Your SlideShare is downloading. ×
Crecimiento económico y desarrollo humano  ampliando los límites conceptuales del programa de estudio de enseñanza media-
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Introducing the official SlideShare app

Stunning, full-screen experience for iPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Crecimiento económico y desarrollo humano ampliando los límites conceptuales del programa de estudio de enseñanza media-

655
views

Published on

El presente ensayo pretende acentuar, desde la teoría, la crítica sobre la necesidad de incorporar el concepto de Desarrollo Humano en los contenidos curriculares del programa diferenciado de Historia …

El presente ensayo pretende acentuar, desde la teoría, la crítica sobre la necesidad de incorporar el concepto de Desarrollo Humano en los contenidos curriculares del programa diferenciado de Historia y Ciencias Sociales, como concepto promotor y sustentador de libertad, igualdad y justicia social, valores que se han intentado alcanzar desde la relación simbiótica entre Democracia Liberal y Economía Neoliberal, instalando esta última un supuesto vinculo automático entre la ampliación del ingreso y la ampliación de opciones humanas. El paradigma del desarrollo humano lleva un importante servicio al cuestionar dicho supuesto .


0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
655
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
6
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. CRECIMIENTO ECONÓMICO Y DESARROLLO: AMPLIANDO LOS LÍMITESCONCEPTUALES DEL PROGRAMA DE ESTUDIO DE ENSEÑANZA MEDIA. -Miguel Ángel Pardo Benavidez- RESUMEN El presente ensayo pretende acentuar, desde la teoría, la crítica sobre la necesidad deincorporar el concepto de Desarrollo Humano en los contenidos curriculares del programadiferenciado de Historia y Ciencias Sociales, como concepto promotor y sustentador delibertad, igualdad y justicia social, valores que se han intentado alcanzar desde la relaciónsimbiótica entre Democracia Liberal y Economía Neoliberal, instalando esta última unsupuesto vinculo automático entre la ampliación del ingreso y la ampliación de opcioneshumanas. El paradigma del desarrollo humano lleva un importante servicio al cuestionardicho supuesto1. Si bien es posible encontrar atisbos de la injerencia de los objetivos del DesarrolloHumano en el currículum educacional para enseñanza general básica y media,especialmente en el ámbito de la formación valórica, resulta incomprensible la ausenciateórica del mismo concepto en los contenidos curriculares, poniendo en entredicho si larelación entre crecimiento y desarrollo económico, propuesta por el programa de estudio“Ciencias Sociales y Realidad Nacional” del Ministerio de Educación de Chile –MINEDUC-, resulta suficiente y apropiada para formar en los estudiantes el objetivo deque estos alcancen conciencia crítica, que les permita cuestionar los beneficios deldesarrollo y crecimiento económico en su realidad, entendiendo que tanto la riquezaeconómica nacional como el ingreso generado por los particulares, es un medio a fin de quelos individuos-ciudadanos puedan alcanzar libremente las opciones de vida que estosdesean y mejor parezca para sí mismos, el perfeccionamiento de sus potencialidades y el desus sociedades.1 Mahbub ul Haq, El paradigma del desarrollo humano. Disponible en: Desarrollo Humano en Chile. En:http://www.desarrollohumano.cl/pdf/1995/paradigma95.pdf , p.1 1
  • 2. Introducción El programa de Estudio “Ciencias Sociales y Realidad Nacional”2, de formacióndiferenciada para tercer o cuarto año de enseñanza media, aborda el concepto de DesarrolloHumano desde una perspectiva marginal del crecimiento y desarrollo económico,dedicándole un apéndice tanto a su definición como a los contenidos curriculares que debenser apropiados por los estudiantes para su aprendizaje, adoleciendo por tanto de una claradiferenciación entre: crecimiento económico, desarrollo económico y desarrollo humano. La importancia de la identificación, análisis y contrastación de la triada conceptualantes precisada, se sustenta en que los Objetivos Fundamentales Transversales (OFT)propuestos por el Ministerio de Educación de Chile (MINEDUC) persiguen como fin laformación crítica del estudiante de Historia, Geografía y Ciencias Sociales, a objeto de queéstos sean capaces no sólo comprender su realidad, sino fundamentalmente de enjuiciarla,contrastando y evaluando realidades alternativas a las que les corresponde vivir,proponiendo