CONSEJO NACIONAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA Ministerio de Inclusión Económica y Social, Ministerio de SaludPública, Minist...
INTRODUCCIÓNEl 31 de julio de 2007 fue un día especial para todas la provincias ecuatorianaspor que se vivió una nueva jor...
rincones del país. Estamos conscientes de que podemos lograr lo quequeremos, pues los ecuatorianos confiamos en nuestras c...
Por tanto, la aplicación de la Agenda es un compromiso de todos y todas, delEstado, de la sociedad y la familia en el nive...
sujetos de derechos genera para el Estado, la sociedad y la familia laobligación de respetar, proteger y garantizar el con...
descentralizado y participativo: el Sistema Nacional Descentralizado deProtección Integral a la Niñez y Adolescencia - SND...
En 15 cantones se han creado Juntas Cantonales de Protección deDerechos.Se conformó el 30 de julio de 2007 el Consejo Cons...
Este dinámico proceso que se ha impulsado en el país, ha estadoacompañado de manera permanente por un movimiento de niños,...
•   El 6.3 % de la niñez tiene desnutrición crónica severa;   •   El 7.03 % de niños y niñas nacen con bajo peso;   •   Ap...
-   El 10% de los establecimientos del sistema educativo participan en la       conformación de los consejos consultivos d...
No existen en el país propuestas amplias para niños, niñas y      adolescentes que son víctimas de maltrato, abuso sexual,...
En la práctica han existido otras dificultades relacionadas con el debilitamientodel sentido de autoridad en el país, que ...
En el año 2006 se gastó más en subsidiar el consumo de diesel que en toda laeducación primaria y secundaria pública. Mient...
Renovar los esfuerzos para continuar con la construcción de los   organismos del SNDPINA, especialmente de las Juntas Cant...
Plantea metas, condiciones básicas y desafíos para garantizar su cumplimientoy los planes de acción correspondientes, a fi...
Niñez y Adolescencia para impulsar la agenda social y construir el país deltamaño de nuestros sueños.Esta Agenda se presen...
V.     ¿CÓMO VAMOS A OPERATIVIZAR LA AGENDA SOCIAL DE LA          NIÑEZ Y ADOLESCENCIA?El entusiasmo que ha despertado la ...
decisiones, y otros derechos de los niños, niñas y adolescentes y por elcontrario, les someten a la voluntad de los adulto...
Ejercer de forma permanente por parte de los Consejos Cantonales de       la Niñez y Adolescencia el control y vigilancia ...
La protección integral no es una responsabilidad exclusiva de los organismosdel Sistema, las familias y sus comunidades. L...
b. Sistema único de seguimiento y monitoreo, que permita periódicamente      realizar el monitoreo de los avances de la ap...
Señalo a continuación algunas acciones que los CCNA pueden impulsar deforma inmediata, sistematizando la experiencia que e...
Los CCNA deben poner especial interés en invitar a los dirigentes de lasorganizaciones populares, pues ellos también ejerc...
Organizados en redes de protección integral se debe dar cumplimiento a laspolíticas públicas contenidas en la Agenda Socia...
El Consejo Cantonal de la Niñez y Adolescencia deberá organizar un conjuntode acciones que le permita garantizar el cumpli...
un plan de acciones que se complemente con las acciones de control socialque están previstas en la Agenda Social de la Niñ...
organizaciones populares, la iglesia y sus instancias de coordinación; losorganismos de cooperación técnica y financiera, ...
Formación y motivación a secretarios ejecutivos cantonales y miembros        de la sociedad civil de los CCNA en la aplica...
La sociedad civil organizada en los barrios, comunidades, recintos, parroquias,etc., deberán dar también su contribución a...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Agenda social 2007_2010

2,176 views
2,075 views

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
2,176
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
8
Actions
Shares
0
Downloads
18
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Agenda social 2007_2010

  1. 1. CONSEJO NACIONAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA Ministerio de Inclusión Económica y Social, Ministerio de SaludPública, Ministerio de Educación, Ministerio de Trabajo y Empleo,Asociación de Municipalidades Ecuatorianas, Instituto Nacional de la Niñez y la Familia y cuatro delegados de la sociedad civil.JUNTOS POR LA EQUIDAD DESDE EL PRINCIPIO DE LA VIDA AGENDA SOCIAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA 2007 -2010 Ecuador, octubre 2007
  2. 2. INTRODUCCIÓNEl 31 de julio de 2007 fue un día especial para todas la provincias ecuatorianaspor que se vivió una nueva jornada cívica y democrática realizada en torno a lapresentación de la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia Juntos por laEquidad desde el Principio de la Vida. .En esta fecha, a través de una videoconferencia, se presentó a más de 2.000personas en todo el país esta importante guía e instrumento de trabajocolectivo nacional, que tuvo como participantes a los miembros principales delConsejo Nacional de la Niñez y Adolescencia: Jeannette Sánchez, Presidentadel Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia (CNNA), Ministra de InclusiónEconómica y Social y Presidenta del INNFA; Raúl Vallejo, Ministro deEducación; Carolina Chang, Ministra de Salud Pública; Antonio Gagliardo,Ministro de Trabajo y Empleo; Guillermo Tapia, Secretario de la Asociación deMunicipalidades del Ecuador (AME); Manuel Martínez, Director Ejecutivo delINNFA; Sara Oviedo, Secretaria Ejecutiva Nacional del CNNA; y de la Ministrade Turismo, María Isabel Salvador, como invitada a esta presentación.En el transcurso del acto se manifestó la expresión colectiva y la voluntadpolítica de cada una de las autoridades para articular su gestión a la AgendaSocial de la Niñez y Adolescencia e impulsarla a nivel nacional.Tuvo especial importancia la discusión y el análisis de los alcances de la mismaen el ámbito local, pues cada provincia contó con la presencia degobernadores, prefectos, consejeros, alcaldes, concejales, secretarias ysecretarios ejecutivos de los Concejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia;directores provinciales de los ministerios de Inclusión Económica y Social,Salud, Educación y Trabajo; presidentas y presidentes de juntas parroquiales,organizaciones privadas y públicas que trabajan por la Niñez y Adolescencia,así como también de organizaciones de la cooperación internacional, INNFA,organismos de iglesias, organizaciones populares y otras.Frente a las circunstancias actuales del Ecuador, donde se vive un nuevomomento político, que abre la puerta para grandes procesos que nos permitanavanzar hacia la protección social y especial de niños niñas y adolescentes, esnecesario que se exija un compromiso profundo y colectivo -como es el temaque motivó esta convocatoria-, la vigilancia y exigibilidad son factoresdeterminantes para convertir la Agenda en una realidad que motive a toda lapoblación del país. Ésta se encuentra hoy sujeta a la responsabilidad de losmecanismos establecidos dentro del Sistema Nacional Descentralizado deProtección Integral a la Niñez y Adolescencia, planteados en el Código de laNiñez y Adolescencia.La Agenda Social debe constituirse desde ahora, no solo en un deber de lasinstituciones directamente involucradas, sino de todas y todos los ecuatorianos,que tendremos que llevarla adelante con profundo compromiso,responsabilidad, vigilancia, optimismo y alegría por todos los caminos y 2
  3. 3. rincones del país. Estamos conscientes de que podemos lograr lo quequeremos, pues los ecuatorianos confiamos en nuestras capacidades yvaloramos los sentimientos hacia nuestros hijos e hijas. PRESENTACIÓN.-Como consecuencia de un largo proceso impulsado por el movimiento social dedefensa de los derechos de niños, niñas y adolescentes, el 23 de marzo de2007, el país recibió, de manos del Señor Presidente de la República,economista Rafael Correa, la Agenda Social de la Niñez y AdolescenciaJuntos por la equidad desde el principio de la vida, que es el instrumentode política pública que orientará las acciones de los organismos que conformanel Sistema Nacional Descentralizado de Protección Integral a la Niñez yAdolescencia, durante el período 2007-2010.El Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia, presidido por el Ministerio deInclusión Económica y Social y constituido por el Ministerio de Salud Pública, elMinisterio de Educación, el Ministerio de Trabajo y Empleo, la Asociación deMunicipalidades Ecuatorianas, el Instituto Nacional de la Niñez y la Familia ycuatro delegados de la sociedad civil, en su sesión ordinaria del 20 de marzodel 2007, aprobó el texto que fue presentado el 23 de ese mismo mes en laciudad de Quinindé. Este hecho animó a todos a iniciar un proceso deconvergencia y articulación de todas las acciones y esfuerzos institucionalespara dar una respuesta concreta a la desprotección histórica de los niños, niñasy adolescentes.Dos meses más tarde, el 31 de mayo, en la sesión que tuvo el ConsejoNacional de la Niñez y Adolescencia en la Presidencia de la República, con lapresencia del Señor Presidente Constitucional del Ecuador, sus organismosintegrantes firmaron un Acta de Compromiso, en la que reafirmaron su voluntadincondicional con la niñez y la adolescencia, para impulsar la Agenda Social dela Niñez y Adolescencia Juntos por la equidad desde el principio de la vida.Con este motivo de reafirmación de la voluntad del Consejo Nacional de laNiñez y Adolescencia, en la misma fecha fue realizada una cadena nacionalpara difundir oficialmente este nuevo compromiso adquirido.La Agenda recoge y potencia los avances y desafíos del camino recorrido porel país los últimos 17 años para garantizar los derechos de sus niñas, niñas yadolescentes, a la vez que define prioridades de política pública, metas y loscompromisos de trabajo de cada uno de los miembros del Consejo Nacional dela Niñez y Adolescencia para los próximos cuatro años.En este contexto, los delegados y delegadas de los organismos miembros delConsejo Nacional de la Niñez y Adolescencia y sus equipos técnicosempezaron a trabajar inmediatamente en la concreción metodológica y técnicade la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia, para convertirla en elinstrumento de política pública que guíe las intervenciones de las institucionespúblicas y organismos privados en todas las provincias y cantones del país. 3
