Your SlideShare is downloading. ×
POLÍTICAS DE JUVENTUD EN AMÉRICA LATINA:          EVALUACIÓN Y DISEÑO   SITUACIÓN DE LOS JÓVENES DOMINICANOS YEVALUACIÓN D...
TABLA DE CONTENIDOSI. CARACTERÍSTICAS DE LA JUVENTUD DOMINICANA       1. Introducción                 1.1. Definiciones de...
PRIMERA PARTE: CARACTERÍSTICAS DE LA JUVENTUD DOMINICANA1. INTRODUCCIÓN1El concepto "juventud" deviene esquivo, escurridiz...
1. El biológico: la juventud es la etapa ubicada entre la pubertad y la finalización del desarrollo corporal.2. De natural...
1.2. La imagen reflejada en el espejo de los adultosAl margen de las definiciones, el imaginario alimenta ilusiones, fanta...
realizada por el PNUD-Banco Central, se elevó a 0.51. 8 En efecto, el deterioro de las condiciones de vida de lapoblación ...
inserción en la economía mundial. Y de como lo anacronismo de nuestro sistema educativo afectaparticularmente a los jóvene...
sustancialmente el de unidas o casadas y aumenta su incorporación a la PEA, aunque en la misma medida deel de unidas o cas...
cuanta menos instrucción tenga una mujer, mayores posibilidades tendrá de casarse más temprano; y cuantomás temprano se ca...
Un hecho sorprendente es que casi la mitad de los hombres y un relativamente bajo porcentaje de mujeresjóvenes (14.5%) uni...
Fuente: ENJOVEN-92.2.5. Educación: nivel de instrucción y asistencia a centros de enseñanzasNumerosos estudios 21 han plan...
Total      Dist.     Resto   Resto        Total     Dist.     Resto      Resto                    País     Nacional   urba...
Normal              5           5             0             100.0         100.0         0.0        Total               812...
En términos migratorios la República Dominicana es casi única en el contexto del Caribe: se constata laexistencia de impor...
"El grueso de las personas que emigran son jóvenes: 40% sale del país con 20 a 29 años de edad, y otro 42%se reparte casi ...
Unidos, y particularmente la de los jóvenes, ya que estos últimos son los que son vistos como los que sededican a la venta...
entre las organizaciones juveniles y partidos político determinó el sesgo oposicionista de la juventud y la queengendra la...
Es válido hablar de una cultura o sub-cultura de la juventud, en tanto los jóvenes poseen una forma de ver elmundo diferen...
empleo juvenil, consumo de alcohol, tabaco y drogas, las migraciones internas e internacionales, laparticipación social de...
tiende a incrementarse, especialmente en las edades centrales y avanzadas. Frente a la situación descrita sepropone un "Pl...
judicial dominicano. 39 A pesar de que hace un año de la promulgación del Código del Menor, todavía su plenavigencia está ...
la República en 198644. En efecto, en los años 1979-82, durante el primer gobierno del PRD, el gasto públicose caracterizó...
Las distintas políticas económicas estatales de los ochenta y la dinámica de la economía dominicana hatraído serías consec...
en la educación universitaria, se tiene que la inversión en educación a inicio de los 90 oscila entre el 75% y el80%, del ...
SEEBAC:Secretaría de Estado de Educación. Bellas Artes y Cultos.SESPA:Secretaría de Estado de Salud Pública y Asistencia S...
Entidad ejecutora           1990          1991          1992          1993SEEBAC                       1.59         1.05  ...
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Policitas juveniles en republica dominicana
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Policitas juveniles en republica dominicana

818

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
818
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
10
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "Policitas juveniles en republica dominicana"

  1. 1. POLÍTICAS DE JUVENTUD EN AMÉRICA LATINA: EVALUACIÓN Y DISEÑO SITUACIÓN DE LOS JÓVENES DOMINICANOS YEVALUACIÓN DE LAS POLÍTICAS DE JUVENTUD EN LA REPÚBLICA DOMINICANA 1990-1995 Ramón Tejada Holguín
  2. 2. TABLA DE CONTENIDOSI. CARACTERÍSTICAS DE LA JUVENTUD DOMINICANA 1. Introducción 1.1. Definiciones de juventud en república dominicana 1.2. La imagen reflejada en el espejo de los adultos 1.3. El mundo de la juventud dominicana actual 2. Perfil del joven dominicano 2.1. Matrimonio y trabajo como estrategia de supervivencia familiar 2.2. Patrón conyugal de los jóvenes dominicanos 2.3. Relaciones sexuales y embarazo 2.4. La formación de las parejas jóvenes 2.5. Educación: nivel de instrucción y asistencia a centros de enseñanza 2.6. La actividad económica en los jóvenes 2.7. Migración 2.7.1. Los jóvenes y las migraciones internas 2.7.2. Los jóvenes y las emigraciones internacionales 2.8. Bebidas alcohólicas, tabaco y drogas 2.9. Los jóvenes, la política y la participación 2.10. Estilos de vida y cultura juvenilII. POLÍTICAS DE JUVENTUD 1. Introducción 2. Legislación 3. Políticas sociales 4. El gasto del gobierno en juventud 4.1. Becas y viajes de estudio 5. ¿La DGPJ o la ODC ? 5.1. La DGPJ 5.2. La ODC 6. Conclusiones y recomendacionesIII. BIBLIOGRAFÍA COMENTADA 2
  3. 3. PRIMERA PARTE: CARACTERÍSTICAS DE LA JUVENTUD DOMINICANA1. INTRODUCCIÓN1El concepto "juventud" deviene esquivo, escurridizo y polivalente. Sobre su significado es difícil lograr acuerdosentre los diversos investigadores y los ejecutores de políticas. Pero, si difícil es hablar de "la juventud" engeneral, y de la dominicana, en particular, aún más difícil es estudiar "las políticas de juventud" en el contextode la situación de la investigación en la actualidad y de la forma en que los distinto agentes se encierran enparcelas, evidenciándose la existencia de escasa coordinación entre los mismos: polivalencia del concepto yfragmentación de las actividades. En primer lugar, porque la limitada disponibilidad de datos bloquea laposibilidad de comparación entre las diferentes épocas, o la convierte en más que tortuosa. Aunque esindudable que con paciencia, tiempo y un equipo multidisciplinario, podría llegarse a un buen diagnóstico delsector.Es necesario refinar las herramientas de análisis y estudio para establecer parámetros que nos permitanunificar los diversos criterios de las informaciones dispersas. Los limites temporales y de recursos, nos hacenser más modestos, por el momento. Sólo deseamos contactar las dificultades del análisis y la necesidad deasumir el perfil del joven dominicano que realizamos en el presente texto como un pequeño esbozo, unacadena de ideas y planteamientos que pretenden ubicar los aspectos esenciales que deberán ser profundizadoen estudios posteriores. El segundo obstáculo se relaciona con las características de nuestra nación: lalimitada institucionalidad, la ausencia de políticas concretas y explícita sobre el tema que nos ocupa y la faltade continuidad, monitoreo y coordinación de las actividades públicas y privadas. En este contexto laevaluación de las actividades publicas en favor de la juventudes es algo más que difícil: "Es necesario resaltarque en la República Dominicana no se cuenta con un sistema centralizado de procesamiento y divulgación deestadísticas relativas al área social y ni siquiera existen subsistemas sectoriales"2. La situación es más graveprecisamente en aquellas dependencias que más se relacionan con las políticas de juventud (educación,salud, seguridad social y deportes y recreación).1.1. Definiciones de juventud en República DominicanaEs evidente que antes de abordar nuestro tema se necesita delimitar claramente los parámetros que lodefinen. Aunque debe subrayarse la polisemia del concepto juventud: Toda época y grupo social crea su propiaimagen de la juventud. Hubo un tiempo, aquella mítica era de los hippies, del mayo francés de 1968, en el quepara los inspiradores de las grandes rebeliones juveniles de los 60 la juventud era más que nada "una visión delmundo", "un estado del espíritu", una actitud frente a la vida sin importar la edad. Así la juventud se asociaba alos nuevos valores, a la revolución sexual, a las grandes transformaciones sociales. Quizás esta "manera" dedefinir la juventud, como muchas de las ideas de los 60, tiene una aureola romántica que fascina, seduce yhasta reconforta. Pero, dan la imagen de que el objeto de estudio es algo volátil, difícil de aprehender. Existenotros criterios, más operativos:1 Este capítulo es una profundización y ampliación del texto: La juventud dominicana o lafábula del futuro heredado. Ponencia que presentamos en el foro para ejecutivos de mediosde comunicación social. Santo Domingo, 5 de mayo de 1993.2 Santana, Isidoro y Rathe, magdalena (1993): Reforma social: una agenda para combatir lapobreza" Ediciones de la Fundación Siglo 21, Santo Domingo. p. 12. Este texto parte de unainvestigación patrocinada por el BID, su objetivo principal es "identificar los principalesproblemas sociales y sus posibles soluciones". La visión de los autores sobre lasdificultades de recopilación de información cobra, así, mayor relevancia. 3
  4. 4. 1. El biológico: la juventud es la etapa ubicada entre la pubertad y la finalización del desarrollo corporal.2. De naturaleza social, cambiante según "las sociedades y los grupos a que se le aplique, ya que considerael tiempo de formación y de ocio previo al desempeño de posiciones sociales independiente" 33. Una mezcla de los criterios anteriores, considera la juventud como la etapa entre la pubertad y la capacidadsocial de formar familia.Estas definiciones plantean un serio problema a la hora de poder delimitar claramente quién es joven y quiénno y el tipo de política a diseñar a su favor. Esencialmente porque harán depender la definición de laspeculiaridades nacionales, culturales y aún regionales. Los demógrafos lo definen en función de la edad. Unossostienen que la juventud empieza a los 15 y termina a los 24, otros extienden el limite hasta los 29. Laventaja de esta última definición es su operatividad, ya que permite hacer un análisis estadístico de lasituación de un sub-grupo poblacional concreto; además delimita los beneficiarios de las actividades que serealizan en favor de ese grupo etáreo. Los estudios realizados en Dominicana definen la juventud desde elpunto de vista demográfico, pero no existe acuerdo sobre los límites de edad. Antonio B. Menéndez Alarcónutiliza el intervalo de 16 a 28 años 4; para Isidoro Santana, Carmen Gómez y Antonio Tatis el grupo etáreo jovencomprende de los 15 a los 295. Roberto Cassá, y Ramón Tejada Holguín la ubican entre las edades de 15 a246. Otros estudiosos hablan de la juventud sin especificar con claridad el segmento al cual se refieren7. Esevidente que este abanico de definiciones y delimitaciones etáreas afecta la definición de políticas sobrejuventud.En el sector público la situación no es d iferente, en el "Plan de Acción 1985", elaborado por el GobiernoDominicano a través del Comité Dominicano para el Año Internacional de la juventud, se eligen los límite de 15a 24 años. En el "Informe Terminal del Proyecto" para la promoción de la participación de la Juventud enactividades de Desarrollo económico y Social, se establece que el limite inferior del grupo etáreos estaráubicado entre 12 y 14 años y el límite superior entre 24 y 26 años. En otras palabras ni entre losinvestigadores, ni las instituciones que trabajan con los jóvenes existen acuerdos sobre los límites etáreos quedefinen la juventud.3 CEPAL (1985): Situación y Perspectivas de la Juventud en América Latina. en, Estudios eInformes de la CEPAL. p. 20.4 Menéndez Alarcón, Antonio (1987), El Universitario Dominicano: Encuesta sobre Actitudes,Costumbres y Expectativas, Instituto Tecnológico de Santo Domingo -INTEC-, Santo Domingo.5 Carmen, Gómez y Tatis, Antonio (1985): "Los Jóvenes en República. Dominicana.", Boletín"Población y Desarrollo", año III, Abril-Diciembre 1985, IEPD-PROFAMILIA.- Santana, Isidoro (1986): Empleo y juventud en República Dominicana. Contenido en INTEC-UNICEF, Juventud: Situación y Perspectiva en la República Dominicana. Recopilación de lasponencias presentadas en el Seminario Sobre la Juventud. INTEC, Santo Domingo, 1986.6 Cassá, Roberto (1988): Juventud y Sociedad en República Dominicana. Contenido en Torres-Rivas, Edelberto, editor, Escépticos, narcisos,rebeldes: 6 estudios sobre la juventud,FLACSO, San José, 1988. pp 209-268.Tejada Holguín, Ramón, et. al (1993): Encuesta Nacional de Jóvenes de 1992, Centers forDisease Control and Preventions-Instituto de Estudios de Población y Desarrollo (IEPD) dePROFAMILIA, Santo Domingo.7 Cfr. Varios de los trabajos contenidos en el texto de UNICEF-INTEC, citado.También: Silié, Rubén (1994): Los jóvenes trabajadores en el medio urbano. En: EstudiosSociales, Año XXVII, Número 97, Julio-Septiembre, 1994. 4