e imaginando cambios y futuros posibles, bajo el entendido que en ausencia deuna actitud crítica fácilmente se pueden sostener prejuicios y errores como por ejemplo: lacreencia que la desigualdad y pobreza son un efecto natural e inevitable del crecimientoeconómico, que para salir de ellas hay que ceñirse al paradigma de desarrollo propuesto porlos países del primer mundo, y que el mismo desarrollo tiene consecuencias tolerables,como la pobreza de algunos pocos con tal que sea capaz de generar el bienestar de unamayoría3. A razón de lo anterior, se hace preciso actualizar objetivos y contenidos al paraabordar de manera más holística la unidad “Desarrollo y Crecimiento Económico” delprograma de estudio de enseñanza media “Ciencias Sociales y Realidad Nacional”, quepermita el acercamiento de los estudiantes hacia la comprensión crítica del desarrollo y2 Ministerio de Educación, Programa de Formación Diferenciada Ciencias Sociales y Realidad Nacional, (Santiago deChile: MINEDUC, 2002).3 Es realmente un problema dramático en la educación Chilena las inmensas brechas en los niveles de concentración de lariqueza y de distribución del ingreso en Chile, evidenciados en la misma estratificación de colegios y estudiantes segúnnivel socioeconómico de los padres. En tal sentido, la metodología de estudio propuesta por el programa de estudio,“Realidad Nacional”, deja a los estudiantes en la incómoda posición de ser al mismo tiempo observadores y objeto deanálisis al momento de abordar las unidades correspondientes a Desarrollo y Crecimiento Económico; Pobreza,marginalidad y exclusión. 2
  • 3. crecimiento económico, por ende, dirigido hacia la valoración de la libertad, igualdad yjusticia social, objetivos hacia los que apunta el Desarrollo Humano en el marco de Estadosdemocráticos liberales, y a los que debiese apuntar la educación chilena. Del marco curricular a los contenidos de estudio: restringidos conceptos para comprender la “Realidad Nacional” en el siglo XXI. El programa de estudio, “Ciencias Sociales y Realidad Nacional”, para tercer ocuarto año medio de formación diferenciada humanístico-científica, elaborado por laUnidad de Currículum y Evaluación del MINEDUC, fue elaborado en mayo de 1998durante la administración del expresidente Eduardo Frei Ruiz-Tagle (1994-2000),poniéndose en práctica el año 2002 durante el gobierno de Ricardo Lagos Escobar (2000-2006), y no ha tenido actualización alguna desde la fecha en que entró en vigenciaobligatoria para los distintos establecimientos educacionales, poniendo a disposición deestos un marco mínimo de contenidos mínimos obligatorios (CMO) a transponerdidácticamente en aula por los docentes a lo largo de todo el país. El programa de formación diferenciada en el sector de Historia y Ciencias Sociales,tiene como propósito que los estudiantes amplíen sus conocimientos de la realidadnacional, reforzando el desarrollo de habilidades de indagación y análisis, fortaleciendo susentido de pertenencia a través del conocimiento sistemático de algunos de sus aspectos yproblemas. El programa está organizado en siete unidades, donde las dos primeras pretenden sermarco introductorio a la complejidad y multiplicidad de aspectos que por lo generalinvolucran los problemas sociales. Las cinco unidades siguientes abordan las problemáticasrelativas a la realidad nacional vistas desde el prisma de algunas disciplinas de las cienciassociales. De estas cinco unidades temáticas o dimensiones de la realidad nacional y quedeben ser abordadas desde la mirada de las distintas ciencias sociales, tres de ellas destacan 3
  • 4. paradójicamente por ser unidades no vinculantes a ser trabajadas, siendo estas la unidadnúmero dos: desarrollo y crecimiento económico, a ser estudiada desde la Economía,Historia, Geografía y Ciencia Política; la unidad número cinco; pobreza, marginalidad yexclusión social, a ser estudiada desde la Sociología, Economía y Antropología; y la unidadnúmero seis, democracia, a ser estudiada desde la Ciencia Política, Historia, Sociología yAntropología. La disociación programática entre los contenidos no favorece el estudio multicausalde las problemáticas nacionales asociadas a ellos, por ende, priva tanto a profesores como aestudiantes de la posibilidad de agudizar miradas sobre el papel que desempeñan el Estado,la democracia y las políticas macroeconómicas en las condiciones de vida de los chilenos.Por ello se requiere incorporar el paradigma de Desarrollo Humano como un contenidotransversal, capaz