-tive and proactive reforms were needed to re-vitalise the economy.On the other hand, reactive reform was alsoneeded. And the symbol of this reactive re-form was the disposal of non-performingloans. Let me discuss some more details con-cerning the financial crisis, or the non-per-forming loan problem in Japan. As I mentio-ned, Japan’s stock prices hit their peak in theyear 1989, but land prices hit their peak twoyears later, around 1991. After that, non-per-forming loan problems in the banking sectorturned out to be very serious.Mr. Kiichi Miyazawa, Minister of Finance atthe time, once pointed out the importanceof disposing of non-performing loans in thebanking sector. However, this was comple-tely ignored by many political powers. At thetime, the early 90s, politicians were mostlycommitted to the battle over the reform ofthe election system. They paid more atten-tion to politics than to the economy.In any event, solving non-performing loanproblems was postponed to the year 1998,amazingly, nine years after the burst of the
  • 21. 42 FRA 43bubble. In the year 1997, Yamaichi Secu-rities, which was the second largest securi-ties company at the time, went bankrupt.Hokkaido Takushoku Bank, one of nine citybanks at that time, also went bankrupt. Un-der such circumstances, in 1998, the Dietapproved a new legal framework, or new law,under which public money can be used forcapital injection in troubled banks.Around 1997 and 1998, there was a loss ofconfidence in policy and indeed in the poli-tical process. This crisis, so special, could becalled a confidence crisis. A confidence crisisis very serious. We now live on confidence inthe current system. The financial system isparticularly in need of the confidence of thepublic. Once confidence is lost a steep fall instock prices might take place.I understand that such a confidence crisistook place in the United States and in someEuropean countries. So we will have to stopthis kind of confidence crisis. Once a con-fidence crisis starts, there is only one thingto do. Both the government and the centralbank must take all possible actions in orderto curb the crisis. Crises demand a degree go-vernment activism.In any event, in Japan, everything convenedin the autumn of 1998, nine years after theburst of the bubble, concentrated on finan-cial issues. This decision was labelled as thefinancial diet and prepared the basis for theinjection of public funds, of public capital.Then, in 1999, a total of 7.5 trillion yen wasinjected into major banks. This amount ac-counts for 1.5% of GDP. Huge amounts ofmoney were injected into the banking sectorin the year 1999.However it was not enough. This shouldbe stressed. The confidence crisis continueduntil other measures were taken. Indeed, theJapanese crisis subsided only in 2003, fouryears after the capital injection.Japan’s previous experience of fighting thecrisis of confidence has lessons for the rest ofthe world.First, public fund injections alone did notsolve the problem. Government activism isneeded. A symbol of this government’s acti-vism is capital injection in the banking sector.But this in itself did not solve the problem.Rather, supervision was important. Above allthere must be precise and strict asset apprai-sers in financial institutions. Only then thenecessary capital should be injected.A lack of trust in balance sheets was the mostimportant source of concern in internatio-nal markets. Unfortunately, at the end of the1990s Japan injected public funds while badassets were still being concealed in the ban-king sector. As a result the financial crisis con-tinued even after the capital injection. A solu-tion came only after the year 2002 when thefinancial revitalisation problem was introdu-ced under the Koizu-mi administration.Under this problem,strict bank inspec-tions were carried outand then additionalnecessary capital in-jections were under-taken. There was a ca-pital injection in theResona Bank in 2003and the situation be-gan to improve.As I mentioned, whenI was nominated asMinister of FinancialServices, the ratioof non-performingloans to total outstan-ding loans was 8.4%.I set a numerical tar-get to cut this ratio bya half in about threeyears, and this ratioof non-performingloans declined from 8.4% to 1.5% after anadditional capital injection.This is the first lesson. Capital injection isneeded but it is not enough. A much moreaccurate assessment is required before that.The second lesson is that activism on the partof the government can sometimes go too far.Government activism is essential in a crisisbut there are some steps to be avoided. Whenexcessive protection is given to some, impactson others can worsen the confidence crisis.In this context, the global trend towards di-versifying market-to-market accounting isspreading, which is very risky. In order toprevent the financial situation of institutionsfrom appearing to worsen, the idea is to tem-porarily diversify some rules. But this is amistake. Diversifying market-to-market ru-les increases investors’ worries about balancesheets. Confusion stemming from uncertain-ty over the true state of balance sheets couldworsen the confidence crisis.The accounting issue is particularly hardwhen a crisis hits at the time of a politicalelection. This combination pushes politicstowards an indiscriminate activism. Actua-lly, this issue also triggered a major debatein Japan. In the year 2003, when the elec-tion coincided with the financial crisis, manypoliticians and industrial groups called for aAround 1997 and 1998,there was a loss ofconfidence in policy andindeed in the politicalprocess. This crisis, sospecial, could be calleda confidence crisis. Aconfidence crisis is veryserious
  • 22. 44 FRA 45suspension of market-to-market accounting.People saw suspension as a way to stop banksfrom falling into capital shortage. In the end,however, the Japanese government under theleadership of Prime Minister Koizumi rejectsthis view with a very solid attitude. If we haddone this –changing the accounting group–investors would have been even more con-fused and would have lost even more confi-dence in financial statements. If we had re-birthed market-to-market accounting at thattime, badloan dispo-sal and eco-nomic reco-very wouldhave takeneven longer.Thus, thethird lessonc o n c e r n sthe busi-ness sectoror debtors.D i s p o s a lof non-performing loans in a banking sec-tor is one issue and reduction of excess debtin damaged businesses is another. These areof course both sides of the same coin. It isimportant to consider both the lenders andborrowers –in case we consider side by sidethe balance sheet adjustment–.Considering this we established the Indus-trial Revitalisation Corporation of Japan(IRCJ). In the midst of the banking reform,IRCJ was a kind of government bank whichwas given some special legal powers similarto a judicial court, to restructure debtors andcreditors’ accreditations. Under IRCJ, 48companies which had gone bankrupt werethen restructured.Here, the key word would be a kind of ma-naged bankruptcy –managed bankruptcy isan important key word–. The role of IRCJwas to help balance sheet adjustment of de-btors in the form of managed bankruptcy.IRCJ successfully finished its historical roleand dissolved just two years ago. When fa-cing a crisis of confidence, both flexibilityand boldness are important, crucial and ne-cessary. That said, urgencies are no excuse tobe reckless.If we compare the current European andAmerican situation with Japan’s situation 10years ago, there are some differences as wellas similarities.What are the similarities and differences bet-ween Japan’s crisis and the current crisis inEurope or the United States? Of course, theEuropean situation is also different from thatof the United States and also the situationvaries throughout the European Union. Butlet me discuss some important points.At the very beginning of this current crisis,I recognised it as a situation very differentfrom what Japan experienced about 10 yearsago. However today, I realize that the simi-larity between the two has been increasing.What is very similar is a throw and pull reac-tion in politics or political process or policymaking.Japan’s financial crisis was a very typical ban-king crisis because of the burst of the bubblearound 1990. Asset differentiation startedas a result of the fact that the banking sec-tor had a huge amount of non-performingloans, as I already mentioned. However inthe case of some European countries and theUnited States, banks already sought somelending assets through securitisation, as youknow. Once this lending asset was securiti-sed it was then sold to other financial orga-nizations. So Japan had a banking crisis, butEuropean countries and the United Statesface a so-called money market crisis in myunderstanding.Of course, the banking sector in Europeancountries and the United States was also da-maged but the basic nature of the crisis isslightly different between Japan and the EUand the US. In the case of a banking crisis,the direct negative impact on macro economyis very serious. While direct damage prevailsamong the general public it is because bankdeposits account for the social infrastructurefor financial settlement.On the other hand, in the case of a bankingcrisis it is relatively easy for the governmentto control or to handle the situation. It is be-cause banking authorities like financial suba-gencies have strong power to control banksand the legal framework is already providedfor the banking sector.On the contrary, in the case of a moneymarket crisis, the infrastructure or financialsettlement is not directly damaged. However,price changes in capital markets are very ra-pid and uncontrolled, as you know, and itis very difficult for financial authorities tocontrol such a situation, because complica-ted financial assets tend to be held by varioustypes of financial institutions. So, technica-lly speaking, asset assessment is much moredifficult in this case in comparison to thecase of the banking crisis.Another different factor is that 10 years ago,Japan could depend mostly on external de-mand to support the macroeconomy. Dispo-sal of non-performing loans and a bankingIf we compare thecurrent Europeanand Americansituation withJapan’s situation 10years ago, there aresome differences aswell as similarities
  • 23. 46 FRA 47reform is needed, but this tempo-rarily provides a certain deflationimpact on the macro economy. Inorder to cancel that out, some sti-mulus is needed. In the case of Ja-pan, we could not have this kind ofcapacity through fiscal expansionbecause we had so much debt. Butat the time, fortunately, we couldmake use of external demand. Alsoat that time, the yen was depreciatedand this helped external demand togrow.However, now almost all countriesare similarly damaged. Hence, Eu-ropean countries and the UnitedStates cannot expect much from ex-ternal demand, with the exceptionof demand from China. But still,compared to the total size of theeconomy, this is not enough. Thisis different from previous situations.In any case, the world is facing a serious pro-blem, which Japan faced ten years ago.There is poor performance, a terrible ineffi-ciency in the political process of policy ma-king. We need to fight against popularism.For this purpose two factors are needed.One is strong political leadership. In orderto implement this kind of policy, in a verysolid manner, political leadership is essential.And number two: public intellectuals mustpersuade the general public. This road is alsovery important. If there is a strong publicsupport for a bail-out, for capital injection,etc., politicians have no reason to stop or re-ject that policy.In this regard, I’d like to touch upon thereason why the Japanese government was soslow to act in the 1990s. Japan’s lost decade(the 90s) was, in a sense, a decade of finance-related scandals. I mean, financial firms hadcarried out certain illegal activities and wereaccused in the early 90s.Then there were some wining and diningscandals at the time involving bureaucratsfrom the Ministry of Finance and the Bankof Japan. In 1998, the Minister of Financeand the governor of the Bank of Japan wereboth forced to resign for this reason –becauseof the financial scandal–. Also, as a result, theMinistry of Finance was split, divided intotwo organisations, two departments: the fis-cal policy department and the banking po-licy department. Under such circumstances,the general public had a very strong sense ofanger towards financial institutions and ban-king authorities. This made it very difficultto have a reasonable policy discussion or apolicy response regarding capital injectionfor banks.We cannot ignore a sense of anger among thegeneral public on financial issues. I imagineyou are familiar with the discussion abouthow high or how low the salaries of bankersare or should be.We can have another kind of economic dis-cussion; however, since we live in a democra-tic society we cannot ignore it –the sense ofanger of the general public– towards the ban-king sector or financial institutions.This addsanother important aspect to be considered.We now come to the final point. I’dlike to discuss the current situationof the Japanese economy and po-litics. What changed after Koizu-mi left? Well, after Koizumi, themomentum for economic reformdisappeared in Japan. Then the Ja-panese economy began to deterio-rate again. People are waiting to seewhether the new Prime MinisterHatoyama can improve the situa-tion or not.This year, 2010, Chinese GDPmight exceed that of Japan. Japanbecame the second largest countryin terms of GDP over thirty yearsago, but it is expected to be the thirdlargest country this year, replacedby China. However, as an industrialnation, the path taken by Japan isvery important. As you know, Asiancountries as a whole have been growing veryrapidly, not only China but also other coun-tries in Asia have seen rapid growth. Asia’sGDP accounts for almost 30% of the world’sGDP; if we estimate GDP through PPP (Pur-chasing Power Parity), it becomes much moredramatic as GDP accounts for 38%, almost40%, of the world total.China’sgrowthisparticularlyamazing.Asyouknow, between 1990 and last year, China’saverage growth rate reached 9.5%. At theThereispoorperformance,aterribleinefficiencyin the political process of policy making. Weneed to fight against popularism
  • 24. 48 FRA 49same time, there is another impressive figurefor Asia: that is Green House Gas emissions,CO2emissions; Asia’s share of CO2emissionsis the highest: 37%. And China is maybe thelargest producer of Green House Gases inthe world now. Asia’s economy is playing avery important role. At the same time, Asiancountries are responsible for global issuesnow. In any case, in this regard, the role ofJapan is very important. Let me explain therole of Japan in Asian-Pacific development.Economic development in this area startedin the 1980s. Japan first exported capitalgoods and intermediate products to Asiandeveloping countries. These countries thenstrengthened their productive capacity or be-came strong production centres in the world.Then final products were mostly absorbed bythe United States and European countries.So Japan was a supplier of technology becau-se technology is embodied in capital goodsand intermediate products. Thus, Asian de-veloping companies became producers andthe US and EU were absorbers. So there wasa very strong triangle in the Asia Pacific. Letme repeat, Japan is a supplier of technologyand Asian countries became producers andthe United States mostly became an absor-ber. Considering Japan’s role, it is importantthat a new government takes an appropria-te economic management approach gearedtowards a stronger economy.Thus, China’s exports increased; an impor-tant part of China’s exports is handled byJapanese manufacturers, for example. SoI’d like to say Asian countries are now dee-ply integrated, meaning total developmentis much more important. Which GDP isbigger or smaller is not an important issue.Therefore, China’s growth is offering a verygood opportunity for all Asian countries, in-cluding Japan.Now in Japan, political confusion is havinga serious negative effect on economic poli-cies up until now. In the general election lastyear, a so-called regime change happened, asI mentioned earlier, and DPJ took a majorityin the Diet (lower house) and Mr. Hatoya-ma became Prime Minister. As for the DPJ’seconomic policy, there were some problems.First, they made so many campaign promisesthat in order to fulfil these promises, largebudget funds are needed. But we are facing ahuge amount of budget deficit. In addition,DPJ attaches more importance to incomedistribution than to economic growth.Now they are creating a system of, for exam-ple, child, family and farmer allowances.Thisis partially because DPJ is strongly supportedby labour unions. So there is still a strange re-lationship between the government and thebusiness leaders. It seems that the DPJ hasbeen reluctant to implement growth strate-gies based on competition policies thus far.Under such circumstances, a political scandalhas emerged. The director general of DPJ,the ruling party, Mr. Ozawa, is now facing aserious financial scandal. He is a kingmakerand a real man of influence in Japanese poli-tics. Very regrettably, after Koizumi, politicalleaders have been paying more attention topolitics and populist types of policies ratherthan on economic reform. For the time be-ing, Japan’s economy is showing some signsof financial recovery. Yes, it is true. If we haverecovered the loss, it is because the DPJ go-vernment will continue to expand its fiscalpolicy in the short term.But this is not a well-designed macro-econo-mic management model.The world-wide discussion on financial mar-kets will become much more important. Ja-pan has to join in and even lead the discus-sions, based on our own experience. So it isquite clear that we should recover the reformmomentum, which is still fundamental forthe Japanese economy. We should rememberthe experience from 2005.At that time we decided to privatise JapanPost after a very serious political battle. ThePrime Minister decided to privatise it andpeople strongly supported the move. Since2005, stock prices increased in Tokyo ama-zingly by 42%. If the government takes thiskind of step towards reform, the Japaneseeconomy can grow and stock prices will in-crease, because we have the technology, wehave physical capital, we have human capital.However, after that, the momentum of thereform declined and now we have a numberof problems.Anyway, 10 years ago, Japan was characteri-sed by NPL (Non-Performing Loan). Nowwe wait for another NPL (New PoliticalLandscape).Heizo TakenakaEl Dr. Heizo Takenaka hasido una de las personasclaves dentro de la políticaeconómica de Japón durantelos últimos diez años. Haocupado diversos cargospolíticos entre los que cabedestacar: Ministro de AsuntosInternos y Comunicación y dePrivatización de los ServiciosPostales, Viceministro dePolítica Económica y Fiscal,Viceministro de ServiciosFinancieros. Actualmente, elDr. Takenaka es uno de loseconomistas japoneses másprestigiosos del mundo yocupa el cargo de Directordel Global Security ResearchInstitute de la Keio University.También es miembro delpatronato del World EconomicForum de Davos.The world-wide discussionon financial marketswill become much moreimportant. Japan has tojoin in and even lead thediscussions, based onour own experience. Soit is quite clear that weshould recover the reformmomentum, which is stillfundamental for the Japaneseeconomy
  • 25. 51conferenciasEN BUSCA DE LAANTIMATERIA PERDIDAEl estudio de la radiación cósmica ha sido la herramienta fundamental para avanzar enel conocimiento del Universo. La instrumentación experimental ha sido muy variadautilizándose para su ubicación laboratorios convencionales, globos sonda, satélites yplataformas espaciales. Está previsto que en 2010 la Estación Espacial Internacionalesté totalmente operativa y disponible para la realización de medidas precisas y de largaduración de las componentes electromagnética y cargada de la radiación cósmica enausencia de contaminación atmosférica. Una colaboración internacional ha construidoun detector de física de partículas elementales, el espectrómetro AMS-02, para larealización de este tipo de medidas, algunas de las cuales tienen extraordinario interés enAstrofísica de Partículas, una disciplina científica fronteriza entre la Física de PartículasElementales, la Astrofísica de Altas Energías y la Cosmología. En la planificación de laNASA este instrumento será enviado a la Estación Espacial en el año 2010.En este artículo se describe la Estación Espacial Internacional (ISS) y el programacientífico de AMS-02, en particular la búsqueda de antimateria cósmica primaria1.Fundación Ramón Areces, 21 de enero de 2010Por Manuel Aguilar Benítez de LugoReal Academia de Ciencias, Exactas, Físicas y Naturales.Director del Departamento de Investigación Básica del CIEMATDEDICATORIAA Juan Antonio Rubio Rodríguez (1944-2010), compañero y amigo,incansable impulsor de la actividad científica y técnica en España.ISS AMS-02CIEMATBIGBANGUNIVERSOANTIMATERIACOSMOS
  • 26. 52 FRA 53IntroducciónNo es aventurado afirmar que todo lo queconocemos acerca del Universo se debe engran medida al estudio de la radiación cós-mica, fundamentalmente de su componenteneutra y más precisamente de la radiaciónelectromagnética. Los últimos 50 años hansido testigos de una intensa actividad experi-mental que ha producido importantes descu-brimientos, varios de ellos galardonados conel Premio Nobel de Física (PNF). Es el casodel descubrimiento de la radiación de fondode microondas en 1964 (Penzias & Wilson,PNF 1978), del descubrimiento de los púl-sares en 1967 (Ryle & Hewish, PNF 1974)y de los púlsares binarios en 1974 (Hulse &Taylor, PNF 1993), del descubrimiento defuentes emisoras de rayos X en la década delos 70 (Giacconi, PNF 2002) y del descu-brimiento de la anisotropía del fondo de laradiación cósmica de microondas en el año2001 (Smoot & Mather, PNF 2005).El estudio de la otra componente de la radia-ción cósmica neutra, los neutrinos, tambiénha sido galardonado con el Premio Nobel(Davis & Koshiba, PNF 2002). Las medidasdel flujo de neutrinos solares desde media-dos de la década de los 60 y de los flujos deneutrinos atmosféricos y solares a partir delos años 80 pusieron de manifiesto que estaspartículas tienen masas no nulas.El estudio de la radiación cósmica cargada orayos cósmicos, descubierta en 1911 por V. F.Hess (PNF 1936) ha permitido realizar des-cubrimientos importantes, como el del posi-trón en 1932 por C. Anderson (PNF 1936)y del muón en 1937 por S. D. Neddermeyery C. Anderson, así como del pión en 1947(Powell, PNF 1950) y de las partículas extra-ñas en 1947−1951 (Rochester, Armenteros)sin olvidar los trabajos pioneros de P. M. S.Blackett en la década de los 30 sobre cámarasde niebla que permitieron confirmar la pre-sencia de partículas cargadas penetrantes enla radiación cósmica (Blackett, PNF 1948).Es interesante hacer notar que, hasta el des-cubrimiento del antiprotón en el aceleradorBevatron del Lawrence Berkeley NationalLaboratory (LBNL) en 1955 (Chamberlain& Segré, PNF 1959), el estudio de la radia-ción cósmica cargada fue clave para estable-cer el espectro de las partículas elementales.Los haces de partículas de alta energía pro-ducidos artificialmente en aceleradores, y eldesarrollo de las cámaras de burbujas inven-tadas en 1953 (Glaser, PNF 1960; Álvarez,PNF 1968), tomarían el relevo a partir de esemomento.Una concisa y reciente revisión sobre el esta-tus del estudio de los rayos cósmicos apareceen [1].En el intervalo comprendido entre 1011y 1020eV [2] de energías la forma del espectro pue-de parametrizarse como una ley de potenciascon cambios de pendiente alrededor de 1015.5eV (“knee”/rodilla), 1017.8eV (“second knee”/segunda rodilla), y 1019eV (“ankle”/tobillo).El flujo integrado por encima de 1019eV(equivalente a la energía cinética de una pe-lota de tenis a la velocidad de 100 km/hora)es del orden de 1 partícula/año/100 km2desuperficie terrestre. Estos rayos cósmicos deultra alta energía representan la materia enel estado de máxima desviación de equilibriotérmico encontrado en el Universo y puedenevidenciar la existencia de partículas exóticasformadas en la fase inicial del Universo o su-gerir fenómenos con fundamento físico noestándar, esto es no descrito por el ModeloEstándar de Partí-culas Elementales eInteracciones. Pro-bablemente tam-bién constituyenalgunas de las rarasmuestras de mate-rial extra−galácticoque es posible de-tectar de maneradirecta.El estudio precisode las propiedadesde los rayos cósmi-cos (en particularsu energía, masa ycarga eléctrica) noestá exento de dificultades y diversas técnicasexperimentales han sido utilizadas desde sudescubrimiento hace casi un siglo por V. F.Hess [3].Para energías inferiores a ~1012eV la radia-ción cósmica primaria puede en principiodetectarse directamente con instrumenta-ción a bordo de globos sondas o bases espa-ciales. Por encima de esta energía el flujo estan pequeño que hace imposible la deteccióndirecta. En 1938 P. Auger y R. Maze explo-raron la posibilidad de utilizar las cascadas departículas (Extended Air Showers- EAS) pro-ducidas por los rayos cósmicos de muy altaenergía en la atmósfera para estudiar la radia-ción primaria (un fenómeno anticipado porB. Rossi en 1934). El estudio de estas casca-das requiere detectores desplegados en zonasextensas de la superficie terrestre y ha venidorealizándose desde hace más de medio siglo.El ejemplo paradigmático de la realizaciónde esta técnica experimental es el Laborato-rio Pierre Auger Sur, construido por iniciati-va de J. Cronin (PNF 1980) e inaugurado enFigura 1. Vista del Laboratorio Pierre Auger Sur (Malargüe, Argentina)1Este artículo resume la conferencia dada en la Fundación Ramón Areces el 21 de enero de 2010. Está basadoen los artículos: “Antimateria, Superconductividad, Big Bang, la Estación Espacial Internacional y los VuelosInterplanetarios”, Manuel Aguilar Benítez de Lugo, Rev. R. Acad. Cienc. Exact. Fís. Nat. Vol. 102, Nº. 1, pp 37-63,2008, “Observación del Universo desde la Estación Espacial Internacional”, Manuel Aguilar Benítez de Lugo, Ciclode Conferencias “Tardes de Astronomía en homenaje a Galileo y Kepler”, Publicación del Instituto de España,2010.El estudio preciso de laspropiedades de los rayoscósmicos (en particularsu energía, masa y cargaeléctrica) no está exentode dificultades y diversastécnicas experimentaleshan sido utilizadas desde sudescubrimiento hace casiun siglo por V. F. Hess [3]
  • 27. 54 FRA 552008, con una instrumentación (contadoresde muones por efecto Cherenkov y telesco-pios detectores de luz fluorescente) que ocu-pa aproximadamente 3.000 km2en las proxi-midades de Malargüe (Mendoza, Argentina),(figura 1).La limitación experimental dominante enel estudio de la radiación cósmica primariade alta energía utilizando las cascadas EASes consecuencia de los procesos que sufre laradiación al atravesar la atmósfera (de unos100 km de espesor) antes de llegar a los siste-mas de detección. Estos procesos hacen quelo que realmente registran los detectores es elresultado de la degradación de la radiacióncósmica primaria al atravesar el equivalentede 10 m de agua y es preciso reconstruir suspropiedades a partir de las cascadas resultan-tes de las interacciones que se van producien-do en su recorrido a través de la atmósfera.Para rayos cósmicos primarios de muy altaenergía (>1018eV) estas cascadas pueden darlugar a decenas de miles de partículas secun-darias.La reconstrucción de la energía del rayocósmico primario exige la utilización de al-goritmos complicados, en buena medida si-milares a los que se utilizan en determinadosdetectores (calorímetros hadrónicos y elec-tromagnéticos) en Física de Partículas para lamedida de la energía de hadrones, electrones,positrones y fotones. Desgraciadamente, enel caso de los rayos cósmicos no es posibleutilizar los procedimientos experimentales decalibración basados en la utilización de ha-ces de partículas producidos en aceleradoresy adecuadamente caracterizados. La “calo-rimetría atmosférica” lleva asociada erroressistemáticos importantes y de ahí las discre-pancias observadas en la medida del espectrode energías en distintos experimentos que hatenido relevancia en el contexto del efecto(“cutoff”) predicho por Greisen, Zatsepin yKuz’min en 1966 [4].Si bien es cierto que la medida de la energía,especialmente para valores altos, es tarea difí-cil aunque abordable, la medida de la cargaeléctrica, especialmente su signo, no es fac-tible con los dispositivos experimentales ensuperficie.La utilización de sistemas de detección loca-lizados a bordo de globos sonda, satélites yotras plataformas espaciales puede, en princi-pio, limitar los efectos debidos a la presenciade la atmósfera si se sitúan en órbitas suficien-temente lejanas. Desgraciadamente, en estoscasos, las técnicas habitualmente utilizadasen experimentos de Física de Partículas parala medida de la energía y la carga eléctricason de difícil implementación. Estas técnicasse basan en la medida de la curvatura de lastrayectorias de partículas cargadas en presen-cia de campos magnéticos. El sentido de lacurvatura proporciona el signo de la carga yla sagita de la curvatura la medida del mo-mento cinético. El valor absoluto de la cargapuede medirse con distintas técnicas (efectoCherenkov, dE/dx, etc.).Las distintas opciones instrumentales para elestudio de la radiación cósmica cargada di-fieren, en función de la plataforma espacialutilizada, en aspectos relevantes (aceptanciageométrica, duración de la exposición, re-dundancia, correcciones atmosféricas, iden-tificación de partículas, accesibilidad y man-tenimiento, control de la operación, coste)que, a la postre, condicionan su potencialcientífico. El experimento BESS (BalloonBorne Experiment with SuperconductingSolenoidal Spectrometer) es un ejemplo deinstrumento a bordo de un globo sonda, yel experimento PAMELA (Payload for Anti-matter Matter Exploration and Light−nucleiAstrophysics) (figura 2) es un ejemplo de ins-trumento a bordo de un satélite.La operación de imanes convencionales ca-paces de generar campos magnéticos inten-sos en dispositivos que operan en el espacioentraña una dificultad fundamental: la nece-sidad de un suministro de potencia eléctrica,algo no fácil de conseguir en este entorno de-bido entre otras razones a las restricciones depeso impuestas a la instrumentación espacial.Estas condiciones de contorno (limitaciónde peso y de disponibilidad de suministroeléctrico) justifican la utilización de imanespermanentes (de limitadas prestaciones) enalgunos de estos proyectos, p. ej. PAMELA.Conceptualmente, la solución ideal a estosproblemas es construir un espectrómetromagnético basado en tecnología supercon-ductora y ubicarlo en una base espacial. Estaes la estrategia seguida por la colaboraciónBESS que utiliza globos sonda (y por con-siguiente reducidos periodos de exposición,del orden de 20-40 días). La colaboraciónAMS (Alpha Magnetic Spectrometer), queha elegido como plataforma la Estación Es-pacial Internacional (International SpaceStation−ISS), ha desarrollado esta opcióndurante varios años. Por razones logísticasy derivadas de la planificación de la NASAy por incertidumbres técnicas relacionadascon el consumo de helio líquido superfluido,AMS ha terminado optando por una confi-guración basada en un imán permanente. Encualquier caso, la tecnología de la construc-ción de imanes superconductores para misio-nes espaciales no permite en la actualidad au-tonomía de funcionamiento por encima de2-3 años, ni el estudio directo de la radiacióncósmica primaria por encima de ~1012eV.La Estación EspacialInternacional (ISS)La Estación Espacial Internacional (figura 3y figura 4) es un proyecto inicialmente con-cebido por la NASA a principios de la décadade los 80 en respuesta a los planes de la anti-gua Unión Soviética, que disponía de las es-taciones espaciales SALYUT y MIR. El finalde la carrera espacial propició una estrategiade colaboración internacional en la que Esta-dos Unidos, Europa, Rusia, Japón y Canadáse asociaron con el objetivo de construir unaúnica estación espacial para uso conjunto. Elproyecto se aprobó en 1993, iniciándose elensamblaje de sus componentes en noviem-Figura 2. Esquema del instrumento PAMELAEl experimento PAMELA(Payload for AntimatterMatter Exploration andLight−nuclei Astrophysics)es un ejemplo deinstrumento a bordo de unsatélite