  5. 5. 1.2. La imagen reflejada en el espejo de los adultosAl margen de las definiciones, el imaginario alimenta ilusiones, fantasías y pesadillas sobre el significado deser joven. Cuando se dice "juventud" hay quienes piensan en una etapa idílica, poética, que se recuerda convehemente pasión, con oculto deseo de retornar a ese tiempo en que creemos que el mundo nos pertenece yen el que no hay obstáculo que no pueda ser vencido. Hay quienes hablan de la tierna y bella locura de lajuventud, del sentido de libertad que hay en ese hermoso ir de allá para acá con el único propósito de buscarplacer y satisfacción, con tiempo para el ocio y el amor, sin ataduras, sin responsabilidad. Pero todo eso noes más que poesía, literatura. La nostalgia de aquel momento recompone los trozos de vidas destrozado por lamarginación, el escaso estimulo a la realización plena de nuestras capacidades, las dificultades para formaruna nueva familia y la crueldad de un mundo hecho por y para los adultos. En realidad "los jóvenes" no formanun grupo homogéneo. Si bien hubo quienes vivieron aquella etapa exentos de limitaciones y deseos insatisfe-cho, para la mayoría no fue, ni es, así.La clase social a la que se pertenece, la situación socioeconómica y política de la nación en que se desarrollael joven, el nivel educativo y la capacidad intelectual de los padres y las madres, el sexo y la diferencias decondiciones existentes en las zonas rurales y urbanas, sin hablar de los desequilibrios regionales, gravitan deforma determinante en la situación de la juventud. Además de la tierna e ilusa idea de que la juventud es lamejor etapa de la vida, el joven debe escuchar constantemente la falacia de que la juventud de hoy es peor quela de ayer. Son, los jóvenes, víctimas del prejuicio y el estigma: hubo una época en que, para los sectoresrectores de la vida política nacional, ser joven era sinónimo de revoltoso, de rebelde sin causa, ni motivo.En la actualidad la imagen del joven de los barrios pobres es la del drogadicto, el delincuente, el vagoirresponsable e imprudente que no desea trabajar, ni estudiar, que sueña con emigrar hacia lo Estados Unidosen donde, de seguro se dice, se dedicará al tráfico y consumo de narcóticos. Durante cierto tiempo lajuventud estudiantil dominicana ocupó las páginas de los diarios, como parte de la vanguardia de la luchapolítica. Actualmente hablar de la juventud en los medios de prensa es hablar del tráfico y consumo de drogas,del asesinato y de los ajustes de cuenta; podríamos decir que se le ha satanizado. Al mismo tiempo ycontradictoriamente se nos habla de que la juventud es el futuro, de la necesidad de un nuevo y joven liderazgonacional. Evidentemente que se está hablando de diferentes "tipos" de jóvenes: por un lado, se estigmatiza ysataniza a los residentes en los barrios "marginados" y "populares", a los que frente a una sociedad en crisis,"anómica", abandonan los centros de enseñanza y se incorporan tempranamente al mercado de trabajo, osueñan con un viaje al extranjero, o, unos pocos, se precipitan a la pesadilla fantástica que la comercializacióny el consumo de drogas les promete; y por el otro lado, se piensa en los que han tenido acceso a laeducación, que han podido desarrollar sus capacidades intelectuales e irrumpen en la vida pública comopolíticos, jóvenes empresario y etcétera.1.3. El mundo de la juventud dominicana actualLa juventud no flota en el aire, es resultado de las especificidades de la sociedad en que se desempeña. Losroles de la juventud descansan sobre los valores de un mundo adulto, que se le impone y el cual no puedencambiar a voluntad. La crisis económica dominicana ha ido creando una gran cantidad de "pobres", segúncifras del PNUD de 1984 a 1989 las personas ubicadas bajo la línea de pobreza pasaron de un 47% a un 57%,esto significa que en 1989 existían en el país unos 3 millones 875 mil 734 personas definidas como pobres.En ese mismo período se ha observado un acentuado proceso de concentración del ingreso, según laEncuesta Nacional de Ingresos y Gastos de las Familias (ENIGF) realizada por el Banco Central en el 1984 elcoeficiente de Gini fue de 0.43, mientras que para 1989, según la Encuesta de Gasto Social de la Familia, 5
  6. 6. realizada por el PNUD-Banco Central, se elevó a 0.51. 8 En efecto, el deterioro de las condiciones de vida de lapoblación dominicana en los ochenta ha sido documentado por la mayoría de los estudiosos de los fenómenoseconómico. 9 Para 1991, utilizando como fuente de datos la Encuesta Demográfica y Salud de 1991 (ENDESA-91), se calculó que el 33.7% de los hogares dominicanos tienen sus necesidades mayormente insatisfechas,el 38.8% tiene sus necesidades medianamente satisfechas y sólo el 28% pertenece al selecto grupo que tienesus necesidades básicas mayormente satisfechas. Pero, si bien la crisis económica empobrece la existenciamaterial de una gran parte de la población dominicana, la crisis de las instituciones políticas, en especial la delos partidos y del sistema electoral, junto a la crisis social y el escaso acceso que tienen los jóvenes a unaeducación integral, empobrece la existencia espiritual, y esta nos afecta a todos y en especial a las nuevasgeneraciones.10En la actualidad la sociedad dominicana va pasando de un modelo económico a otro. Atrás se deja la épocade la industrialización por sustitución de importaciones, del estímulo a la producción nacional y a laagroexportación con énfasis en la industria azucarera. Actualmente se ha redefinido nuestra forma de integra-ción al mercado mundial, privilegiándose la "producción" de bienes y servicios que se comercializan en elexterior (Zona Franca y turismo). Tal transformación ha creado también un cambio en las pautas de conducta ylos valores de los jóvenes. El fenómeno de los "Sanky Panky"11, de los jóvenes que venden sus cuerpos sinimportar el sexo del comprador, es paralelo al auge del turismo, y de la forma en que una vez se vendieron lasplayas dominicanas en el exterior. En las zonas aledañas a las Playas ser Sanky Panky o enamorarextranjeras son parte de las estrategias de supervivencia de las familias. Sin querer echarle la culpa de todoslos males al nuevo esquema económico, debemos admitir que e tristemente famoso "ajuste estructural" y lesta liberalización de la economía se realizaron de forma anárquica, sin previa planificación y a expensas de lapoblación. 12 No hay que hablar de lo lento que ha resultado adecuar el sistema educativo al nuevo esquema de8 Santana, Isidoro y Rathe, Magdalena (1992): EL impacto distributivo de la Gestión Fiscalen la República Dominicana Ediciones de la Fundación Siglo 21, Santo Domingo. p. 23.9 Cfr. Lozano, Wilfredo (1994): Pobreza, gasto sociales y gobernabilidad: El casodominicano. Trabajo presentado en el "Seminario sobre Pobreza Urbana y GobernabilidadLocal", celebrado en México, D.F. julio 7-9, 1984. Meca.10 Cfr. Brea, Ramonina; Duarte, Isis; Tejada Holguín, Ramón y Báez Clara (1995): Estado desituación de la democracia dominicana, Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra,Santo Domingo.11 A finales de los 70 e inicios de los 80, se intensificó el turismo en la RepúblicaDominica. Algunos "paquetes turisticos" vendía nuestro país, como "destino sexual", enespecial como "paraiso homosexual". Es así como surge en nuestras playas, los Sanky Panky.Estos jóvenes no se reconocen a sí mismos ni como homsexuales, ni bisexuales, asumen suactividad como un trabajo. Lamentablemente no se han realizado estudios importantes sobreeste fenómenos, sólo se encuentran algunos reportajes periodisticos. El Sanky Panky es casisiembre un joven de color oscuro, residente en las localidades aledañadas a la playa, queaprende a hablar uno o varios idiomas en su contacto con los turistas, sin saber escribirsu propio idioma. Muchas veces su pareja sexual (hombre o mujer) no le retribuye en monedasus favores, sino que le permite quedarse con él o ella en el hotel, le obsequia ropa oalgunos artículos del hogar para su familia.12 cfr. entre otros, Lozano, Wilfredo, 1994; Santana, Isidoro y Rathe, Magdalena, 1992;Ceara Hatton, Miguel y Croes Hernández, Edwin 1993: El gasto público social de la RepúblicaDominicana en la década de los ochenta. Santo Domingo, Centro de Investigación Económicapara el Caribe y UNICEF, Santo Domingo. Una visión diferente es ofrecida por Dauhajre,Andrés et. al. (1994): Estabilización, apertura y dinámica de la desigualdad y la pobreza 6
  7. 7. inserción en la economía mundial. Y de como lo anacronismo de nuestro sistema educativo afectaparticularmente a los jóvenes. Por otro lado el proceso inflacionario del que se dijo que había sido superado, yhoy retorna con más bríos, abarata considerablemente el precio de la fuerza de trabajo, reduceconsiderablemente el salario real. Según el Centro de Investigaciones Económicas (CIECA) el salario mínimonominal de 1995 (RD$ 1040.00) tiene menos poder de compra que el salario de 1970 que era de RD$ 60.0013,ya que eso RD$ 1040.00 equivalen a uno RD$ 41.00 de 1970.2. PERFIL DEL JOVEN DOMINICANOLa reducción de la Tasa Global que ha sido consistente desde los 60 hasta la fecha, pasando de 7.5 en los 60a 3.3 en 1988-1991, según datos de la Encuesta Demográfica y de Salud (ENDESA-91). Esta reducción de laTGF y la reducción de la mortalidad es causa principal del relativo envejecimiento de la población dominicana;aunque es una población que todavía puede ser clasificada como joven, aunque en un lento proceso deenvejecimiento. Para 1995, según las Proyecciones de Población del Instituto de Estudios de Población yDesarrollo y la Oficina Nacional de Planificación, había 7,9915,321 habitantes, de los cuales 1,549,697 sonjóvenes de 15 a 24 años. Este segmento poblacional constituye el 19.6% de la población dominicana. Lamayoría viven en las zonas urbanas, 58.4%. Existe un porcentaje ligeramente mayor de varones (51.6%) quede mujeres. En términos relativos y absolutos ha ido aumentando el segmento población con edad suficientepara incorporarse formalmente en al mercado de trabajo. Este aumento trae consigo una mayor demanda deempleo, de educación (universitaria, secundaria), viviendas, salud, necesidades básica que deben ser provistaa ese segmento poblacional tan importante.2.1. Matrimonio y trabajo como estrategia de supervivencia familiarComo en la mayoría de los países latinoamericanos y del Caribe, las mujeres dominicanas tienden aformalizar algún tipo de unión desde muy temprana edad. En efecto, según la Encuesta Nacional de Jóvenes(ENJOVEN 92) el 45.1% de las mujeres de 15 a 24 años ya había contraído algún tipo de unión. Según losdatos de la Encuesta Demográfica y de Salud (ENDESA-91) la edad mediana de la primera unión de la mujeres de 19 años. Existe una relación directa entre el nivel educativo y el retardo de la edad a la primera unión. Enefecto según los datos de la ENDESA-91,la edad mediana de las mujeres de 25 a 49 años sin educación es16.6, mientras que para la universitarias es 24.8. Asumiendo que las jóvenes más educadas, poseen mayorcapacidad de incorporación al mercado de trabajo y por lo tanto mayores posibilidades de generación deingreso, podría sostenerse la hipótesis de que el matrimonio a temprana edad es parte de las estrategias desobrevivencia de las familias dominicanas."La unión a muy temprana edad puede estar relacionada, sobre todo a una "estrategia de sobrevivencia" de lasfamilias de menos ingresos, y a la imposibilidad de costear la educación, ya sea universitaria o técnica, detodos los miembros jóvenes de la familia."14 En el cuadro 1.1 se muestran los porcentajes de jóvenes algunavez casados, los que asisten a centros de enseñanzas, los incorporados a la PEA y los que completaron 13años de estudios, es decir que finalizaron la secundaria. Se puede observar que a medida que aumenta laedad de la mujer, disminuye sustancialmente el porcentaje que asiste a un centro de enseñanza, aumentaen la República Dominicana: 1986-1992. Fundación Economía y Desarrollo, Santo Domingo.Meca.13 La tasa oficial de cambio para 1995 es de RD$12.50, por lo tanto los RD$1040.00 sonequivalentes a US$83.20. Para 1970 la tasa oficial era de un dólar por cada peso, por lotanto el salario mínimo de la época era de US$60.0014 Tejada Holguín, et. al., 1993. p. 9. 7
