Your SlideShare is downloading. ×
Ensayo... ..
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Saving this for later?

Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime - even offline.

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Ensayo... ..

1,900
views

Published on

Published in: Travel, Entertainment & Humor

0 Comments
4 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
1,900
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
17
Comments
0
Likes
4
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. 12065-209116 Universidad de puebla.<br />SEGUNDO SEMESTRE.<br />SEDE: CHIMALHUACAN EDO. DE MEX.<br />ASIGNATURA: FILOSOFÍA DE LA EDUCACIÓN.<br />343471517462500ALUMNA: AIDEED AVILES TORNES.<br />TÍTULO DEL ENSAYO:<br />LA FILOSOFIA DE LA EDUCACIÓN<br /> <br />MAESTRÍA EN DESARROLLO EDUCATIVO<br />PROFESOR: JOSÉ LUIS VILLEGAS VALLE.<br />Chimalhuacán Edo. De Méx. A 2 de Julio. De 2011<br />LA FILOSOFIA DE LA EDUCACIÓN<br />“EL HOMBRE QUE DECEO FORMAR”<br />Introducción.<br />En estos tiempos globalizados, donde los obstáculos de la comunicación escasean, porque los seres humanos de todo el globo terráqueo pueden interactuar unos con otros a través de diferentes medios, atravesando las barreras de la distancia sin tener que desplazarse de un lugar a otro; impulsándolos a buscar nuevos conocimientos, experiencias y horizontes para sobrevivir en el medio ambiente que le represente mejor calidad y condición de vida. <br />Y para que estas experiencias sean no sólo para bienestar individual sino colectivo, y a favor del desarrollo profesional de un individuo, sólo hay un único medio de lograrlo, y ese es a través de la educación. Ya que ésta es la que define las facultades físicas, intelectuales y morales de los individuos convirtiéndolos en entes productivos a su favor y en bien de la sociedad. <br />Con ella complementan las instrucciones que fueron acumulando a través de todo su desarrollo como persona desde su nacimiento. Desarrollando habilidades que los impulsa a compartir ideas, culturas y conocimientos respetando siempre a los demás; procurando la felicidad y el bienestar de todos. <br />Según la teoría de Paulo Freire (1921-1997), pensador más influyente en cuestiones educativas del siglo XXl, “La educación es lograr que las personas sean felices. Su único propósito debe siempre ser el de alcanzar la igualdad, la transformación y la inclusión de todos los individuos en la sociedad”. Si todos pensáramos de esta manera y actuáramos a favor de nuestra sociedad sin egoísmo ni avaricia, tuviéramos menos hambre en el mundo, porque cada uno buscaría su formación profesional pensando en el bien común. <br />Este ensayo tiene como finalidad conceptualizar de forma sintetizada la filosofía de la educación, no sólo para el cumplimiento de una asignación académica, sino para la propiciación de un espacio reflexivo que conlleve a la motivación constante a la búsqueda de una formación continua.<br />LA FILOSOFIA.<br />Antes de reflexionar sobre la filosofía de la educación, es necesario tener presente uno de los problemas usuales de la filosofía que aparece cuando se intenta responder ¿Qué es la filosofía? Nunca los filósofos han logrado ponerse  de acuerdo en una respuesta única.<br />La discusión entre los filósofos sobre qué es la filosofía señala algo sobre su naturaleza: su carácter debatidor y cuestionable. ¿Puede practicarse o enseñar filosofía sin tener una idea de la misma? La respuesta es obvia: no.<br />-27368514986000 Según una antigua tradición, el nombre “filosofía” fue inventado por Pitágoras. Encontrándose en la ciudad de Fliunte, Leonte, un ciudadano distinguido de la misma que lo admiraba, le preguntó cuál era su arte. Pitágoras respondió: “No conozco ningún arte, sino que soy filósofo”. Leonte no había oído jamás esa palabra y le preguntó quiénes eran filósofos y en que diferían de las otras personas. Pitágoras respondió comparando la vida humana con una de las grandes fiestas nacionales de Grecia, a las cuales algunos acudían para ganar los premios y la gloria en las competencias deportivas, otros para enriquecerse con el comercio y otros como espectadores para observar hombres y cosas. Estos últimos son los filósofos. Libres del deseo de la gloria y prosperidad, “amantes de la sabiduría”, contemplan los hechos humanos sin participar en ellos con el único fin de tener un