Entrevista con experto sobre el plan de ordenamiento territorial carlos h jaramillo, 2013

  • 334 views
Uploaded on

Medellín Como Vamos, Piedad Patricia Restrepo_ Revisión POT: Entrevista a Carlos H Jaramillo sobre la revisión del Plan de Ordenamiento Territorial, Medellín, Planificación.

Medellín Como Vamos, Piedad Patricia Restrepo_ Revisión POT: Entrevista a Carlos H Jaramillo sobre la revisión del Plan de Ordenamiento Territorial, Medellín, Planificación.

More in: Design
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
334
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
5
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 Entrevista a Carlos H. Jaramillo Dueño P&G Urbano. Fecha: 4 de julio de 2013 Lugar: Ciudad del Río Temas de discusión: revisión del Plan de Ordenamiento Territorial en Medellín “La planeación de Medellín es sobresaliente, pero el ordenamiento territorial sin control en el territorio es un saludo a la bandera” Carlos H Jaramillo A. Balance. En primera instancia ¿Es posible hacer un balance del POT de Medellín? ¿Cuáles aspectos serían los más destacables como avances gracias a ese Plan? Y ¿Cuáles serían las tareas pendientes, asociadas a dos cuestiones: elementos que siguen siendo pertinentes pero que no se están aplicando, o elementos que es necesario redefinir porque no tienen aplicabilidad? CHJ: Creo que los pasos que ha dado Colombia con la ley 388, obligando a los municipios a crear sus propios planes de ordenamiento, son muy importantes. Por tanto, es también muy importante que Medellín tenga su POT. Sin lugar a dudas, el POT de la ciudad es extraordinario; por lo que hay que resaltar la labor de todo el equipo de planeación de aquella época, en especial el de la arquitecta Zoraida Gaviria. En su conjunto, la ley 388 tiene todos los elementos que necesita una ciudad para su planeación y desarrollo, lo que ha sido difícil es la implementación de algunos de sus instrumentos, pero la ley lo tiene todo. Además del documento inicial, las revisiones del POT han sido muy valiosas. Por un lado, las revisiones parten de procesos de deliberación que incluyen a la comunidad y reflejan su apropiación por estos temas, inclusive, su conocimiento de los mismos, si bien hay que reconocer que se trata de un tema bastante técnico. En Medellín, es un hecho que la comunidad juega un rol muy importante en las revisiones del Plan y mucho más activo que el que se da en otros lugares del mundo.
  • 2. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 Cuando hice parte de las revisiones del POT, partimos de la base de que no íbamos a cambiar el imaginario de ciudad, no tenía sentido, el modelo ya estaba. Precisamente fue uno de los logros más importantes de Zoraida y su equipo, el haber sido tan clara en la exposición del modelo de ordenamiento: el papel de las laderas y el valle. Los once principios de ese modelo de ciudad son incontrovertibles, ésa es la apuesta de ciudad. Si a ese modelo se le complementa con proyectos, el ordenamiento territorial se vuelve inmensamente fácil. Es desde el proyecto que se interviene y que se logra la riqueza. Si esta administración lleva ese ordenamiento territorial al proyecto es excelente, tiene que ser así para dejar de ser abstracto. Esta revisión del Plan es una oportunidad muy bonita, sobre todo con visión de proyectos. Si esta administración lleva un proceso conciliador y existen instrumentos de medición rigurosos para la toma de decisiones, esta revisión hará que gane toda la ciudad, no pueden ganar los poderes particulares. Las decisiones que se tomen deben basarse en estudios y en el modelo de ciudad. La administración ha dicho que se hará un POT completamente distinto, lo que es maravilloso, pero es difícil de que sea así, puesto que existen cosas inmodificables sobre las que el POT actual está cimentado (como la geografía y la legislación); el hecho de hacer esta revisión por proyectos es, definitivamente, interesante; pero no pueden ganar las potencias de la ciudad por ser fuertes económicamente. Afortunadamente, el equipo de Planeación Municipal es muy preparado y Aníbal Gaviria es un hombre muy inteligente y muy bien intencionado. B. Lo metropolitano. De acuerdo con el director del Departamento de Planeación Municipal, doctor Jorge Pérez, de cara la revisión del Plan de Ordenamiento Territorial, Medellín hace parte de un sistema más complejo, que requiere corresponsabilidad con los municipios vecinos de la región y también a la inversa, por lo que hay que hacer un acuerdo colectivo metropolitano. El acuerdo metropolitano No.15 de septiembre de 2006 “Directrices Metropolitanas de Ordenamiento Territorial” se constituyen en “normas obligatoriamente generales en materia de planeación y gestión del suelo” ¿Cree usted que han servido de marco para la acción en el área metropolitana? ¿Deben ser revisados también? CHJ: El egoísmo es un tema cultural en nuestra sociedad. Los municipios del Área Metropolitana se han venido manejando de manera egoísta, como si fueran
