EAS     ESCRITOS DE FORMACIÓN           Número 13 – Septiembre de 2004      TEORÍA Y PRÁCTICA DE LA PEQUEÑA               ...
COMITÉ DE FORMACIÓNEl comité de Formación genera documentos periódicamente parabeneficio de los EAS y su formación. Los in...
TEORÍA Y PRÁCTICA DE LA PEQUEÑA COMUNIDAD                            Enrique Posada Restrepo                              ...
métodos de trabajo que facilitan la formación de pequeñas comunidades paracompartir amistad y vida. En la segunda parte, q...
grupo de amigos que desea vivir los valores de la amistad creciente y que estáilusionado con la idea de compartir vida de ...
una ayuda establecer claves nemotécnicas para recordar el orden, por ejemplo, quese base en los apellidos de las personas ...
•    El espacio social. Para compartir un sencillo refrigerio, para las noticias, para      los temas ligeros y divertidos...
de amor. Como seres capaces de hablar, de comportarnos en formas propias y    personales, de expresar lo que sentimos y pe...
consecuencias van a llegar y debemos ser conscientes de ellas. La pequeña    comunidad es un excelente laboratorio para la...
sano humor y de la risa, nos van ayudando a cambiar de velocidad para que     no nos enganchemos en la zona de conflicto y...
La vida actual conduce casi que irremediablemente a la soledad. Las parejas tienenpocos hijos, quizás tres como mucho, cas...
Nuestra propuesta para todos ustedes, es que se atrevan a formar una pequeñacomunidad y a construir la amistad para siempr...
•   Se hacen dinámicas de presentación con cierta frecuencia. Reconocemos que    todos    somos   seres     infinitos,   q...
•     Rotar las distintas funciones, para que no haya fatiga. 5.                          CELEBRACIONES EN GRUPO: COMPARTI...
6.                           HACIA UN TRABAJO DE GRUPO QUE VALGA LA          PENA. CÓMO TRABAJAR EN GRUPO EN LA PEQUEÑA CO...
Este libro se ha preparado para que las pequeñas comunidades tengan a sudisposición un abundante conjunto de ejercicios qu...
distintas cosas que se hacen: celebraciones, formación y crecimiento, aspectoseconómicos, registro de la historia, enlaces...
sacar al aire los recuerdos negativos. La sabiduría creativa surge cuando se prestaatención a lo que el otro dice, dejando...
Manejo de la atención colectiva. El respeto por toda respuesta es esencial. Porello se debe prestar atención a todas las r...
la extrapolación, que sacan a las personas de las posiciones fijas, constantes einflexibles y las llevan al cambio y a la ...
Uno puede armonizar el ambiente con ideas amorosas y respirar la influencia de losseres buenos que van pasando por nuestra...
Este documento se guarda en el archivo de la pequeña comunidad; si es del casose dan copias a los miembros y se comparte c...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Teoría de la pequeña comunidad

1,157 views
1,014 views

Published on

En este escrito número 13 se discuten los aspecto teóricos en los cuales se basa la idea de la pequeña comunidad

Published in: Education
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,157
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
28
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Teoría de la pequeña comunidad

  1. 1. EAS ESCRITOS DE FORMACIÓN Número 13 – Septiembre de 2004 TEORÍA Y PRÁCTICA DE LA PEQUEÑA COMUNIDADEnrique Posada RestrepoCOMUNIDADES CRISTIANAS COMPROMETIDAS EAS DE COLOMBIACIUDAD DE MEDELLÍN
  2. 2. COMITÉ DE FORMACIÓNEl comité de Formación genera documentos periódicamente parabeneficio de los EAS y su formación. Los invitamos a leer estosdocumentos y reflexionar sobre ellos, ojalá algunas veces en comunidad.Los invitamos a coleccionarlos y a divulgarlos.Los documentos se basan en recopilaciones de documentos de diversosautores, incluyendo personas de los EAS, sometidos en algunos casos aadaptaciones que los hagan más afines y prácticos para los EAS, bajo laresponsabilidad del comité.Son bienvenidos los comentarios y los aportes. 2
  3. 3. TEORÍA Y PRÁCTICA DE LA PEQUEÑA COMUNIDAD Enrique Posada Restrepo AgradecimientosEl autor desea agradecer a su comunidad De La Luz, por todo el aporte y elcompartir que ha recibido durante los 12 años de pertenencia a la misma. Lacomunidad está compuesta por Jorge Rodríguez y su esposa Gloria Hernández; porLuis Fernando Castro y su esposa Estella María García; por Juan Gonzalo Jaramilloy su esposa Lucía Victoria Bernal; por Iván Darío Palacios y su esposa Sol BeatrizBedoya, por María Eugenia Gallo y por mi esposa Luz Alba Pineda.También agradece la lectura y corrección de los textos y los aportes que hicieron suesposa Luz Alba Pineda, Juan Gonzalo Jaramillo y Lucía Victoria Bernal, yespecialmente Manuel Cantero, de la Comunidad de La Alegría.Agradece igualmente a Manuel Cantero y a su esposa Angelines Aceña, parejaacompañante de nuestra comunidad, a quienes se deben las bases fuertes que hanfundamentado nuestro trabajo comunitario.Finalmente, se dedica este trabajo a todos los EAS, especialmente al fundadorAntonio Hortelano y a Hernando Villa y María Elena Córdoba, coordinadoresinternacionales de los EAS y amigos de calidad. INTRODUCCIÓNEste libro tiene dos partes y acá se presenta la primera, donde se explica elconcepto de pequeña comunidad, se señalan los objetivos y ventajas que se lograncuando uno hace parte de una pequeña comunidad y se presentan principios y 3