conocimiento indiferente del mundo. Esta definición de Pitágoras se contradice con la filosofía activa. (Lorenzen 1997)<br />Aristóteles había afirmado la superioridad de la actividad contemplativa sobre las otras actividades humanas. El “amor a la sabiduría” (el significado etimológico de “filosofía”), es el esfuerzo por conseguir el conocimiento desinteresado de las cosas más sublimes: las causas y sustancias últimas, la divinidad, los astros, el orden perfecto del mundo. El conocimiento, de todo esto casi siempre carece de utilidad práctica inmediata, pero torna a la vida del hombre similar a la vida divina. El filósofo no es el hombre “prudente” que sabe organizar su conducta en los asuntos prácticos de la vida, sino el “sabio” que se dedica exclusivamente al conocimiento de cosas insólitas y fascinantes, que están por encima de los intereses de los hombres comunes.<br />La filosofía es un ejercicio que se origina en la sociedad humana, de la necesidad del espíritu individual de reflexionar sobre su acción, sobre la conducta, sobre una forma más sólida de sus relaciones con el todo, y es, una función basada en la estructura de la sociedad y exigida para perfeccionar su vida.<br />La palabra griega philosophos (que se formó en oposición a sophós), dice que el filósofo es el amante del conocimiento (del saber) a diferencia de aquel que estando en posesión del conocimiento se llamaba sabio. Este sentido también se usa hoy: la búsqueda de la verdad, no la posesión de ella. (Enciclopedia)<br />La filosofía griega está presente y actúa una concepción radicalmente diferente de la filosofía. Sócrates hizo bajar la filosofía del cielo, la transfirió a las ciudades, la introdujo en las casas, la hizo interesarse  por la vida y las costumbres, por el bien y el mal. Platón la consideró el único instrumento eficaz para realizar una comunidad humana justa y pacífica. <br />4241800135763000Y antes de Sócrates y Platón, los Siete Sabios, con los cuales se considera que comienza la reflexión filosófica en el mundo occidental, fueron consejeros de la ciudad y de particulares y condensaron su sabiduría en refranes breves: “Conócete a ti mismo”, “No desees lo imposible”, “La mesura es óptima”, que guiaban la conducta del hombre en su  vida diaria.<br />Así entendida, la filosofía se dirige a considerar al hombre y su experiencia en el mundo, las reglas y criterios que pueden disciplinar, organizar y dirigir su vida individual y colectiva.<br />Desde este punto de vista, la filosofía se limita a aconsejar al hombre como usar, en su provecho, el saber del que dispone; se coloca en el plano de la humanidad para ayudarla a alcanzar una forma más coherente de vida  a través de la solución de los problemas que la inquietan.<br />Filosofía contemplativa y filosofía activa podrían ser las dos vías que constituyen las alternativas de la búsqueda filosófica.<br />La primera considera que la realidad está ordenada, es racional y que la tarea de la filosofía consiste en darse cuenta de su orden y de su racionalidad. La segunda vía considera que la realidad no tiene  ni orden ni racionalidad si el hombre no se esfuerza por conferírsela y que es este esfuerzo la tarea de la filosofía.<br />Hegel, representante de la primera, decía que la filosofía llega siempre demasiado tarde para decir como debe ser el mundo porque aparece cuando la realidad ya está consumada y es así semejante al búho de Minerva que emprende el vuelo al crepúsculo, cuando el día ya ha acabado.<br />La filosofía activa sostiene que tiene que insertarse en asuntos del mundo, debatir los problemas que interesan a los hombres en cuanto tales, mostrar las posibles soluciones y ayudar a elegir aquellas que sean las más favorables al destino de los hombres. Desde este punto de vista, el filósofo no puede ser “el espectador desinteresado del mundo” que observa cómo transcurre la vida porque está inmerso en la vida misma y sigue la suerte común a los otros hombres.