  • 3. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 islas. Si se piensa en un hermanamiento de estos municipios, debe ser de complementariedad, basado en unos acuerdos metropolitanos de tipo gana- gana. Sí debe haber un Acuerdo Metropolitano y una planeación metropolitana. Sin embargo, hay que tener en cuenta que coexisten aspectos que se salen de las manos de estos municipios, temas de índole macroeconómico y fenómenos como la migración de población hacia el Valle de Aburrá; estas migraciones demandan casi 5.000 viviendas nuevas al año, además del déficit que ya se tenía antes de que llegaran estas personas. Problemas como este demuestran que los fenómenos que deben enfrentar las administraciones crecen de manera exponencial, pero la capacidad de respuesta de la administración es mucho más limitada, distando enormemente de esos problemas. Otro de los temas que debe revisarse es el de quién sufraga los costos del desarrollo. Algunos de los municipios del área, prácticamente no tienen estratos altos y, por ello, se deben equilibrar los ingresos. Medellín, por su parte, ha hecho un esfuerzo muy grande para dotar de muy buena infraestructura la ciudad con centro de convenciones, escenarios deportivos, teatros, parques bibliotecas, colegios de calidad, lo que sugiere la cuestión de cómo se reparten las cargas y beneficios por estas dotaciones en el área metropolitana. Se requiere de la intervención del Área Metropolitana que logre esos equilibrios y ese reparto de cargas y beneficios. Trabajar en ese hermanamiento es difícil. Igualmente difícil es el diseño e implementación de un esquema de compensaciones, necesario para el aprovechamiento de las complementariedades de lo metropolitano. ¿Cómo decirle a un municipio del área, distinto de Medellín, que no debe hacer uso de su suelo, si Medellín ya lo hizo? Hay que poner una compensación sobre la mesa para que eso se pueda dar. No es un tema, simplemente, de que todos tenemos derechos. Hay que cuantificar lo que ponen unos y otros, se valoran y se desarrolla el sistema de compensación. C. La información. En un reciente artículo sobre la revisión del POT en Bogotá, se aseguraba que: las revisiones (de los POT) estarán sometidas al mismo procedimiento previsto para su aprobación y deberán sustentarse en parámetros e indicadores de seguimiento relacionados con cambios significativos en las previsiones sobre población urbana, la dinámica de ajustes en usos e intensidad de los usos del suelo, la necesidad o conveniencia de ejecutar proyectos de impacto en materia de transporte masivo, infraestructuras, expansión de servicios públicos o proyectos de renovación urbana; la ejecución de macroproyectos de infraestructura regional o
  • 4. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 metropolitana que generen impactos sobre el ordenamiento del territorio municipal o distrital, así como en la evaluación de sus objetivos y metas del respectivo Plan” En el caso del hábitat urbano en Medellín (vivienda, espacio público), se ha evidenciado carencia de un sistema de información sólido que permita tener información actualizada que permita medir el impacto de los cuantiosos recursos invertidos en los últimos años. En ese orden de ideas, cómo sería posible plantear la revisión del POT en Medellín sin un conjunto de indicadores actualizados que evidencie el estado de cosas actual. CHJ: El valor de Medellín Cómo Vamos en este tema es el de la medición y lo que no se mide, no se puede administrar. Por ley, existe un instrumento de diagnóstico riguroso de las decisiones que se tomaron en el POT, el Expediente Municipal, con la utilidad de definir lo que se hizo bien y lo que se hizo mal, de manera que sirva de base para diseñar los cambios a los que haya lugar en el Plan. Entiendo que no hay un expediente municipal actualizado. A pesar de contar con la información del Observatorio de Mercado Inmobiliario que hace un seguimiento de lo que se construye en la ciudad, no se puede distinguir, por ejemplo las obligaciones urbanísticas del Acuerdo 46 de las del Acuerdo 62, tampoco se pueden distinguir los aportes a espacio público. Esto evidencia falencias en la medición. Una revisión del POT debe basarse en las mediciones; por ello, surge la pregunta, si en verdad no está actualizado el expediente municipal, ¿se tienen escenarios prospectivos?, ¿se tiene soporte para las decisiones? D. Los avances frente a lo planeado En vivienda. Pese a un avance notorio en la construcción de VIS y VIP en Medellín, existe una clara dependencia entre los municipios del área metropolitana en cuanto a la oferta y demanda de vivienda, no obstante, Medellín está soportando en la actualidad una gran carga para la oferta de VIS y VIP, mientras otros municipios de la región metropolitana no se han comprometido dentro de sus POT con destinación de suelo para construcción de VIS y VIP. En una mesa de trabajo reciente sobre vivienda el Gerente de Camacol planteaba que para dar respuesta a este problema: “es necesario, entre otros, idear mecanismos de carga equitativos en la región”.
