• Share
  • Email
  • Embed
  • Like
  • Save
  • Private Content
Niebla
 

Niebla

on

  • 11,820 views

Nuestro análisis literario: Niebla.

Nuestro análisis literario: Niebla.

Statistics

Views

Total Views
11,820
Views on SlideShare
11,820
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
102
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft Word

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    Niebla Niebla Document Transcript

    • Universidad Pedagógica Nacional “Francisco Morazán” CUR-SPS Catedrático: Lic. Alberto Díaz Perdomo Espacio Pedagógico: Modelo Narrativo: Novela Integrantes: Anggy Geraldina Calderón Fary Said Nicoli Trabajo: Ficha de análisis literarios: Niebla Fecha: 8 Mayo de 2012
    • Obra:Niebla
    • Autor:Miguel de Unamuno
    • IDatos Generales
    • Miguel de Unamuno y JugoNació en Bilbao en el 1864 y murió en Salamanca en 1936.Estudió el bachillerato en el Instituto Vizcaíno, prosiguió susestudios en la Universidad de Madrid, donde se doctoró enFilosofía y Letras.Poeta, dramaturgo, novelista, pensador, filósofo escritor, profesory ensayista español; de una sagacidad, agudeza e independenciapoco frecuentes en la literatura hispánica. Unamuno es el mejorprototipo del pensamiento filosófico-moral que alienta ypatrocina el trabajo crítico de los escritores de la Generación del98 y está preocupado por el futuro de España ante el mundomoderno. El año 1898 fue el en que España perdió sus últimascolonias ultramarinas, hecho que provocó un examen de lasituación histórica del país. Los escritores identificados con laGeneración del 98 abogaban por una "europeización" de España.Para Unamuno esa europeización debía abarcar también una"españolización" de lo europeo.Colaboró en gran número de revistas y periódicos de su tiempo.Fue conferenciante en el ateneo madrileño y en diversos centrosde cultura.
    • Unamuno fue un poeta genial. Algunos lo consideran como uno delos mejores poetas líricos españoles de su siglo. Fue hondo yfecundo, pero siempre "unamuniano", es decir, muy suyo,inconfundible. En su poesía, Unamuno se deleita, se confiesa, seabre, nos muestra su amor familiar y religioso sincero, suprofunda angustia ante el ser, ante Dios, ante la muerte y ante lainmortalidad de alma. Es un debatir y debatirse continuo consigomismo. Y a los lectores, su poesía nos zarandea y nos azota,haciéndonos partícipes de sus propias dudas y angustiasespirituales, como también es sus "ternuras" humanas.Las obras de Unamuno se distinguen por una fuerte preocupaciónfilosófica e incorporan sus estudios de Kant, Hegel, Kierkegaard,Nietzsche, Schopenhauer e Ibsen.A Unamuno le apasionó toda su vida la filosofía y la historia, sobretodo la filosofía de la historia de España. Fue profundamentereligioso pero se distanció mucho de la ortodoxia cristiana. Elpensamiento unamuniano refleja su angustia por la división entrelo ideal y lo real, entre el corazón y la razón. Unamuno perdió la fecatólica tras unas crisis juveniles. Vivió unos años de militanciasocialista y estuvo afiliado al Partido Socialista Obrero Español(PSOE) entre 1894 y 1897. Otra crisis a los 31 años le renovó lameditación sobre los problemas espirituales y la política; en 1895Unamuno le escribió a Clarín: "Sueño con que el socialismo seauna verdadera reforma religiosa, cuando se marchite eldogmatismo marxiano." Abandonó la militancia política en 1897, concentrando suatención en el