  • 28. 56 FRA 57bre de 1998. En la actualidad la plataformaestá construida al 95% y su finalización estáprevista para 2010. En estos momentos estáprevisto que la ISS esté en servicio hasta elaño 2020, aunque esta fecha podría ser re-considerada ampliándose el periodo de ope-ración de la plataforma hasta el año 2028.El elemento esencial en el proceso de ensam-blaje en órbita de la ISS son los trasbordado-res espaciales de la NASA (Challenger, Co-lumbia, Discovery, Endeavor, Atlantis) quetransportan los distintos componentes de lainstalación. Hasta la fecha, ~80 misiones dela flota de trasbordadores se han utilizadopara construir la ISS. Las naves rusas Soyuzy Progress han prestado servicio al mante-nimiento de la ISS, especialmente desde elaccidente del Columbia en febrero de 2003.En febrero de 2008 se acopló con éxito a laISS el módulo Columbus de la Agencia Eu-ropea del Espacio (ESA), transportado porel trasbordador Atlantis. El Columbus es unlaboratorio multidisciplinar para la realiza-ción de experimentos en Ciencias de la Vida,Ciencia de Materiales y Física de Fluidos. Enmarzo de 2008 la propia Agencia Europeadel Espacio lanzó el vehícu-lo no tripulado Jules Verneque también contribuirá almantenimiento y operaciónde la estación.La ISS es el instrumento decoste más elevado construi-do hasta la fecha. El costede esta instalación alcanzala cifra de 157 mil millonesde dólares, más de 25 vecesel coste del acelerador LHC(Large Hadron Collider)que el CERN ha puesto enfuncionamiento a finalesdel año 2009, o que el reac-tor experimental de fusión termonuclear porconfinamiento magnético ITER cuya cons-trucción está prevista que finalice dentro de15-20 años.Un vez completada, la ISS tendrá unas di-mensiones de 108,5 × 72,8 × 27,40 me-tros (longitud × anchura × altura) y pesará471.736 kg. El volumen presurizado es deunos 1.000 m3. La inclinación de la órbita esde 51,64 grados y la altitud típica es de 340,5km. La velocidad de la ISS es de 27.743 km/hora y el periodo orbital es de 91,34 minutos.La tripulación prevista cuando la ISS esté enpleno funcionamiento es de 6-7 astronautas.La fuente de energía eléctrica de la ISS es laradiación solar. Con la ayuda de paneles so-lares, con una superficie total de 375 m2, quese orientan automáticamente para optimizarla colección de energía solar, se generan 89kilovatios.La ISS se mantiene en una órbita a una al-titud mínima (máxima) de 278 km (460km). Debido a diminutos efectos de gradien-te gravitacional (originados por minúsculasaceleraciones vibracionales y correcciones or-bitales) y de arrastre atmosférico (existe unadensidad de partículas del orden de 107mo-léculas/cm3, 12 órdenes de magnitud inferiora la densidad atmosférica a nivel del mar),la ISS sufre un permanente proceso de caídahacia la Tierra (varios km/año), que es ne-cesario corregir propulsándola en direccióncontraria varias veces al año con ayuda delmódulo ruso Zvezda, los trasbordadores de laNASA y los módulos ATV de la ESA.A la altitud orbital de la ISS la intensidad dela atracción gravitatoria debida a la Tierra esel 88% de la medida a nivel del mar. Debidoal desplazamiento en caída libre de la ISS, yde acuerdo con el principio de equivalencia,ésta se encuentra en condiciones casi idénti-cas a las de ausencia de gravedad y de ahí elcalificativo de microgravedad.Uno de los objetivos principales de la ISS eraproporcionar un lugar privilegiado para reali-zar programas experimentales que requeriríano se beneficiarían de las condiciones especia-les presentes en la Estación. Los ámbitos deinvestigación más notables identificados has-ta la fechan son Biología (incluyendo Biome-dicina y Biotecnología), Física (incluyendoFísica de Fluidos, Ciencia de Materiales y Fí-sica Cuántica), Astronomía (incluyendo As-trofísica y Cosmología) y Meteorología [5] .Desde el año 2005, un segmento de la ISS hasido designado como Laboratorio NacionalUSA. Hasta la fecha, la actividad investiga-dora en la ISS ha sido muy reducida, pero seespera que a partir del año2011 se pongan en marchadiversos programas especia-lizados de investigación.La ISS constituye una pla-taforma única para el estu-dio de la radiación cósmicaprimaria, al eliminar losproblemas derivados de laexistencia de atmósfera. Sinembargo, las restriccionesimpuestas por el limitadosuministro eléctrico y elpeso de la instrumentación,así como las implicacionesdebidas al entorno de vacío,Figura 3. Vista artística de la Estación Espacial Internacional Figura 4. Vista de la Estación Espacial Internacional. (Marzo 2010)Uno de los objetivos principales de la ISS era proporcionar unlugar privilegiado para realizar programas experimentales querequerirían o se beneficiarían de las condiciones especialespresentes en la Estación
  • 29. 58 FRA 59microgravedad, radiaciones y variaciones detemperatura, constituyen un enorme desafíopara el diseño, construcción y operación deinstrumentación del tipo de la utilizada enexperimentos de física de partículas.El instrumento AMS-02 que describiremosbrevemente en la próxima sección constituyeun esfuerzo pionero para el aprovechamientodel extraordinario potencial de la EstaciónEspacial Internacional para el desarrollo deun ambicioso programa de investigaciónen Astrofísica de Partículas. Las tecnologíasdesarrolladas a lo largo de este proyecto, asícomo los resultados de las medidas de preci-sión de las propiedades de los rayos cósmicostendrán aplicación en el desarrollo de las fu-turas misiones espaciales tripuladas de largaduración.El Proyecto AMS (Alpha MagneticSpectrometer)La idea de desarrollar instrumentos capa-ces de medir la radiación cósmica en plata-formas espaciales se remonta a la década delos 70. Diversas iniciativas para construirespectrómetros magnéticos fueron propues-tas en aquellos años, destacando el proyec-to ASTROMAG impulsado por L. Álvarezy G. Smoot entre otros. De hecho, en laplanificación de la NASA para el periodo1985−1995 se incluía una ambiciosa rela-ción de proyectos para el estudio de los rayoscósmicos. Dificultades de índole diversa, enparticular de carácter técnico y económico,dieron al traste con la práctica totalidad deeste ambicioso programa de investigación es-ponsorizado por la NASA.En 1994 el profesor S. S. C. Ting (figura 5)del Instituto Tecnológico de Massachusetts(MIT), Premio Nobel de Física en 1976,propuso al Departamento de Energía (DOE)de los Estados Unidos la construcción de undetector de altas prestaciones para ser insta-lado a bordo de la Estación Espacial Inter-nacional y que pudiese hacer medidas delarga duración y alta precisión estadística ysistemática de la radiación cósmica primaria.Conceptualmente, la idea era fabricar un ins-trumento siguiendo técnicas y procedimien-tos comúnmente utilizados en experimentosde Física de Partículas Elementales aunqueadaptados a las exigentes condiciones medio-ambientales de la investigación espacial. Enparticular el peso del detector y su consumoeléctrico debían respetar las limitaciones im-puestas por la NASA (6.700 kg y 2 kilova-tios de potencia) y toda la instrumentacióndebería cumplir las draconianas condicionesde seguridad que afectan a todos los vuelostripulados (ausencia total de interferenciascon los instrumentos de navegación de lostrasbordadores y de la Estación Espacial In-ternacional).Al margen de cuestiones de seguridad, ex-traordinariamente exigentes, el éxito científi-co de una misión espacial depende del correc-to funcionamiento de todos los sistemas quecomponen el instrumento en las condicioneshostiles espaciales: aceleración 3,0 g en eldespegue, deceleración 6,5 g en el aterrizaje,vibraciones (150 db), gradientes de tempe-ratura del orden de 1000C (−650C/+400C),radiación ambiental, alto vacío, microgra-vedad, impacto de micro-meteoritos, etc.Habida cuenta de la enorme dificultad (en lamayoría de los casos imposibilidad práctica)de reparar fallos funcionales del detector enórbita, la instrumentación espacial exige unalto grado de redundancia.En 1995 se firmó el protocolo de colabora-ción entre la NASA y el DOE, correspon-diendo al DOE el liderazgo científico de lamisión y la organización de la ColaboraciónInternacional AMS que construiría el ins-trumento y a la NASA el suministro de tresvuelos de trasbordadores, el desarrollo de lasinterconexiones mecánicas y eléctricas entreel instrumento, los trasbordadores y la ISS,la puesta a disposición de la ColaboraciónAMS de los sistemas de transmisión de datos,la elaboración y ejecución de los protocolosde seguridad, etc.Las diversas incidencias acaecidas al telesco-pio Hubble en su fase inicial de operación,que generó operaciones de reparación en laórbita espacial muy costosas y delicadas, ex-plica la estrategia impuesta por la NASA a laColaboración AMS y que establecía la rea-lización del proyecto en dos etapas. En unaprimera etapa la Colaboración construiríaun instrumento prototipo (AMS−01) quevalidaría el concepto experimental en unvuelo precursor de uno de los trasbordado-res a la estación espacial rusa MIR. En unasegunda etapa se construiría un instrumento(AMS−02), con los últimos avances tecnoló-gicos, que sería transportado a la ISS en don-de permanecería instalado por un periodo noinferior a 3 años.El instrumento construido para la primerafase del Proyecto AMS-01 incluía un imánpermanente (figura 6) construido en un ins-tituto de la Academia de Ciencias China enFigura 5. Samuel C. C. Ting, Premio Nobel de Fí-sica en 1976Al margen de cuestionesde seguridad, extraordina-riamente exigentes, el éxi-to científico de una mi-sión espacial depende delcorrecto funcionamientode todos los sistemas quecomponen el instrumentoen las condiciones hosti-les espacialesFigura 6. Vista del imán permanente del instru-mento AMS−01
  • 30. 60 FRA 61Pekín, que genera un campo magnético de0,15 Teslas (1.500 Gauss). Esta fase del pro-yecto se desarrolló a bordo del Discovery en lamisión de servicio STS-91 a la estación espa-cial MIR durante el periodo 2-10 de junio de1998, coleccionando datos correspondientesa ~100 millones de rayos cósmicos [6].El éxito científico−técnico de la misiónAMS−01 confirmó que es posible realizarmedidas de alta precisión de espectros de par-tículas cargadas de alta energía en el espacio.Puesto que alguno de los objetivos científi-cos requiere la extracción de señales débilesen presencia de fondos intensos, es precisoadoptar los principios básicos utilizados enexperimentos de física de altas energías conmetas similares (reducción de procesos con-taminantes en un factor ~1010). En parti-cular, es necesario minimizar la cantidad dematerial en el camino de la trayectoria de laspartículas que atraviesan el instrumento deforma que este material no sea la fuente deprocesos contaminantes o den lugar a disper-siones nucleares a gran ángulo. Análogamen-te, es preciso realizar repetidas medidas delmomento y velocidad de las partículas inci-dentes para minimizar la presencia de trazascontaminantes.En base a estas consideraciones, el instru-mento AMS-02 (figura 7) se ha construidocon los siguientes componentes principales[7]:1. Un detector (TRD) basado en el efectode radiación de transición que identifica elec-trones y positrones con un factor de rechazode hadrones de 103−102para momentos en elintervalo 1,5 GeV/c − 300 GeV/c.2. Un detector para la medida tiempos devuelo (TOF) formado por cuatro capas dehodoscopios que proporcionan una precisióntemporal de ~150 ps y medidas dE/dx de pér-dida de energía.3. Un imán superconductor que propor-ciona una potencia de curvatura BL2= 0,86Tm2, construido en la empresa Space Cryo-magnetics Ltd. en Oxford, que opera a latemperatura de 1,9 K gracias a un complejosistema criogénico que utiliza 2.500 litros deHe líquido superfluido (figura 8).4. Un detector de trazas formado por ochocapas (6,45 m2) de detectores de silicio queproporciona una resolución en la medidade la rigidez del protón del 20% a 0.5 TV yuna resolución para el helio del 20% a 1 TV.También proporciona información relevantepara la medida de la carga eléctrica de los nú-cleos hasta hierro (Z = 26).5. Contadores de anti-coincidencia o veto(ACC) que aseguran que sólo las partículasque pasan a través de la apertura del imánserán aceptadas.6. Un detector (RICH) basado en el efec-to Cherenkov que mide la velocidad (conuna precisión del 0,1%) y la carga eléctricade partículas y núcleos. Esta información,combinada con las medidas del momentorealizadas por el detector de trazas de silicio,permite determinar sin ambigüedad la masade las partículas y núcleos.7. Un calorímetro de muestreo 3-D (ECAL)formado por 16,7 X0(longitudes de radia-ción) de plomo y fibras de centelleo que midela energía de los rayos gamma, electrones ypositrones y permite distinguir electrones ypositrones de hadrones con un factor de re-chazo de 104en el intervalo 1,5 GeV−1 TeV.En la figura 9 y figura 10 se muestran los dis-tintos componentes mencionados.AMS-02 está equipado con un sistema StarTracker que proporciona una resolución an-gular de algunos segundos de arco y una uni-dad GPS que proporciona medidas absolutasde tiempo con una precisión de milisegun-dos.La contribución española a este proyecto,organizada desde el CIEMAT (Centro de In-vestigaciones Energéticas, Medioambientalesy Tecnológicas), se ha focalizado en el diseñoy construcción, por la empresa CRISA, delos sistemas electrónicos que permiten car-gar eléctricamente el imán superconductor,monitorizar y controlar su operación (Cryo-magnet Avionics Box, CAB) y en el diseñoy construcción del contador Cherenkov(RICH).La construcción del instrumento AMS-02, seencuentra en la etapa final. El ensamblaje delos distintos componentes se ha completadoen una sala limpia de clase 10.000 y ~700 m2de superficie localizada en el área Norte delCERN (figura 11). Durante el periodo 4-8febrero de 2010 se ha expuesto el detector ahaces de partículas, producidos por el acele-rador SPS, en el área Norte del CERN (figu-ra 12). Una vez concluida esta campaña detoma de datos, el instrumento se transportóal centro ESTEC (European Space Researchand Technology Centre) de la Agencia Eu-ropea del Espacio (ESA) en Noordwijk (Ho-landa) en donde se han realizado las pruebasfinales de compatibilidad electromagnéticaen la cámara Maxwell (figura 13) y de res-puesta térmica en vacío en el simulador es-pacial (figura 14 y figura 15). Uno de losprincipales objetivos de estas pruebas fue ladeterminación de la autonomía de operaciónFigura 7. Esquema y vista artística del instrumento AMS−02El éxito científico−técnico de la misión AMS−01 confirmó quees posible realizar medidas de alta precisión de espectros departículas cargadas de alta energía en el espacio
  • 31. 62 FRA 63del imán superconductor que está definidapor el tiempo de duración de los 2.500 litrosde helio superfluido necesarios para mante-ner el estado superconductor de las bobinasdel imán.El resultado de las pruebas realizadas en elCERN y en ESTEC pone de manifiesto laexcelente respuesta térmica y de compatibi-lidad electromagnética de todos los subsiste-mas. En relación con la determinación de lacarga de calor del imán superconductor (ex-presada en miligramos de He gaseoso disipa-do por segundo, como consecuencia del pro-ceso de ebullición del mismo para mantenerla temperatura de las bobinas toroidales a 1.9K), que en principio determina su tiempo deoperación en la ISS, las conclusiones de lasdiversas pruebas pueden resumirse de la for-ma siguiente:1. La extrapolación de las medidas realiza-das al entorno de microgravedad de la ISSestá afectada de importantes in certidumbres(del orden del 30%) que no podrán evaluarsecon precisión hasta que AMS-02 se encuentreen el espacio. El tiempo de funcionamientodel imán calculado con la información dis-ponible, del orden de 20 meses, podría sersignificativamente inferior y también podríaverse afectado por la proximidad de nuevosdispositivos ubicados en las proximidades de AMS-02 en la ISS. La reserva de helio (2.500litros) podría también consumirse más rápi-damente en caso de que AMS-02 permane-ciera en la rampa de lanzamiento en el KSCdurante un tiempo superior al inicialmenteprevisto.2. No parece posible extender el tiempo deoperación del imán salvo que se proceda aremplazar los “cryocoolers” ya instalados porotros de nueva generación mucho más po-tentes. El tiempo necesario para implemen-tar esta modificación es incompatible con laprevista fecha de terminación del programade vuelos de trasbordadores. De acuerdo conla planificación de NASA tampoco es viablela operación de rellenar el depósito de helioen la Estación Espacial Internacional.3. Aunque la opción del imán superconduc-tor es idónea para una duración limitada a 3años del tiempo de operación de AMS-02, laextensión del periodo de funcionamiento dela ISS a 10 años o más aconseja reconsideraresta opción.4. Estudios realizados en los últimos mesesconfirman la validez de la opción con imánpermanente. El menor campo magnéticopuede compensarse con una adecuada re-modelación del espectrómetro y con el másextenso periodo de toma de datos.En base a estas observaciones la Colabora-ción AMS ha decidido abandonar la opcióndel imán superconductor para la misiónSTS−134. La diferencia esencial entre AMS-01 y AMS-02 radica en los diferentes sub-sistemas que conforman el espectrómetro,en particular la ampliación y optimizacióndel detector de silicio y la integración de losnuevos detectores TRD, RICH y ECAL, quemejoran significativamente las prestaciones.Concluida la campaña de calificación ypruebas, el instrumento AMS-02 ha vueltoal CERN donde en los próximos meses seráreconfigurado. Se procederá a remplazar elimán superconductor por el imán perma-nente utilizado en la misión STS-91 y se in-crementará la capacidad magnética, BL2, conuna disposición optimizada y ampliada delos planos del detector de trazas de silicio.En septiembre de 2010, AMS-02 se enviaráal Kennedy Space Center (figura 16), para elFigura 8. Vista de las bobinas y depósito de Hedel imán superconductor de AMS-02Figura 12. El instrumento AMS−02 en el ÁreaNorte del CERN. (Febrero 2010)Figura 10. Vista de diversos subsistemas deAMS−02 (TOF, ECAL, RICH, Cryomagnet)Figura 9. Vista de diversos subsistemas deAMS−02 (TRD, VETO, Tracker)Figura 11. El instrumento AMS−02 en la sala lim-pia del CERN. (Enero 2010)
  • 32. 64 FRA 65procesado previo a su ubicación en uno delos trasbordadores de la NASA (figura 17),a bordo del cual será transportado a la Esta-ción Espacial Internacional en donde perma-necerá hasta el momento en que se proceda adesorbitar la plataforma espacial, no antes de2020 y probablemente hasta final de 2028.El 22 de enero de 2009 la NASA hizo pú-blico el Flight Assessment Working Group(FAWG) Planning Manifest que ha sido re-visado muy recientemente. De acuerdo conesta planificación, AMS-02 será enviado a laISS durante la ventana temporal de 15 no-viembre-15 diciembre de 2010 en la misiónSTS-134 (figura 18) a bordo del trasborda-dor Endeavour.En paralelo se están poniendo a punto en elCERN los centros POCC (Payload Opera-tion and Control Center) y SOC (ScienceOperation Center) desde los que se realizaráel control de las operaciones del instrumentoy el procesado de los datos respectivamente.Una vez instalado el instrumento AMS-02en la Estación Espacial Internacional y acti-vados todos los subdetectores y el sistema deadquisición de datos, el experimento puedeiniciar su andadura.Durante los primeros tres años de operación elexperimento puede acumular estadísticas im-portantes de los núcleos más abundantes pre-sentes en la radiación cósmica. Por ejemplo:• ~108protones con energías > 100 GeV• ~107núcleos de helio con energías > 100 GeV / nucleón• ~105núcleos de carbono con energías > 100 GeV / nucleónLa identificación de los núcleos atómicos seráposible hasta un alto valor de la energía de losmismos. Por ejemplo:• protones hasta ~1 TeV (1.000 GeV)• núcleos de helio, carbono… hasta ~1 TeV• isótopos de núcleos ligeros hasta ~10 GeV / nucleón• antiprotones hasta ~200 GeV• positrones hasta ~200 GeV• núcleos de anti−helio, anti−carbono… hasta ~1 TeV• electrones hasta ~1 TeV• fotones hasta ~300 GeVLas muestras estadísticas y la precisión en ladeterminación de las propiedades de las par-tículas que forman la radiación cósmica, de-bido a las altas prestaciones del instrumento,van a permitir desarrollar un variado y nove-doso programa de investigación. A continua-ción se presenta una relación de posibles te-mas de investigación que ilustran el potencialcientífico de AMS−02.• Estudio de precisión de la composición ypropiedades de los rayos cósmicos en rangosde energía de hasta 1 TeV.• Estudio de la radiación gamma difusa enel intervalo de energía 0,1 GeV − 1 TeV.• Estudio de la emisión de rayos gammacon energías superiores a varios GeV en pulsa-res en la Vía Láctea.• Búsqueda de antimateria cósmica prima-ria. Con una muestra de 2×109núcleos dehelio con energías hasta los 2 TeV, en caso deno encontrarse ningún núcleo de anti-helio,será posible excluir la existencia de antima-teria hasta el confín observable del Universo(~1.000 Mpc, ~3×1024km).• Evidencia y naturaleza de la materia os-cura. El estudio de la dependencia con laenergía de la fracción de positrones (e+) sobreel total de electrones y positrones (e++e−) po-dría revelar la existencia de nuevas partículascompatibles con la abundante presencia demateria oscura. En caso de descubrirse otrosposibles candidatos (p. ej. partículas supersi-métricas) en experimentos con aceleradoresde partículas, el estudio comparativo de lascaracterísticas de ambas señales podría ser degran interés.Figura 13. El instrumento AMS−02 en la salaMaxwell de ESTEC. (Marzo 2010)Figura 14. Simulador espacial de ESTEC Figura 16. Kennedy Space Center (KSC)Figura 15. El instrumento AMS−02 en el Simula-dor espacial de ESTEC. (Abril 2010)Durante los primeros tres años de operación el experimentopuede acumular estadísticas importantes de los núcleos másabundantes presentes en la radiación cósmica
  • 33. 66 FRA 67• Búsqueda de nuevas formas de materia enel Universo, por ejemplo núcleos de materiacompuestos de super-nucleones formadospor tres tipos de quarks (u, d, s). Este tipo denúcleos, denominados “strangelets”, se carac-terizan por tener pequeños valores del cocien-te Z/A (~0,1) a diferencia de lo que ocurreen los núcleos ordinarios (Z/A~0,5). Algunashipótesis apuntan a que las estrellas de neu-trones son en realidad un único gigantesco“strangelet”.Aunque algunas de estas cuestiones están ín-timamente relacionadas con los fundamentosde la Física moderna (violación de la simetríaCP, conservación del número bariónico y lep-tónico, teorías de gran unificación, existenciade partículas supersimétricas, etc), probable-mente el objetivo científico más atractivo delprograma de AMS-02 es la exploración de lodesconocido, la búsqueda de fenómenos queexisten en la Naturaleza y que nunca había-mos imaginado o para los que no estábamosequipados con la adecuada instrumentación.La versatilidad y prestaciones de AMS-02 ha-cen que sea considerado ya como el “Telesco-pio Hubble” para partículas cargadas.Búsqueda de antimateriacósmica primariaEl Modelo del Big Bang, formulado origi-nalmente por Alpher, Bethe, Gamow en losaños cuarenta [8], es en la actualidad unateoría ampliamente aceptada sobre el origeny evolución del Universo. Postula que haceaproximadamente 14 mil millones de años laporción del Universo observable hoy en díatenía sólo unos milímetros de tamaño. Desdeentonces se ha dilatado a partir de un estadodenso y caliente hasta el vasto y mucho másfrío cosmos que habitamos. Los pilares teó-ricos básicos del Modelo del Big Bang son laRelatividad General y el Principio Cosmoló-gico. La Relatividad General, formulada porAlbert Einstein en 1916, es una nueva teo-ría de la gravitación que generaliza la teoríaoriginal formulada por Isaac Newton hacia1680, que sigue siendo válida para explicarel movimiento de objetos a velocidades muypequeñas comparadas con la velocidad de laluz. Una idea esencial y revolucionaria en lateoría de Einstein es que la gravedad es unadistorsión del espacio−tiempo. El PrincipioCosmológico establece que la distribuciónde materia en el Universo es homogénea eisotrópica cuando se promedia sobre grandesescalas.El Modelo del Big Bang proporciona unadescripción correcta de numerosas observa-ciones astronómicas, astrofísicas y cosmoló-gicas. En particular, la evolución del Uni-verso a partir de un origen extremadamentedenso y caliente, que se ha ido expandiendoy enfriando hasta su estado actual, permiteexplicar la abundancia relativa (con respectoal H) de los elementos ligeros D, 3He, 4He,7Li (nucleosíntesis primordial), predice laexpansión del Universo (ley de Hubble), laexistencia del fondo de radiación cósmicade microondas (que obedece la fórmula dePlanck para la radiación del cuerpo negro),y de pequeñas anisotropías (1 parte en 105)en su intensidad entre diferentes direccionesdel cielo.El Modelo del Big Bang distingue dos etapasdiferenciadas en la evolución del Universo.Una primera que abarca los primeros 50.000años (la era de la radiación) y una segundaque se prolonga hasta nuestros días (la erade la materia). La erade la radiación inclu-ye diversas fases (erade Planck o de grave-dad cuántica, era de lagran unificación o deruptura electronuclear,inflación, ruptura elec-trodébil, desacoplo deneutrinos y nucleosín-tesis primordial) queson posibles fuentesde efectos observables(ondas gravitacionales,monopolos magné-ticos, cuerdas, partí-culas supersimétricas,bariogénesis, fondo cósmico de neutrinos,abundancia de núcleos ligeros, etc). La era dela materia incluye la fase de recombinaciónque da lugar al fondo cósmico de microon-das y posteriormente la formación de cuer-pos celestes.La fase de ruptura electrodébil, que tuvo lu-gar ~10−10segundos después de la explosióninicial, es la que se ha estudiado exhaustiva-mente en los laboratorios de Física de Partí-culas. En particular, en el curso del programaexperimental del acelerador LEP del CERN(1989−2000). Estos estudios validaron elModelo Estándar de Física de Partículas eInteracciones que proporciona una descrip-ción correcta y muy precisa de los fenómenosque tienen lugar a la energía (~ 100 GeV)o temperatura (~1015K) del Universo en eseinstante de su evolución, cuando su tamañoera del orden de ~10−18metros. El programadel acelerador LHC del CERN que se ha ini-ciado en marzo de 2010 seguramente pro-porcionará valiosa información acerca de laera de la gran unificación.En 1928 el físico británico P. A. M. DiracFigura 17. Vista artística de AMS−02 durante eltrasvase a la ISS desde un trasbordadorFigura 18. Tripulación de la Misión STS−134El Modelo del Big Bangdistingue dos etapasdiferenciadas en la evolucióndel Universo. Una primera queabarca los primeros 50.000años (la era de la radiación) yuna segunda que se prolongahasta nuestros días (la era dela materia)