  4. 4. Por tanto, la aplicación de la Agenda es un compromiso de todos y todas, delEstado, de la sociedad y la familia en el nivel nacional y local, en la lógica decorresponsabilidad prevista en el Código de la Niñez y Adolescencia; es decir,se transforma en un deber para adoptar medidas en sus respectivos ámbitos, afin de asegurar la plena vigencia de la totalidad de los derechos de todos losniños, niñas y adolescentes ecuatorianos y ecuatorianas.Para ello se pone la Agenda a consideración de las autoridades provinciales ycantonales, gobernadores, prefectos, alcaldes, consejeros, concejales,directores provinciales de instituciones públicas; organismos de cooperación yde la iglesia, organizaciones sociales y familias a fin de ubicar con claridad lasresponsabilidades que nos corresponden asumir, previamente ajustadas a larealidad de cada uno de los cantones y provincias. I. LA AGENDA SOCIAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA. Fortalezas y resultados de un largo proceso.El 7 de marzo de 1990 el Estado ecuatoriano suscribió y ratificó la Convenciónsobre los Derechos del Niño, comprometiéndose a desarrollar las accioneslegales, judiciales, administrativas y de toda índole, que aseguren a los niños,niñas y adolescentes el ejercicio pleno de sus derechos.La Convención es un instrumento jurídico de carácter integral que abarca lasmúltiples dimensiones de la vida de los niños, niñas y adolescentes, y demandala unificación de propósitos y acciones entre el desarrollo socio-económico y laprotección jurídica de la niñez y adolescencia para superar la tradicionaldiferencia que ha existido entre derechos políticos y civiles con los derechoseconómicos, sociales y culturales.La Convención establece una nueva concepción del niño como sujeto dederecho y de derechos. Esta renovada concepción rompe con la tradicionalmirada jurídica, social y cultural que ha considerado a los niños y niñas comoseres condicionados por situaciones de incapacidad, carencia y desprovistosde todo aquello que les falta para llegar a ser buenos adultos. Propone, por elcontrario, una visión que está basada en el reconocimiento de suscapacidades, atributos y derechos. Reconoce a los niños y niñas como sereshumanos; considera a la niñez como una etapa especial, durante la cual sereconocen y legitiman las condiciones particulares que dicha etapa supone y,además, los considera como sujetos responsables que ejercerán sus derechosy garantías, deberes y responsabilidades de manera progresiva de acuerdo asu grado de desarrollo y madurez. El ser sujeto de derechos supone,fundamentalmente, ser capaz de exigir y procurar que esos derechos secumplan y de ejercerlos con responsabilidad.Reemplaza la visión de las necesidades1 por un enfoque de derechos; es decir,rompe con la idea tradicional de que las políticas públicas son un actoasistencial, de caridad o beneficencia. El declarar a los niños y niñas como1 El enfoque de necesidades se asienta en la voluntad discrecional del adulto que le da libertad de actuar ono actuar para garantizar los derechos de niños, niñas y adolescentes. 4
  5. 5. sujetos de derechos genera para el Estado, la sociedad y la familia laobligación de respetar, proteger y garantizar el conjunto de los derechos detodas y todos los niños, niñas y adolescentes.La Convención estableció nuevas reglas de juego en la relación entre losadultos y los niños y, a la vez, entre el Estado y la niñez. Estas reglas deljuego están fundamentadas en los siguientes principios: • Interés superior del niño; • Prioridad absoluta; • Igualdad y no discriminación; • Efectividad, participación y ejercicio progresivo.La Constitución Política de la República y el Código de la Niñez y Adolescenciaincorporan en el marco jurídico del país los compromisos asumidos con laratificación de la Convención (con la visión y el nivel de detalle en ellaseñalados en relación con los derechos y con la institucionalidad que se harácargo de vigilar su ejecución). Esto fue resultado de importantes procesos demovilización social.En la Asamblea Nacional Constituyente 1997-1998, con una unidad de criteriospocas veces vista, varias organizaciones públicas y privadas presentaron unapropuesta consensuada de disposiciones constitucionales que consagraron laciudadanía de los niños y niñas, el reconocimiento de su condición de sujetosde todos los derechos comunes a la persona humana y establecieron lacorresponsabilidad del Estado, la sociedad y la familia para garantizarlos y laobligación de promover con la máxima prioridad su desarrollo integral.Luego de cuatro años de trabajo, consultas y negociaciones que movilizaron acerca de 18.000 personas, de las cuales 14.000 fueron niños, niñas yadolescentes de todo el país, el Congreso Nacional aprobó el 17 de diciembredel 2002, el Código de la Niñez y Adolescencia, que fue publicado el 3 deenero de 2003 en el Registro Oficial # 737, y entró en vigencia el 3 de julio delmismo año.El Código de la Niñez y Adolescencia orienta de manera obligatoria la conductadel mundo adulto; de los gobernantes nacionales y locales en la elaboración,ejecución y financiamiento de las políticas públicas; de las institucionespúblicas y privadas; de los organismos de control, de la cooperacióninternacional pública y privada.El Código estableció la obligatoriedad de definir y aprobar una Política Nacionalde Protección Integral y un nuevo marco jurídico institucional, de carácter 5
  6. 6. descentralizado y participativo: el Sistema Nacional Descentralizado deProtección Integral a la Niñez y Adolescencia - SNDPINA.Desde que entró en vigencia el Código de la Niñez y Adolescencia, en julio de2003, se han puesto en práctica progresivamente sus mandatos; éste ha sidoun proceso largo y complejo que ha demandado el concurso de muchosactores sociales.Entre los más importantes hitos que se marcan es necesario señalar lossiguientes: La transición de los Tribunales de Menores a Juzgados de la Niñez y Adolescencia, iniciándose con ello una especialización de la administración de justicia para niños, niñas y adolescentes y, el nombramiento de procuradores de adolescentes infractores dentro del Ministerio Público. Los avances en la conformación de los organismos del Sistema Nacional Descentralizado de Protección Integral a la Niñez y Adolescencia. El Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia se constituyó en noviembre de 2003, y su Secretaría Ejecutiva Nacional inició su funcionamiento en octubre de 2004. En todo el país se han conformado hasta el momento 79 Concejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia, y un igual número de cantones están en proceso de estructuración. 6
  7. 7. En 15 cantones se han creado Juntas Cantonales de Protección deDerechos.Se conformó el 30 de julio de 2007 el Consejo Consultivo Nacional deNiños, Niñas y Adolescentes.Existen en el país actualmente más de un centenar de defensoríascomunitarias.Estos resultados reflejan el esfuerzo de un conjunto de instituciones,lideradas por el Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia. Paraimpulsar la construcción del Sistema Nacional Descentralizado deProtección Integral a la Niñez y Adolescencia se han organizado equiposprovinciales y cantonales y se han firmado 18 Acuerdos Provinciales por laNiñez y Adolescencia.Mediante Resolución No. 022-CNNA-2004, del Consejo Nacional de laNiñez y Adolescencia, se aprobó el Plan Nacional Decenal de ProtecciónIntegral a la Niñez y Adolescencia – PNDPINA. Este plan contiene 29políticas que se encuentran orientadas a 3 grupos de edad: • Niños y niñas recién nacidos hasta los 5 años (9 políticas); • Niños y niñas de 6 a 11 años (10 políticas); • Niños y niñas de 12 a 18 años (10 políticas).Para participar en el proceso electoral en el año 2006, se estructuró unaAgenda Ético-Política en la que fueron priorizadas las políticas del PlanNacional Decenal de Protección Integral a la Niñez y AdolescenciaPNDPINA, a fin de garantizar una vida saludable, educación básica ymedia universal, buen trato e incremento de la participación de niños, niñasy adolescentes. El propósito fue el de difundir y posicionar, en la agendapolítica del país, las políticas públicas de niñez y adolescencia que debíanser cumplidas por el candidato que llegase al nuevo ejercicio del gobiernoen el Ecuador.Otros programas y planes de acción refuerzan la plataforma de políticapública para erradicar las múltiples formas de violencia y maltrato: • El Plan de erradicación progresiva del trabajo infantil (2005); • El Plan Nacional para combatir el plagio de personas, el tráfico ilegal de emigrantes, la explotación sexual, laboral y otros modos de explotación y prostitución de mujeres, niños, niñas y adolescentes, incluidas la pornografía infantil y la corrupción de menores (2006); • El Plan Nacional para la erradicación de los delitos 7 sexuales en el sistema educativo (2006), etc.
