Your SlideShare is downloading. ×
0
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Primera etapa
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Primera etapa

2,094

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
2,094
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
3
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. Primera etapa de la formación de la sociedad tecnológica Prof. Dr. Antonio R. de las Heras
  • 2. Febrero de 1945. Península de Crimea. En la ciudad de Yalta se reúnen el presidente de Estados Unidos, Franklin Delano Roosevelt, el primer ministro británico, Winston Churchill, y el máximo dirigente de la Unión Soviética, Stalin.
  • 3. La guerra en Europa está llegando a su final.
  • 4. Entre los restos de la catástrofe, ante el vacío del desastre, estos tres hombres parecen aun más poderosos, y más trascendentes sus decisiones para la historia posterior de Europa, y del mundo.
  • 5. Para una crónica de reyes y batallas sería suficiente. (De hecho así les llega a niños y jóvenes en sus libros de texto.) Pero no es suficiente para entender la formación de una sociedad nueva, con unos cambios,       unas aceleraciones,      unos desajustes    y unas incertidumbres hasta ahora nunca soportados por el hombre. Sobre el solar del siglo XX ha comenzado a levantarse esta nueva sociedad, que al- canzará su remate en años -quizá siglos- posteriores.
  • 6. Alan Turing Wernher von Braun Vannevar Bush En esos años de la II Guerra Mundial, estos tres nombres, desconocidos fuera del círculo de su trabajo, están ligados a tres proyectos secretos, a tres proyectos de guerra, -en pequeños y discretos lugares del mundo- que tendrán unas consecuencias inimaginables en la posguerra.
  • 7. Junto a la costa alemana, en el mar Báltico, está la isla de Usedom. En su punta noroccidental, entre pinos, se encuentra Peenemünde.
  • 8. De allí, el 3 de octubre de 1942, despega con éxito un cohete de casi 15 metros de altura y 12 toneladas de peso. El proyecto A4 del ejército alemán se ha realizado: es posible utilizar el cohete como arma balística. Wernher von Braun es el director del proyecto.
  • 9. Hasta entonces el cohete como motor para alcanzar grandes distancias,                                                                                  grandes alturas,                                                                                  grandes velocidades había quedado reducido al interés de visionarios, o bien de algunos científicos, pocos, sin apoyo de sus gobiernos                                                             ni de otras instituciones oficiales. El ruso Tsiolkovski (1857-1935). En 1903: artículo sobre la posibilidad deexploración del espacio con la ayuda de ingenios a reacción Fórmula precursora: velocidad al final de la fase de propul- sión de un cohete en función de la velo- cidad de eyección de los gases. Von Braun 1912-1977 Oberth, austriaco, (1894-1989) Goddard, estadounidense, 1882-1945. 16 de marzo de 1926: lanzamiento del primer cohete impulsado con propergol líquido.
  • 10. Sin embargo, en los años 30 el gobierno alemán se había mostrado receptivo a los trabajos que un grupo de entusiastas,                                  organizados en  la Sociedad de Astronáutica, realizaba en las proximidades de Berlín. En ella participa ya, muy joven, aún estudiante, Wernher von Braun. La explicación del interés del gobierno alemán por estos experimentos                               está en el Tratado de Versalles. Tras la derrota del imperio alemán en la Primera Guerra Mundial, los países vencedores, reunidos en Versalles, imponen fuertes medidas de control del crecimiento del aparato militar alemán. De estas limitaciones salen en los años de entreguerras los llamados "acorazados de bolsillo", barcos de guerra que no podían sobrepasar un determinado tonelaje. Pero también, estas limitaciones impuestas por los vencedores mueven a un interés por buscar nuevas armas que no estén bajo el control de lo establecido en el Tratado de Versalles.
  • 11. Los demás países no muestran ningúna atención hacia unos artefactos que hasta entonces no habían pasado casi de cohetes de feria, y que exigían unas grandes inversiones cargadas de incertidumbre por las dificultades técnicas que entrañaba el proyecto .
  • 12. Ni siquiera cuando ya en plena II Guerra mundial las fotografías aéreas y el espionaje informan de los avances que están consiguiendo los alemanes en esta línea, son tomados estos logros en consideración por los aliados, porque sus científicos conocen la cantidad de problemas que hay que resolver para hacer operativo un cohete en el escenario de una guerra con tal perfeccionamiento técnico en la maquinaria bélica.