  • 5. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 La pregunta sería ¿Si el AMVA como entidad encargada de la planeación metropolitana no es responsable de formular y poner en práctica un sistema de reparto equitativo de cargas y beneficios? En el artículo 56 del Acuerdo Metropolitano No. 15 se expresa que: Instrumentos de Gestión del suelo….Creación de común acuerdo con los municipios, de un sistema de reparto de cargas y de beneficio general. Y en el artículo 57, que establece los instrumentos financieros, se incluye el Fondo de Compensaciones. ¿Qué ha pasado con estos instrumentos? CHJ: Alguien decía que el término ciudad-región debe cambiarse por el de región de ciudades; tenemos claro que no va a haber, en el corto plazo, un solo Alcalde para toda la región metropolitana. Tan lejos estamos de ello que, a pesar del esfuerzo del AMVA por armonizar las políticas de desarrollo urbano de los municipios, todavía hay incoherencias entre algunas de ellas. Es más, ningún municipio está dispuesto a ceder frente a los otros, el ejemplo es patético: cuando el Ministerio de Transporte le otorgó la autoridad en modos de movilidad al AMVA, se enojaron mucho los alcaldes y no querían aceptar que esta entidad tomara decisiones en sus respectivas jurisdicciones. Esto no es más que un reflejo de ese egoísmo que se comentó anteriormente. En espacio público El actual POT establece como meta al año 2020 un espacio público efectivo per cápita de 10m2, no obstante, a 2011 la ciudad contaba con 3,79 m2 , manteniéndose prácticamente estable los últimos años. Frente a este particular el Subdirector de Planeación Territorial a 2010, Juan Lopera, expresaba que cada vez va a ser más difícil generar más espacio público porque el suelo es más escaso y por lo tanto más escaso, con lo que instó a darle más relevancia a la calidad del espacio público existente y a su accesibilidad para impactar la calidad de vida de la gente. ¿Qué podemos esperar entonces en la revisión del POT? ¿Apostar a ser más realistas con las metas cuantitativas, o seguir apostando a metas ideales, sin que en la práctica se estén viendo cumplir las metas trazadas? CHJ: No hace falta más que fijarse en la importancia que la ciudadanía le da ahora al espacio público, cómo se valoran los equipamientos. Instrumentos de gestión como el POT y los Planes Urbanos Integrales -PUI- han permitido que se desarrollen sectores en este tema. Antes, las intervenciones se hacían sólo por la sensibilidad de los concejales con algunos sectores de la ciudad, por lo que eran
  • 6. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 diseminadas y no alcanzaban a tener mayor impacto en las comunidades, a pesar de ser bien intencionadas. Ahora, basándose en las herramientas de la planeación, estos proyectos están mejor concentrados, tienen un mayor alcance y sus impactos son visibles. Prueba de su éxito es la mayor demanda por este tipo de intervenciones. Lastimosamente, y en esto tengo que hacer un mea culpa (por haber sido Director de Planeación), muchas veces se pierden oportunidades grandes por no tener una herramienta potente desde Planeación para la gestión de proyectos, para que proyectos de los privados salgan adelante, para acompañarlos. Afortunadamente, hoy, se tiene una Oficina de Gestión al interior de la Unidad de Asentamientos en Desarrollo; yo creo que es muy valioso, pero no es suficiente. Hoy, la EDU está haciendo un trabajo muy valioso; no es un promotor inmobiliario, pero sí es un facilitador. Si la administración, a través de esa revisión del POT, fortalece los instrumentos de gestión, lograremos que esta ciudad avance de manera significativa. De la misma manera, esta necesidad hace patente la falta de un operador urbano metropolitano, una especie de EDU