problema de la muerte y de la nada. Los dosgrandes temas del problema de España y del sentido de la vidahumana lo angustiaron toda su vida. Además de preocuparse porel futuro de su país, Unamuno mostró una profunda preocupaciónpor su fin personal. La fe es un problema central en su obra, perono le interesaba la fe estática sino la fe individual y personal. ParaUnamuno el anhelo de Dios y de la inmortalidad era tanimportante como el aspecto científico-racional del individuo.Reconoció, sin embargo, que la fe tradicional no podía sostenerse
    • ante los avances científicos modernos. Según Unamuno, lapersona siente la necesidad de Dios y la fe llega a ser unaafirmación del individuo. Sin embargo, Unamuno insistió que elaspecto racional de la persona no le permite creer ciegamente.Unamuno se consideró "un hombre de contradicción y de pelea[. . .] uno que dice una cosa con el corazón y la contraria con lacabeza, y que hace de esta lucha su vida." En más de una ocasión elangustiado escritor declaró que "la paz es mentira." Los temaspredilectos de Unamuno--la inmortalidad, la procreación, lamaternidad, la lucha del individuo por realizarse--no son sinopretextos para la exploración de sus ideas filosóficas. Empleaba un lenguaje esencial, sin adornos, para transmitir susideas. Buscaba un estilo desnudo que permitiera desplegarse unadensidad de ideas. Unamuno luchaba con el lenguaje paraconseguir lo que él llamaba "una lengua seca, precisa, rápida, sintejido conjuntivo." Sus personajes casi carecen de descripciónfísica, ya que lo que los definen es la lucha interior.La obra literaria de Unamuno resiste toda categorización.Rechazó los límites tradicionales del género narrativo al escribirNiebla (1914), obra que él clasificó de "nívola" en vez de"novela": "Invento el género e inventar un género no es más quedarle un nombre nuevo, y le doy las leyes que me placen." Obra Literarias: 1895-En torno al casticismo (ensayos) 1897-Paz en la guerra (novela sobre la guerra carlista) 1898-La esfinge (drama) 1899-La venda (drama) 1902-Amor y pedagogía (novela de ideas) 1903-De mi país (ensayos) 1905-Vida de don Quijote y Sancho 1907-Poesías 1910-La España que vuelve Fedra (dramas) 1911-Rosario de sonetos líricos
    •  Por tierras de Portugal y España (ensayos) 1913-Del sentimiento trágico de la vida en los hombres y enlos pueblos (ensayos) 1914-Niebla 1917-Abel Sánchez: una historia de pasión 1920-El Cristo de Velázquez (poesía) Tres novelas ejemplares y un prólogo. (Dos madres; Elmarqués de Lumbría; Nada menos que todo un hombre) 1921-La tía Tula 1922-Andanzas y visiones españolas 1923-Rimas de dentro Teresa (poesía) 1924-La agonía del cristianismo (ensayos; no se publicó enEspaña hasta 1930; Unamuno emplea aquí la palabra "agonía" ensu sentido etimológico de "lucha") 1925-De Fuerteventura a París. Diario íntimo deconfinamiento y destierro vertido en sonetos 1926-Sombras de sueño, El otro (dramas) 1927-Cómo se hace una novela 1928-Romancero del destierro 1929-El hermano Juan o El mundo es teatro (teatro) 1933-San Manuel Bueno, mártir y tres novelas más (Lanovela de Don Sandalio, jugador de ajedrez; Un pobre hombrerico o El sentimiento cómico de la vida; Una historia de amor) 1953-Cancionero. Diario poético (publicado póstumamente)Época, escuela o movimiento literario al que pertenece la obra:Corresponde al el Existencialismo y constituye una de las obrascumbres de la Generación del 98.