  • 13. Más confianza en sus posibilidades de desarrollo se tenía en los aviones con motor a reacción e incluso en la utilización de estos motores para desplazarse por el suelo. De territorio británico despega en mayo de 1941 un avión experimental con motor a reacción.
  • 14. Y los V1, son aviones a reacción  sin piloto que, disparados desde rampas en territorio alemán, surcan el Canal de la Mancha con el objetivo de estrellarse en territorio británico, si antes no son interceptados por los cazas de la R.A.F. pues su velocidad máxima es moderada, 650 kms por hora, así como su altitud de vuelo.
  • 15. El proyecto A4 es algo muy distinto. El cohete puede alcanzar la altura de 100 kilómetros, porque no necesita el aire atmosférico para la combustión, ya que lleva incorporado el oxígeno que exige el combustible para arder, y llega al objetivo a la velocidad de 4.800 kilómetros por hora. Velocidad y altura imparables para las defensas de aquel tiempo. A los cohetes que salen de este proyecto se les bautiza con el nombre de V2, "V" de "Vergeltung", "desquite, revancha" en alemán. Comienzan a actuar como arma en septiembre de 1944, cuando la guerra ya está perdida para Alemania.
  • 16. De septiembre de 1944  a  marzo de 1945 centenares de cohetes V2 se disparan contra Londres y Amberes. Causan durante estos meses varios miles de muertos ­quizá 3.000 en Londres y 5.000 o 6.000 en Amberes­. Los efectos destructivos en materiales y vidas son muy inferiores a los ocasionados durante la guerra por los bombardeos convencionales, pero el impacto psicológico es muy fuerte por el sentimiento de impotencia que provoca el no disponer de medios para defenderse de estos ataques. Stratford, barrio exterior de Londres, tras un ataque de los cohetes V2. Un V2 ha caído sobre el mercado de Farrington Road. Londres, 1945.
  • 17. Cuando a partir de marzo de 1945 la guerra se resuelve ya en territorio alemán ­el ejército rojo se dirige a Berlín y Viena, y las tropas occidentales cruzan el Rin­ el equipo de científicos e ingenieros de Wernher von Braun, que en ese momento trabajaba sobre un cohete de largo alcance para atravesar el Atlántico, se dispersa al encuentro de los soviéticos o de los norteamericanos, y cohetes V2 almacenados quedan a disposición de los vencedores.
  • 18. Von Braun escoge Occidente.
  • 19. Trasladado a Estados Unidos, ingresa en Fort Bliss, Texas, en donde se hace cargo de un nuevo equipo técnico dispuesto para recibir y desarrollar los conocimientos sobre cohetería hasta entonces sólo conseguidos por los alemanes. Von Braun en Fort Bliss, 1950.
  • 20. En estos años se habían resuelto problemas técnicos desalentadores: combustibles suficientemente energéticos, materiales resistentes al calor y a las presiones, aerodinámica del cohete y control de su trayectoria... Por ejemplo, uno de los problemas con los que se encontraron los ingenieros estaba en que el cohete es un artefacto que alcanza velocidad de miles de kilómetros por hora, pero que arranca tan lentamente que los alerones no consiguen dar estabilidad, de la misma manera que el timón  no realiza su función                                                    cuando el barco se mueve muy despacio. Von Braun resolvió esta dificultad de arranque con unos alerones en contacto con el poderoso flujo de salida del cohete.
  • 21. Robert H. Goddard Von Braun proporciona mucho más que unos logros tecnológicos, fruto de grandes inversiones de un país en guerra y de una alta concentración de científicos y técnicos para la resolución de unos problemas muy concretos, Von Braun transporta el convencimiento de que el cohete no será sólo un arma, sino el motor que va a permitir al hombre vencer la gravedad, salir al espacio exterior y desde allí realizar unas tareas imposibles sobre la superficie de la tierra. Provocar unos efectos en el hombre, ­hasta calar en su vida cotidiana­ y abrir unos caminos al futuro de la humanidad, difícilmente imaginables.
  • 22. En Inglaterra, a 70 kilómetros al noroeste de Londres, se encuentra la pequeña villa de Bletchley. Desde 1939 existe en ella una Escuela Gubernamental de Códigos y Cifras [ Government Code and Cipher School ] en una mansión requisada por el Gobierno. Es una construcción de estilo victoriano, con unas veinte habitaciones, distribuidas en tres pisos, rodeada de césped y de cedros.