de ligar las disociaciones entre desarrollo y crecimiento económico;pobreza, marginalidad y exclusión social; y democracia, a fin de proporcionar a losestudiantes las habilidades y competencias teóricas necesarias para que puedan realizarjuicios válidos al momento de interpretar su realidad individual, comunitaria y nacional. Los Objetivos Fundamentales Transversales –OFT- que se propone para laEducación Media, hacen referencia a las finalidades generales de la educación, vale decir, alos conocimientos, habilidades, actitudes, valores y comportamientos que se espera que losestudiantes desarrollen en el plano personal, intelectual, moral y social. Dichos objetivosvan en correspondencia a los OFT perseguidos por el programa de formación diferenciada“Realidad Nacional”, buscando que los estudiantes alcancen el conocimiento y laautoafirmación personal, el desarrollo del pensamiento –apuntando hacia la consecucióndel pensamiento crítico-, la formación ética, y el conocimiento de la realidad social a travésdel fortalecimiento del sentido de pertenencia a la comunidad nacional, en el ámbito de lapersona y su entorno. Los OFT referidos al desarrollo del pensamiento y a la formación ética sonesenciales –sin exceptuar la importancia de los otros- para el despliegue de los contenidoligados a Desarrollo Humano -desarrollo y crecimiento económico; pobreza, marginalidad 4
  • 5. y exclusión social; democracia-, pues apuntan directamente consecución del pensamientocrítico que contribuyen a la formación de actitudes y valores necesarios para laparticipación ciudadana democrática responsable, y la valoración de los derechosfundamentales de las personas. Desde el plano educativo, el concepto de Desarrollo Humano atraviesa la vidaacadémica de los estudiantes, pues permite la aproximación al estudio de los distintossectores de aprendizaje, respondiendo a los fines mismos de la educación expresados en losOFT del currículum escolar. Según lo antes ya expresado, la definición de Desarrollo Humano en contraste conla de Pobreza; el Índice de Desarrollo Humano como complemento del PNB; losindicadores elegidos para cuantificar los logros en las dimensiones que lo definen; losaspectos metodológicos involucrados en su determinación; constituyen, entre otros, unabanico de objetos abordables desde las diferentes disciplinas, cruzando inexorablementelos conocimientos, habilidades, actitudes, valores y comportamientos que se espera que losestudiantes desarrollen en el plano personal, intelectual, moral y social4. La falta de coherencia, entre la inserción de los valores fomentados por elDesarrollo Humano en el marco curricular chileno, expresados en los OFT, y la carencia deeste en los contenidos curriculares, como paradigma que complemente y/o cuestionecríticamente la red de contenidos referidos a desarrollo y crecimiento económico; pobreza,marginalidad y exclusión social; democracia, pone en serio peligro los valores que lamisma educación persigue, al excluir intencionalmente cualquier contenido que formeconciencia crítica respecto al actual modelo de desarrollo que persigue Chile, basado enrelación entre Democracia Liberal y Economía Neoliberal, y que como bien argumentaMahbub ul Haq, se sustenta en un alto crecimiento económico, pero donde el Estado, y losgobiernos democráticos de turno, deben aplicar políticas públicas que corrijan la desigualdistribución del ingreso y los bienes a fin de mejorar las opciones de vida de las personas5.4 Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), Desarrollo Humano en Chile: Educación y DearrolloHumano. Disponible en: http://www.desarrollohumano.cl/idhc/wwwroot/currifr.htm5 Mahbub ul Haq, El paradigma del desarrollo humano, p.5 5
  • 6. ¿Por qué es importante incorporar el paradigma de Desarrollo Humano al programa de estudio “Ciencias Sociales y Realidad Nacional”? El actual programa de estudio de formación diferenciada, “Ciencias Sociales yRealidad Nacional”, para tercer o cuarto año medio humanístico-científica, vinculadirectamente el crecimiento del ingreso nacional con el proceso inmediatamente aparejadoen el desarrollo económico manifestado en mejoramientos en ciertos indicadores debienestar social, como salud, educación, distribución del ingreso y la riqueza, etc. Valedecir, es un proceso global de modernización de la economía y la sociedad en su conjuntocuyo objetivo es elevar las condiciones de vida de la población6. Dicha definición se alejaradicalmente de las relaciones estructurales de poder que se dan