    • El Existencialismo:El Existencialismo es un movimiento filosófico que resalta elpapel crucial de la existencia, de la libertad y la elecciónindividual, que gozó de gran influencia en distintos escritores delos siglos XIX y XX.La diversidad de posiciones que se asocian al existencialismo,provoca que el término no pueda ser definido con precisión. Sepueden identificar, sin embargo, algunos temas comunes a todoslos escritores existencialistas. El término en sí mismo sugiere untema principal: el énfasis puesto en la existencia individualconcreta y, en consecuencia, en la subjetividad, la libertadindividual y los conflictos de la elección.Individualismo MoralLa mayoría de los filósofos desde Platón han mantenido que elbien ético más elevado es el mismo para todos: en la medida enque uno se acerca de la perfección moral, se parece a los demásindividuos perfectos en el plano moral. El filósofo danés del sigloXIX Sören Kierkegaard, el primer escritor que se calificó deexistencialista, reaccionó contra esta tradición al insistir en que elbien más elevado para el individuo es encontrar su propia y únicavocación. Como escribió en su diario: "Tengo que encontrar unaverdad que sea verdadera para mí… la idea por la que pueda viviro morir". Otros escritores existencialistas se han hecho eco de lacreencia de Kierkegaard de que uno ha de elegir el camino propiosin la ayuda de modelos universales, objetivos. En contra de laidea tradicional de que la elección moral implica un juicioobjetivo sobre el bien y el mal, los existencialistas han afirmadoque no se puede encontrar ninguna base objetiva, racional, paradefender las decisiones morales. El filósofo alemán del siglo XIXFriedrich Nietzsche sostuvo que el individuo tiene que decidir quésituaciones deben ser consideradas como situaciones morales.
    • SubjetividadTodos los existencialistas han seguido a Kierkegaard al resaltar laimportancia de la acción individual apasionada al decidir sobre lamoral y la verdad. Han insistido, por tanto, en que la experienciapersonal y actuar según las convicciones propias son factoresesenciales para llegar a la verdad. Así, la comprensión de unasituación por parte de alguien que está comprometido en esasituación es más alta que la del observador indiferente, objetivo.Este énfasis puesto en la perspectiva del agente individual hahecho que los existencialistas sean suspicaces respecto alrazonamiento sistemático. Kierkegaard, Nietzsche y otrosescritores existencialistas fueron, de un modo intencionado, nosistemáticos en la exposición de sus filosofías y prefirieronexpresarse mediante aforismos, diálogos, parábolas y otrasformas literarias. A pesar de su posición antirracionalista departida, no se puede decir que la mayoría de los existencialistasfueran irracionales en el sentido de negar toda validez alpensamiento racional. Han mantenido que la claridad racional esdeseable allí donde sea posible, pero que las materias másimportantes de la vida no son accesibles a la razón o a la ciencia.Además, han sostenido que incluso la ciencia no es tan racionalcomo se supone. Nietzsche, por ejemplo, afirmó que la visióncientífica de un universo ordenado es para la mayoría una ficciónpráctica, una entelequia.Características El hombre es pura existencia y pura libertad. El hombre no tiene razón de ser ni sentido determinado. El hombre es una pasión inútil. Nada tiene un por qué. Elmundo es absurdo. Los demás disminuyen mi libertad. No podemos salir del absurdo de la existencia sino por lamuerte.
    •  La palabra existencia se utiliza referida exclusivamente alser humano. Sólo el hombre existe. Existir significa que el hombre “se realiza como interioridad,como conciencia y como libertad, saliendo fuera de sí mismo, en elencuentro con las cosas y en la apertura con los otros en el mundo(Dondeyne)”. Subraya la individualidad del ser humano, por encima delhombre abstracto del Idealismo y del hombre genérico delMarxismo.Palabras claveLo particular · Subjetividad · ExistenciaExperiencia · Individualidad · LibertadLo inmediatoAspectos positivos ·+ Importancia del hombre concreto existencial+ Importancia del SER del hombre sobre el TENER o POSEER.+ Valor de la libertad: importancia de la opción personal y dela responsabilidad en el mundoAspectos negativos ·-Visión trágica y desesperada de la existencia, encerrada en unaquí y ahora sin más esperanza.-Disolución de la verdad en la subjetividad. El mundo de losvalores los crea el hombre en el ejercicio de su libertad, al optarpor esto o aquello. No existen valores objetivos y permanentes.-Afirmación de la libertad como una fuerza sin límites y sin metas.-Desconfianza hacia la apertura y el amor a los otros hombres:imposibilidad de comunicación interpersonal y de comunidadhumana.
