Your SlideShare is downloading. ×
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
F.san pablo
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

F.san pablo

87

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
87
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
4
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. San Pablo El escritor de las cartas a los: Tesalonicenses, Corintios,Gálatas, Romanos, Filipenses, Efesios, Colosenses, Filemón, Timoteo, Tito, Hebreos. Fiesta: Conversión de San Pablo 25 de enero
  • 2. En el Capítulo 9 del Libro de Hechos de los Apóstoles se narra la conversión de San Pablo. "Saulo de Tarso, ante las amenazas de muerte contra losdiscípulos del Señor, se presentó al Sumo Sacerdote y le pidió cartas de recomendación para las sinagogas de los judíos deDamasco, para que si encontraba algunos seguidores de Cristo, los pudiera llevar presos y encadenados a Jerusalén.
  • 3. Y sucedió que yendo de camino, cuando estaba cerca de Damasco, de repente le rodeó una luz venida del cielo; cayó en tierra y oyó una voz que le decía: "Saulo, Saulo, ¿Por qué me persigues?". El respondió: ¿Quién eres tú Señor? Y oyó que le decían: "Yosoy Jesús a quien tú persigues. Pero ahora levántate; entra en la ciudad, y allí se te dirá lo que tendrás que hacer".
  • 4. Los hombres que iban con él se habían detenido mudos de espanto, pero no veían a nadie. Saulo se levantó del suelo, y aunque tenía los ojos abiertos no veía nada. Lo llevaron de la mano y lo hicieron entrar en Damasco. Pasó tres días sin comer y sin beber.
  • 5. Había en Damasco un discípulo llamado Ananías. El Señor le dijo en una visión: ¡Ananías! El respondió: "Aquí estoy Señor" y el Señor le dijo: "Levántate. Vete a la calle Recta y pregunta en la casa de Judas por uno de Tarso que se llama Saulo; mira: él está en oración y está viendo que un hombre llamado Ananías entra y le coloca las manos sobre la cabeza y le devuelve la vista.Respondió Ananías y dijo: "Señor, he oído a muchos hablar de ese hombre y de los males que ha causado a tus seguidores en Jerusalén, y que ha venido aquí con poderes de los Sumos Sacerdotes para llevar presos a todos los que creen en tu nombre".
  • 6. El Señor le respondió: "Vete, pues a éste lo he elegido como un instrumento para que lleve mi nombre ante los que no conocen laverdadera religión y ante los gobernantes y ante los hijos de Israel. Yo le mostraré todo lo que tendrá que padecer por mi nombre".
  • 7. Fue Ananías. Entró en la casa. Le colocó sus manos sobre la cabeza y le dijo: "Hermano Saulo: me ha enviado a ti el Señor Jesús, el que se te apareció en el camino por donde venías. Y me ha enviado para que recobres la vista y seas lleno del Espíritu Santo". Al instante se le cayeron de los ojos unas como escamas y recobró la vista. Se levantó y fue bautizado. Tomó alimento y recobró las fuerzas.
  • 8. Estuvo algunos días con los discípulos de Damasco y enseguida se puso apredicar en favor de Jesús, en las sinagogas o casas de oración, y decía que Jesús es el Hijo de Dios. Todos los que lo escuchaban quedaban admiradosy decían: ¿No es éste el que en Jerusalén perseguía tan violentamente a los que invocaban el nombre de Jesús? Y ¿No lo habían enviado los Sumos Sacerdotes con cartas de recomendación para que se llevara presos yencadenados a los que siguen esa religión? "Pero Saulo seguía predicando y demostraba a muchos que Jesús es el Mesías, el salvador del mundo".
  • 9. Saulo se cambió el nombre por el de Pablo. Y en la carta a los Gálatas dice: "Cuando Aquél que me llamó por su gracia me envió a que lo anunciara entre los que no conocían la verdadera religión, me fui a Arabia, luego volví a Damasco y después de tres años subí a Jerusalén para conocer a Pedro y a Santiago". Las Iglesias de Judea no me conocían pero decían: "El que antes nos perseguía, ahora anuncia la buena noticia de la fe, que antes quería destruir". Y glorificaban a Dios a causa de mí.