  8. 8. Este dinámico proceso que se ha impulsado en el país, ha estadoacompañado de manera permanente por un movimiento de niños, niñas yadolescentes que se ha ido constituyendo y fortaleciendo a través del impulsode un conjunto de acciones, unas de carácter masivo y nacional como las dosconsultas (1996 - 2004) y las elecciones para priorizar los temas de la AgendaÉtico Política (noviembre de 2006). En esta última participaron un millón deniños, niñas y adolescentes ecuatorianos en 198 cantones del país, en la quehicieron escuchar su voz para que las nuevas autoridades agotaran todos susesfuerzos a fin de erradicar el trabajo infantil y la explotación sexual, acabarcon la violencia y la discriminación, promover el buen trato, garantizar elacceso, permanencia y educación de calidad, promover una buenaalimentación y servicios de salud gratuitos, promover la participación en lafamilia, barrio y escuela, y terminar con la pobreza y la corrupción como suspreocupaciones más importantes.Como se puede concluir, estos avances son esencialmente resultado de unproceso sistemático de exigibilidad del movimiento social de defensa de losderechos humanos de niños, niñas y adolescentes. Este movimiento socialestuvo liderado, desde 1991, por el “Foro Ecuatoriano Permanente deOrganizaciones por y con los niños, niñas y adolescentes”, el cual agrupa amás de 80 organizaciones privadas. II. ESTADO DE SITUACIÓN DE LA VIOLACIÓN DE LOS DERECHOS A NIÑOS, NIÑAS Y ADOLESCENTES QUE VIVEN EN EL ECUADOR.3.1. Las cifras de la violación de los derechos:A continuación se describen las situaciones de violación de derechos, referidasa aquellas políticas públicas priorizadas en la Agenda Social de la Niñez yAdolescencia.En relación con el cumplimiento del Derecho a la Supervivencia: • La cobertura del control prenatal del MSP alcanza el 71.9 %; • La asistencia profesional durante el parto llega al 85.6% de los casos; • El embarazo de adolescentes alcanza el 8,7% • 6 niños de cada mil nacidos vivos mueren antes de cumplir 28 días; • 18 niños y niñas mueren diariamente en el Ecuador. • Las madres ecuatorianas dan de lactar a sus hijos e hijas un promedio de 4.19 meses; • El 8.6 % de la niñez sufre de desnutrición global; 8
  9. 9. • El 6.3 % de la niñez tiene desnutrición crónica severa; • El 7.03 % de niños y niñas nacen con bajo peso; • Apenas el 39.5% de las mujeres que lo requieren reciben actualmente complementaciones nutricionales; • Apenas 1´507.969 de niños, niñas y adolescentes reciben alimentos de programas nutricionales.En relación con el cumplimiento del Derecho al Desarrollo: • La cobertura de los programas de Desarrollo Infantil (ORI, FODI, DAINA, INNFA) alcanza a 411.444 niños y niñas menores de cinco años en situación de pobreza; • El 8,87% de los niños y niñas menores de 5 años están en educación inicial. • El 45.5% de los niños y niñas de 5 años están el primer año de educación básica; • La tasa de matrícula en la educación básica es del 90.88%; • El 48.34% de los adolescentes están en educación media o bachillerato; • No se cuenta con información de niños, niñas o adolescentes de los quintiles 1 y 2 de pobreza que tienen acceso a textos escolares y uniformes gratuitos; • El 7.5% de adolescentes trabajadores no estudian; • No existe el dato de niños, niñas y adolescentes con discapacidad que no se integran al Sistema Educativo Regular.En relación con el cumplimiento del Derecho a la Protección:Maltrato a niños, niñas y adolescentes: - El 1% de los establecimientos de educación fiscal cuentan con Códigos de Convivencia; - El 27.4% de los niños, niñas y adolescentes dicen sufrir de agresiones de los profesores en las escuelas y colegios; - Muchos niños niñas y adolescentes son victimas de la violencia; - No existe el dato de empresas y operadoras turísticas capacitadas en la prevención de la explotación sexual en las actividades turísticas. - 6 de cada 10 niños dicen sufrir de maltrato en sus hogaresTrabajo infantil: - El 12.20% de niños y niñas, entre los 5 y 14 años, trabajan; - El 32.9% de niños, niñas y adolescentes, entre los 15 y 17 años realizan trabajos peligrosos o nocivos; - Ningún adolescente que trabaja por cuenta propia está registrado en los municipios.En relación con el Derecho a la Participación: - No existe el dato del % de los establecimientos del sistema educativo que cuentan con gobiernos estudiantiles; - Sólo el 40% de los cantones cuentan con concejos cantonales de niñez y adolescencia funcionando; 9
  10. 10. - El 10% de los establecimientos del sistema educativo participan en la conformación de los consejos consultivos de niñez y adolescencia; - No se conoce el porcentaje de espacios de organización e integración implementados por las ONGs y la empresa privada.Esta flagrante violación de los derechos humanos tiene graves consecuenciaspara el desarrollo integral de niñas, niños y adolescentes y para la vida familiaren general; es un freno real y permanente para la democracia y para eldesarrollo socio económico del país y la paz.3.2. El colapso del actual modelo institucional y sus formas de prestaciónde servicios.Una serie de elementos permite constatar que el modelo institucional y susformas de prestación de servicios llegaron a su límite. El enfoque asistencialistaque opera no permite garantizar la protección integral de niños, niñas yadolescentes. Esta visión tutelar se mantiene y alimenta en la permanencia deuna cultura de tolerancia muy arraigada en la sociedad ante losincumplimientos y violaciones de los derechos humanos.La crisis que analizamos tiene múltiples dimensiones que se conjugan con laausencia de un enfoque de derechos en la acción de las instituciones y en lavisión de directivos y funcionarios de los servicios y programas: La estructura orgánica del Estado está organizada sectorialmente, y es por ello que hay un funcionamiento desarticulado y disperso de las instituciones, que hace que los recursos se difuminen, que las acciones tengan impactos limitados y, sobre todo, que las intervenciones no sean integrales, universales y permanentes. Los gobiernos locales desarrollan acciones débiles para defender los derechos de los niños, niñas y adolescentes. Existe una visión y un manejo centralista en la gestión de los servicios y programas y una falta de articulación con los procesos de desarrollo local impulsados por los gobiernos locales. Esto ha reforzado el lento empoderamiento de los gobiernos locales a nivel de lo social y ha impedido avanzar activamente en los procesos de descentralización de funciones y competencias. Las intervenciones han sustituido en muchos aspectos la responsabilidad social de los progenitores y familias. Existen múltiples servicios de desarrollo infantil, educación y salud que no han logrado una cobertura universal y presentan limitaciones en su calidad. Están presentes ineficiencias en la gestión técnica y financiera y altos costos de administración, con débiles mecanismos de seguimiento, evaluación y control. 10
  11. 11. No existen en el país propuestas amplias para niños, niñas y adolescentes que son víctimas de maltrato, abuso sexual, explotación sexual comercial, migración de los padres, refugiados, mendicidad; es decir, formas concretas para evitar esas violaciones y restituir sus derechos frente a las manifestaciones masivas y “modernas” de la violencia. Poca comprensión de lo que significan los niños, niñas y adolescentes para el desarrollo de la democracia. Existen muchas deficiencias en el funcionamiento del sistema de justicia especializado en niñez y adolescencia, a más del escaso número de jueces y procuradores. Su falta de formación y el enfoque entorpece aún más sus intervenciones. Existe una incorrecta distribución territorial de los servicios en las provincias y cantones; hay un mayor abandono de las zonas rurales y lejanas; y un alto porcentaje de filtraciones en los programas de asistencia y una doble cobertura entre ellos. Son incipientes los procesos de organización, movilización y control social por parte de las organizaciones populares u otros sectores de la sociedad civil para garantizar calidad, cobertura y el enfoque de derechos en los servicios y programas. Las defensorías comunitarias conformadas activan en sus sectores pero son totalmente insuficientes. Están presentes el afán de protagonismo y el celo institucional, motivados por una actitud competitiva y de disputa por los recursos financieros. Se trata de una visión totalmente sectorial, que desconoce en los hechos el principio del “interés superior del niño”, los roles institucionales y presenta resistencia a compartir información y la búsqueda de control de todo el proceso. Falta de capacitación y comprensión por parte de funcionarios públicos y privados de los roles y funciones de actores sociales e instituciones prevista en el Código de la Niñez y Adolescencia, como es el Sistema Nacional Descentralizado de Protección Integral a la Niñez y Adolescencia.El Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia y los Consejos Cantonalestienen el mandato de regular y organizar un funcionamiento sistémico de lainstitucionalidad de la niñez y adolescencia, y vigilar que se garantice en susintervenciones los derechos de niños, niñas y adolescentes. Sin embargo, elproceso de constitución del Sistema no avanza al ritmo que se requiere, debidoa la falta de financiamiento, comprensión y de voluntad política de losresponsables cantonales. Es por ello que se necesitan cambios que involucrenal conjunto de la institucionalidad ecuatoriana para lograr los impactos quebuscamos. 11