    • Contexto histórico del momento en que fue escrita la obra: Generación del 98Se ha llegado a definir el término “generación” como una unidadcronológica conforme a la cual debiera computarse la historia. Seseñala que debemos distinguir entre una generación que aceptasu herencia de sus antecesores -generaciones acumulativas- queconserva y enriquece el legado cultural; y otra, que rechaza esaherencia y busca una respuesta espontánea, original: songeneraciones eliminatorias o de combate. De este tipo es laGeneración del 98.A pesar de los numerosos cambios políticos y sociales queafectaron a España durante la primera mitad del siglo XX., lacreación cultural fue testigo de un nuevo renacimiento, entró enuna fase desacostumbrada de actividad creadora, surgió unesplendor que provocó que algunos estudiosos hablaran de esteperiodo como “La edad de plata”, que tiene sus inicios en 1898 ytermina con el estallido de la guerra civil en 1936.El primer cambio lo inicia la pérdida de las últimas colonias deEspaña, y en general, la conclusión de un largo periodo dedecadencia que tuvo su origen en el siglo XVII. Un amplio grupo deescritores reaccionó en contra de estos acontecimientos, en unabúsqueda constante de las causas y las soluciones para volver aconstruir lo que en tiempos fue España. Se les conoce como “LaGeneración del 98” y en este grupo se encuentran muchas figurasimportantes de la literatura española. Sin embargo, susactividades no se limitaban únicamente a la literatura, sino que seextendían desde el campo de la ciencia, la medicina y la historiahasta la realización de ensayos.Algunos miembros de esta Generación alcanzaron un lugar en laliteratura universal, como es el caso del escritor vasco Miguel deUnamuno, autor de la obra analizada, quien en su “Sentimientotrágico de la vida”, ofrece las reflexiones y los temas básicos delExistencialismo. Otro escritor de origen vasco, Pío Baroja, gran
    • novelista realista, crea su narración con increíble simplicidad,naturaleza y dinamismo. Azorín nos describe Castilla y su gente, la“belleza de lo ordinario”. El gallego Ramón María del Valle Inclánnos proporciona la musicalidad de su prosa, la que experimenta laprimera estética modernista y el “esperpento”. El andaluz,Antonio Machado, inició su poesía contemporánea con unaprofunda meditación temporal.En casi todos los escritores de la generación del Noventa y Ocho esfundamental la preocupación por España y sus problemas.Las características de la “Generación del Noventa y Ocho” son lassiguientes: Pesimismo patriótico: La Patria no debe ser alabada depuertas afuera. España debe ser conocida en sus bellezasolvidadas. La europeización: La cultura española pierde su caráctertradicional y se deja influenciar según modelos extranjeros,especialmente alemanes, ingleses y franceses. El Autodidactismo: Se refiere a que los escritores de estageneración son autodidactas; llevan a la prensa y al libro sus ideasy sus doctrinas. La Rebeldía: Toda la labor de la generación del Noventa yOcho está caracterizada por un noble deseo renovador. El Estilo: Los escritores del Noventa y Ocho estudianconcienzudamente el lenguaje, aprovechando el origenetimológico de las palabras. Es de sobra sabido que había unagran diferencia entre los autores del 98 en cuanto al estilo serefiere, pero a la vez tenían en común una actitud crítica einterrogativa, y muchas ganas de modernizar y liberalizar España.