  • 23. En un primer momento la ocupaba una decena de personas, pero rápidamente el número de sus inquilinos fue creciendo…
  • 24. … hasta hacerse necesario levantar barracones provisionales en los terrenos de la propiedad. La afluencia de personal relacionado con las actividades que se estaban desarrollando dentro de ese lugar,                                                                                               protegido por soldados de la Royal Air Force, no dejó de aumentar a lo largo de toda la guerra; de manera que comenzaron a ocuparse todos los hoteles de la zona y a alojarse una parte de ese personal en casas particulares. La explicación que se daba de esta nueva población es que se había instalado también una escuela para la formación de operadores de radio.
  • 25. De penetrar en el interior de esta Escuela, la sorpresa sería segura. Porque si bien nos encontraríamos con ingenieros y técnicos de comunicaciones, no dejaríamos de cruzarnos con matemáticos, criptólogos, lingüistas, historiadores, músicos, germanistas... expertos en crucigramas... buenos jugadores de ajedrez y de bridge ... o simplemente personas que habían vivido largo tiempo en Alemania o Italia. Un variadísimo equipo de buenos profesionales, de expertos... y un conjunto de científicos e ingenieros de primera fila: entre ellos está el joven matemático de la Universidad de Cambridge Alan Turing. Un compañero de Bletchly Park declaraba durante una entrevista, cuando ya habían pasado los años: "No diré que Turing nos hizo ganar la guerra, pero me atrevo a decir que sin él podríamos haberla perdido." El servicio secreto británico había contactado con Turing en el verano de 1938.
  • 26. El Gobierno necesitaba de sus servicios como matemático y lógico para luchar contra una máquina. Una máquina electromecánica, de nombre Enigma. La poseían los alemanes, y con ella cifraban prácticamente todos sus mensajes militares. Un conjunto de rotores y unos impulsos eléctricos producían una alteración de las letras del mensaje original con tal capacidad de variaciones ­22 millones de combinaciones, y posteriormente más­ que se hacía tarea imposible la descodificación.
  • 27. Enigma había nacido al finalizar la I Guerra Mundial de la cabeza de un holandés, que no consiguió que sus manos realizaran la máquina ideada por él, así que vendió la patente a un mecánico alemán, que la construyó, pero que no supo comercializarla bien, y terminó en posesión de un ingeniero ucraniano establecido en Berlín. El artilugio se presentaba como una máquina destinada a las empresas para proteger sus comunicaciones de la curiosidad de la competencia. Poco éxito comercial tuvo, hasta que en 1933 el ejército alemán pone sus ojos en ella y la considera eficaz para criptografiar sus mensajes. Retira del mercado los ejemplares ya fabricados y encarga a Siemens una construcción masiva, pero ya secreta, de Enigma.
  • 28. Polacos y franceses, son los primeros en preocuparse por la opacidad que presentan las comunicaciones alemanas a sus servicios de espionaje. Comienza así una historia de espías al más puro estilo, con el objetivo de conocer lo mejor posible el funcionamiento de la máquina. Pero aun disponiendo de un ejemplar, como llegarán a tenerlo, de poco valdrá este conocimiento ya que cada vez con más frecuencia los alemanes toman la precaución de cambiar las claves de la máquina. Se sabe cómo Enigma realiza físicamente la alteración de las letras, pero no la clave, o posición inicial de la máquina, que cambia periódicamente, a partir de la cual pueden desencadenarse millones de combinaciones posibles. La lucha por la información del enemigo es capital, preservar la información propia es vital.
  • 29. Esta lucha es muy desigual; es como si  Enigma fuera un golpe, una sacudida, a un tablero de ajedrez, y a partir de las piezas caídas y revueltas recomponer la posición de cada una de ellas. El tiempo para restablecer las posiciones en el tablero tendrá que ser muy superior al que necesita tan sólo una sacudida en él. Es más, habrá que aplicar una lógica para la recomposición a la que no obliga la acción de revolver las piezas.
  • 30. En la guerra, y en otras muchas situaciones de competencia, de nada vale conocer las intenciones del contrario cuando éste ya las ha realizado. Hay que disponer de la información para adelantarse a la acción.