  4. 4. métodos de trabajo que facilitan la formación de pequeñas comunidades paracompartir amistad y vida. En la segunda parte, que no se presenta en este escrito,se presentan 30 talleres prácticos para enriquecer las reuniones de la pequeñacomunidad.Estos talleres han sido preparados con base en la experiencia que el autor hatenido en su pequeña comunidad llamada Comunidad De La Luz, la cual hace partede las Comunidades Cristianas Comprometidas EAS, en Medellín, Colombia. Sontalleres que se han ensayado durante las reuniones semanales de la comunidad.Corresponden a una práctica real y han sido de mucha ayuda para enriquecer lavida de la comunidad.Invitamos a los lectores a formar pequeñas comunidades y a ensayar algunos delos talleres. Con toda seguridad que disfrutarán y crecerán. PEQUEÑAS COMUNIDADES 1. CÓMO ESTABLECER PEQUEÑAS COMUNIDADES.Queremos proponer que los lectores de este libro formen pequeñas comunidadesde vida y de amistad, centradas en el concepto de una amistad que dure muchosaños, ojalá para siempre, pase lo que pase. Quienes hemos escrito estosmateriales conocemos bien de qué estamos hablando, pues pertenecemos a lasComunidades Cristianas Comprometidas, EAS, y llevamos muchos añoscompartiendo las vivencias de una pequeña comunidad, algunos más de 30 años.Les queremos proponer que formen pequeñas comunidades de 8 a 16 personas.Pueden estar formadas por parejas, entre 4 y 7 parejas y pueden pertenecer aellas, también, personas solteras, viudas o separadas o célibes. Se trata de un 4
  5. 5. grupo de amigos que desea vivir los valores de la amistad creciente y que estáilusionado con la idea de compartir vida de forma también creciente.El modelo EAS, es muy bueno, pero no es el único. Lo que proponemos es que seatrevan a ayudar a construir el tejido social, asumiendo entre todos laresponsabilidad alegre de comunicarse bien y de respetar el espacio de los demás.La conformación de una pequeña comunidad es un espacio único para asumirvalores individuales y para evolucionar en la escala de valores; para compartir viday para darle sentido a la historia personal; para pasar bueno y para reír y gozar;para aprender del otro y para enseñar lo que uno sabe; para formarse y paraayudar a formar; para apoyar y recibir apoyo en las situaciones complejas oconflictivas. Ese espacio se puede aprovechar muy bien si se utilizan herramientassencillas que le dan mayor sentido a las reuniones.¿Qué es una reunión? Es una oportunidad para crear un mundo nuevo. La creaciónse basa en el deseo de renovación, el cual se expresa en forma de una declaraciónque crea realidades. En este caso, se trata de realidades colectivas, en un mundoque aparentemente pertenece a los miembros de una pequeña comunidad, peroque puede trascender al entorno social en formas insospechadas.Las pequeñas comunidades se reúnen con una frecuencia establecida, por ejemplosemanal, en una de las casas de uno de los miembros. Se trata de reuniones dedos o tres horas en un día fijo a la semana. Las reuniones se van turnando, de talmanera que cada miembro (o cada pareja miembro), va a tener la oportunidad derecibir una reunión en su casa cada mes, o cada dos meses, o algo así,dependiendo del número de miembros o parejas miembros de la pequeñacomunidad. Es importante buscar la regularidad en las reuniones, hacerse elpropósito de no fallar y de respetar el orden. Como la memoria puede ser débil, es 5
  6. 6. una ayuda establecer claves nemotécnicas para recordar el orden, por ejemplo, quese base en los apellidos de las personas por orden alfabético.Cada reunión de pequeña comunidad es organizada por la persona o por la parejaen cuyo hogar se lleva a cabo la reunión. Como las personas y las parejas son muydistintas las unas de las otras, lo natural es que existan distintos estilos de trabajo,distintas formas de orientar las reuniones, distintas propuestas. Esta es una de lasgrandes riquezas y oportunidades del concepto de pequeña comunidad.Conscientes de lo anterior, en las reuniones se debe seguir una metodología detrabajo flexible y se debe respetar la orientación dada por los organizadores decada reunión. En ningún caso se debe criticar a los que organizan las reuniones ohacer comparaciones con otras reuniones o formas de trabajo. Criticar o compararpuede dar lugar al desánimo, a la controversia, y a la destrucción