    • IIAnálisis de contenido
    • Argumento:Augusto Pérez, un joven de muy buena posición, sale de su casacon el paraguas bajo el brazo pues amenaza con llover. Augustovivía en una casa muy grande de la calle Alameda y en compañíade sus dos fieles sirvientes. Su madre había muerto dos años atrásy él era el único heredero de una considerable fortuna.Augusto se pasaba la vida entre el casino -en compañía de suamigo Víctor-, sus paseos por la Alameda y su casa. Augusto habíagozado de una buena educación y amaba la lectura, disfrutaba desostener intensos monólogos con él mismo.Una tarde, mientras se dirigía al casino, se cruzó con una joven delindas facciones y, sobre todo, de unos ojos oscuros tan profundoscomo el abismo. La presencia de la joven llamó la atención deAugusto que al verla salir de un edificio, decidió preguntar por sunombre. Tocó a la puerta de la portera y ésta, Margarita, le hablóde la maestra de piano. Se llamaba Eugenia, huérfana, vivía consus tíos y tenía muchos pretendientes. Augusto se marchóturbado y dispuesto a ponerse en contacto con la joven. Ya en elcasino, le contó a Víctor que se había enamorado a primera vista.De regreso en su casa, se dispuso a pensar en Eugenia y aescribirle una carta. Reconocía que la había vista muy poco y casini la recordaba, pero el efecto que le había causado era másprofundo que eso: había descubierto a las mujeres y, con ello, elamor. Cuando Augusto lleva la carta a la portera, ésta le dice quela señorita Eugenia tiene novio. Augusto Pérez está dispuesto aluchar por su nuevo y, hasta entonces, único amor. Después devarios días, bajo cualquier pretexto se mete en la casa de Eugeniay conoce a sus tíos. Ermelinda, la tía, mujer interesada en eldinero, al saber la procedencia del joven decide apoyarlo en suconquista. La tía le informa a Augusto que Eugenia sufre muchoporque debe pagar la hipoteca de su casa.Así pasan los días, Augusto pensando y pensando hasta queencuentra la forma de acercarse a su amor: pagarle la hipoteca.Después de un tiempo de frecuentar a los tíos de Eugenia, unatarde les informa que la deuda está saldada. Liduvina, la criada deAugusto, le informa que la maestra de piano pregunta por él.
    • Eugenia rechaza su ayuda y le reclama sus intenciones decomprar su amor, además, ella asegura estar enamorada ypróxima a casarse. Mauricio, el sobrino de la portera, es el galánde Eugenia, un hombre sin oficio ni beneficio y sin mayoriniciativa pero del cual la señorita está enamorada. Siempre quese encuentran, Eugenia le reclama sus pocas intenciones detrabajar y, ahora, lo amenaza con casarse con Augusto Pérez si nole deja otra alternativa. Mauricio le sugiere que acepte lapropuesta, Eugenia se indigna y decide dejarlo. El tiempo pasa yEugenia ha despertado en Augusto los deseos de enamorarse,además, es el consejo que le dan sus amigos. Después de consultarvarias opiniones, Augusto decide buscar el amor en otras mujeres.A la ruptura con Mauricio, Eugenia decide reconciliarse conAugusto. La joven aparece en casa de Augusto, le agradece el pagode la hipoteca y le ofrece su amistad. El joven Pérez decide probarlas intenciones de Eugenia pero cae en la trampa. Se van a casarpero, pocos días antes de la boda, Eugenia le escribe para decirleque se va con Mauricio quien ha encontrado un empleo que elmismo Pérez le consiguió.Después de darle mil vueltas al asunto, Pérez decide suicidarsepero antes quiere consultar otra opinión. Va a Salamanca dondevive Miguel Unamuno y tras discutir ambos acaloradamente y trasrevelarse el personaje hacia su creador, poniéndole furioso. Éstese niega rotundamente y le confiesa que Augusto es un ente deficción que, además, no puede decidir sobre su destino. Unamunodecide matar a Augusto Pérez antes que él mismo lo haga. Esanoche, Augusto regresa a casa y les avisa a sus sirvientes que va amorir. Liduvina y Domingo creen que se ha vuelto loco, perocuando Augusto se va a dormir y este ya no despierta. Trasenterarse Unamuno de la muerte de su personaje, piensa enresucitarle para que se quite la vida a sí mismo, pero la apariciónde Augusto en los sueños del autor le previene de tal barbaridad.