  12. 12. En la práctica han existido otras dificultades relacionadas con el debilitamientodel sentido de autoridad en el país, que ha restringido la posibilidad de ejercerrectoría. Para ejercerla no solo debe existir la voluntad de quien ejerce rectoría,sino también la voluntad de asumirla por parte de los otros.3.3. La inversión fiscal no es suficiente para cumplir los mandatos delCódigo de la Niñez y Adolescencia.Para nadie son desconocidas las serias limitaciones que tenemos paraacceder, desde el gobierno central o de los gobiernos cantonales, a recursosfiscales suficientes, oportunos, permanentes y crecientes para cumplir con losderechos consignados en el Código de la Niñez y Adolescencia y con lasobligaciones de reestructurar la institucionalidad vigente para garantizarlos.De acuerdo a información de la CEPAL, en el período 2002-2003, Ecuadorocupó el penúltimo puesto entre 21 países de la región (solo superó aNicaragua) con un gasto social per cápita de USD. 76, mientras el promedioponderado de la región fue de USD. 6102. Igual posición ocupa cuando semide el gasto social como porcentaje del PIB. En este caso, Ecuador mostróun 5.7% (superando solo a Trinidad y Tobago), mientras el promedio de laregión se ubicó en el 15.1%, en dicho período.Excepto por Galápagos, el resto de provincias está muy por debajo delpromedio de gasto social en la región; es decir, 21 provincias del Ecuador noalcanzan el promedio de gasto social que reciben los países latinoamericanos.Sin embargo, tampoco son una novedad la ineficiencia y baja calidad del gasto,provocadas por la duplicación de servicios, por la mala calidad en lasprestaciones, por la falta de especialización del personal, la lentitud y la faltade eficiencia en el desempeño de los funcionarios.Falta de calidad en el gasto social que se puede expresar, por ejemplo, en lainequidad en las asignaciones por habitante entre las diferentes provincias,mientras el promedio nacional es de USD. 157, cada guayasense recibe USD.100 en programas sociales frente a los USD. 653 que recibe cada habitante deGalápagos.Adicionalmente, a los problemas de inequidad, la educación y la salud seenfrentan a otro: el de la composición del gasto público. La gran parte delpresupuesto en estos sectores (99% en educación pública o fiscal y 75% ensalud) está dirigido al pago de personal administrativo y técnico (docentes,enfermeras y doctores), descuidándose el gasto en material didáctico, libros,insumo médicos, medicinas, infraestructura y mantenimiento, lo cual produceserias deficiencias en la prestación del servicio, ya que tanto la educacióncomo la salud requieren de varios insumos para convertirse en un servicio decalidad.2 CEPAL, Panorama Social de América Latina 2005, noviembre 2005. Pág. 129 12
  13. 13. En el año 2006 se gastó más en subsidiar el consumo de diesel que en toda laeducación primaria y secundaria pública. Mientras que el subsidio al gasrepresentó un poco menos de lo gastado en los servicios de salud públicos, elsubsidio eléctrico alcanzó más de la mitad de lo invertido en el Bono deDesarrollo Humano. El problema es que estos subsidios no son focalizados ysu efecto es regresivo; es decir, benefician más a los sectores de mayorcapacidad económica.Una buena parte de las intervenciones e inversiones existentes para la niñez yla adolescencia que no las asume el Estado, sino organismos nogubernamentales nacionales e internacionales y el voluntariado ecuatoriano, nosuelen responder a las políticas públicas dictaminadas por el Estadoecuatoriano a través del Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia ytampoco han sido transparentadas para conocer su efectividad en lospropósitos por ellos planteados. III. OBJETIVOS DE LA AGENDA SOCIAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIALa Agenda Social de la Niñez y Adolescencia “Juntos por la equidad desde elprincipio de la vida” tiene como objetivo cumplir el mandato de la Constitución ydel Código de la Niñez y Adolescencia, de asegurar la protección integral delos derechos y garantías de la niñez y adolescencia (Art. 193).Para ello se ha propuesto impulsar, de manera preferente pero no excluyente,los siguientes objetivos de política pública: Garantizar que ningún niño o niña, menor de 28 días, muera por causas prevenibles; Lograr que ningún niño, niña o adolescente tenga hambre o desnutrición; Asegurar que ningún niño, niña o adolescente se quede sin educación; Protegerlos de cualquier forma de violencia y maltrato; Conseguir que ningún niño, niña o adolescente realice trabajos prohibidos o peligrosos; Fomentar la participación social y construcción de ciudadanía de niños, niñas y adolescentes.La aplicación inmediata de la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia, y lasostenibilidad de los impactos alcanzados por ésta en el cumplimiento de losderechos de los niños, niñas y adolescentes, requiere que nos planteemosadicionalmente objetivos relacionados con el nuevo modelo institucional quepropone el Código de la Niñez y Adolescencia: el Sistema NacionalDescentralizado de Protección Integral a la Niñez y Adolescencia (SNDPINA).Esto significa: 13
  14. 14. Renovar los esfuerzos para continuar con la construcción de los organismos del SNDPINA, especialmente de las Juntas Cantonales de Protección de Derechos. Fortalecer los organismos creados, asistiendo técnicamente a los Concejos Cantonales de Niñez y Adolescencia para que asuman el control rector de la aplicación de la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia. Impulsar la participación de los gobiernos locales, de las juntas parroquiales, de los organismos públicos y privados que trabajan por niñez y adolescencia, de los organismos de cooperación nacionales e internacionales, de la empresa privada y de la iglesia, para promover la aplicación rápida y efectiva de la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia. Fomentar la participación social y construcción de ciudadanía de padres y madres de familia y de las comunidades a las que se pertenecen y en los procesos de exigibilidad que se requieren para garantizar el cumplimiento de la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia. Promover la implementación de un nuevo modelo de atención que integre y articule las intervenciones existentes, de manera que las instituciones funcionen como redes de protección integral de los derechos de niños, niñas y adolescentes. Impulsar el fortalecimiento de la justicia especializada de niñez y adolescencia, a través de Juzgados de la Niñez y Adolescencia y el Ministerio Público. Impulsar el fortalecimiento de la Dirección Nacional de la Policía Especializada en Niños, Niñas y Adolescentes DINAPEN. Garantizar recursos fiscales nacionales y locales, suficientes, oportunos, permanentes y crecientes. IV. ¿EN QUÉ CONSISTE LA AGENDA SOCIAL DE LA NIÑEZ Y CÓMO ESTA ORGANIZADA?La Agenda Social de la Niñez y Adolescencia Juntos por la equidad desde elprincipio de la vida, se enmarca en la opción que el país ha tomado de salirdel asistencialismo y clientelismo para favorecer el desarrollo social con criteriode equidad desde el comienzo de la vida, desafío al que se comprometió en elmomento que aprobó el Código de la Niñez y Adolescencia.La Agenda es un instrumento para la gestión que organiza el conjunto depolíticas públicas del Plan Nacional Decenal de Protección Integral de la Niñezy Adolescencia, para el período 2007–2010, en el marco de la construcción y elfortalecimiento del Sistema Nacional Descentralizado de Protección Integral ala Niñez y Adolescencia. 14