<br />444881019685000           Hay un artículo de CLARÍN, del 13/04, que trata de la filosofía en las escuelas. La nota dice que los chicos piensan que la filosofía sirve “para ejercitar el pensamiento”. Para el maestro Maximiliano Durán, la filosofía “se trata de abrir cabezas para que cada uno construya su propia ideología”, y también opina que trabajar con filosofía es como “estar trabajando con arcilla.” <br /> EDUCACIÓN<br />Por otra parte, también es necesario tener presente la importancia de la educación. La educación se desarrolla con Platón, ya que para Platón es necesario un cambio; los filósofos deben ser reyes, a menos que los reyes sean filósofos. La teoría de las Ideas vuelve a ocupar su puesto; hay, por una parte, los que son amantes de los espectáculos y, por otra parte, los que son amantes de lo Bello, los que únicamente quieren ver lo Bello. Estos últimos son muy escasos, pero son los únicos que están fuera del estado de sueño. Este estado de sueño del que es necesario salir es la opinión, la doxa; es un estado intermedio entre el ser y el no ser. Las cosas que dependen de la opinión son absolutamente diferentes de las que son objeto del saber; pero tampoco hay que decir que la opinión se ocupa del no-saber, es algo intermedio; participa del ser y del no-ser; es una mezcla.<br />“El filósofo es amante de la realidad entera; quiere la verdad; no le preocupa la muerte; es justo. El filósofo que ha ascendido hacia las Ideas volverá a descender a la caverna para ayudar a los hombres a salir del sueño en el que se hallan sumidos y aportar sentido y verdad a la vida. Ahora se llegan a fundamentar las dos afirmaciones de Sócrates: que la virtud es una, y que la virtud es ciencia. Es ciencia del Bien, del Bien único, sol inteligible que da nacimiento y desarrollo a todo lo que es. Como el sol hace los colores, el Bien fundamenta el conocimiento, hace las cosas cognoscibles, es decir, visibles para nuestro ojo inteligible.” (M. Fassineti, 1991)<br />Esta ciencia es la filosofía, la dialéctica. El verdadero gobernante es el filósofo. La filosofía es el amor a la sabiduría al contrario que la filodoxa o amor a las opiniones o al contrario del filotheamon o amante de los espectáculos.<br />274320149796500Las opiniones mudables y carentes de justificación racional recaen sobre los seres físicos que son igualmente mudables y carentes en sí de inteligibilidad (todo lo que de inteligibilidad hay en el mundo físico proviene de las Ideas); de otra parte, el saber -que es conocimiento universal, necesario y racionalmente fundado- tiene como objeto las Ideas igualmente universales y necesarias cuyo entramado constituye un sistema plenamente racional.<br />El ascenso hasta este tipo de saber que Platón denomina Filosofía y también dialéctica es difícil y por ello exige un entrenamiento intelectual: la mente ha de acostumbrarse al razonamiento alejándose de los sentidos y de sus objetos. Las matemáticas son saberes particulares, proceden por hipótesis sin dar razón de ellas, parten de sus objetos. No pueden justificar o fundamentar sus objetos.<br />El proceder de la dialéctica es otro: no acota ninguna parcela del mundo inteligible y por tanto, su saber no es hipotético. El dialéctico asciende por medio de la razón. "considerando las hipótesis no como principios últimos, sino como simples hipótesis que sirven a modo de peldaños y puntos de apoyo para elevarse hasta el principio de todo que ya no es hipotético; y una vez alcanzado éste, desciende de nuevo abarcando todas las consecuencias que se derivan de él hasta llegar a la conclusión final, sin servirse en absoluto de nada sensible, sino solamente de las Ideas mismas, pasando de Idea en Idea y terminando en Ideas". (Video: Platón)<br />La dialéctica es un saber sistemático total, globalizador, sinóptico en el cual cada conocimiento parcial se justifica por el lugar que ocupa dentro del todo, que le asigna el saber absoluto. El sistema de las Ideas descansa en la Idea suprema, la Idea del Bien.<br />3902710120332500Teniendo en consideración a Platón, como iniciador de la educación y su idea de la inteligencia, puedo mencionar ahora las diferentes maneras por las que los individuos pueden tener acceso a la educación. Ya que existen diferentes vías educacionales a través de las cuales éstos pueden adquirir aprendizajes y desarrollar habilidades. Estas son clasificadas en tres grupos: <br />a) La educación formal. <br />b) La educación no formal <br />c) La educación informal <br />¿En qué consiste la educación formal?