  • 34. 68 FRA 69(1902−1984), Premio Nobel de Física en1933, publicó dos célebres artículos titulados“The Quantum Theory of the Electron” [9] enlos que formulaba la ecuación relativista delelectrón, predecía su momento magnético yexplicaba el efecto Zeeman. Posteriormente,en 1931, publicaría otros dos artículos de ex-cepcional importancia, “A Theory of Electronsand Protons” y “Quantized Singularities inthe Electromagnetic Field” [10], en el primerode los cuales se introducía la energía negati-va de los electrones (huecos) y se intentabaidentificar estos huecos con protones. En elsegundo artículo se predecía la existencia delanti-electrón y del antiprotón y se indicabala posible existencia de monopolos magné-ticos.En su discurso de recepción del galardón, el12 de diciembre de 1933, Dirac explicabaque, de acuerdo con su teoría, el positróno anti-electrón, es simplemente una ima-gen especular del electrón con exactamentela misma masa y carga eléctrica opuesta altiempo que señalaba que esta nueva partículadebería tener idénticas propiedades espino-riales. También anticipaba los mecanismosde aniquilación electrón-positrón liberandoenergía en forma de radiación electromagné-tica. En su discurso, Dirac mencionaba quesería deseable disponer de una teoría igual-mente satisfactoria para el caso de protones yseñalaba que esto exigiría la existencia de unapartícula con la misma masa que el protón ycarga eléctrica negativa, el antiprotón.Dirac especulaba que, si se aceptaba la ideade una simetría completa entre partículascon cargas eléctricas positivas y negativas,debería considerarse que la observada pre-ponderancia de electrones negativos y pro-tones positivos en la Tierra, y posiblementeen todo el sistema solar, era un mero acci-dente y apuntaba la posibilidad de que paraotras estrellas ocurriese exactamente lo con-trario, esto es, que estuviesen formadas porelectrones positivos (positrones) y protonesnegativos (antiprotones). Dirac predecía quelas dos clases de estrellas exhibirían exacta-mente el mismo tipo de espectros y que, conlas técnicas astronómicas de la época, no seríaposible distinguirlas.En 1932 el físico norteamericano C. D. An-derson (1905−1991) obtuvo la primera evi-dencia experimental acerca de la existenciade positrones estudiando la radiación cósmi-ca cargada con cámaras de niebla. Este des-cubrimiento confirmaría la teoría de la anti-materia de Dirac y sería galardonado con elPremio Nobel de Física en 1936.Como ya hemos mencionado en la introduc-ción, un grupo de investigadores trabajandoen el Betatrón del Lawrence Berkeley Na-cional Laboratory (LBNL), dirigidos por O.Chamberlain y E. Segré, obtuvo en 1955 laprimera evidencia experimental acerca de laexistencia del antiprotón. Los descubrimien-tos del positrón y el antiprotón estableceríanque es posible crear artificialmente antipar-tículas. Habría que esperar hasta 1965 parademostrar que también es posible fabricar ar-tificialmente anti-núcleos cuando dos equi-pos de investigación produjeron los primerosanti-deuterones en colisiones de protonesde alta energía con blancos nucleares. Final-mente, a principios de este siglo, se han pro-ducido en el CERN muestras de anti-átomosde hidrógeno y en la actualidad existe unimportante programa de investigación paraestudiar con precisión su espectroscopia y es-tablecer análisis comparativos de las propie-dades de átomos y anti-átomos. Diferenciasen estas propiedades implicarían violacióndel teorema CPT, fenómeno esperado a la es-cala de Planck y no necesariamente excluiblea distancias mucho más grandes.Desde el descubrimiento del antiprotón, di-versos programas experimentales llevados acabo durante casi dos décadas en los grandeslaboratorios de física de partículas con ace-leradores (LBNL, SLAC y CERN principal-mente) han puesto de manifiesto sin lugar adudas que para cada partícula elemental exis-te su correspondiente antipartícula que tieneiguales propiedades estáticas (masa, vida me-dia, modos y relaciones de desintegración)y números cuánticos (en particular la cargaeléctrica) cambiados de signo, confirmandola teoría de Dirac.Sin embargo, desde 1964, gracias a los tra-bajos de J. W. Cronin y V. L. Fitch (PremiosNobel de Física en 1988) sobre las desinte-graciones de los mesones extraños K0sabe-mos que existen pequeñas diferencias (delorden del 1 por mil) en las propiedades delK0y anti-K0. Este fenómeno conocido comoviolación de la simetría CP no es exclusivo delos mesones K0. Desde hace unos años el es-tudio detallado de las propiedades de los me-sones que contienen en su composición unquark b, realizado en las instalaciones BaBar(SLAC, Estados Unidos) y BELLE (KEK,Japón), ha puesto de manifiesto la violaciónde esta simetría en las desintegraciones de losmesones B0.Es apropiado señalar que el concepto de sime-tría (invariancia de las leyes que gobiernan losprocesos físicos bajo determinados grupos detransformaciones) ha desempeñado un papelfundamental en la formulación matemáticaEn cualquier caso, no parece a priori apropiado descartarla posibilidad de la existencia de pequeñas inserciones deregiones de antimateria en un Universo dominado por materia
  • 35. 70 FRA 71de las teorías subyacentes. La violación de losnúmeros cuánticos (por ejemplo, el productoCP) ha conducido a una mejor comprensiónde las fuerzas fundamentales que operan enla Naturaleza y ha tenido relevantes impli-caciones.En este contexto es obligado recordar que en1973 M. Kobayashi y T. Maskawa propusie-ron un mecanismo (en la actualidad cono-cido como CKM) que permitía describir elfenómeno de la violación de la simetría CPdentro de la arquitectura del Modelo Están-dar de Física de Partículas, formulado a fi-nales de los años 60 (el sector electrodébil) yprincipios de los 70 (sector fuerte). Su pro-puesta predecía la existencia de tres genera-ciones de quarks y leptones (6 quarks, 3 lep-tones cargados y 3 variedades de neutrinos).En años sucesivos fueron descubriéndose losconstituyentes fundamentales que faltabanpor encontrar para validar la propuesta de losinvestigadores japoneses (el quark c en 1974,el quark b en 1977, el quark top en 1995, elleptón tau en 1975 y el neutrino del tau en2000). En el año 2008 Kobayashi y Maskawarecibieron el Premio Nobel de Física.En el contexto del Modelo del Big Bang elUniverso surge a partir del vacío y por lo tan-to debe generarse igual número de quarks yde anti-quarks, de leptones y de anti-lepto-nes. Dado que hasta la fecha no se han ob-servado trazas de antimateria en la parte delUniverso que ha podido explorarse (una par-te de nuestra Galaxia), parece por tanto ne-cesario admitir que en algún momento de laera de la radiación, tal vez durante la fase in-flacionaria o de expansión exponencial (entre10−35y 10−33segundos después del Big Bang),debió producirse el proceso de bariogénesisque dio lugar a la desaparición parcial o totalde la antimateria.Aunque no hay una explicación validada ex-perimentalmente de este fenómeno existendiversas conjeturas. Una de ellas, propuestaen 1947 por el físico ruso Andrei Shakarov(Premio Nobel de la Paz en 1975) [11] , ar-gumenta en favor de una explicación basadaen las leyes de la microfísica y requiere tresingredientes: (1) Violación del número ba-riónico en las leyes fundamentales, (2) Vio-lación de la simetría CP y (3) Desviación delestado de equilibrio térmico. En la actuali-dad no hay evidencia experimental acerca dela inestabilidad del protón (los límites obte-nidos para los modos de desintegración favo-recidos en la teorías de Gran Unificación sonsuperiores a 1032años).Tampoco la magnitudde los efectos de violación de la simetría CPen las desintegraciones de K0s y B0s podríaexplicar el déficit de antimateria. Finalmentesabemos, gracias a la forma del espectro dela radiación de fondo de microondas, que elUniverso se encontraba en equilibrio térmicoal menos a partir de 105años después del BigBang y la nucleosíntesis primordial sugiereque esa situación existía ya ~200 segundosdespués de la explosión inicial.Todas las medidas realizadas hasta la fecha enrelación con los fenómenos de violación dela simetría CP en el sector de los quarks s yb están en buen acuerdo con las prediccionesdel Modelo Estándar. La magnitud de estosefectos parece insuficiente para explicar unacompleta desaparición de la antimateria pri-Figura 19. Sensitividad esperada para el cociente anti−helio/helio en AMS−02 comparada con medidasrealizadas hasta la fechamordial (Bariogénesis) resultando necesarioexplorar otras fuentes, en particular en el sec-tor de los neutrinos (Leptogénesis).Aunque la teoría del Universo Inflacionarioevita la hipótesis de las condiciones inicia-les simétricas del Universo y, en principio,podría acomodar Bariogénesis, se puede es-pecular acerca de un Universo globalmentesimétrico y sólo localmente asimétrico. Enausencia de una satisfactoria explicación teó-rica, parece razonable proceder a una cuan-tificación precisa del remanente de antima-teria, en caso de haberlo, en la totalidad delUniverso visible (~1024km). En cualquiercaso, no parece a priori apropiado descartarla posibilidad de la existencia de pequeñasinserciones de regiones de antimateria en unUniverso dominado por materia.En principio es posible buscar antimateriaprimordial estudiando la abundancia de po-sitrones, antiprotones y anti-núcleos en la ra-diación cósmica. Sin embargo, la producciónde positrones y antiprotones en las interac-ciones inelásticas de los rayos cósmicos conmateria interestelar genera contaminacionesimportantes. Los cálculos teóricos basadosen modelos de propagación de rayos cós-micos en la Galaxia y secciones eficaces decolisión predicen los siguientes valores parael cociente antipartículas/partículas: O(10−3)para positrones, O(10−4) para antiprotones,O(10−8) para anti-deuterones.Aunque el estudio de los espectros energéticosdepositrones,antiprotonesyanti−deuterones(no observados hasta la fecha) podría ponerde manifiesto la existencia de nuevas partícu-las (por ejemplo, partículas candidatas paraexplicar la materia oscura), el hecho de queestos flujos secundarios no sean excesivamen-te pequeños hace que no se consideren comorelevantes signaturas en la búsqueda de an-Aunque la teoría delUniverso Inflacionarioevita la hipótesis de lascondiciones inicialessimétricas del Universoy, en principio, podríaacomodar Bariogénesis, sepuede especular acerca deun Universo globalmentesimétrico y sólo localmenteasimétrico
  • 36. 72 FRA 73timateria cósmica primaria. La búsqueda denúcleos de anti−helio es, al contrario, muchomás prometedora. La producción secundariade anti-helio en la Galaxia es del orden deO(10−12) y dada la presencia importante denúcleos de helio en los rayos cósmicos prima-rios, la detección de algunos ejemplares denúcleos de anti-helio sería muy significativa.Esto explica que la búsqueda de antimateriase haya focalizado en la búsqueda de núcleosde anti−helio. La figura 19 muestra los lími-tes medidos hasta la fecha para el cociente delos flujos de anti-helio y helio y las expectati-vas de AMS-02 tras diez años de operación abordo de la Estación Espacial Internacional.Estas medidas permitirían acceder a valoresde la rigidez en la región del TeV y ser sen-sibles a regiones distantes del Universo delorden de centenares de Mpc.EpílogoLa Estación Espacial Internacional es la ins-talación científica más costosa construidahasta la fecha y constituye una plataformaúnica para la experimentación en Física Fun-damental. En este trabajo hemos descritolas características más relevantes de esta baseespacial y del instrumento AMS-02 para elestudio detallado de la radiación cósmica.AMS-02 es un detector basado en tecnolo-gías habitualmente utilizadas en experimen-tos de Física de Partículas, pero adaptado a lasexigentes condiciones del entorno espacial.Hemos reseñado también algunos aspectosdel programa de investigación de AMS-02relacionado con la búsqueda de antimateriacósmica primaria.Como se ha constatado en repetidas ocasio-nes, la Ciencia produce resultados que confrecuencia desafían la intuición humana. Esuno de sus aspectos fascinantes. Como tam-bién lo es que muchos de estos inesperadosresultados han propiciado cambios radicalesen la forma de vida de los seres humanos. Esaltamente probable, por no afirmar que ine-vitable, que la investigación realizada desdela Estación Espacial Internacional con ins-trumentación novedosa produzca resultadosno esperados y contribuya de forma relevanteal proceso de acopio de conocimiento cien-tífico-técnico en Física Fundamental y enotras disciplinas, en particular en el campode la exploración espacial y del conocimientodel Universo.AgradecimientosEl autor de este trabajo desea agradecer al Dr.Javier Berdugo la cuidadosa lectura del textoy numerosas sugerencias.Referencias[1]. T. K. Gaisser, T. Stanev, Phys. Lett. B667, 254 (2008)[2]. J. Cronin, Rev. Mod. Phys. 71, No. 2, S165 (1999)[3]. J. W. Cronin, Nucl. Phys. B, Proc. Suppl. 138, 465 (2005)[4]. K. Greisen, Phys. Rev. Lett. 16, 748 (1966), G.T. Zatsepin and V.A. Kuz’min, Sov. Phys. JETP Lett. 4, 78 (1966)[5]. C.A. Evans, J. J. Uri, J. A. Robinson, 59thInternational Astronautical Congress, Glasgow, IAC-08. B3.4.2 (2008)[6]. M. Aguilar et al., (AMS Collaboration), Physics Reports 366, 331−405 (2002).[7]. M. Aguilar et al., (AMS Collaboration), The construction of the Alpha Magnetic Spectrometer (AMS) for the Internacional Space Station, enviado a Nucl. Instr. and Meth.[8]. R. A. Alpher, H. A. Bethe, G. Gamow, Phys. Rev. 73, 803 (1948)[9]. P. A. M. Dirac, Proc. Roy. Soc. A117, 610 (1928) P. A. M. Dirac, Proc. Roy. Soc. A118, 351 (1928)[10]. P. A. M. Dirac, Proc. Roy. Soc. A133, 60 (1931)[11]. A. Shakarov, JETP Lett. B, 91,24 (1967)Manuel Aguilar Benítez de LugoNacido en Madrid el 19 de noviembrede 1943. Licenciado en Ciencias Físi-cas por la Universidad Complutensede Madrid (1965). Doctor en CienciasFísicas por la Universidad Complutensede Madrid (1969). Ha participado enexperimentos de Física de Altas Ener-gías con cámaras de burbujas en el PSdel CERN y AGS de BNL (1967-1982),en el EHS del CERN (1980-1990), en eldetector L3 del LEP-CERN (1989-2000),y forma parte del equipo del CIEMATque participa en la construcción deldetector CMS para el acelerador LHCdel CERN. Desde 1997 dirige la partici-pación del CIEMAT en el experimentoAMS para la Estación Espacial Inter-nacional. Asociado a la JEN-CIEMATdesde 1965.En 1983 fue nombrado Jefe de la Uni-dad de Física de Partículas y en 1998Director del Departamento de Fusión yFísica de Partículas Elementales que, en2004, ha pasado a denominarse Depar-tamento de Investigación Básica.La Estación EspacialInternacional es lainstalación científica máscostosa construida hastala fecha y constituye unaplataforma única para laexperimentación en FísicaFundamental
  • 37. 75conferenciasESTRATEGIAS ECONÓMICAS DESALIDA DE LA CRISISJosé Manuel González-Páramo analiza en esta conferencia las causas iniciales de la crisisactual y comenta algunos de los retos importantes que deben afrontar reguladores,bancos centrales y responsables de la política fiscal. En su conferencia, el Consejero delBCE defiende las medidas extraordinarias que los bancos centrales han tomado durantela crisis, y también justifica la reacción en materia fiscal de los gobiernos, a pesar deque ello haya supuesto un aumento del déficit público. Asegura que si el Banco CentralEuropeo prolonga sus provisiones de liquidez en condiciones favorables puede restarincentivos para que el sistema bancario acometa la reestructuración que necesita.Fundación Ramón Areces, 25 de marzo de 2010Por José Manuel González-PáramoMiembro del Comité Ejecutivo del Banco Central Europeo (BCE)Las turbulencias de los dos últimos años ymedio han llevado a las autoridades públicasa adoptar medidas para estabilizar los mer-cados financieros, los sectores bancarios y laeconomía que no tienen precedentes histó-ricos en cuanto a magnitud, rapidez y fre-cuencia. No podía ser de otra forma, afirma,dadas la especificidad compleja de la crisis, suprofundidad y su carácter global.Desde el primer momento, sin embargo, eraevidente que la plena eficacia de dichas me-didas requería el diseño y la comunicación alpúblico de unas estrategias de salida creíbles.El reto era, y sigue siendo, preservar la inte-gridad del marco de estabilidad macroeconó-
  • 38. 76 FRA 77mica de la zona del euro y la confianza delos ciudadanos en la estabilidad de pre-cios a medio y largo plazo y en la solidezde las finanzas públicas.Medidas adoptadas durantela crisisPermítanme recordar las medidas princi-pales que los bancos centrales y los go-biernos han adoptado en la zona del eurodurante la crisis financiera, agrupándolasen cuatro categorías:1) ajustes a la política monetaria;2) la estrategia de apoyo al crédito;3) ajustes a la política fiscal; y4) medidas de apoyo al sistema financiero.En el ámbito de la política monetaria, caberecordar que desde el principio de la fase derecrudecimiento de la crisis, el BCE ha ajus-tado a la baja significativamente sus tipos deinterés de referencia en respuesta a la dismi-nución de los riesgos para la estabilidad deprecios en la zona del euro.El 8 de octubre de 2008, el BCE anuncióuna reducción de 50 puntos básicos (hasta el3,75%) de su tipo de interés de referencia, enuna acción coordinada con otros bancos cen-trales, incluida la Reserva Federal. Desde en-tonces, el BCE ha reducido los tipos en 325puntos básicos, en un contexto de descensode las presiones inflacionistas en los hori-zontes temporales relevantes para la políticamonetaria, como reflejo del recrudecimientode la crisis financiera y del deterioro de lasperspectivas económicas.En un documento publicado recientementepor el Banco de Pagos Internacionales, Clau-dio Borio y Piti Disyatat (2009) señalan quelas respuestas extraordinarias a la crisis delos principales bancos centrales del mundopueden catalogarse en dos distintos tipos deintervenciones: medidas referentes a los tiposde interés y medidas referidas a sus balances.Obviamente, desde el principio de la crisishubo un amplio consenso entre los principa-les bancos centrales respecto a la necesidad deuna respuesta inusual por parte de la políticamonetaria, y que dicha respuesta no podíacircunscribirse a las decisiones relativas a lostipos de interés.En la zona del euro, el Eurosistema ha recu-rrido a una serie de medidas extraordinariasque conjuntamente constituyen su estrategiade apoyo al crédito (véase González-Páramo,2009). Las medidas de gestión activa de laliquidez en euros vinieron acompañadas poruna intensificación de la comunicación conel mercado y por un reforzamiento de la coo-peración con otros bancos centrales.Con su estrategia de apoyo al crédito, elEurosistema se ha esforzado por mitigar losriegos derivados de la crisis para la estabili-dad financiera y macroeconómica, centrán-dose en los siguientes objetivos:1) favorecer el correcto funcionamiento delmercado monetario interbancario;2) relajar las condiciones de financiaciónpara las entidades de crédito y mejorar conello el flujo de crédito a la economía en ma-yor medida de lo que se lograría bajando lostipos de interés oficiales; y3) incrementar la liquidez en segmentos im-portantes del mercado de valores de rentafija privada, que desempeñan un papel im-portante en la provisión de financiación a lasentidades de crédito.Más concretamente, la estrategia del Eurosis-tema de apoyo al crédito se articula funda-mentalmente sobre cinco pilares:1) responder plenamente a los requerimien-tos de liquidez de las entidades de créditoempleando un procedimiento de subasta atipo fijo con adjudicación plena en las opera-ciones de financiación del BCE;2) ampliar temporalmente la lista de los activos de garantía admisibles;3) ampliar los plazos de vencimientode las operaciones de financiación a plazo más largo;4) suministrar financiación en las divisas más relevantes; y5) desde julio de 2009, prestar respaldo almercado financiero realizando adquisicionesen firme de bonos bancarios garantizados(cédulas y títulos similares).Desde el principiode la crisis hubo unamplio consenso entrelos principales bancoscentrales respecto ala necesidad de unarespuesta inusual porparte de la políticamonetaria, y que dicharespuesta no podíacircunscribirse a lasdecisiones relativas a lostipos de interés
  • 39. 78 FRA 79Es importante notar que todas estas medidasextraordinarias se centran en las entidades decrédito. De hecho, la respuesta del Eurosiste-ma a la crisis se ha dirigido prioritariamentea ofrecer soporte al sector bancario, teniendoen cuenta que, en la zona del euro, estas enti-dades desempeñan un papel fundamental entanto que son la fuente principal de financia-ción para la economía real.1En conjunto, las medidas excepcionales a-doptadas han demostrado ser muy efectivas.Con su a-dopción seha garantiza-do un niveladecuado deliquidez parael sistemabancario dela zona deleuro a unascondicionesfavorables, afin de apoyarla provisiónde crédito alos hogares ylas empresas,contribuyen-do con ello a la reactivación de la economía dela zona del euro.Como resultado de estas amplias condicionesde liquidez, el EONIA se ha situado en unnivel próximo al tipo aplicable a la facilidadde depósito, es decir, el 0,25%. Asimismo,dichas medidas han contribuido a reducir losdiferenciales de tipos en el mercado mone-tario, a aplanar el perfil de la curva de ren-dimientos a corto plazo y a reactivar el mer-cado de bonos garantizados, un instrumentoclave de la financiación de las entidades decrédito.Frente a la intensificación de la crisis econó-mica a partir del verano de 2008, y sin necesi-dad de medidas específicas de las autoridades,los denominados estabilizadores automáticoshan contribuido significativamente a la ex-pansión presupuestaria. Dadas las perspecti-vas de una grave recesión, los gobiernos dela zona del euro anunciaron en otoño unaserie de medidas discrecionales coordinadasde estímulo a la actividad. Según las estima-ciones de la Comisión Europea, el impulsopresupuestario representará cerca de un 5%del PIB acumulado para 2009 y 2010. Setrata de una cifra muy elevada, también encomparación con otras grandes regiones eco-nómicas.Las previsiones de otoño de la Comisión Eu-ropea situaban el déficit público de la zonadel euro en el 6,4% en 2009 y en el 6,9%en 2010, elevando la deuda pública hastacerca del 84% del PIB. Asimismo, en 2010el déficit probablemente superará el valor dereferencia del 3% del PIB en todos los paísesde la zona del euro.La magnitud del estímulo presupuestariocomo palanca para la recuperación econó-mica está, ciertamente, justificada. Pero esamisma dimensión hace especialmente im-portante, primero, acertar en el diseño delas medidas, teniendo en cuenta la situaciónpresupuestaria de cada país, a fin de garanti-zar que el dinero de los contribuyentes se gas-te de manera adecuada y eficiente y, segundo,que los programas se entiendan y se diseñencomo temporales.Los gobiernos europeos han adoptado inicia-tivas decisivas y coordinadas para estabilizarel sector bancario y mitigar el riesgo de unasevera contracción del crédito. A este fin, losgobiernos han facilitado un respaldo finan-ciero sustancial mediante rescates, recapitali-zaciones y prestación de garantías a las enti-dades europeas.Así, los gobiernos han puesto a disposiciónde las entidades de crédito de la zona del eurohasta 130 mil millones de euros en inyeccio-nes de capital, 1,7 billones en garantías parala emisión de bonos y unos 240 mil millonesen esquemas de protección de activos. Pordistintos motivos, su utilización efectiva estodavía reducida, si bien su volumen totalparece adecuado a las potenciales pérdidasderivadas de préstamos fallidos y activos da-ñados. Debe decirse, al mismo tiempo, queel diseño de estas medidas no debería ser unobstáculo a la necesaria reestructuración enlos casos de sobredimensionamiento o de de-bilidad del modelo de negocio.Las medidas adoptadas deben de aplicarsede forma que se mantenga una situación deigualdad de condiciones en el mercado finan-ciero único de la UE y se minimice la cargapara las finanzas públicas. Estos principios sehan incorporado a una serie de recomenda-ciones efectuadas por el BCE a petición de laComisión, en relación, por ejemplo, con lafijación de los precios de la recapitalización yde las garantías de los gobiernos.¿Por qué necesitamos estrategiasde salida?Como he mencionado antes, los efectos ex-1Véase a este respecto la evaluación comparativa en BCE (2009).Los gobiernoseuropeos hanadoptado iniciativasdecisivas ycoordinadas paraestabilizar el sectorbancario y mitigarel riesgo de unasevera contraccióndel crédito
  • 40. 80 FRA 81cepcionalmente negativos de la crisis han re-querido respuestas extraordinarias por partede las autoridades públicas. No obstante, amedida que la situación económica y finan-ciera se va normalizando, es importante re-vertir la orientación excepcionalmente aco-modaticia de las condiciones monetarias, a laque se ha llegado con la aplicación de unostipos de interés oficiales históricamente ba-jos y de medidas extraordinarias de apoyo alcrédito.Indudablemente, si una mejora significativade las perspectivas de la actividad económicano viniera acompañada de un ajuste adecua-do del rumbo de la política monetaria, las ac-tuales condiciones monetarias podrían llegara ser excesivamente laxas, con lo que se crea-rían riesgos para la estabilidad de precios.Por otra parte, la experiencia de la pasada dé-cada ha llevado a muchos economistas a con-cluir que un período prolongado de condi-ciones monetarias expansivas, especialmentea nivel mundial, podría facilitar en exceso elacceso al crédito en los sistemas financierosinternacionales. La facilidad para obtenercrédito puede distorsionar gravemente losprecios de los activos financieros, puesto quelos agentes adoptan un comportamiento es-peculativo que, en última instancia, podríafavorecer la emergencia de desequilibrios fi-nancieros.Por norma general, las medidas extraordina-rias de política monetaria adoptadas por elEurosistema han sido concebidas como unaestrategia temporal. Algunas de ellas se reti-ran naturalmente en ausencia de una decisiónexplícita de continuar su aplicación. Otras sehan suprimido ya, en vista de la mejora delfuncionamiento de los mercados financierosy del mecanismo de transmisión de la políti-ca monetaria o por falta de demanda.En términos más generales, la retirada gra-dual de las medidas extraordinarias es esen-cial para mantener un firme anclaje de las ex-pectativas de inflación del sector privado. Lapérdida de este anclaje sería contraproducen-te para las medidas extraordinarias, en cuyocaso, sus efectos beneficiosos para la econo-mía quedarían neutralizados por una serie defactores adversos, como el incremento de lasprimas por riesgo de inflación y la volatilidadde los tipos de interés.Aparte de estas consideraciones de caráctermás macroeconómico, existen otras razones–relacionadas con las distorsiones del fun-cionamiento de los mercados y con el com-portamiento de los agentes– por las que losbancos centrales no deberían mantener lasmedidas extraordinarias de liquidez una vezque las condiciones financieras y de los mer-cados las hagan innecesarias.En particular, si se prolongase la provisión deliquidez del Banco Central a tipo de interésfijo y con adjudicación plena, podrían redu-cirse los incentivos de los bancos comercialespara continuar sus actividades de financiaciónbasada en el mercado.De hecho, el Eurosis-tema actúa de inter-mediario de los flujosde liquidez entre lasentidades de créditoa fin de mitigar losefectos adversos delmal funcionamientode los mercados mo-netarios en la liqui-dez de entidades decrédito solventes. Lacreciente importan-cia de este papel deintermediación, aun-que justificada por lagravedad de la crisis,no es plenamentecoherente con losprincipios que debenregir en circunstan-cias normales en unaeconomía de merca-do como la zona deleuro. En consecuen-cia, tras el restableci-miento de las condi-ciones económicas y financieras necesariaspara el funcionamiento normal de los mer-cados, deben retornar los incentivos para lospréstamos interbancarios.En términos más generales, continuar la pro-visión de liquidez del banco central a con-diciones favorables podría restar incentivospara acometer los ajustes y la reestructura-ción necesarios del sistema bancario.Asimismo, a medida que la situación delsistema financiero mejora y se refuerza laconfianza del público, es importante reti-rar las medidas extraordinarias de apoyo alos bancos para evitar que éstas acaben porconvertirse en un factor distorsionante de lascondiciones de competencia en el mercadofinanciero único de la UE.La elaboración de una estrategia de salidaapropiada es igualmente importante, y posi-blemente más difícil, en el caso de las medi-das de política fiscal adoptadas por los go-biernos.Durante la crisis, los gobiernos actuaroncorrectamente dejando crecer el déficit paraque la política fiscal pudiese contribuir a lamejora de la economía a corto plazo. Pero,en el presente, los déficits públicos son eleva-dos y, en muchos países, muy altos; además,en la mayoría, la ratio de deuda en relacióncon el PIB es elevada y sigue aumentando.En términos más generales,la retirada gradual de lasmedidas extraordinariases esencial para mantenerun firme anclaje de lasexpectativas de inflación delsector privado