  • 31. A la máquina Enigma sólo se le puede enfrentar otra máquina. Una máquina opositora que trabaje mucho más veloz que Enigma y dotado su funcionamiento de una lógica poderosa. La primera la construyen los polacos y le dan el nombre de  "Bomba". Era una máquina electromecánica que llegó a conseguir descifrar mensajes en el plazo máximo de dos horas. Pero los alemanes perfeccionaron Enigma, y la Bomba estaba condenada a tardar 20 horas. La concepción de esta máquina y sus componentes mecánicos, limitaban considerablemente la capacidad de seguir aumentando su potencia más allá de donde había llegado. Es entonces cuando, ante la inminente invasión de Polonia por las tropas nazis, un modelo de esta máquina se transporta a Gran Bretaña y comienza el trabajo del equipo de Bletchley Park. También el ejército norteamericano construyó una de estas máquinas.
  • 32. El desarrollo de una máquina que pueda vencer a Enigma se hace a través de dos frentes bien coordinados: uno es el lógico, es decir, con qué lógica debe funcionar la máquina, y el otro es el tecnológico: con qué fundamentos físicos y con qué componentes se debe construir la máquina. El resultado de este esfuerzo son las máquinas Robinson y, posteriormente, Colossus. Una de las pocas fotografías que hay del Colossus.
  • 33. Colossus es una máquina electrónica: en vez de ruedas de engranajes, como la Bomba, tiene lámparas de vacío. Colossus se sofoca mucho por el gran calor que desprenden sus 2.500  lámparas. El modelo experimental del Colossus II se prueba satisfactoriamente en 1944. Y el gobierno británico impone en mayo el plazo de un mes para tener en funcionamiento al menos otro ejemplar. La explicación de esta exigencia y de esta premura se sabrá poco después: a primeros de junio estaba previsto el desembarco de Normandía, y los aliados tenían que conocer todos los síntomas de alerta de los alemanes. El secretismo británico ha impedido averiguar cómo era Colossus, sólo después de treinta años se han hecho públicos algunos datos y fotografías. [Esta fotografía es de una reconstrucción.]
  • 34. Para algunos, Colossus es el primer ordenador electrónico de la historia. En esos años de guerra Zuse construía en Alemania otras máquinas para ayudar a los cálculos que exigían los cohetes de von Braun. Y en EE.UU. se construía el monstruoso ENIAC - de 12 metros de largo por 6 de ancho, y 32 toneladas de peso­ que participará en los desarrollos de la bomba H.
  • 35. No importan estas precisiones históricas. Porque Alan Turing había hecho antes de entrar en Bletchley Park la aportación fundamental para el porvenir de los ordenadores: había concebido, en un artículo publicado en 1936, un ordenador universal... de papel. Una máquina que no fuera tan sólo una potente calculadora, o que realizara exclusivamente una tarea específica, sino que fuera capaz de realizar otras muchas tareas siguiendo la misma lógica de funcionamiento.
  • 36. Para ello necesitaba,  en su artículo de 1936, un rollo de papel, eso sí, de longitud ilimitada, una caja, que podía ser también de cartón, y una cabeza lectora. Con una breve serie de posibles acciones sobre el papel (hacer una cruz, borrar la cruz, dejar en blanco la cuadrícula), y posibilidad de desplazarse adelante o atrás en la cinta, demostró que un sinnúmero de tareas se podían resolver mediante una sucesión más o menos larga de actuaciones y desplazamientos sobre esa cinta de papel.
  • 37. Naturalmente que el recurso al papel se debe a que Turing no intentaba construir, sino concebir la lógica de una máquina universal. Pero desde ese artículo hasta hoy, la tecnología no ha dejado de aplicar nuevos materiales, nuevos componentes, en sustitución y superación del papel, y de desarrollar operaciones posibles, algoritmos, para realizar más y más tareas de este modo. El resultado es un mundo digital. Un mundo en el que cada vez más operaciones y más aparatos a nuestro alcance son el resultado de "máquinas de Turing": ver la televisión digital, escuchar música, hablar por teléfono móvil, escribir una carta, diseñar una casa, pagar con tarjeta de crédito...
