El video Kouri - Montesinos y la renuncia de Fujimori
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

El video Kouri - Montesinos y la renuncia de Fujimori

on

  • 1,258 views

El video Kouri - Montesinos y la renuncia de Fujimori

El video Kouri - Montesinos y la renuncia de Fujimori

Statistics

Views

Total Views
1,258
Views on SlideShare
1,258
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
0
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Adobe PDF

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

El video Kouri - Montesinos y la renuncia de Fujimori El video Kouri - Montesinos y la renuncia de Fujimori Document Transcript

  • EL VIDEO KOURI—MONTESINOS Y LA RENUNCIA DE FUJIMORI Boletín Interno Nº 20 Año 2009 El 14 de setiembre del 2000, la opinión pública fue severamente remecida y el gobierno del presidente Fujimori recibió un golpe de consecuencias mortales para su continuidad. A través de un canal de ca- ble se difundió un vídeo en el que se obser- vaba al entonces candidato electo al Con- greso: Alberto Kouri del partido Perú Posi- ble, recibiendo 15 mil dólares de manos del propio Montesinos a cambio de que renun- ciara a su partido y se pasara a las filas de la alianza Perú 2000, tal como sucedió. Es- te hecho fue la gota que rebalsó el vaso para el presidente Fujimori. Consciente de la gravedad de la situa- ción, el sábado 16 de setiembre asumió su responsabilidad política y en mensaje a la Nación comunicó su decisión de acortar su mandato presidencial, convocar a elecciones generales en el inmediato plazo posible – en las que no participaría - y desactivar el Sistema de Inteligencia Nacional. Simultáneamente, comisionó al Premier Federico Salas, - como su superior jerárquico - para que exigiera a Montesinos su renuncia al cargo de asesor de inte- ligencia. Cuando Salas llegó al SIN, encontró reunido a Montesinos con los Coman- dantes Generales de las FFAA y PNP y no sólo se negó a renunciar sino que ame- nazó que - si Fujimori persistía en destituirlo - daría un Golpe de Estado con los 3,000 efectivos armados que le eran leales. Esta amenaza se repitió el 20 de se- tiembre, cuando Montesinos fue conminado nuevamente por Salas y los ministros Bolona (Economía), De Trazegnies (RREE) y Mosqueira (Presidencia). Luego de esta última reunión, surgió la recomendación del ministro Boloña para persuadir a Montesinos que debía acogerse a la seguridad de un exilio y aceptar una fuerte suma de dinero. Aceptada la recomendación y hecha la pro- puesta, Montesinos exigió el pago de 15 millones de dólares. El 24 de setiembre - una semana después de emitida la orden de desactivar el SIN - Vladimiro Montesi- nos abandonó el Perú con destino a Panamá, asilo obtenido gracias al apoyo de la Secretaria General de la OEA y los gobiernos del Brasil y los EE.UU. Sin embargo, a pesar de las medidas adoptadas y de los avances en la “Mesa de Diálogo” de la OEA, el clima de inestabilidad continuó agravándose como con-
  • secuencia de las numerosas deserciones de congresistas oficialistas que dejaron a la alianza electoral Perú 2000 sin mayoría parlamentaria y finalmente sin alianza, cuando Vamos Vecino por una parte y Cambio 90-Nueva Mayoría por la otra, se fracturaron. Cuando la situación parecía no poder estar peor, el 22 de octubre, Montesi- nos abandonó su asilo en Panamá, argumentando que su vida corría peligro. Su llegada al Perú fue a través del aeropuerto de Pisco y con la evidente complicidad de sus aliados de las FFAA y PNP, pasó a la clandestinidad pretendiendo poner en marcha nuevamente su postergado Golpe de Estado o una negociación para lograr la destitución de Fujimori a través de una alianza entre los congresistas que le eran leales y los de la oposición. Las circunstancias del retorno ocasionaron la renuncia precipitada del Primer Vicepresidente Francisco Tudela. La intensa búsqueda desatada personalmente por el presidente Fujimori lo- gró como primer resultado la localización y rescate de los 15 millones de dólares entregados a Montesinos, que fueron repuestos al Tesoro Público. Luego cayeron cientos de vídeos que fueron entregados al Ministerio Público y se logró tenderle un cerco que lo convenció que su red de lealtades no estaba dispuesta a jugársela por él. El siguiente paso: el relevo de los tres Comandantes Generales de las FFAA - el 28 de octubre - y el corte definitivamente del principal vínculo de influencia que mantenía dentro de las FFAA. Con ello, la posibilidad de un golpe militar fue neutra- lizada. La madrugada siguiente a la destitución de los jefes militares (29 de octubre) y gracias a una cortina de humo montada en una guarnición militar de Tacna por el Comandante Ollanta Humala, Montesinos logró fugarse del Perú a través del puer- to del Callao en el velero “Karisma”, en un viaje que tuvo como destino intermedio la Isla Galápagos y luego la ciudad de Caracas, donde permaneció oculto hasta su captura. Aún permanece como materia de investigación la extraña coincidencia en- tre el alzamiento militar en Locumba (Tacna) del Comandante Humala y la fuga de Montesinos; así como las misteriosas llamadas realizadas desde el celular de este último hacia teléfonos de dicha guarnición militar la noche anterior al levantamiento. Asimismo, sus estrechas relaciones con el general Abraham Cano (compañero de promoción de Montesinos), quien como Jefe de la Región Militar a la que pertenece Locumba, puso a Humala en la unidad militar que finalmente se sublevó. Pero, como frecuentemente las malas noticias vienen juntas, el 02 de No- viembre, el mismo gobierno peruano hizo pública la información alcanzada por su par de Suiza en la que se denunciaba la existencia de tres cuentas bancarias en ese país por un total de 48 millones de dólares, pertenecientes a Vladimiro Monte- sinos Torres, las cuales fueron inmediatamente bloqueadas. Ante este hecho, Fuji- mori creó la Procuraduría Anticorrupción e hizo su aparición en el escenario el Dr. José Ugaz, contratado por el gobierno para hacerse cargo de la investigación de estos hechos de corrupción. El adelantar - más aún - el final de su gobierno se convirtió para Fujimori en una posibilidad sumamente sólida. WALTER JIBAJA ALCALDE Visite: www.fuerza2011.org.pe ………...Escuche: La Hora del Chino: Radio Miraflores 96.1 FM (Sábados 8 a 9 am)