  • 41. 82 FRA 83La atención de los mercados financierosse centra cada vez más en los riesgos desolvencia de los gobiernos.Hay que reconocer que el déficit pú-blico agregado de la zona del euro es ac-tualmente –en parte, gracias al Pacto deEstabilidad y Crecimiento– significativa-mente más bajo que en otras economíasimportantes, lo que supone cierta tran-quilidad aunque sea limitada. Para ponerorden en el ámbito presupuestario, es ne-cesario actuar sin demora, especialmenteen los países en los que la situación fiscalha registrado mayor deterioro, a fin deevitar que las perspectivas de crecimientoa largo plazo se vean comprometidas porlos altos niveles de déficit público.En este momento, la cuestión clave parala política fiscal no es tanto «si» si no «enqué medida» y «en qué momento» debeiniciarse el saneamiento presupuestario.Anteriormenteheafirmadoqueelcrecimientodel déficit público de los países de la zona deleuro durante la crisis se debió principalmentea un proceso automático más que al efecto delas medidas discrecionales de estímulo fiscal.Sin embargo, no siempre lo que sube auto-máticamente baja de la misma forma.La crisis ha situado a nuestras economías enuna senda de menor crecimiento del pro-ducto potencial, aunque todavía no sabemosexactamente su nuevo nivel. Desde la pers-pectiva de hoy, la naturaleza de los déficitscíclicos del pasado tiene un mayor compo-nente estructural. El sector público tiene queadaptarse a la nueva realidad de una actividadeconómica más reducida. En muchos países,esto significa que habrá que adoptar decisio-nes difíciles durante los próximos años.A largo plazo, el saneamiento presupuestario–es decir, la recuperación de la sostenibilidadde las finanzas públicas– es claramente bene-ficioso para el crecimiento de la economía,aunque pueda tener un coste a corto plazo.¿Significa esto que en las actuales circuns-tancias debería posponerse la consolidaciónpresupuestaria hasta que la recuperación estéafianzada? Obviamente, siempre debe evitar-se un endurecimiento fiscal prematuro quedevuelva a la economía a la recesión, pero,exceptuando este caso, los ajustes fiscales de-berían comenzar cuanto antes. Mientras lapolítica presupuestaria se adentre o se man-tenga en un curso insostenible, con ratios dedeuda pública cada vez mayores, los costessociales de retrasar la corrección excederáncon seguridad los derivados de una actuaciónoportuna.Cuando consideramos la estrategia de sali-da monetaria y fiscal desde una perspectivacomún, se aduce con frecuencia que es pre-ferible que la política fiscal se ajuste antes yen mayor medida que la política monetaria.Al mismo tiempo, una orientación fiscal másrestrictiva se traduce en una moderación delas presiones inflacionistas y de las expectati-vas de inflación.Para una política monetaria orientada a la es-tabilidad, esto implicaría un margen tempo-ral más amplio para la supresión gradualde las medidas de estímulo monetario.Sin embargo, este razonamiento olvidaque, por su naturaleza, las medidas fis-cales carecen de mecanismos eficaces queaseguren su reversibilidad, por lo que suretirada queda condicionada al supues-to de que todos los actores cumpliránlas promesas de consolidación hechas exante. Y todos sabemos que este supuestono siempre se materializa.En primer lugar, en la zona del euroconviven muchas autoridades presu-puestarias, por lo que predecir la futuraorientación de la política fiscal y tra-ducirla correctamente en decisiones depolítica monetaria no es tarea fácil. Eneste contexto, resultaría especialmen-te costoso que un retraso de la políticamonetaria comprometiese la estabilidadde precios o, igualmente importante, elsólido anclaje de las expectativas de in-flación a medio plazo. Para decirlo de otraforma, la orientación a medio plazo de la po-lítica monetaria del Eurosistema es el “anclanominal”, y constituye el instrumento másimportante de coordinación implícita paratodos los demás agentes económicos con susdiversas responsabilidades, incluidas las au-toridades fiscales. No debemos poner esteancla en peligro.En segundo lugar, la función de la políticamonetaria se facilita si la orientación futuraA largo plazo, el saneamiento presupuestario esclaramente beneficioso para el crecimiento dela economía, aunque pueda tener un coste acorto plazo
  • 42. 84 FRA 85posponerse a un momento futuro o aban-donarse por completo. Algunos de estosargumentos son: que las actuales reformasreguladoras podrían llevar a una sobrereac-ción normativa; que tales reformas frenaríanla innovación y el desarrollo financieros, quehan sido los motores del crecimiento eco-nómico de las últimas décadas; que crearíanmás riesgo en el mundo empujando a losbancos hacia centros financieros no regula-dos; que tendrían un coste muy elevado paralas entidades de crédito y, en última instan-cia, para sus clientes; y que mientras puedanobtenerse beneficios, las entidades de crédi-to encontrarán la forma de evitarlas. Estas yotras muchas razones componen una letaníade argumentos, cuyo único objetivo es con-vencernos de las ventajas de volver a la situa-ción anterior a la crisis.Permítanme decirles que, en mi opinión,esto no es posible. No hay retorno al statusquo ante. Cuando consideramos la gravedaddel coste económico y social de la crisis yla cantidad de recursos públicos empleadospara reactivar el sector financiero, todos de-beríamos aceptar el principio de que, senci-llamente, no podemos volver al mundo deantes de la crisis. Tanto las autoridades públi-de la política fiscal resulta razonablementeprevisible. En la zona del euro, el Pacto deEstabilidad y Crecimiento tiene como obje-tivo garantizar la solvencia de las finanzas pú-blicas y, en consecuencia, un grado razonablede certidumbre fiscal. Así pues, los repetidosllamamientos del BCE instando a los gobier-nos a cumplir los compromisos adquiridosconforme al Pacto no han sido caprichosos.Dichos compromisos son por todos conoci-dos. Desde la perspectiva actual, el ConsejoECOFIN fijó en diciembre los plazos parala corrección del déficit en la mayoría delos Estados miembros de la zona del euro.El Consejo recomendó asimismo planes deajuste anual dirigidos a lograr estos objetivos.Estos planes de saneamiento están recogidosen los programas de estabilidad que los Esta-dos miembros han presentado recientementea la Comisión y al Consejo conforme a loestablecido en el Pacto de Estabilidad y deCrecimiento.No obstante, un plan o un objetivo son unacosa y su consecución podría ser bien distin-ta. En el pasado, el grado de cumplimientoefectivo de algunos de los gobiernos de lazona del euro ha sido desigual, lo que hacreado un cierto déficit de confianza que hoyes imperativo eliminar.Por tanto, es fundamental que los objetivosde saneamiento queden reflejados cuanto an-tes en planes detallados de recaudación y degasto. La elaboración de planes de ajuste pre-supuestario detallados y creíbles incrementa-ría la confianza de los inversores, creando unentorno más favorable a largo plazo para lafinanciación y ofrecería mayor certidumbrepara las decisiones de ahorro e inversión delos hogares. Asimismo, facilitarían la funciónde la política monetaria de mantener la esta-bilidad de los precios durante el proceso deretorno gradual a un entorno monetario másnormal tras la crisis.Las lecciones de la crisis y los desafíospara el futuroLa crisis que comenzó en el verano de 2007se ha convertido con el paso del tiempo enuna de las más económicamente dañinas ysocialmente costosas de las experimentadasen el mundo en muchas décadas. Si quere-mos minimizar el riesgo de que se repita enel futuro, estamos obligados a extraer todasla lecciones que la crisis nos ha dejado. En loque resta de mi intervención, me limitaré aseñalar algunos de los desafíos a los que ha-brán de enfrentarse los reguladores, los ban-cos centrales y las autoridades responsablesde la política fiscal.Comenzaré por la regulación financiera. Lapresente crisis ha puesto de manifiesto unaserie de deficiencias en el marco reguladoreuropeo e internacional, que han de subsa-narse con urgencia a fin de fortalecer los fun-damentos de nuestros sistemas financieros yde nuestras economías.Como resultado, se han puesto en marchadiversas iniciativas en foros europeos e inter-nacionales. Su número y su alcance son im-presionantes y muy prometedores. Al mismotiempo, coincidiendo con la mejora gradualde las condiciones de los mercados financie-ros, del sector bancario y, en términos másgenerales, de la economía, la urgencia deaplicar reformas a la arquitectura financierapara prevenir crisis similares en el futuro pa-rece haberse desvanecido a los ojos de algu-nos importantes grupos de interés.Cada vez con más frecuencia, se oyen expli-caciones de por qué tales reformas deberíancas como las instituciones financieras tienenuna responsabilidad colectiva para corregirlas debilidades de los marcos de regulación yde supervisión.Para subrayar la enorme ambición de las re-formas de la arquitectura financiera interna-cional, se podrían destacar diez ámbitos enlos que se debe progresar:• afrontar los riesgos que representan lasinstituciones sistémicamente importantescreando herramientas (por ejemplo, mayoresexigencias de capital y de liquidez, límitesal alcance o a la variedad de sus actividades)que reduzcan las consecuencias para la so-ciedad de instituciones «demasiado grandespara quebrar».• revisar los procedimientos de resoluciónbancaria y de la legislación sobre insolvenciapara garantizar una liquidación ordenada deinstituciones transfronterizas complejas muyinterconectadas en caso de quiebra.• reforzar las principales infraestructuras ylos mercados financieros, por ejemplo, me-diante la promoción de entidades centralesde contrapartida y la revisión de las normasde supervisión de las infraestructuras de losmercados financieros.• mejorar la calidad, la cantidad, la consis-tencia y la transparencia del capital de las en-tidades de crédito.• aplicar ratios de apalancamiento no basadasen el riesgo para complementar los requeri-mientos de recursos propios basados en elriesgo y contribuir a frenar el crecimiento ex-cesivo del balance de las entidades bancarias;• introducir un tratamiento armonizado parael riesgo de liquidez;Tanto las autoridadespúblicas como lasinstituciones financierastienen una responsabilidadcolectiva para corregirlas debilidades de losmarcos de regulación y desupervisión
  • 43. 86 FRA 87• diseñar y aplicar reservas de capital y pro-visiones con perspectiva de futuro, a fin demitigar la naturaleza procíclica inherente a lasactividades financieras;• corregir incentivos distorsionados que, alrecompensar los beneficios a corto plazo endetrimento del rendimiento a largo plazo,predisponen a los sistemas financieros haciaun comportamiento miope;• mejorar la transparencia aumentando ladisponibilidad de datos relevantes desde elpunto de vista de la estabilidad financiera; y• asentar los pilares del sistema financierointernacional en marcos de regulación y su-pervisión nacionales pero internacionalmen-te coordinados, y en los que la supervisiónmacroprudencial debe recibir una atenciónadecuada.Todas estas reformas están avanzando graciasa la labor realizada por el Consejo de Estabi-lidad Financiera, por el Comité de Supervi-sión Bancaria de Basilea y por otros órganosinternacionales para convertir los diagnósti-cos en propuestas concretas de reforma. Sinembargo, en la situación actual no existemargen para la complacencia. No basta condiseñar las reformas, sino que hay que reali-zarlas con urgencia y de manera uniforme.Para esta tarea, las autoridades nacionalesmerecen nuestro pleno respaldo.El papel del Banco Central en elmantenimiento de la estabilidadfinancieraCon relación a la supervisión macropruden-cial, una lección muy importante que nos hadejado la crisis es la necesidad de redefinir elmarco de regulación y supervisión de la UEa favor de una orientación macroprudencial osistémica.La supervisión macroprudencial se refiere alsistema financiero en su conjunto y abarca elseguimiento, la valoración y la reducción delriesgo sistémico. Este enfoque de supervisión,reconoce que el riesgo sistémico es, en parte,de origen endógeno, puesto que depende delcomportamiento colectivo de las institucio-nes financieras y de sus interconexiones, asícomo de la interacción entre los mercados fi-nancieros y la macroeconomía. Las políticasmacroprudenciales están dirigidas a minimi-zar la formación de desequilibrios financierosy a garantizar que el sistema financiero tengacapacidad y fortaleza para afrontar una co-rrección de tales desequilibrios y la apariciónde perturbaciones imprevistas.Como ha destacado el Informe del Grupode Larosière, los bancos centrales tienen unasituación privilegiada para asumir la respon-sabilidad principal de la supervisión macro-prudencial, por su experiencia y su capacidadanalítica de los ámbitos monetarios y de laestabilidad financiera, y por su cercanía a losmercados monetarios y financieros.Las estrechas interconexiones entre el siste-ma financiero y la macroeconomía son otromotivo para atribuir a los bancos centra-les la competenciareferida al análisismacroprudencial ya la formulación delas recomendacio-nes pertinentes. Laspolíticas macropru-denciales puedencontribuir a reducirel carácter procíclicode diversos factoresen el sistema finan-ciero. Estas medidasrequerirán actuacio-nes reguladoras y su-pervisoras de alcanceconsiderable que po-drán concretarse endirectrices generaleso en recomendacio-nes concretas referi-das a los instrumen-tos prudenciales.En la UE, el ConsejoEuropeo de RiesgoSistémico (CERS)llevará a cabo la vigilancia macroprudencial,y su función será identificar y evaluar los ries-gos para la estabilidad del sistema financierode la UE y emitir alertas si considera que losriesgos identificados parecen ser significa-tivos. Cuando resulte apropiado, el CERSpodrá complementar dichas alertas con re-comendaciones sobre las medidas correctorasque convenga adoptar.El BCE facilitará apoyo analítico, estadístico,administrativo y logístico al CERS. En parti-cular, el BCE prestará asistencia al CERS enla recolección de datos y en la elaboración delas estadísticas. El BCE también colaborarácon el CERS creando y aplicando nuevas he-rramientas y metodologías analíticas para laidentificación y la evaluación de los riesgossistémicos y la emisión de alertas de riesgo.No es necesario decir que la creación delCERS no altera en modo alguno la distribu-ción de responsabilidades entre los órganose instituciones competentes establecida enel Tratado de la UE, particularmente en loreferido al mantenimiento de la estabilidadde precios como el objetivo prioritario de lapolítica monetaria del BCE. Al mismo tiem-po, la asignación de cometidos específicos re-lacionados con el funcionamiento del CERSal BCE supone un reforzamiento de su capa-cidad para cumplir la función de contribuiral mantenimiento de la estabilidad financieraque le asigna el Tratado.Las políticas macropruden-ciales pueden contribuir areducir el carácter procícli-co de diversos factores en elsistema financiero
  • 44. 88 FRA 89La política monetaria y el preciode los activosOtro de los retos para el futuro es la redefini-ción del papel que los precios de los activosdeberían tener en las estrategias de políticamonetaria. Como nos muestra la crisis finan-ciera actual, los costes macroeconómicos dela inestabilidad financiera y las dificultadesque ésta representa para el mantenimiento dela estabilidad de precios constituyen un ar-gumento para intentar evitar la aparición deburbujas de precios de activos. Una cuestiónconexa pero distinta es si la política moneta-ria debería ocuparse de ello.A este respecto, es necesario sopesar cuida-dosamente varias consideraciones. En primerlugar, sabemos que identificar las burbujasde precios en tiempo real resulta extremada-mente difícil. En segundo lugar, se aduce confrecuencia que los aumentos de los tipos deinterés que se requerirían para aminorar lasfluctuaciones de los precios de los activos entiempos de «exuberancia irracional» serían tanelevados que podrían tener repercusiones ne-gativas para la estabilidad macroeconómica.2Sobre la base de estos argumentos, amplia-mente aceptados en los entornos académicosy de banca central, un punto de vista, qui-zá predominante en el pasado, postula quees preferible esperar a que la burbuja estallepor sí sola y relajar después agresivamente lapolítica monetaria para dar apoyo al sistemabancario y a la economía. La fuerte relajaciónde la política monetaria tras el estallido de laburbuja favorecería la estabilidad de preciosy la estabilidad financiera, si bien a expensasde la posibilidad de generar riesgo moral, yfavoreciendo una asunción excesiva de ries-gos en el futuro.Una vía alternativa es «remar contra el vien-to», modulando la política monetaria deforma que sea acomodaticia en los perío-dos de bajada de los precios de los activos yrestrictiva durante los ciclos de alzas de losmercados financieros. Con esta actuación, elBanco Central contribuiría a suavizar los ci-clos alcistas y bajistas de precios de activos ysus posibles costes en términos de estabilidadmacroeconómica y financiera.El principal argumento contra este enfo-que es el riego de que la prima del seguroasociada a esta política podría ser excesiva-mente elevada si la política monetaria reac-cionase equivocadamente ante movimientosde precios de activos causados por variablesfundamentales de la economía. Este riesgoestá relacionado con la dificultad de identi-ficar los desajustes de los precios de activosen tiempo real. Sin embargo, dicho riesgo nodebería ser la coartada perfecta para la pasi-vidad de la política monetaria. Como mues-tran recientes estudios realizados por investi-gadores del Bancos de Pagos Internacionales3existen indicadores adelantados basados en laevolución monetaria y crediticia que puedenayudar a identificar movimientos extraordi-narios de los precios de los activos y, con ello,a determinar la necesidad de actuación de lapolítica monetaria.La estrategia de política monetaria del BCEestá bien preparada para afrontar los riesgosgenerados por la trayectoria de los precios delos activos. Más concretamente, dos carac-terísticas de la política monetaria del BCEofrecen el marco adecuado para «remar con-tra el viento»:• en primer lugar, el horizonte a medio plazode la definición del objetivo de estabilidad deprecios –una tasa de inflación inferior, aun-que próxima al 2% a medio plazo– permiteuna orientación de la política monetaria másrestrictiva o acomodaticia de lo que se justifi-caría atendiendo estrictamente a las presionesinflacionistas durante un período de ascenso odescenso rápido de los precios de los activos;• en segundo lugar, el análisis del BCE de laevolución del dinero y del crédito está diri-gido a identificar riesgos de inflación a largoplazo y puede también ofrecer señales de in-tensificación de desequilibrios financieros.La sostenibilidad de las finanzaspúblicasMe referiré, por último, a los retos a los quese enfrenta la política fiscal. No es fácil pre-cisar hasta qué punto la respuesta fiscal de lazona del euro ante la crisis ha estado condi-cionada por la estructura de la UEM y, enparticular, por la normativa presupuestariaeuropea. Podría argüirse que la respuesta es«no demasiado».En efecto, el apoyo gubernamental prestadoal sector financiero ha sido en su mayor parteel resultado de operaciones financieras o fue-ra de balance, por lo que, de acuerdo con lodispuesto en el Protocolo de Déficit Excesi-vo, anejo al Tratado de Lisboa, no ha tenidorepercusiones en el déficit. Obviamente, noha existido una decisión concertada de man-tener los niveles de déficit y de deuda pre-vistos en el Tratado por debajo de sus techosrespectivos, 3% y 60% del producto interiorbruto, con independencia de la situación dela economía. Si retrocedemos al otoño de2008, era ya evidente que la mayoría de lospaíses se dirigían a una situación de déficit«excesivo» en el sentido del Tratado, si no en2008, ciertamente en 2009. No obstante,la mayoría de los gobiernos de la zona deleuro aplicaron medidas de estímulo fiscal. Entérminos más generales, los elevados déficitspresupuestarios registrados en casi todos lospaíses industrializados durante el año pasadono son acordes con el límite del 3% para eldéficit público establecido en el Tratado y enel Pacto de Estabilidad y Crecimiento.Así pues, en lo que se refiere a la política pre-supuestaria, podría afirmarse que, en ciertomodo, el Tratado y el Pacto de Estabilidady Crecimiento fueron sencillamente ignora-dos, y tratados como un obstáculo molesto2Para un análisis de diversos argumentos recientes que cuestionan el punto de vista de que la política monetaria esun instrumento demasiado impreciso y contundente para «intervenir en contra de la tendencia», véase Papademos(2009).Otro de los retos parael futuro es la redefinicióndel papel que los precios delos activos deberían teneren las estrategias de políticamonetaria3Véase por ejemplo Claudio Borio y Philip Lowe (2002): «Asset prices, financial and monetary stability: Exploringthe nexus», documento de trabajo nº 114, julio, PBI.
  • 45. 90 FRA 91que se ha dejado de lado. Sin embargo, creoque, al menos por cuatro razones, este pun-to de vista sería demasiado simplista y pocoacertado.En primer lugar, el Pacto de Estabilidad yCrecimiento tiene sus «cláusulas de flexibili-dad». De acuerdo con lo dispuesto en el Pac-to, se entiende que una recesión es grave –esdecir, que podría generar un déficit superioral valor de referencia del 3% del PIB– si seregistra una tasa negativa de crecimiento delproducto o un período prolongado de bajocrecimiento en relación con el potencial. Deacuerdo con este o con cualquier otro cri-terio, las circunstancias que se dieron en elpunto álgido de la crisis económica y finan-ciera eran muy graves y justificaban una res-puesta excepcional de la política fiscal.En segundo lugar, algunos países de la zonadel euro –incluida España– entraron en lacrisis con posiciones de partida relativamentefuertes en lo que se refiere a bajos niveles dedeuda pública y/o superávit presupuestario.Por tanto, en este sentido, al menos algunospaíses disponían de margen de maniobra fis-cal al principio de la crisis.En tercer lugar, el alcance de las medidas dis-crecionales de estímulo fiscal adoptadas porlos gobiernos de la zona del euro ha reflejadola fortaleza o la debilidad de su situación pre-supuestaria inicial. Los paquetes de estímulofiscal han sido comparativamente sustancia-les en países con un bajo nivel de deuda ocon superávit como España y Alemania, peroprácticamente inexistentes en países con al-tos niveles de deuda, como Italia.Y, por ultimo, en la zona del euro, el estímu-lo fiscal discrecional no ha sido en realidadmuy significativo. Según la Comisión Euro-pea, las medidas adoptadas por los gobiernosde la zona del euro, de acuerdo con el PlanEuropeo de Recuperación Económica, repre-sentaron aproximadamente un 1% del PIBagregado en 2009. E incluso esta estimaciónes probablemente un poco exagerada, puestoque excluye el hecho de que en algunos paísesse acordaron también subidas de impuestos yrecortes del gasto.El aumento del déficit público en los paísesde la zona del euro durante la crisis hay queatribuirlo, en su mayor parte, no a las medi-das discrecionales de estímulo, sino a la res-puesta automática de la política fiscal frenteal descenso del producto y de la inflación.Los ingresos tributarios cayeron como conse-cuencia de la bajada de los salarios, de los be-neficios, del consumo y de los precios de losactivos, mientras que el gasto social se incre-mentó debido al crecimiento del desempleo.Por otra parte –y esto es algo que tiende a ol-vidarse– la aplicación de los presupuestos degasto expresados en términos monetarios, enun contexto de bajada de la inflación mayorde lo esperado, ha significado un aumentodel gasto en términos reales y, por supuesto,mayores niveles de déficit. En contraste conEuropa, en Estados Unidos puede atribuirsea las medidas discrecionales de estímulo unamayor proporción del aumento del déficitrelacionado con la crisis, aunque esto podríajustificarse considerando el menor tamañodel sector público estadounidense.La cuestión de fondo es que en la zona deleuro se habrían registrado déficit públicosmuy por encima del valor de referencia del3% del PIB establecido en el Tratado, inclusosin medidas discrecionales de estímulo. In-tentar evitar este resultado coincidiendo conla peor recesión en muchas décadas, y en uncontexto de fuerte incertidumbre, era para lamayoría de los países una opción poco rea-lista.Pero, incluso en estas circunstancias extre-mas, la normativa fiscal europea no quedóaparcada. Dado que el déficit real o esperadode algunos países ha sobrepasado el valor dereferencia del 3%, se han iniciado diversosprocedimientos de déficit excesivo en la for-ma prevista en el Tratado y en el Pacto deEstabilidad y Crecimiento. El impacto de di-chos procedimientos no es despreciable, yaque con ellos se ha obligado a los países a losque se dirigen, desde una fase relativamentetemprana, a adoptar un compromiso formaly público referente a las estrategias de ajustepresupuestario que han de poner en prácticaen la salida de la crisis.Sin embargo, no cabe duda que la crisis tam-bién ha demostrado que existe un margenpara mejorar la coordinación de las políticasfiscales en Europa. La coordinación tiene queser más estrecha y prever el fortalecimientode los mecanismos de seguimiento y vigilan-cia por parte de las autoridades europeas. Atal fin, es esencial garantizar la calidad de losdatos presupuestarios del sector público y suconformidad con el marco estadístico euro-peo. La fiabilidad de las estadísticas fiscalesconstituye una condición imprescindiblepara garantizar la eficacia y credibilidad delmarco multilateral de vigilancia.La crisis también hademostrado que existeun margen para mejorarla coordinación de laspolíticas fiscales en Europa
  • 46. 92 FRA 93Déjenme finalmente subrayar que la crisisha confirmado, asimismo, que el manteni-miento sistemático de diferenciales positivosde inflación de algunos países miembros enrelación con el resto de la zona del euro acabapor suponer pérdidas de competitividad y unmayor desempleo en dichos países. Es proba-blemente ahora cuando mejor se entiende lacontinua insistencia del Banco Central Euro-peo en la necesidad de adoptar medidas opor-tunas de reforma estructural de los mercadosde bienes, servicios y trabajo para aumentarla flexibilidad y la resistencia de las econo-mías nacionales de la zona del euro. Cuan-do los diferenciales de inflación nacionalestienen su origen en políticas e institucionesnacionales inapropiadas, es imprescindible laadopción de reformas estructurales por partede los gobiernos nacionales. Lejos de ser uncoste, las reformas son la condición necesariapara poder disfrutar de forma plena los bene-ficios de pertenecer a la moneda única.Comentarios finalesResulta aún prematuro determinar con pre-cisión la efectividad de las medidas de losbancos centrales y los gobiernos para estabi-lizar el sistema financiero y la economía de lazona del euro. No obstante, es indiscutibleque, a grandes rasgos, estas actuaciones hansido efectivas.Cabe subrayar que para evitar que el apoyo alsistema financiero y a la actividad económicaa corto plazo pueda verse contrarrestado porlos efectos negativos asociados a la pérdida deconfianza de los ciudadanos en la estabilidadde precios y en la solidez de las finanzas pú-blicas a largo plazo, es imprescindible que lospaquetes de medidas incluyan estrategias desalida creíbles.Los gobiernos, en particular, deben asumircompromisos creíbles y coherentes con unpronto retorno a posiciones fiscales saneadas,en línea con el Pacto de Estabilidad y Creci-miento, a fin de preservar la integridad delmarco presupuestario de la UE y la confianzade los ciudadanos en la sostenibilidad de lasfinanzas públicas.ReferenciasBCE (2009), “The external financing of house-holds and non-financial corporations: A com-parison of the euro area and the United States”,Boletín Mensual, abril.Borio, C. y P. Disyatat (2009), “Unconventionalmonetary policies: an appraisal”, documento detrabajo nº 292, noviembre, BPI.Borio, C. y P. Lowe (2002), “Asset prices, finan-cial and monetary stability: Exploring the nexos”,documento de trabajo nº 114, julio, PBI.González-Páramo, J. M. (2009), “Financial mar-ket failures and public policies: A central banker’sperspective on the global financial crisis”, Hacien-da Pública Española. Revista de Economía Públi-ca, 190(3), pp. 127-156.Grupo de Larosière (2009), “El informe del grupode alto nivel sobre supervisión financiera en la UE,presidido por Jacques de Larosière", febrero.Papademos (2009): «Monetary policy and the‘Great Crisis’: Lessons and challenges» discursopronunciado en la conferencia 37thEconomicsConference «Beyond the Crisis: Economic Policyin a New Macroeconomic Environment», Viena.José Manuel González-Páramoes uno de los seis miembros –y únicoespañol– que forman parte del ComitéEjecutivo del Banco Central Europeodesde junio de 2004. Hasta esa fechaera miembro de la Comisión Ejecuti-va del Banco de España. En su largatrayectoria profesional ha realizadofunciones consultivas y actividadesde investigación entre otras en las si-guientes instituciones: Banco Mundial,Banco Interamericano de Desarrollo yComisión Europea.González-Páramo es Doctor en Cien-cias Económicas por la UniversidadComplutense, Madrid, y Ph. D. en Eco-nomía, Columbia University, NuevaYork. Desde 1988 es Catedrático deEconomía Pública en la UniversidadComplutense.Resulta aún prematurodeterminar con precisiónla efectividad de lasmedidas de los bancoscentrales y los gobiernospara estabilizar el sistemafinanciero y la economía dela zona del euro
  • 47. 95conferenciasLARRAY LA ESPAÑA DE HOYJesús Miranda de Larra, descendiente y biógrafo de Mariano José de Larra, destaca enesta conferencia la vigencia del mensaje de Mariano José de Larra pues aborda problemasinherentes a la condición humana. El padre del periodismo moderno en España nosdejó una obra que ha entrado en el clasicismo adquiriendo dimensiones impensablesdebido a la globalización de nuestro planeta, según el conferenciante.Fundación Ramón Areces, 3 de diciembre de 2009Por Jesús Miranda de Larra y de OnísDescendiente y biógrafo de Mariano José de LarraEs destacable y nunca dejará de sorpren-derme la precocidad de Larra. Nació el 24 demarzo de 1809, en la residencia de su abuelopaterno, Crispín, administrador de la RealCasa de la Moneda de Madrid, sita en la ca-lle de Segovia. Es poco conocido el hecho deque Larra tuvo un hermano, Mariano Vicen-te Tadeo, nacido en Corella (Navarra) el 27de octubre de 1806, que falleció antes de quenaciera Mariano José. Nuestro escritor falle-ció al dispararse en la sien derecha con una desus pistolas, un “cachorrillo”, en la noche del13 de febrero de 1837 como es bien notorio.Tenía 27 años, 10 meses y 20 días. Le tocó vi-vir una época de España difícil y complicada,la España de la crisis bélica, 1808-1843, y lavivió con intensidad debido a causas externas,pero también por motivaciones personales.Quiero enfatizar la influencia mayoritaria-mente negativa que las vivencias de Larraniño –la guerra, el exilio, el internado, la so-ledad– produjeron en su carácter.
