Cronica exploracion sur de marruecos 2012 1

  • 632 views
Uploaded on

Cronica Exploración Aventurera al Sur de Marruecos.

Cronica Exploración Aventurera al Sur de Marruecos.

More in: Travel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
632
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
3

Actions

Shares
Downloads
4
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. CRONICA Expedición al Sur de Marruecos 2012Desde hace varios años me venía rondando por la cabeza hacer una ruta de exploración al Sur de Marruecos, iniciándolapor Debdou y las pistas del Plató de Rekam hasta Bouanib, de Bouadnib a Merzouga, haciendo parte de la pista Citroënhasta llegar a los Oasis de Saf-Saf, Azercan y Tisserdmine, circunvalar el Erg Cheebi, y seguir hacia Taous, Dunas deOuzina, Remlia, Lost City (Ciudad Perdida), Mharech, Rissani, Midelt, Minas de Aouli y finalmente regresar a Melilla, todoello a través de pistas y ríos de arena, pisando asfalto únicamente para repostar los vehículos o por fuerza mayor.Debido a la exigencia de la aventura, dureza del viaje, horas de conducción y demás imprevistos, se requería y erarequisito indispensable que para dicho viaje se apuntasen solamente hombres, todo ello con la idea de queposteriormente una vez finalizada la exploración y analizada ésta se beneficien de ello nuestras mujeres y el resto desocios y simpatizantes del Club en futuras rutas.La idea era hacerla tipo Overland y entre varios vehículos todo terreno, es decir, autosuficientes en todo los sentidos,preparados para dormir allí donde la noche nos pillase en tiendas de campaña y abastecidos de víveres para una semanao más. Pues bien, hace unas semanas comenté nuevamente esta Aventura con algunos socios del Club, y mira por donde 1
  • 2. la idea les pareció estupenda. Inmediatamente nos pusimos manos a la obra, se creó un trak orientativo de la exploraciónque nos sirviera de guía y se insertó un post en el foro de la página del Club para ver cuántos estaríamos dispuestos asecundar dicha aventura, al cabo de unos días en ella había apuntados siete socios, Emeglo, Francis, Risto, Cristobal,yimmi, Rusadir, Chusky y a última hora Perico, en total ocho “AVENTUREROS”. En una reunión que hicimos tomándonosun café el día nueve quedó todo planificado, se decidió que la mejor fecha para dicha exploración era aprovechando elpuente del Pilar que caía en viernes, así pues, saldríamos el jueves, día once, por la tarde y regresaríamos el domingo, díacatorce, a última hora, en total tres días y medio de autentica aventura.Jueves. Día 11 de Octubre de 2.012.-A las cuatro y media de la tarde, la expedición, que la componíamos cinco vehículos todo terreno, Yotota, modelo4Runner (yimmi y Perico), Kia, modelo Sorento (Rusadir y Emeglo), Nissan Patrol, modelo GR (Chusky), Mitsubishi, modelomontero DID (Cristobal) y Toyota, modelo 120 (Francis y Risto), habíamos quedado en reunirnos para emprender la rutauna vez pasada la frontera de Melilla, en Beni-Enzar. Con una puntualidad castrense, a las cinco en punto de la tardeiniciamos la marcha en el orden descrito, rumbo al Sur de Marruecos, a la “AVENTURA”.Ocho de la tarde, anochece, el sol de va poniendo por el oeste cuando nosotros culminamos el Puerto de Debdou,sabemos que la noche nos cogerá nada más empezar el Plató de Rekam, por lo que decidimos hacer noche junto alcamping de Cafrant. El camping lleva un par de años cerrado, está en litigio con el Ayuntamiento de Debdou, según sedesprende del guarda que nos atiende, intentamos que nos deje instalarnos en el interior, en principio se niega, pero nosda el teléfono del dueño (Patrik) que se encuentra en Berkan lugar donde tiene un centro de ocio al aire libre, contactadocon éste y tras un breve dialogo accede a dejarnos acampar previa promesa de que el club intentaría hacerle una visita aBerkan. Una vez colocados los coches en círculo, montado el vivac, cenar al amparo de millones de estrellas en una nochecerrada y con el canto de los búhos reales cortejándose al fondo. Comentamos las tres horas y media de ruta que hicimosy lo que nos esperaba al día siguiente, la noche igualmente sugería contar alguna que otra historia de hechosparanormales y de extraterrestres, así estuvimos hasta las tres y media de la madrugada en que nos fuimos a la cama. 2