    • Temas destacados en la novela:  La verdad  El amor  La mentira  La pobreza  La desconfianza  La envidia  El egoísmo  La depresión  El suicidio Identificación de personajes:Personajes principales:Augusto PérezPersonajes secundarios:Eugenia Domingo del ArcoVíctor GotiOrfeoRosarioMauricioUnamunoPersonajes de fondo:ErmelindaDomingoLiduvinaFermínAntolín S. PaparrigopoulosMarta
    • Diseño de la obra:Aunque el tiempo es lineal, Unamuno intercala una pequeñahistoria al margen del argumento principal, como ya hizo en sudía Don Miguel de Cervantes Saavedra en la que fue su obramaestra y en opinión de Miguel de Unamuno “la biblia española”“El Ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha”. Sin embargo estahistoria corta que ocupa solamente un capítulo de la obra, así queno altera el orden cronológico de esta obra. Critica de la Obra:Es ante todo una gran novela, por varios motivos, algunos son suspeculiaridades y su propio estilo, así como la magníficarecreación sentimental, pasional y humana de sus escasospersonajes.A nuestro parecer cabe destacar la importancia que tiene en elprotagonista de la obra Augusto Pérez, su propia condiciónhumana, su carácter, o su falta de él, su decisión unas veces o suindecisión para el posterior devenir y desenlace de la novela.Otro aspecto reseñable, por lo que tiene de novedad e incluso deprovocación con el lector es el recurso de confrontar, realidad eirrealidad, normalidad y fantasía, todo esto llevado por parte delautor hasta el extremo de convertirse él mismo en un personajede su propia novela.Otro aspecto a tener en cuenta es la magnífica recreación deluniverso personal de cada uno de sus personajes, sobre todoAugusto y Eugenia, sus pasiones, sus certezas y contradicciones,sus caracteres y los condicionantes de los mismos. Con todo estoUnamuno llega a involucrar al lector en sus propios personajesmucho más de lo que parece a primera vista, ya que cada unodesde el principio va labrando su propio devenir en la novela.
    • Opinión de la obra:En cierto modo es verdad que costó mucho leerlo, pero no porquefuera aburrido, sino por los amplios monólogos filosóficos queAugusto se plantea y que a nosotros personalmente nos hanencantado. La historia de niebla es en sí muy simple y no contieneninguna complicación en lo que al argumento se refiere; lo difícilde veras es entender completamente al protagonista, cuyossoliloquios de contenido filosófico y metafísico a veces no son sinoreflejos de las bases del pensamiento de Miguel de Unamuno.La lectura de este clásico de la generación del 98 es amenadivertida y profundamente filosófica, y por lo tanto didáctica,además de reconfortante. Influye también saber que ésta es laprimera novela en la que un personaje se rebela contra su autorante la decisión del creador de darle muerte. Valores y anti valores destacados en la obra:Valores: La amistad El amor La religiónAntivalores: La traición Los celos El odio La desconfianza La envidia La cobardía El suicidio
    • Recursos estilísticos empleados en la obra:Personificación:(atribución de características de personas a seresinanimados): “Pues eso es, querido Augusto, que tu repuesto de amor dormíainerte en el fondo de tu alma, sin tener donde meterse; llegóEugenia, la pianista, te sacudió y remejió con sus ojos esa charcaen que tu amor dormía: se despertó este, brotó de ella, y como estan grande se extiende a todas partes. Cuando uno como tú seenamora de veras de una mujer se enamora a la vez de todas lasdemás”… (Pág. 135)Antonomasia (Figura que consiste en utilizar un adjetivo parareferirse a un nombre apelativo en vez del propio.)Al despedirse, Víctor, poniéndose la diestra, a guisa de yugo,sobre el cerviguillo, le susurró al oído:––Conque Eugenita la pianista, ¿eh? Bien, Augustito, bien; túposeerás la tierra.«¡Pero esos diminutivos ––pensó Augusto––, esos terriblesdiminutivos!» Y salió a la calle… (Pág.13)Símil o Comparación (Relación entre dos clases de ideas u objetos,la cual se establece mediante la conjunción comparativa “como”)“La ley es siempre triste, don Augusto. Y es más triste un amor quenace y se cría sobre la tumba de otro, y como una planta que sealimenta, como de mantillo, de la podredumbre de otra planta”…(Pág. 207)Exclamación: (Es una manifestación emotiva de alegría, miedo, dolor,felicidad. Va siempre entre signos de exclamación (¡!).)¿Qué es sino un vago? Y a nosotros ¿qué nos importa que trabaje ono? ¡El trabajo! ¡El trabajo! ¡Hipocresía! Para trabajo el de esepobre paralítico que va ahí medio arrastrándose... Pero ¿y qué séyo? ¡Perdone, hermano!––Esto se lo dijo en voz alta––.