  • 48. 96 FRA 97con sus padres, buen amigo, bastante enamo-rado, algo orgulloso, noble en sus maneras yporte, aficionado a la alta sociedad, y muyestudioso», pero también era extremadamen-te inteligente y curioso, bastante escéptico ymisántropo, melancólico y muy mordaz ysatírico.La rebeldía contra las circunstancias de suvida, contenida en todos estos años, aflorócon fuerza una vez ya establecido en Madriden 1826. Comienza a ser libre cuando, yainstalado en Madrid tras su fugaz paso porla Universidad de Valladolid, abandona susbreves y erráticos estudios en el verano de1826 con 17 años recién cumplidos. Tomósu libertad, porque la libertad no se da, setoma, como escribió, teniendo que trabajarpara poder sobrevivir como escribiente en lasinstituciones realistas, es decir absolutistas,Junta Reservada de Estado e Inspección deVoluntarios Realistas. Desde el hotel Portu-gal en la Fleet Str. de Londres, escribió a suspadres el 27 de mayo de 1835: «[...] y comoestoy viviendo de milagro desde el año 26,me he acostumbrado a mirar el día de hoycomo el último.»Pienso que Larra adquirió perfecto conoci-miento en este primer año independiente enMadrid a través de su trabajo y de su asis-tencia a cafés y tertulias de cuál era la tristesituación del pueblo español, y asumió uncompromiso para cambiar España. Aquí lasmotivaciones de orden personal que antesmencioné. El compromiso adquirido tuvohondas raíces de tipo existencial con unafinalidad regeneracionista. Pusoen la empresa toda su vehemenciaromántica y todo su asombroso ta-lento ilustrado. Con la pluma en lamano se fue transformando en elperiodista sarcástico y comprome-tido que denunció los vicios de lacorte frente a la terrible censura conla que siempre tuvo que pelear.Con tan sólo 18 años comienza apublicar su revista El Duende Satí-rico del Día, de la que sólo se publi-caron 5 cuadernos. El apoyo de susmentores, don Bernardino Fernán-dez de Velasco, duque de Frías, y elcomisario general de lasTres Gracias–cruzadas, subsidio y excusado– elsacerdote don Manuel FernándezVarela, merced a los cuales pudoabandonar pronto sus empleos deescribiente, influyó en la decisiónde Larra de escribir El Duende, a pesar de laférrea censura impuesta en aquel tiempo porel ministerio tirano de Tadeo Calomarde.Ya en esta revista se muestra la esencia delLarra periodista y su clara intención crítica.Basta leer el diálogo entre el duende y su li-brero; queda clara la existencia de abusos yridiculeces y evidente la necesidad de criticar.La justicia y el buen gobierno para beneficiodel pueblo fueron demandas recurrentes deLarra. La expresión desconsolada “¡Pobre Es-paña!”, se puede leer ya en los artículos deljoven escritor.En todos los cuadernos de la revista aparecenSe crió prácticamente encerrado enla residencia para empleados de laReal Casa de la Moneda debido a lascircunstancias peligrosas de aquelMadrid en guerra contra el invasor,afectado por la pobreza, el hambre yla enfermedad. Su abuela Eulalia, enuna dedicación especial, le enseñó aleer y a escribir a temprana edad yle dio, junto a su abuelo y a su tíoEugenio, todo el cariño y los mimosque nunca supo darle la madre. Elafrancesamiento del padre de La-rra, doctor en medicina formado enParís, hizo que tuviera que dejar lacasa de los abuelos en 1811 y lle-varse consigo, más tarde, a su mu-jer e hijo, al que pusieron internoen un colegio. Desde ese momentohasta los 13 años, casi 11 años, pasóel niño Larra en internados en Ma-drid, Burdeos y París. Fue un niñosin niñez al que le fueron privando de todo,hasta de su propio idioma.El Dr. Larra, su esposa e hijo, pudieron re-gresar del exilio en la primavera de 1818 alhaber entrado aquel al servicio del InfanteDon Francisco de Paula, hermano del ReyFernando, en el viaje que realizó por Europaen 1817-1818.La reflexión, el orden y el método, fueronaspectos positivos adquiridos en su paso porlos internados de Burdeos y París durante los5 años que estuvo en Francia, aunque fuera ala temprana edad de entre los 4 y los 9 años.Pero Larra era un joven rebelde contra lascircunstancias que le habían hecho sufrir y,como escribió su tío Eugenio en su primerabiografía en 1835: «El carácter moral de estejoven consiste en ser excesivamente genero-so, desprendido de todo interés, ambiciosode gloria, muy amante de su patria, cariñosoFue un niño sin niñez al que le fueronprivando de todo, hasta de su propio idioma
  • 49. 98 FRA 99críticas, como el molesto humo de los ciga-rros en el café, la crueldad de las corridas detoros, la irracionalidad de los comentarios, elmal uso de la lengua, el nuevo modo de hacerteatro, la veracidad de las crónicas periodís-ticas, y tantas cosas que siguieron y siguensiendo criticables. En la España de hoy losproblemas criticados por Larra siguen cau-sando preocupación.El método utilizado por Larra fue la críticasatírica, con la finalidad de evidenciar losmales para conseguir su corrección. Y estolo hizo sin ofender a nadie, al menos a sa-biendas; sin bosquejar retratos, y si algunascaricaturas por casualidad se pareciesen a al-guien, en lugar de corregir el retrato, aconse-jaba al original que se corrigiese. Este prin-cipio lo apunta como método en el exordiode la nueva revista titulado Dos palabras quepublicó desde agosto de 1832 hasta marzode 1833. Me refiero a El Pobrecito Hablador.Revista Satírica de Costumbres, etc. etc. Por elBachiller D. Juan Pérez de Munguía.No era hombre de ataduras para cumplir sumisión regeneradora, y así se lo hizo ver sufamilia, pero su tendencia enamoradiza le co-dujo al matrimonio con Josefa Wetoret Mar-tínez, el 13 de agosto de 1829 en la iglesia deSan Sebastián en la calle Atocha de Madrid.Pepita era agradable, delicada, agraciada,cumplía con sus labores de esposa y madre,pero su limitada vida intelectual no estuvo ala altura de las circunstancias. Hasta el vera-no de 1834 el matrimonio subsistió dentrodel respeto mutuo y de él nacieron dos hi-jos, Luis Mariano, en diciembre de 1830 yAdela, en enero de 1833. En febrero de 1835nació Baldomera, cinco meses después de laseparación, pero Larra no la reconoció. Sushermanos y su abuela sí, según consta en eltestamento de ésta depositado en el archi-vo Histórico de Ávila, y en el reparto de losderechos de autor de las obras completas deLarra publicadas por Montaner y Simón en1886.A Dolores Armijo la conoció a finales de1830 o principios de 1831 en alguna de lastertulias de Madrid a las que asistía Larra. La-rra y Dolores eran infieles con sus respectivoscónyuges, pero el marido de Dolores tam-bién tenía una amante que impidió el escán-dalo pasional cuando se conocieron los amo-res secretos en el verano de 1834. Larra dejóel hogar de la calle del Prado número 2 enseptiembre de ese mismo año y Dolores fue avivir a Badajoz con sus tíos, Alfonso Carreroy Josefa Mateos. Ya no se encontrarían hastamás de dos años y medio más tarde, la nochedel 13 de febrero de 1837 en Santa Clara 3,lugar de la última morada de Larra.Aparecen en los ocho meses de vida de El Po-brecito Hablador artículos magníficos en losque Larra evidencia su maestría en el uso dela lengua y todas sus cualidades como críti-co satírico. Tuvo sus días contados, como loshabía tenido El Duende Satírico del Día, pormor de la censura, aunque esta vez, tambiénincidió el hecho de la entrada de Larra en laredacción del periódico La Revista Española.Periódico dedicado a la Reina Ntra. Sra.La maestría de su prosa, alabada por todos, lepermitió decir lo que quería y como quería,de manera seductora, vibrante e interesante,y esto ya es motivopara que podamosconsiderar vigentesy ejemplares sus artí-culos. Además, Larrapresenta en su obraun ideario liberal yregenerador, demó-crata y de progre-so podríamos decirhoy, desde una críti-ca sincera y apegadaa los problemas de lamayoría utilizandoel perspectivismo desus heterónimos ypersonajes incorpo-rados a sus artículos.Todo ello hizo queLarra fuera un escri-tor de gran éxito yque lo haya podidomantener en la Es-paña de hoy.Ya en el primer nú-mero de El PobrecitoHablador, con veintitrés años, nos muestracuál es el nivel del pueblo español. Hoy nopodemos hablar de un público con un nivelde analfabetismo del 80%, evidentemente,pero sí podemos comprobar que el públicosigue perdiendo mucho el tiempo y ocu-pándose de futesas, que a veces aborrece elagrado, el aseo y la hermosura de los localesde ocio, tiene gustos infundados, sale a very ser visto y a hacerse el importante junto alos coches, que es caprichoso en sus gustos ydecisiones, que gusta de hablar de lo que noentiende, que el respetable público se embo-rracha, que es el pretexto, el tapador de losfines particulares de cada uno, que no existeun público único, invariable, juez imparcialy que cada clase de la sociedad tiene su pú-blico particular. Esto nos decía Larra en esesu primer artículo de su nueva revista y siguesiendo rabiosamente actual.¿Qué hacemos hoy aquí los que ignoramos elfraude, y la lisonja, y la mentira, y los que pororgullo no adulamos? Algo así se preguntóLarra en «Sátira contra la corte», en agostode 1832. Sin comentarios. « ¿Cómo se puedevivir pareciendo menos que el vecino? ¡Vivael lujo! ¡Viva la vanidad!» En «Costumbres.Empeños y desempeños», nos alerta de estaabsurda manera de vivir. Tampoco merececomentarios sobre su vigencia en la Españade hoy.Los derechos de autor ya fueron reivindica-Larra presenta en su obraun ideario liberal y rege-nerador, demócrata y deprogreso, desde una críticasincera y apegada a los pro-blemas de la mayoría
  • 50. 100 FRA 101dos por el joven Larra nada menos que enseptiembre de 1832 en «Teatros: ¿Qué cosa espor acá el autor de una comedia?» ¿Vigente?Así me lo parece. ¿Es el autor de una canción,de una película alguien en Internet? Y en elnúmero 9º, «Reflexiones acerca del modo deresucitar el teatro español», también de di-ciembre de 1832, exige el derecho de propie-dad para los poetas, como en aquel tiempo sedecía de los escritores. Un ejemplo de su preo-cupación por el establecimiento de normas yderechos justos y progresistas: «Pedimos enprimer lugar para los poetas, sin miedo deparecer exigentes, lo que sólo ellos no tienenen la sociedad: el derecho de propiedad.» Go-ogle, E-bo-ok, SGAE,Internet sontemas de laEspaña dehoy.Tambiénpa-rece actualsu creenciade que elinterés delhombresue-le tener, pordesgracia, alguna influencia en su modo dever las cosas. «El interés es el gran móvil delhombre y toda la dificultad está en hacerlever cuál es su verdadero interés». Nos trae a lamemoria esta reflexión de Larra el problemadel consumismo ilimitado y su repercusiónsobre el desarrollo de la humanidad y la su-pervivencia de nuestro planeta.Qué decir de la educación. Para Larra, a la parque la libertad y la justicia, estaban la educa-ción y la instrucción. “Sobre las bases de laeducación y de la instrucción hay que levantarel edificio de una patria con futuro”, vino adecir el periodista clarividente, y hoy seguimoscon problemas importantes en este capítulo.Pero ya sabemos que también tiene vigencia,tristemente, aquello que dijo de que en Espa-ña no se trata de saber, sino de medrar.Lo tuvo claro desde bien joven.Veintitrés añosde edad. Termina así el octavo número de ElPobrecito Hablador. Diciembre de 1832:Piensan estos buenos batuecos que se corrigenaquí las cosas con decirlas, ni de ninguna otramanera. ¡País incorregible! Los más no lo leen.Los menos se contentan con exclamar: ¡Es ver-dad! ¡Tiene razón! ¡Es mucho bachiller! A na-die deja en paz; ¿pero enmendarse? Que se en-mienden los demás, que yo no soy más que uno.Todos quieren ser esta excepción. ¡Bien haya laimpenitencia!Era más fácil negar las cosas que enterarsede ellas, nos dijo, y sigue siendo una reali-dad que se nos manifiesta cada día, ya sea enpolítica, en economía, o en cualquier pláticacon nuestros habituales, y de ahí se deduceque es más fácil responder con “vuelva ustedmañana” que esforzarnos y comprometernoscon la solución pronta y adecuada.Y murió el Pobrecito Hablador, pero vio la luzFígaro, el heterónimo más conocido de Ma-riano José de Larra. Y en «Mi nombre y mispropósitos» se ratifica en su intención críticaadmitiendo su condición de ingenuo y verazpara «evitar el imitar al vulgo de las gentesque o no dicen lo que piensan o piensan de-masiado lo que dicen». Podemos mantener elpresente de indicativo en la España de hoy.El compromiso de Larra para regenerar elpaís debe ser el compromiso de todos y cadauno por eliminar lo negativo y superarse. Eneste país tenemos esta asignatura pendiente,es necesario reconocerlo y está vigente el gri-to airado de Larra al final de, precisamente,su artículo del 30 de abril de 1833, «En estepaís»:Olvidemos, lo repetimos, esa funesta expresiónque contribuye a aumentar la injusta descon-fianza que de nuestras propias fuerzas tenemos.Hagamos más favor o justicia a nuestro país,y creámosle capaz de esfuerzos y felicidades.Cumpla cada español con sus deberes de buenpatricio y, en vez de alimentar nuestra inac-ción con la expresión de desaliento: “¡Cosas deEspaña!”, contribuya cada cual a las mejorasposibles.Seguramente sea en el artículo «La sociedad»del 16 de enero de 1835, y en el ya comen-tado « ¿Quién es el público y dónde se le en-cuentra?» del 17 de agosto de 1832, dondeLarra muestra con dolor y acritud el nivel delpueblo español de aquel tiempo. Baste unpárrafo para apreciar el concepto que Larratenía de la sociedad y, también, por qué nodecirlo, de la vigencia del mismo:Grave error: es todo lo contrario; nadie concurrea la reunión para prestarle servicios, sino pararecibirlos de ella; es un fondo común dondeacuden todos a sacar, y donde nadie deja, sinocuando sólo puede tomar en virtud de permuta.La sociedad es, pues, un cambio mutuo de per-juicios recíprocos. Y el gran lazo que la sostiene,por una incomprensible contradicción, aque-llo mismo que parecía destinado a disolverlo;es decir, el egoísmo. Descubierto ya el estrechovínculo que nos reúne unos a otros en socie-dad, excusado es probar dos verdades eternas,y por cierto consoladoras, que de él se deducen:primera, que la sociedad, tal cual es, es impe-recedera, puesto que siempre nos necesitaremosunos a otros; segunda, que es franca, sincera,El compromiso deLarra para regenerarel país debe ser elcompromiso detodos y cada unopor eliminar lonegativo y superarseJesús Miranda de Larra y de Onís durante su conferencia en el Salón de Actos de la Fundación RamónAreces
  • 51. 102 FRA 103y movida por sentimientos generosos, y en estono cabe duda, puesto que siempre nos hemos dequerer a nosotros mismos más que a los otros.[...] Esa es la sociedad, una reunión de víctimasy de verdugos.Es vigente el mensaje de Larra cuando vemosel inquebrantable devenir de las guerras enel mundo, « ¿Cuándo veremos una sociedadsin bayonetas? ¡No se puede vivir sin instru-mentos de muerte! Esto no hace, por cierto,el elogio de la sociedad ni del hombre.» Y, siya está abolida la pena de muerte en muchospaíses, podríamos aceptar como opinión muyrecomendable de nuestro tiempo la que noshace el joven escritor: « [...] Es mucho máslisonjero y ventajoso a la humanidad conven-cer a un hombre que matarlo.»La desilusión de Larra se va haciendo palpa-ble al no tener indicios de cambio la mar-cha del país. Martínez de la Rosa no salíadel inmovilismo de su “justo medio” conel Estatuto Real, y el movimiento carlistase iba consolidando hasta haber provocadola guerra civil tras la muerte en septiembrede 1833 del rey. La Revista Española se uneal periódico Mensajero de las Cortes en LaRevista-Mensajero para la que escribe Larra apartir de marzo de 1835, pero el escritor sesiente agobiado por la España estancada enel pasado, se siente agobiado por la escasezde alternativas y decide escapar de Madrid.Para ello tiene un buen pretexto como el deintentar rematar el cobro de una deuda de23.000 francos que el barón de Saint Marzhabía contraído con el Dr. Larra en 1812.Inició el viaje a principios de abril e intentóver a Dolores en Badajoz sin éxito. Y no erafeliz; «viajo como viaja por el monte un corzoque va herido de muerte...» le escribió a suamigo Ventura de la Vega.Regresó en diciembre habiendo constatadoque pensaba en España más que nunca y quesu patria era su cuartel general. «Ni europeoen Europa ni madrileño en Madrid. Des-arraigado en todas partes», dijo de él Fran-cisco Umbral. Como Cervantes, Quevedo,Goya, Valle-Inclán...Fueron tres las principales demandas de Larrapara procurar el progreso del pueblo: Liber-tad, Justicia y Educación: Libertad en todo.Libertad por todas partes. Nuestro progresoha sido grande en estas últimas décadas, peroaún es vigente la demanda de Larra para con-seguir la libertad en todo y por todas partes,como lo es, y mucho, en educación, impres-cindible para poder hacer uso adecuado de lalibertad y, más aún, en cultura; « [...]; empié-cese por el principio: educación, instrucción.Sobre estas grandes y sólidas bases se ha delevantar el edificio.». También nuestra justi-cia debe progresar de manera notable hastaconseguir la confianza del pueblo. Con sufina ironía dice Larra: «Venga usted a decir-me que el sistema judicial no es gran cosa.Que cada uno multa como le da la gana yjuzga como le parece.»No fueron tiempos para cambios profundosen la España de la gran crisis bélica y Larra sefue desilusionando primero y desesperandodespués. La fuerza apasionada de su corazónromántico se volvió en su contra con unadesesperanza total. Su amada patria se dete-nía en el Antiguo Régimen sin poder unirsea los países que habían comenzado a caminarhacia la libertad y la democracia.La censura ya no es un tema vigente, aunquepienso que puede debatirse y mucho sobreel apasionante tema de la autocensura. Estánvigentes los debates sobre el compromiso ysobre los valores morales, éticos y estéticos,como los que mantuvo Larra hasta el final.La censura fue agobiante para Larra y cuan-do todo se transformó en ese muro con elque peleó sin descanso, la censura tambiénle acosó desde su propio periódico y entró aformar parte del coro de causas que matarona Larra.Desilusionado una vez más, ahora por la ine-ficacia de los liberales progresistas en el poder,en los que más confiaba, por la falsedad delnuevo “deal” de Mendizábal, demandó en elartículo de primeros de abril de 1836 «Diosnos asista» un gobierno eficaz de gente joven,comprometida e independiente de ideolo-gías anquilosadas del signo que fuesen y unaconstitución nueva acorde con las necesida-des de 1836. Larra, como siempre, estaba en1836 por encima de lo que empezaban a serpartidos políticos y demandaba a los gobier-nos, del signo que fuesen, soluciones para elanalfabetismo, la injusticia evidente y la ma-nifiesta carencia de libertades del pueblo es-pañol. Cuando cayó el gobierno progresista yllegó al poder el moderado Istúriz, Larra, sinlas previas alabanzas de otras ocasiones, al Es-tatuto Real de Martínez de la Rosa o al pro-grama reformador de Mendizábal, al ser suescepticismo y su frustración mucho mayo-res, exige compromiso para el desarrollo delpaís aprovechando su crítica de «Un procura-dor o la intriga honrada». Larra podría estardisgustado, además, por haber sido censura-do su folleto «Ni por esas», la cuarta carta deFígaro, seguramente por las tendencias repu-blicanas vertidas en él. Lo publicó su editorM. Delgado tras su muerte. Andrés Borrego,declarado liberal desde 1820, amigo y aliadode Istúriz, director del periódico del cual eraredactor Larra, El Español, lo censuró y Larraprotestó con la carta «Despedida de Fígaro»en la que dice abandonar el periódico:Independiente siempre en mis opiniones, sinpertenecer a ningún partido de los que mise-rablemente nos dividen, no ambicionando nide un ministerio ni de otro ninguna especie dedestino, no tratando de figurar por ningún esti-lo, comencé a escribir hace años y no tuve nuncamás norte que el de gustar al mayor númerode lectores; para conseguirlo creí que no debíadefender más que la verdad y la razón, creí queSu amada patria se detenía en el AntiguoRégimen sin poder unirse a los países quehabían comenzado a caminar hacia la libertady la democracia
  • 52. 104 FRA 105debía combatir con las armas que mesiento aficionado a manejar, cuantoen mi conciencia fuese incompleto,malo, injusto o ridículo.Esta es la razón por qué constante-mente he formado en las filas de laoposición; no habiendo habido hastael día un solo ministerio que hayaacertado con nuestro remedio, me hecreído obligado a decírselo así clara-mente a todos. [...]Este artículo mío ha sido devuelto porusted, por no hallarse de acuerdo consus opiniones en el día; no pudiendoexponerme a escribir otros que ten-gan igual resultado, tengo el honor deadvertir a usted que, sin que se altereen nada el aprecio que le profeso, dejodesde este momento de ser redactor de"El Español."Bastante censura nos ponen los gobiernos sinque se nos añada a los escritores otra domésticaen nuestro mismo periódico.Como en los folletos y escritos que pienso seguirpublicando, he de dejar ver más claramente misopiniones, sólo añadiré, para que no se puedadar a este paso más motivo que el que yo le doy,que para mí así el ministerio Istúriz como elministerio Mendizábal, como cuantos le hanprecedido y le seguirán, no tienen más impor-tancia que la del bien o el mal que pueden ha-cer a mi país.Tampoco esta carta fue publicada, como elfolleto «Ni por esas», posiblemente por va-rias razones: Borrego no quería que desde superiódico se atacase a su amigo Istúriz, tam-poco deseaba perder a Larra como redactor, yLarra, es obvio, ni quería ni podía perder los20.000 reales del contrato con el periódico,sino más bien duplicarlo, como más tardeconsiguió con El Mundo y El Redactor Gene-ral. Por esas tres razones sí apareció el 23 demayo «Fígaro al director de El Español», enel que la dimisión se cambió por una inter-pelación amenazante y una manifestación deindependencia:Si "El Español" es ministerial, usted me per-mitirá que sin que se altere en nada el aprecioque le profeso, sacuda desde este momento todamancomunidad de responsabilidad política; ysi no lo es, espero que explícitamente me lo ma-nifestará, seguro de que pocas cosas serían paramí más dolorosas que haber de renunciar a lasventajas que su amistad y su periódico me hanofrecido hasta el día.Parece evidente que Larra se vio presionado,por no decir chantajeado por medio de lacensura, y económicamente también, paraevitar su crítica y, parece posible que se leofreciera, aunque no existe evidencia de nin-gún acuerdo, la posibilidad de presentarsea las elecciones de las Cortes constituyentescomo candidato por Ávila. Pienso que la im-posibilidad de escribir y el deseo de participaren la redacción de una nueva constitucióncomo la que había propugnado en «Diosnos asista», le hicieron ver las cosas desde unnuevo punto de vista, pero siempre dentrode su compromiso de cambio para el país.A su mensaje conocido por todos,Larra podría añadir la fuerza de suvoz desde el escaño. Era conscientede que su vida estaba condenada adecir lo que otros no querían oír,pero aún tenía fuerzas para pelear.Además, Dolores Armijo residíaentonces en la amurallada ciudadcastellana, pero, como ya había he-cho en Badajoz, tampoco le quisoescuchar.El Director de El Español incluye elmismo día 23 de mayo su «El Di-rector de El Español a Fígaro»:En semejantes momentos, pues, hecreído que nuestro periódico debíaobservar una conducta grave y digna,olvidar el ministerio y la oposición, yatender sólo a la defensa de dos privi-legiados objetos, el "Trono" y la "Li-bertad."Exclusivamente preocupados de su suerte, ínte-rin salimos de la crisis en que el país se halla,espero, mi buen amigo y colaborador, no nosnegará su voto a favor de que hagamos treguascon todo el mundo y sólo tengamos armas paradefender la prerrogativa real y los derechos dela nación.Larra, que se vio más que inducido a presen-tarse a diputado, preparó, no obstante, unaLa imposibilidad de escribir y el deseo de participar en laredacción de una nueva constitución como la que habíapropugnado en «Dios nos asista», le hicieron ver las cosasdesde un nuevo punto de vista, pero siempre dentro de sucompromiso de cambio para el país
  • 53. 106 FRA 107carta de respuesta a la propuesta de Borrego,«Fígaro al Director de El Español, para des-hacer varias equivocaciones» que nunca sepublicó, pues también fue censurada:Debo decir a V. en primer lugar que, siendo miprincipio el de hacer constantemente la guerra acuanto me parezca torcido, no tengo por qué es-perar a que salgamos de crisis ninguna ni hacertreguas con nadie, tanto más cuanto que creoque hay crisis para rato y que esa misma crisisentra en mi jurisdicción.En cuanto al trono y la libertad de que V. estápreocupado, nada tengo que decirle: el primeroexiste de hecho; la segunda ni de hecho ni dederecho; y en cuanto a que sólo tengamos armaspara defender la "prerrogativa real" y los dere-chos de la nación, declararé a V. que no siendomis armas defensivas, mal puedo darle ese voto.A eso agregaré, que aún en caso de defender, nosería la prerrogativa real lo que defendería: noporque no la respete, como respeto cuanto existe;en el hecho de existir es la expresión de la volun-tad de los hombres. ¿Pero defenderla? Gracias,Señor (?), me podría decir la prerrogativa ¿Quésería, Señor Director, ver a un pobre barbero deSevilla defendiendo la prerrogativa real? ¿No semorirían de risa V. y los demás parroquianos?Concluyo, pues, diciendo a V., Señor Directorde "El Español", que sólo reduciendo a mí mis-mo la sola responsabilidad de mis escritos, y noparticipando de la de los demás, sólo no tenien-do que escribir bajo inspiraciones ajenas y noviéndome expuesto a que se alteren o suprimanmis artículos, puedo ahora y siempre seguir ocu-pando un nicho en su extenso periódico, favorque le ha de ser a V. tanto más fácil conceder-me, cuanto más insignificante es mi posición ycuanto que creo que no harán nunca una revo-lución las humildes y barberiles travesuras de suafectísimo Fígaro.Espronceda también cayó en la tentación, sibien se distanció de El Español visto el interéspersonal de Borrego por entrar en política,este sí, aunque no llegó a alcanzar el escañocomo Larra que lo ganó en segunda vuelta–casi lo pierde– sin hacer campaña, sin mu-cha fe por no decir ninguna, y gracias al apo-yo interesado de las fuerzas vivas de Ávila, node la capital. Pero nunca pudo demostrar susintenciones regeneracionistas desde el Esta-mento de procuradores, por cierto, cargo noremunerado.Fracasó Istúriz por las insidias de Mendizábaly fracasó Larra en su nueva tentativa. Seríala última. Estaba convencido de que su vidahabía sido inútil en lo personal, tras las frus-traciones en su matrimonio y con DoloresArmijo, y en su compromiso como periodis-ta. Su vida estaba condenada a decir lo queotros no querían oír, pensó y escribió. Buenepitafio, sin duda. Tal vez ni siquiera pudie-ran oírle, pues nunca estuvieron a la alturadel compromiso de Larra con la patria.Larra no pudo demostrar su buena intenciónde apoyar el cambio del país desde el Esta-mento, porque el motín de La Granja se loimpidió a los pocos días de conseguir el actade diputado, como ya sabemos. Esto le pro-dujo una desilusiónmás y otro motivo dehumillación de losque tan poco amigoera. Pensó que ca-minaba solo y hacianinguna parte.No creo que el borra-dor de carta que pre-paró Larra a finalesde agosto fuera otracosa que una muestramás de su deseo deexplicar su posicióny su compromiso re-geracionista ante lasacusaciones y rumo-res que circularon enel momento. Perono le quisieron escu-char, no le creyeron.Larra ya lo sabía; suepitafio era claro yterrible. Escuchemosa Larra:Sres. redactores de...[...] Ha llegado a mis oídos que personas pocomeditadoras propalan que me he ausentado deesta lucha a causa de las circunstancias, como sialgo hubiese yo tenido que ver con ellas, y hayquien ha llegado a enlazar esto con la interrup-ción de la publicación de los folletos que hacealgún tiempo publicaba, dando siempre a estoshechos, como es costumbre, las interpretacionesmás malignas posibles, pero, por fortuna, tam-bién las más inexactas.[...] Diría que no es mucho que le sobren lashablillas y las malas voluntades a aquel que ha-biendo hecho profesión de censurar y satirizara los demás años enteros como yo, debe de ha-ber herido el amor propio de muchas personas;el público, entonces, convencido de lo naturalque sería en mí tuviese enemigos, deseosos deaprovechar cualquier pretexto para perjudicar-me diría con desconfianza a mis denigradores,y suspendería por lo menos su juicio hasta tenerdatos. Porque en verdad es terrible la idea deque se pueda arruinar la opinión de nadie consólo un despropósito, pasado sin más examen deboca en boca. ¿Qué datos tiene V., preguntaríayo a cada cual que sienta una proposición infa-mante para otro? Me lo han dicho, sería la res-puesta que todos irían dando, y nunca acaso sellegaría a encontrar el verdadero origen, el datopositivo. [...] he hecho la guerra sin cesar al des-potismo, y a los abusos; sin pretender premioalguno; jamás los solicité de ningún gobierno.El bien del país, como mejor le he entendido.Larra no pudo demostrar subuena intención de apoyarel cambio del país desde elEstamento, porque el motínde La Granja se lo impidióa los pocos días de conse-guir el acta de diputado,como ya sabemos
  • 54. 108 FRA 109El aprecio del público y el llegar a hacer de mipluma una firma, han sido siempre mi objeto.Con tal sistema bien pudiera equivocarme enlos medios; nunca empero delinquir.He hecho la oposición a todos los ministeriosde Cea acá, porque ninguno nos dio nunca lasuma de libertad posible. He callado durante elministerio Itúriz, porque habiendo convocadoa Cortes revisoras (y deseando yo formar par-te de la representación nacional, único empleoque ambicionaba, porque era gratuito, porquedebía procurar más responsabilidad que placer,y porque suponía la confianza y la estimación demis conciudadanos), si bien el ministerio Istú-riz no nosdaba tampo-co esa sumade libertadni atinabacon el re-medio paranuestros ma-les, la nacióniba al menosa decidir ellamisma de susuerte. Si laseleccioneshabían deser buenas o malas, nacionales o antinaciona-les, esto es lo que ni yo ni nadie podía adivinarcuando me propuse callar, hasta el día en quepudiese hablar en la tribuna.Solamente lo declaro en esta ocasión, heridopor la calumnia: ni del ministerio pasado nide ninguno ha recibido jamás nada que enprovecho ni adelanto de mi persona haya po-dido resultar. Ni con el pasado ni con ningunoanterior me han unido jamás compromisos deninguna especie, como con ningún partido: soloe independiente he escrito según mi conciencia;y he callado cuando me ha parecido, derechoque creo tener. Nunca he tenido influencia niintervención en negocios públicos: ni la he que-rido, ni la quiero tener. ¿Y con qué carácter lahubiera tenido? ¿Quién he sido para eso? ¿Quépuesto he ocupado? Toda suposición en contra-rio es una ligereza imperdonable, cuando nouna infame mentira.No quiero concluir este escrito sin recordar quesoy el mismo siempre, independiente, amantede la libertad, porque el celo mal entendidode unos pocos nunca me hará volverme contrala causa, donde quiera que esté el coto nacio-nal sólo me toca respetarle y unirme a él; nipretendo empleos, ni tengo ambición; a nadieestorbo.Larra, pues, siguió escribiendo, si bien nofue publicado por mor de la censura, comotantas veces, y quiso participar desde el Es-tamento en el proceso de construir la nue-va Constitución que había propugnado en«Dios nos asista» con la finalidad de conse-guir los derechos y libertades de los que care-cía y siguió careciendo por tantas décadas elpueblo español.Fue en la Hispanic Review V, 1, 1937, dondeel estudioso de Larra F. Courtney Tarr publi-có el interesante artículo «Reconstruction ofa decisive period in Larra`s life (May-Novem-ber, 1836)». Tarr concluye que Larra aceptapor el interés de llegar a ser procurador enel Estamento –Congreso de diputados– car-go no remunerado, la propuesta de Borregode “benevolente neutralidad”, debido a la si-guiente fórmula:1) la carta abierta de Larra del 23 de mayo, enque afirma su completa independencia y supropósito de criticar a todos los ministerios;2) la réplica de Borrego en la que pide treguay colaboración;3) el subsiguiente silencio de Fígaro con res-pecto a asuntos políticos;4) la candidatura de Larra y su elección conapoyo gubernamental.Bien, yo me esfuerzo en encontrar pruebasdel delito en estos hechos, pero no llego aencontrarlas. En el primero se puede argu-mentar a favor de Larra que esa postura noera nueva y siempre la defendió y que no haypor qué dudar de su sinceridad. En el segun-do se aprecia el interés de Borrego, este sí,para con su amigo Istúriz, dejando la puertaabierta a Larra para defender los intereses dela nación. Eso era lo que había hecho Larrasiempre. Tampoco tendría que haber trampaen ello. En el tercero, el silencio, se produceno por propia voluntad, sino por la impo-sición de Borrego, y a veces consigue Larrapublicar artículos, aunque sin firma. En losque dedicó al Ateneo, criticó a los ministroscuando lo creyó conveniente, siempre en fa-vor de la libertad, la justicia, la educación yla cultura. «Ni por esas» fue escrito en mayo,aunque no se lo publicaron en vida. Fue lacensura y no Larra la que impidió sus publi-caciones. En el cuarto hecho, tampoco fueevidente el apoyo de Madrid y sí, en cam-bio, el local de Ávila por propio interés delas autoridades provinciales. Larra no hizocampaña y fue elegido en segunda vuelta gra-cias al esfuerzo interesado de las fuerzas vivaslocales. (Ver Jesús Miranda de Larra, Larra.Biografía de un hombre desesperado. Aguilar,2009, pp. 365-398).Conclusiones por conclusiones, ya que lastiene que haber, me convencen más las deLarra. Sus argumentos, y, sobre todo, lo de-mostrado a través de su vida, de su obra y desu muerte, me parecen definitivos. MantuvoHe hecho laoposición a todoslos ministerios deCea acá, porqueninguno nos dionunca la suma delibertad posible
  • 55. 110 FRA 111su compromiso hasta el final y el compromi-so es algo que en la España de hoy tambiéntiene vigencia.Larra estaba hundido y su orgullo no le per-mitía aceptar ser parte de una España como laque estaba viviendo. Amaba demasiado a supatria para ver con indiferenciael estado en que se hallaba. Nopudo cambiar su rumbo y te-mió que el absolutismo se podíaimponer con el ejército de donCarlos a las puertas de Madrid.Le parecieron inalcanzables laspuertas de la libertad. Su vidahabía sido un fracaso personal ytambién Fígaro había fracasadoa pesar de los nuevos contratosque le convertían en el escritormás cotizado de su época.Sus impresionantes últimos artí-culos nos muestran que no habíaningún atisbo de esperanza paraconseguir sus proyectos vitales.Larra nos fue abriendo su do-lorido corazón con la intenciónde hacernos ver las razones de suabandono de la lucha en la queestaba comprometido. No podíaser solamente el periodista mejorcotizado de la época, ni siquierael más leído, tenía que ser escu-chado, comprendido y generarprogreso. Se dio cuenta de quela España que quería no la podría encontrar,como dijo Antonio Machado. Se percató deque su tiempo se había terminado, quizá re-conociera que su tiempo no existió, porqueél estaba fuera de aquel tiempo. Decidió queera el momento de dar el último paso de suandadura solitaria al desaparecer el 13 defebrero la única esperanza que, con sorpresaconstató, aún se escondía en el fondo de sucorazón romántico. Fue la gota que colmóel vaso. Y su orgullo le dio la puntilla al nopermitirle pertenecer al caos y al desastrereinante.Mariano José de Larra fue un gran gene-rador de ideas y un gran prosista. Un pre-cursor del intelectual. «Símbolo de todauna época», dijo de él Baroja; «Maestro dela presente juventud», dijo Azorín; «Tuvomás ideas que ningún español de su tiem-po», escribió Menéndez Pelayo; «Entre lasrevoluciones del siglo XIX, en la literaturaaparece un espíritu que comprende y sien-te la nueva vida: Mariano José de Larra»,dijo Clarín; y Maeztu dijo de él que fue el«Símbolo del vuelo libre de la mentalidadespañola»; recientemente ha escrito el grandramaturgo Francisco Nieva que Larra «in-sufla vida y emoción en cualquier lector deahora mismo y es el resucitador documen-tal de un tiempo pintoresco y trágico, conla fuerza de un Goya de la palabra», pero,sobre todo, fue un español sensible y com-prometido que llegó a dar su vida por supatria. Escuchemos con interés el mensajeque nos dejó este progresista con evidentessignos de demócrata republicano llamadoMariano José de Larra.Larra estaba hundido y su orgullo no le permitía aceptar serparte de una España como la que estaba viviendo. Amabademasiado a su patria para ver con indiferencia el estado enque se hallabaJesús Miranda de Larra yde OnísEs Doctor Ingeniero Agrónomo por laUniversidad de Madrid. Trabajó en elInstituto Nacional de InvestigacionesAgrarias y Alimentarias en Barcelonadesde 1965, siendo Presidente de laInstitución entre 1996 y 1998. Ha sidoConsejero de Agricultura, Pesca y Ali-mentación en las embajadas de Españaen Roma, Londres y Washington, y Sub-director de Coordinación Agrícola, Pes-quera y Alimentaria para las relacionescon la Unión Europea de 1986 a 1992.Ocupó el puesto de Representante Per-manente de España ante la FAO, enRoma de 1978 a 1982, y fue Represen-tante de la FAO en Ecuador de 1998 a2004. Estudioso de Mariano José de La-rra, ha publicado varios artículos sobresu antepasado. Es autor del libro Larra.Biografía de un hombre desesperado.