paulatina de unaamistad que se ha sembrado con amor.No obstante lo anterior, es bueno contar con una sencilla estructura básica, concierto nivel de definición, que se respeta en lo posible. Proponemos que en cadareunión haya cuatro espacios, así: • El lugar de la lectura. Las personas de la casa donde se hace la reunión leen un tema seleccionado por ellos, que ayude a crecer, a intercambiar ideas, a compartir puntos de vista. Terminada la lectura, todos intervienen de forma voluntaria y ordenada, oyendo al otro con atención y aprecio. • El ámbito del compartir. Los miembros de la pequeña comunidad cuentan cosas propias, alegrías, temores, proyectos, vivencias, situaciones familiares, del trabajo, etc. Es una oportunidad para la escucha activa, para el reconocimiento, para la reformulación respetuosa. Es una interacción voluntaria, donde no se obliga al otro, donde todos se animan con el ejemplo. 6
  7. 7. • El espacio social. Para compartir un sencillo refrigerio, para las noticias, para los temas ligeros y divertidos, para reír y para hacer bromas cariñosas. • El momento de la oración y de la interiorización. Para reforzar la presencia divina que anima al grupo, para la espiritualidad, para comunicarse con Dios y para sentir la plenitud y la energía íntima del grupo.Además de estas reuniones semanales, la pequeña comunidad tiene espacios paralas familias, para los hijos, para la cultura, para la recreación, para pasear, es decir,para compartir vida de forma razonable y creciente. La idea es pasar bueno, sinafectar la vida familiar ni la vida personal de cada miembro.La propuesta va más allá. Queremos que se propongan ser amigos más alláde cada pequeña comunidad que lleguen a conformar, de manera que ademásde que existan pequeñas comunidades aisladas, nuestra idea es que haya máscomunidades que sean amigas unas de otras, conformando una gran comunidad decomunidades. Nuestro sueño es que se vayan conformando amistades amplias quefortalezcan la convivencia sin límites. 2. LA PEQUEÑA COMUNIDAD Y LAS COMUNICACIONES EFECTIVAS.La conformación de pequeñas comunidades para la práctica de la amistad es unaforma excelente de crecer en las comunicaciones. Es un ámbito lleno de aprecio yde tolerancia, donde no hay castigo, sino estímulo creativo. Allí es fácil aplicar losdistintos conceptos que son el fundamento de una buena comunicación (1):• El reconocimiento es la capacidad que uno tiene para dar valor a lo que otro dice y lo que el otro siente. Todos nos sentimos muy bien cuando somos reconocidos como personas valiosas, merecedoras de atención, de confianza y 7
  8. 8. de amor. Como seres capaces de hablar, de comportarnos en formas propias y personales, de expresar lo que sentimos y pensamos. Nos encanta ser oídos. En el ambiente de una pequeña comunidad, se da de forma muy natural el reconocimiento, como resultado del compartir comunitario y es muy enriquecedor estimular en comunidad lo positivo que piensa, siente o hace el otro.• La escucha activa es la práctica que nos permite prestar atención cariñosa al otro, sin interrupción, sin entrar en discusiones ni en consejos. Al escuchar activamente hacemos que el otro se sienta acogido, comprendido y amado. Es esencial en una pequeña comunidad. Es hermoso oír al otro cuando está compartiendo en grupo y dejarlo que termine, para que sienta la energía del grupo que lo acompaña.• La reformulación y el reflejo se usan para que el otro pueda tener certeza de que lo hemos escuchado con atención y que desde nuestro punto de vista, compartimos lo que siente, lo que dice y lo que piensa. Estos instrumentos son el alimento del compartir comunitario. Con la reformulación uno repite lo esencial de lo que el otro dice. Con el reflejo, uno le hace de espejo, permite que el otro se vea en uno cuando habla. Para practicar estas habilidades, los amigos ponen su atención cariñosa en el que habla y con este cariño y esta concentración están en plena capacidad de asumir lo esencial del mensaje del amigo y de sentirlo como propio. Uno observa los lenguajes diversos del que habla y crece la empatía. Se llega de modo natural a sentir lo que el otro siente y a expresar esos sentires. El grupo se concentra como grupo en el otro y la energía se vuelve sinergia. El otro ve reflejado en nosotros su mensaje y por ello se entiende más a sí mismo.• Dado el carácter eminentemente social de la pequeña comunidad, es un espacio de práctica continua para la habilidad de comunicaciones que se denomina consecuencias lógicas. Esta consiste en que cada quien vaya entendiendo y asumiendo las consecuencias de lo que hace y de lo que dice. Se es libre de escoger opciones y de tomar decisiones y actuar, pero las 8