  8. 8. sustancialmente el de unidas o casadas y aumenta su incorporación a la PEA, aunque en la misma medida deel de unidas o casadas. Los datos permiten elabora la hipótesis que el abandono de la escuela no se relacionacon la finalización de los estudios, ya que apenas un 15.5% de las de 20 a 24 años terminó los estudiossecundarios. Este cuadro sugiere que muy probablemente el abandono de los estudios se relaciona con laformalización de una unión.En el caso de los varones se observa que a medida que aumenta la edad, disminuye el porcentaje de los queasisten a la escuela, aumenta el porcentaje que ha formalizado alguna unión, el porcentaje de incorporados ala PEA llega a niveles máximos y apenas un 9.8% de los de 20 a 24 años ha completado los estudiossecundarios. Lo que podría sugerir que el abandono de las escuelas de los jóvenes varones se relaciona consu incorporación al mercado de trabajo. Es decir con la necesidad de ingresos. Pero los jóvenes de 15 a 24años que trabajan, no poseen los ingresos necesarios para la formación de una familia. Alrededor de nueve decada diez mujeres y siete de cada diez joven de todo el país que trabajan tenían ingresos de menos de RD$1,501.00, al momento de la aplicación de la Enjoven 92. En el Distrito nacional los ingresos de los varones sonmejores que los de las área rurales, seis y ocho de cada diez, respectivamente, recibe menos de RD$1,501.00. La situación de la mujer es relativamente parecida en ambas área de residencia. La capacidad de losjóvenes de 15 a 24 años de formar y mantener una familia es, pues, sumamente limitada. Sin embargo, el45.2% de las mujeres y el 15.1% de los varones ya había formalizado algún tipo de unión para 1992.CUADRO 1.1 15PORCENTAJE DE JÓVENES SEGÚN DIVERSAS CARACTERÍSTICAS POR GRUPOS DE EDAD Y SEXO, REP. DOM. 1992 Mujeres Hombres Total 15 a 19 20 a 24 Total 15 a 19 20 a 24% que asiste a la 44.5 60.4 25.2 41.3 56.7 19.6escuela% alguna vez 45.1 30.4 62.8 15.0 4.0 31.1casado(a)Incorporados a la 42.0 33.4 52.3 86.0 81.1 93.1PEA% completo de 9.4 4.3 15.5 4.7 1.3 9.8estudiossecundariosFuente: Enjoven 92.¿Por qué las jóvenes se casan y los jóvenes se incorporan al mercado de trabajo? Los patrones culturalespredominantes asignan a la mujer un conjuntos de "roles" en los que el hogar y la familia son el centrofundamental, mientras que los roles del hombres tienen como foco principal las actividades económicas fueradel hogar. Es preferible, desde este punto de vista y según la cultura predominante, que la mujer forme sufamilia desde muy joven, y el hombre se incorpore a las actividades productiva, para prepararse a cumplir su rolfundamental de proveedor de las necesidades del hogar. Los datos de la Enjoven parecerían corroborar estosargumentos": El 54.9% de las mujeres jóvenes (de 15 a 24 años) y sólo el 85% de los hombres de 15 a 24declararon ser soltero, es decir "nunca unido ni casado". Mientras que el 42% de las mujeres está incorporadaa la PEA frente al 85.9% de los varones."La edad en que una mujer se casa afecta los eventos del resto de sus vidas. Es función de otros factores,pero está relacionada íntimamente con su nivel de instrucción; es una relación que va en dos direcciones:15 Tomado de Duarte, Isis y Tejada Holguín, Ramón (1995): Los hogares dominicanos: El mitode la "familia ideal" y los tipos de jefaturas de hogar. IEPD-PROFAMILIA y FNUAP. SantoDomingo. 8
  9. 9. cuanta menos instrucción tenga una mujer, mayores posibilidades tendrá de casarse más temprano; y cuantomás temprano se case, menos posibilidades tendrá de completar la escuela" 16Los estudios realizados han demostrado que existe una relación directa entre el bienestar de la mujer y elmatrimonio o unión a edades mas tardías.2.2. Patrón conyugal de los jóvenes dominicanosEn República Dominicana el tipo de unión predominante es la unión libre, como ya ha sido documentados pornumerosos estudios 17, y no el matrimonio. Los jóvenes dominicanos de ambos sexos, también, prefieren launión libre (28.7% de las mujeres y 8.8% de los varones) y n la unión legal o matrimonio (5.8% y 1.5% omujeres y hombres respectivamente). Las uniones libres son de menos duración que los matrimonios, lo cualafecta considerablemente la estabilidad de las familias 18. Esta situación es confirmada en nuestro país, podríadecirse que con cierto dramatismo, especialmente en el caso de las mujeres. Es preocupante observar quesegún la Enjoven 92 el 7.3% de las jóvenes de 15 a 19 años del país ya ha roto su primera unión. Unaproporción menor de los hombres, el 4.7%, dijo estar separado o divorciado. Esto significa que de las 382 mil820 mujeres de 15 a 19 que había en el país en el 1992, 27 mil 946 ya habían roto alguna unión. Y en el casode los varones de los 396 mil 4 adolescentes, 18 mil 612 eran separados o divorciados.2.3. Relaciones sexuales y embarazoTres hallazgos de la Enjoven relacionados con el uso de anticonceptivos y las relaciones sexuales sugieren laexistencia de un grave problema, que posiblemente remita, esencialmente, a las peculiaridades culturales delos dominicanos. A pesar de que 99% los jóvenes dominicanos conocen por lo menos un métodoanticonceptivo moderno, la pastilla diarias, por ejemplo; de que el 65% de las mujeres jóvenes y el 56.1% delos varones ha usado algún método anticonceptivo, el 85.5% de las jóvenes que han tenido relacionessexuales han salido embarazadas. El embarazo a edades tempranas es, por cierto, uno de los problemas máspreocupantes en las adolescentes. (26.2% de todas las mujeres de 15 a 19 años del país y el 78.5% de lasque han tenido relaciones sexuales del mismo grupo etáreo han salido embarazadas alguna vez). Las unionesa edades tempranas se ha demostrado que son sumamente inestable y si a esto le añadimos la presencia deun hijo, luego de la ruptura de las uniones el desarrollo de las jóvenes se verá seriamente obstaculizado, yaque la tradición es que sea la mujer quien se encargue de la crianza y cuidado de los hijos. Este es otro de losjinetes del apocalipsis de las adolescentes.Estas jóvenes se verán obligadas a una de las tres opciones siguientes:A) Incorporase al mercado de trabajo en actividades poco remuneradas, debido a su poca calificación y a susnecesidades perentorias.B) A formalizar una nueva unión, que le garantice cierta estabilidad económica.C) Ha retornar al seno de la familia.En el contexto actual, la segunda opción parece ser la que un número mayor de jóvenes elige.2.4. La formación de las parejas jóvenes.16 Singh, Susheela y Wulf, Deirdre (1990): Adolescentes de hoy, Padres del Mañana: Un perfilde las Américas, The Alan Guttmacher Institute, New York, 1990.17 Cfr. Duarte, Isis y BáEz, Clara (1989): Población y Condición de la Mujer en RepúblicaDominicana, Santo Domingo, IEPD-PROFAMILIA.18 Cfr. Singh, Susheela y Wulf, Deirdre, 1990. 9
  10. 10. Un hecho sorprendente es que casi la mitad de los hombres y un relativamente bajo porcentaje de mujeresjóvenes (14.5%) unidos o casados viven con ambos o algunos de sus padres (Cuadro 1.2). Relacionando estey otros hallazgos podemos argumentar que:En primer lugar, el mayor porcentaje de jóvenes varones que vive con sus padres se relaciona a la ideapredominante en nuestro país de que es el hombre quien debe proveer las necesidades de los hogares,determina que cuando estos son muy jóvenes o la situación económica les impide cumplir el "rol" que se lesha asignado, la familia, principalmente el padre, del esposo o marido tiende a hacerse cargo, de algunamanera, con parte de las responsabilidades del joven, con más frecuencia que los familiares de su compañera.En el cuadro 1.2 se observa que los varones casados o unidos tienden a v con ambos padres, en mayor ivirmedida que las mujeres. Este está ligado a la idea anterior. En efecto, es probable que aquellas familias enque los progenitores permanecen unidos tengan mayores posibilidades de auxiliar a sus hijos varones unidos ocasados. Es decir, que aquellos varones que poseen un mínimo de recursos y los que sus familias no estánen capacidad de albergar son los que logran formar un hogar aparte.En segundo lugar, en el caso de la mujeres, el menor porcentaje viven con uno o ambos p rogenitores seasocia a la idea siguiente, en la medida en que la mujer joven tiende a casarse con hombres de más edad yque el varón forma pareja con mujeres más jóvenes o de su misma edad, las uniones de los varones jóvenesnecesitaría más del auxilio familiar, que las de las mujeres jóvenes. Estos argumento podrían explicar el bajoporcentaje de mujeres casada o unidas que viven con ambos o algunos de sus padres y el alto porcentaje quevive solas. Por otro lado, se debe tomar en cuenta la situación de la vivienda en el país. Se ha calculado quepara el período 1990-200, anualmente se necesitarán, alrededor de 70 mil nuevas viviendas 19. Son las parejasjóvenes las más afectadas con la situación de la vivienda. Así la formación de una nueva familia por vía delcasamiento o unión de las parejas no coincide, necesariamente con la formación de un nuevo hogar20.CUADRO 1.2DISTRIBUCIÓN PORCENTUAL DE JÓVENES DE 15 A 24 AÑOS SEGÚN RESIDENCIA CON SUS PADRES PORSITUACIÓN CONYUGAL Y SEXO. REP. DOM. 1992 Solteros Unidos y Divorciados/separados/ casados viudosMujeresVive con ambos padres 43.2 6.4 32.2Vive con la madre 21.7 7.0 25.7Vive con el padre 6.8 1.1 6.0No vive con alguno 28.3 85.5 36.1Total 100.0 100.0 100.0HombresVive con ambos padres 48.5 29.2 37.0Vive con la madre 28.0 12.3 37.0Vive con el padre 7.2 2.9 3.3No vive con alguno 16.3 55.6 22.7Total 100.0 100.0 100.019 IEPD/ONAPLAN (1990): República Dominicana. Proyecciones de necesidades de viviendas porregiones y subregiones. 1980-2000. Santo Domingo.20 Duarte, Isis y Tejada Holguín, Ramón, 1995. 10