  • 56. 112 FRA 113FRAGMENTOSLOS FONDOS MARINOS:la nueva fronteraDel 24 al 26 de febrero de 2010, tuvo lugar en la Fundación Ramón Areces elprimer seminario de sensibilización celebrado en Europa sobre el trabajo de laAutoridad Internacional de los Fondos Marinos, bajo el título: “Fondos marinos: lanueva frontera; exploración y explotación de los recursos minerales en los fondosmarinos del Área: retos para la comunidad internacional y oportunidades para unainvestigación en colaboración".La Fundación Ramón Areces y la AutoridadInternacional de los Fondos Marinos, en co-laboración con el Instituto Geológico y Mi-nero de España y el Ministerio de AsuntosExteriores y Cooperación, reunió en este se-minario a los agentes implicados en la explo-ración y explotación de los recursos mineralesde los fondos marinos profundos, con objetode analizar los retos de futuro a los que seenfrenta la comunidad internacional.El seminario debatió el marco general deactuación de la Autoridad Internacional delos Fondos Marinos y de otros organismosinternacionales, la experiencia y proyectosen la materia en diversos países y, finalmen-te, la experiencia en España con ponenciasde representantes de los diversos organismospúblicos y privados españoles que desarrollanactividades en materia de fondos marinos.Entre los temas que se abordaron destacanel marco internacional y regulación del lechomarino profundo: el papel de la AutoridadInternacional de los Fondos Marinos y delTribunal Internacional del Derecho del Mar;los recursos minerales de las aguas libres; laexperiencia de los Estados Unidos de Amé-rica, de Alemania, del Reino Unido de GranBretaña e Irlanda del Norte, de Brasil, deCanadá y de la Federación de Rusia; la pro-tección y preservación del medio ambientemarino de las actividades de las aguas libres;las infraestructuras neocientíficas y la investi-gación relacionada con minerales marinos enEspaña la experiencia del Instituto Geológicoy Minero de España; la investigación cientí-fica marina en España y la participación delsector privado español en las actividades delos fondos marinos profundos.El seminario se desarrolló en tres sesiones:en la primera sesión se trató de “El lechomarino profundo: marco internacional y re-gulación”. Cabe destacar la intervención delDirector General Nii Allotey Odunton queversó sobre la Autoridad Internacional de losFondos Marinos: papel, funciones y órganos.Expuso la relevancia de esta organización yla necesidad de regular los fondos marinospara evitar posibles conflictos en un futuro.Hizo especial referencia a los reglamentossobre prospección y exploración de sulfurospolimetálicos en la Zona y el proyecto de re-glamento sobre prospección y exploración decostras de ferromanganeso con alto conteni-do de cobalto en la Zona.También intervino durante esa sesión Mi-chael Lodge quien explicó detalladamenteel marco legal de las actividades en la Zona:prospección y exploración de nódulos po-limetálicos y otros recursos minerales, pre-sentando el tema de la seguridad como unelemento indispensable para facilitar la coor-dinación de todos los actores que participanen la prospección y exploración, y fomentaren especial la entrada del sector privado.Igualmente participó en esa primera sesiónel Magistrado José Luís Jesus, Presidente delTribunal Internacional del Derecho del Mar.La segunda sesión se centró en las actividadesinternacionales en el lecho profundo. Parti-ciparon expertos de los Estados Unidos y dela Federación de Rusia que hablaron sobre“Perspectivas para el desarrollo de depósitosde sulfuros polimetálicos en la Zona” y sobre“La prospección y exploración de cortezas deferromanganeso ricas en cobalto en la Zona”.Además intervinieron expertos de Alemaniay Brasil que explicaron las actividades que suspaíses están desarrollando en relación con losfondos marinos profundos. También se tratódurante esta sesión la relevancia de respetarel medioambiente y el papel que ejerce enese sentido la Autoridad Internacional de losFondos Marinos.Finalmente, en la tercera sesión se analizó la“Participación de España en los fondos ma-rinos profundos”. Participaron expertos delsector público, concretamente de las Institu-ciones más relevantes como son el InstitutoGeológico y Minero de España o el InstitutoEspañol de Oceanografía. También acudie-ron a la cita algunos representantes de lasempresas más importantes del sector y tuvolugar una mesa redonda.
  • 57. 114 FRA 115ca del 50% de la superficie terrestre. Y pese alescaso conocimiento de estas zonas, existe unconsenso entre la comunidad científica inter-nacional sobre el potencial económico quepodrían suponer tanto los recursos minera-les como la biodiversidad de los ecosistemasprofundos, que alberga el lecho marino.El área de los fondos oceánicos fuera de lajurisdicción de los estados costeros, deno-minada “la Zona”, abarca nada menos que260 millones de kilómetros cuadrados. Unacifra tres veces superior a la suma de las ju-risdicciones marinas de todos los países delmundo, y que apenas ha sido explorada. Noobstante, existe un consenso entre la comu-nidad científica sobre el potencial que ofrecela exploración de estos recursos, considera-dos “patrimonio común de la Humanidad"y regulados por la ISBA, la Autoridad Inter-nacional de los Fondos Marinos (organismocreado por la Convención de Naciones Uni-das de Derecho del Mar, con sede en Jamai-ca), como un nuevo horizonte de inversióneconómica.Entre los recursos minerales que pue-den encontrarse se incluyen el petróleo;el gas natural; los hidratos de gas; losnódulos de manganeso; las costras ricasen cobalto; los sulfuros masivos ricosen hierro, zinc, níquel, oro o cobre; losáridos; y los yacimientos tipo placeresricos en titanio, tierras raras, estaño,oro y diamantes. Si a estos recursos sesuman las biomineralizaciones con po-sibilidades como fuente de productosfarmacéuticos, resulta evidente que laextracción de estos elementos y com-ponentes, pueda ser de gran interés.El tamaño y el valor de dichos recursos sonpoco conocidos, dado que la investigación enrecursos marinos ha sido escasa y el desarro-llo de la minería marina lento. Pero la actualoscilación del mercado mundial pone en re-lieve la importancia de ampliar el marco deconocimiento del lecho marino, como clavepara el estudio de la viabilidad económica enla explotación de recursos minerales y en eldesarrollo de nuevas tecnologías y activida-des empresariales.España, tradicional potencia marítima, tieneuna especial responsabilidad en el fomento dela investigación científica en geología marinay en la exploración de los fondos oceánicosprofundos en coordinación con países en víade desarrollo, impulsando su infraestructuraa través de proyectos conjuntos.El seminario concluyó con el compro-miso manifestado por Rafael Conde,Director General de Relaciones Eco-nómicas Internacionales del Ministe-rio de Asuntos Exteriores y Coopera-ción (MAEC), por mantener y apoyarla vocación de este ministerio a la horade impulsar la coordinación entre to-dos los agentes implicados en la explo-ración y explotación de los recursosminerales de los fondos oceánicos demodo que España pueda plantear unaestrategia nacional que conduzca a re-sultados a corto, medio y largo plazo.El organismo encargado en articular las me-didas de protección y regular desde todos losá n g u l o s :ambiental,científico,jurídico yeconómi-co, lo queocurra enlas aguas de“La Zona”(área delos fondosoceánicosfuera dela juris-dicción delos estadoscosteros)es la Auto-ridad Internacional de los Fondos Marinos(ISBA). Jesús Silva, como representante deEspaña ante este organismo de las NacionesUnidas, confía en la apuesta del MAEC yrecalcó el impulso que este seminario le haofrecido a España, para posicionarse en estedebate internacional que deberá plasmarse enuna apuesta por el fomento de la investiga-ción en paralelo al desarrollo tecnológico, demodo que nuestro país consiga una posiciónrelevante en el mercado empresarial que seprevé para los próximos 20 años y en el quediversos países ya están tomando posiciones.Los fondos marinos y la denominada“La Zona”Los océanos cubren casi las tres cuartas par-tes de la superficie de la Tierra, contienen lasnueve décimas partes de los recursos de aguay más del 97% de los seres vivos del plane-ta. Y son, además, parte esencial de nuestrabiosfera ya que influyen en nuestro clima yafectan a nuestra salud y bienestar.El fondo marino profundo que se sitúa másallá de la plataforma continental supone cer-El área de losfondos oceánicosfuera de lajurisdicción de losestados costeros,denominada “laZona”, abarcanada menos que260 millonesde kilómetroscuadrados
  • 58. 116 FRA 117Elementos susceptibles de explotaciónen los fondos marinosPara entender la importancia económica dela explotación en alta mar hay que tener encuenta que el mar abarca cerca del 60% delos 103 elementos químicosclasificados. La aplicaciónde cada uno de ellos y de suscompuestos responde a lagran mayoría de las necesida-des que presenta nuestra vidamoderna.Algunos de los recursos mi-nerales marinos que se en-cuentran mar adentro sonprolongaciones lógicas de losyacimientos de tierra firme,como es el caso de los áridos(arenas y gravas), que se utili-zan en la industria de la cons-trucción y en la restauraciónde playas, y se encuentranampliamente distribuidos en muchas zonasde la plataforma continental (región quegeomorfológicamente pertenece al continen-te pero que está sumergida bajo el mar). Suextracción refleja las necesidades propias delas zonas densamente pobladas.Se han descubierto varios tipos de zonas o ti-pos de fondos marinos susceptibles de ser ex-plotados a efectos de extracción de minerales,entre los que podrían destacarse los camposde nódulos de manganeso, las chimeneas desulfuros masivos y las costras ricas en cobalto.En ellos los porcentajes de concentración deelementos valiosos como el oro, la plata, elníquel, el cobalto, el platino o las tierras rarasson, en algunos casos, entre dos y tres vecessuperiores a la concentración encontrada enlas extracciones tradicionales de tierra firme.Otros componentes que hanido adquiriendo una particu-lar relevancia en la vida coti-diana y que aparecen asocia-dos a depósitos marinos detipo placer y fosforitas, son eltitanio, el circonio y las tie-rras raras (de las que formanparte nueve elementos pesa-dos, como el torio radiacti-vo, y ocho ligeros). El ruti-lo (bióxido de titanio), porejemplo, ofrece una extraor-dinaria resistencia al desgas-te y al ataque químico. Eltitanio proporciona un pig-mento blanco para el papelo el plástico, un componentemuy importante para la aeronáutica, los pa-los de golf o las raquetas de tenis. El circonioestá calificado de metal estratégico, gracias asus propiedades refractarias y se utiliza en lastoberas de los aviones de reacción. En cuantoa las tierras raras, que aparecen en mineralescomo la monacita, el granate, el circón y elapatito, intervienen en tecnologías avanzadascomo el pigmento rojo de las pantallas de te-levisión o la catálisis de los gases de escape delos motores.Los llamados yacimientos de nódulos po-limetálicos o nódulos de manganeso, sontambién de gran relevancia. Son cuerpos deforma esférica o esferoide, de color negruzcoo castaño oscuro, porosos y de talla y pesovariables, que se componen de una docenao más de metales diversos. Metales entre loscuales interesa industrialmente la proporciónde níquel, cobalto, molibdeno, cobre, man-ganeso, hierro y aluminio. La mayoría dedichos nódulos con interés industrial suelenencontrarse a profundidades entre 4 mil y 6mil metros de profundidad, con una exten-sión amplia y variable.LA APLICACIÓN DE ESTOS METALES ES MUY VERSÁTIL• El níquel es resistente a la corrosión, se utiliza en motores marinose industria química, robótica, como catalizador y en la acuñaciónde monedas.• El cobalto, también resistente a la corrosión, se usa para turbinas degas en aviación, para la catálisis del petróleo, como secante parapinturas, para pigmentos, en los electrodos de baterías, etc.• El molibdeno, se usa en aleaciones de alta resistencia que soportentemperaturas y corrosiones altamente elevadas, y también en la construc-ción, como componente de motores, como catalizador en la industriapetrolera, para pigmentos, lubricantes de motor, etc.• El cobre, se emplea en múltiples aleaciones; en la industria eléctrica y delas telecomunicaciones; en componentes de la industria automovilística,naval, aérea y ferroviaria.• La aplicación más habitual para el hierro-manganeso es la composiciónpara aceros, así como para tintas, papel para heliográficas y pigmentospulidores.• Y el aluminio, presenta alta conductividad calorífica que resulta idealpara utensilios, pistones de motores, embalaje de alimentos, transmisióneléctrica, recipientes criogénicos, etc.En España sehan descubiertoindicios deemisiones de gas ehidratos de gas enlos fondos marinosprofundos delGolfo de Cádiz,Galicia, MarCantábrico y Marde Alborán
  • 59. 118 FRA 119Resulta evidente que la extracción de estoselementos y componentes puede resultarmuy provechosa desde el punto de vista eco-nómico. Sin embargo, la minería marina noestá muy desarrollada para las extraccionesen el lecho marino, ya que hasta la fecha hanresultado más caras que las ubicadas en tie-rra. No obstante, conocer el potencial de re-cursos disponibles en un mercado que oscilaconstantemente resulta clave para valorar laviabilidad económica en el desarrollo de nue-vas tecnologías.Recursos en los fondos marinosprofundos de EspañaEspaña es un país que vive de cara al mar ytiene una especial responsabilidad en el fo-mento de la investigación en Geología mari-na. Por ello, el Instituto Geológico y Minerode España (IGME), en cumplimiento de supapel como Servicio Geológico del Estado,tiene la encomienda de crear la infraestructu-ra básica del conocimiento en estas materiasy ponerla a disposición de la empresa priva-da, con el principal objetivo de fomentar laactividad empresarial para la explotación delos recursos minerales marinos.El equipo de Geología marina del IGME hallevado a cabo las investigaciones científicasque avalan la ampliación de la plataformacontinental española en Cantabria, Galicia yCanarias. Lo que ha supuesto ya una amplia-ción en el Mar Cantábrico de 78.000 km2dela titularidad jurídica para España. Para Ga-licia, el MAEC ha solicitado ya ante la ONUla ampliación de 50.000 km2. Y Canarias seencuentra en fase de estudio, pero se estimauna ampliación de hasta 200.000 km2.En España se han descubierto indicios deemisiones de gas e hidratos de gas en los fon-dos marinos profundos del Golfo de Cádiz,Galicia, Mar Cantábrico y Mar de Alborán.Entre los últimos descubrimientos realizadospor el IGME en fondos marinos profundos,cabe destacar los campos de chimeneas y vol-canes de gas en el Golfo de Cádiz y en el Marde Alborán, así como los campos de nódulosde hierro y manganeso ricos en níquel y co-balto, que suponen indicios de la existenciade hidrocarburos en profundidad bajo el le-cho marino. En Galicia, el IGME ha descu-bierto indicios de gas natural e hidratos de gascomo ha sido el “Gran Burato”, un agujero demás de 4 kilómetros de diámetro por posibleexpulsión de gas hidrato. Y recientemente, elmismo equipo de investigación ha descubier-to gran variedad de nódulos de hierro, man-ganeso y costras polimetálicas y fosforitas, enlas zonas profundas del margen gallego.De especial importancia son los descubri-mientos de nódulos y gas en el Mar Can-tábrico y Galicia, ya que algunos de ellos selocalizan sobre las zonas de extensión de laPlataforma Continental española en Galiciay Mar Cantábrico (OCS siglas en ingles deOuter Continental Shelf), y por ende estánregulados parcialmente por la Autoridad delos Fondos Marinos (ISBA). En las Islas Ca-narias, se está iniciando el estudio, y se prevéencontrar también dichos recursos marinosprofundos.FRAGMENTOSREVOLUCIÓNNANOTECNOLÓGICA*La sede de la Fundación Ramón Areces acogió el pasado mes de enero el II Ciclo deConferencias y Debates en Ciencias organizado conjuntamente con Nature Publis-hing Group, editora de la prestigiosa publicación científica Nature. En esta reuniónun grupo de expertos mundiales expusieron algunos de los avances más destacadosde la nanotecnología en la Medicina personalizada; las aplicaciones nanotecno-lógicas en la tecnología de la información actual; la nanociencia molecular comofuente de la nueva Química, la nueva Física y los nuevos materiales y los riesgosasociados a la nanotecnología. Las intervenciones y posterior debate han sido re-cogidos en una monografía que puede descargarse en su versión íntegra en www.fundacionareces.es.Peter Rodgers, editor de Nature Nanote-chnology y coordinador de la jornada hizouna introducción general tras la cual inter-vinieron como ponentesMauro Ferrari, Catedráticoy Director del Departa-mento de Nanotecnologíae Ingeniería Biomédica dela Universidad de Texas;Andreas Berger, Directorde Investigación del CICnanoGUNE Consoliderde San Sebastián; EugenioCoronado, Director delInstituto de Ciencia Mole-cular de la Universidad deValencia y Teresa Fernandes, del Centro deNanoseguridad de la Universidad Napier deEdimburgo.Tras las intervenciones se abrió una MesaRedonda en la que los ponentes debatierone intentaron dar respuesta a algunas de laspreguntas claves sobre laRevolución Nanotecnoló-gica: ¿En qué punto se en-cuentran sus aplicacionesprácticas? ¿Cuánto hay derealidad y cuánto de cienciaficción? ¿Está ya incorpora-da la nanotecnología comoun nuevo campo multidis-ciplinario estrechamentevinculado a la sociedad? ¿Seestá aplicando ya o se apli-cará en breve para resolverproblemas más urgentes como el acceso a losrecursos energéticos, agua o alimentos? E,igualmente, ¿qué riesgos plantean los nano-¿En qué puntose encuentransus aplicacionesprácticas? ¿Cuántohay de realidad ycuánto de cienciaficción?