  • 3. 3
  • 4. 4
  • 5. 5
  • 6. 6
  • 7. 7
  • 8. Viernes. Día 12 de Octubre de 2.012.-Seis de la mañana, notamos en el toldo y en las tiendas de campaña el caer de una fina lluvia, chispeaba, en previsión deque fuese a más se toco diana, recogimos el campamento y cuando ya habíamos terminado dejó de chispear, aunque elcielo seguía semi cubierto de nubes que pasaban raudas por lo que no se presagiaba una lluvia inminente. Sobre las sietede la mañana desayunamos y cargamos los coches, hicimos unas fotos espectaculares desde el mirador del Camping deCafrant, abajo a seiscientos metros se encuentra la Kasbah de Debdou, y su fortificación semiderruida que data del sigloXIII. A las ocho y cuarto de la mañana iniciamos la marcha y tras dos kilómetros de ascensión culminamos el puerto yenfilamos la inmensa planicie del Plató de Rekam. Las pistas por las que en el pasado habíamos circulado alguna vez, hoyson carreteras de asfalto monótonas y aburridas, planicie y más planicie, tanto a izquierda como a derecha y de frente.Después unos doscientos kilómetros de llanura aburrida, decidimos desviarnos y bajar hacia la Interminable a la altura de 8
  • 9. Oulad El Hajj, y de paso repostar allí los vehículos. Serían las diez y media cuando llegamos a Oulad El Hajj, repostamoslos todo terrenos y almorzamos un par de huevos fritos con especias morunas, que más bien parecían revueltos y un tésúper cargadísimo que despertaría a un muerto, hubo alguno que ahí lo dejo sin probar. La carretera Interminable pese asu nombre y de que en la actualidad está asfaltada, tiene su encanto a partir de este punto kilométrico, la calzada seestrecha, innumerables baches que tienes que ir sorteando, los vehículos que te vienen de frente ocupando todo elasfalto, que la mayoría no se apartan, lo tiene que hacer tu, y la verdad es que es preferible que permanezcan ellos en lacalzada por aquello de que si se apartan al arcén te pueden arrojar guijarros con sus neumáticos, y pueden impactar en elparabrisas y arruinarnos la aventura. A la derecha según el sentido de nuestra marcha se encuentra la Cordillera delmedio Atlas, Cordillera que te acompañará hasta el cruce de Midel. A este cruce llegamos sobre las doce de la mañana y alas trece horas estábamos tomándonos un refrigerio en la casita de piedra, situada en lo alto del Rich. A las catorce horasy treinta minutos cogimos el desvió que hay antes de llegar a Rachidia, desvío que circunvala esta ciudad y que nos evitael intenso tráfico de esa hora, a mitad de ese desvío comimos, localizamos un huerto y bajo los árboles frutalesinstalamos el vivac. Media hora más tarde estábamos nuevamente en carretera, el clima había cambiado, un sol radiantey justiciero se hacía ver, se notaba en el aire que estábamos a las puertas del Desierto, también notamos la sequedad ennuestras gargantas y nariz, pero ya estamos acostumbrados a ello y para nosotros es sinónimo de “Aventura”.Erfund: A esta ciudad acogedora donde convergen casi todos los 4x4 que tienen intención de hacer el Desierto, llegamossobre las dieciséis horas, en mitad de su avenida principal nos desviamos hacia la izquierda para coger pista, ya no laabandonaríamos en un par de días. Tras abandonar Erfund, nuestra misión era visitar los Oasis de Saf-Saf, Azercan yTisserdmine, hecho que realizamos y que disfrutamos para llegar a ellos y en ellos, algunas pistas se habían convertido enpequeñas dunas como consecuencia del viento, entre Oasis y Oasis pasamos por ríos de arena que en algunos tramosdesembocaban igualmente en dunas y en los Oasis nos divertimos de lo lindo, en el último, en Tisserdmine, hubo hastabaño con el agua de un pozo. Serían las veinte horas cuando salimos de las pistas a la altura de Merzouga una vez visitadolos Oasis, noche ya, repostamos los vehículos en la Afrikia de Merzouga y nos dirigimos al Albergue Las Puertas delDesiertos, ubicado a dos kilómetros de Merzouga, en la carretera de Taous. Una vez dados de alta en el Albergue,duchados y relajados, cenamos a eso de la veintidós horas en la terraza de la piscina, de buena gana me haría dado unbaño pues calor hacia con ganas, después de la cena algunos nos fuimos a descansar y los más guerrilleros se quedaronhasta bien tarde degustando un piscolabis. Una jornada muy completa y entretenida, estábamos cansados perocontentos. 9