  11. 11. Fuente: ENJOVEN-92.2.5. Educación: nivel de instrucción y asistencia a centros de enseñanzasNumerosos estudios 21 han planteado la necesidad de revisar nuestro sistema educativo, se argumenta que lasescuelas y universidades deben ser adecuadas a los cambios producidos en el mundo moderno y sobre todo ala nueva manera en que se inserta la economía dominicana al mercado mundial. Según estudiosos delfenómeno educativo, los programas de las escuelas son obsoletos, por lo que la formación que se les ofrece anuestros jóvenes resulta ineficaz e incapaz de ayudarles en su búsqueda de mejores condiciones deexistencia y en su temprana inserción en los mercados laborales. Las cifras elaboradas por el Centro deInvestigación Económica para el Caribe -CIECA- nos dicen que para 1980 el 13% de todo el gasto públicoestaba destinado a la educación, sin embargo este porcentaje tiende a bajar en los últimos diez años, siendode 9.8% en 1987 y de 8.5% en 1992. La reducción del porcentaje del gasto público en educación contrastacon la demanda de educación de los dominicanos. Para tomar un ejemplo, en el año lectivo 1970-71 823,249niños estaban inscrito en la primaria, pero en el 1990-91 la cifra aumenta a 1,215,441 niños.Por otro lado, se ha constatado un grave problema de deserción de los profesores sector oficial, posiblementemotivado por los bajos salario y precarias condiciones de trabajo: "En 1989 desertaron del sector oficial 1,810profesores y en 1990 2,043. Las vacantes que se producen en el sistema son cubiertas por bachilleres sintítulo docente" 22 Además, parecería que existe un grave problema de asistencia limitada a las escuelas,colegios y universidades. Este fenómeno afecta más al sexo masculino y a los residentes fuera del DistritoNacional, en especial a los habitantes de las zonas rurales. Como puede verse en el cuadro 1.3, el 44.5% delas mujeres y el 41.7% de los hombres asistían a algún tipo de centro de enseñanza formal. La situación de laasistencia escolar en el Distrito Nacional es mucho mejor: el 56% de las mujeres e igual porcentajes dehombres asistía a algún centro de enseñanza, además 61.5% y 52.1% d mujeres y hombres habían ecompletado 9 años o más de estudios. En el Resto urbano la tasa de asistencia es de 53.0% y 42.7% demujeres y de hombres, y los que habían completado más de 9 años son 46.6% y 32.2% respectivamente. Esen las áreas rurales donde se encuentra la situación más dramático: 26.6% y 29.8% de mujeres y hombresasistían a la escuela, colegio o universidad y sólo el 25.7% las jóvenes y el 16.8% de los varones habíacursado 9 o más años de estudios.CUADRO 1.3DISTRIBUCIÓN PORCENTUAL DE LOS JÓVENES DE 15 A 24 AÑOS SEGÚN NIVEL DE ESTUDIOS Y TASA DEASISTENCIA ESCOLAR, POR SEXO Y LUGAR DE RESIDENCIA, REP. DOM. 1992. Mujeres Hombres21 Cfr. La serie de trabajos publicados por plan educativo, entre otros:-Ceara Hatton, Miguel; Isa Contreras, Pavel; Knoop, Joachim, (1989) El financiamiento de laEducación, Plan Educativo 2.-Fernández, Jorge Max (1989) Sistema Educativo Dominicano, Plan Educativo 3.-Fermín Cairo, Dania (1990): Los jóvenes: identidad y expectativas, Plan Educativo 8.-Díaz Santana, Miriam, et. al. (1990), "Población y Educación en la República Dominicana",IEPD-PROFAMILIA, Santo Domingo.22 Pimentel Valenzuela, Josefina (1993): El impacto del contexto social y económico sobrelos principales sujetos de la educación, Plan Decenal Educativo "Consenso" Año 1, Número 1.Santo Domingo, 1993. p. 12. 11
  12. 12. Total Dist. Resto Resto Total Dist. Resto Resto País Nacional urbano rural País nacional urbano ruralNIVELEDUCATIVO0 - 8 años 55.8 38.5 53.5 74.3 67.7 47.9 67.5 83.29 y más años 44.1 61.5 46.5 25.7 32.2 52.1 32.2 16.8Total 99.9 100.0 100.0 100.0 99.9 100.0 97.7 100.0% que asiste a la 44.5 56.0 53.0 26.6 41.7 56.0 42.7 29.8escuela*Algunos totales no suman 100% debido a los casos sin información o No sabe.Fuente : Enjoven-92.El registro de un nivel educativo más elevado en el Distrito Nacional era de esperarse, entre otras razones, porlas siguientes:1.- En Santo Domingo se concentran el mayor número de universidades y de centro de enseñanza de nivelsecundario.2.- El carácter selectivo de las migraciones internas en República Dominicana: "Los migrantes han sidodescritos fundamentalmente como adultos jóvenes, con una estructura de edad más envejecida que losnativos, con un mayor nivel educativo relativo -al menos en lo que se refiere a los migrantes a las zonasurbanas-..."233.- Y, por otro lado, en la capital dominicana existe ya una fuerte cultura urbana y "moderna".Al mismo tiempo el registro de mayores niveles y asistencia en el resto de las zonas urbanas era de esperarsedebido al mayor número de centros docentes secundarios y universitarios en las zonas urbanas en general quefrente a las rurales. De hecho no existe alguna universidad ubicada en las zonas rurales. En las zonas ruralesestán ubicadas el 61.1% de todos los centros docentes, lo que no parece congruente con el bajo porcentajede asistencia escolar de los jóvenes de 15 a 24 años en las zonas rurales. Pero, cuando se observa el nivelhasta el que imparten los centros docentes en la zona rural, se observa que casi todos sólo llegan al nivelprimario, es decir hasta el sexto u octavo año: dos tercios de las escuelas y colegios del nivel primario de todoel país están ubicados en el campo, pero sólo un cuarto de las escuelas secundarias y poco menos de lamitad de las escuelas para adultos. No existe ni una escuela normal, aquellas que educan para profesores, ysólo una escuela de educación especial. Este aspecto explicaría el bajo nivel educativo de los jóvenes de laszonas rurales. Los jóvenes rurales que desean continuar sus estudios o se trasladan a vivir en las zonasurbanas o se ven obligado a procurar transporte diario o caminar varios kilómetros para poder asistir a laescuela secundaria.CUADRO 1.4CENTROS DOCENTES SEGÚN NIVEL DE ENSEÑANZA Y ZONA GEOGRÁFICA, 1993. Nivel educativo Cifras Absolutas Cifras Relativas Total Urbana Rural Total Urbana Rural Pre-escolar 133 108 25 100.0 81.2 18.8 Primaria 6669 2235 4434 100.0 33.5 66.5 Secundaria 427 323 104 100.0 75.6 24.4 Adultos 841 438 403 100.0 52.1 47.9 Especial 48 47 1 100.0 97.9 2.123 Ariza Castillo, Marina et. al. (1991): "Población, Migraciones Internas y Desarrollo enla República Dominicana 1950-1981", IEPD-PROFAMILIA, Santo Domingo. p. 61. 12
  13. 13. Normal 5 5 0 100.0 100.0 0.0 Total 8123 3123 4967 100.0 38.4 61.6Fuente: Catálogo General de Centros Docentes, 1993. SEEBAC. SerieEstadísticas Educativas No. 32.6. La actividad económica de los jóvenes.Contrario al prejuicio existente sobre la juventud, los dominicanos tienden a incorporarse a algún tipo deactividad productiva desde muy temprana edad en el caso de los hombre y, en menor medida de las mujeres.Según la Enjoven 92, el promedio de edad de iniciación en el trabajo de la PEA juvenil es de 16.3 para lasmujeres, y de 12.8 para los hombres. Si se toma en cuenta que 42.0 de las entrevistadas y el 85.9 de losentrevistados están ya incorporados a la PEA, el promedio de iniciación laboral cobra aun mayor relevancia.Sobretodo si se comparan los datos de la Enjoven 92 con los recolectados por el Cuestionario de HogarAmpliado de la Endesa 91 para el total de la PEA dominicana. Los datos de la Enjoven, revelan que en le casode las jóvenes el porcentaje de los activos es 13 puntos menor y en el de los varones es 5 puntos mayor queel detectado en el Ampliado para todos los grupo de edad a nivel nacional.Este datos nos sugiere que un porcentaje apreciable de mujeres se incorpora a la actividad económicadespués de los 24 años, posiblemente luego de la ruptura de su unión o cuando los hijos pueden necesitanmenos del cuidado de la madre. Y, por otro lado, que la edad de la mayor incorporación de los varones a laPEA se encuentra entre los 15 a 24 años. Los datos sobre el desempleo parecerían dan un nuevo matiz a laimagen predominante de que al joven dominicano "no le gusta el trabajo"; se confirma, por otro lado que eldesempleo afecta más a la mujer que al hombre. El 29.2 de las incorporadas a la PEA declaró estardesocupada, en tanto que sólo el 10.5 de los hombres afirmó lo mismo al momento de la encuesta. Esimportante aclarar, sin embargo, que la pregunta que se utilizó en la Enjoven 92 para indagar la condición de"ocupados" de los jóvenes, se refería a si el joven realizaba algún trabajo o "chiripa". Por lo que las cifras sobreel desempleo no se refieren a la permanencia del empleo (si era un empleo ocasional), ni a la calidad deltrabajo. Por eso al analizar la categoría ocupacional, puede argumentarse que existe una cierta inestabilidadlaboral de los jóvenes, principalmente de los varones. Es de suponer que aquellos que declararon ser"Empleado, trabajador por sueldo o salario" tienen una mayor estabilidad y seguridad que los ubicado en otrascategorías. Empero un porcentaje más bajo de hombres (28.1%) que de mujeres (55.9%) laboraba comoempleado o empleada.Hay que anotar, empero, la importancia del "cuentapropismo" entre los jóvenes de 15 a 24 años yparticularmente en el sexo femenino, el 21% de ella frente al 18.1 de los del sexo masculino. En el caso de losmás jóvenes (de 15 a 19 años) las cifras sobre el "cuentapropismo" parecen sugerir que los jóvenes utilizan elsector informal como puerta de entrada al mundo laboral, ante la demanda limitada de mano de obra en elsector formal de la economía, los bajos salarios y las necesidades perentorias insatisfechas de las familias debajos ingresos. El 16.6% de las mujeres y el 13.5 de los hombres de 15 a 19 años, realizan algún trabajo"cuenta propia". Estos argumentos podrían ser avalado, además, por los porcentajes que laboran para unfamiliar con o sin remuneración (11.5% de mujeres y 19.7% de hombres de 15 a 19 años). La alta tasa deactividad de los jóvenes varones de 15 a 19 años, evidencia que estamos en presencia de un obstáculo aldesarrollo personal en todos los planos, tanto en el educativo como en el emocional, ya que son jóvenes entermino de la edad pero deben cumplir ciertas responsabilidades de adultos. Además de que el trabajo no serealiza como complemento de la preparación del hombre joven, sino que al parecer el joven abandona loscentros educativos, para dedicarse a la actividad productiva. La mujer por su parte parece abandonar losestudios para casarse o unirse (Cfr. acápite 2.1)2.7. Migración 13