  • 60. 120 FRA 121materiales para el medio ambiente y la saludhumana?En su introducción general, Peter Rodgers,editor de Nature Nanotechnology, explicó queel origen de la nanotecnología se puede es-tablecer hace aproximadamente dos décadas,cuando los investigadores de IBM empezarona trabajar y a desarrollar su trabajo en tornoa este innovador concepto. Pero ya unos diezaños antes, la invención del microscopio detúnel de barrido en Suiza supuso un hitoen este campo. La primera formulación delconcepto de nanociencia y nanotecnologíase debe al físico alemán Richard Feynman,quien en 1959 propuso la idea de fabricarproductos a partir de un reordenamiento delos átomos y las moléculas, haciendo posiblesnuevos materiales más duros, resistentes y rá-pidos.Según explicó Rodgers, básicamente existencinco campos en los que se centran las prin-cipales aplicaciones de la nanotecnología: eldesarrollo de nuevos materiales, más fuertes,resistentes y ligeros; la tecnología de informa-ción/comunicación, especialmente en el ám-bito del procesamiento de datos; la Medicina,sobre todo en el diagnóstico y tratamiento deenfermedades; la energía, con aplicacionescentradas fundamentalmente en el ahorro; yel campo de la alimentación, con una aten-ción importante sobre los riesgos que puedeacarrear para la salud estetipo de tecnología.El incremento de los nano-productos en los últimosaños ha sido exponencial.En Estados Unidos secuenta incluso con unaorganización dedicada es-pecíficamente a estudiary analizar la evolución deestas tecnologías (el Pro-yecto de NanotecnologíasEmergentes), que teníaregistrados en el año 2009más de un millar de productos, mientras queen 2005 suponían tan sólo 54. El campo dela salud y bienestar es el que acumula, conmucha diferencia, el mayor número de nano-productos, aunque la diversidad de ámbitosde actuación es enorme: hogar y jardinería,electrónica y ordenadores, alimentación y be-bidas… Dentro de la subcategoría de “saludy bienestar”, los productos para el cuidadopersonal, el vestido, la cosmética o el deporteson los más numerosos. Respecto al origende estos nanoproductos, se pone de mani-fiesto un auge de los procedentes de EstadosUnidos y el este asiático; así, en datos del año2009, hasta 540 de estos artículos se habíandesarrollado en Estados Unidos, 240 en lospaíses del este asiático, únicamente 154 enEuropa y 66 en otras regiones del mundo.La mayor parte de los nanoproductos dispo-nibles en este momento tienen plata comoprincipal material en su composición (en2009, un total de 259); como otros materia-les frecuentemente utilizados, se encuentran,por orden decreciente en importancia, el car-bón, el titanio, la silicona, el zinc y el oro.El hecho de que la nanopartícula más comúnsea la plata tiene una explicación lógica, pues-to que se trata de un material antibacterianoy ayuda en los procesos de cicatrización delas heridas; por eso, muchos de los produc-tos comercializados dirigidos al cuidado de lapiel incorporan este material, valiéndose desus particulares propiedades.Mauro Ferrari, Catedrático y Director delDepartamento de Nanotecnología e Inge-niería Biomédica de la Universidad de Texas,se centró en las aplicaciones de la nanotec-nología en Medicina. (En este número de larevista publicamos un amplio resumen de suintervención).El profesor Andreas Berger, Director de In-vestigación del CIC nano-GUNE Consoli-der de San Sebastián, centró su intervenciónen uno de los ámbitos de aplicación másfructíferos y prometedores de la nanotecno-logía: la tecnología de la información. SegúnBerger, la incorporación de estos nuevos re-cursos a las tecnologías de la información, so-bre todo en el procesamiento de datos (con latecnología de silicio) y en el almacenamientode datos (tecnología de disco duro), puedemarcar un antes y un después en el campode la transmisión y almacenamiento de lainformación. Berger no sólo describió las ca-racterísticas y utilidades de estas nuevas tec-nologías de la información, sino que tambiénrepasó los principales enfoques que se estánempleando en este ámbito, tanto desde lasestrategias de bottom-up como de topdown;además, presentó algunas innovaciones queestán desarrollando en este centro utilizandoestructuras moleculares. La unidad de pro-cesamiento central, la memoria y la confi-El campo de la salud y bienestar es elque acumula, con mucha diferencia,el mayor número de nanoproductos,aunque la diversidad de ámbitosde actuación es enorme: hogar yjardinería, electrónica y ordenadores,alimentación y bebidas…
  • 61. 122 FRA 123guración de los ordenadores, según informóBerger, no ha variado sustancialmente desdesu creación; sin embargo, sí que se han in-troducido espectaculares y frecuentes cam-bios en la nanotecnología, especialmente laaplicada al almacenamiento de datos. “Desdeprincipios de la década de los noventa hastael momento actual se han rebajado sustan-cialmente las dimensiones de las estructurastecnológicas informáticas de procesado dedatos, pasándose de tamaños próximos a lamicra a dimensiones inferiores a los 45 nanó-metros. Sin embargo, aún queda por aclararsi estas diminutas tecnologías pueden distri-buirse y comercializarse de forma masiva”,apuntó Berger. Además de la estrategia top-down, basada fundamentalmente en reducirlos tamaños, Berger indicó que en los últi-mos años se han extendido igualmente losenfoques de bottom-up o ascendentes, quecomplementan o amplían el abordaje des-cendente. Como ejemplo práctico destacólas técnicas guiadas de autoensamblaje de loscopolímeros de bloque.El profesor Eugenio Coronado, Director delInstituto de Ciencia Molecular de la Uni-versidad de Valencia, centró su ponencia enexplicar las posibilidades de la nanocienciadesde una perspectiva más teórica, y en es-pecial del estado actual de la nanoquímica.Coronado comenzó afirmando que en laactualidad, la nanociencia y la nanotecno-logía ofrecen un amplio abanico de aplica-ciones teóricas, convirtiéndose en un motorque está permitiendo un cambio drástico enla Química y la Física, así como la creaciónde nuevos materiales, pero también planteanalgunas dudas a nivel de ciencias básicas yteóricas, que precisan ser resueltas urgente-mente para asegurar el progreso y la utilidadpráctica de esta ciencia. A continuación, Co-ronado dio a conocer a losasistentes un trabajo de sugrupo de investigación en elque se ha conseguido intro-ducir en un mismo materialdos propiedades incompati-bles: la superconductividad,capacidad para conducir la corriente eléctricasin resistencia en determinadas condiciones,y el ferromagnetismo, ordenamiento magné-tico o imantación. “En Física se dice que unmaterial ferromagnético y superconductorno pueden existir si la conductividad y el fe-rromagnetismo están en la misma región delespacio, pero en Química podemos diseñarese tipo de estructuras poniéndolas en distin-tas regiones del espacio y con bloques mu-chos más pequeños de lo investigado hastaahora”, aseguró.La profesora Teresa Fernandes, experta enNanoseguridad del Centro de Nanoseguri-dad de la Universidad Napier de Edimburgo,cerró este ciclo de conferencias queriendomencionar una posible sombra o cautela en-tre tantos usos y avances positivos en la na-notecnología.Según Fernandes, debido a la diversidad yelevada proliferación de nanomateriales enlos últimos años, se han incrementado igual-mente las dificultades para evaluar correcta-mente su perfil de seguridad. Las autoridadescompetentes son conscientes de esta reali-dad, existiendo un reconocimiento genera-lizado de que la seguridad de los nanoma-teriales debe estar perfectamente estudiada ydemostrada para que éstos puedan utilizarseen la vida diaria. La tendencia actual en na-notoxicología es evaluar el riesgo partiendode dos variables fundamentales: el peligro yla exposición. “El objetivo que nos hemospropuesto es maximizar el potencial de la na-notecnología minimizando el riesgo”, indicóFernandes.De especial importancia, como destacó Fer-nandes, es el estudio exhaustivo del posibledestino de los nanomateriales en el cuerpohumano. Entre las principales rutas por lasque el cuerpo puede quedar expuesto a estosproductos destaca la dérmica, pero tambiénla exposición puede producirse por medio deinyección, inhalación o ingestión. En últimainstancia, la sangre será el principal destino dela ruta dérmica, así como de la exposición porinyección (principalmente de fármacos), la in-halación de aire (que pasará previamente porlos pulmones) y la ingestión (tras pasar por eltracto gastrointestinal). Una vez en la sangre,estos materiales pueden ser distribuidos porlos principales órganos del cuerpo humano,provocando distintos tipos de efectos.Un material que merece una consideraciónespecial desde el punto de vista de la seguri-dad para Teresa Fernandes es el denomina-do asbesto (más conocido con el nombre deamianto). "Se ha determinado por los orga-nismos médicos internacionales que los pro-ductos relacionados con el asbesto/amiantoprovocan cáncer con una elevada mortalidady por ello, desde hace décadas, se ha prohi-bido su uso en todos los países desarrollados,aunque se continúa utilizando en algunospaíses en vías de desarrollo”, explicó Fernan-des, añadiendo que la inhalación prolongadade estos materiales puede llevar al desarrollode patologías tales como la asbestosis (dismi-nución de la capacidad pulmonar), el meso-telioma (un tipo de cáncer raro que se desa-rrolla en la cavidad torácica o abdominal) oel cáncer pulmonar.Como conclusión a su intervención, Fernan-des resumió que “aunque aún no entende-mos suficientemente los peligros que puedendepararnos las nanopartículas en la salud hu-mana y es deficitario el número de estudiosdisponibles en este ámbito, ya disponemosde algunas informaciones relevantes que nospueden ayudar a tomar decisiones prácticas.Necesitamos más tiempo y, sobre todo, nue-vas técnicas de evaluación para poder llevar acabo un análisis exhaustivo de la toxicidad deestos nanomateriales”.* La monografía Revolución Nanotecnoló-gica puede descargarse íntegra en:www.fundacionareces.esUno de los objetivos es maximizarel potencial de la nanotecnologíaminimizando el riesgo
  • 62. 124 FRA 125Miguel Requena realizóuna breve semblanza de lostres ponentes y resumió losobjetivos principales de lasesión, cuyo propósito eraseñalar las virtudes y defectosdel sistema educativo espa-ñol y, en su caso, proponersoluciones a los problemasdetectados. Ante la amplituddel debate propuso limitar ladiscusión a la enseñanza se-cundaria y la transición a laenseñanza pos-obligatoria.Varias fueron las cuestiones que se plantearoninicialmente para el debate. ¿Se ha deteriora-do la calidad de la enseñanza en estos últimosaños de rápida expansión del sistema educa-tivo? ¿Está la formación que reciben los jóve-nes españoles en línea con lade los otros países desarrolla-dos? ¿Son los contenidos quese trasmiten a los estudianteslos más adecuados para en-frentarse con éxito al mundoen el que viven? ¿Es el fraca-so escolar el talón de Aquilesde la educación en España osólo una consecuencia espe-rable de su masificación? Lostres ponentes presentaronperspectivas y opiniones di-ferentes, e incluso encontra-das, del sistema educativo español, aunqueen general tendieron a coincidir en la máxi-ma relevancia que la enseñanza tiene para elfuturo de nuestra sociedad.FRAGMENTOSEL SISTEMA EDUCATIVO ESPAÑOL:UNA EVALUACIÓNLa Fundación Ramón Areces y el Grupo de Estudios de Población y Sociedad(GEPS) organizaron en marzo una mesa redonda dentro del Ciclo “Educación” conel título "El sistema educativo español: una evaluación". Participaron tres destacadosespecialistas en la materia: Alejandro Tiana (Catedrático de Teoría e Historia de laEducación, UNED, ex Secretario General de Educación y Director del Centro deAltos Estudios Universitarios de la Organización de Estados Iberoamericanos para laEducación, la Ciencia y la Cultura), Alicia Delibes (Viceconsejera de Educación dela Comunidad de Madrid) y Julio Carabaña (Catedrático de Sociología, UniversidadComplutense de Madrid). La coordinación corrió a cargo de Miguel Requena(Catedrático de Sociología, UNED).El cambioeducativo, tanpositivo comonecesario, hasituado a nuestropaís en línea conlas sociedadesavanzadas denuestro entornoeducativo ha contribuido también de formadecisiva a mitigar desigualdades tradicionalesque estaban muy arraigadas en la sociedad es-pañola como, por ejemplo, las que separabana los hombres de las mujeres. En conjunto, lavaloración que el sistema educativo español lemerece a Tiana es muy positiva, sin que ellosignifique que no haya que seguir haciendoesfuerzos en pro de una continua mejora.Alicia Delibes demostró suscribir una visiónmuy diferente del sistema educativo de laque presentó Tiana. Delibes comenzó su in-tervención señalando las consecuencias nega-tivas que para los sistemas de enseñanza hantenido las modas intelectuales libertarias na-cidas en los años sesenta y el debilitamientode la autoridad escolar que han generado. Acontinuación, y en relación con España, cri-ticó la rápida sucesión de reformas –promo-vidas todas ellas por gobiernos socialistas– ala que han tenido que enfrentarse las últimasgeneraciones de estudiantes. En su opinión,un entorno educativo inestable e inseguro,Alejandro Tiana ilustró, con gran profusiónde datos estadísticos, la evolución del sistemaeducativo español durante el último siglo,incidiendo en el progreso que ha significadola sucesiva ampliación de la enseñanza a ca-pas crecientemente amplias de la poblaciónespañola y en las mejoras alcanzadas en losúltimos años con las sucesivas reformas legis-lativas que ha experimentado la educación ennuestro país. El segmento de la población es-pañola que recibe educación reglada ha cre-cido notablemente y el nivel formativo de lasgeneraciones más jóvenes de españoles se haensanchado de forma sostenida. El cambioeducativo, tan positivo como necesario, hasituado a nuestro país en línea con las socie-dades avanzadas de nuestro entorno. El ren-dimiento académico de nuestros estudiantes–medido con las puntuaciones obtenidas enlas pruebas de PISA (Program for Internatio-nal Student Assessment)– nos coloca en unaposición intermedia en el concierto de lospaíses desarrollados, no muy alejados, ade-más, de los extremos superiores. El cambio
  • 63. 126 FRA 127como el español, abruma a los estudiantes,los perjudica en la medida en que impide quereciban y asimilen de manera ordenada el co-nocimiento escolar y termina por empeorarsu rendimiento académico. En apoyo de sutesis, señaló cómo la posición de España en elranking del rendimiento académico que esta-blecen las pruebas de PISA ha caído entre losaños 2000 y 2006, por ejemplo en relacióncon países como Alemania. Delibes se basóprecisamente en el ejemplo de Alemania parahacer una defensa explícita de los itinerariosy una crítica de la escuela comprensiva. Paraella, los sistemas basados en la separación delos alumnos en función de su rendimientoacadémico son claramente mejores que loscomprensivos porque permiten utilizar deforma más eficiente los recursos educativos,seleccionar mejor a los alumnos y reducir elfracaso escolar y el abandono temprano.En lo que sin duda constituyó una inter-vención muy provocativa, Julio Carabañase aplicó a refutar lo que considera variascreencias erróneas sobre el sistema educativoespañol. Arguyó que, en realidad, el rendi-miento académico de nuestros estudiantesno es significativamente peor que el de lospaíses de nuestro entorno, ni en términoscardinales ni ordinales. Defendió la idea deque el llamado fracaso escolar en la enseñan-za secundaria es un efecto inducido por loscambios de criterios administrativos del siste-ma escolar –la sustitución de la certificaciónpor la titulación–, pero que tiene muy pocarelación con el nivel real de aprendizaje de losalumnos. También negó que el fracaso esco-lar tenga una influencia decisiva en el destinoeconómico de los estudiantes que abandonansin título porque los datos muestran que haymuy poca diferencia en las ocupaciones y losingresos de los alumnos que pasan la ense-ñanza básica con título y los que lo hacen sintítulo. Negó Carabaña, en fin, que las suce-sivas reformas educativas haya desempeñadoun papel importante en el desempeño escolarde los alumnos españoles y sostuvo, además,que el impacto de los sistemas educativos enel desarrollo económico es cuestionable. Paraterminar, aseguró que cualquier reforma dela educación que se acometa en estos mo-mentos será inútil para ayudarnos a superarla recesión económica, pues en todo caso susefectos comenzarían a notarse cuando la si-guiente generación acabe su ciclo educativo.La última década del siglo XX ha sido la“Década Prodigiosa” para el desarrollo delas Tecnologías de la Información y las Co-municaciones, pero los Servicios de Teleco-municación y las Aplicaciones relacionadascontinúan evolucionando rápidamente en elpresente siglo, en las áreas de comunicacionesfijas y móviles multimedia banda ancha. Enlas presentaciones se han tratado los temasindicados, remarcando los aspectos de inves-tigación y desarrollo más relevantes y dandouna visión lo más clara posible del futuro,siempre desafiante, de las Telecomunicacio-nes, al nivel que ha permitido la limitaciónde tiempo, teniendo en cuenta la amplitud ycomplejidad tecnológica de los distintos te-mas. Las presentaciones han sido realizadaspor profesionales, altamente cualificados anivel internacional, de centros de investiga-ción, instituciones científicas y tecnológicas,universidad, industrias y operadores de tele-comunicación.Hace unos años tuvimos el placer de tener enla Fundación a seis Premios Nobel, que pre-sentaron su punto de vista sobre los futurosavances científicos en distintas áreas, pero elfuturo de la Tecnología significa la visión denuevos productos y sistemas que deben de serfactibles, estar un funcionamiento operativoen un plazo limitado y competir en un mer-cado global con otras soluciones tecnológicas.Pienso que no se reconoce adecuadamente elingenio y el esfuerzo de los tecnólogos quehan hecho posible conseguir los Productos,Sistemas y Servicios de Telecomunicación deque disfrutamos actualmente, quisiera des-de aquí hacer el reconocimiento de muchosFRAGMENTOSLAS TELECOMUNICACIONESDEL FUTUROEn el mes de octubre de 2009 se celebró un Simposio internacional sobre lasTecnologías de Telecomunicación, con el título “Las Telecomunicaciones delfuturo”. El objetivo de este encuentro fue la presentación y revisión del estado deInvestigación y Desarrollo, y los retos tecnológicos de las Redes deTelecomunicaciónMultimedia, así como las Arquitecturas de Sistema y las Tecnologías relacionadas,dentro de las áreas de Comunicaciones Fijas, Móviles, Convergencia Fijo-Móvil,Comunicaciones por Satélite y Redes Ambientales.Por Javier de la Plaza*
  • 64. 128 FRA 129“Premios Nobel de la Tecnología” que hanquedado prácticamente desconocidos.Seguidamente se hace un resumen del desa-rrollo del simposio, agrupado por las distin-tas áreas de Investigación y Desarrollo.La Internet del futuroInternet ha transformado radicalmente lavisión de las telecomunicaciones; nuevasaplicaciones, nuevos modelos de negocio ynuevas formas de transmisión de contenidosse han hecho posible por Internet. Pero estoes solamente el principio, ya que nuevas tec-nologías como RFID y las Redes de Sensoresestán abriendo perspectivas para nuevos tiposde aplicaciones haciendo uso de informacióncontextualizada. En un futuro no lejano, seráposible desarrollar aplicaciones combinandoel mundo virtual de la ciberesfera con la in-formación física del mundo real; también, enlos servicios de Internet y sus capacidades seespera que los usuarios tomen un papel aúnmás proactivo para desarrollar nuevos conte-nidos, servicios y aplicaciones. Se han revi-sado los requisitos emergentes y las posibleslimitaciones actuales de Internet, y se ha re-sumido cómo el Programa de Investigaciónde la Comisión Europea está acometiendoesto.El éxito de Internet ha excedido ampliamen-te las expectativas de una simple Red de Te-lecomunicación. La Web original, Web 1.0,era una colección de nodos conectados por elProtocolo de Internet, usado principalmen-te para aplicaciones de correo electrónico, ygradualmente para incluir textos y música.La generación siguiente, Web 2.0, trajo mu-chas más posibilidades, incluyendo imágenesy vídeos, la mayor parte de ello condujo aldesarrollo de la interacción entre los usua-rios, Internet ya no fue solamente comuni-cación con un Servidor Central que propor-ciona información, sino una comunicaciónentre las personas, de forma que la Web 2.0es el éxito de los contenidos generados porlos usuarios.Estamos pasando a una tercera generación,llamada Web 3.0, y se está empezando aconstruir esta nueva Red. La característicaprincipal es su carácter inmersivo. Las dife-rencias entre el mundo real y la Web, quellamamos el mundo virtual, quedan inde-finidas, la nueva Web debería ser tridimen-sional, siendo capaces de entrar y pasear porella, interaccionar con la gente y los objetos,poblándolo como si fueran parte de nuestraexperiencia diaria.Este futuro, sin embargo, no es inmediato.Ello requerirá importantes avances, no sola-mente en la capacidad de proceso, almace-namiento y seguridad de red, sino tambiénen nuevas interfaces y ciencias del compor-tamiento, esto está ya siendo construido porlo que la Web 3.0 llegará de una forma pau-latina y gradual.Al hablar del nuevo concepto de Internet,ello deberá incluir no solamente las mejo-ras requeridas en la Red, para añadir mayorresistencia, seguridad y confianza, sino tam-bién su transformación en un elemento queproporcionará mayor almacenamiento y ca-pacidad de proceso, y que tendrá en cuentalas necesidades de la gente y las empresas queestán usando la Web.Desarrollar la Web del futuro significa tra-bajar sobre muchos componentes, princi-palmente sobre: la Internet de los Usuarios,contenidos y conocimiento, la Internet de lasCosas, los Servicios (semántica, cloud compu-ting, virtualización...) y sobre la Red (radioavanzada en red cognitiva).Las aplicaciones principales serán: conceptode ciudad inteligente, transporte inteligente,E-salud, soluciones de energía amigable, E-Gobierno, etc. En la figura 1 se identificanlas nuevas tecnologías que serán necesariaspara esas aplicaciones.La Revolución TIC ha transformado unasociedad basada en el papel escrito en otrabasada en la información digital denomina-da “Sociedad de la Información”, que no hu-biera sido posible sin Internet y la Web. LaWeb tiene todavía un enorme potencial quedesarrollar y grandes retos; en el simposio seofreció una panorámica del estado del arteLa nueva Web deberíaser tridimensional, siendocapaces de entrar y pasearpor ella, interaccionar conla gente y los objetosFigura 1. La Internet del futuro: nuevas tecnologías
  • 65. 130 FRA 131en la Web y de sus principales retos para elfuturo, dentro de la evolución a la “Sociedaddel Conocimiento”.Red de Nueva Generación (NGN)Durante la larga fase de creación de la RedDigital de Servicios Integrados de Banda An-cha (RDSI-BA), emergió con un efecto im-previsible la solución Internet, que ha condi-cionado completamente la arquitectura de lanueva red pública y privada, para comunica-ciones fijas y móviles. Sin embargo, la prime-ra generación de Internet, que ha basado suenorme desarrollo en la simplificación, inclu-so reducción de funciones básicas de teleco-municación, ha estado condicionada por unconjunto de limitaciones (QoS), que no hanpermitido enfrentar los nuevos requisitos yaplicaciones de los Servicios Multimedia. Porello, al principio de la presente década, emer-gió una nueva iniciativa de convergenciaglobal orientada a una solución integrada yefectiva, en coste y prestaciones, identificadacomo “Red de Nueva Generación” (NGN),con el objetivo de conseguir una solución fi-nal a todos los retos pendientes, con el acuer-do de la industria y los operadores de teleco-municación.Estamos viviendo una era de transformaciónde la red similar a la evolución de la Conmu-tación de Circuitos a Paquetes de hace unosaños. El desarrollo de la NGN en las redesde los operadores, es un hecho similar al des-pliegue de la PBX-IP en las instalaciones delusuario comparada con la tradicional PBXdigital. El primer beneficio de las implemen-taciones de la NGN será el rápido desarro-llo de servicios y aplicaciones en un entornoagnóstico, donde la conexión con solucionespropietarias de vendedor será cada día menosimportante.La NGN ha roto el concepto de red y de-pendencia de servicios. En la última década,los operadores de red tuvieron que construirredes muy complejas y costosas para dar cadaservicio. Cada red tenía su propio Sistema deGestión, Soporte de Operación (OSS), He-rramientas de mantenimiento, etc… Cadanuevo servicio requería una nueva red.La NGN es algo distinto. Solamente hay unacapa de transporte basada en IP, y sobre elladiferentes aplicaciones corriendo en Servi-dores de Aplicación para proporcionar todoslos servicios. Esto impone requisitos estric-tos para la capa de transporte, y condicionescomo la priorización de tráfico y el seguro dela calidad de servicio, que ya están asumidos.Los Servidores de Aplicaciones tienen unaarquitectura abierta, usualmente basada enestándares abiertos, y comúnmente se usanClaves de Desarrollo SW que permiten elservicio y la aplicación.Red de AccesoEl concepto de Calidad de Usuario de Ex-periencia se adopta como prueba de la satis-facción del cliente. La calidad de servicio yla tasa de bit son clave para conseguir esosrequisitos, y aunque se ha comprobado queDSL es una excelente tecnología para dar ser-vicios de banda ancha, todavía hay un ciertomargen de mejora. La aplicación de técnicasinnovadoras como Ruido artificial, Moni-torización de ruido impulsivo y Gestión di-námica de la línea, mejorarán la calidad deservicio maximizando la velocidad de bit porlínea.Los problemas de ruido se identifican de for-ma proactiva, y se resuelven sin la interrup-ción del servicio, de forma que los usuariosterminales pueden acceder a los distintosservicios sin ningún problema. Ello supon-drá para el Proveedor de Servicio las ventajassiguientes: reducción de costes en los centrosde llamadas, en las operaciones de red y lasintervenciones de campo, en la adquisiciónpor abonado, y una reducción de ingresospor penalizaciones para conseguir los requi-sitos de calidad y estabilidad.La Red de transmisión de fibra óptica, domi-nante en la red troncal, y cuyo desarrollo enla parte de usuario ha sido retrasado por elgran potencial del ADSL, alcanzará muchasde nuestras casas, permitiendo anchos debanda aún mayores y nuevas aplicaciones.La demanda de los usuarios está evolucionan-dorápidamentedesdeelconsumodeconteni-do pasivo tradicional a una más participativared social, que demanda una alta capacidadde flujo de información bidireccional. EstaLa demanda de los usuariosestá evolucionandorápidamente desde elconsumo de contenidopasivo tradicional a unamás participativa redsocial, que demanda unaalta capacidad de flujo deinformación bidireccional
  • 66. 132 FRA 133tendencia impone un mayor condicionantesobre la infraestructura de Acceso de cobretradicional.El modelo de conectividad de empresa de losProveedores de Servicio está evolucionandodesde el punto a punto estático de circuitos acomunicaciones bajo demanda de cualquieraa cualquiera. La evolución de este modelo yel incremento general de ancho de banda im-pulsa nuevos requisitos de red que constitu-yen la base de la nueva generación de arqui-tectura de acceso Ethernet WDM PON.El acceso Ethernet WDM PON ofrece unmodelo de despliegue permitiendo serviciosde empresa y residenciales con infraestructu-ra de fibra punto a punto y WDM PON, ase-gurando un camino óptico por cliente sobreuna capa física Ethernet standard. Adicional-mente, usando Ethernet en la capa física conacceso fibra se consigue una conectividadestándar simple y de bajo coste, asegurandola interoperabilidad multisuministrador y laexplotación de la tecnología más ampliamen-te desplegada en la industria.El acceso WDM PON Ethernet potencianuevas vías en tecnología láser y modulaciónóptica para eliminar los requisitos de láserescomplejos, de longitud de onda específica, ypermite un menor coste de WDM adecuadopara la red de acceso.Cisco presentó en el simposio la evoluciónactual de la Red de Telecomunicación y suvisión de la red para el futuro, cubriendo losaspectos de la red troncal, metropolitana yde borde y los servicios asociados. El entornoóptico abierto en la capa física, soportandolongitudes de onda normal e integradas, al-tos anchos de banda para servicios punto apunto y en base a infraestructura de trans-porte Ethernet con IP/ MPLS. La capa deservicio IP/MPLS estará basada en un planode control extremo a extremo, tecnología óp-tica en conmutadores y enrutadores, soporteconcurrente de servicios L1, 2 y 3, y servicioflexible en el área de borde. Por otra parte seva hacia una gestión de red y control común,con la capa de WDM convergente y flexibleAON, flexibilidad de red, red transparente,arquitectura abierta y escalabilidad.El contenido distribuido y facilidades de pro-ceso serán una componente fundamental delfuturo, con dominancia del IP. Hay muchascuestiones en el diseño troncal, técnicas y fi-nancieras: arquitectura jerárquica, en malla ouna combinación de ambas, cómo propor-cionar las conexiones punto a punto, ópticas,por circuitos o paquetes y cómo transitar eltráfico IP por un sitio intermedio, directo ojerárquico. Se prevé muy alto tráfico entrenodos troncales, por la comunicación de/asitios regionales como data centres, grandesubicaciones de negocios, inyección de vídeoy puntos de distribución de vídeo. El alto an-cho de banda actual y futuro crea una topolo-gía jerárquica en malla, con nodos troncalesde tecnología IPoDWDM y regionales, conpuntos de entrada al entorno Metro Ethernetconectados a uno o más nodos troncales, esimportante determinar el protocolo de enru-tamiento. La conmutación a nivel fotónicose considera como el camino más efectivopara soportar los niveles de demanda de lon-gitudes de onda, por la razón de coste de fa-bricación de conmutadores e interfaces.Se tiende a la estrategia Ethernet, reducien-do la dependencia de SONET/SDH comotransporte y sobre ATM como parte de lacapa de servicio, mientras se incrementa eluso de Ethernet en las capas de servicio ytransporte, el plano de control IP/MPLS ex-tremo a extremo soportará todos los serviciosportadores Metro Ethernet.El futuro de las comunicacionespor satéliteLas redes avanzadas de Comunicación porSatélite, con las ventajas inherentes para ser-vicios de difusión y multipunto, siguiendouna evolución paralela al desarrollo de la redterrestre, será un componente muy impor-tante de la Red de Nueva Generación NGN,en particular, las futuras redes standard conprocesado y conmutación a bordo de satélite,permitirán rápidamente la arquitectura idealpara la integración y gestión de ServiciosMultimedia Standard extremo a extremo.A la clasificación tradicional de sistemas decomunicaciones por satélite de servicios deDifusión, servicios Fijos y servicios Móviles,se han añadido en la última década dos nue-vos tipos, los servicios de Banda Ancha Inte-ractivos, orientados al acceso Internet, y losservicios de Difusión Móvil.Los servicios de Banda Ancha se basan en eluso de un segmento espacial con antenas quecubren el área de ser-vicio con múltipleshaces estrechos, deesta manera la señales orientada más in-dividualmente y nodifundida en un áreaextensa, con ello seconsigue un sistemamucho más efectivo. Estos sistemas multispotse implementarán en banda Ka y su objetivoes proporcionar servicios ADSL por satélite aprecios competitivos. (Wildblue y Spacewayen Estados Unidos, nuevos sistemas en Euro-pa como HYLAS y Kasat, y Viasat en Amé-rica).La Agencia Espacial Europea (ESA) mantie-ne un amplio Programa de I+D en sistemasavanzados de comunicación por satélite; eneste Simposio se han analizado las tendenciasde mercado, demanda de servicios y desarro-llo de tecnologías para soportar esos servicios.En particular se ha remarcado el concepto deFlexibilidad de Carga Útil que permita laasignación de recursos de potencia y anchode banda entre diferentes haces, en funciónde los requisitos de interconectividad deLa Internet de las Cosas significa unnuevo paradigma donde no solamente losordenadores, sino todas las cosas estaránconectadas a Internet
  • 67. 134 FRA 135las áreas de cobertura, bien usando satélitestransparentes o regenerativos, siempre com-plementados por los equipos y sistemas delSegmento Terreno, que estarán en continuodesarrollo.La nueva generación de satélites permitiráuna reducción importante del coste del seg-mento espacial, que multiplicará la capacidaddisponible; al mismo tiempo, el volumen deproducción de Terminales de Usuario per-mitirá la oferta de servicios en competenciacon las soluciones terrestres en un escenariocomercial más amplio. Otra área importantede crecimiento de los servicios por satélite sederiva de los sistemas de difusión de radioy televisión por terminales móviles, con 20millones de abonados en Estados Unidos y1.5 en Corea, en Europa se está pendiente dela autorización en banda S.La presentación realizada en el Simposiosobre este tema ha remarcado los proyectosde I+D más emblemáticos soportados y pla-nificados por el Programa de Telecomuni-caciones de la ESA, en cooperación con losOperadores de Satélite y las Industrias, sonlas misiones AMERHIS, HYLAS, ALPHA-SAT y SMALL GEO. AMERHIS ha sidoliderado completamente por España a travésde Alcatel-Espacio, hoy Thales- AleniaSpace,y está basado en el Sistema IBIS, que desa-rrollado dentro del Programa de I+D de laComisión Europea, es el Modelo StandardInternet Multimedia de la Nueva Genera-ción de Comunicaciones por Satélite, delque hay actualmente dos Sistemas Globalesya operativos en el mundo y otros dos en fasede desarrollo. Se ha presentado su evoluciónpresente y futura dentro del contexto de Re-des de Nueva Generación (NGN).Inteligencia y redes ambientalesLa nueva generación de comunicaciones mó-viles, basada principalmente en tecnologías4G-LTE, proporcionará mayores velocidadesde acceso, nuevas facilidades y mejores pres-taciones a los usuarios. El Simposio se foca-lizó en el área de Redes Ambientales, comonuevo motor de desarrollo tecnológico de lasfuturas comunicaciones de radio fijas y mó-viles.El término de Inteligencia Ambiental se re-fiere a los sistemas electrónicos y de comuni-caciones relacionados con la presencia de laspersonas y las actuaciones correspondientes.En este contexto, nuevos dispositivos electró-nicos ayudarán a los ciudadanos en sus vidascotidianas. La inteligencia está integrada enla red sin que se note su existencia. Esta ca-racterística ha hecho aparecer el concepto dela Internet de las Cosas y del Polvo Inteligente(Smart dust).Con Internet de las Cosas queremos significarun nuevo paradigma donde no solamentelos ordenadores, sino todas las cosas estaránconectadas a Internet. Se añade así una nue-va dimensión al mundo de la información ylas tecnologías de la información, ahora te-nemos conectividad en cualquier momento,conectividad de cualquiera con cualquiera,en el futuro tendremos conectividad concualquier cosa.La Inteligencia Ambiental se hará posible porla miniaturización de los dispositivos electró-nicos, que serán integrados en los objetos detodo tipo. “Smart dust” se refiere a los senso-res ultra pequeños, actuadores y transcepto-res, que serán la clave para la implementa-ción de los entornos sensores de inteligenciaubicua.Trabajando hacia esos entornos, estamos yaperfilando el futuro prometedor de esta tec-nología con prototipos de prueba y primerossistemas. Las Redes de Sensores inalámbricasse están desarrollando ya para vehículos, ca-sas inteligentes, aplicaciones de seguridad decarretera y tráfico, respuestas de emergencia,monitorización sanitaria, ayuda a personascon discapacidad, monitorización de anima-les, aplicaciones ambientales y otros usos.Las líneas de investigación de redes móvilesse han desplazado de los retos de coberturay ancho de banda a la ubicuidad, simplici-dad y escalabilidad. La composición de redes una solución que ha sido invocada en elProyecto Ambient Networks para coope-rar y competir en unmundo dinámico ycambiante para ope-radores y proveedoresde servicios. Se hadefinido un caminopara interaccionar deforma segura y uni-forme, y un procesopara la composición que incluye sensor me-dia, entretenimiento, seguridad y estableci-miento de interfuncionamiento, negociacióndel acuerdo de composición y la realizacióndel acuerdo. Esto permite el establecimien-to de forma automática de la cooperaciónde red y define el interfuncionamiento delplano de control entre redes ambientales, lasfunciones de cooperación son: conectividad,gestión de movilidad, gestión de recursosmultirradio, seguridad, gestión de contexto,interfuncionamiento, adaptación del servi-cio, composición, compensación, etc. Es unprocedimiento uniforme, independiente deltipo de red, tecnología y tipo de cooperación,lo que minimiza la intervención humana ypermite la cooperación flexible entre redes yproveedores.Otro reto muy importante dentro de lasRedes Ambientales es la capacidad de Mul-tiacceso radio. La idea es que el Multiaccesoradio soporte una coordinación eficiente detecnologías de acceso heterogéneas, con di-ferentes capacidades, como tecnologías deacceso radio 3GPP y no-3GPP.