  • 10. Ilustración 1DEBDOU 10
  • 11. 11
  • 12. Ilustración 2 CASITA DE PIEDRA 12
  • 13. Ilustración 3 OASIS DE SAF-SAF 13
  • 14. 14
  • 15. 15
  • 16. 16
  • 17. 17
  • 18. 18
  • 19. 19
  • 20. 20
  • 21. 21
  • 22. 22
  • 23. 23
  • 24. Sábado. Día 13 de Octubre de 2.012.-Diana a las siete de la mañana, nos espera una larga y ajetreada jornada de pistas y dunas. Tras el consabido desayunoque suelen poner por estos lugares, Zumo de Naranja, café o té, pastas, pan, mermeladas varias, porciones de quesitos ymantequilla de ¿Camellas?. Iniciamos la ruta a eso de las ocho de la mañana en dirección Taous, en busca de las Dunas deOuzina, tras largas y serpenteantes pistas de arena y barro seco, pues hubo tramos en el que pasamos a través de lagunassecas. A las diez y media culminamos la primera etapa, Ouzina, próximo a las dunas establecimos el vivac, una vez se hubobajado presión a las ruedas todos excepto el que suscribe, que tuvo que quedarse en el campamento base, iniciaron unrecorrido a través de dichas dunas, he de deciros que estas dunas de Ouzina son más compactas de las de Er Cheebi, no 24
  • 25. hubo que eslingar a nadie y nadie se quedo pillado en ellas. Comentaros también que se hicieron gestiones con algúnalbergue del lugar, el sitio es estupendo para la práctica de dunas. A las doce de la mañana, reiniciamos la marcha endirección a Ramlia, en busca de Lost City (la ciudad perdida) y Mhamid (Portal de Belen). Para llegar a la ciudad perdidatuvimos que atravesar ríos de arena, largas y extensas hamadas en las que incluso hicimos una carera todos en paralelo,imaginaros quien gano, jajaja. 25
  • 26. 26
  • 27. 27
  • 28. 28
  • 29. 29
  • 30. 30
  • 31. 31
  • 32. 32
  • 33. 33
  • 34. 34
  • 35. 35
  • 36. Lost City (Ciudad Perdida).- Llegamos sobre las catorce horas. Se trata de las ruinas de una ciudad fortificada hecha abase de lajas de piedra, su ubicación era estratégica pues controlaba el paso de las caravanas de camellos y al enemigo,está ubicada en lo alto y sobre un promontorio rocoso, desde el que se divisa y controla todo el entorno, por un lado larodea un rio de arena que en su época tendría agua y por el otro lado, enfrente, otro promontorio más pequeño y lavasta llanura, su construcción es muy antigua, muy recomendable su visita si vas camino del Oasis de Mharech. Tras lasfotos de rigor y una pequeña exploración por las callejuelas de la fortificación. “El detalle”, a los pies de la fortificación, enuna oquedad de la roca Rusadir se encontró un “tesoro”, se trataba de un bote de cristal de los que se cierranherméticamente y en cuyo interior había firmas, direcciones de emails y saludos de clubs, nosotros dejamos el nombredel club y la fecha, tras esta anécdota proseguimos ruta hacia el Oasis de Mharech (Portal de Belen). 36
  • 37. 37
  • 38. 38
  • 39. 39
  • 40. 40
  • 41. 41
  • 42. 42
  • 43. Oasis de Mharech (Portal de Belen).- A este Oasis llegamos sobre las dieciseis horas, Esta ubicada en una gargantamontañosa, se trata de un lugar de reposo, ya que no hay nada que ver turísticamente hablando, sin embargo guardacierto parecido con lo que creemos fue el portal de Belen, ¿será por las películas que hemos visto?, un pozo, unas cuantaspalmeras, un albergue bastante grande, no muy bueno por cierto y para de contar, aunque hay a quienes les gusta ellugar, para gusto colores. Una vez descansados, aseados un poco en los servicios del Albergue y tomado una tetera de téen uno de los salones, a las diecisiete horas y treinta minutos arrancábamos motores, nos quedaba aun un largo recorridode pista a través de extensas hamadas salpicadas de acacias para salir a la N-12 y tocar asfalto próximo al pueblo deM´Ssici. Las pistas a través de estas hamadas o sabanas eran rápidas en algunos tramos, hecho que aprovechábamos paradarle gas a los coches, otros tramos eran lentísimos debido a la irregularidad del terreno y a los surcos dejados por loscamiones. Al asfalto llegamos sobre las veinte horas, oscureciendo. Nos dirigimos a Rissani, a cincuenta y siete kilómetros, 43