al interior de los órdenessociales, políticos y económicos, que determinan las disparidades en la distribución de lariqueza y el ingreso, lo que tiene como resultado que los beneficios del crecimiento ydesarrollo de la economía no sea igual para todos los individuos, engendrando a su vez elproblema de la pobreza. El Desarrollo Humano, como concepto y paradigma, si bien reconoce la importanciadel crecimiento económico en las sociedades a fin de reducir o erradicar la pobreza,reconoce al ser humano como medio y fin de la actividad económica, y por sobre todo delos beneficios que de ella se obtenga, poniendo en un lugar central la ampliación de lasopciones y posibilidades de las personas, el desarrollo de su potencial de la y el goce de lalibertad de los individuos. En tal sentido, y en palabras de Mahbub ul Haq, el objetivo deldesarrollo es crear un ambiente que permita a las personas disfrutar de una vida larga,saludable y llena de creatividad7.6 Ministerio de Educación, Programa de Formación Diferenciada Ciencias Sociales y Realidad Nacional, (Santiago deChile: MINEDUC, 2002), p. 1337 Mahbub ul Haq, El paradigma del desarrollo humano, p.1 6
  • 7. La importancia de incorporar el paradigma de Desarrollo Humano no sólo respondea la actualización de los contenidos mínimos obligatorios en el currículum escolar y a lacoherencia que debiera existir entre los OFT y CMO, sino fundamentalmente permitir unamirada “real” de la realidad nacional, toda vez que los estudiantes vivencian diariamente lasincompatibilidades entre la Democracia Liberal y el Capitalismo Neoliberal, evidenciadosen la natural –para ellos- segmentación social, cultural y territorial de los chilenos según elnivel de ingreso de sus padres. Los educadores, educandos y sus familias, son testigos de la existencia en lasociedad chilena de una sostenida y profunda crítica del discurso ciudadano sobre lalegitimidad de la Democracia Liberal, manifestada en una doble patología: el drásticoaumento del abstencionismo político, y al hecho de que los ciudadanos se consideren cadavez menos representados por aquellos a quienes eligieron, lo que en síntesis se expresa enla apatía de buena parte de los ciudadanos hacia los canales políticos tradicionales departicipación, sea partidos políticos, sea parlamento, y que en definitiva no sólo supone eldescredito o escasa legitimidad del sistema democrático liberal8, sino el profundocuestionamiento a sus desiguales beneficios, así como del actual modelo de desarrollosustentado en el capitalismo neoliberal. En nuestra contemporánea sociedad chilena, cada vez más plural, compleja yconscientes de sus derechos y deberes, se ha instalado una crítica espontánea a la relaciónsimbiótica entre democracia liberal y sistema económico neoliberal, que ha pregonado unfalso supuesto: el Estado democrático liberal es capaz de corregir las distorsiones de losmercados a través de políticas públicas tendientes a la redistribución de la riqueza generada,fortaleciendo así la libertad e igualdad de oportunidades de los individuos, al tiempo quelos capacita para beneficiarse progresivamente de los recursos puestos a su disposición,reflejado tanto en niveles crecientes y sostenidos de movilidad social, como en un espaciopúblico caracterizado por una ciudadanía más participativa, consciente y empoderada de su8 Cfr. David Held, Modelos de Democracia (Madrid: Alianza Ensayo, 2002), p.321 7
  • 8. soberanía individual, siendo éstos valores que promueve tanto el marco curricular educativochileno -desde los OFT-, en correspondencia con los objetivos del Desarrollo Humano. No obstante, la relación entre democracia liberal y capitalismo neoliberal en Chileha sido más bien contradictoria, pues el sistema económico neoliberal incentiva laconcurrencia entre actores económicos e individuos que han tenido inicialmenteoportunidades desiguales –capital económico, cultural, educacional, etc.