metropolitana; es la única forma de hacer que la capacidad de gestión del Área se vuelva potente frente a los problemas acumulados que debe enfrentar la región. La cuestión es más de gestión, que de tierras. E. El control. En una entrevista concedida por usted a MCV en 2011, preparatoria a un foro con candidatos a la Alcaldía, nos comentaba de las dificultades grandes para el control de la normatividad establecida dentro del POT. ¿Cuáles son las mayores dificultades para ejercer el control? Y ¿Pueden ser esas dificultades en el control una barrera para confiar en la efectividad del POT como instrumento de planeación urbana? Por ejemplo, Germán Camargo, quien participó en BIO2030, en una reciente mesa de trabajo sobre vivienda en la región metropolitana fue crítico frente a los procesos usuales de planeación en cuanto se planea lo que va a suceder y se prohíbe lo que ciertamente sucederá, el ejemplo típico en la región metropolitana es la ocupación en las laderas. CHJ: Existen dos retos importantes en este frente: la gestión y el control. El control no funciona y es uno de los problemas más grandes. ¿Cuánto le vale al municipio de Medellín solucionar los problemas ocasionados por la falta de control? Cuando se dejan avanzar los problemas, por la falta de control, toca
  • 7. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 enfrentarlos cuando ponen en contradicción el sistema mismo. Siendo Director de Planeación salía los fines de semana en moto y reportaba las construcciones sin licencia; cada salida de 2 o 3 horas eran 8 reportes de este tipo de construcciones y lo reportaba a los inspectores. Esto dimensiona el poco control; lastimosamente, ése es el día a día y se ha convertido en un círculo vicioso. La única manera de que pasaran cosas es salir a medios con los documentos técnicos a hacer las denuncias. En lo concerniente al Cinturón Verde, es muy valioso el esfuerzo de sensibilizar a la gente frente al uso de las laderas; pero preocupan aspectos del control que no están claros cómo se van a enfrentar. Cuando se hacen equipamientos y vías y no se tiene control, se tiene la garantía de que llegará una nueva población puesto que se están creando nuevas centralidades e impulsando el desarrollo de allí hacia arriba. La planeación de Medellín es sobresaliente, se necesitan instrumentos de medición para la toma de decisiones, pero el ordenamiento territorial sin control en el territorio es un saludo a la bandera. Parte del problema es cultural, es de entender que tenemos derechos, pero también tenemos deberes. Se ha avanzado mucho en esta ciudad, pero se debe mantener el esfuerzo, por cuanto los logros se deshacen cuando desaparecen los controles. Los mecanismos de control aportan a la educación, aspecto fundamental para cambiar el comportamiento de los ciudadanos. Sin lugar a dudas, esta falta de control se convierte en una barrera para la efectividad de la planeación urbana. Lastimosamente los controles son muy débiles. F. Hechos recientes que generan cuestionamientos frente al POT (o su cumplimiento).  Construcción de grandes superficies como centros comerciales que a primera vista no están generando espacio público a su alrededor (área de influencia cercana) pero si están creando problemas de movilidad como alta congestión en su área de influencia.  Construcción de supermercados como en sitios como Laureles y la Castellana sin el suficiente espacio para estacionamiento privado, que desde ya están evidenciado ocupación irregular del espacio público.  Construcción de edificios que mezclan usos (comercial y residencial) en zonas de alto flujo vehicular con altos niveles de contaminación auditiva y atmosférica. Asimismo con poco espacios comunes para el disfrute de sus habitantes (San Juan con carrera 80, por ejemplo).