    • ¿Hermano? ¿Hermano en qué? ¡En parálisis! Dicen que todossomos hijos de Adán… (Pag.8)Hipérbole: (exageración inverosímil)Y ya en la cama siguió diciéndose: «Pues el caso es que he estadoaburriéndome sin saberlo, y dos mortales años... desde que muriómi santa madre... (Pág.15)Metáfora: (llamar una cosa con el nombre de otra que se le asemeja)Ya lo decía mi inolvidable don Leoncio: ¡no metáis en la cabeza loque os quepa en el bolsillo! A lo que habría que añadir porcomplemento: ¡no metáis en el bolsillo lo que os quepa en lacabeza!... (Pág.9)
    • IIIAnálisis de forma
    • Estructura de la obra:Se estructura en un prólogo. Después de este prólogo le sucedentreinta y tres capítulos estructurados en cinco partes. Tras estoscapítulos termina con un epílogo1. Prólogo de Víctor Goti y post-prólogo de Unamuno.2. Cap. I al V. Muestran el inicio de la transformación que sufreAugusto. Por una mujer sale de la nebulosa y toma contacto con elexterior.3. Desde el VI al XXX: vaivenes de las inciertas relaciones delprotagonista con Eugenia. Confusas cavilaciones.4. Cap. XI al XXXIII. Estamos en otra perspectiva, adquirimosconciencia de que es un ser ficticio que está a expensas de sucreador. Irrumpe la primera persona en la voz narradora (elpropio Unamuno).5. Oración fúnebre a modo de epílogo de Orfeo (nombremetafórico: emprende la búsqueda del alma perdida de su amo).Antecedentes: el coloquio de los perros de Cervantes.