  • 10. Fijándome en Cristo, ¡ ESTRATEGIAStodas estas gananciasme parecen pérdidas… del...por su amor aceptéperderlo todo ANUNCIOy lo considero como EVANGÉLICObasura... Flp 3, 8 en PABLO !
  • 11. “INCULTURACION”Con los judíos me hehecho judío, para ganara los judíos.Ellos reconocen la Ley;yo también me portécomo quien reconoce laLey, aunque estoy librede ella. Me hice todo a todospara ganar sea como seaalgunos
  • 12. ¡COMUNIDADES CRISTIANAS!En efecto , les escribí tanpreocupado y afligido quehasta lloraba, no queríaafligirlos, sino más bien quese dieran cuenta del amorinmenso que les tengo… 2Cor 2,4
  • 13. TRABAJOPROFESIONAL Tened empeño en vivir sin perturbar a otros, ocuparse cada uno de sus propios asuntos, y trabajar con sus propias manos como lo hemos mandado.
  • 14. ¡ ESTRATEGIA DE LA CRUZ ! Sed como Cristo Jesús que siendo Dios tomo la condición deservidor… y se hizo obedientehasta la muerte , y muerte en una cruz... Flp 2, 7-8
  • 15. NO VIVO YO, SINO QUE ESCRISTO QUIEN VIVE EN MÍ Gal 2, 20
  • 16. En realidad, Dios no está lejos de cada uno denosotros, pues en él vivimos nos movemos yexistimos... Hch 17, 28
  • 17. Pablo y JesúsPablo, apóstol enviado,no por intervención de hombres,sino por Cristo Jesúsy por Dios Padre Gál 1,1
  • 18. Hijitos míos, sufro por vosotrostedesdolores de parto,hasta que Cristose haya formado en vosotros Gál 4, 19
  • 19. Llevamos este tesoro en vasijas de barro, para que esta fuerza soberana se vea como obra de Dios y no nuestra. Nos vienen pruebas de toda clase, pero no nos desanimamos; estamos entre problemas, pero no desesperados; somos perseguidos, pero no eliminados; derribados, pero no fuera de combate. Por todas partes llevamos el suplicio de Jesús, para que también su vida se manifieste en nuestro cuerpo. 2Cor 4,7-10
  • 20. Con todo gusto me alabo de misdebilidades, para que la fuerza de Cristo esté sobre mí y se quede.Por eso me alegro cuandome toca sufrir por Cristo:enfermedades,humillaciones,necesidades,persecuciones yangustias. Pues cuandome siento débil, entoncessoy fuerte. 2Cor
  • 21. He sido crucificado con Cristo, y ahora no vivo yo: es Cristo quien vive en mí.Todo lo que vivoen lo humanolo vivo con la feen el Hijo de Dios,que me amó yse entregó por mí. Gál 2,19s
  • 22. A mí, el menor de todos los creyentes, se me concedió esta gracia de anunciar a los pueblos la incalculable riqueza de Cristo, y de esclarecer en quéforma se va realizando el proyecto secreto escondido desde siempre en Dios. Ef 3,8s
  • 23. Cristo es el quehabla en mí2Cor 13,3
  • 24. Cristo es mi vida, y de la misma muerte saco provecho. Flp 1,21 Siento gran deseo de partir y estar con Cristo...Pero seguramente me quedaré conustedes para que puedan progresar y alegrarse en su fe. Flp 1,23.25
  • 25. Todo lo considero al presente como pérdida, en comparación con el conocimiento de Cristo Jesús. Ya no me importa más que alcanzar a Cristo,desprovisto de todo mérito personal. Flp 3,8s
  • 26. Quiero conocerlo; quiero probar el poder de su resurrección... hasta ser semejante a él en su muerte,y alcanzar, Dios lo quiera,la resurrección de los muertos. Flp
  • 27. No creo haber conseguido ya la meta, sino que prosigo mi carrera hasta alcanzar a Cristo, puesto que ya he sido conquistado por él. Flp 3,12 Me fatigo luchando, con la fuerza de Cristo que obra poderosamente en mí. Col 1,29
  • 28. Que Cristo habite en suscorazones por la fe y estén arraigados en el amor. Que sean capaces de comprender, con todos los creyentes, cuán ancho, y cuán largo, y alto y profundo es este amor de Cristo que supera todo conocimiento. Que queden colmados hasta recibir toda Ef 3,17-19 la plenitud de Dios.
  • 29. Me alegro cuandotengo que sufrir por vosotros. Así completo en mi carne lo que falta a los sufrimientos deCristo, para biende su cuerpo, que es la Iglesia. Col

×