<br />Según la enciclopedia libre Wikipedia, la educación formal es el proceso integral correlacionado que abarca desde la educación inicial, primaria hasta la educación secundaria, que responde a propósitos deliberados y sistemáticos materializados en un currículo oficial, aplicado en calendario y horario previamente establecido. Una educación regulada, producida en espacio y tiempo completo, que define el perfil de los ciudadanos y las ciudadanas que espera tener una nación para su desarrollo. <br />De modo general, la educación formal puede ser definida como el sistema educativo institucionalizado, graduado cronológicamente y estructurado jerárquicamente que se extiende desde los primeros años de la escuela inicial hasta los últimos años de la educación universitaria. <br />¿Cuál es el fin de la educación no formal?<br />La educación no formal es toda actividad educativa, organizada y sistemática desarrollada fuera del marco de un currículo oficial, con la finalidad de facilitar algún tipo de aprendizaje a personas particulares de la población, las cuales son certificadas según los logros alcanzados, desvinculados de los niveles, modalidades, carreras y grados académicos. <br />¿Qué es la educación informal?<br />Es un proceso continuo y espontáneo de aprendizaje, presentado de manera intencional, a través del cual las personas adquieren y acumulan conocimientos y habilidades mediante sus experiencias del diario vivir y su relación con todo el medio ambiente, fuera del marco de la educación formal y de la no formal, como hecho social no determinado. <br />Por ejemplo, la familia es el primer escenario donde este tipo de educación va adquiriendo las bases sólidas para seguir construyendo el gran edificio de los saberes. La que a través de sus diferentes contactos sociales hace posible la personalización de los individuos, como lo son los clubes deportivos, las asociaciones culturales, los círculos de amigos, así como todos los medios masivos de comunicación: la Internet, la televisión, la radio, los libros, la prensa escrita, los teléfonos, entre otros. Todos dinamizan la educación informal. <br />¿En qué consiste la filosofía de la educación?<br />Teniendo en consideración lo anterior, puedo mencionar que la filosofía de la educación tiene como propósito general la interpretación fundamental, sistemática y critica de todo el accionar de la educación desde el punto de vista antropológico y filosófico. Muchos la definen como la disciplina que estudia el comportamiento de la educación abalada a todas aquellas leyes que rigen el desarrollo de los seres humanos desde su aparición por primera vez en el globo terráqueo hasta la actualidad. La que a la vez, de manera particular, gobierna cada formación económica-intermedia social y estudia las diferentes conceptualizaciones y formas de cómo ésta percibe el hecho educativo. <br />No sólo se encarga de estudiar el fin de la educación, sino también estudia al sujeto y a todo el accionar mismo de la educación, pero desde la óptica de su finalidad. Es decir, que reflexiona sobre su naturaleza, esencia y valores. <br />Por tanto, esta es manifestada según las formas y los modos en que los educadores, eruditos y las demás personas vinculadas a todo el quehacer educativo apliquen las diferentes disciplinas, destacando especialmente los casos de la antropología, la psicología, la sociología y la historia por ser disciplinas que interactúan directamente y van de la mano con la realidad educativa. <br />La educación como garantía de la seguridad social.<br />449580062166500Un ejemplo claro es la educación que se recibe en los pueblos ya que esta es la garantía de la seguridad social. Es la garantía del desarrollo y el crecimiento de un país. Es la garantía del desarrollo del intelecto, del pensamiento crítico, del estatus social y la seguridad de calidad de vida del sujeto, como individuo. ¿Por qué?, por nueve sencillas razones: (Metodología de la Educación, 1983)<br />Garantiza una manera diferente de actuar en las distintas situaciones presentadas en la vida cotidiana, con mira a respetar y preservar la vida, sabiendo, a la vez, lidiar positivamente con los conflictos. <br />Promueve el respeto hacia las individualidades de creencias, de ideologías y culturas. <br />Garantiza el crecimiento y el desarrollo favorable de las generaciones futuras. Pues a través de ella las nuevas generaciones relacionan y aprenden los conocimientos, los modos de ser, las normas de conductas y las diferentes formas de ver el mundo de las generaciones anteriores, permitiéndole construir un nuevo mundo. <br />Proporciona mejores conocimientos para certificar el cuidado de todos los componentes de la naturaleza, entendiendo que es parte integral de la misma; y que destruir el medio ambiente es destruirse a sí mismo.