    • Formas de expresión:Descripción:Cronografía: (descripción de una época, tiempo o momento.)Había cesado la llovizna. Cerró y plegó su paraguas y lo enfundó.Acercóse a un banco, y al palparlo se encontró con que estabahúmedo. Sacó un periódico, lo colocó sobre el banco y sentóse.Luego su cartera y blandió su pluma estilográfica. «He aquí unchisme utilísimo ––se dijo––; de otro modo, tendría que apuntarcon lápiz el nombre de esa señorita y podría borrarse…. (Pág.9)Topografía: (Describir un lugar, paisaje o región.)Pero... ¿adónde me llevas, loca fantasía?» Y apuntó en su cartera:Eugenia Domingo del Arco, Avenida de la Alameda, 58. Encima deesta apuntación había estos dos endecasílabos:De la cuna nos viene la tristezay también de la cuna la alegría... (Pág.9)Prosopografía: (Describir el exterior de una persona.)Me habían llevado allí sus ojos, sus ojos, que son refulgentesestrellas mellizas en la nebulosa de mi mundo. Perdóneme,Eugenia, y deje que le dé familiarmente este dulce nombre;perdóneme la lírica. Yo vivo en perpetua lírica infinitesimal…(Pág.11)Etopeya: (Describir lo interno de una persona.)Esta mi vida mansa, rutinaria, humilde, es una oda pindáricatejida con las mil pequeñeces de lo cotidiano. ¡Lo cotidiano! ¡Elpan nuestro de cada día, dánosle hoy! Dame, Señor, las milmenudencias de cada día. Los hombres no sucumbimos a lasgrandes penas ni a las grandes alegrías, y es porque esas penas yesas alegrías vienen embozadas en una inmensa niebla depequeños incidentes… (Pág.10)
    • Manejo del tiempo:Interno: El tiempo dentro de la obra.Aproximadamente un año.Externo: ubica la obra en la Historia.Ocurre en un pequeño pueblo, cerca de Salamanca, este pueblo noes mencionado en la obra. El despacho de Unamuno es recreadoen el viaje que realiza Augusto a Salamanca.Diálogo en la narración:En forma directa: Se transmite fielmente lo que dicen los personajes.––Dígame, buena mujer ––interpeló a la portera sin sacar el índicey el pulgar del bolsillo––, ¿podría decirme aquí, en confianza y parainter nos, el nombre de esta señorita que acaba de entrar?––Eso noes ningún secreto ni nada malo, caballero.––Por lo mismo. ––Pues se llama doña Eugenia Domingo del Arco.–– ¿Domingo? Será Dominga...––No, señor, Domingo; Domingo es suprimer apellido… (Pág.9)En forma indirecta (El narrador o uno de los personajes cuentan loque decía otro personaje.)Y ha estado estos días de morro, con un humor de todos losdiablos. Hasta que ayer me llamó, me dijo que estaba arrepentidade cuanto le había dicho a usted, que se excedió y fue con ustedinjusta, que reconoce la rectitud y nobleza de las intenciones deusted y que quiere no ya que usted le perdone aquello que le dijode que la quería comprar, sino que no cree semejante cosa.
    • Es en esto en lo que hizo más hincapié. Dice que ante todo quiereque usted le crea que si dijo aquello fue por excitación, pordespecho, pero que no lo cree... (Pág.46)Monólogo (Se transmite lo que dice un personaje estando solo. Unaplática interior o cuando una persona habla sola. )Abrió el paraguas por fin y se quedó un momento suspenso ypensando: «y ahora, ¿hacia dónde voy?, ¿tiro a la derecha o a laizquierda?» Porque Augusto no era un caminante, sino un paseantede la vida. «Esperaré a que pase un perro ––se dijo–– y tomaré ladirección inicial que él tome.»…(Pág.8)Tipo de narrador:El narrador protagonista (Es testigo de la historia. Él participa de lamisma, observa y describe lo que hace cada uno de los personajesporque conviven con ellos).Los vagos son ellos, los que dicen que trabajan y no hacen sinoaturdirse y ahogar el pensamiento. Porque, vamos a ver, esemamarracho de chocolatero que se pone ahí, detrás de esavidriera, a darle al rollo majadero, para que le veamos, eseexhibicionista del trabajo, ¿qué es sino un vago? Y a nosotros ¿quénos importa que trabaje o no? ¡El trabajo! ¡El trabajo!¡Hipocresía!... (Pág.8)El narrador observador (Sólo cuenta lo que puede observar. Elnarrador muestra lo que ve, de modo parecido a como lo hace unacámara de cine o video.)¿Qué hará allí, tirado de bruces en el suelo? ¡Contemplar a algunahormiga, de seguro! ¡La hormiga, ¡bah!, uno de los animales máshipócritas! Apenas hace sino pasearse y hacernos creer quetrabaja. Es como ese gandul que va ahí, a paso de carga, codeandoa todos aquellos con quienes se cruzan, y no me cabe duda de queno tiene nada que hacer… (Pág.8)