  • 38. Este adelanto genial de Alan Turing no fue correspondido por la sociedad que le tocó vivir: Turing se suicida en 1954, a los 42 años de edad, comiendo una manzana impregnada de cianuro. Un tribunal le había condenado a un “tratamiento” hormonal para controlar su homosexualidad. En esa sociedad de los años 50 aún la homosexualidad era un delito y una patología que había que castigar y corregir, aunque, como en el caso de Turing, se mantuviera en la más estricta intimidad.
  • 39. A fines de julio de 1939, el físico húngaro Leo Szilard visita a Albert Einstein, que está pasando las vacaciones de verano en Peconic, Long Island. En estos meses de 1939, un grupo reducido de físicos había tenido noticia de un experimento realizado en Berlín, por dos científicos notables, Otto Hahn y su colaborador Fritz Strassmann. Esta fotografía se hizo después de la guerra, posiblemente para recrear el histórico momento de la conversación de 1939.
  • 40. Para sorpresa de la comunidad científica, habían demostrado en una mesa de laboratorio que "disparando" neutrones contra átomos de uranio éstos se rompían, liberaban energía, y lanzaban dos o tres neutrones más. En seguida se sacaron implicaciones de este descubrimiento: las cantidades desprendidas de energía podrían ser muy altas, y los neutrones que brotaban de la fractura del átomo harían de proyectiles que romperían otros átomos, y se originaría así una reacción en cadena. El resultado, para determinadas condiciones, sería una terrorífica explosión. Otto Hahn (1879-1968 ) Fritz Strassmann (1902-1980) Los dos científicos ante la llamada “Mesa Hahn” en donde realizaron el experimento de 1938. La foto es de 1961/62. Estas deducciones se hacían en el momento de máxima agresividad nazi: a un mes de la invasión de Polonia, y del comienzo de la guerra. Y la ciencia alemana estaba a la cabeza.
  • 41. La entrevista de Szilard con Einstein tiene el propósito de que el sabio escriba una carta al presidente Roosevelt transmitiendo estos temores y proponiendo que EE.UU. se adelante a Alemania en la investigación de la fisión nuclear. Gran Bretaña, aunque en un principio lo va a intentar, no puede hacerse cargo de un  proyecto de tantas exigencias económicas, científicas y tecnológicas, y de tantas incertidumbres a la vez. Otros proyectos más urgentes para la defensa de las Islas, como el radar centimétrico, absorben todos los esfuerzos. El 6 de agosto sale la carta firmada por Einstein.
  • 42.  
  • 43.  
  • 44. Roosevelt comprende la situación y es cuando pronuncia la frase célebre, al dirigirse a su agregado, el general "Pa" Watson: "Pa, esto significa que debemos actuar". Pero este "sí" del presidente significa a su vez iniciar una aventura tecnológica única. Cuando Roosevelt da luz verde al proyecto no hay más que las observaciones obtenidas de esta "mesa Hahn" ­cuya reproducción se conserva en el museo de Munich­, seis años después la humanidad dispone de una nueva fuerza de la naturaleza... para los fines que quiera darle.
  • 45. Vannevar Bush es el director de la Oficina de Investigación y Desarrollo Científico, que se hace cargo a partir de diciembre de 1941 de la coordinación de los trabajos. En los meses siguientes esta actividad se concreta en lo que se conocerá como proyecto Manhattan, con un militar, el general  Leslie Groves, como director general del proyecto. 140.000 físicos e ingenieros, y un total de 180.000 personas trabajando en el proyecto. Científicos residiendo ya en EE.UU. o desplazándose desde Europa a participar en el proyecto. Universidades, empresas -Du Pont, Westinghouse, Standard Oil­...
  • 46. Universidad de Chicago: Primer reactor nuclear Plantas de separación del U235. Producción de Plutonio. Investigación, diseño y construcción de la bomba. Primer ensayo de explosión: Bomba de plutonio “Fat Man”. El trabajo que se ha realizado hasta ese momento y el que espera es ingente. Se puede resumir en tres objetivos: Conseguir el material explosivo; comprobar que se produce la reacción en cadena de la fisión nuclear; idear la forma de producir la explosión. El primer problema ocupa la atención de los científicos desde el momento en que el presidente Roosevelt dio via libre al proyecto: el Uranio 235 es escasísimo en la naturaleza y hay que separarlo de otros elementos; y el Plutonio no existe libre en la naturaleza y hay que producirlo en el laboratorio.