-, dando comoresultado una competencia para muchos desigual e insuficientemente, expulsando delmercado a los menos capaces o competitivos y reproduciendo la desigualdad como circulovicioso. Lo anterior repercute en el descredito de la democracia como redistribuidora deoportunidades y beneficios, toda vez que se sustenta y avala en un sistema económico quetiende a la concentración de la riqueza, la desigualdad, la exclusión y marginación de losmenos acreditados y competentes, sustentando un orden sociopolítico reproductor de élitesque se legitiman en base a sus recursos de poder, ya sea por ingreso o por patrimonio. Las contradicciones surgidas de la relación entre democracia y economía neoliberal,ha acentuado el descontento generalizado de la ciudadanía, evidenciado por el aumento dela apatía política, el abstencionismo electoral, la baja participación política a través de loscanales institucionalizados –especialmente los partidos políticos-, el reclamo por más ymejor educación y empleo -especialmente en grupos de jóvenes profesionales-, la desigualdistribución del ingreso, etc. Lo anterior supone la existencia no sólo de un malestarcolectivo, sino de profundas brechas entre representantes y representados, ricos y pobres,evidencia de la crisis del actual modelo de desarrollo, que de no ser resuelta prevé ladeslegitimación de las organizaciones e instituciones políticas y económicas, así como deldebilitamiento del Estado y de su capacidad de generación de cohesión social9.9 La cohesión social según la CEPAL, se define como: "la dialéctica entre mecanismos instituidos de inclusión y exclusión sociales y lasrespuestas, percepciones y disposiciones de la ciudadanía frente al modo en que estos operan". En: CEPAL, Cohesión social en AméricaLatina. Una revisión de conceptos, marcos de referencia e indicadores (Santiago: CEPAL, 2010), p. 22 8
  • 9. Actualmente resultan nítidos los conflictos al interior de la sociedad chilena,creciendo la conciencia de sus intereses y demandas, y que contrasta con un sistemademocrático representativo limitado a los mecanismos de participación en procesoseleccionarios, y por ende, incompatible para incorporar y canalizar institucionalmente lasmultitudinarias y sistemáticas manifestaciones sociales ocurridas durante el primersemestre del presente año 201110, que bogan por una participación más directa en losasuntos de interés colectivo y alejada de la representatividad de la élite política que seasume como vanguardia nacional y que es rápidamente asociada por la opinión públicacomo “los que concentran la riqueza”, aunque muy alejado de ello no estén, entendiendoque la riqueza personal o familiar, sea por ingreso o patrimonio, es un recurso de poder quefavorece la consecución de otros, como el poder político, y que cobra mucha más fuerza ensociedades como la chilena, en donde la distribución de la riqueza y el ingreso se concentrafundamentalmente en una minoría. En tal sentido, las actuales movilizaciones son, en apariencia, un reclamoespontáneo de la sociedad civil a la lentitud de respuesta del gobierno y Estado a laemergencia de nuevas temáticas que la ciudadanía ha instalado en la agenda país. Noobstante, en el fondo, evidencian un proceso de maduración de actores sociales másempoderados, caracterizados por intereses heterogéneos, con mayor sensibilidad,informados y reaccionarios frente a los actúales problemas que les convocan11, y que en sumayoría, corresponden a estudiantes y jóvenes profesionales que conforman un dinámicosector de la clase media chilena, poseedora de un significativo capital cultural especializadoy sofisticado, símbolo de la gran promesa de la democracia liberal tendiente hacia laconsecución de la igualdad de oportunidades y de acceso a una educación de mayor y mejorcalidad, evidencia del alto impacto de políticas públicas destinadas a corregir las10 Las movilizaciones sociales durante el primer semestre, tanto por el petitorio de los estudiantes de la educación secundaria y superiorpara conseguir una reforma en el sistema de financiamiento y calidad de la educación universitaria, como por el caso HidroAysén,evidencian el malestar y el descontento evidente y generalizado por el actual modelo político y económico de desarrollo que no es capazde dar cabida ni respuesta a las problemáticas de la sociedad.11 Las redes sociales como Facebook, Twitter, Orkut, MSN, etc., han agregado a los movimientos sociales convocados a través de dichasredes instantaneidad, dinamismo, espontaneidad y capacidad de gestión de la sociedad civil, sustentada en el impersonalismo nodirigencial, con capacidad de aglutinar enormes grupos sociales informados y conscientes de su reclamos a través de canales notradicionales de deliberación. 9