  9. 9. consecuencias van a llegar y debemos ser conscientes de ellas. La pequeña comunidad es un excelente laboratorio para la práctica de las reglas sociales, del respeto a los derechos mutuos y a las obligaciones que se conviene adquirir. Allí se es consciente, en grupo, de que como resultado de las opciones que escogemos y de las decisiones que tomamos, llegan las consecuencias lógicas inexorables. En comunidad se vive a plenitud la dimensión educativa de esta realidad social y se entienden de una manera muy práctica las consecuencias de asumir los papeles de salvador, víctima y perseguidor y por ello se abren las opciones para escaparse de estos círculos viciosos de comportamiento que amargan la vida.• Como las personas pueden expresar lo que sienten, se van reformando las costumbres que nos hacen acusar a los demás de las cosas que nos pasan y empezamos a asumir la responsabilidad mediante el uso de un lenguaje apropiado. En vez de usar el tú o el usted acusadores y manipuladores, se estimula el uso del yo responsable que expresa lo que siente sin atacar, sin asumir posiciones de víctima, de salvador o de perseguidor. En esta forma los miembros del grupo expresan sus propios sentimientos y necesidades en forma respetuosa y amable, sin atacar al otro. Esta práctica se denomina el mensaje- yo y se posibilita en las pequeñas comunidades, pues hay muchas opciones para asumir responsabilidades y dejar de lado la tendencia a culpar al otro. Uno ve al otro asumiendo su espacio de responsabilidad personal y así va aprendiendo a expresarse sin atacar.• El conflicto es parte de las relaciones entre las personas, aún si se comprometen a formar pequeñas comunidades. Es importarte saber manejarlo para que no se destruya la unidad. En una pequeña comunidad bien fundamentada se facilita la práctica correcta de la habilidad de la confrontación-yo, para el manejo de situaciones conflictivas. Mediante ella, sabemos comunicar al otro, con mensajes yo sentidos, los riesgos que vemos en las situaciones que se presentan, para que el otro los tenga en cuenta. En la pequeña comunidad el apoyo del grupo, el empleo de la escucha activa, del 9
  10. 10. sano humor y de la risa, nos van ayudando a cambiar de velocidad para que no nos enganchemos en la zona de conflicto y para que nos desplacemos creativamente a la zona de respeto y amor.• La pequeña comunidad sirve de modelo para la práctica del liderazgo constructivo. Es modelo de lo que serían los consejos familiares o los consejos de grupo. Te permite aprender a establecer reglas y a organizar el ambiente y el tiempo, teniendo en cuenta al otro. Toda reunión de comunidad es un laboratorio práctico y efectivo para aprender a desarrollar reuniones.• En el espacio de la pequeña comunidad, todos pueden compartir sus vivencias familiares y personales en lo relativo a cómo manejan sus conflictos y de qué forma hacen sus negociaciones. Con el compartir del otro, uno aprende a hacer negociación. Además, la pequeña comunidad en sí misma requiere de espacios de negociación de los propios conflictos. Hay momentos de definición de necesidades, de búsqueda de soluciones, de evaluación de esas posibles soluciones con respecto a las necesidades, de tomar decisiones, de distribuir responsabilidades, de poner en práctica lo decidido y de evaluar los resultados y retroalimentar.• El manejo de la interpelación comunitaria te permite avanzar hacia una verdadera coherencia entre tus valores y tu práctica de vida. Además te permite adquirir criterio y crecer y profundizar en tus ideas y creencias, sin que ellas te hagan su esclavo.• La pequeña comunidad es un excelente espacio para la transmisión de valores, especialmente de los valores de la amistad, del compartir, del trabajo en grupo, de la solidaridad y del amor. En grupo y con frecuencia se pregunta uno sobre sus valores, sobre cómo se viven y sobre las oportunidades para crecer y evolucionar.3. LA PEQUEÑA COMUNIDAD: UNA SOLUCIÓN PARA LA SOLEDAD 10
  11. 11. La vida actual conduce casi que irremediablemente a la soledad. Las parejas tienenpocos hijos, quizás tres como mucho, casi siempre uno o dos. Los hijos se educancon ideas de independencia y desde muy jóvenes se van del hogar a formar supropia vida, muchas veces en otras ciudades o aún en otros países. Los padreseventualmente estarán solos.La vida actual es larga. Lo normal es que las personas lleguen a vivir más de 80años y se jubilen a los 60 años. Es muy probable entonces que las personas debanvivir 20 años de soledad, sin compañeros de trabajo y sin presencia familiar.La soledad se podrá mitigar entrando a formar grupos de tercera edad o a vivir enuna casa para ancianos. Pero de alguna forma se sentirá la carencia de un hogar yse tendrá la sensación de que se está a merced de otros, sin independencia.Es en este escenario donde el concepto de la pequeña comunidad y de la amistadpara siempre, pase lo que pase, tiene un significado atractivo y especial. La ideaque proponemos es la de conformar pequeñas comunidades de vida, quecompartan de modo creciente todo lo que son, en el ambiente de la amistad parasiempre.En este contexto, es posible vencer la soledad y tener amigos de verdad hasta elfinal. La inversión de muchos años en amistad se recibe con creces en la vejez.La soledad se resuelve con la amistad comunitaria porque la vida se enriquece y sellena de temas para compartir, de alegría y de trabajo comunitario. Los amigosviejos se apoyan y se atienden entre sí, con el apoyo y comprensión de los amigosjóvenes. Estos amigos viejos son una carga liviana para la sociedad y sienten suindependencia y su autoestima realzadas más allá de la jubilación. 11