  15. 15. Plantea metas, condiciones básicas y desafíos para garantizar su cumplimientoy los planes de acción correspondientes, a fin de organizar los programas yproyectos que se requieren fortalecer o iniciar y que se encuentran registradoscomo compromisos de cada uno de los ministerios e instituciones miembros delConsejo Nacional de la Niñez y Adolescencia.4.1. Las políticas públicas de la Agenda Social de la Niñez y AdolescenciaEstán concebidas para garantizar cada uno de los derechos consignados en elCódigo de la Niñez y Adolescencia:1. Ningún niño o niña, menor de 28 días, muere por causas prevenibles. (derecho a la supervivencia);2. Ningún niño, niña o adolescente con hambre o desnutrición (derecho a la supervivencia);3. Ningún niño, niña o adolescente sin educación (derecho al desarrollo);4. Ningún niño, niña o adolescente maltratado (derecho a la protección);5. Ningún niño, niña o adolescente en trabajos prohibidos o peligrosos (derecho a la protección);6. Fomentar la participación social y construcción de ciudadanía (derecho a la participación).Las políticas públicas expuestas fueron diseñadas con un enfoque dederechos, haciendo visibles a los niños, niñas y adolescentes como los sujetoscentrales de las mismas, para quienes se debe garantizar calidad, equidad yuniversalidad. Bajo esta visión, es esencial la integralidad comprendida como laobligatoriedad que tenemos de cumplir simultáneamente con la garantía detodos los derechos, y por ello es urgente continuar transformando la forma deactuar del Estado.En esta nueva concepción, la corresponsabilidad del Estado, la sociedad y lafamilia es una condición básica que, de parte del primero, debe expresarse enla asignación de los recursos necesarios para asegurar el cumplimiento dedichas políticas y mejorar la calidad del gasto.Desde el enfoque de derechos, el apoyo a las familias es un eje transversal delas políticas. Las familias deben garantizar respeto, protección y cuidado parael desarrollo integral de sus hijos e hijas y generar los mecanismos deexigibilidad necesarios, a fin de garantizarles sus derechos y orientar a lanueva institucionalidad para convertirse en actores públicos fundamentalesorganizados en sus comunidades o barrios.La Agenda Social de la Niñez y Adolescencia establece metas a partir de unalínea de base nacional, cada cantón debe actualizarla de acuerdo a su realidad.Para el cumplimiento de las metas por cada una de las políticas se establecenplanes de acción, desafíos y condiciones básicas. Principalmente se destacalos compromisos de las instituciones miembros del Consejo Nacional de la 15
  16. 16. Niñez y Adolescencia para impulsar la agenda social y construir el país deltamaño de nuestros sueños.Esta Agenda se presenta en formato afiche adjunto en esta publicación y queusted también lo puede descargar de www.cnna.gov.ec 16
  17. 17. V. ¿CÓMO VAMOS A OPERATIVIZAR LA AGENDA SOCIAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA?El entusiasmo que ha despertado la Agenda Social de la Niñez y Adolescenciay el compromiso adquirido por las autoridades nacionales y provinciales con lamisma, nos obliga a aterrizarla con agilidad en cada uno de los cantones, parade esta forma concretar las metas previstas, cumpliendo los derechos de niños,niñas y adolescentes.La forma de trabajo articulado que propone la Agenda Social es un fuerteimpulso para el funcionamiento del Sistema Nacional Descentralizado deProtección Integral de Niñez y Adolescencia – SNDPINA – que todos estamosconstruyendo. En el proceso de aplicación de la Agenda deberá cambiartambién el modelo de atención vigente a la luz de los postulados de la doctrinade la protección integral y de los mandatos del Código de la Niñez yAdolescencia. Promueve, además, la revisión y cambio del modelo de gestiónde nuestras instituciones y nos obliga a compartir instancias de integración deservicios conforme a los requerimientos del SNDPINA y un paquete deinstrumentos técnicos que integren a las instituciones del Sistema.Para que los cambios descritos se den, se requiere que en provincias ycantones se cuente con el apoyo político pleno de las autoridades, de losintegrantes de los Consejos Cantonales de la niñez y adolescencia y de losotros miembros integrantes del Sistema, para ello es indispensable quepromovamos su participación e inclusión activa.Es entonces el proceso de implementación de la Agenda la oportunidad idealpara continuar con los cambios estructurales que estamos impulsando paragarantizarles a todos los niños, niñas y adolescentes que viven en el Ecuadortodos sus derechos. Por ello, se requiere que unifiquemos los enfoques,tengamos consensos en los pasos que vamos a dar y programemos lasacciones con detalle. En este capítulo esperamos dar elementos para iniciareste camino. 1. La Agenda promueve un nuevo modelo de atención.-Se constata en la realidad que los servicios no son integrales, cada instituciónbrinda sus prestaciones sin ninguna articulación con la otra y esto obliga aniños, niñas y adolescentes a tener que acudir a varias entidades a la vez paracomplementar sus requerimientos de protección. El cumplimiento de losderechos es esporádica, no hay una protección garantizada en el tiempo, ni lasinstituciones están pendientes y haciendo un monitoreo a medida que crecenlos niños, niñas y adolescentes para precautelar sus derechos con oportunidady progresivamente.En la preparación del personal, en las metodologías de trabajo, en los recursospedagógicos, en la organización del espacio físico, etc., la mayoría de losservicios no toman en cuenta las características de desarrollo, los intereses, las 17
  18. 18. decisiones, y otros derechos de los niños, niñas y adolescentes y por elcontrario, les someten a la voluntad de los adultos. Además, no se incluye asus familias para volver más pertinentes y oportunas las intervenciones, y paracompartir con ellos la responsabilidad de la atención, garantizando así lasostenibilidad en el cumplimiento de los derechos.Los servicios tienen limitaciones en su calidad resultado de una serie desituaciones combinadas: la falta de preparación del personal, el escasofinanciamiento que reciben, el poco aporte de las familias, comunidades yempresa privada en su funcionamiento.Por las restricciones sistemáticas en el gasto social y el escaso presupuestoexistente original no se atiende a importantes porcentajes de población deniñas, niños y adolescentes, hay especial abandono de las zonas rurales ylejanas.La visión tutelar que tiene la sociedad y estado ecuatorianos de los niños, niñasy adolescentes y la cultura de tolerancia ante los incumplimientos y violacionesde sus derechos hace que estas situaciones se mantengan y en muchos casosse profundicen.En estas condiciones es indispensable proponer un “nuevo modelo deatención” que supere las actuales limitaciones y que dé cumplimiento a laProtección Integral de los derechos de niños, niñas y adolescentes, es decir: Que tenga como eje al niño, niña o adolescente como SUJETO de derechos. Que garantice calidad, equidad y universalidad. Para lo que hay que iniciar por ordenar territorialmente los servicios para asegurar el acceso a parroquias, comunidades y recintos que por su distancia y/o dispersión no hayan sido atendidos. Que brinden un paquete completo de servicios manejados integralmente, para lo que se deberá actuar articulados en lo local, como una red interinstitucional de protección integral. Y, crear los servicios faltantes.Contamos en el Código de la Niñez y Adolescencia con las disposicioneslegales necesarias para realizar este cambio del modelo de atención, serequiere solamente acelerar el cumplimiento de lo siguiente: Acelerar el registro de entidades de atención que está previsto en el Código de la Niñez y Adolescencia. Promover grandes acciones simbólicas de registro de las entidades, realizar el registro de los miembros de los Concejos Cantonales de Niñez y Adolescencia y del Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia. Sistematizar la información que se recoja del registro para conocer cómo se garantiza derechos en el vigente modelo de atención y proponer los cambios respectivos, así como, las acciones institucionales que esto demande, en especial, los cambios en las metodologías implementadas y la capacitación a los operadores de servicio. 18