  • 8. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 ¿Qué podría comentar frente al particular? CHJ: Si no existe control sobre el uso del espacio público, todos los problemas se van a resolver en él. Si no se exige, si no se hace cumplir la norma, la válvula de escape se traslada al espacio público. Si una persona monta un negocio y no hay vigilancia sobre el uso de la vía pública como parqueaderos, el dueño de ese negocio lo utilizará de esta manera. Si se exige el cumplimiento de la norma, el negociante buscará una alternativa para evitar cerrar: comprará el local del lado para hacer los parqueaderos o lo habrá resuelto desde un principio con sótanos. Si no hay control sobre el espacio público, quien tenga un restaurante montará mesas y sillas en él. Es un tema de educación: si al niño se le permiten las pataletas, las seguirá haciendo. Hace falta cultura para que estas personas sean conscientes que estas soluciones se tienen que encontrar al interior de sus locales (con la excepción de los corredores de actividad múltiple, que están reglamentados para este fin). En el caso de las construcciones que no generan espacio público dentro de su área de influencia más cercana se debe tener en cuenta el concepto de la capacidad de soporte: la cantidad de personas que puede albergar un espacio determinado, permitiendo que desarrollen sus vidas en condiciones dignas, con un determinado número de vías, viviendas, equipamientos, entre otros; de acuerdo con estándares internacionales que establecen la cantidad de estas infraestructuras que debe haber en una determinada superficie para un determinado número de personas. En Medellín se hizo el ejercicio de determinar esta capacidad de soporte en un estudio que permitió dilucidar qué zonas de la ciudad estaban en mejores capacidades para soportar la población que habita en ellas. Ese estudio permitió aclarar que el norte de la ciudad estaba en apuros para lograr este cometido, puesto que tenía desbordada su capacidad de soporte. La norma se hizo a partir de esos instrumentos: modelación económica, expediente municipal y capacidad de soporte. Este estudio también incluyó la identificación y cuantificación de los lotes de oportunidad. En el sector de El Poblado, se encontró una situación superavitaria, convirtiéndose en un área de aporte, mientras que el norte de la ciudad se convirtió en receptora de carga. Seguramente, estos centros comerciales habrán hecho aportes al fondo para el espacio público, de manera que se equilibre esa carga dentro de la ciudad, en las llamadas áreas de reparto, de manera que este espacio público se construya en zonas deficitarias. Ahora, surge la pregunta de cómo está funcionando este proceso. G. La participación ciudadana en asuntos con alto contenido técnico
  • 9. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 Un Plan de Ordenamiento Territorial tiene un fuete contenido técnico. ¿Cómo incentivar la participación ciudadana en estos asuntos? Y más allá ¿Qué mecanismos o metodologías implementar para que dicha participación aporte además de ideas, propuestas concretas y útiles para el POT? CHJ: Sería una ganancia gigantesca que la gente sepa que es un POT y su rol en el desarrollo de la ciudad, que acepten y que participen en la toma de las decisiones. Todo el mundo habla del POT, con mayor o menor propiedad, eso es valiosísimo. Medellín tiene una figura muy importante en este aspecto, los Planes de Desarrollo Locales, algo que no se ha logrado en ninguna otra ciudad del país, que yo sepa. Se trata de un ejercicio de entrega de las herramientas de planificación a las comunidades, para su toma de decisiones, a la luz de su conocimiento sobre su territorio y sobre sus propias necesidades. Este esfuerzo surge de los problemas para la toma de decisiones concernientes al Presupuesto Participativo. Algunos líderes aprendieron a ganarse las licitaciones y empezaron a manipular las decisiones en ese espacio, inclusive algunos políticos terminaron incidiendo en ellas; se volvió manipulable. Sin ningún criterio técnico, el Presupuesto Participativo expuesto a las pujas de esos liderazgos, el que más grite, el más bravo o el más peligroso, sin objetividad alguna. Fue Ana María Arango, la responsable de que, comuna por comuna, se hicieran los Planes de Desarrollo Local, acompañados por la administración y enmarcado en el POT, resultando en documentos casi incontrovertibles por partir de un modelo de ciudad que todos compartimos. De esta manera, se logró que la comunidad conociera mejor el POT y que sus decisiones estuvieran alineadas con él, determinando cómo, desde cada comuna, se aportaría al modelo de ciudad del Plan, cuáles son sus debilidades y fortalezas y priorizando los problemas más importantes de la comunidad. Así, el Presupuesto Participativo tenía que estar sometido a esa priorización. La administración tiene que ser un orientador y un facilitador, pero el trabajo lo tenemos que hacer juntos. H. BIO 2030 Por último, en su concepto ¿qué papel debe jugar en la revisión del POT de Medellín, el Plan Director Bio2030? CHJ: A mi parecer, debe tener el mismo papel de los bordes urbanos. Hay que estar dispuestos a implementarlos aún bajo el riesgo de cometer errores y crear controversia, lo importante es estar poniendo el dedo en la llaga. Estos
  • 10. Proantioquia – Universidad EAFIT – Fundación Corona – Comfama – Comfenalco Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia – El Colombiano – Cámara de Comercio de Bogotá – Casa Editorial El Tiempo Carrera 43 A 1-50, San Fernando Plaza, Torre 1, piso 12. Telefax: 326 00 31 esfuerzos tienen mucho mérito. Se trata de una oportunidad de lograr el equilibrio metropolitano, de lograr coherencia y equilibrio entre lo natural y lo artificial, en especial por el tema del corredor del río. Si se logran estos equilibrios, se puede mejorar mucho en calidad de vida. Bio2030 dio una mirada metropolitana y a pesar de no hacer un reflejo directo de muchos indicadores tiene el valor de señalar el corredor del río como el área de oportunidades. Bio2030 avanza significativamente en unos modelos de ordenamiento con el río como sistema estructurante.