<br />Avala una vida de calidad; es decir, prosperidad económica, desarrollo profesional y bienestar.<br />Es el antídoto contra la modalidad y la delincuencia.<br /> Es la guía que rige por medio del conocimiento, de las palabras, pensamientos e ideas las acciones, sentimientos y actitudes de las personas. <br />Es el proceso de concienciación y vinculación moral, conductual y cultural entre los individuos. Compartida entre éstos por medio del intercambio de sus conocimientos, ideas y cultura. <br />Y por último, es la única vía que garantiza el progreso y desarrollo, tanto de las naciones como de los individuos en estos tiempos globalizados con una economía mundial de competitividad sostenida.<br />Vista de esta manera la filosofía de la educación, puedo conceptualizar la educación, de manera particular, como el proceso multidireccional que va regando a su paso conocimientos, valores, aptitudes, costumbres, habilidades y actitudes en beneficio integral del que la recibe; transformando y controlando su carácter; moldeando su personalidad, haciendo que todo esto se convierta en beneficio de su entorno social, de su crecimiento profesional y de su desarrollo humano, por medio de los diferentes procesos educacionales: el formal, el no formal y el informal. Colaborando de esta manera a que su patria se encamine hacia el progreso y la prosperidad. Pues la educación es el proceso donde los seres humanos se forman en la vida social para la vida en sociedad. <br />En sí todos los medios utilizados para lograr un cambio de actitud favorable en el ser humano son válidos; más aún los ofrecidos en estos tiempos donde la tecnología está al alcance de todos; como lo es la formación a distancia, planificada en otra cultura y otros medios diferentes a los míos; y poder interactuar con personas que nunca he visto. Formarme dentro de una sociedad sin frontera para poder interactuar en la sociedad globalizada de un nuevo siglo. Una sociedad carga de desafíos.<br />4448810208280000 Es la gran oportunidad en estos tiempos globalizados de recibir una educación adecuada a estos tiempos modernos de competitividad mundial, en la que no sólo los ricos de cunas tienen la oportunidad de recibir una educación formal en las mejores universidades del mundo, sino que también el pobre tiene la misma oportunidad de recibir una educación de calidad participando en una de ellas desde la comodidad del hogar, sin salir de sus fronteras, pudiendo enfrentar y participar en los nuevos desafíos de este nuevo orden de globalización mundial del siglo XXI, gracias a los agigantados pasos de avance que ha dado la tecnología. <br />Sin educación no hay crecimiento ni mucho menos desarrollo social. La educación es la esperanza de los pueblos. Es el fantasma de la miseria. Procurarla todos debemos si queremos alcanzar la igualdad, la transformación y la inclusión dentro de la sociedad.<br />Creo que todos estamos de acuerdo que la función y concepto de Escuela y de Educación han sufrido un sin número de cambios, esto probablemente se deba al desarrollo social, factores económicos y por supuesto políticos.<br />De esta manera la práctica docente ha sido afectada de una u otra manera, la cual se ha visto obligada a asumir nuevas concepciones y diferentes formas de actuar en relación a su tarea educativa.<br />Debo mencionar también que a la Educación se le ha señalado o acusado de reproducir los intereses de la clase en el poder, por lo tanto considero que hoy más que nunca debe generarse un cambio que provoque como resultado, una educación y una didáctica que nos comprometa a los profesores con responsabilidad y conciencia.<br />La problemática anterior es una cuestión que debe enfrentar no sólo la sociedad en general, sino también, y con mayor propiedad, todas las disciplinas.<br />A esto último no escapa el área de matemáticas; ella, con interés y rigor, debe hacer suya esta temática, si pretende validarse y servir a los sujetos que participan en el proceso educativo se intentará entonces buscar una salida a este cuestionamiento.<br />Con el fin de iniciar posibles conjeturas de respuestas, es que deseo reflexionar sobre este desafío.