  • 68. 136 FRA 137Nanotecnología paracomunicaciones móvilesEl teléfono móvil ha llegado a ser un dispo-sitivo personal de confianza con un conjuntode capacidades fundamentales, pero nuevosfactores de forma y las interfaces de usuariorequieren nuevos conceptos para mecanismostransformables. Será necesaria la integraciónde la electrónica y las funciones de interfazde usuario dentro de componentes estruc-turales, la arquitectura modular permitirá eluso de la tecnología óptima para cualquierfuncionalidad y optimización del consumode potencia. Los nanomateriales, nuevas so-luciones de fabricación y fuentes de energía,junto al incremento de memoria y capaci-dad de proceso, mejorarán sensiblemente lascapacidades de los dispositivos móviles. Lananotecnología permitirá también la integra-ción de inteligencia en los entornos humanosdiarios y en las redes de área corporal.Durante los próximos diez años las Comu-nicaciones Móviles e Internet convergeránen una Plataforma de Información Global.Los teléfonos móviles han permitido ya unaplataforma de servicios digitales y aplicacio-nes, y son un potente procesador multimediacon un amplio rango de funcionalidades. Laimagen, navegación, música, gestión de con-tenidos, Web, correo, y gestión del tiempo,ya están evolucionando a un multiacceso decomunicación avanzada, proceso de informa-ción, multimedia, almacenamiento masivoy capacidades de interfaces de usuario mul-timodal. Estos dispositivos de uso personaltendrán nuevas capacidades: interacción conel entorno local por radios de corto alcanceintegrados, sensores, cámaras y funcionali-dad de audio, funcionando como servidorespara servicios locales de In-ternet y como clientes paraservicios globales de Internet;como pasarelas que conectaninformación local y serviciosglobales Internet; transpor-tando la identidad digital delusuario y permitiendo el usofácil y seguro de la comunicación, con pri-vacidad controlada en espacios inteligentes;como sensores de contexto local y del com-portamiento de su usuario.Los conceptos de factores de forma y la in-terfaz de usuario de procesadores multime-dia variarán de acuerdo con el escenario deuso. La tendencia será hacia estructuras máspequeñas y delgadas, así como hacia diseñosmecánicos más transformables y fiables. Eldeseo para tener estructuras curvadas, flexi-bles, ajustables, y mayor libertad para eldiseño industrial impone nuevos requisitospara las pantallas, teclados, antenas, baterías,apantallamiento electromagnético, y la ma-yor integración de tecnologías electrónicas.La Nanociencia ofrece nuevas capacidadespara la imagen, medida y manipulación deprocesos físicos y químicos a nivel molecu-lar. Estas capacidades permiten evolucionara las nanotecnologías basadas en los fenó-menos físicos y químicos que emergen en lananoescala. Así, las nanotecnologías no sonuna continuación del mapa de ruta de la mi-niaturización, sino que ofrecen nuevas capa-cidades para dar soluciones de cuidados desalud, tecnologías de la información, mate-riales y fabricación. Estas nuevas capacidadesafectarán a las comunicaciones móviles, lasredes de sensores, procesado, radio, panta-llas, materiales estructurales y superficiales, ypermitirán un diseño creativo de los futurosdispositivos y servicios móviles. Especial-mente la localización, movimiento y recono-cimiento de gesto son nuevos elementos deaplicaciones, interfaces de usuario y servicios.Uno de los impulsores en particular serán lossistemas microelectromecánicos (MEMS),basados en la micromecanización del silicio.Grandes sistemas detelecomunicación: I+DHay un gran número de Proyectos de I+D enEuropa a nivel nacional e internacional, perocuando se intenta evaluar los resultados ob-tenidos, en términos de productos operativosy comerciales, el balance es muy pobre. Se hapresentado una clara visión de las claves parael desarrollo de grandes sistemas, así comouna directiva para la mejora de resultados.Se ha focalizado la presentación en la fase deDefinición y Especificación del Sistema so-bre los principios de: Orientación al SistemaGlobal y los aspectos de Red de Telecomuni-cación globales, Interfuncionamiento de ser-vicios fijos, móviles, terrestres y satélite, Ser-vicios y aplicaciones integrados multimedia,sistemas de telecomunicación convergentes yarquitectura abierta universal.En la figura 2 se muestra la arquitectura deuna Red Multimedia de Conmutación porSatélite, como ejemplo de un sistema muycomplejo de comunicaciones, de coberturaintercontinental y con una gran variedad deelementos en interacción.* Javier de la Plaza, Ingeniero Superior de Teleco-municación y Consultor de Programas Internacio-nales de I+D, fue el coordinador del SimposioDurante los próximos diez años lasComunicaciones Móviles e Internetconvergerán en una Plataforma de In-formación GlobalFigura 2. Red de conmutación por satélite. Modelo de referencia Internet Multimedia
  • 69. 138 FRA 139Las áreas más frecuentes de estacolaboración entre fabricantey detallista son el desarrollo demarcas de distribuidor (MDD)y el diseño de actividades de co-municación y promoción.En el caso del desarrollo deMDD, el detallista planificauna cartera de marcas múltiples,combinando Marca de Fabri-cante y Marca de Distribuidor(aquella que pertenece a un de-tallista que asume la responsabi-lidad de su creación, desarrollo,gestión y comercialización). Lacartera de MDD responde acuatro estrategias de colabora-ción con el fabricante (figura 1):marcas genéricas, de imitación,de prima ligera y de calidad.Las marcas genéricas se asignana productos con un precio re-ducido, un envase barato y dediseño mínimo, que se ofrecennormalmente en un solo ta-maño. Las marcas de imitación,como su nombre indica, imitana las Marcas de Fabricante líde-res en cuanto a característicasintrínsecas y envase. A menudollevan el nombre del distribui-dor. Su ubicación en la tiendaal lado de la marca dominanteestimula la comparación, favo-reciendo el detallista su compraa través de promociones y men-sajes publicitarios. Para asegurarla calidad, el detallista analizalos atributos de una Marca deFabricante conocida y luego re-crea el producto en un procesode ingeniería inversa. Dado queel detallista tiene pocos gastosde I+D+i o de Marketing y quebusca una fabricación de bajocoste, el precio de las marcas deimitación es menor que el de lasMarcas de Fabricante. En la ac-tualidad, el detallista invierte enMDD de calidad, denominadasmarcas con prima. Las marcas deprima ligera buscan tener unacalidad igual o mejor que lasMarcas de Fabricante pero conun precio inferior y un envasediferente y original. Finalmen-te, las marcas de precio con primason MDD que tienen un preciomás alto y una calidad superior,en comparación con las Marcasde Fabricante. La proposiciónde valor para el consumidorconsiste en ofrecer lo mejor quese puede comprar para un pre-cio dado. En cualquier caso, lasmarcas de calidad (prima ligeray precio con prima) buscan lacolaboración de fabricantes concapacidad de diferenciación, enlugar de subcontratar al fabri-cante más barato.Estrategia de colaboraciónSon varias las estrategias de co-laboración con el detallista ele-gidas por el fabricante. Los hayque deciden no hacerlo, ya quedisponen de una ventaja tecno-lógica con una Marca de Fabri-cante diferenciada y productosinnovadores. Los hay que elabo-ran únicamente productos paraMDD. La opción más extendi-da, sin embargo, es el desarrollode estrategias duales por el fa-bricante (producción de Marcade Fabricante y MDD) dadoque puede permitirle, según loscasos, aprovechar la capacidadproductiva infrautilizada, con-trolar el mercado (ser pionerosen MDD), servir de refuerzocompetitivo (reacción ante la es-trategia de otro fabricante conMDD), y configurarse comoprincipal fuente de ingresos.La colaboración fabricante-dis-tribuidor en MDD permite aldetallista disponer de un surtidoamplio y profundo con estrate-gias de cartera de marcas cuyafinalidad es una: (1) segmenta-ción basada en precio (oferta deprecio bajo, gama media y mar-cas de calidad), (2) segmentaciónbasada en la categoría (oferta demarcas de calidad con prima li-gera), y (3) segmentación basadaen el beneficio para el consumi-dor. En este último caso, la po-pularidad de las dietas bajas encarbohidratos, del consumidorpreocupado por el medio am-biente, por consumir alimen-tos de gourmet y de productossinónimos de salud, así comola necesidad de estar en formao de disponer de productos in-ternacionales que satisfacen lanecesidad de experiencias nue-vas, e inesperadas, constituyeuna posibilidad de colaboraciónfabricante-detallista para ofreceruna cartera de Marca de Fabri-cante y de MDD que mejore elsurtido y satisfaga los deseos delconsumidor.Fabricante y detallista tambiénpueden colaborar en activida-des de promoción y comuni-cación. Ello supone llegar a unconsenso de objetivos. Este tipode colaboración exige conjugarla lealtad a la marca deseadapor el fabricante con la lealtadal establecimiento deseada porel detallista y compatibilizarmárgenes y cuota de mercado.El detallista puede no aceptaruna promoción en precio de losproductos del fabricante si ellosupone reducir ventas de marcassustitutivas y como consecuen-cia disminuyen sus resultadosfinancieros en la categoría deproductos donde se lleva a cabola promoción. En definitiva, hayque promover estudios de mer-cado vinculados con decisionesTribunasRelación Fabricante-Detallista:cómo afrontar el reto de la colaboración enactividades de MarketingPor Rodolfo Vázquez CasiellesCatedrático de Comercialización e Investigaciónde Mercados. Universidad de OviedoDirector de la Cátedra Fundación Ramón Arecesde Distribución ComercialLa relación fabricante-detallista ha evolucionado desde nego-ciaciones puntuales hasta la colaboración. El fabricante con-sidera al detallista como un asociado de gran valor estratégi-co. El objetivo es disfrutar de una ventaja asociativa, definir elposicionamiento en el canal de distribución simultáneamenteal posicionamiento en el mercado. En definitiva, se practi-ca un Marketing de colaboración dirigido al detallista (trademarketing) como complemento a un Marketing dirigido alconsumidor.Figura 1. Estrategias de colaboración fabricante-detallista
  • 70. 140 FRA 141de promoción y comunicaciónal consumidor para obtener losresultados deseados de la cola-boración.Análisis de calidad en larelación de colaboraciónLa calidad de la relación es unconcepto multidimensional in-tegrado por múltiples factores:(1) satisfacción económica y noeconómica (valoración del tiem-po, esfuerzo, recursos para man-tener la relación y resultados);(2) confianza o evaluación dela credibilidad del socio (gradoen el que se estima que la otraparte tiene el nivel requeridode capacitación para encargar-se de las tareas y, por tanto, sercompetente y fiable, lo que sabehacer lo hace muy bien) y subenevolencia (grado en que elsocio tendrá buenas intencionescuando surjan problemas, ensituaciones inesperadas se com-porta de forma beneficiosa paraambas partes, está interesadoen el bienestar de la relación);(3) compromiso de actitud (de-seo de mantener una relaciónconsiderada valiosa, donde secomparten valores, objetivos alargo plazo y filosofía de empre-sa) y de recursos (estructura delos inputs comprometidos cen-trada en inversiones mutuas enactivos específicos –físicos o hu-manos– que son desarrolladaspor y para una relación concretay que no pueden ser utilizadasen otra relación) que implicanlazos económicos y suministrarinformación confidencial o fa-cilitar el acceso al conocimientopropio; (4) normas de recipro-cidad (creencias internalizadas yexpectativas sobre el balance deobligaciones en un intercambiocentradas en cuestiones de soli-daridad, mutualidad, flexibili-dad e integridad de roles).Para investigar la calidad de la re-lación fabricante-detallista, pro-ponemos desarrollar y estimar elmodelo de la figura 2, donde lacalidad de la relación influye enla generación de innovacionesque facilitan ventajas competiti-vas en actividades de Marketingy de distribución física. Dichasinnovaciones resultan de interéssi incrementan la satisfaccióndel consumidor y su lealtad.Las cuestiones previamente co-mentadas y otros temas de in-vestigación vinculados con lagestión de empresas detallistasconstituyen el marco de actua-ción y difusión de la CátedraFundación Ramón Areces deDistribución Comercial. Paraun mayor conocimiento de lasactividades de la Cátedra sepuede consultar http://catedra-fundacionarecesdc.uniovi.es.TribunasLa Fundación Ramón Areces seha cruzado en mi camino en tresocasiones. La primera vez fue en1996, cuando estaba realizandomi tesis doctoral en el Depar-tamento de Microbiología dela Universidad de Navarra. Enaquel entonces tenía una becapara un año de la propia univer-sidad, pero estaba buscando unabeca “de larga duración”, queme permitiera despreocuparmede la financiación para el restode la tesis. Fue entonces cuandoalguien, muy posiblemente midirector de tesis el Dr. IgnacioLópez-Goñi (actual decano de laFacultad de Ciencias de la Uni-versidad de Navarra), me hablóde la convocatoria de becas de laFundación Ramón Areces. Y aligual que algún otro compañerode laboratorio me decidí a man-dar mi solicitud, aunque casitodo el mundo me decía que eramuy difícil conseguirla y queni merecía la pena intentarlo.Pero lo hice, y cuál no sería misorpresa cuando recibí una car-ta, fechada el 31 de octubre de1996, en el que se me informa-ba que había sido seleccionadocomo adjudicatario de una becapara los años 1997-1999 (aligual que comentaba el profesorGarcía Montalvo en el númeroanterior de esta revista, yo tam-bién conservo la carta originalde la concesión de la beca). Asípues, pude desentenderme porfin de buscar financiación ycentrar todos mis esfuerzos en eltrabajo de laboratorio.Una vez finalizada la tesis docto-ral comenzó la búsqueda de unlugar donde poder continuar milabor investigadora, y despuésde enviar mi CV a numerososcentros tanto españoles comoextranjeros,acabédecidiéndomepor el Instituto de Biotecnologíade León (INBIOTEC), dondesigo trabajando desde entonces.Y curiosamente, el primer pro-yecto en el que trabajé comopost-doc también estaba finan-ciado por la Fundación RamónAreces, siendo el responsable dedicho proyecto el profesor JuanFrancisco Martín.Actualmente la Fundación aca-ba de concederme un proyectode investigación para la produc-ción de hidrógeno por procedi-mientos biológicos, dentro delXV Concurso Nacional parala adjudicación de Ayudas a laInvestigación en Ciencias de laVida y de la Materia, cuyo actoprotocolario de entrega tuvolugar el pasado 16 de marzo.Quisiera aprovechar estas líneaspara agradecer públicamente ala Fundación Ramón Areces suimplicación a lo largo de todami carrera investigadora, ya des-de sus inicios. Tanto mi trabajode tesis como el proyecto en elque trabajé como post-doc hanformado parte de importanteslíneas de investigación que to-davía continúan en activo, tan-to en la Universidad de Navarracomo en INBIOTEC. Espero ydeseo que lo mismo ocurra conel proyecto que ahora comien-za, el cual supone el inicio pormi parte de una nueva línea deinvestigación, que esperemos seprolongue en el tiempo al igualque ocurrió en los casos anterio-res.De Becario aInvestigador PrincipalEl Dr. Alberto Sola Landa del Instituto de Biotecnología deLeón (INBIOTEC), relata en este artículo su estrecha rela-ción científica con la Fundación Ramón Areces.Por Alberto Sola LandaInvestigador del Institutode Biotecnología de León(INBIOTEC)Figura 2. Calidad de la relación fabricante-detallista y satisfacción delconsumidor
  • 71. 142 FRA 143VITRUVIO, 5La Fundación Ramón Areces celebró el pasa-do mes de marzo el Acto de Entrega de lasAyudas a la Investigación en Ciencias de laVida y de la Materia correspondientes a la XVConvocatoria del Concurso Nacional. El actoestuvo presidido por D. Isidoro Álvarez, Presi-dente de la Fundación Ramón Areces, y clau-surado por D.ª Cristina Garmendia, Ministrade Ciencia e Innovación.La institución ha adjudicado Ayudas a 41proyectos que investigarán sobre Enferme-dades raras y emergentes, Epigenética, Nue-vos materiales biocompatibles, Biotecnologíade la alimentación funcional, Acuicultura yProducción de hidrógeno por procedimien-tos biológicos, que se realizarán en centros yuniversidades de Andalucía, Aragón, Castillay León, Cataluña, Galicia, Madrid, Navarra,País Vasco y Comunidad Valenciana. La Fun-dación Ramón Areces ha destinado a estosproyectos 4.344.451 euros, un 28% más queen la edición anterior.Más de la mitad de las Ayudas (2.212.906euros) se destinan a investigar las bases mo-leculares, tratamientos, trastornos hemáticos,parasitología y microbiología de 21 enferme-La Ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia,clausuró el Acto de Entrega de las Ayudas a la Investigación enCiencias de la Vida y de la MateriaFoto de Familia del Acto de Entrega de las Ayudas a la Investigación en Ciencias de la Vida y de la MateriaLA FUNDACIÓN RAMÓN ARECES FINANCIA 41 PROYECTOS PIONEROS DE INVESTIGACIÓNLa institución destina 4,3millones de euros parainvestigar sobre Enfermedadesraras y emergentes,Epigenética, Nuevos materialesbiocompatibles, Biotecnologíade la alimentación funcional,Acuicultura y Biohidrógeno.Más del 50% de las Ayudasse destinan a investigar21 enfermedades raras yemergentes.Los proyectos se realizan encentros de investigación yuniversidades de Andalucía,Aragón, Castilla y León,Cataluña, Galicia, Madrid,Navarra, País Vasco yComunidad Valenciana.La Fundación cede a losautores los derechos depropiedad intelectual oindustrial que puedan derivarsede la ejecuciónde cada proyecto.AYUDAS A LA INVESTIGACIÓN
  • 72. 144 FRA 145dades raras y emergentes. La Fundación haconsiderado necesario asignar recursos parala investigación de este tipo de enfermedades,aquellas que implicando peligro de muerte,invalidez o minusvalía se dan con una preva-lencia baja (menor de 5 casos/10.000 habitan-tes), y de las que frecuentemente se descono-ce su etiología, sus métodos de diagnóstico osu terapéutica.La Fundación financia con 861.692 euros, 8proyectos de investigación relacionados conla Epigenética, es decir, los cambios hereda-bles en la función génica que se producensin un cambio en la secuencia del ADN. LaEpigenética está relacionada con la suscepti-bilidad a padecer enfermedades tales como elcáncer.A la investigación de nuevos materiales bio-compatibles se destinan 387.634 euros paracuatro proyectos; a la producción de biohi-drógenos 310.464 euros para tres proyectos;326.582 euros a otros tres proyectos sobreAcuicultura y 245.172 euros a dos proyectossobre Biotecnología de los alimentos.Uno de los objetivos de estas Ayudas es prestarapoyo a los jóvenes investigadores. La mayoríade los trabajos adjudicatarios tienen al frentecomo investigador principal a científicos queapenas superan, y muchas veces no llegan alos 40 años de edad. Asimismo, la FundaciónRamón Areces cede a los autores los derechosde propiedad intelectual o industrial que pue-dan derivarse de la ejecución de cada proyec-to.Un total de 431 proyectos procedentes detoda España se han presentado a esta Convo-catoria de Ayudas cuyo objetivo es contribuira consolidar una sólida estructura científica ytecnológica en nuestro país.En sus palabras a los adjudicatarios y a losasistentes al acto, Isidoro Álvarez, Presidentede la Fundación, destacó que con estas Ayu-das la institución trata de ofrecer oportunida-des al talento y al saber, despertar y alentarvocaciones de investigadores dispuestos adescubrir horizontes a veces insospechadosde la capacidad humana y aportar un impulsoa la innovación. “En definitiva”, dijo, “trata-mos de promover proyectos que beneficien alconjunto de la sociedad”.En su intervención, la Ministra de Cienciae Innovación afirmó que “la ciencia y lainnovación tienen que estar implicadasde forma responsable en los grandes retosde nuestro tiempo: en la lucha contra ladesigualdad, en el combate del cambioclimático, en el tratamiento del envejecimientoy sus enfermedades asociadas y, sin lugar adudas, en la recuperación y el crecimientoeconómico". “Se trata “, dijo la ministra, “deuna convicción que anima el trabajo diariodel Ministerio de Ciencia e Innovación”.VITRUVIO, 5La Fundación Ramón Areces y la UAMamplían su colaboraciónLa Fundación Ramón Areces y la Universidad Autónoma de Ma-drid han ampliado su colaboración con la firma de un conveniomarco, que tendrá una duración de cuatro años, para el desarrolloconjunto de nuevas líneas comunes de actuación en las áreas deinvestigación, docencia, difusión del conocimiento, la cultura einiciativas de compromiso social; áreas en los que ambas institu-ciones desarrollan actividades. El convenio marco ha sido firmadopor el Rector de la Universidad Autónoma de Madrid, José MaríaSanz Martínez, y el Director de la Fundación Ramón Areces, Rai-mundo Pérez-Hernández y Torra.* El resumen amplio de losproyectos y perfil de losinvestigadores principalespueden descargarse en:www.fundacionareces.esCONVENIOSÁreas de Investigación N.º de Proyectos EurosEnfermedades raras y emergentes 21 2.212.906Biología molecular de la Epigenética 8 861.692Nuevos materiales biocompatibles 4 387.635Producción de hidrógeno por procedimientos biológicos 3 310.464Acuicultura 3 326.582Biotecnología de la alimentación funcional 2 245.172Totales 41 4.344.451AYUDAS ADJUDICADAS XV CONCURSO *
  • 73. 146 FRA 147La Fundación Ramón Areces amplía su apoyo alCentro de Investigación del Cáncer de SalamancaLa Fundación Ramón Areces ha renovado el convenio de cola-boración firmado el 7 de noviembre de 2008 con el Centro deInvestigación del Cáncer (IBMCC; centro mixto de la Universidadde Salamanca y del CSIC) a través de la Fundación para la Investi-gación del Cáncer de la Universidad de Salamanca por el que harecibido 150.000 euros. El servicio de Oncofarmacología Trasla-cional ha propiciado el establecimiento de varios ensayos clínicosen los cuales se está analizando la eficacia antitumoral de nuevosfármacos en pacientes afectos de diferentes tipos de tumores.El convenio de colaboración entre ambas entidades ha permitidoconsolidar el servicio de Oncofarmacología Traslacional del Cen-tro de Investigación del Cáncer.La Fundación Ramón Areces renueva su apuestapor la Química VerdeLa Fundación Ramón Areces seguirá financiando las actividadesque se llevan a cabo en el Instituto de Tecnología Química, eldesarrollo de la investigación, y la formación de personal técnicoe investigador en este Centro, según el convenio firmado por JuanJuliá, Rector de la Universidad Politécnica de Valencia y Raimun-do Pérez-Hernández, Director de la Fundación Ramón Areces.El convenio amplía el firmado en 2008 por ambas institucionespor el que se financia una línea de investigación del Instituto deTecnología Química (ITQ), que pretende poner a punto procesosquímicos y procedimientos limpios sostenibles que satisfagan lasnecesidades presentes, sin comprometer las posibilidades de futu-ras generaciones, dentro de lo que se denomina “Química Verde”.Estas actividades serán realizadas bajo la dirección del profesor D.Avelino Corma Canós, Director del ITQ.VITRUVIO, 5Proyectos conjuntos con el Instituto de EmpresaLa Fundación Ramón Areces y el Instituto de Empresa (IE) hansuscrito un acuerdo de colaboración para desarrollar proyectosconjuntos en el terreno de la formación, la investigación, la di-fusión del conocimiento, de la cultura y el desarrollo de inicia-tivas de compromiso social. Rafael Puyol, Vicepresidente de IE,y Raimundo Pérez-Hernández y Torra, Director de la FundaciónRamón Areces, han firmado este convenio. El acuerdo contemplala organización conjunta de conferencias, reuniones científicas,seminarios o visitas de expertos, la edición y publicación de librosy documentos, la difusión de sus actividades y el aprovechamientode sinergias y recursos comunes.La Fundación Ramón Areces y Nature renuevan suconvenio de colaboraciónLa Fundación Ramón Areces y Nature Publishing Group Ibero-américa, editora de la prestigiosa publicación científica Nature,han renovado el acuerdo de colaboración firmado en 2008 para laorganización conjunta de un Ciclo de Conferencias y Debates enCiencias de interés científico y social. Como fruto de este acuerdoen 2009 se celebró la primera de las jornadas en la que expertosmundiales debatieron sobre las Pruebas Genéticas. En enero deeste año la reunión científica abordó la Revolución Nanotecno-lógica y el próximo año los expertos discutirán sobre MedicinaPersonalizada.
  • 74. 148 FRA 149La Fundación Ramón Areces recibe la Medalla deOro de la Fundación Santa María la RealEl patronato de la Fundación Santa María la Real decidió por una-nimidad entregar su galardón más preciado, la Medalla de Oro dela institución, a la Fundación Ramón Areces. Con este premio, sereconoce la labor desarrollada por la entidad en pro de la restaura-ción, conservación y difusión del patrimonio.El Presidente de la Fundación Santa María la Real, José María Pé-rez, Peridis, hizo entrega de la Medalla de Oro a Isidoro Álvarez,Presidente de la Fundación Ramón Areces, en un acto celebrado elpasado mes de junio.José María Pérez González, Peridis, Presidente de la FundaciónSanta María la Real, explicó la importancia del apoyo prestado porla Fundación Ramón Areces a las tareas de la Fundación Santa Ma-ría la Real para conseguir que el patrimonio cultural sea no sólouna seña de identidad, sino una fuente de empleo, de riqueza y unfactor de desarrollo que evite la despoblación en las zonas rurales,de modo que las nuevas generaciones de jóvenes encuentren ensus lugares de origen un medio de vida en el que desarrollar susPrimera promoción del Curso de Experto de laCátedra Fundación Ramón Areces de DistribuciónComercialCon motivo de la última Jornada del “Curso Experto en Direcciónde Empresas de Distribución Comercial” (celebrada el 19 de mar-zo de 2010) se ha llevado a cabo por los alumnos una exposicióny defensa de trabajos de investigación vinculados con diferentesempresas detallistas. Este Curso de Experto se lleva a cabo bajola tutela de la Cátedra Fundación Ramón Areces de DistribuciónComercial.A la misma han asistido los cuatro directores del Curso, así comolos 10 tutores de los Proyectos y los 23 alumnos de esta primerapromoción. En esta sesión se ha analizado la situación actual yrecomendaciones futuras, para diversas enseñas y formatos comer-ciales.La segunda promoción del “Curso Experto en Dirección de Empre-sas de Distribución Comercial” comenzará en noviembre de 2010y finalizará en marzo de 2011. El Curso permitirá dotar a los asis-tentes de los conocimientos y las sistemáticas de trabajo necesariasiniciativas y capacidades sin tener la necesidad de emigrar a lasciudades. Entre todas las iniciativas destacó el patrocinio por laFundación Ramón Areces de la Enciclopedia del Románico de laque se han editado hasta la fecha 33 tomos y en la que han traba-jado más de 500 licenciados de toda España.La Medalla de Oro de la Fundación Santa María la Real ha sidoconcedida en anteriores ediciones al economista D. Enrique Fuen-tes Quintana, al historiador D. Miguel Ángel García Guinea y aleconomista D. Álvaro Marirrodriga.VITRUVIO, 5Isidoro Álvarez recibela Medalla de Oro de laFundación Santa Maríala Real de manos de JoséMaría Pérez, “Peridis”OTRAS NOTICIAS DESTACADAS
  • 75. 150 FRAVITRUVIO, 5para una eficaz formación de futuros profesionales interesados enla gestión de empresas de distribución, dado el carácter aplicado ypráctico con el que se plantea. Para ello se cuenta con profesoresde Marketing y de Derecho de diferentes universidades, así comocon profesionales de reconocido prestigio a nivel nacional del sec-tor de la distribución que conjugan conocimientos teóricos, expe-riencia empresarial y probadas dotes didácticas.Profesores y alumnos delprimer Curso de ExpertoUn proyecto financiado por la Fundación RamónAreces obtiene la designación de medicamentohuérfanoEl Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), en cola-boración con el Instituto de Formación e Investigación Marqués deValdecilla, ha obtenido la designación del raloxifeno (un fármacoempleado contra la osteoporosis propia de la menopausia) comomedicamento huérfano para el tratamiento de la telangiectasia he-morrágica hereditaria (HHT), una enfermedad rara que se caracte-riza por una profusión de hemorragias nasales que aumenta con laedad. El proyecto de investigación recibió una Ayuda económicade la Fundación Ramón Areces en el año 2007.