  • 10. distorsiones del mercado y de las consecuencias de la profundización en los indicadores deDesarrollo Humano en Chile. Es justamente esta generación de manifestantes, hija de las redes de protecciónsocial, y seguridad social, implementadas y fortalecidas en democracia -desde 1990 a lafecha-, la que sensibiliza un malestar colectivo asociado tanto al alejamiento, descredito,deslegitimación y crisis de la democracia representativa como instancia resolutiva válidapara toma de decisiones de la colectividad nacional, y la indignación con el sistemaeconómico neoliberal, que agudiza la concentración de riqueza en unos pocos, somatizandosu incapacidad para superar la pobreza, estratificando a los individuos espacial, social, yculturalmente según el nivel de ingresos de sus ciudadanos, aletargando a su vez el procesode movilidad social al masificar empleos de baja calidad y estabilidad. Los movimientos sociales son manifestación de la revitalizada sociedad chilena, dela inversión en cobertura y calidad de la educación, sin dejar de reconocer las enormesbrechas que se conjuran en el actual reclamo sobre calidad del sistema educacional,representando un desafío histórico a las capacidades adaptativas y de reestructuración delgobierno, el Estado, el sistema político y económico nacional, a fin de construir puentesque integren a estos empoderados actores que precisan de nuevas políticas públicasorientadas a la superación de las contradicciones que el actual modelo de desarrollo no escapaz de resolver. 10
  • 11. Conclusión. Las actuales contradicciones que surgen del modelo de desarrollo chileno, y queestán siendo somatizadas a través de los movimientos sociales, son experimentadasasimismo por los diferentes actores de la educación nacional. Todo ello, debe tener uncorrelato no sólo en la discusión política y académica, sino que en la reformulación delprograma de estudio escolar, que no sólo se contente con la intención valorativa de losObjetivos Fundamentales Transversales, sino que sea capaz de generar una reformulaciónpor parte del Estado -entendiendo que el currículum educativo es intencionado-, de lo quehasta el momento se entiende por Desarrollo. Es fundamental que los contenidos mínimos obligatorios: desarrollo y crecimientoeconómico; pobreza, marginalidad y exclusión social; democracia, sean resignificados,atendiendo no sólo a la dinámica de cambio histórico de la sociedad, sino como unarespuesta que albergue las numerosas dimensiones a la que los seres humanos estamosllamados a desarrollar, y de la que los estudiantes deben ser críticamente conscientes paraalcanzar el logro de sus potenciales destrezas, habilidades y capacidades. La incorporación plena del paradigma de Desarrollo Humano al currículum nacionalchileno supone el reconocimiento de los propios límites explicativos del actual modelo dedesarrollo, y de sus contradicciones, que descienden, desde la política y macroeconomía delpaís, al sistema educativo, subrayando por ende la necesidad de reposicionar en objetivos ycontenidos al ser humano, no sólo como un objeto a ser beneficiado por el éxito materialdel país, sino como el real protagonista en los distintos órdenes a los que se sienta llamadoa intervenir y realizarse íntegramente, como actor participante y constructor de su historiapersonal, la de su comunidad y nación. 11
  • 12. BIBLIOGRAFÍA- Bobbio, Norberto. El futuro de la democracia. Santafé de Bogotá: Fondo de CulturaEconómica, 1992.- Dahl, Robert A. La Democracia: una guía para los ciudadanos. Distrito Federal,México: Taurus, 1999.- De Souza Santos, Boaventura. Democratizar la Democracia. Los caminos de lademocracia participativa. México D.F.: Fondo de Cultura Económica, 2004.- Di Filippo, Armando, Apuntes de Clase, Desarrollo Humano: Claves teóricas eindicadores, Santiago de Chile: Universidad Alberto Hurtado, Primer Semestre 2011.- Held, David. Modelos de Democracia, Madrid: Alianza Ensayo, 2002.- Ministerio de Educación de Chile (MINEDUC), Programa de FormaciónDiferenciada Ciencias Sociales y Realidad Nacional. Santiago de Chile: MINEDUC,2002. 12
  • 13. Bibliografía electrónica:- CEPAL (2010), Cohesión social en América Latina. Una revisión de conceptos,marcos de referencia e indicadores, Introducción y capitulo 1: Revisión crítica delenfoque de cohesión social de la CEPAL y desafíos para su operacionalización.Santiago, CEPAL, enhttp://www.cepal.cl/publicaciones/xml/9/42239/LCG2420e.pdf (acceso 21 de Julio,2011).- Ul Haq, Mahbub, El paradigma del desarrollo humano. Disponible en: DesarrolloHumano en Chile. Santiago, PNUD Chile, en:http://www.desarrollohumano.cl/pdf/1995/paradigma95.pdf (acceso 15 de Julio,2011).- Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), Desarrollo Humanoen Chile: Educación y Dearrollo Humano. Disponible en:http://www.desarrollohumano.cl/idhc/wwwroot/currifr.htm. (acceso 17 de Julio,2011). 13