  • 47. No se debe olvidar que antes de que construyera el hombre la bomba nuclear construyó la forma de controlar y transformar esta energía para su utilización pacífica. El físico Fermi montó la primera pila atómica en la Universidad de Chicago, en diciembre de 1942, y demostró la posibilidad de la reacción en cadena. Y ahora había que conseguir que esta reacción en cadena resultara explosiva. Oppenheimer será el físico que dirigirá esta tercera etapa del proyecto: la realización de la bomba. Se ha buscado para ello un lugar alejado y discreto: Los Álamos, en Nuevo México.
  • 48. En el verano de 1945 se hace la primera prueba de explosión nuclear en la zona desértica de Alamogordo, a 320 kilómetros del complejo de Los Álamos. Es el día 12 de julio.
  • 49. Alemania ha firmado su rendición en mayo. Un comando especial  había alcanzado antes el lugar en donde los científicos alemanes trabajaban con una pila atómica. Estos y otros científicos de primera fila, varios de ellos serán premios Nobel, están retenidos y vigilados en un lugar apartado de Inglaterra desde la caída de Alemania. Se quiere averiguar el nivel de desarrollo a que había llegado la investigación de la bomba atómica en el bando perdedor. Y también se les tienen aislados para que no haya posibilidad de que se hable de estas investigaciones desarrolladas durante la guerra, y así EE.UU. asegure la sacudida de sorpresa que la explosión de Alamogordo va a provocar en el mundo. Otto Hahn detenido por una unidad especial aliada
  • 50. La guerra mundial está limitada al Pacífico; se lucha contra el imperio japonés. Roosevelt ha fallecido en el mes de abril y Truman es su sucesor. Frente a la opción de continuar una guerra convencional de desgaste, y de pérdidas considerables en los dos bandos, hasta la rendición de Japón, se escoge apostar por el derrumbamiento moral que se espera que provoque el bombardeo nuclear de dos poblaciones japonesas. El ataque masivo a la población civil no era nada nuevo en los horrores de esta II Guerra mundial. 6 de agosto de 1945: Hiroshima. 9 de agosto: Nagasaki. Coronel Paul W. Tibbets, piloto del Enola Gay, nombre del avión que lanzará la bomba sobre Hiroshima Nagasaki
  • 51. Desde esa fecha el hombre no ha superado su confusión con respecto a la energía nuclear. Las fuerzas desencadenadas del átomo se convierten en látigo terrorífico cuando lo empuñan la ira, la absurda ambición o simplemente la negligencia de los humanos, hasta ser capaz de acabar con la vida en el planeta, Por el contrario, estas mismas fuerzas pueden bajarnos las estrellas hasta nosotros y, reproduciendo el proceso que se da en ellas, proporcionar la fuente energética suficiente que se necesita para la permanencia del hombre en la Tierra. Las fuentes de energía que han ayudado a la evolución humana son ya insuficientes o se están agotando. Entre estos extremos abismales zozobra la confianza del hombre... en el hombre.
  • 52. En el verano de estas primeras explosiones atómicas, Vannevar Bush publica un artículo con el título "As We May Think" Su posición en el proyecto Manhattan le ha proporcionado una visión privilegiada de la inmensa cantidad de información que el proyecto ha generado, y la dificultad de su gestión. El proyecto de la bomba atómica no sólo ha necesitado máquinas con gran capacidad de cálculo, sino instrumentos para manejar un exceso de información. Esto le mueve a concebir un artilugio, que él llama Memex, en el que con los componentes tecnológicos de la época ­microfilmes, células fotoeléctricas...­ se intenta reproducir algunas de las funciones de nuestra memoria, como su capacidad de relacionar, de asociar informaciones distintas y originalmente ajenas. Es un sueño para la tecnología de los años cuarenta, y la idea no pasa del papel. Pero al finalizar el siglo XX, con una información desbordada que ya no sólo alcanza a grandes proyectos tecnológicos, sino a la vida diaria del ciudadano de a pie, cualquier usuario de Internet, navegando por la información de la red mundial, mediante cómodos e intuitivos clic en la pantalla, está haciendo realidad aquel avance de Vannevar Bush.
  • 53. Concluye la exposición de la primera etapa de la formación de la sociedad tecnológica.

×