  19. 19. Ejercer de forma permanente por parte de los Consejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia el control y vigilancia que el registro de entidades de atención genera y que está estipulado en el Código de la Niñez y Adolescencia. 1. La Agenda requiere de un nuevo modelo de gestión, las redes de protección integral.-Las deficiencias señaladas en el modelo de atención se explican en granmedida por las limitaciones encontradas en la estructuración y en elfuncionamiento de las instituciones que trabajan en niñez y adolescencia.Limitaciones que de mantenerse no permitirán la consecución de la propuestaintegradora contenida en la Agenda Social de la Niñez.El modelo de gestión institucional actual se caracteriza, entre otros, por lossiguientes elementos: La dispersión y falta de articulación entre las instituciones, consecuencia del diseño sectorial izado del estado ecuatoriano. Visión centralista en la gestión de los servicios y programas, se implementan desarticulados de los procesos de desarrollo local y de los gobiernos municipales. No existen procesos de organización, movilización y control social para garantizar la calidad, cobertura y el enfoque de derechos en los servicios y programas. Limitada inversión del gobierno nacional y los gobiernos locales que ha impedido la permanencia de algunos servicios y no ha posibilitado que se creen todos los servicios que se requieren para garantizar la protección integral de NNA.Limitaciones que el Código de la Niñez y Adolescencia las superó planteandola vigencia del Sistema Nacional Descentralizado de Protección Integral de laNiñez y Adolescencia, como un conjunto articulado y coordinado deorganismos, entidades y servicios, públicos y privados, que definen, ejecutan,controlan y evalúan las políticas, planes, programas y acciones, con elpropósito de garantizar la protección integral de la niñez y adolescencia; definemedidas y procedimientos; sanciones y recursos, en todos los ámbitos, paraasegurar la vigencia, ejercicio y exigibilidad y restitución de los derechos de losniños, niñas y adolescentes, establecidos en el Código, en la ConstituciónPolítica y en los instrumentos jurídicos internacionales. Art. 190 CNA.La razón de ser de este Sistema es la protección integral de niños, niñas yadolescentes, es decir, la prevención de la vulneración de los derechos detodos los niños, niñas y adolescentes que viven en el Ecuador. Para ello hadefinido procedimientos que garantizan su vigencia, ejercicio y exigibilidad através de la ejecución de un conjunto de acciones políticas, jurídicas y socialesen un marco de equidad e inclusión. El SNDPINA contempla también accionespara la restitución de los derechos. 19
  20. 20. La protección integral no es una responsabilidad exclusiva de los organismosdel Sistema, las familias y sus comunidades. Las familias y comunidadesarman estrategias de convivencia que generan la protección fundamental,porque las relaciones que las familias establecen con los niños, niñas yadolescentes son las determinantes. Las políticas públicas debenterritorialmente canalizar su acción a través de estas estrategias deconvivencia, logrando de esta forma pertinencia, oportunidad e incorporaractiva y propositivamente a familias y comunidades en su ejecución.La condición para garantizar la protección integral es la articulación ycoordinación de los organismos, es decir, funcionar como Sistema. Articulaciónque debe darse inclusive en un círculo más amplio, con las políticas demejoramiento de ingresos y de la producción, con las políticas económicas, etc.De lo que se trata es de actuar como sistema, crear los vínculos, relaciones ycoordinaciones entre los individuos (familias) y organizaciones (comunidades yorganismos del SNDPINA). Dependiendo del tipo de vínculo que se arme entrelos diferentes organismos se romperán las fronteras sectoriales de las políticaspúblicas y de las entidades de atención. A ellas, en cada territorio se iránagregando otros servicios y programas en función de las dinámicas desatadas.Las redes son el modelo de gestión que arma esta articulación, estos vínculos,estas relaciones, es decir genera Sistema. La actuación en redes deprotección integral generará importantes cambios institucionales, que serequieren actualmente para poder asumir la implementación de la AgendaSocial de la Niñez. Su acción integradora hace posible la protección integral.Este nuevo modelo de gestión, las redes de protección integral, exigen que lasinstituciones y profesionales desarrollen nuevos enfoques, nuevas capacidadesy competencias para desde una visión multisectorial e interdisciplinaria brindaratención integral. Se requerirá una nueva mirada y sobre todo una nuevaconducta y actitud de los profesionales, que generará una nueva culturainstitucional.En un nivel más operativo, se deberán crear procedimientos y protocolos quearticulen las intervenciones, hojas de ruta compartidas. Se requerirádiseñarlos, probarlos y experimentarlos juntos. Se requiere también compartirinstrumentos técnicos comunes para obtener la misma información, para juntosmonitorear los avances, para asegurar que la inversión llegue a quienes más lonecesitan.Para iniciar este camino juntos se ha pensado en las siguientes herramientascomunes, el proceso irá determinando otros requerimientos. a. El expediente único de niñas y niños, que permita contar con un solo historial de las diferentes intervenciones que requiera un niño o niña para su desarrollo integral. Se crea con el registro del número de cédula (código único), al que se van integrando la información de las intervenciones de las diferentes instituciones a lo largo de su vida y hasta los 18 años. 20
  21. 21. b. Sistema único de seguimiento y monitoreo, que permita periódicamente realizar el monitoreo de los avances de la aplicación de la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia, y además que posibilite medir el impacto en la calidad de vida de niñas y niños, mediante un sistema computarizado de gestión de información con indicadores y datos georeferenciados.Estos procesos de cambio institucional deben impulsarse desde el nivel local ytambién desde el nivel nacional. A estos niveles les corresponden diferentesmiradas y competencias que se complementan. 2. Los pasos del proceso de aterrizaje de la Agenda en los cantones donde hay Consejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia.En reunión realizada en Riobamba el 8 y 9 de agosto de 2007 casi con uncentenar de técnicos provinciales y nacionales de varias instituciones se acordóla siguiente secuencia de pasos para el aterrizaje de la Agenda Social de laNiñez. Los mismos que están organizados en un único proceso que pone enfuncionamiento del Sistema Nacional Descentralizado de Protección Integral ala Niñez y Adolescencia y puede servirles como una referencia importante paraactuar: a. Difusión de la AgendaLa Agenda Social de la Niñez es un instrumento de política pública nuevo,inédito por sus características que orienta a nivel nacional en cada uno de loscantones el accionar de los organismos del Sistema para la garantía dederechos de los niños, niñas y adolescentes. En este sentido, cumplir con lasmetas de la Agenda nos va a permitir actuar como sistema, no solo por elconsenso que plantea, sino porque esta requiere para su concreción queactuemos como tal.Es necesario entonces que los Consejos Cantonales de la Niñez yAdolescencia difundan detalladamente y a fondo en todos los ámbitos delEstado y la sociedad civil sus propósitos, explicar cómo está organizada, laspolíticas públicas, metas, compromisos que conlleva para cada uno de losactores para lograr a más del conocimiento de ella, la adhesión y compromisopolítico de todos los actores públicos y privados de cada uno de nuestroscantones en su cumplimiento. El conocimiento de la agenda es la condiciónprimaria para su cumplimiento y para crear voluntad de apoyo institucional,cultura de cooperación, trabajo coordinado, participación de la ciudadanía.Para ello, se sugiere que los Consejos Cantonales de la Niñez y Adolescenciadiseñen, implementen y ejecuten una estrategia de difusión y comunicación anivel local que puede incluir acciones provinciales y cantonales. Estas accionesserán reforzadas por el CNNA. Organizada como una estrategia integral ypermanente, que debe tener una capacidad de programar hitos periódicos deforma de mantener latente en el tiempo el interés en la Agenda Social de laNiñez. 21
  22. 22. Señalo a continuación algunas acciones que los CCNA pueden impulsar deforma inmediata, sistematizando la experiencia que ellos ya estándesarrollando: 1 Difusión del afiche, la agenda y un CD con la grabación del evento que se deberá enviar a alcaldes, prefectos, gobernadores, concejales, concejeros, directores provinciales de todos los ministerios, y de todas las instituciones que trabajan por niñez y adolescencia, iglesia, organismos de cooperación, federaciones de profesionales, de empresarios, etc. 2 Realización de reuniones, talleres y otros eventos de exposición de la Agenda con todos los organismos del Sistema y los aliados. Garantizar que participen todos los operadores de los servicios dedicados a niñez y adolescencia no solo sus directivos. 3 En función de la realidad local buscar otras alternativas informativas: afiches, revistas, periódicos, a través de la Iglesia, Juntas Parroquiales, Sistema Educativo y de Salud, etc., para llegar a toda la población y de forma permanente. 4 Negociar con los medios locales la transmisión de cuñas de radio y spots de televisión.Los CCNA deben difundir cada uno de los pasos que den para aterrizar laAgenda, más delante deberán difundir los resultados que vayan obteniendo dela aplicación de la misma. Los resultados presentados son, sin ninguna duda, elmejor mecanismo de ir posicionando al Sistema Nacional Descentralizado deProtección Integral a la Niñez y Adolescencia.En su debido momento los CCNA deberán impulsar las campañas nacionalesprevistas en la Agenda Social de la Niñez para cada política pública, lasmismas que serán preparadas colectivamente. El control social previsto en laAgenda por cada política pública también deberá ser operativizado por losCCNA de forma que consolide la difusión de los contenidos de la misma. b. Cumbres cantonalesUno de los propósitos de la difusión de la Agenda, decíamos, es garantizar elcompromiso político de las autoridades cantonales para impulsarla, por lo quelos Consejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia deben sellar esta voluntaden un evento en el que hagan público este compromiso. Pueden llamarse“Cumbres Cantonales” o como decidan, lo importante no es el nombre sinolograr el pacto político de todos los actores claves en el impulso de la misma,sin ellos no podremos convertir la Agenda en realidad.Los Consejos Cantonales deben alimentar este “pacto” de forma permanentecon información oportuna sobre la situación de niños, niñas y adolescentes ensu cantón y, más adelante, con los logros que se va obteniendo como resultadode la aplicación de la Agenda y en general de los avances del funcionamientodel Sistema. Información que les va a interesar mucho para rendir cuentassobre su gestión y que va a reforzar el compromiso de cumplimiento de losderechos de niños, niñas y adolescentes. 22