  12. 12. Nuestra propuesta para todos ustedes, es que se atrevan a formar una pequeñacomunidad y a construir la amistad para siempre. Únete a un grupo de amigos yvence desde ya la soledad. 4. PUNTOS A TENER EN CUENTA PARA EL FUNCIONAMIENTO DE UNA PEQUEÑA COMUNIDAD.Conformar una pequeña comunidad es una tarea creativa que corresponde a unavisión de confianza en los demás. Uno se atreve a confiar en el otro, a conformar elnosotros, la nueva persona potente que va más allá de las limitaciones individuales.Es una aventura que vale la pena vivir bien, de forma que perdure para siempre.Los siguientes puntos se sugieren como muy útiles para tener éxito y se señalancomo guía para los que se quieran atrever.• Contar con una pareja acompañante. Es decir, con una pareja que ya haya tenido la experiencia de conformar una pequeña comunidad estable y que desee ayudar a otros a reproducir esta forma de vida. Esta pareja acompañante está con el nuevo grupo por cierto tiempo, por ejemplo un año, hasta que se sienta que la nueva pequeña comunidad es estable y conocedora de la metodología comunitaria. La pareja acompañante no coordina al nuevo grupo ni lo dirige. Respeta su autonomía. No le impone formas de trabajo. Aplica en lo posible las herramientas ya señaladas para el logro de buenas comunicaciones. La pareja acompañante trabaja de tal forma que no se llegue a una dependencia.• El grupo escoge un nombre, un nombre que tenga significado y que anime al grupo a soñar. Es bueno hacer unas camisetas con el nombre, escoger algún lema o logosímbolo, hacerlo conocer de otros y ponerlo en escarapelas en las reuniones con otros grupos. 12
  13. 13. • Se hacen dinámicas de presentación con cierta frecuencia. Reconocemos que todos somos seres infinitos, que nunca acabamos de conocernos. Aprovechamos cualquier pretexto para intimar, por ejemplo, hablamos de las familias, de nuestro trabajo, de la juventud, de los viajes, de los abuelos, de los hijos.• Se respeta la forma en que cada pareja o cada persona organiza las reuniones semanales cuando le corresponde. No se critica a nadie en este sentido. Se aprovecha cuando toca el turno de cada cual para organizar la reunión como la soñamos o como la queremos, pero sin contrastar, ni competir. Esto es muy importante.• Evitar a toda costa el chisme como forma de comunicación.• Celebrar los eventos de la comunidad, de las personas. Los cumpleaños, los aniversarios, los grados, de forma sencilla y cariñosa.• Hacer un registro de las cosas que pasan en el grupo, en un álbum, con fotos y recortes, con los documentos del grupo. Para ello nombrar una pareja responsable de estos detalles.• Contar con un pequeño fondo comunitario, para disponer de dinero para los pequeños detalles y para las celebraciones. Nombrar una pareja responsable de la parte económica.• Enfocarse más en dar que en recibir, pero saber recibir.• Si se pertenece a un grupo mayor, compartir de modo creciente con las demás comunidades, ser cumplido con las normas, ayudar a administrar.• Confiar en el poder del grupo, soñar con la reunión semanal, animar a la gente que se desanime, reconocer la energía divina presente cuando las personas se reúnen para crecer juntas en la amistad.• Nombrar una pareja como pareja coordinadora, que sirva de enlace con las otras comunidades del grupo, que ayude a que se cumpla la metodología, que ayude a que haya objetivos, que ayude a que el grupo no se vuelva meramente un grupo de tipo social. 13
  14. 14. • Rotar las distintas funciones, para que no haya fatiga. 5. CELEBRACIONES EN GRUPO: COMPARTIR LO QUE SE SIENTE POR EL OTRO.Es muy bonito y constructivo aprovechar los cumpleaños y los eventos especialespara compartir las cosas positivas que se sienten por el otro y para desear, engrupo, lo mejor para los amigos.Una forma de hacerlo es la siguiente: • Los amigos se reúnen en grupo alrededor de una mesita. • En la mesita se coloca un plato. • A cada quien se le da una vela. • Por turnos, cada quien enciende su vela, tomando el fuego de las velas ya encendidas. Al encenderla señala qué significa para él el fuego y luego expresa un sentimiento cariñoso hacia la persona o las personas que son el objeto de la celebración, Luego expresa un deseo para ella o ellas. Todos escuchan con atención y amor y luego aplauden. • Luego de expresar esto, la persona pone la vela en el plato de la mesita central junto con las demás velas ya encendidas. • Al final le toca el turno a la pareja de la persona y finalmente a la persona misma que recibe el homenaje. • Las velas se dejan encendidas hasta el final de la reunión y no se apagan. • Terminada la ceremonia de deseos y de luces, se parte una torta y se comparte. 14