<br />Para poder cumplir con este desafío, se debe adentrar en la pregunta clave: ¿Qué alumnos queremos formar? Esto implica buscar claridad sobre quién es el alumno y quiénes son los que participan del proceso educativo. En último término, debe saberse a quién desea educar, debe saberse cuál es la visión de hombre, y por ende de alumno, más cercana a la naturaleza de la condición humana.<br />Desde este supuesto, toda praxis educativa tiene una forma de pensar al hombre, como sustento teórico que le da sentido y le imprime ciertas valoraciones. Si todo desarrollo educativo se fundamenta, entonces, desde una perspectiva filosófica o idea de hombre (antropología), esta fundamentación determina la dirección o sentido (orientación) de la actividad educativa, priorizando, por medio de su idea, sólo algunos aspectos de una visión más totalizante de la realidad, del hombre y del quehacer educativo. De este modo... “la educación puede fijarse fines que maximicen algunos aspectos y minimicen otros. Así, una educación proselitista, de tipo ideológico o religioso atenta contra el espíritu de una educación integral, Igualmente errática puede resultar una educación que maximice lo puramente científico-tecnológico de otras importantes esferas o expresiones humanas. También una educación puramente competitiva-economicista atenta contra el espíritu de una educación genuinamente integral.” (Díaz Marchant, 1999) Finalmente, perversa puede resultar también una educación de tipo positivo-reduccionista que atente contra las esferas o dimensiones de significado o sentido, ocultando aspectos genuinamente humano". Se sintetisa, por ende, que nos enfrentamos a un hombre y a una educación polarizada, sesgada e incompleta y a una Orientación Educacional unidireccional y parcial. Cualquier filosofía tiene el riesgo de ser parcial y excluyente.<br />-12255516891000No obstante lo anterior, frente a esta situación surge como posibilidad de respuesta a la cuestión de saber a quién se desea educar, de saber cuál es la visión de hombre, y por ende de alumno, más fiel a la naturaleza de la condición humana, el pensar en un Humanismo Integral para una Educación Integral.<br />Por lo que se establece que las Orientaciones sobre el conocimiento y el aprendizaje, es aquella que sea relevante para la vida integral de alumnos y alumnas, con independencia de sus opciones de egreso. <br />Esta interrogante y perspectiva supone entender primero que "el hombre está abierto a infinitas posibilidades que le ofrece su humana naturaleza...". Por tanto, se hace necesario, indagar, con mirada abierta, en la naturaleza de la condición humana. Muchas son las respuestas que, a lo largo de la historia, que se han elaborado para abordar esta cuestión. Pero, no basta con recogerlas y hacer una mezcla sintética. Estas ideas antropológicas deben responder a un criterio integrador y perfeccionador de lo que es, y puede llegar a ser, el hombre desde su naturaleza. <br />Desde este humanismo integral, consecuentemente la educación se orienta en términos, más totalizantes: una educación orientada hacia el alumno en su totalidad busca llegar a todas las dimensiones del educando, desde esta visión, a se debe el docente preocupar por todas las dimensiones del alumno: "Cada niño posee un conjunto de potencialidades, todas las facetas del cual son capaces de desarrollo en varias áreas y en diferentes proporciones al mismo tiempo... las responsabilidades de orientación para con el niño total deben interesarse... por el desarrollo de todas sus potencialidades...”. Resulta así que la "... Orientación es un proceso unitario que asiste al alumno en todas sus necesidades, tanto en las que permanentemente requieren satisfacción para un adecuado desarrollo, como en las específicas que señalan su evolución personal y las exigencias del medio en que vive... por lo que “las necesidades humanas son la base de la Orientación... La necesidad humana constituye su fundamento". (Bourdieu, 1996)<br />Un valor y actitud imprescindible para desarrollar esta tarea lo constituyen el respeto y la tolerancia; sin ellos se hará difícil construir un humanismo integral para una educación integral. El Educador debe superar polarizaciones y reduccionismos educacionales, ideológicos, religiosos, políticos, nacionalistas, etc., para acceder a una actitud que vaya más allá (meta) de sus incompletas e imperfectas valoraciones; ellos procurarán constantemente lo que sea expresión universal de la naturaleza humana: "Esta formación integral debe mantener un sentido ético en cuanto expresión de valores universales".