  23. 23. Los CCNA deben poner especial interés en invitar a los dirigentes de lasorganizaciones populares, pues ellos también ejercen autoridad en su ámbito.Con ello lograremos su adhesión activa en sus territorios, que son justamenteen los que nos proponemos actuar con la Agenda.Los CCNA deben impulsar acciones de vigilancia y exigibilidad conjunta con losConsejos Consultivos de Niños, Niñas y Adolescentes y el movimiento socialde niños, adolescentes y adultos que los respaldan, esto ayudará también amantener vivo el pacto político. c. Elaboración y aprobación de la Agenda Cantonal de la Niñez y Adolescencia.-Una vez que se cuenta con el compromiso político inicial de las autoridadesprovinciales, cantonales y parroquiales, los Consejos Cantonales de la Niñez yAdolescencia deben dar todos los pasos necesarios que concluyan con elaterrizaje de la Agenda a nivel cantonal. El CNNA va a apoyar con asistenciatécnica a cada uno de los cantones, difundiendo la misma metodología utilizadaa nivel nacional, que será retroalimentada en los procesos locales.Este es un proceso liderado por los Consejos Cantonales en cumplimiento deun mandato del Código de la Niñez y Adolescencia. Se abordarán en todos loscantones las seis políticas públicas de la Agenda, se adecuarán las metas a larealidad cantonal, para ello las instituciones rectoras en cada tema definirán lasmetas y el CCNA las aprobará. Además, es importante saber que se definiránlas obligaciones de los miembros de los CCNA en relación a cada política, a losque se pueden sumar los compromisos de otros actores cantonales pero quedeben ser asumidos con carácter obligatorio. La Agenda Cantonal asíconstruida será aprobada por el CCNA lo que lo convierte en obligatorio atodas las instituciones que trabajan en niñez y adolescencia en el cantón.Adicionalmente se puede negociar la aprobación mediante ordenanzamunicipal, para transformarla en obligatorio para todos los actores sociales einstitucionales en el territorio cantonal. De forma inmediata hay que iniciar suaplicación.Paralelamente al proceso que hemos relatado hasta aquí, sugerimos que seimpulse el Registro de Entidades de Atención de forma que antes de iniciar elcumplimiento de las políticas públicas de la Agenda Cantonal, podamosproceder con un ordenamiento territorial de los servicios de niñez yadolescencia que requieran esta medida. El ordenamiento territorial permitirácomenzar con cierto orden este nuevo momento y orientar las acciones a lossectores poblacionales que requieren de atención y no duplicar o triplicar losesfuerzos en otros, es decir, cumplir con la equidad y universalidad. d. Cumplimiento de las políticas públicas contenidas en la Agenda Social Cantonal de la Niñez.- 23
  24. 24. Organizados en redes de protección integral se debe dar cumplimiento a laspolíticas públicas contenidas en la Agenda Social Cantonal de la Niñez. Almomento en todos los cantones tenemos distintas experiencias decoordinación interinstitucional que pueden servir de base para la conformaciónde las redes. Es un nuevo modelo de gestión institucional que todos debemosexperimentar y aportar. El CNNA está recopilando información y esperatambién contribuir con asistencia técnica en la construcción de las redes deprotección integral en cada uno de los cantones.El cumplimiento de la política pública contenida en la Agenda Social Cantonalde la Niñez, no representa la totalidad de la gestión cantonal, se implementa lapolítica pública a través de los sistemas de educación, salud, la administraciónde justicia y otras entidades. Es nuestra obligación ir progresivamenteincluyéndoles a todos los organismos del Sistema en esta nueva dinámica dered y en los cambios institucionales que esta genera.La garantía de los derechos tiene relación con los derechos individuales ycolectivos. Las políticas públicas de la Agenda y el SNDPINA están orientadasa la prevención de la vulneración de los derechos individuales y colectivos. Lasredes de protección integral deben estar concebidas y organizadas para laprotección de los derechos individuales y colectivos.El organizar y fortalecer las redes de protección integral y garantizar a travésde ellas la prevención o restitución de los derechos individuales y colectivos esponer a funcionar el SNDPINA.e. Vigilancia del cumplimiento de las políticas públicas.-El Código de la Niñez y Adolescencia encarga a los Consejos Cantonales de laNiñez y Adolescencia la vigilancia del cumplimiento de las políticas públicas, eneste caso, de la Agenda Social Cantonal de la Niñez y Adolescencia.La vigilancia es asumida como la acción de determinar desde un punto de vistatécnico si existen en el cantón los elementos necesarios para el cumplimientode la política en cuestión. Entre tales elementos estaría la existencia y correctofuncionamiento de organismos y entidades en relación a tal política. El segundopunto de vista de la vigilancia tiene que ver con la activación de mecanismosjurídicos dirigidos a denunciar o exigir a entidades públicas y particulares laadopción de medidas destinadas a garantizar el cumplimiento de la política.Todo esto para garantizar la protección integral de niños, niñas y adolescentes.Para contar con los elementos necesarios para realizar la vigilancia debemosapoyarnos en la información que arroja el seguimiento y la evaluación técnica,con esos insumos se deben preparar informes que serán sometidos a ladecisión de los Consejos Cantonales de Niñez y Adolescencia para que tomenlas resoluciones pertinentes para garantizar que todas las institucionescumplan con los compromisos asumidos y/o destinen los recursos financierosnecesarios para alcanzar las metas propuestas. 24
  25. 25. El Consejo Cantonal de la Niñez y Adolescencia deberá organizar un conjuntode acciones que le permita garantizar el cumplimiento de las resoluciones queha tomado. No podemos correr el riesgo de que se transformen en letramuerta una disposición de los CCNA. El ejercicio de la vigilancia por parte delos Consejos Cantonales es funcionar sistemicamente. f. Intervención especializada del Sistema de Administración de Justicia y de las Juntas Cantonales de Protección de Derechos.-La vigilancia del cumplimiento de las políticas públicas y las denuncias directasde violaciones de los derechos en especial individuales requieren que seestablezcan medidas de protección a los niños, niñas y adolescentes o a susfamilias y/o sanciones a los culpables. El Código previó para ello, las JuntasCantonales de Protección de derechos, los jueces especializados en niñez yadolescencia, los procuradores de adolescentes infractores, etc. Estosorganismos del Sistema, deben ser parte de las redes de protección integral yresponder con agilidad y oportunidad, para ello se deben forjar vínculos fuertes.Si no tenemos todavía Junta en nuestro cantón debemos crearla y fortalecerlasi ya está constituida. El CNNA está brindando asistencia técnica paracualquiera de estos dos momentos descritos. Con esto vamoscomplementando el funcionamiento del SNDPINA.g. Acciones de exigibilidad para el cumplimiento de la Agenda Social Cantonal de la Niñez y Adolescencia.-El Código concedió especial importancia a la exigibilidad en el cumplimiento delos derechos de los niños, niñas y adolescentes, porque justamente analizó lasgraves limitaciones que existen en la realidad para concretar el ejercicio de losmismos. Esta responsabilidad lo entregó a las defensorías comunitarias y a losconsejos consultivos de niños, niñas y adolescentes. Dos instancias departicipación social en el primer caso de adultos.La exigibilidad entendida en una doble dimensión. En primer lugar como lamovilización social dirigida a vigilar, denunciar y exigir al Estado y aparticulares el cumplimiento de las normas y política pública Otra dimensión dela exigibilidad es la activación de mecanismos jurídicos dirigidos a incidir en lasdecisiones del Estado y restituir o proteger derechos.Frente a los incumplimientos de las instituciones y para promover que losCCNA tomen las resoluciones más oportunas y las hagan cumplir es necesarioun fuerte y sostenido proceso de exigibilidad. Los Consejos Cantonales de laNiñez y Adolescencia desde el inicio del proceso de aterrizaje de la Agenda sedebe incorporar activamente a niños, niñas y adolescentes, a los ConsejosConsultivos de Niños, Niñas y Adolescentes, así como, a las organizacionespopulares, Defensorías Comunitarias u otras instancias de participación deadultos defensores de derechos, promoviendo que asuman su responsabilidadde exigibilidad en cada uno de los pasos. Se debe promover la elaboración de 25