  15. 15. 6. HACIA UN TRABAJO DE GRUPO QUE VALGA LA PENA. CÓMO TRABAJAR EN GRUPO EN LA PEQUEÑA COMUNIDAD DE FORMA EFECTIVALa pequeña comunidad es un grupo y como tal, hace con frecuencia trabajos yactividades que se pueden clasificar como “trabajos en grupo”. Entre ellos están lossiguientes:  Organización de actividades. Por ejemplo un paseo, una reunión grupal grande, un proyecto.  Discusión de temas importantes, sobre los cuales se desee llegar a una posición grupal o comunitaria.  Solución de problemas.  Talleres de crecimiento grupal o ejercicios.  Además de estas ocasiones más formales, toda reunión es en realidad un trabajo de grupo, aún si no está muy estructurada y si es informal.Un buen trabajo de grupo es aquel en el cual todos aportan con cariño y congenerosidad, en un ambiente de confianza, de tolerancia, de participación, en buscade lograr objetivos que se puedan llevar a cabo y que den la sensación de seralcanzados por el grupo. Desafortunadamente, es común que muchas de laspersonas se queden calladas en las reuniones, dejando que unos pocos asuman elliderazgo, o que tomen sobre sí la carga de las decisiones o que solamente seoigan sus opiniones. Existe el riesgo de la no participación, del no compromiso, y dela apatía por el resultado. Se pierden así opciones de crecimiento al no participaractivamente. Esto puede pasar también en las reuniones de las pequeñascomunidades. Sin embargo, lo importante es la intencionalidad, el proceso demejora continua, el deseo creativo de conocer al otro, de aportar. A veces laspersonas están con ganas de quedarse calladas, de no participar. Esto se deberespetar. 15
  16. 16. Este libro se ha preparado para que las pequeñas comunidades tengan a sudisposición un abundante conjunto de ejercicios que hagan más agradables yproductivas las reuniones. Muchos de ellos se basan en la participación de todos.Por ello consideramos de interés el presentar unos sencillos principios, que acontinuación se enumeran, para ayudar a mejorar la participación en grupo.Comunión y unidad. Mediante el trabajo en grupo se debería buscar la unidad y lacomunión entre las personas, es decir, que actúen en una misma dirección lospoderes y las capacidades individuales de las personas, buscando mayorcapacidad y mayor poder colectivo. Es mayor la potencia de un grupo unido, conuna visión compartida, que la que tienen las personas individuales obrandoseparadas. Si bien la pequeña comunidad no tiene que estar siempre unidaalrededor de un tema, ocurre con frecuencia que se quiera llegar al fondo de unasunto. En este caso la comunión y la unidad son importantes. También esimportante que los trabajos de grupos no terminen “en punta”, que no se queden enel aire, que no haya un sabor de fracaso o de inutilidad en el grupo.Liderazgo. Es muy conveniente que alguien, a modo de líder servidor, asuma unpapel de facilitador del trabajo en el grupo, vigilando el desarrollo de la reunión yllevando anotaciones sobre las ideas que vayan resultando y los acuerdos a que sellegue. En general este papel es asumido por la persona o la pareja que recibe ensu casa a los demás. En el caso de reuniones más formales de trabajo, el liderazgolo puede asumir la pareja o persona que ha propuesto el tema para el trabajo degrupo. Es importante que, en estos casos, el líder anote las tareas que quedanpendientes o asignadas, que haga un resumen de los conceptos, que retome temasque se están trabajando.Por otra parte, más allá de los trabajos específicos de grupo que se hagan en unareunión dada, toda pequeña comunidad debe tener varios líderes naturales para las 16
  17. 17. distintas cosas que se hacen: celebraciones, formación y crecimiento, aspectoseconómicos, registro de la historia, enlaces con las demás comunidades de ungrupo mayor, comunicaciones. El liderazgo es un gran servicio a la pequeñacomunidad.Temas y su manejo. Manejar temas es una tarea creativa. El grupo tiene sustemas naturales, los cuales deben aparecer de forma recurrente, para que segenere un crecimiento, una formación continua. Estos temas no se agotan, se vanrevelando y descubriendo a medida que pasa el tiempo, que se reformulan. Es unabuena idea contar con una lista de temas que hacen parte del hacer del grupo, paraque sean tratados de forma regular, unas cuantas veces por año. Los talleres quehacen parte de este libro, están concebidos como