  14. 14. En términos migratorios la República Dominicana es casi única en el contexto del Caribe: se constata laexistencia de importantes flujos migratorios rural-urbano, pero también urbano-rural, rural-rural y urbano-urbano. 24 En el caso de las migraciones internacionales es lugar de destino de los migrantes haitiano y almismo tiempo es origen de un gran flujo migratorio hacia el territorio continental de los Estados Unidos yPuerto Rico; y en los últimos años hacia Europa, sobre todo España y los países bajos. Voluntaria oinvoluntariamente los jóvenes y los niños son protagonistas de los procesos migratorios dominicanos.2.7.1. Los jóvenes y las migraciones internasSegún los resultados del Cuestionario de Hogar Ampliado de la Encuesta Demográfica y de Salud de 1991(Endesa-91), el 39.4% de los migrantes internos se traslado de una localidad a otra antes de los 10 años,14.7% lo hizo entre los 10 y 14 años, mientras que el 29.1% tenía entre 15 y 24 años, el 6.5% era mayor de24 y menor de 30. Los que tenían 30 o más años son el 10.2% de todos los migrantes acumulados.25 Lascifras no necesitan motivar el peso de la juventud en las migraciones internas en la Dominicana. Sí debeobservarse un hecho, más de la mitad de los migrantes son menores de 15 años, que muy probablemente noparticiparon en la decisión de migrar. Estos niños y adolescentes fueron sacados del ámbito en el queiniciaron a socializarse, en el que despertaron al mundo y trasplantados a un nuevo ambiente.Entre los migrantes recientes el peso de la juventud se ha reducido en términos relativos, ya que sólo el 24.3%de los que se movieron de una localidad a otra en los últimos 5 años tenía entre 15 y 24 años al momento desalir del lugar de destino, en comparación con el 29.1% de los migrantes acumulados. Aunque el grupo de losque tenía entre 25 a 29 años al momento de migrar constituye el 10.6% de los migrantes recientes y el 6.5%de los acumulados.26 La hipótesis de que la mayoría de los jóvenes y niños que migran probablemente noparticipan en la decisión, se ve reforzada con la respuesta que ofrecieron los migrantes recientes a la preguntasobre las razones del traslado: el 40.2% del total de migrantes de todas las edades 27 dijo que su motivo fuereunirse con la familia. Por otro lado, se destaca que el 7.5% declaró haber migrado para estudiar.2.7.2. Los jóvenes y la emigración internacionalEn los últimos años, sobre todo a partir de mediados de la década de los ochenta se ha incrementado el flujode emigrantes dominicanos, especialmente a los estados unidos. La principal característica de esta olamigratoria es su naturaleza ilegal. Es difícil calcular exactamente el volumen de esta migración. Laaproximación más cercana y realizada en base a los datos más reciente es la que aquí se reseña. Segúnestimaciones en base a los datos de "El Cuestionario de Hogar Ampliado de la Endesa-91", viven o han vividofuera del país 448 mil personas y 265 mil hogares. Calculando que el tamaño promedio de los hogares es de4.1 personas, el total de dominicanos y dominicanas que han residido fuera del país es de 682 mil.2824 Tejada Holguín, Ramón (1992): Movilidad territorial: un desafío para las ciencias osociales. En "Población y Desarrollo", Revista de PROFAMILIA, N 2, Santo Domingo, 1992.pp. 83-89.25 Ramírez, Nelson (1993a): Las migraciones internas en República Dominicana. IEPD-PROFAMILIA, Serie monográfica no. 2. Santo Domingo. Cfr. Cuadro 2.10, pág 22.26 Ramírez, Nelson, 1993a. Cfr. cuadro 4.1, p. 36.27 Ramírez, Nelson, 1993a. Cfr. cuadro 4.6, p. 42. El autor no ofrece desagregada por edadla información sobre las razones para migrar.28 Ramírez, Nelson (1993b): La emigración Dominicana hacia el Exterior. IEPD-PROFAMILIA,serie monográfica no. 01, Santo Domingo. p. 38. 14
  15. 15. "El grueso de las personas que emigran son jóvenes: 40% sale del país con 20 a 29 años de edad, y otro 42%se reparte casi por igual entre los grupos de 10 a 19 y 30 a 39 años, sólo el 11% de los migrantes se trasladaa partir de los 40 años."29Los que migran no siempre son los más pobres, ni los menos preparados, ni los desempleados. "Del total depersonas que emigraron a partir de los 15 años de edad, el 54% desempeñaba alguna ocupación y oficioproductivo en la época del traslado" 30. El 21.3% era profesional, técnico, gerente, administrador o afines,mientras sólo el 10.2% de PEA dominicana tiene pertenece a esos grupos de ocupación. Debe destacarseque la imagen del joven que emigra prevaleciente en los medios de comunicación y la sociedad dominicana esel del "domicanyork" que vende y consume drogas. Se cree que los migrantes en su mayoría busca la formafácil de hacer dinero. Sin embargo se ha establecido que la mayoría de los migrantes dominicanos se sondueños o trabajan en bodegas o taxis.2.8. Bebidas alcohólicas, tabaco y drogas.Las campañas publicitarias que promueven las bebidas alcohólicas están destinadas esencialmente a losjóvenes, los spots presentan a jóvenes sanos, fuertes y hermosos que se divierten de los lindo en las playas,los ríos, o cualquier otro lugar de diversión consumiendo algún tipo de bebida alcohólicas. Al parecer estáscampañas han sido efectivas, dato preocupante, ya que la mayoría de los jóvenes declararon que tomabandebidas alcohólicas. Y más preocupante es observar que el 68.4% de las mujeres y 70.7 de los hombres de15 a 19 años dijo que ingería bebidas alcohólicas, aunque casi todos dijeron que "no todos los días". Este esun aspecto al que hay que prestarle la atención debida, ya que en nuestro país está prohibida la venta debebidas alcohólicas a los menores de 18 años, aunque es una disposición que no se cumple.Se evidenciaron algunas diferencias significativas según lugar de residencia, grupos de edad y sexo. Lasmujeres declararon en ingerir bebidas alcohólicas en menor proporción que los hombres. un porcentajes másalto de ellas dijo nunca haber bebido (23.2% frente a 16.2%). Hasta hace poco las campañas publicitaria quepromueven las distintas marcas de cigarrillo, estaban dirigidas esencialmente a los adultos. Sin embargorecientemente con la introducción de una nueva marca se han desatado varias campañas dirigidas a lajuventud. Sólo nos resta esperar que estas campañas no sean tan efectivas como las que promueven a losrones y cervezas. Más del 85% de las mujeres que "nunca ha fumado". Los varones han fumado o fuman(19.6%) en mayor proporción que las mujeres (14.6%). Sobre el consumo de narcóticos no se poseenestadísticas precisas. Las diferentes instituciones que trabajan en esta área sostienen que el consumo deestupefacientes se ha incrementado en los últimos años, aunque todavía estamos ubicados entre los paísesde baja proporción de consumidores. Estas instituciones dirigen su atención principalmente hacia los barriospopulares, que además de ser acusados de albergar a las pandillas que se dedican a la venta y consumo dedrogas, son permanente focos de protesta por la situación socioeconómica del país. Los medios decomunicación constantemente traen noticias sobre las guerras de pandillas, en barrios como Gualey, luchasque son catalogadas como lucha por el control de territorio para la venta de estupefacientes.La Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD), y la Drugs Enforcement Administration (DEA) hanestablecido que el país es usado más que como lugar de destino, como puente para el contrabando de drogashacia los Estados Unidos. En recientes declaraciones Thomas Constantini, administrador de la DEA sostuvoque "la República Dominicana y otros países del Caribe son usados como puentes para llevar narcóticos aEstados Unidos"31. Añadió un nuevo ingrediente que afecta la imagen de los dominicanos en los Estados29 Ramírez, Nelson, 1993b. p. 39.30 Ramírez, Nelson, 1993b. p. 25.31 Periódico "Hoy", martes 25 de abril de 1996. Primera página. 15
  16. 16. Unidos, y particularmente la de los jóvenes, ya que estos últimos son los que son vistos como los que sededican a la venta de drogas en New York, principalmente: "muchos dominicanos han reunido grandesfortunas, se han convertido en poderosos narcotraficantes en Estados Unidos, lo que implica un grave peligropara la República Dominicana porque al regresar al país continúan sus conexiones con las mafiascolombianas, podrían seguir sus acciones y amenazar el orden público".2.8. Los jóvenes, la política y la participación.Hablar de la crisis de las instituciones dominicanas, de la necesidad de redefinir el sistema político, dereorientar los discursos de los partidos y sus representantes, es llover sobre mojado. La juventud dominicanaha sido excluida del sistema político, perdonando la metáfora topográfica, condenada a vivir en los intersticios,en los márgenes. Su presencia en los discursos se limita a los momentos de las campañas, al discurso sobrela aparición, cual fantasma, de un joven liderazgo, a elaborar coloridas y musicales cuñas televisivas yradiales. Pero, qué piensan los jóvenes, no los políticos de menor edad, los dominicanos jóvenes. Parece queven todo esto como un espectáculo, como un colorido carnaval divertido, pero, en el fondo, trágico. Susopiniones sobre la mayoría de los políticos dominicanos son demoledoras y no pueden ser despachada con lasimplona frase de "son cosas de muchachos".La credibilidad y representatividad de estos ha sido seriamente cuestionada por la juventud:Quiénes les creen?: Sólo el 8.2% de los varones y 9.2% de las mujeres opina que la mayoría de los políticosdominicanos defienden los intereses nacionales.A Quiénes representan?: 9 de cada 10 piensan que sólo defienden sus intereses personales o los de sugrupo.Esta falta de credibilidad en los políticos dominicanos, que tienen los jóvenes ¿flota en el aire? ¿Tiene surazón de ser en el desinterés de los jóvenes en la política? O ¿a la inversa, es esta visión del político quemotiva el desinterés de los jóvenes? Más de la mitad de la juventud dominicana cree que es responsabilidad delos jóvenes el participar en política y sin embargo alrededor del 90% de los varones y hembras dijo que teníapoco o ningún interés en la política. La despolitización actual de la juventud constata con su protagonismopolítico de las décadas pasadas. ¿Cuáles factores han contribuido en ese cambio de actitud frente a lapolítica? El desencanto de los grandes proyectos sociales, la archifamosa "caída" del muro de Berlín, loscambios en los países del este, los fracasos de los movimientos más radicales de América Latina y la falta deadecuación política de los principales movimientos. Es evidente que estos aspectos influyen, además, en laparticipación en organizaciones de los jóvenes. Si bien, no existen datos sobre los niveles de participación enasociaciones y grupos de los jóvenes de las décadas anteriores. Sin embargo, de mediados de los 60 a finalesde los 70, los j venes poseían una mayor tendencia a la pertenencia a clubes y asociaciones que en la óactualidad. Pero, la participación "social" de la juventud tenía motivaciones de orden político. "Nunca antes sehabía registrado en la historia dominicana un ascenso de masas estudiantiles tan extendido y prolongadocomo el de esos años. Una consulta de los diarios de la época, especialmente de los vespertinos, muestraque la acción masiva de la juventud estudiantil era la noticia más frecuente y de los más grandes titulares"32La participación juvenil se resumía en una oposición radical al gobierno del Doctor Joaquín Balaguer. Quiengobernó el país desde 1966 hasta 1978: "Hablar de la juventud organizada en el movimiento clubístico enaquellos momentos era lo mismo que hablar de la juventud opositora al régimen de Balaguer" 33. La relación32 De León, Enrique (1986): El movimiento estudiantil dominicano: consideraciones críticassobre su pasado, presente y futuro. Contenido en "Juventud: Situación y Perspectivas en laRepública Dominicana". Unicef-Intec. Santo Domingo. p. 110.33 Villamán, Marcos, et. al. (1986): Formas y alcances de la organización juvenil en laRepública Dominicana. En "Juventud: Situación y Perspectiva..." ob. cit. p. 81. 16