  26. 26. un plan de acciones que se complemente con las acciones de control socialque están previstas en la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia. 3. Lineamientos para los cantones donde no hay Consejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia.En los cantones donde no hay CCNA o donde está en proceso suconformación, los actores locales defensores de los derechos de niños, niñas yadolescentes deben analizar detenidamente las condiciones y definir los pasosa seguir. No creemos que estos cantones deban quedarse doblementerezagados, en la conformación del CCNA y en el aterrizaje de la Agenda. Esposible, por ejemplo, hacer el proceso de aterrizaje de la Agenda con losresponsables sectoriales de cada una de las políticas y aprobarlo con unaordenanza municipal, organizar las redes de protección integral e iniciar laaplicación. Igualmente, es factible realizar informes técnicos de cumplimiento ycoordinar con jueces, fiscales, la DINAPEN y la Defensoría del Pueblo accionesde vigilancia ante los incumplimientos. Podemos impulsar acciones deexigibilidad con las organizaciones sociales de adultos y de niños, niñas yadolescentes del cantón. Pero, para tener la fuerza necesaria para impulsartodas estas acciones debemos concretar en medio de este proceso laconformación del Consejo Cantonal de la Niñez y Adolescencia, aprovechandoesta oportunidad para potenciar el proceso de constitución de los organismosdel sistema. VI. ¿QUIÉNES SON LOS RESPONSABLES DE LA OPERATIVIZACIÓN DE LA AGENDA SOCIAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA?a. Los actores socialesEs una responsabilidad compartida entre todas las instituciones que conformanel Sistema Nacional Descentralizado de Protección Integral a la Niñez yAdolescencia en el ámbito nacional, provincial, cantonal y parroquial.El Consejo Nacional de la Niñez y Adolescencia a través de todas susautoridades nacionales y provinciales. Son integrantes del CNNA, el Ministro deInclusión Social y Económica – MIES -, Ministerio de Salud Pública, Ministeriode Educación, Ministerio de Trabajo, Asociación de MunicipalidadesEcuatorianas, Instituto Nacional de la Niñez, y cuatro delegados de la sociedadcivil.En cada uno de los cantones, son responsables los Alcaldes, Presidentes delos Concejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia y todos los miembrosdelegados de la sociedad civil y del sector público. Las familias, lasinstituciones públicas y privadas que trabajan a nivel cantonal; las 26
  27. 27. organizaciones populares, la iglesia y sus instancias de coordinación; losorganismos de cooperación técnica y financiera, nacionales e internacionales.El Sistema de Administración de Justicia, en los Jueces de la Niñez yAdolescencia, en los Procuradores de Adolescentes Infractores y en laDirección Nacional de la Policía Especializada en Niñez y Adolescencia –DINAPEN.Los gobernadores, prefectos provinciales y las juntas parroquiales, que si bienno tienen expresamente señaladas responsabilidades en el Código de la Niñezy Adolescencia son parte del Estado Ecuatoriano por lo que deben sumarseactivamente para lograr la garantía de los derechos de niños, niñas yadolescentes.Cada uno de los actores nombrados cumplirán diferente rol en este proceso deaplicación de la agenda social de la niñez y debemos ser lo suficientementehábiles para asignarles el tipo de responsabilidad que puedan asumir enfunción de su naturaleza institucional.b. Las responsabilidades que deben asumir en el proceso.-Los Consejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia lideran y conducen pormandato del Código de la Niñez y Adolescencia este proceso combinado deaterrizaje de la Agenda y de construcción del SNDPINA. Es decir, los alcaldes yalcaldesas, Presidentes de los CCNA y todos los miembros del cuerpocolegiado; los delegados institucionales y los de la sociedad civil que loconforman son los responsables directos de conducir a nivel cantonal todo elproceso.Los Consejos Cantonales distribuirán responsabilidades – conforme a loestablecido en el Código de la Niñez y Adolescencia - no sólo a lasinstituciones y organizaciones que lo conforman sino a todos los otros actoresinstitucionales y sociales del cantón para lograr concretar el cumplimiento de lapolítica pública contenida en la Agenda Social Cantonal de la Niñez yAdolescencia. Les corresponderá a los/as Secretarios/as Ejecutivos/as ejecutarlas decisiones de los CCNA con el concurso activo de las institucionesmiembros y con los delegados de la sociedad civil.c. Acciones para potenciar y concretar la participación de todos los actores institucionales y sociales.-A continuación vamos a registrar un conjunto de acciones que han surgido enla reflexión en algunos eventos realizados para la operativización de la Agenda,y que ocupa la atención de los actores sociales e institucionales locales: Realizar acciones permanentes para mantener e incrementar la voluntad y el compromiso político de las autoridades a nivel provincial, cantonal y parroquial. 27
  28. 28. Formación y motivación a secretarios ejecutivos cantonales y miembros de la sociedad civil de los CCNA en la aplicación de la Agenda Social de la Niñez y Adolescencia, y en política pública. Transmitir información de las actividades, avances y logros que se van concretando en los diferentes cantones y retroalimentación permanente por parte de las autoridades nacionales para que se mantenga a nivel local el compromiso asumido. Capacitación de los funcionarios de las instituciones sobre los contenidos de la Agenda y en la estrategia de implementación, en protección integral, en enfoque de derechos, en el SNDPINA, y en los temas que vayan surgiendo de las necesidades que plantee el proceso. Fortalecimiento de equipos interinstitucionales provinciales incluyendo a nuevos actores en especial los Directores Provinciales de cada uno de los ministerios que integran el CNNA3 y a dirigentes de organizaciones de base. Se debe reforzar su funcionamiento definiendo de mejor forma sus planes de trabajo. Distribuir de forma permanente insumos técnicos que les facilite su trabajo, por ejemplo: información sobre líneas de base; inversión social en cada cantón, mapas de cobertura nacional, listado de programas que tienen cada uno de los ministerios en relación con cada política, su cobertura por cantón y financiamiento, etc. VII. ¿CON QUÉ RECURSOS CONTAMOS PARA ESTE PROCESO DE OPERATIVIZACIÓN DE LA AGENDA SOCIAL DE LA NIÑEZ Y ADOLESCENCIA?La ejecución de las políticas se realizará con los financiamientos que tienenprevistos las instituciones miembros del Consejo Nacional de la Niñez yAdolescencia y de los Concejos Cantonales de la Niñez y Adolescencia paralas acciones relacionadas con cada una de las políticas públicas.El CNNA tiene como mandato del Código y de la Agenda Social de la Niñez“vigilar la entrega oportuna de los presupuestos y así lograr el cumplimiento delas políticas y metas” y estas acciones se disponen a impulsar.Localmente se debe canalizar recursos de las Iglesias, de los organismos de lacooperación, de la empresa privada. Hay que interesarlos con este granesfuerzo nacional por los niños, niñas y adolescentes.El Fondo Nacional para la Protección de la Niñez y Adolescencia – FONAN – ylos Fondos Municipales deben iniciar de forma inmediata su funcionamientopara que canalicen recursos que serán muy útiles para la implementación de laAgenda.3 Desde el 2006 el CNNA ha impulsado la estructuración de equipos provinciales para la construcción yfortalecimiento del SNDPINA. Está constituido por instituciones públicas y privadas que han mostrado suinterés manifiesto en la aplicación del CNA. Estos han logrado consolidarse en un buen número deprovincias y fueron reforzadas a partir de Abril del 2007 con una incorporación más activa del INNFA yde Plan. 28
  29. 29. La sociedad civil organizada en los barrios, comunidades, recintos, parroquias,etc., deberán dar también su contribución a través de una participación activaen las acciones de control social propuestas en la Agenda Social por la Niñez yAdolescencia. ¡¡ MANOS A LA OBRA !! 29

×