ayudas para tratar estos temasde forma creativa.Cada reunión tiene su tema o sus temas. Es responsabilidad de los que organizanla reunión seleccionar el tema. Esta selección se debe respetar y aceptar conagrado. Para lograr la unidad y la comunión, es conveniente que los miembros delgrupo deseen de antemano buscarla. Esto se facilita mediante la presentación deltema por parte del que tiene la responsabilidad de la reunión. Ojalá todos seunieran en el propósito de llegar a una visión de grupo.Si los responsables se atreven a presentar el tema acompañado por una o variaspreguntas relacionadas con él, se facilita enormemente el logro de la unidad entrelos miembros del grupo. Buena parte de los ejercicios propuestos incluyen esteconcepto, como herramienta decisiva para unir al grupo alrededor de los temas ypara lograr centrar la atención. Las preguntas son “atractores” que señalan la ruta.Manejo de la atención individual. La atención es la base de la creatividad de losgrupos, mientras que la falta de atención lleva al desánimo y a la reactividad. Lareactividad se manifiesta en miedos, incomodidades, agresividad y tendencia a 17
  18. 18. sacar al aire los recuerdos negativos. La sabiduría creativa surge cuando se prestaatención a lo que el otro dice, dejando que la escucha atenta y activa nos atrape enel sentir y en la magia del otro. Esto se denomina contemplación individual.Conduce a la imaginación, a la intuición, al compromiso, al amor, a laresponsabilidad, a la sanación. Cada miembro del grupo “contempla” el tema ypondera las preguntas de alineación en silencio por corto tiempo. Para ello pone suatención y su imaginación sobre la pregunta, y luego se relaja anotando algunapalabra clave o respuesta que se le ocurre. Esta contemplación se puede hacer unpar de veces para enriquecer las respuestas.Para facilitar la atención en el tema y en las preguntas, se deben utilizar técnicas,ya que las personas tendemos a perder la atención por causa de los numerosos“distractores” que hay por todas partes, en nuestra mente, en el ambiente, ennuestro cuerpo. Nos distraen los ruidos, los dolores, los recuerdos, el calor, el frío,las impaciencias y los afanes, nuestra tendencia a etiquetar y a criticar.Una técnica poderosa es pedir a cada persona que anote su respuesta o sucomentario en una hoja de papel, antes de expresarla en público. Como no todo esverbal, se pueden hacer dibujos o símbolos, o simplemente anotar una palabraclave. Lo importante es anotar para centrar la atención.Más poderosa todavía es la atención recurrente. Es decir, aquella que se escapadel tema y de la pregunta, como respuesta natural a los “distractores”, pero queregresa al centro, mediante la reconsideración de la pregunta y del tema. Resultaque las distracciones amplifican el poder de la atención cuando vuelve al centro yse atreve a responder de nuevo de forma que resulta, casi siempre, más creativa.De ahí la importancia de anotar una nueva respuesta. En general basta con dos otres respuestas, ya que luego viene el compartir en grupo y allí se va a amplificar elproceso en forma muy significativa. 18
  19. 19. Manejo de la atención colectiva. El respeto por toda respuesta es esencial. Porello se debe prestar atención a todas las respuestas distintas de las personas delgrupo. Si se está trabajando de manera formal y se desea llegar a un resultadogrupal, esto significa que el facilitador de la reunión las debe anotar en un tablero oen un diario de la reunión. Es excelente usar un tablero que todos puedan ver,donde se anota el tema principal y las preguntas relacionadas, junto con los aportesde los participantes.En el caso de las reuniones normales de pequeña comunidad, en general, no haytableros ni se está buscando un resultado grupal para mostrar o compartir conterceros. En tal caso, basta con estar atento a lo que todos van expresando. Sicada quien se pone en el lugar del otro cuando da su aporte, se crea unespectacular efecto de sinergia y de unidad, más allá del hecho probable de que lasrespuestas sean variadas y distintas.La invitación es a experimentar un ambiente de respeto y admiración por todas lasrespuestas que se anotan o que se comparten. Esto se refleja en que cada cualdice su aporte sin que se lo discutan o refuten los demás. Todos tienen derecho aque se anote o se oiga su aporte sin menoscabo alguno.Hace parte de este manejo superior de la atención colectiva, la práctica de lacontemplación en grupo. El grupo contempla en silencio todas las respuestas yaportes anotados o compartidos con sentimiento de aprecio por todas ellas. Estaactitud de contemplación y aprecio continúa hasta el final.Construcción de nuevas realidades. El objetivo del trabajo grupal es el cambio yla transformación. Esto se logra mediante juegos de puntos de vista, es decir,mediante un manejo refinado de la perspectiva individual y colectiva. Con el pasodel tiempo, la humanidad ha ido descubriendo los senderos de la interpolación y de 19