  17. 17. entre las organizaciones juveniles y partidos político determinó el sesgo oposicionista de la juventud y la queengendra la semilla de la destrucción de estas organizaciones. En efecto, con el cambio de gobierno de 1978,fecha en que ganó el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), se le diluye la principal bandera de lucha delas organizaciones juveniles: la salida del doctor Joaquín Balaguer del poder. Por otro lado el PRD era una dela agrupaciones que más influencia tenía en los clubes culturales y otras organizaciones juveniles. Estepartido, este partido una vez en el poder, realizó importantes esfuerzos para incorporar en su gobierno a loslíderes principales de estas organizaciones. De este modo los clubes y asociaciones se fueron despolitizandoy puesto que el principal factor que unificaba a los jóvenes en esas agrupaciones era la política, fuerondesapareciendo o reduciendo su área de influencia. Tal fue el papel juzgado por la Oficina de Desarrollo de laComunidad y la Secretaría de Estado de Deportes, Educación Física t Recreación (SEDEFIR). A este procesosólo sobrevivieron aquellos clubes de gran tradición organizativa y que además realizaban otras actividades,especialmente deportivas.El caso de las Asociaciones de estudiantes universitarios y secundarios, las primeras funcionaban en laUniversidad Autónoma de Santo Domingo y las segundas en las escuelas públicas, el proceso fue diferente.Esta organizaciones en su mayoría estaban orientadas por los partidos de las izquierdas dominicanas.Partidos que en su no supieron adecuarse al cambio que supuso el triunfo del PRD de 1978. De 1966 a 1978la política de estas agrupaciones se dirigió a combatir el gobierno balaguerista, al cual, no sin razón, acusabande autoritario y absolutista. Con la llegada del PRD al gobiernos hubo una real apertura democrática queimponía nuevas formas y nuevos estilos de intervención políticas. Así, "la crisis que experimenta el movimientoestudiantil es, en gran parte, causada por la incapacidad de las direcciones de las organizacionesestudiantiles de adaptarse a la nueva situación y a las nuevas modalidades que se han abierto para laparticipación política de la juventud" 34En la actualidad, se han realizado intentos importante por renovar a los clubes y las asociaciones juveniles,sobretodo en relación con la lucha contra el tráfico y consumo de narcóticos. Es todavía temprano para evaluarestas experiencias. De todas formas existen importantes indicios, como hemos tratados de reseñar másarriba, de que los niveles organizativos actuales de la juventud, son mucho menores que los de las décadasanteriores. Según los datos de la Enjoven 92, el nivel de pertenencia a asociaciones, clubes u otro tipo deagrupaciones de los jóvenes es relativamente bajo. Sólo el 16.7% de las mujeres y el 28.6% de los varonesdeclaró que participa en algún tipo de asociación, agrupación o club. Las mujeres participan más en lasagrupaciones de carácter religiosas, en las culturales, la social y deportivas. Los varones participan más en lasagrupaciones de deportivas, deportivas y culturales y religiosas. Lamentablemente no se indagó sobre lanaturaleza de las agrupaciones religiosa, si son de la iglesia católica o protestantes y que tipo de actividadrealizan estos grupos. Sin embargo si se toma en cuenta que, según la Enjoven, el 47.4% y el 33.9% de lasjóvenes y los jóvenes declararon ser católicos y sólo el 3.4% y el 5.6% respectivamente, declararon serprotestantes o evangélicos, es claro que la gran mayoría de los jóvenes que dicen participar en una agrupaciónreligiosa son católicos.Las distintas religiones poseen una política dirigida a atraer a la juventud a la religión. De todas la más exitosaen términos de opinión pública y difusión de sus actividad ha sido la iglesia católica. Agrupaciones como laPastoral Juvenil, realizan una serie de actividades de promoción de la religión entre los jóvenes, esta es laagrupación que mayor presencia y fuerza tiene entre los jóvenes. Esta institución es consecuente con losplanteamientos de la Iglesia Católica y se opone rabiosamente a la anticoncepción, al aborto e inclusive a laeducación sexual laica para los jóvenes. Su actividades son esencialmente de promoción y educaciónreligiosa. Aunque también brinda asistencia a jóvenes de escaso recursos.2.10. Estilos de vida y cultura juvenil34 De León, Enrique, 1986. p. 109. 17
  18. 18. Es válido hablar de una cultura o sub-cultura de la juventud, en tanto los jóvenes poseen una forma de ver elmundo diferente al adulto, en tanto existen códigos de comunicación y un lenguaje propio de la juventud. Sinembargo, debe aclararse que no existe la juventud como ente homogéneo, no es lo mismos la juventud ruralque la urbana, ni la de clase media que la popular o marginal, aunque se pueda hablar de ciertos elementosque unifica a la juventud sin importar sus distintos estratos. En nuestro país no se han realizadoinvestigaciones importante sobre los estilos de vida y la cultura de la juventud dominicana. Si es notoria en lamúsica, la forma de vestir y hablar de la mayoría de los jóvenes de las zonas urbana la influencia de la culturanorteamericana. Sobre todo que para un sector importante de la juventud, aunque no es el mayoritario, laemigración a los Estados Unidos, específicamente a New York, es uno de sus objetivos principales. En esteaspecto influyen la proliferación de compañías de telecable, que están ubicadas en las más importantesciudades (Santo Domingo, capital del país en el sureste, Santiago y Bonao en el Norte, San Francisco en elNordeste, La Romana en el Este) etc. Además de la gran cantidad de antenas parabólicas. Además delllamado efecto demostración, recuérdese que ya se ha dicho que 682 mil dominicanos viven o han vivido fuerael país, principalmente en New York.Un aspecto a destacar es el intento de rescate de las raíces africanas, que realizan algunas instituciones nogubernamentales, intento que en su momento dejó importante frutos, aunque en los últimos años ha idomermando el interés de los jóvenes en el Folkclore dominicano. Este rescate dio frutos especialmente en lomusical, con jóvenes que fusionaron la música autóctona con el jazz y el Pop norteamericano. De hecho esees el éxito de músicos como Juan Luis Guerra y 4-40, muy popular en los sectores urbanos y de clase media.Si la música que escuchan nuestros jóvenes, las películas y los programas televisivos que ven nos dan la pistapara analizar su visión del mundo y su cultura, es notorio que cada vez más la juventud se hace parte de unacultura "universal" fuertemente influenciada por el "American Way of Life". Aspecto que ha sido confirmado porle éxito de las grandes cadenas de "Fast Food" como Burger King, Wendys, Pizza Hut, Dominos Pizza,Baskin Robins y otros. Este último aspecto necesitaría ser estudiado con detenimiento. Sobre todo tomandoen cuenta que en los setenta se intentaron introducir algunas de estas cadenas, pero finalizaron en fracaso.Probablemente debido a que el recuerdo de la segunda intervención directa de las tropas estadounidenses(abril de 1965) en territorio dominicano estaba todavía muy fresca, y en gran parte de la juventud existía unclaro sentimiento de rechazo a los estadounidense. Situación que se ha visto modificada en los últimos años.SEGUNDA PARTE: POLÍTICAS DE JUVENTUD351. INTRODUCCIÓN: AUSENCIA DE POLÍTICA EN FAVOR DE LA JUVENTUD Y RESEÑA DE LOSDOCUMENTOS MÁS IMPORTANTE DEL GOBIERNO RELACIONADO CON LA JUVENTUDEl perfil de joven dominicano desarrollado en la primera parte de este trabajo, sugiere los principales aspectosque una política de juventud debe contener. En efecto, en la República Dominicana la juventud confronta lossiguiente problemas: los relacionados con la salud reproductiva (embarazo adolescentes, atención al parto,anticonceptivos, etc.), el matrimonio a temprana edad, acceso a la educación, calidad de la educación, el35 Para la redacción de esta segunda parte se realizaron entrevistas con representantes dediversas instituciones gubernamentales, entre ellos, de la Oficina de Desarrollo de laComunidad, de SEDEFIR, del Consejo Nacional de Prevención de Drogas y SESPA. La mayoríadijo desconocer la existencia de la DGPJ, los que conocían la existencia de dichainstitución declararon no tener noticias sobre las labores que realiza. Ninguno, pudoresponder las preguntas sobre las asignaciones monmonetariass de sus programas, ni loscostos que conllevaría la materialización de una política integrar de adolescentes. Algunosplantearon que su institución se encontraba en una etapa de inercia, tal es el caso de laSEDEFIR, que sólo se dedica a regalar uniformes deportivos y promover mínimanente eldeporte en algunos sectores, más desde un punto de vista propagandístico que sustantivo. 18
  19. 19. empleo juvenil, consumo de alcohol, tabaco y drogas, las migraciones internas e internacionales, laparticipación social de los jóvenes, y otros. Sin embargo, los jóvenes no han sido foco de atención de laspolíticas estatales. Si bien se han tomado iniciativas importantes estas han carecido de continuidad y han sidode corta duración. Muchas de los intentos realizados por un gobierno, han sido olvidados por el gobierno que leha sucedido. Los documentos reseñados a continuación nos ofrecen una idea sobre la discontinuidad en lasacciones gubernamentales.En el 1979 se llevo a cabo el proyecto "Promoción de la participación de la juventud en actividades dedesarrollo económico y social" (proyecto regional RLA/79/077) con auspicio del PNUD. Los paísesinvolucrados eran Bolivia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, México y RepúblicaDominicana. Entre las actividades e insumo de este proyecto se encuentra: "Elaboración de una política dejuventud integrada a los planes de desarrollo". El organismo ejecutor sería la presidencia de la República através de la Oficina de Desarrollo a la Comunidad (ODC). El tiempo de duración del proyecto fue de 1980 a1982. En el 1982 el director de la ODC y un funcionario de la secretaría de relaciones exteriores participaronen la "Reunión intergubernamental de consulta para la creación de un Centro Latinoamericano y del Caribe dela Juventud, en la misma los representantes dominicanos plantearon que en la primera prioridad del país era"el mejoramiento institucional y organizacional" de la ODC, y la segunda era la "priorización de políticas dejuventud".En el 1985, "El Gobierno de Concentración Nacional", formó el Comité Dominicano para el Año Internacionalde la Juventud". Este organismo elaboró el "Plan de Acción 1985". En la primera página de este documento sedice que el "Plan de Acción" es el primer esfuerzo de planificar una acción integrada desde el sectorgubernamental en favor de la juventud. En este documento no se hace referencia a la existencia deantecedentes en el trabajo gubernamental en favor de la juventud, ni se menciona la labor de la ODC en estesentido, a pesar de los trabajos que había realizado esta institución. El comité Dominicano para el AñoInternacional de la Juventud y su "Plan de Acción de 1985", constituyen el antecedente directo de "Promociónde la Juventud", que en el 1992 pasaría a llamarse Dirección General de Promoción de la Juventud (DGPJ).Uno de los argumentos esgrimidos para justificar la necesidad de crear una institución como la DGPJ, fue laconstatación de que "nuestro organismos responsables de la formulación de políticas no consideran en laelaboración de los planes de desarrollo a la población joven" (p. 4).Más recientemente, en el 1993, se elaboró el documento "República Dominicana: informe nacional sobrepoblación", este documento fue elaborado a propósito de la Conferencia Internacional sobre la Población y elDesarrollo, celebrada en El Cairo en 1994. En este documento se establece que en el país "no ha existidonunca una política de población explícita". En el contexto de esta ausencia de política de población seestablece "la población joven y adolescente, aunque han sido los más afectados por la fuerte crisis económicay social que desde principios de los 80s viene afectando la sociedad dominicana en el país no existe unprograma único dirigido a mejorar las condiciones de vida de este subgrupo de la población sino que existenalgunas instituciones que realizan acciones muy puntuales".36Entre las "cuestiones que están surgiendo y los temas prioritarios se destaca "la gravedad de las carencias ynecesidades insatisfechas que se manifiestan en las áreas de empleo, ingresos, vivienda, educación, salud,alimentación y nutrición, seguridad social y otras"37, situación que efectivamente impacta con mayor gravedady rigor entre la juventud. Los autores del documento sostienen que la situación tenderá a agravarse en lospróximos años ya que los programas de desarrollo son inadecuados o ineficientes y la población dominicana36 Secretariado Técnico de la Presidencia (STP)-Oficina Nacional de Planificación (ONAPLAN)(1993): República Dominicana: informe nacional sobre población. Santo Domingo. p. 22.37 STP-ONAPLAN, 1993. p. 30. 19