<br />Lejos de una actitud ecléctica simplista y cómoda, al hombre y su perfeccionamiento, que se realiza por la educación, no se le puede abarcar acotándolo desde una visión parcial y restringida. "La educación integral supone, obviamente, una perspectiva filosófica. La concepción filosófica que sustenta esta educación se basa en una idea de hombre abierto a una multiplicidad de dimensiones que implican incluso lo trascendente". El hombre es un Ser Complejo y Abierto, por tanto requiere para su comprensión una mirada integral: el hombre es un ser vivo, animal, espiritual, racional, psíquico, social, libre, responsable, ético, etc. En este sentido, "sólo una educación que busque adecuarse a lo que el ser humano es en esencia, podrá ser realmente educativa".<br />La apertura crítica del humanismo, como del proceso educativo y la Orientación Educacional, a lo que es la naturaleza humana debe ser también equilibrada. En este humanismo o filosofía "la educación integral postula un desarrollo equilibrado de la personalidad". (Berstein Basil, 1990) Este desarrollo que debe incluir todos los factores de la personalidad: somático, afectivo, conativo y cognitivo; donde la educación se involucra con todas las dimensiones de la personalidad humana y con un conocimiento, cada vez más pleno y consciente, de las posibilidades de ser que nos guarda la naturaleza del hombre: "el equilibrio de las diferentes expresiones o dimensiones humanas debe responder a una filosofía que comprenda nuestra naturaleza. Para mientras mejor nos conozcamos, más nos desarrollemos y mejor integremos en la educación lo que pretendamos ser en el futuro, estaremos mejor preparados para la vida individual y desarrollaremos con mejor eficacia un equilibrio vital con nosotros mismos, los alumnos y con la sociedad en que vivimos; a la vez, que nos abriremos voluntariamente a nuevas dimensiones perfeccionadoras del hombre".<br />CONCLUSIÓN.<br />En conclusión, -10922024384000de este modo la Educación Integral busca favorecer todo lo que perfeccione al ser humano: "la educación integral debe entregar metas, fines y propósitos educativos dirigidos a relaciones de sentido conducentes al perfeccionamiento humano. Los valores educativos más importantes deben orientar la acción hacia dichas metas".<br />Finalmente, frente a este mundo globalizado, pretendo que la Educación constituya una respuesta inter y meta nacional a los desafíos de una mejor y más humana comunicación y convivencia entre las personas, por lo que se pretende formar seres humanos, con valores, creencias, actitudes, aptitudes, habilidades, destrezas, conocimientos y sobretodo capaz de poder cumplir y superar sus metas.<br />“Libre, y para mi sagrado, es el derecho de pensar... La educación es fundamental para la felicidad social; es el principio en el que descansan la libertad y el engrandecimiento de los pueblos.”<br />bibliográficas<br />Enciclopedia multimedia encarta 2000<br />http://www.paginasobrefilosofia.com/html/bachi2/presocraticos/apuntes%20presocraticos/pitagoricos/pitagoras/pitago.html<br />http://filosofia.laguia2000.com/general/platon<br />www.es.wikipedia.org/wiki/educación_formal <br />Díaz Marchant, Carlos. (1999). De la liberación a la esperanza: Paulo Freire y su educación popular. Ediciones lom.<br />Instituto Nacional de la Juventud, injuv. 5º encuesta nacional de juventud (2007).          <br />Metodología de la educación popular, quito cedec, 1983.<br />Berstein Basil (1990). ? Poder, educación y conciencia Editorial el roure.<br />Bourdieu, Pierre y Jean-Claude Passeron (1996). Le reproducción: elementos para una teoría del sistema de enseñanza. México D.F., Fontanarama, 1996. Abbagnano, n., le due vie della filosofía,  publicado en “la stampa”, torino, gennaio, 1967. Traducción de martha s. Frassineti de gallo.<br />M. Frassineti de gallo, e. Fernández Aguirre de Martínez; antología de textos  filosóficos.  Filosofía viva. , 1991, cap. 1.<br />Diario clarín. Domingo 13 de abril de 1997 •• guía de la enseñanza •• paginas 1- 6.<br />Dilthey, w; la esencia de la filosofía, México, facultad de filosofía y letras, 1944, pág. 167.)<br />Lorenzen, patricia; introducción a la filosofía, argentina, colegio nacional de buenos aires, 1997, (guía nro. 1; unidad 1; 4to. Año)<br />