  20. 20. la extrapolación, que sacan a las personas de las posiciones fijas, constantes einflexibles y las llevan al cambio y a la aceptación de nuevas realidadesNuestra tendencia natural es aferrarnos al pasado, a mantenernos rígidos y serios,a no movernos, a no dejarnos afectar por el otro o por la realidad. La pequeñacomunidad es un instrumento de cambio y de evolución en la medida en que nosatrevamos a jugar con puntos de vista distintos. En ese juego de perspectivas,permitimos que las respuestas que surgen en un grupo se compartan y seamplifiquen, buscando patrones comunes, verdades más amplias y conceptos útilespara resolver y centrar el tema. En este juego, los participantes se asocian, setoleran en sus especulaciones y cambian sus puntos de vista en busca deconceptos comunes.Esto tiene su técnica. A modo de ejemplo tomemos el caso de la vista, uno de loscinco sentidos, que son las ventanas de la percepción mental. Los ojos y la vista seestimulan con ejercicios de enfoque y desenfoque. Uno mira alternadamente algoque está cerca y algo que está lejos. Aprende a mirar lo lejano y a enfocar locercano. A mirar lo cercano y a enfocar lo lejano. También se entrena la vista conejercicios de rotación de la mirada. Uno mira hacia arriba, a los dos lados, haciaarriba lado derecho, hacia arriba lado izquierdo, hacia abajo, hacia abajo ladoizquierdo y hacia abajo lado derecho. Una buena forma de hacerlo es rotando losojos, con la cara inmóvil.La percepción de los pensamientos se estimula con ejercicios similares. Uno puedejugar con el enfoque de los pensamientos y de las ideas. Mirar las cosas desdepuntos de vista distintos, para lograr la percepción total. Uno puede rotar sus puntosde vista. Uno puede tocarse con ideas y hacerse masajes mentales, entrando encontacto con ideas refrescantes y estimulantes. También puede uno calmarse conideas y con pensamientos. Uno puede acariciar al otro con poesía y con acogidamental. Uno puede escuchar al otro y ser testigo mental. 20
  21. 21. Uno puede armonizar el ambiente con ideas amorosas y respirar la influencia de losseres buenos que van pasando por nuestra vida. En una pequeña comunidadpasan por nuestros ojos, en forma continua, estos seres amables. Podemos captarsus aspectos trascendentes y profundos o sus aspectos sencillos. Es cuestión desentir. El sentir es una forma especializada de percepción, en la cual uno seidentifica con otros objetos. Uno se siente, como se siente ser el objeto que estásintiendo. En esta forma de percibir, se desarrollan estados de concienciaavanzados y se descubren aspectos sutiles y ocultos de la realidad.Para comprender a mi amigo de comunidad, me siento como mi amigo. Parapercibir a mis hijos y sus formas de pensar, me siento como ellos se sienten. Paraestudiar un nuevo tema, me identifico con lo que se dice y se expresa por parte delos autores y de la gente y siento desde distintos puntos de vista.Esto nos lleva a la interpolación y la extrapolación, que consiste en nuevas formasde expresar las realidades, teniendo en cuenta las opiniones e ideas de los demás.Es así como se llega a construir una nueva forma de ver la realidad, mediante laverbalización de declaraciones finales o esenciales. Estas resumen, de tal formaque el grupo los ve claros, los conceptos comunes finales desarrollados y seconstituyen en el resultado práctico de la reunión. El facilitador anima todo esteproceso y anota los conceptos. Todos sienten que las declaraciones tienen encuenta sus aportes y pueden comprometerse con ellas si se van a llevar a lapráctica.Hacia proyectos individuales y de grupo. La expresión máxima de la creatividadpersonal y grupal es la toma de decisiones para emprender un nuevo proyecto. Sise llegara a este caso, es importante escribir y producir algún tipo de documentofinal, que registre los acuerdos y declaraciones del grupo, de forma sencilla y clara. 21
  22. 22. Este documento se guarda en el archivo de la pequeña comunidad; si es del casose dan copias a los miembros y se comparte con las demás pequeñascomunidades. Por otra parte, a nivel personal, es importante comprometerse con elcambio, mediante acciones concretas, y algún tipo de reflexión escrita puedeayudar a que uno se alinee con las nuevas realidades.Este es un proceso desafiante, pero debe mantenerse dentro de las capacidadespersonales y grupales. No hay ventajas en comprometerse con realidades que nose desea experimentar o con realidades imposibles o demasiado exigentes. Estopuede desanimar al grupo. Es importante que cumplas lo que prometes.NOTAS(1) Los conceptos de habilidades de comunicación se basan, en su mayor parte, enmaterial de los talleres LECI, “Los espacios y la comunicación interpersonal”, deRaymond Roy y Edy Juvenil de Egea 22

×