  20. 20. tiende a incrementarse, especialmente en las edades centrales y avanzadas. Frente a la situación descrita sepropone un "Plan Nacional de Acción para el Futuro". En materia de juventud, se plantea:1. Desarrollar acciones tendientes a incrementar las opciones educativas, laborales, de salud y recreación.2. Ampliar las experiencias educativas desarrolladas por las ONGs en coordinación con el sector educativogubernamental en las áreas de educación no sexista, educación sexual, ocupaciones técnicas notradicionales y otras.3. Trabajar en el desarrollo de acciones que permitan a los y las adolescentes el ejercicio de su sexualidad sinriesgo de embarazos no deseados, enfermedades de transmisión sexual y SIDA.38En resumen: no existen, ni han existido políticas estables de juventud en la República Dominicana, aunque síse han desarrollado iniciativas importantes, pero limitadas, como ha sido el caso de la formación de la DGPJ,las actividades con jóvenes de la ODC, y las tradicionales acciones de la SEEBAC, SEDEFIR y la SESPA.Esta institución debido a la ausencia de un apoyo más decidido de parte de los distintos sectores y a ladesidia de algunos de los funcionarios que ha tenido no ha logrado cumplir con sus objetivos.2. LEGISLACIÓNLa legislación existente contiene regulaciones sobre los menores y los adolescentes, definiendo estos últimoscomo los que tienen entre 13 y 18 años. Sin embargo, sobre la juventud como totalidad no se ha legislado enla nación. En esta materia, la ley 14-94, "Código para la protección de niños, niñas y adolescentes",promulgada el 22 de abril de 1994, es el texto legal más importante. Otro de los dispositivos legales queinvolucra a la adolescencia son los artículos del 244 al 254 del Código de Trabajo de la República Dominicanasobre el trabajo de los menores.El Código del Menor, que apenas acaba de cumplir un año, ha enfrentado la oposición de diversos y poderosossectores nacionales, entre ellos la iglesia católico, por lo que su aplicación no se ha logrado en su totalidad.Debe destacarse que constituye un importante paso de avance en la consideración de los menores yadolescente como de los grupos más "vulnerable" de la sociedad. En los Principios Generales, parte IV, seestablece que se debe "Considerar a los niños, niñas y adolescentes como objetivo prioritarios en laformulación y ejecución de las políticas sociales efectivas" y, además, se recomienda que "sean destinadosde manera preferencial los recursos públicos a los planes y programas relacionados con la infancia y lajuventud".El espíritu del Código del Menor está imbuido de las diversas convenciones de las Naciones Unidas sobre lainfancia y la "Declaración Universal de los Derechos del niño" de la cual el país es signatario; y ofrecerespuestas a la situación del menor y su familia. Baste observar la situación del Artículo 19, uno de los máscriticados, bajo el argumento que contribuye a la destrucción de la familia dominicana. En el perfil del Jovendominicano se estableció que el tipo de unión predominante entre los jóvenes de nuestro país es la unión libreo consensual; empero, antes de la promulgación del Código del menor sólo era reconocida como familia aaquella basada en el matrimonio legal o religioso. En el Artículo 19, del nuevo código se establece que: "Seentiende por familia, además de la basada en el matrimonio, la comunidad formada por un padre y una madre,o por uno de ellos y sus descendientes nacidos de una unión consensual o de hecho". Los beneficios para lasniñas, niños y adolescentes del Código del Menor, son innegables en las áreas de atención en salud,educación, de los menores en circunstancias especialmente difíciles (MCED), de los infractores y como debela justicia tratarlos, de los menores discapacitados, etc. Sin embargo, su vigencia plena es todavía limitada.En realidad los estudiosos de los fenómenos jurídicos y legislativos destacan que en nuestra nación elproblema no es la legislación y las leyes vigentes, sino la falta de institucionalidad y la crisis del sistema38 STP-ONAPLAN, 1993. p. 45. 20
  21. 21. judicial dominicano. 39 A pesar de que hace un año de la promulgación del Código del Menor, todavía su plenavigencia está siendo cuestionada.Por otro lado, en el Código de Trabajo de la República Dominicana se regula el trabajo de los menores, en elArtículo 244, se establece: "Los menores de edad disfrutan de los mismos derechos y tienen los mismosdeberes que los mayores, en lo que concierne a las leyes de trabajo, sin más excepciones que lasestablecidas en el presente Código". Sin embargo, en la Secretaría de Trabajo, no se encontró ningúndepartamento y/o unidad que se dedique a dar seguimiento específico a la situación laboral de los menores ylos jóvenes. Una investigación realizada sobre la actividad laboral de los menores dan cuenta que en lastiendas de venta de ropas y electrodomésticos, y otras del comercio al por menor, así como en las actividadesinformales, las disposiciones sobre el trabajo del menor no se respetan40. Sin embargo, haciendo abstracciónde la desconexión existente entre "los hechos" y "las palabras", se puede afirmar que el Código del Menor, esen la actualidad la única pieza legislativa de importancia que regula la situación de una parte de la juventuddominicana: los adolescentes.3. POLÍTICAS SOCIALESSi la política sociales del Estado Dominicano, puede ser evaluada a través del gasto público social en lossectores prioritarios, y en la forma que este gasto beneficia a los sectores más vulnerables y necesitados,podría concluirse que no existe una efectiva y coherente política social. Los investigadores coinciden en que elnuestro es uno de los países de la región en el que el gasto público social "en las áreas queinternacionalmente se reconocen como prioritarias para el desarrollo humano" 41, es tradicionalmente muy bajo.Según los cálculos de Ceara y Croes, la porción del gasto público que se dirige hacia "las áreas y los grupossociales más vulnerables" a duras penas llega al 0.8% del PBI, mientras que el promedio internacional es de3.8%.La baja inversión en los gastos sociales no es un hecho puntual y coyuntural, motivado en la crisis económicade los ochenta, o provocado por la orientación del gobernante de turno; por el contrario, constituye una actitudtradicional de los diferentes gobiernos que se han sucedido en los últimos años 42. En los últimos años se hanrealizados importante intentos de reforma sectorial, en ese contexto se mueve la reforma a la educación através del denominado "Plan decenal" de educación, y la creación del Fondo pro-comunidad. Sin embargo, "elabandono tradicional del Estado dominicano a sus responsabilidades sociales unido al deterioro que seacentuó desde mediados de los años ochenta, obligará al país a realizar un esfuerzo muy especial en materiasocial para colocarse siquiera a los niveles medios prevalecientes en América Latina" 43.Los diferentes intentos de reformas deben incluir, necesariamente, una modificación sustancial de la políticagubernamental frente al gasto público social. Sin embargo, a mediados de los 80 y principios de los 90, tiendea reducirse la inversión en este renglón. Reducción que se relaciona directamente con el "nuevo" modeloeconómico y con la situación encontrada por el actual gobernante cuando asumió nueva vez la presidencia de39 Brea, Ramonina; Duarte, Isis; Tejada Holguín, Ramón y Báez, Clara, 1995.40 Silié, Rubén, 1994.41 Ceara Hatton, Miguel y Croes Hernández, Edwin, 1993. p. 7. Ver, además, entreotros, Santana, I y Rathe, M., 1992.42 Ver Ceara y Croes, 1993, y Santana y Rathe 1993.43 Santana y Rathe 1993. p. 9 21
  22. 22. la República en 198644. En efecto, en los años 1979-82, durante el primer gobierno del PRD, el gasto públicose caracterizó por su expansividad, promediando el 15.6% del PIB, el más alto de la década de los ochenta.Sin embargo, el aumento del gasto público chocó con una estructura de ingresos públicos inelástica y basadaen la sustitución de importaciones, por lo que el gasto público devino rápidamente en deuda externa e interna,entre otras porque no se realizó una reforma tributaria, acorde con la política fiscal que se implementaba.Durante los años 1983-1986, límites temporales del segundo gobierno del PRD, se lleva a cabo una políticaeconómica que ha sido definido como un híbrido de la política de austeridad impulsada el Doctor Balaguer de1966 a 1970 y la estrategia de liberalización de los precios, iniciada durante el gobierno de Antonio Guzmán(1978-1982)45. El objetivo principal de esta política de austeridad era honrar los compromisos de la deudaexterna, enfrentar el deterioro de las exportaciones y reducir el déficit de la balanza de pagos. A pesar de ladiferencias establecidas, el énfasis relativo en los gastos en servicios sociales, principalmente en educación ysalud, no fue modificado substancialmente, comparado con el período anterior. Sin embargo en lo que serefiere a la magnitud de los gastos sociales hubo diferencias importantes. Durante el segundo gobierno delPRD, estos gastos cayeron a 4.9% del PBI, "el nivel más bajo de la década" 46. Según los autores se evidenciaun retroceso con respecto a los "avances redistributivos" logrados durante la época de Guzmán. La educación,primera prioridad durante el gobierno de Guzmán llegó al 2.2% del PBI y el 14.3% del gasto total, la salud,segunda prioridad llegó a 1.1% del PBI y el 7.3% del gasto público total. Como se ha visto en los dos períodosanteriores el gasto público ha pasado de una fase expansiva a una constrictiva. Durante los años 1987-1990,retorna a otra fase de expansión, pero esta vez el énfasis del gasto ya no es colocado en la educación y lasalud, sino en vivienda y agua potable.Se asumen que este cambio no es producto de una intención de privilegiar los gastos sociales, en sentidogeneral, más bien respondería a objetivos de tipo macroeconómicos de más amplitud. En realidad se buscaexpandir al máximo los gastos en construcciones para estimular la estancada economía dominicana. Duranteel 1982-1986, primer gobierno del PRD, los gobernantes entienden que la política económica buscaba resolverla incapacidad de pagos; durante el 1986-1990, cuarto gobierno del Doctor balaguer, luego de la caída de ladictadura, entienden que deben enfrentar el desempleo y la paralización del aparato productivo. De estamanera el enorme programa de construcciones pretende ser la forma de enfrentar la crisis tal y como ha sidoentendida por el gobierno de turno. 47 En este contexto es que debe verse el cambio en el énfasis del gastopúblico, privilegiándose vivienda y aguas potables; y, además, que se cambie el énfasis en el gasto corrientepor el énfasis en los gastos de capital, esencialmente en las construcciones. Durante 1987-1990 el gasto realper cápita en educación es casi un 40% del de 1980 y es 27% menor que en 1983-1986, el gasto per cápita enera un 7.5% menor a 1980, pero 12% mayor a 1983-1986. Sin embargo el gasto en vivienda es más de 6 vecessuperior a 1980 y en agua y alcantarillado fue 48% más elevado."En Resumen, del análisis del comportamiento del gasto público social en la década de los ochenta se puedeconcluir con la existencia de dos episodios de expansión (79-82 y 87-89), ambos seguidos de sendosprogramas de estabilización (84-85 y 90-91)."4844 Cfr. Lozano, Wilfredo, 1994.45 Lozano, Wilfredo (1989): "Trabajadores, Poder y Populismo". Cepae-Flacso, Santo. Domingo.Mimeo.46 Ceara y Croes, 1993. p. 5447 Santana y Rathe 1992. Y Ceara y Croes, 1993.48 Ceara y Croes, 1993. p. 49. 22