  • 44. a la izquierda y antes de llegar a Rissani dejamos a nuestra izquierda “La cárcel Portuguesa (La Momia), después decuarenta y cinco minutos de conducción por carretera llegamos a Rissani y giramos a la izquierda, en dirección Erfund. 44
  • 45. 45
  • 46. 46
  • 47. 47
  • 48. 48
  • 49. 49
  • 50. 50
  • 51. Erfound.- A esta localidad llegamos sobre las veintiuna horas, veinte kilómetros de Rissani a Erfund. En la entrada a laciudad nos encontramos con los preparativos del Rally de Marruecos Oilibya, del 17 al 23 de octubre 2.012,impresionante la logística y organización. Proseguimos ruta, teníamos previsto hacer noche en el camping Source Blouede Meski, a cincuenta y siete kilómetros de Erfound y a dieciocho kilómetros de Rachidia. Noche cerrada, cuandoquisimos daros cuanta nos habíamos pasado Meski, estábamos comprando hielo en Rachidia para los piscolabis una vezinstalados en el camping. Decidimos con buen criterio seguir hacia delante y pernoctar en el camping de los Dinosaurios,en el Rich, diez kilómetros antes de llegar al túnel del legionario. Llegamos al camping sobre las doce de la noche, una vezinstalados, cenados y el consabido piscolabis, al catre, estábamos rendidos y teníamos que levantarnos con el gallo, a lassiete de la mañana. Amanece en la garganta, el espectáculo que ven nuestros ojos es impresionante, el camping estásituado abajo, junto al río que discurre por la garganta, a cincuenta metros, al otro lado del río, se alza una de las paredesrojizas de la garganta en vertical hacia el cielo, siempre lo habíamos contemplado desde la carretera, no tiene 51
  • 52. comparación. A las ocho y media ya habíamos desayunado y cargado de nuevo los coches, así que nuevamente carreteraasfaltada y dirección Midel, minas de Oauli, ciento cincuenta kilómetros. A Midel llegamos sobre las diez horas y treintaminutos, cogimos un desvío a la derecha, desvío que nos llevo a través de una garganta y desfiladero hasta las minas deAouli, quisiera expresar aquí con palabras la belleza de ese desfiladero, pero no encuentro palabras para definirlo, todoslos que íbamos de ruta hicimos el mismo comentario “que bonito”, aguas trasparentes a nuestros pies acompañándonospor el serpenteante río, viviendas colgando de la garganta e incluso bloques de viviendas de cuatro pisos incrustadas enlas rocas del desfiladero, Minas y Pueblo abandonado, dándole al lugar un aire misterioso, el encanto se rompíaúnicamente por unos cuantos mineros diseminados que se han asociado para explotar lo que pudiera que dar de mineral.Llegamos al lugar prefijado en el trak como vivac y ni nos bajamos de los vehículos, pues una vez visto el Pueblo y lasMinas, ya no nos retenía nada en la zona, además, estábamos locos por volver a casa. Sin más, intentamos seguir haciadelante por una pista, casi a sabiendas de que no tenía salida hacia la carretera que enlazaría con la Interminable,teníamos la esperanza de que la hubiesen arreglado, no fue así y tuvimos que volver sobre nuestros pasos y retornar aMidel. Serían las trece horas cuando cogimos el desvío hacia la interminable, a medio camino para técnica, tente en pie ycarretera que te crio. Llegamos al Área de Descanso de Taurit sobre las dieciséis horas, allí comimos y a las diecisietehoras reemprendimos la marcha, llegando a la frontera de Beni Enzar a las diecinueve horas sin incidencia alguna quereseñar, salvo el cansancio acumulado de estos días de aventura. 52
  • 53. 53
  • 54. 54
  • 55. 55
  • 56. 56
  • 57. 57
  • 58. 58
  • 59. 59
  • 60. 60
  • 61. 61
  • 62. 62
  • 63. 63
  • 64. 64
  • 65. 65
  • 66. 66
  • 67. 67
  • 68. 68
  • 69. Las fotos aquí insertadas son patrimonio personal de todos los que hemos vivido esta experiencia, cediendolas paradocumentar esta crónica.PD. Hemos descubierto en esta ruta que tenemos un autentico profesional de la fotografía, ya lo iréis conociendo.Bueno esto es todo amigos, esta ha sido la crónica a grandes rasgos de una Aventura de Exploración al Sur de Marruecos,de la que se han sacado muchas conclusiones para futuras rutas.Un saludo. 69