  23. 23. Las distintas políticas económicas estatales de los ochenta y la dinámica de la economía dominicana hatraído serías consecuencias para la sociedad dominicana. Para Ceara y Croes estas consecuencias son lassiguientes:1. El déficit de los servicios sociales públicos tiende a crecer sin que pueda ser cubierto a cabalidad por laexpansión de la oferta privada "a precios competitivos". Tal como lo indican la caída de la tasa dematriculación en la educación primaria, las ciudades llenas de basuras, el aumento de la desnutrición infantil,aunque la mortalidad entre los niños y las embarazadas ha disminuido.2. Se contacta que al mismo tiempo se han debilitado la dirección y coordinación sectorial del gobierno, laoferta directa de servicios públicos y los subsidios al sector privado, todo al mismo tiempo.3. La falta de mantenimiento ha provocado que se produzcan grandes pérdidas y una acelerada depreciacióndel capital físico en el área social (escuelas, hospitales) y al mismo tiempo el capital humano y el organizativoemigra hacia sectores de baja rentabilidad de los recursos (Taxista, comercio minorista, emigración). Y comohemos establecido más arriba no son los menos calificados los que emigran.4. La estrategia de liberalización competitiva exportadora requiere de cierto capital humano y organizativo noacumulado por el país, sin embargo, existe una "costosa y profunda incongruencia" entre el acelerado énfasisen tal estrategia y la velocidad con que se acumula dicho capital humano y organizativo. La solución aplicadaha sido erosionar la competitividad de las exportaciones tradicionales y concentrarse en las actividades deexportación "de bajo valor agregado y poco contenido tecnológico" 49.4. EL GASTO DEL GOBIERNO EN JUVENTUDLa Oficina Nacional de presupuesto sólo tiene publicada los presupuestos ejecutados para los años de 1990 a1993, el del 1994 se encuentra en preparación. Tomando en cuenta la información disponible hemoselaborados los cuadros 2.1, 2.2. 2.3 y 2.4, en el que se consignan los montos gastados en áreas relacionadascon la juventud. Para hacer más visible las cifras, hemos elaborados los cuadros a precios constante de 1993.Ya que a lo largo de este trabajo se ha hablado de la situación de los servicios sociales en el país en esteacápite nos limitaremos a desglosar el presupuesto de diversas carteras en función de sus aportes a lajuventud.Luego de rastrear la ejecución presupuestal según las entidades ejecutoras y el concepto del gasto, seestableció que el gasto en juventud se hacía a través de: 1) La Secretaría de Estado de Educación BellasArtes y Cultos, 2) La Secretaría de Estado de Salud Pública, 3) La presidencia de la República a través de laDirección General de Promoción de la Juventud, 50 4) Las Fuerzas Armadas, 5) La Secretaría de Deportes,Educación Física y Recreación, y 6) los aportes de gobierno Central a la Universidad Autónoma de SantoDomingo (UASD). En la SEEBAC, la inversión en juventud se realiza a través de la Educación Media, elfinanciamiento a otras instituciones (la mayoría de las cuales son las universidades privadas) y en el fomento aCultura y Bellas Artes. Los montos aplicados por estos conceptos se han mantenido prácticamente estáticosen los primeros años de los 90, como pueden observarse en el cuadro 2.1. Sin embargo como porcentaje delpresupuesto nacional se observa una clara tendencia a bajar: como porcentaje del presupuesto global pasó de1.59% en 1990 a 1.14% en 1992.La SEEBAC administra el mayor porcentaje de pesos dedicado a la juventud, aunque su participacióndisminuyó en los años 1991 y 1993 (Cuadro 2.3). Si a este concepto se le agrega lo invertido por el gobierno49 Ceara y Croes, 1993. pp. 48-4950 Aunque se determinó que la ODC, institución dependiente directamente de la Presidencia dela República, realiza importantes labores, en favor de la juventud, no fue posiblelocalizar los montos asignados para estos programas. 23
  24. 24. en la educación universitaria, se tiene que la inversión en educación a inicio de los 90 oscila entre el 75% y el80%, del total invertido en jóvenes. En el caso de la Secretaría de Salud Pública y Asistencia Social(SESPA), sólo se identificaron dos actividades, "la de protección al menor" y la de "servicios al menor y alanciano". El gasto por este concepto es sumamente limitado y también tiende a reducirse como porcentaje delPresupuesto Nacional. Por otro lado, las Fuerzas Armadas, poseen un programa de escuela vocacionalesdirigidos a beneficiar a los jóvenes, tanto de la población civil como militar. Para este programa de destinó enlos años analizados menos del 5% de lo invertido. La efectividad de este programa, así como su cobertura asido imposible de evaluar debido a que concentramos nuestros esfuerzo en la localización de las autoridadesde la DGPJ, lamentablemente sin ningún éxito.La tercera partida más importante en el gasto de educación está destinada a la Secretaría de Estado deDeportes, Educación Física y Recreación. Sin embargo, las actividades de esta institución se limitan a laorganización de los juegos deportivos nacionales, al mantenimiento de las instalaciones deportivas existentes,a la promoción de clubes y asociaciones deportivas, además de obsequiar útiles y uniformes a los equipos dediferentes disciplina. No siempre los beneficiarios son los jóvenes. De todas las instituciones a través de lascuales se canalizan las inversiones en jóvenes, la Dirección General de Promoción de la Juventud, es la queestá supuesta a monitorear las actividades que se realizan en el país en favor de la juventud y a definir nuevasáreas de intervención. Sin embargo, es la que posee el porcentaje más bajo: menos del 1% en los 4 años paralos que logramos obtener informaciones. Es indudable que las limitaciones presupuestarias afectan lasactividades de esta institución, aunque se desconoce si poseen otras fuentes de financiamiento.CUADRO 2.1GASTOS DEL GOBIERNO EN BENEFICIO DE LA JUVENTUD SEGÚN ENTIDAD EJECUTORA, A PRECIOS DE 1993. ENMILES DE PESOS. REPÚBLICA DOMINICANA, 1990-1993.Entidad ejecutora 1990 1991 1992 1993SEEBAC 1916925.5 117239.3 199965.2 206431.2³ Educación Media* 141353.5 86492.3 154503.6 153890.0Financiamiento a 36346.7 21793.7 26741.8 31408.0otras institucionesFomento cultura y 13992.3 8953.2 18719.8 21133.0bellas artesSESPA 14087.8 10260.7 12677.6 19178.4Protección al menor 13973.3 10167.2 1257.3 19037.4Servicio al menor y 114.5 93.5 105.3 141.0al ancianoPresidencia 711.6 907.0 1448.3 1483.9DGPJ 711.6 907.0 1448.3 1483.9Fuerzas Armadas 13630.3 9924.0 13660.1 23423.3Escuelas 13630.3 9924.0 13660.1 23423.3vocacionalesSEDEFIR 58385.3 39803.4 52093.7 76400.3UASD 126209.3 112054.4 131288.7 161588.0Total en juventud 404716.7 290189.0 411133.6 488505.1Total general 12091463.4 11160271.3 17614947.1 20380430.7*Para los años 1990, 1991 y 1992, se consideraba que la educación media comprendía de los6 a 12 años de estudios, a partir del 1993 se inicia a partir de los 8 años de estudios. 24
  25. 25. SEEBAC:Secretaría de Estado de Educación. Bellas Artes y Cultos.SESPA:Secretaría de Estado de Salud Pública y Asistencia Social.DGPJ:Dirección General de Promoción de la Juventud.SEDEFIR:Secretaría de Estado de Deportes, Educación Física y Recreación.UASD:Universidad Autónoma de Santo Domingo.FUENTE: Elaborado por el autor en base a las informaciones de la Oficina Nacional de Presupuesto.CUADRO 2.1aGASTOS DEL GOBIERNO EN BENEFICIO DE LA JUVENTUD SEGÚN ENTIDAD EJECUTORA, A PRECIOS DE 1993. ENMILES DE DOLARES 51. REPÚBLICA DOMINICANA, 1990-1993.Entidad ejecutora 1990 1991 1992 1993SEEBAC 15335.4 93979.1 15997.2 16514.5³ Educación Media* 11308.3 6919.4 12360.3 12311.2Financiamiento a 2907.7 1743.5 2139.3 2512.6otras institucionesFomento cultura y 1119.4 716.3 1497.6 1690.6bellas artesSESPA 1127.0 749.2 1014.2 1534.3Protección al menor 1117.9 742.3 1005.8 1523.0Servicio al menor y 9.2 6.8 8.4 11.3al ancianoPresidencia 56.9 66.2 115.9 118.7DGPJ 56.9 66.2 115.9 118.7Fuerzas Armadas 1090.4 724.6 1092.8 1873.9Escuelas 1090.4 724.6 1092.8 1873.9vocacionalesSEDEFIR 4670.8 2906.2 4167.5 6112.0UASD 10096.7 8181.5 10503.1 12927.0Total en juventud 32377.3 22006.8 32890.7 39080.4Total general 967317.1 814851.6 1409195.8 1630434.5*Para los años 1990, 1991 y 1992, se consideraba que la educación media comprendía de los6 a 12 años de estudios, a partir del 1993 se inicia a partir de los 8 años de estudios.SEEBAC:Secretaría de Estado de Educación. Bellas Artes y Cultos.SESPA:Secretaría de Estado de Salud Pública y Asistencia Social.DGPJ:Dirección General de Promoción de la Juventud.SEDEFIR:Secretaría de Estado de Deportes, Educación Física y Recreación.UASD:Universidad Autónoma de Santo Domingo.FUENTE: Elaborado por el autor en base a las informaciones de la Oficina Nacional de Presupuesto.CUADRO 2.2GASTOS DEL GOBIERNO EN BENEFICIO DE LA JUVENTUD SEGÚN ENTIDAD EJECUTORA (PORCENTAJE DELPRESUPUESTO GLOBAL). REPÚBLICA DOMINICANA, 1990-1993.51 Se calculó a la tasa actual de RD$12.50, por cada dólar. 25
  26. 26. Entidad ejecutora 1990 1991 1992 1993SEEBAC 1.59 1.05 1.14 1.01³ Educación Media* 1.17 0.78 0.88 0.76Financiamiento a 0.30 0.20 0.15 0.15otras institucionesFomento cultura y 0.12 0.08 0.11 0.10bellas artesSESPA 0.12 0.09 0.07 ³ 0.09Protección al menor 0.12 0.09 0.07 0.09Servicio al menor y 0.00 0.00 0.00 0.00al ancianoPresidencia 0.01 0.01 0.01 0.01DGPJ 0.01 0.01 0.01 0.01Fuerzas Armadas 0.11 0.09 0.08 0.11Escuelas 0.11 0.09 0.08 0.11vocacionalesSEDEFIR 0.48 0.36 0.30 0.37UASD 1.04 1.00 0.75 0.79Total en juventud 3.35 2.60 2.33 2.40*Para los años 1990, 1991 y 1992, se consideraba que la educación mediacomprendía de los 6 a 12 años de estudios, a partir del 1993 se inicia apartir de los 8 años de estudios.FUENTE: Elaborado por el autor en base a las informaciones de la OficinaNacional de Presupuesto.4.1. Becas y viajes de estudiosLa mayoría de las instituciones estatales dedican una cifra, nada despreciable, cuando se le suma enconjunto, a "Becas y Viajes de Estudios". En el Manual de Clasificación Presupuestaria, se establece queestas partidas constituyen: "subvenciones a estudiantes y profesionales, pagadas directamente a losinteresados, o bien a la institución educativa que los acoge. Incluye los gastos por conceptos de viáticos,pasajes y fletes motivados por el otorgamiento de becas". Por este concepto, se gastaron en las diferentesinstituciones, a precios de 1993, 10.5 millones de pesos 1990, 7.6 millones en 1991, 13.6 en el 1992 y 17.9 enel 1993. Es decir más de 15 veces el presupuesto de la DGPJ. No se pudo establecer cuál es el mecanismoque utilizan estas instituciones para seleccionar los beneficiarios, ni si efectivamente son usados en la formaque establece el Manual de Clasificación Presupuestaria.5. ¿LA DGPJ O LA ODC?El objetivo último de este trabajo es la evaluación de las actividades de la Dirección General de Promoción dela Juventud (DGPJ) y de otras instituciones gubernamentales. Lamentablemente la situación particular por laque atraviesa nuestra nación no ha permitido tener un contacto directo con las autoridades de la DGPJ. Sinembargo se logró establecer contacto con la Oficina de Desarrollo de la Comunidad (ODC) que antes de laexistencia de DGPJ, ya poseía programas en favor de la juventud.5.1. La DGPJ 26

×